Vous êtes sur la page 1sur 41

Cómo

PREDICAR

Curso de Homilética

EL SECRETO
DEL ÉXITO
EN EL PÚLPITO

CON TAREAS

Martha Saínt
De Berberián

1
Hoy día son pocas las personas que pueden dar estudios bíblicos que
sean interesantes, instructivos y edificantes a la vez. La gente está cansada de
sermones aburridos, con poco contenido, y con poca convicción. Este libro Cómo
Predicar enfoca los dos aspectos importantes de la Homilética: qué decir y cómo
decirlo. Presenta cómo preparar un mensaje bíblico eficaz, y también cómo
predicarlo para que sea una poderosa influencia en la vida del oyente.
Preparémonos para ser buenos predicadores de la Palabra inspirada de Dios.

Martha Saint de Berberián

La autora ha estudiado en Argentina como también en Guatemala.


Recibiendo su licenciatura en teología (educación cristiana), Ha servido al Señor
desde 1963, predicando y enseñando en diferentes países. Es autora de varios
libros. Nació en los Estados Unidos, creció en la Argentina y desde 1977 radica
en Guatemala con su esposo Samuel. Tiene tres hijos y siete nietos.

EDICIONES SA-BER
Apartado 1602
01901 Guatemala

2
COMO PREDICAR

Curso de Homilética Elemental

Lecciones:

1. Qué es la predicación
2. La predicción en la Biblia
3. De qué tema predicaré
4. El sermón textual, expositivo y biográfico
5. El sermón histórico, tópico y novedoso
6. El sermón devocional, Evangelístico y doctrinal
7. Cómo estudiar para un sermón
8. Cómo se hace un bosquejo
9. Cómo entregar el sermón
10. Los resultados de la predicación
11. Los grandes predicadores de antaño
12. Los grandes predicadores de hoy
Bibliografía

Martha Saint de Berberian

Ediciones Sa - Ber
Apartado 1602
0 1901 Guatemala

@1981 Martha Berberián


Reservados los Derechos

Esta edición 2006

Foto de portada: Samuel Berberián


Predica en Príncipe de Paz Central en 1980

Introducción

Hay algunas personas dotadas de una tremenda capacidad de expresión,


pero que no tienen nada que decir. Hay otras que tienen mucho que vale la pena
decir, pero no poseen la capacidad o entrenamiento para transmitirlo. No han
dominado el arte de la comunicación.

3
Este curso de HOMILÉTICA ELEMENTAL tiene un doble propósito: el de
dar al alumno ideas para decidir qué decir, y también saber cómo decirlo de
manera efectiva.

Todo pastor debe dominar el arte de la predicación. Es la forma de


comunicación más útil en la obra del Señor. Todo obrero cristiano que desea ser
útil en la obra del Señor debe aprender a expresar sus pensamientos ordenada y
eficazmente en público, La predicación poderosa de la Palabra de Dios es
esencial para que una iglesia crezca espiritualmente. La predicación inspirada por
el Espíritu Santo aumenta la asistencia y la membrecía de la iglesia, cuando hay
sermones que alimentan el alma, que enriquecen el carácter, que fortalecen la fe,
y que inspiran la vida diaria de cada uno.

La predicación ungida sobre temas de consagración aumenta los obreros


en la iglesia. La predicación sobre la mayordomía y el diezmo aumenta la
liberalidad en ofrendar al Señor y levanta a la iglesia de la pobreza. La buena
predicación une las iglesias divididas y enfrenta los problemas que provocaron
esa división. La predicación eficaz desde los púlpitos de nuestras iglesias impacta
a la comunidad, el pueblo y hasta el mundo entero.

Estudiemos, esforcémonos en ser poderosos predicadores de la Palabra de Dios.


(La Autora).

Lección 1

QUE ES LA PREDICACIÓN

Texto Para Memorizar: "Aconteció en Iconio que entraron juntos en la sinagoga de


los judíos y hablaron de tal manera que creyó una gran multitud de judíos y
asimismo de griegos.” Hechos 14:1

PREDICACIÓN O ENSEÑANZA

Hay quienes piensan que están enseñando la Palabra de Dios, pero en


realidad están predicando. Hay otros que predican y piensan que enseñan. Es
interesante ver que en el Nuevo Testamento hay una clara distinción entre la
predicación (en griego es "Kerygma") y la enseñanza (en griego es "didajé"). La
predicación puede incluir la enseñanza pero es diferente en su presentación,
porque la predicación es la proclamación de la Palabra del Señor. Constituye una
proclamación de:

1. La revelación de Dios al hombre y la salvación en Cristo.


2. Lo que Dios ha hecho por medio de Cristo en la experiencia humana.
3. Lo que Dios está dispuesto a hacer por el hombre.

DEFINICIÓN DE PREDICACIÓN

4
Es la comunicación en forma de discurso del mensaje divino de la Sagrada
Escritura, con el poder del Espíritu Santo y a través de una persona idónea, a fin
de suplir las necesidades espirituales de un auditorio.

LA PREDICACIÓN NO DEBE SER:

1. Un discurso de ideas humanas


2. Un discurso de doctrinas filosóficas
3. Un discurso de experiencias religiosas personales
4. Una disertación teológica acerca de la Biblia
5. Una plática piadosa de reflexiones personales

LA PREDICACIÓN DEBERÁ SER:

Una exposición de la Biblia presentada en el poder del Espíritu Santo - Hechos


1:8
Ejemplo del mensaje de Esteban: Hechos 6:8-10; 7:5 5
Ejemplo del mensaje de Pedro: Hechos 10: 19,44 i Ejemplo del mensa e de Pablo:
1 Co. 2:4; 2 Co. 3:3 Y 1 Tesalonicenses 1:5

CARACTERSTICAS DE UN BUEN PREDICADOR

Un buen predicador es aquel que:

1. Cree y vive el mensaje que predica.


2. Tiene temor a Dios y busca agradarle.
3. Acepta la Biblia como Palabra inspirada por Dios.
4. Tiene experiencia genuina de conversión por la sangre de Cristo.
5. Ha recibido y obedecido el llamado de Dios para servirle.
6. Ama sinceramente a las personas y desea ayudarlas.
7. Refleja el carácter del Señor Jesucristo en su vida.
8. Tiene autoridad - tiene el respeto de quienes le oyen predicar.

EN RESUMEN: Un buen predicador conoce a Dios y conoce al ser humano, y a


través de la predicación busca acercar a las personas a Dios.

MOTIVOS INCORRECTOS PARA PREDICAR

Un mal predicador es aquel que:

1. Tiene ansia de poder, tiene el deseo de dominar a los demás.

2. Busca ser alabado, le gustan los elogios y las felicitaciones.

3. Le agrada el exhibicionismo, le gusta estar a la vista de todos.

4. Quiere satisfacer una necesidad emocional; le hace sentirse bien


predicando.

5
Es verdad que un buen predicador no debe temer estar delante de muchas
personas, y debe poder dirigirse con confianza a ellos con la palabra predicada,
pero si tiene motivos incorrectos, no podrá ver los resultados espirituales
deseados.

Si estos deseos existen en un pastor o predicador, deberá acudir al Señor


buscando perdón y corregir estas actitudes negativas.

TAREA

1. Defina qué es la predicación.

2. Defina lo que no es la predicación.

3. Piense en un pastor que usted conoce. ¿Qué características tiene como


buen predicador?

4. Piense en un predicador que a usted le desagrada. ¿Qué características


negativas muestra ese predicador?

Lección 2

LA PREDICACIÓN EN LA BIBLIA

Texto para Memorizar: "Y fue enseñado Moisés en toda la sabiduría de los
egipcios; y era poderoso en sus palabras y obras." Hechos 7:22

No todos los grandes hombres de Dios fueron grandes predicadores.


Algunos fueron fieles en ministrar a un grupo pequeño de personas. Otros, ni
predicaron. Pero quisiéramos examinar a los personajes bíblicos que sí fueron
grandes predicadores usados por Dios. Veremos que eran hombres con una
preparación variada, algunas veces incluso sin preparación formal, pero fueron
instrumentos idóneos en las manos de Dios.

PREDICADORES DEL ANTIGUO TESTAMENTO

MOISÉS - Fue uno de los primeros grandes oradores y fue un hombre muy
educado. En Hechos 7:22 Esteban lo presenta como un hombre enseñado en
"toda la sabiduría de los egipcios y era poderoso en sus palabras y obras". Como
líder del pueblo de Israel, les hablaba la Palabra de Dios. El libro de
Deuteronomio se presenta como un tremendo sermón de Moisés al pueblo. Dice
Deuteronomio 1:1 "las palabras que habló Moisés a todo Israel" antes de entrar a
la Tierra Prometida.

6
Los profetas de Dios fueron usados como la boca de Dios aun cuando
muchas veces el pueblo no quería oír los mensajes proféticos de corrección y
reprensión.

ISAÍAS dijo: "el Espíritu de Jehová el Señor está sobre mí, porque me ungió
Jehová; me ha enviado a predicar buenas nuevas a los abatidos, a publicar
libertad a los cautivos... a proclamar el año de la buena voluntad de Jehová."
Isaías 61:1,2

JEREMÍAS: Fue otro profeta usado por Dios. Dice en Jeremías 25:1,2 "Palabra
que vino a Jeremías... la cual habló el profeta Jeremías a todo el pueblo de Judá
y a todos los moradores de Jerusalén."

EZEQUIEL: Ministró la palabra de Dios a los cautivos en Babilonia. En Ezequiel


11:25 dice el profeta: "Hablé a los cautivos todas las cosas que Jehová me había
mostrado."

JOEL: Fue otro profeta usado por Dios. Dice Joel 1:1,2: "Palabra de Jehová que
vino a Joel, hijo de Petuel. Oíd esto, ancianos, y escuchad todos los moradores
de la tierra."

HAGEO Y ZACARÍAS: Estos profetas fueron usados por Dios para animar a
Zorobabel en la reconstrucción de Jerusalén al volver de la cautividad de
Babilonia. Dice en Esdras 5:12 "Profetizaron Hageo y Zacarías... a los judíos que
estaban en Judá y Jerusalén." Esta predicación tuvo como resultado que el
pueblo se levantara con ánimo para reconstruir.

JONÁS: Fue un profeta rebelde, pero a pesar de ello, fue un instrumento de Dios.
En Jonás 32-4 dice: "Levántate y ve a Nínive, aquella gran ciudad, y proclama en
ella el mensaje que yo te daré." Al oír esta orden de Dios, Jonás se fue a Nínive,
ciudad grande en extremo, de tres días de camino. Y comenzó Jonás a entrar por
la ciudad de un día y predicaba diciendo: "De aquí a cuarenta días Nínive será
destruida."

De los ejemplos anteriores notamos la variedad de situaciones donde predicaron


estos siervos de Dios.

PREDICADORES DEL NUEVO TESTAMENTO

JUAN EL BAUTISTA: Precedió al Señor Jesús. "En aquellos días vino Juan El
Bautista predicando en el desierto de Judea diciendo: "Arrepentíos... y salía a él
Jerusalén y toda Judea y toda la provincia de alrededor del Jordán." (Mateo 3: 1;
2,5)

JESÚS: Fue el predicador por excelencia. En Marcos 1: 15 encontramos a Jesús


quien "vino de Galilea predicando el evangelio del Reino de Dios". Jesús fue
predicador y también maestro. En Mateo 4:23 dice que "recorrió Jesús toda
Galilea enseñando en las sinagogas de ellos y predicando el evangelio del Reino

7
de Dios". Jesús tenía un ministerio múltiple y la predicación fue parte importante
de su ministerio. Proclamó la Palabra con poder y autoridad.
En Mateo 7:28,29, encontramos que "la gente se admiraba de su doctrina
porque les enseñaba como quien tiene autoridad y no como los escribas. Esta
descripción de Jesús no se repite con ningún otro predicador.

LOS DISCÍPULOS (o apóstoles): Fueron especialmente enseñados por Jesús y


enviados a predicar. No eran hombres muy educados, eran "sin letras y del
vulgo", según Hechos 4:13. En Mateo 10:7 Jesús envía a los doce diciendo:
"predicad, diciendo: el Reino de los cielos se ha acercado." En Lucas 9:6 añade lo
siguiente: "Y saliendo, pasaban por todas las aldeas, anunciando el evangelio y
sanando por todas partes".
Antes de subir al cielo, Jesús les mandó diciendo: "Id por todo el mundo y
predicad el evangelio a toda criatura... y ellos, saliendo, predicaron en todas
partes, ayudándoles el Señor." (Marcos 16:15,20)
En el libro de los Hechos encontramos como los apóstoles predicaban con
poder. En el día de Pentecostés, Pedro "poniéndose en pie... alzó la voz y les
habló diciendo: Varones judíos y todos los que habitéis en Jerusalén..." (Hechos
2:14). Luego de ese mensaje poderoso de Pedro, se añadieron como tres mil
personas. ¿Se imagina la multitud que le escuchaba aquel día? En otra
oportunidad, se sanó un cojo en la puerta La Hermosa, y Pedro dio otro discurso
al pueblo reunido. Se convirtieron otras cinco mil personas. (Hechos 4:4)
Este evento les llevó a Pedro y Juan a hablar al Concilio, o sea, los líderes
religiosos de Jerusalén. Dice Hechos 4:8, "entonces Pedro, lleno del Espíritu
Santo, les dijo: Gobernantes del pueblo y ancianos de Israel".

ESTEBAN un diácono de la iglesia, dio un tremendo discurso en el concilio lo


cual encontramos en Hechos capítulo 7. Luego le apedrearon. Los apóstoles
predicaban y enseñaban en el templo y por las casas" y todos los días, según
Hechos 5:42. No eran predicadores "domingueros" solamente.

PABLO, un apóstol, recibió una buena educación a los pies de Gamaliel. Apenas
se convierte a Cristo "enseguida predicaba a Cristo en las sinagogas, diciendo
que éste era el Hijo de Dios" (Hechos 9:20). Allí comienza en Damasco un
ministerio de predicación que duraría años y con mucho fruto para Dios y en
muchos lugares.
Pablo predicó en Chipre, en ciudades de Asia Menor como Antioquía,
Iconio, Lystra, Derbe. Yendo para Grecia, predicó en ciudades como Filipos,
Tesalónica, Atenas y Corinto. Es interesante que Pablo dice de sí mismo en 2
Timoteo 1: 11 "del cual fui constituido predicador, apóstol y maestro de los
gentiles".

APOLOS: Se destacó como varón elocuente, poderoso en las Escrituras" según


Hechos 18:24. Sigue diciendo que era "de espíritu fervoroso, hablaba y enseñaba
con denuedo en la sinagoga" y que con gran vehemencia refutaba públicamente a
los judíos demostrando por las Escrituras que Jesús era el Cristo".

8
EN RESUMEN: Si Dios pudo usar a personas tan variadas como Jonás, Pablo y
Hageo, ciertamente Dios puede usar a cualquier persona que se entregue a Él.
Dios hoy necesita predicadores poderosos que conozcan la Palabra y la sepan
entregar con fervor y autoridad.

TAREA

1. Escoja dos de los predicadores bíblicos mencionados, y haga una


comparación entre ellos.

2. ¿Qué predicadores bíblicos considera usted que tuvieron bastantes


estudios y educación?

3. Anote los nombres de los predicadores bíblicos que tuvieron escasa


educación.

Lección 3

DE QUE TEMA PREDICARÉ

Texto para Memorizar: "El Espíritu de Jehová el Señor está sobre mí, porque me
ungió Jehová; me ha enviado a predicar buenas nuevas a los abatidos, a vendar
a los quebrantados de corazón, a publicar libertad a los cautivos, y a los presos
apertura de la cárcel." Isaías 61:1

UNA DIETA ESPIRITUAL BALANCEADA

Cuando un predicador se presenta delante de una congregación, debe


estar consciente de la variedad de necesidades, problemas y preocupaciones que
esas personas tienen para poder ministrar la Palabra del Señor de tal modo que
traiga ayuda espiritual a la concurrencia.

La variedad es esencial cuando se predica. Se puede decir que la


predicación es la preparación de los alimentos espirituales para la congregación.
A veces las personas reciben una alimentación espiritual pobre, deficiente, con
poco contenido. Cuando hay desnutrición espiritual la persona se pone cada vez
más débil y su vida cristiana más apagada. Algunas personas, cuando no reciben
alimentación espiritual adecuada, se cambian de iglesia. Es de vital importancia
que un predicador presente una dieta balanceada a su congregación. Para ello
debe incluir temas variados, temas prácticos, temas que tocan la vida de la
persona con la verdad de Dios.

Para lograr esta variedad, el predicador debe estudiar y conocer una


variedad de temas, y mantener su propia vida espiritual en alto nivel. Un
predicador desnutrido espiritualmente no podrá alimentar bien a su congregación.

VARIEDAD DE TEMAS

9
¿Qué temas podrá un siervo del Señor escoger para predicar? Los
podemos agrupar bajo varios temas, así:

Mensajes Doctrinales: Dan una base de creencias cristianas: Temas sobre la


salvación, el perdón, el pecado, el Espíritu Santo, la Santa Cena, el servicio
cristiano, la enfermedad, la inspiración de las Escrituras, Satanás y sus ángeles,
la caída del hombre, la muerte, la resurrección, el cielo, etc.

Mensajes sobre el hogar: Son muy necesarios también, y se deben incluir temas
como el matrimonio, el noviazgo, relación entre cónyuges, la disciplina y
enseñanza de los hijos, la relación de padres e hijos, la responsabilidad del padre
en el hogar, la responsabilidad de la madre, la sumisión de la esposa, el altar
familiar, el rol de los abuelos, etc.

Mensajes sobre el desarrollo de la personalidad cristiana: Son útiles para la


juventud cuyo carácter está en formación, y para los adultos que necesitan
cambios radicales en su carácter. Dios puede cambiar a la persona en áreas tan
variadas como el enojo, el resentimiento, la falta de perdón, la pereza, la falta de
buena comunicación, la relación con otras personas, la falta de comprensión, la
bondad, el amor, la vida victoriosa.

Mensajes netamente espirituales: Tocarán temas como: la oración, el ayuno, la fe,


los dones espirituales, cómo estudiar la Biblia, cómo testificar a otros, etc.

EL PREDICADOR DEBE CONOCER A SU CONGREGACIÓN

Cuando el predicador está preparando su mensaje debe tomar en cuenta


las características y necesidades de su congregación. Cuanto mejor los conoce,
mejor podrá ministrar a sus vidas y les podrá ayudar a crecer en su vida espiritual.
Una relación positiva entre el predicador y la congregación ayuda mucho en la
recepción de] mensaje. Un sermón bien preparado y bien entregado puede caer
en oídos sordos si la relación entre el predicador y la congregación no es
adecuada.

¿Cómo podrá el predicador o pastor conocer a su gente? En primer lugar,


los llega a conocer a través de la relación personal con ellos, cuando los visita en
su hogar. Podrá ver y sentir el ambiente de ese hogar. Cuanto más tiempo un
ministro pasa con miembros de la congregación, mejor los podrá conocer y les
podrá ayudar.

El predicador también conoce mejor a su congregación a través de la


consejería personal, pero no usará la información de esas sesiones en sus
mensajes.

ÁREAS BÁSICAS DE PROBLEMAS HUMANOS

1. En lo espiritual: si la relación con Dios es deficiente o nula.

10
2. En lo mental: si hay falta de educación y entrenamiento, o problemas
mentales.

3. En lo físico: si hay enfermedad, limitación de energía, anormalidades u


otros problemas de salud.

4. En lo financiero: si no hay suficiente ingreso económico al hogar, o si no se


sabe administrar el dinero adecuadamente.

5. En lo emocional: si hay problemas con los sentimientos, cuando hay odio,


rencor, etc.

6. En lo social: si hay malas relaciones con otras personas, con compañeros


de trabajo, con el patrón, etc.

EL PREDICADOR DEBE CONOCER EL TEMA A PREDICAR

Hay predicadores que se levantan para predicar pero no tiene sentido lo


que dicen porque no conocen bien el tema sobre el cual están intentando
predicar. El predicador debe tener en cuenta las necesidades de su congregación,
pero al mismo tiempo debe tomar en cuenta los conocimientos y experiencias que
él mismo ha tenido en su vida. ¿Qué pasa si el predicador necesita predicar sobre
un tema que él desconoce?

El buen predicador no se asusta cuando se ve obligado a predicar sobre un


tema nuevo, o un tema difícil. "Todo lo puedo en Cristo que me fortalece" le anima
en esta situación. El predicador deberá tomar el tiempo necesario para estudiar,
leer, orar y meditar sobre ese tema, y dejar que Dios le revele pensamientos
adecuados que podrá incluir en sermones nuevos. Durante los años de ministerio
habrá muchas oportunidades cuando un predicador tendrá que presentar
mensajes sobre temas nuevos y en circunstancias diferentes y a veces difíciles.
Cada sermón es un nuevo desafío para el predicador; debe poner su confianza en
Dios y prepararse bien para ese mensaje.

Nunca se termina de aprender y estudiar. A veces al predicador le será


difícil predicar en un primer casamiento o un primer entierro, o predicar sobre la
familia cuando sus hijos aun son pequeños. Pero Dios es fiel para proveer la
ayuda oportuna.

PREDICAR TODA LA BIBLIA Y PREDICAR SIEMPRE A CRISTO

No importa el tema que escoja para el mensaje, el eje será Cristo, nuestro
Salvador quien dio su vida en la cruz por nosotros. Él es el centro de nuestra
predicación. Dice 1 Corintios 1:23 "Pero nosotros predicamos a Cristo crucificado,
para los judíos ciertamente tropezadero, y para los gentiles locura". Sigue en 2:2,
"Pues me propuse no saber entre vosotros cosa alguna sino a Jesucristo, y a éste
crucificado". Un mensaje Cristo céntrico es un mensaje con poder.

11
El buen predicador usa toda la Biblia al escoger sus temas para predicar.
Predica sobre porciones de toda la Biblia. Dice 2 Timoteo 3:16 "Toda la Escritura
es inspirada por Dios, y útil para enseñar, para redargüir, para corregir, para
instruir en justicia, a fin de que el hombre de Dios sea perfecto, enteramente
preparado para toda buena obra."

TAREA:

1. ¿Por qué se considera que la preparación de sermones es como una dieta


balanceada?

2. ¿Cuáles temas ha escuchado predicar recientemente en su iglesia?


¿Cuáles problemas han ayudado a resolver de la congregación?

3. ¿Cuáles temas no ha escuchado predicar, pero que considera que son


importantes?

4. ¿Cuáles temas quisiera usted predicar? ¿Por qué?

5. ¿Cómo puede un pastor o predicador conocer a su congregación?

6. Escriba las seis áreas básicas de problemas en la vida humana.

7. ¿Qué enseña 2 Timoteo 3:16 al predicador?

Lección 4

EL SERMÓN TEXTUAL, EXPOSITIVO Y BIOGRÁFICO

Texto para Memorizar "Procura con diligencia presentarte a Dios aprobado, como
obrero que no tiene de qué avergonzarse, que usa bien la palabra de verdad." 2
Timoteo 2:15

Hemos visto en la lección anterior la tremenda variedad de temas para


predicar, desde la salvación, hasta la vida cristiana, el hogar, el perdón. Pero en
esta lección estudiaremos la manera de cómo cada tema a su vez puede
presentarse con muchos enfoques. Nunca será necesaria la monotonía en la
predicación. El predicador variará sus temas; además, variará el tipo de sermón.
Las personas no se aburrirán ni se dormirán.

Según el tema que desea presentar, habrá que escoger qué tipo de sermón
usará para que el tema tenga el máximo de efectividad. Hay diferentes tipos de
sermones, según el contenido, o la forma de presentación. Quisiéramos ver nueve
tipos básicos, así:

1. El sermón TEXTUAL

12
2. El sermón EXPOSITIVO
3. El sermón BIOGRÁFICO
4. El sermón HISTÓRICO
5. El sermón TÓPICO 0 TEMÁTICO
6. El sermón NOVEDOSO
7. El sermón DEVOCIONAL
8. El sermón EVANGELÍSTICO
9. El sermón DOCTRINAL

Estudiaremos cada tipo de sermón por separado y debemos tomar en cuenta


que un tema puede presentarse en casi todas estas variedades de sermones.

1. EL SERMÓN TEXTUAL

El sermón textual se basa en un versículo de la Biblia, el cual se constituye


en el eje de todo el sermón. Hay muchos textos bíblicos que en sí tienen una serie
natural de pensamientos, los cuales se prestan para un sermón textual.

Por ejemplo Romanos 8:35 habla de las cosas que podrían separamos del
amor de Cristo: tribulación, angustia, persecución, hambre, desnudez, peligro, y
espada. Estas siete cosas podrán ser siete puntos en un sermón textual. Otro
sermón textual podrá ser el de 2 Pedro 1:5-7 hablando de los "Ocho pasos al
amor" con los ocho puntos del sermón así: fe, virtud, conocimiento, dominio
propio, paciencia, piedad, afecto fraternal y amor.

Otro sermón textual podrá prepararse de Deuteronomio 10: 12 sobre los


verbos: temer, andar, amar y servir. Gálatas 5:22,23, habla de los nueve frutos del
Espíritu. Filipenses 4:8 nos habla acerca de las ocho cosas que debemos pensar.
El sermón textual no prohíbe pero sí limita el uso de otros textos bíblicos.

2. EL SERMÓN EXPOSITIVO

El sermón expositivo abarca todo un capítulo (o quizás la mitad de un


capítulo). Este capítulo viene a ser la base para todos los pensamientos que
presenta el predicador. Puede hablar del versículo 10, volver al versículo 2, saltar
hasta el versículo 23, y así, hasta haber estudiado todo el capítulo. El oyente
sentirá que el capítulo es un amigo suyo porque ya lo conoce bien.

Se ha dicho, y con mucha razón, que el sermón expositivo es quizás el más


difícil para preparar, ya que no es fácil coordinar todo un capítulo bajo un orden
lógico. Sin embargo, el predicador que logra dominar esta clase de sermón podrá
bendecir mucho a la congregación porque es un sermón muy efectivo.

Podemos tomar como ejemplo 1 Corintios 13, enfocando sobre: "La


preeminencia del amor".

a. Obras sin amor: versos 1 al 3


b. Lo que el amor es: versos 4 y 7

13
c. Lo que el amor no es: versos 5 y 6
d. El amor y los dones espirituales: versos 8 y 9
e. Qué pasará y qué permanecerá: versos 10 al 13

En Efesios 6:10-20 se enseña sobre la armadura de Dios. Allí hay un buen


elemento para un sermón expositivo.

En 1 Pedro 3:1-7 hay una serie de pensamientos sobre la vida matrimonial


como también, la porción de Efesios 5:21 hasta 6:9.

En 1 Timoteo 11-13, encontramos una porción que presenta los requisitos


para los líderes de la iglesia, un tema muy práctico.

3. EL SERMÓN BIOGRÁFICO

El sermón biográfico es el que tiene como base la vida de un personaje


bíblico, sobre su vida completa, o solo una parte de su vida. Se podrá escoger
personas muy conocidas de la Biblia, por ejemplo: Pablo, Ester, Moisés y
Abraham, o algunos menos conocidos como: Aarón, Caleb, Mardoqueo, Timoteo y
Filemón.

Es agradable oír un buen sermón biográfico; es interesante y al mismo


tiempo presenta verdades espirituales ejemplificadas en la vida de una persona.
Puede presentar una persona cuya vida es digna de copiar, o presentar alguien
cuya vida nos enseña que no hacer. Se puede presentar personajes como Jesús,
Dorcas, Daniel, Elías.

También se puede predicar sobre personajes que se equivocaron o


pecaron, exponiendo el porqué, por ejemplo: Judas Iscariote, Absalón, Balaam,
Jezabel o el Rey Manasés.

Se escuchan muy poco los sermones biográficos desde los púlpitos de


nuestras iglesias, sin embargo, son sermones que apelan a las personas. A todos
nos agrada oír la historia de alguien, saber qué logró hacer, donde se equivocó y
cómo logró la restauración.

El sermón biográfico sobre la vida de Juan Marcos se basaría en: Hechos


12:12, 25, 115, 13, 15:37-39, Col. 4:10, 2 Tim. 4:11 y Filemón 24. Es la historia de
un joven que tuvo un mal comienzo, pero al fin logró servir al Señor.
De la vida de Pedro hay muchas enseñanzas: sus experiencias como
pescador, su llamado por Jesús, su aprendizaje a los pies de Jesús, negando a
Jesús, lleno del Espíritu Santo en el aposento alto, y luego predicador poderoso
del evangelio en el día de Pentecostés.

Sobre la vida de nuestro Señor Jesucristo obtenemos muchas enseñanzas:


su vida de oración, su conocimiento de las Escrituras, su poder para obrar
milagros, su amor por los niños, su ministerio como predicador y maestro, cómo

14
enfrentó la cruz y el sufrimiento, como perdonó a sus enemigos, y cómo nos
perdonó a nosotros.

TAREA:

1. Anote los 9 diferentes tipos de sermones.


2. ¿Cómo se evita la monotonía en los sermones?
3. ¿Qué es un sermón textual?
4. Escriba algunas ideas para un sermón textual que usted quisiera predicar.
5. ¿Qué es un sermón expositivo?
6. Escriba algunas ideas para un sermón expositivo que usted quisiera
predicar.
7. ¿Qué es un sermón biográfico?
8. ¿Qué valor tiene un sermón biográfico?
9. ¿Sobre cuáles personajes bíblicos quisiera usted predicar y por qué?

Lección 5

EL SERMÓN HISTÓRICO, TÓPICO Y NOVEDOSO

Texto para Memorizar: "Acordaos de vuestros pastores, que os hablaron la


Palabra de Dios; considerad cual haya sido el resultado de su conducta, e
¡mitad su fe." Hebreos 13:7

Al reflexionar en los pastores que han influido en nuestras vidas, quizás


podamos ver en ellos un ministerio efectivo de predicación, además de una vida
ejemplar como dice Hebreos 13:7. ¿Qué tipo de sermones usaron aquellos
influyentes pastores? ¿Eran aburridos o interesantes? ¿Repetían siempre los
mismos sermones o había variedad?

Ya hemos visto tres tipos de sermones, el sermón textual, el sermón


expositivo y el sermón biográfico. Estudiemos tres tipos más.
4. EL SERMÓN HISTÓRICO

El sermón histórico toma como base un evento o una serie de eventos en


la historia bíblica y de esos eventos aplica verdades a nuestra vida. Esta clase de
sermón puede necesitar mucha preparación porque a veces los detalles de la
historia se encuentran en diferentes partes de las Escrituras y será necesario no
confundir la información histórica.

El sermón histórico es similar al sermón biográfico, pero en vez de tener a


una persona como centro del sermón, es un evento histórico que ocupa el lugar
central del mensaje.

Un ejemplo podría ser cuando los israelitas cruzaron el desierto durante 40


años. Paso a paso, se podrá presentar puntos claves del cruce del desierto,
aplicando diferentes situaciones a nuestra vida; por ejemplo, La salida de Egipto,

15
La provisión de Dios en el desierto, La ley de Dios dada en el Sinaí, La
desobediencia de los israelitas, y La entrada a la tierra prometida. No se podrá
usar todos los detalles sino apuntar algunos hechos principales. De otra manera,
habrá que preparar una serie de sermones sobre el cruce del desierto.

Un sermón histórico podrá centrarse en el crecimiento de la iglesia en el.


Nuevo Testamento. Los puntos podrán ser: El origen de la iglesia en el Día de
Pentecostés, El crecimiento en Jerusalén, El esparcimiento por la persecución, y
El establecimiento de iglesias en cada ciudad. Notemos que no se destacan
personajes sino EVENTOS o HECHOS HISTÓRICOS.

Otro sermón histórico podrá ser sobre "La Reconstrucción del Templo",
usando porciones de Esdras, Nehemías, Hageo y Zacarías. Los puntos podrían
ser: Los israelitas en cautividad en Babilonia, Ciro da permiso para volver a
Jerusalén, El primer grupo vuelve con Zorobabel, El segundo grupo vuelve con
Esdras, El tercer grupo vuelve con Nehemías.

5. EL SERMÓN TÓPICO 0 TEMÁTICO

El sermón tópico también es llamado TEMÁTICO. Este tipo de sermón


enfoca un tema cualquiera como el perdón, o la salvación y lo desarrolla usando
diferentes versículos para cada punto.

Se puede preparar un buen sermón tópico usando una concordancia


(algunas Biblias la traen en la parte final). Si escoge el tema del amor, se podrá
buscar en la concordancia bajo la palabra “amor" o "amar" y anotar los textos que
se relacionen con ese tema.

El tema de "El amor de Dios" podrá usar como puntos los siguientes:

1. Dios es amor en esencia: 1 Juan 4:8


2. Dios ha derramado su amor: Romanos 5:5
3. Dios muestra su amor para con nosotros: Romanos 5:8
4. Dios amó al mundo y dio a su Hijo: Juan 3:16

El tema de "Amor en la Vida del Cristiano" podrá incluir:

1. Amémonos unos a otros: 1 Juan 4:7


2. Vestíos de amor: Colosenses 3:14
3. Andad en amor: Efesios 5:2
4. Servíos por amor: Gálatas 5:1

De igual manera se podrá preparar mensajes sobre la Iglesia, la- Mujer, la


Disciplina, el Temor y la Ansiedad, el Perdón, la Santidad, etc.

6. EL SERMÓN NOVEDOSO

16
El sermón novedoso presenta un sermón de una manera creativa y nueva.
Cada sermón novedoso tendrá su característica propia y será diferente
completamente de los demás sermones. El sermón novedoso rompe la monotonía
y añade interés en la predicación de la Palabra de Dios.

Un sermón novedoso podrá presentar la fabricación del pan, con sus


aplicaciones a la vida de cada uno, usando textos bíblicos sobre "El Pan de Vida".
Un sermón sobre el PAN podría incluir:

Los ingredientes del pan,


La confección del pan,
El horneo del pan, y
El uso del pan.

Se podría relatar cómo se hacía el pan en el tiempo de Jesucristo. Esta


información estará en un diccionario bíblico.

Otro sermón novedoso podrá tratar acerca de la elaboración de un vaso de


barro. Una enciclopedia tendrá información de cómo se hacían vasos de barro en
tiempos bíblicos y se podría usar la porción de Jeremías 18 para presentar un
fondo bíblico histórico. Las aplicaciones de este sermón son muchos: Dios nos
moldea, nos cambia, nos transforma de algo inútil a algo útil, nos pone al fuego
para que seamos fuertes y nos hace "vasos de honra". Vea Rom.9:2 1.

Otros sermones novedosos podrían hablar de ciertas clases de plantas, las


cuales menciona la Biblia, pero usando detalles de un diccionario bíblico o
enciclopedia. Se podrá presentar la planta, su crecimiento, su cuidado, su fruto,
su uso, plantas como la palmera, los cedros de Líbano, la higuera, el olivo, o la
parra de uvas. Estudios novedosos sobre estos temas darán una perspectiva muy
interesante de la Biblia.

Un sermón novedoso podrá presentar la forma que ha tenido la Biblia


desde su origen: en rollos de cuero o en rollos de papiro, explicando cómo se
usaban, cómo se escribía a mano, etc. Se puede referir a pasajes bíblicos que
hablan sobre "rollos" o libros de la ley de Dios.

TAREA

1. ¿Qué es un sermón histórico?


2. Escribe algunas ideas para un sermón histórico que usted quisiera
predicar.
3. ¿Qué es un sermón tópico?
4. ¿Cómo se prepara un sermón tópico?
5. Escribe algunas ideas para un sermón tópico que usted quisiera predicar.
6. ¿Qué es un sermón novedoso?
7. Escriba algunas ideas para un sermón novedoso que usted quisiera
predicar.

17
Lección 6

EL SERMÓN DEVOCIONAL, EVANGELÍSTICO Y DOCTRINAL

Texto para Memorizar: "Que prediques la palabra; que instes a tiempo y fuera de
tiempo; redarguye, reprende, exhorta con toda paciencia y doctrina." 2 Timoteo
4:2

Con la lección 6 terminamos de examinar los diferentes tipos de sermones.


Cada uno debe redargüir, reprender y exhortar a los oyentes para que crezcan
espiritualmente. Debemos aclarar que muchas veces un sermón es una
combinación de dos o más tipos de sermón. Un sermón devocional puede ser
también biográfico y un sermón Evangelístico puede ser textual o tópico.

7. EL SERMÓN DEVOCIONÁL

El sermón devocional es más corto que los demás. Es un sermón sencillo


que apela sobre todo a los sentimientos profundos de los oyentes. Requiere que
el predicador tenga cierta elevación espiritual al entregarlo o no tendrá el efecto
positivo esperado. Un sermón devocional es un mensaje de corazón a corazón. El
sermón devocional incluye una porción bíblica pero no entra en un estudio
intensivo de la misma.

El sermón devocional tiende a ser un - tanto informal, el bosquejo es


sencillo y su aplicación es directa a la vida de los oyentes. Asimismo, el sermón
devocional incluye ilustraciones, pequeñas historias de la vida real. El sermón
devocional estimula a los oyentes a vivir la vida cristiana más dedicadamente,
aviva su fe, los mueve a la adoración, les fortalece frente a la tentación, aumenta
su celo para servir al Señor.
Los temas para un sermón devocional pueden ser: el amor, el perdón, la
presencia de Dios, la adoración, la oración, la consagración. Estos pensamientos
devocionales podrán entregarse en eventos especiales como la celebración de un
matrimonio, un cumpleaños, un entierro, una dedicación de una casa,
circunstancias que no exigen sermones formales y largos, sino pensamientos que
nos hacen reflexionar, nos hacen mirar adentro de nuestro ser y mirar hacia
nuestro Dios.

8. EL SERMÓN EVANGELÍSTICO

El sermón Evangelístico se dirige hacia las personas inconversas,


personas que no han recibido al Señor en sus vidas como Salvador de sus almas.
El sermón Evangelístico es una exposición de las verdades esenciales del
evangelio de Cristo, con el propósito de convencer al oyente de su necesidad de
la reconciliación con Dios, y motivarlo a recibir a Jesucristo como su Salvador.

18
Un buen sermón Evangelístico debe ser sencillo porque el inconverso no
está acostumbrado a escuchar sermones complicados con muchas citas bíblicas y
muchos conceptos nuevos. Es importante usar ilustraciones, historias que
explican la verdad presentada. Paso a paso, al presentar verdades, se irán dando
ejemplos de la vida real. Estadísticas y otros informes dan realce al tema. Al
hablar de que 44por cuanto todos pecaron", se podrá presentar una estadística
del crimen y cuantos presos hay en el país.

El sermón Evangelístico, al igual que otros sermones, exige la repetición


de los pensamientos básicos para que se graben en la mente y el corazón del
oyente. Esto es más importante para el sermón Evangelístico porque el
inconverso muchas veces no vuelve a oírlo.

Un sermón Evangelístico deberá terminar con un llamamiento para recibir a


Cristo. Cuanto más determinada la invitación, más definida será la experiencia del
inconverso. Si la persona se levanta de su lugar y va hacia el altar para orar la
oración del pecador, su decisión será mucho más firme que si sólo ora en su lugar
o levanta su mano. Como dice Romanos 10:10 "porque con el corazón se cree
para justicia pero con la boca se confiesa para salvación".

Un ejemplo de un sermón Evangelístico es el siguiente:

TEMA: "Los Pasos de la Salvación"

1. Admitir su pecado Isaías 53:6


2. Reconocer el amor de Dios Juan 3:16
3. Creer que Dios le recibe Juan 6:37
4. Confesar sus pecados Romanos 10:9, 10
5. Recibir a Cristo como Salvador Juan 1: 12

9. EL SERMÓN DOCTRINAL

El sermón doctrinal es un sermón que enseña principios básicos de las


escrituras para que los oyentes sepan lo que deben creer y porqué lo deben
creer. Pablo en sus cartas a los Romanos, Efesios y Colosenses enseñó doctrina:
sobre el pecado, el juicio de Dios, la ley, la justificación, la vida en el Espíritu,
deberes cristianos, salvación por la gracia, el hogar ideal, la reconciliación, etc.

Los sermones doctrinales son necesarios y un buen pastor ministrará sobre


temas doctrinales, pero tratará de hacerlos interesantes no sólo informando a los
oyentes de lo que deben creer.

Aquí hay algunos de los grandes temas doctrinales de las Escrituras:

La Gracia de Dios
La Comunión con Dios
LA Juicio Eterno

19
El Hombre
Jesucristo
Arrepentimiento y la Fe
La Santificación
La Redención en Cristo
La Naturaleza Carnal
Dios El Padre
La Creación El Pecado
El Espíritu Santo
La Regeneración
La Iglesia
La Segunda Venida de Cristo

Mensajes sobre temas doctrinales se acostumbran predicar en las


reuniones durante la semana con los miembros de la iglesia. También se debe
incluir doctrina como parte de otros sermones.

Un ejemplo de un Sermón DOCTRINAL es el siguiente:

TEMA: "El Espíritu Santo"

1. Quién es el Espíritu Santo


2. Qué hace el Espíritu Santo
3. Su relación con el hombre
4. La llenura del Espíritu Santo

TAREA

1. Piense por un momento en todos los sermones que usted haya escuchado.
Subraye con 3 líneas los tipos de sermones que más haya escuchado.
Subraye con 2 líneas los tipos de sermones escuchados algunas veces.
Subraye con una línea los tipos de sermones que nunca escuchó.

Sermón textual Sermón novedoso Sermón expositivo


Sermón doctrinal Sermón tópico Sermón Evangelístico
Sermón histórico Sermón biográfico Sermón devocional

2. ¿Qué es un sermón devocional?


3. Escriba algunas ideas para un sermón devocional que usted quisiera predicar.
4. ¿Qué es un sermón evangelístico?
5. ¿Cómo se diferencia un sermón Evangelístico de los demás tipos de
sermones?
6. Escriba unas ideas para un sermón Evangelístico que usted quisiera predicar.
7. ¿Qué es un sermón doctrinal?
8. ¿Cuánta importancia tiene el sermón doctrinal?
9. Escriba unas ideas para un sermón doctrinal que usted quisiera predicar.

20
Lección 7

COMO ESTUDIAR PARA UN SERMÓN

Texto para Memorizar: "La palabra de Cristo more en abundancia en vosotros,


enseñándoos y exhortándoos unos a otros en toda sabiduría." Colosenses 3:16

¿ES NECESARIO ESTUDIAR PARA UN SERMÓN?

Para que "la palabra de Cristo more en abundancia" es nuestras vidas,


requiere que estudiemos de su Palabra y lo meditemos para que crezcamos
continuamente en el conocimiento de Dios. La buena predicación requiere
meditación, estudio, trabajo diligente y mucha oración. Si hay oración sin estudio
diligente es indicio de pereza.

Cuando un pastor o predicador dice que no necesita estudiar mucho para


sus mensajes, está indicando que no le gusta estudiar y eso es pereza. La
improvisación habitual de un predicador conduce a la pobreza de ideas, a la falta
de variedad y la monotonía.

En una conferencia de pastores y líderes sucedió que luego de un taller, un


pastor se levantó bastante molesto y dijo: "Yo no creo que haga falta tanto estudio
y preparación; yo dependo del Espíritu Santo, y con solo oración, ministro a mi
congregación. Hasta ahora no he visto fracasar mi método." Hubo silencio
mientras todos pensaban en las palabras fuertes de este pastor.

Luego se levantó un hombre, miembro de la iglesia del pastor que acababa


de hablar y dijo: "Discúlpeme pastor, pero debo decir que no creo que el Espíritu
Santo sea tan aburrido, repetidor y falta de originalidad como lo veo en sus
mensajes".

No todo predicador que cree ser efectivo lo es en verdad. ¿Será que


algunos pastores y predicadores padecen de orgullo? Nunca hay una situación
ideal en una iglesia, pero donde no hay crecimiento espiritual, donde no hay
crecimiento en número, indica que hay problemas que deberán enfrentarse. El
buen siervo de Dios hará entonces un auto-análisis: ¿Será que los mensajes que
se predican no son efectivos? En este caso habrá que preguntarse ¿por qué no
son efectivos?

LA PREPARACIÓN DE UN SERMÓN

Preparación General:

La preparación de un sermón requiere una preparación general continua


de parte del que predica. El predicador no solo estudia cuando le toca preparar su
mensaje para el domingo, o mensaje de entre semana, o un mensaje para
casamiento o entierro. El buen predicador mantiene un hábito de estudio continuo

21
para si¡ propia alimentación espiritual. Estudia continuamente año tras año
absorbiendo más y más de las Escrituras, creciendo en el conocimiento de Dios.

Esta preparación continua le proporcionará mayor unción del Espíritu


Santo y su carácter será cambiado de "gloria en gloria" al mirar el rostro del Señor
en su vida personal de oración y estudio bíblico.

Preparación Especial

Debe haber una preparación especial para cada sermón es particular que
tiene que presentar en una fecha determinada. Esta preparación deberá
comenzar una semana antes, dando el tiempo suficiente para escoger con
cuidado y oración el tema para predicar y escoger la porción bíblica que se usará,
juntando ilustraciones y explicaciones para que ese sermón sea eficaz, claro y
penetrante.

Algunos sermones, por tocar temas algo nuevos para el predicador, tardará
seis o más horas en prepararlos. Otros tomarán menos tiempo. Pero de todos
modos, se deberá preparar con tiempo para luego no lamentarse de que llegó el
día y todavía no está bien preparado el sermón. Los mejores sermones son
aquellos que se formaron con mucho estudio y oración.

Fuentes de Preparación

Es verdad que con la oración y el estudio bíblico se puede preparar un


buen mensaje. Sin embargo, los predicadores más usados por Dios en siglos
pasados y en nuestros días son hombres que leen y estudian otros libros también.
No quisiéramos llegar al extremo de algunos teólogos liberales que en lugar de
estudiar la Biblia estudian libros escritos sobre las enseñanzas de la Biblia. Los
resultados de esta predicación son evidentes, ya que no hay poder espiritual, hay
pensamientos humanos que suenan bien pero que no edifican ni ayudan en
problemas de la vida,. no tiene el fruto espiritual deseado. La Biblia es la Palabra
de Dios, inspirada por el Espíritu Santo y será siempre nuestra fuente más
importante y principal de toda lectura y estudio.

A continuación veremos varios libros auxiliares que pueden ayudar al


predicador en la preparación de su persona y en la preparación de sus sermones.

1. CONCORDANCIA: Es aquella lista en orden alfabético detrás de algunas


Biblias, o en un libro separado, que sirve para localizar textos o temas en
especial. Al buscar bajo el tema del pecado, se encontrará una lista de citas
bíblicas que tratan sobre el pecado. La concordancia es muy útil en la
preparación de sermones temáticos.

2. DICCIONARIO BÍBLICO: Es un libro de referencia similar a un diccionario


común de español, pero con palabras y nombres de lugares, cosas y
personajes bíblicos. Es también una fuente de mucha información práctica
para el predicador.

22
3. COMPENDIO MANUAL DE LA BIBLIA: Es un comentario abreviado sobre
la Biblia, el cual contiene informes, mapas, y explicaciones libro por libro de la
Palabra de Dios e informes sobre cada capítulo. Incluye una breve historia
eclesiástica, diagramas y cronologías que serán una ayuda valiosa para
conocer mejor la Biblia..

4. DICCIONARIO DE LENGUA ESPAÑOLA: Un diccionario de la lengua


española servirá para explicar y ampliar el significado de alguna palabra que
resulta nueva al predicador. Ayudará para profundizar en el estudio bíblico.

5. GEOGRAFÍA BÍBLICA: Describe en detalle y con mapas los lugares donde


tuvieron realización los eventos de la
Biblia, las montañas, las ciudades, dando fechas y otros informes.

6. MAPAS BÍBLICOS: Hay mapas detrás de muchas Biblias. Ayudan a entender


los viajes de Abraham, de los israelitas, de Jesús, de Pablo. El predicador
podrá ver entonces las distancias y la clase de territorio donde pasaron éstos
en sus viajes.

7. LIBROS DE SERMONES: Se han publicado libros con sermones de los


grandes predicadores de antaño. A través de la lectura de estos sermones se
podrá ver por qué muchos predicadores han logrado éxito como ministros de
Dios.

8. BIOGRAFÍAS: La vida de personas de éxito y los que lograron muchas cosas


en su vida sirve de estímulo al predicador. La lectura de biografías de grandes
siervos de Dios, como pastores y misioneros puede resultar de grande
bendición y un desafío espiritual para el predicador.

9. LIBROS DEVOCIONALES: Estos contienen meditaciones para profundizar el


crecimiento de la vida espiritual.

10. HISTORIA DE LA IGLESIA: Estos textos proporcionan informes de cómo


creció la iglesia desde el tiempo de los apóstoles hasta nuestros días.
Aprenderemos a copiar lo que hicieron bien y evitar los errores en que
incurrieron. En ella habrá abundancia de ilustraciones para usarlas en los
sermones que el predicador tenga que preparar.

LA MEDITACIÓN

La meditación convierte la porción bíblica en palabra viva para el


predicador; convierte los pensamientos en un mensaje útil. Aplica la verdad a la
vida del pastor a través de la reflexión y el pensamiento.

La meditación es reflexión, es pensamiento acerca de una porción bíblica


hasta que las ideas brotan más y más y quedan grabadas en la vida del que
estudia.

23
TAREA

1. ¿Por qué hace falta estudiar para un mensaje?


2. ¿Qué significa "improvisación" en la predicación?
3. ¿Qué es la "preparación general" del predicador?
4. ¿Qué significa la "preparación especial" para cada mensaje?
5. Nombre las diez fuentes de preparación.
6. Escoja tres fuentes de preparación que usted siente que necesita y
explique el valor de esa fuente de preparación.
7. ¿Qué valor tiene la meditación para un predicador?

24
Lección 8

CÓMO HACER UN BOSQUEJO

Texto para Memorizar: “Pero hágase todo decentemente y con orden." 1 Corintios
14:40

¿POR QUÉ HACE FALTA UN BOSQUEJO?

El sermón se define como una presentación ordenada, que tiene un


principio y llega hasta su fin. Para que un sermón sea ordenado, debe haber una
lógica secuencia de pensamientos, los cuales el predicador ya preparó de
antemano. El *sermón efectivo no es' leído palabra por palabra, sino que se
predica usando una hoja pequeña de notas, la cual fácilmente cabe en la Biblia.
El predicador puede referirse a su hoja de tanto en tanto durante el mensaje.

Estos apuntes deben ser escritos con letra clara y con los puntos más
importantes únicamente. Los demás detalles podrán agregarse espontáneamente
a medida que se va predicando. Un bosquejo es la síntesis del sermón, que con
pocas palabras da las ideas claves del mismo. Un bosquejo incluye: el título, el
propósito, el texto, la introducción, el cuerpo principal y la conclusión. Veamos
cada uno de ellos.

EL TÍTULO

El tema del sermón dará la clave para el título que se usará, el cual presenta la
idea central del mensaje. El título deberá ser:

1. Corto: con pocas palabras


2. Interesante: llamará la atención
3. Presentará el tema o contenido del sermón.

EL PROPÓSITO

El predicador deberá definir el propósito del sermón. Cada sermón deberá


tener un objetivo específico. El propósito apunta a resultados que se espera ver
en la congregación, decisiones, acción, cambios. El propósito es lo que el
predicador desea lograr con su mensaje: la conversión de los oyentes, enseñanza
sobre algo práctico en la vida personal, cómo enfrentar problemas, cómo lograr
una vida victoriosa, como recibir al Espíritu Santo, la consagración para la obra
del Señor.

EL TEXTO

El texto es la porción bíblica que se usará para el mensaje. Al elegir su


texto, el predicador deberá estudiarlo bien y meditar sobre él, para absorber todo
lo que pueda, y hacer de esa porción parte de su vida misma. Al estudiar el texto,
deberá anotar todos los pensamientos que le vienen a la mente.

25
INTRODUCCIÓN

La introducción es lo primero que se dice a los oyentes del mensaje. La


introducción debe ser interesante para despertar las mentes distraídas, debe
lograr captar la atención de la congregación. Debe durar unos cinco minutos y
debe motivar interés al tema que se piensa desarrollar. Una introducción puede
tomar varias formas, así:

1. Un suceso o evento de actualidad: "Ayer hubo un accidente en...


2. Una cita de una persona célebre o conocida: "Dijo el famoso artista..."
3. Una anécdota o historia apropiada: "Sucedió el año pasado que...
4. Una pregunta o serie de preguntas: "¿Qué problema le preocupa hoy?”
5. Una declaración sorprendente: "Sabía usted que"

EL CUERPO DEL MENSAJE

Esto constituye la parte más importante del sermón y está a base de la


Palabra de Dios. Esta parte puede tomar de 20 a 40 minutos según el tiempo que
se crea más adecuado. El sermón largo no necesariamente trae más bendición
pero un sermón demasiado corto puede dejar el tema incompleto. El cuerpo del
sermón presenta un pensamiento, luego otro pensamiento, y lleva a otro, hasta
que se llega a convencer, a aclarar, a mover a la congregación.

Un buen mensaje apela a todo el hombre: apela a su razón o intelecto,


presentando conceptos y enseñanzas. Apela a su emoción o sentimientos,
usando ilustraciones que identifiquen al oyente con el mensaje. Apela a su
voluntad, desafiándole a tomar decisiones que modifiquen su vida.

Para preparar el cuerpo del mensaje y el bosquejo, deberá anotarse los


puntos principales en forma de una lista enumerada. Tome en cuenta que:

1. Cada punto debe tener relación con la porción bíblica.

2. Cada punto debe tener relación con los demás puntos.

3. Debe haber un orden lógico entre los puntos.

4. No debe haber demasiados puntos. Lo ideal son tres usando los llamados
"sub -puntos".

5. Cada punto debe abarcar algo diferente a los demás puntos y no invadir el
campo de otro punto.

6. Cada punto debe ser breve y claro.


A continuación tenemos un ejemplo de un bosquejo realizado con puntos
solamente.

26
DAVID UN LÍDER PODEROSO

Propósito: Desarrollar mejores líderes en la iglesia.

Introducción: Hablar brevemente sobre la falta de líderes capacitados.


Presentar a DAVID como un líder poderoso.
Cuerpo:

1. Tenía muchos talentos - 1 Samuel 16:18


2. Iba delante de la gente como ejemplo - 1 Samuel 18:13,16
3. Sabía llevarse bien con gente difícil - 1 Samuel 22:2
4. Estaba dispuesto a cambiar de planes cuando fuere necesario - 1 Samuel
25:13; 33-35
5. Preguntaba a Dios antes de tomar decisiones - 2 Samuel 5:19-23
6. Distribuía la responsabilidad, no lo hacía todo solo - 2 Samuel 8:16-18

Conclusión: Oración pidiendo que Dios desarrolle más liderazgo en la iglesia con
estas características.

Un ejemplo de bosquejo con puntos y sub -puntos es el siguiente:

PABLO UN SIERVO DE DIOS

Propósito: Conseguir más obreros para la obra de Dios.

Introducción: Compartir un breve testimonio personal sobre el llamado a


servir en la obra del Señor.

Cuerpo:

1. SU PREPARACIÓN PARA EL MINISTERIO


1.1. Su educación - Hechos 22:3
1.2. Su conversión -Hechos 216-10; 14-16
1.3. Su comunión con Dios - Gálatas 1: 15-19

2. SUS PROPÓSITOS EN EL MINISTERIO


2.1. Evangelizar a los inconversos - Romanos 15:20,21
2.2. Enseñar a los nuevos en la fe - Hechos 18:11; 14:35 y 19:9-10
2.3. Desafiar a todos los cristianos - Tito 2:6, 8

3. LOS PREMIOS DEL MINISTERIO


3.1. Conversiones - Hechos 16:30-34 (carcelero de Filipos)
3.2. Crecimiento y cambios de vida - Hechos 19:9-10 (escuela en Éfeso)
3.3. Consagración de jóvenes a la obra - Hechos 16:1-3
Conclusión: Invitar al altar a los que entregan sus vidas para la obra del Señor.

LA CONCLUSIÓN

27
El mensaje debe terminar con una conclusión. Es el clímax del sermón y
lleva a la congregación a tomar decisiones. La conclusión presenta un desafío,
una encrucijada donde cada persona debe reflexionar sobre una decisión.

La conclusión puede incluir un breve repaso del mensaje, con aplicación y


un llamado al altar. Es difícil definir el tiempo de duración de la conclusión. Es
necesario ser sensible al Espíritu Santo para definir cuánto se ha de esperar para
que las personas respondan. El predicador debe saber que aunque no vengan al
altar, la Palabra de Dios no volverá vacía.

ARCHIVO DE BOSQUEJOS

Ya que Dios se tomó la molestia de mostrarnos ciertas verdades y


conceptos mientras preparábamos el mensaje, sería una falta de respeto no
anotarlas y guardarlas para otra oportunidad. Se podrá usar un librito con anillos
para los bosquejos o un cartapacio. Se podrá volver a predicar el mismo sermón
pero con nueva meditación y nuevas aplicaciones.

TAREA

1. Usando los principios presentados en esta lección, prepare un bosquejo


original suyo, usando solo puntos.

2. Ahora prepare un bosquejo original con puntos y subpuntos.

Lección 9

COMO ENTREGAR EL SERMÓN

Texto para Memorizar: ... agradó a Dios salvar a los creyentes por la locura de la
predicación." 1 Corintios 1:2b

Un buen mensaje bíblico, que es bueno en su contenido e interesante en


su presentación, puede perder su efecto si el predicador no sabe entregar
correctamente el sermón. La manera en que se predica un sermón tiene mucha
importancia. Veamos algunos factores.

LA MIRADA DIRECTA A LOS OYENTES

La mirada directa del predicador a la congregación aumentará mucho el


interés del grupo. Las personas sienten que el mensaje es para ellos y no para el
piso o el techo. El contacto visual permite al predicador relacionarse con la
congregación porque verá si se distraen, si no oyen bien, o si la gente duerme.

28
Podrá ministrar directamente a ellos y sus necesidades. Debe tener bien
preparado su sermón para que pueda mirar a la congregación sin perder el hilo
del mensaje.

El buen predicador mira a todos los del grupo de tanto en tanto, no


olvidando los que están muy atrás, ni los de primera fila, ni los del costado. El
predicador controlará mejor el volumen de su voz cuando mira a sus oyentes.
Hablará lo suficientemente fuerte para que los de atrás oigan la Palabra de Dios.

Jeremías 1: 17 dice: "Tú, pues, ciñe tus lomos, levántate y háblales todo
cuanto te mande; no temas delante de ellos." El temor no permite que el
predicador mire a los ojos de la gente.

Mateo 6:22 dice que el ojo es lámpara del cuerpo. Son los ojos, o sea la
mirada, lo que da vida a un sermón. Lucas dice en 6: 10 que Jesús los miró a
todos... Pablo miró fijamente al Concilio cuando les habló en Hechos 23: 1.

LA VOZ CLARA Y FUERTE

Tenemos el ejemplo del escriba Esdras, quien usó un púlpito de madera


para poder dirigirse mejor a la gran multitud de personas cuando leía la Ley al
pueblo (Nehemías 8:4). En el versículo 8, dice: "Y leían en el libro de la Ley de
Dios claramente y ponían el sentido de modo que entendían la lectura".

Algunas personas tienen el mal hábito de hablar con la boca media cerrada
con el resultado de que lo que dicen no es claro; corno consecuencia, las
personas no pueden entender bien lo que dice. Si una concurrencia es grande,
requiere en mayor grado que la voz sea clara y fuerte. Los grandes predicadores
como Jorge Whitefield y Dwight Moody tenían una voz muy fuerte y hablaban con
tal claridad que miles de personas les podían oír sin el uso del micrófono.

El volumen debe ser ajustado según el tamaño del auditorio. Si se usa


micrófono, asegúrese de que los que están adelante no queden sordos por el alto
volumen, o que los de atrás no oigan porque tiene poco volumen. Todos merecen
escuchar bien. Si se usa micrófono, habrá que ubicar bien las bocinas; algunas
van adelante, otras a la mitad y si el salón es grande, otras todavía más atrás.

La pronunciación debe ser clara para que cada consonante y cada vocal se
escuchen. Si la palabra de Dios tiene importancia, debe ser entregada con
claridad de dicción y enunciación; si un predicador tiene problemas en esta área,
es mejor que practique leyendo la Palabra de Dios en voz alta y dejar que otra
persona le dé recomendaciones.

Además de la claridad, debe haber una inflexión agradable de la voz; que


no sea de voz chillona, ni monótona. La calidad de la voz puede indicar
solemnidad, tristeza o compasión. La voz debe indicar sinceridad también. Es fácil
darse cuenta si se predica con sinceridad o con falsedad.

29
La voz deberá tener también una velocidad adecuada, la cual varía según
el tema. Cuando se habla rápidamente, indica suspenso y entusiasmo. La
velocidad lenta indica tristeza, solemnidad o énfasis. No se deberá hablar tan
rápido que los oyentes no capten los pensamientos, ni tan despacio que se
distraigan y se duerman.

Se debe hablar de manera natural, con estilo conversacional, con inflexión


natural y no artificial. La oratoria formal y artificial no es capaz de mover a las
congregaciones actuales.

EL VOCABULARIO

El vocabulario que usa el predicador debe ser sencillo y directo. No


debemos complicar los pensamientos usando palabras grandes e importantes
para impresionar, haciendo sentir que sabemos mucho. Como comentó una viejita
al salir del templo: "Debería traer mi diccionario en vez de mi Biblia porque el
pastor solo usa palabras difíciles". El buen predicador usa el lenguaje de la
congregación para que se capte mejor el mensaje de Dios y sin problemas. Si
necesita usar palabras técnicas, deberá explicarlas.

LOS GESTOS

Todos usamos gestos al despedimos, al saludar y al hablar. Con un


movimiento de la mano logramos expresar muchas cosas. Comunicamos a través
de los movimientos que hacemos. La manera de mirar, la forma de pararse,
movimientos de ojos, manos, cuerpo, todo comunica algo. Se debe evitar todo
gesto que no añada al mensaje. Los oyentes desean ver acción en el predicador,
ya que una estatua sin movimiento, que solo habla, no atrae mucho.

Los gestos se usan para dar énfasis a ciertas palabras y pensamientos. El


puño cerrado indica énfasis, el dedo apuntador indica advertencia, los brazos
extendidos indican apelación e invitación. Cuanto mayor es la congregación más
gestos serán necesarios y que se vean desde atrás. Los gestos deben ser
naturales, claros, sencillos y no muy repetidos.

30
MANIERISMOS QUE DISTRAEN

Hay manierismos que algunos predicadores tienen, los cuales distraen a su


congregación hasta el punto en que no pueden oír lo que dicen, porque están
fijándose atentamente en sus modos extraños. Veamos algunos manierismos:

1. Expresiones faciales extrañas: fruncir la frente demasiado, moviendo la


nariz, expresiones raras de la boca.
2. Nerviosismo: frotándose las manos continuamente, moviéndose mucho, y
nervioso en su manera de hablar.
3. Gestos, movimientos extraños y la manera de pararse: frotándose la nariz,
manos en los bolsillos, tocarse la corbata o el cabello continuamente,
balanceo sobre los talones, quitar y ponerse los anteojos.
4. Apoyarse perezosamente: esto ya sea sobre el púlpito o mesa, como si fuera
a caerse si no estuviera el púlpito. En el vestir: el traje descosido, corbata mal
puesta, la falta de un botón, el cuello de la camisa levantado, etc. Son cosas
que distraen mucho y quitan fuerza y efectividad al mensaje.

TAREA
1. ¿Qué sucede si la entrega del sermón es deficiente?
2. Escriba las ventajas de mirar a la congregación cuando uno predica.
3. ¿Quién usó un púlpito de madera desde el cual leyó del Libro de la Ley?
4. ¿Qué significa tener un volumen adecuado de voz?
5. ¿Qué significa tener una buena pronunciación?
6. ¿Puede la voz expresar sentimiento y sinceridad?
7. ¿Qué significa tener una velocidad adecuada de voz?
8. ¿Cómo debe ser el vocabulario de un predicador?
9. ¿Para qué sirven los gestos?
10. Enlista los manierismos que distraen del mensaje.

Lección 10

LOS RESULTADOS DE LA PREDICACIÓN

Texto para Memorizar: Porque la palabra de Dios es viva y eficaz y más cortante
que toda espada de dos filos: y penetra hasta partir el alma y el espíritu, las
coyunturas y los tuétanos, y discierne los pensamientos y las intenciones del
corazón." Hebreos 4:12

La predicación de la Palabra de Dios puede tener gran poder, pero no


siempre lo vemos en todo mensaje que se predica. El buen predicador no se
queda satisfecho con el privilegio de predicar, sino que busca fruto, busca
resultados reales,

¿Por qué hay mensajes que producen tan poco fruto? Hay mensajes que
sólo cansan al predicador, y las personas se cansan de escuchar. Hay muchas
razones por las cuales no hay fruto. Una de ellas es porque el predicador mismo

31
muchas veces no tiene metas claras de lo que desea lograr. ¿Qué tipos de frutos
debe un predicador esperar?

1. LA CONGREGACIÓN DEBE INFORMARSE

Cuando la congregación absorbe conceptos de la Palabra de Dios, cuando


entiende las enseñanzas, es el primer paso para traer cambio en su vida. El buen
predicador enseña e informa a su congregación de muchas cosas, las cuales
podrán ser guardadas en su mente y corazón. Cuando los apóstoles predicaron,
presentaron una serie de datos históricos, o información, que llevarían a la gente
a la reflexión. Un buen sermón informa.

2. LA CONGREGACIÓN DEBE TOMAR DECISIONES

Luego de que Pedro predicó en el día de Pentecostés, la muchedumbre no


quedó pasiva. Dice Hechos 2:37,38: "se compungieron de corazón y dijeron a
Pedro y a los otros apóstoles: Varones hermanos, ¿qué haremos?”

Ellos habían sido tocados por Dios a través del mensaje y tenían deseos de
hacer algo. No querían quedarse igual. Pedro les dijo: "Arrepentíos y bautícese
cada uno de vosotros en el nombre de Jesucristo para perdón de los pecados".
Recuerdan cuando el carcelero de Filipos se postró a los pies de los prisioneros
Pablo y Silas preguntando: "¿Qué debo hacer para ser salvo?” Dios había tocado
su corazón, dándole el deseo de un cambio (Hechos 16:30). El carcelero creyó en
el Señor Jesucristo y fue salvo. Hubo resultados y fruto. Recordemos que a veces
las personas toman una decisión en un momento de emoción y en un ambiente
propicio, pero al salir de aquel lugar su decisión quedó en la nada porque se basó
en sus emociones y no en su voluntad.

3. LA CONGREGACIÓN DEBE TOMAR ACCIÓN

En el caso del Día de Pentecostés, no hubo "manifestación de fe" solamente,


para que luego todas las personas desaparecieran y no volvieran jamás. No. Las
Escrituras dice que ellos:

a) Se bautizaron, lo cual era un acto público.


b) Se añadieron a la iglesia, o sea se hicieron miembros. La acción es un
paso más allá de la decisión.
c) Perseveraban en la doctrina de los apóstoles (recibían enseñanzas), en
la comunión unos con otros, en el partimiento del pan y en las oraciones.
¿Se imagina el rápido crecimiento de esa primera iglesia? De un día a otro
había miles de personas que habían creído y pusieron acción con su
decisión.
d) Además, encontramos que "vendían sus propiedades y sus bienes y lo
repartían a todos según la necesidad de cada uno". (Hechos 2:45 y 46)
Eran generosos en sus ofrendas. Cuando Dios toca los bolsillos de las
personas, es evidencia del poder de Dios, porque el dinero es algo muy
privado para una persona.

32
4. LA CONGREGACIÓN DEBE EXPERIMENTAR CAMBIOS EN SU VIDA

Cuando hay una obra sobrenatural del Espíritu en la vida de una persona, las
evidencias tienen que salir a la luz, y debe haber cambios en el carácter y en la
vida misma de la persona. La predicación poderosa podrá ayudar en este cambio.
En Juan 152,3, dice: "Todo pámpano que en mí no lleva fruto, lo quitará y todo
aquel que lleva fruto lo limpiará para que lleve más fruto." Una planta saludable
llevará fruto, el fruto del Espíritu, que es: amor, paz, gozo, paciencia, bondad, etc.
(Gálatas 5:22,23).

El cambio en la personalidad y el carácter es más difícil de conseguir que los


demás cambios: informarse, tomar decisiones y tomar acción, pero nuestro Dios
todo lo puede y con el poder de la palabra predicada, estos cambios serán
realidad cuando las personas dejan atrás sus vicios, pecados y mal carácter.
¿Cómo puede un mensaje ayudar para lograr estos cambios?

CADA MENSAJE TENDRÁ UN PROPÓSITO

El siervo del Señor tendrá presente el propósito del mensaje y no tratará de


lograr muchas metas en un solo sermón. Cada cosa en su mensaje debe aportar
hacia su propósito. Al escoger el propósito, el siervo del Señor tendrá en mente
las necesidades espirituales de la congregación y los intereses que las personas
tienen.
Deberá conocer el nivel de "hambre espiritual" que la congregación tiene y
tratar en las fuerzas del Señor de satisfacer esas inquietudes.
Al escoger el propósito, el siervo del Señor tendrá en cuenta los mensajes
ya predicados en los últimos meses. Habrá que predicar varias veces ciertos
temas, pero desde otro punto de vista. Habrá otros temas que con un solo sermón
alcanzará para cumplir su función. Desde ya, si un pastor se ausenta de la
congregación y deja un predicador invitado, deberá averiguar los temas de esos
mensajes y los resultados para poder edificar sobre los fundamentos puestos.
Incluso a veces se hace necesario corregir algún malentendido.

EN CADA MENSAJE DEBERÁ INCLUIRSE

Afirmaciones y Declaraciones: de verdades de la Palabra de Dios.


Explicaciones: cuando el orador aclara pensamientos, los repite de diferente
manera, los amplía para mayor claridad, añade o describe.
Ejemplos: ilustraciones de la vida real o imaginarias que ayudarán a comprender
mejor la enseñanza bíblica.
Argumentos: pruebas lógicas y estadísticas que verifiquen lo que el mensaje está
presentando. Los argumentos demuestran la verdad de las afirmaciones.
Aplicaciones: es la adaptación del mensaje a la vida de los oyentes. Por ejemplo:
al predicar sobre Juan 15, podrá aplicarse la verdad diciendo: "Esta vid se
asemeja a la vida suya y mía. Dios necesita quitar algunos "pámpanos" para que

33
llevemos más fruto. ¿Desea que Dios limpie su vida?” Estas aplicaciones pueden
hacerse durante el mensaje o al final.

TAREA

1. ¿Por qué hay mensajes que no producen fruto en las vidas de los oyentes?
2. Indique los tipos de fruto que un predicador debe esperar.
3. Piense en los mensajes que afectaron grandemente su vida. ¿Por qué
tuvieron ese gran efecto?
4. ¿Qué ejemplos bíblicos hay que muestran a personas tomando
decisiones?
5. El predicador, al escoger el propósito, tendrá en cuenta dos cosas.
¿Cuáles son?
6. Cada mensaje debe incluir cinco cosas. ¿Cuáles son?

Lección 11

GRANDES PREDICADORES DE SIGLOS PASADOS

Texto para Memorizar: “¿Cómo pues, invocarán a aquel en el cual no han creído?
¿Y cómo creerán en aquel de quien no han oído? ¿Y cómo oirán sin haber quien
les predique?” Romanos 10:14

Desde el tiempo de los profetas ha habido mensajeros que proclamaron la


Palabra del Señor con autoridad y poder. Los apóstoles, como buenos seguidores
de Jesucristo (el predicador por excelencia), llevaron el evangelio glorioso a todo
el Imperio Romano predicando en los templos, en los hogares y al aire libre.

En los primeros siglos de la era cristiana, se levantaron hombres


poderosos para proclamar la Palabra del Señor. A través de los siglos, Dios ha
levantado a hombres y a veces mujeres para llevar su Palabra

FAMOSOS PREDICADORES DE LOS ÚLTIMOS SIGLOS

En el siglo XVIII, Dios levantó a grandes predicadores para proclamar su


Palabra. Entre ellos figuran: Jonatán Edwards y Carlos Finney en Estados Unidos
de Norteamérica; Juan Wesley y Jorge Whitefield en Inglaterra.

En el siglo XIX, Dios levantó a otros más: Carlos Spurgeon en Inglaterra y


Dwight Moody en los Estados Unidos. Esta lista de predicadores es sólo una
selección de algunos de los más conocidos.

Veamos las vidas de algunos de estos grandes predicadores de la Palabra


del Señor.

34
JUAN WESLEY 1703 - 1791

Juan Wesley, de Inglaterra, predicó 40,000 sermones en su vida. Viajó


cerca de 250,000 millas a caballo llegando a cada rincón de su país y escribió
muchos libros. Solía levantarse a las cuatro de la mañana para orar y estudiar.
Durante toda su vida (88 años), vivió sencilla y metódicamente. De allí surgió el
nombre de "metodistas".

Wesley se crió entre 10 hermanos, hijo de un pastor anglicano. Su madre


Susana dedicó mucho tiempo para educar y enseñar a sus hijos acerca del Señor.
Estudió en la Universidad de Oxford, graduándose en 1724. Fue profesor de
griego en esa misma universidad donde también fue líder de un grupo de oración
que los compañeros llamaban "El Club Santo". Fue ordenado como pastor por la
iglesia Anglicana, pero todavía no conocía la experiencia de salvación hasta
1738. Su conversión marcó un cambio tremendo en su vida y comenzó a predicar
y enseñar sobre la santidad. Muchas iglesias tradicionales rechazaron su
mensaje. Wesley fue obligado a predicar al aire libre, lo cual hizo durante 50
años.

Grandes multitudes oían a Wesley aún a las 5 de la mañana. Había


quienes lo odiaban y le molestaban tirándole lodo, huevos o piedras. Pero siguió
predicando y las multitudes respondieron a su mensaje de salvación y poder.

En 1740 se formó lo que se llamó la Sociedad Metodista. Wesley preparó a


predicadores itinerantes quienes extendieron la obra por todo lugar. La
congregación máxima que tuvo Wesley fue de 30,000 personas en 1773, cuando
él tenía 70 años. Dejó formado lo- que llegaría a ser una de las denominaciones
más fuertes del mundo, los metodistas, que al morir Wesley contaban con
100,000 personas.

Los mensajes de Wesley eran siempre sencillos, directos, bíblicos, que


apelaban al corazón de los oyentes. Muchos de sus sermones los preparaba
mientras viajaba a caballo de un pueblo a otro, leyendo y estudiando la Palabra
de Dios.

JORGE WHITEFIELD 1714 -1770

Como Wesley, Jorge Whitefield fue predicador al aire libre. Predicó más de
18,000 sermones en Inglaterra y en Estados Unidos. A cualquier lugar donde iba,
podía juntar miles de oyentes a cualquier hora del día. Muchas veces era difícil
calcular cuantas personas concurrentes había; entonces Whitefield acostumbraba
notar cuantas cuadras cubría la multitud. Se ha dicho que su voz potente (sin
ayuda de micrófonos y amplificación) podía oírse por 100,000 personas a la vez,
hasta la distancia de una milla. Solo el gemido de la multitud por sus pecados
cubría a veces su voz. Predicaba a la gente sencilla y a los de alta sociedad por
igual y muchas personas quedaban postradas bajo el poder de sus sermones. Las

35
personas se convertían durante el mensaje de Whitefield ya que él no
acostumbraba usar invitación al final.

Whitefield terminó sus estudios universitarios en Oxford donde conoció a


Wesley, y fue miembro del "Club Santo". Se convirtió en 1735; fue ordenado en
1736 y comenzó a predicar en las iglesias hasta que en ninguna cabían las
multitudes. Desde 1739 predicó al aire libre y a la edad de 25 años tenía 10,000
personas que le oían de una vez. Sus sermones duraban una hora y media; su
oratoria tenía mucha vida, tal es así que sus palabras pintaban cuadros vívidos a
sus oyentes con realismo y emoción.

CARLOS FINNEY 1792 - 1875

Finney era un abogado que a la edad de 29 años conoció a Cristo como


Salvador. Desde esa fecha comenzó a predicar y su manera era en forma lógica,
clara y penetrante.

Era un predicador muy dramático y tenía una tremenda descripción


imaginativa. Predicó con tanto poder que hasta se cerraban los bares y teatros
por falta de gente. En una campaña en Rochester, Estado de Nueva York se
convirtió el 10% de la población. Para prepararse para sus mensajes solía ir entre
la gente para saber de sus necesidades. Escogía entonces los temas adecuados,
los meditaba y los estudiaba. Iba al púlpito sin tener bosquejo alguno. Dependía
del Espíritu Santo. No predicaba con oratoria, sino que hablaba a la gente como
individuos, como una charla personal. Luego de predicar en otras grandes
ciudades de Estados Unidos como Filadelfia y Nueva York, ejerció como pastor en
varias ocasiones con gran éxito, con asistencias de 1,000 o más.

Trabajó entre los presbiterianos y luego en la iglesia congregacional. Fue


presidente de una universidad cristiana un tiempo. Durante muchos años editó
una revista y en su vida escribió varios libros. Se ha dicho que unas 500,000
personas se convirtieron bajo su ministerio. Murió a los 82 años de edad.

CARLOS SPURGEON 1834 - 1892

Spurgeon fue llamado "el príncipe de los predicadores" por su largo y


fructífero ministerio como pastor del Tabernáculo Metropolitano en Londres,
Inglaterra. A los 18 años llegó a ser pastor bautista y a los 20 años llegó a
Londres. Su iglesia creció tanto que tuvieron que construir un tabernáculo con
cupo para 6,000 personas.

Era bíblico en su predicación; cada sermón se basaba en pasajes de la


Biblia. Usaba siempre ilustraciones originales en sus mensajes. Era apasionado
en su invitación para recibir a Cristo, y era enérgico en la entrega de su mensaje.
Al predicar marchaba ¡da y vuelta en la plataforma. Mantenía la atención absoluta
de 5,000 a 20,000 personas.

36
El se conmovía al hablar de Cristo, quien era el amado de su alma. Podía
citar largos pasajes bíblicos de memoria. Leía además libros de los grandes
cristianos de siglos anteriores y citaba de sus escritos. No predicaba según los
deseos de la congregación, ni según las ideas modernas que existían en su día,
sino que predicó la Palabra de Dios con firmeza.

Como persona, Spurgeon era un hombre recto, honesto y transparente. Era


un hombre feliz, lleno de vitalidad y de buen sentido del humor. Gozaba de
amplias amistades.

Era siempre un hombre muy ocupado. Se calcula que Spurgeon escribió,


tradujo y editó como 200 libros, los cuales se vendían por millones. En 1855
comenzó a publicar sus sermones, uno por semana, los cuales eran tan populares
que se imprimían 25,000 cada semana. Luego se hizo una colección de estos
sermones y se publicaron en 4 volúmenes con 1,500 páginas en total, abarcando
toda la Biblia.

DWIGHT MOODY 1837 - 1899

De un hogar humilde en Massachusetts, en Estados Unidos de América, y


de la profesión de vendedor de zapatos, Dios levantó a un joven con poca
educación, pero dispuesto a obedecer al Señor. Dwight Moody comenzó su
ministerio entre los niños pobres de Chicago, y su escuela dominical tenía 1,500
niños. Luego llegó a ser evangelista, viajando y predicando en grandes campañas
en Estados Unidos e Inglaterra.

Sin micrófono, Moody podía predicar a 8,000 personas a la vez. Tenía


mucha salud, energía y una voz potente, y los usaba para la gloria de Dios. Para
preparar sus sermones, juntaba recortes e ideas en sobres según los diferentes
temas. Cuando Moody tenía que preparar un sermón, escogía de entre los
papeles de un sobre y así formaba un bosquejo.

Madrugaba dos horas antes de los demás para buscar el rostro de Dios en
oración. Fue un hombre investido con poder del Espíritu Santo, un hombre
plenamente rendido a Dios. Fue un hombre libre del amor al dinero y cuando
hubo grandes ofrendas en sus campañas, se gozaba en regalarlas a escuelas
bíblicas y obras de caridad.

En 1893, durante la Feria Mundial en Chicago, Dwight Moody, con su


pasión por la salvación de las almas, alquiló el salón más grande de Chicago, el
Salón Central de Música y ese enorme salón se llenó completamente de gente
que deseaba escuchar a Moody. ¿Por qué? Porque Moody conocía bien el único
libro que este mundo anhela conocer: La Biblia, y sabía predicarlo con poder.

Lección 12

GRANDES PREDICADORES DE ESTE SIGLO

37
Texto para memorizar: "Y les dijo: 10 por todo el mundo y predicad el evangelio a
toda criatura" Marcos 16:15

Ya hemos visto algunas vidas de predicadores de siglos anteriores. En este


siglo veinte Dios también ha levantado predicadores para proclamar su Palabra y
sacudir nuestra generación. Estos pudieron usar medios de comunicación que
anteriormente no había, como la radio y la televisión. Para las grandes campañas
ya había sistemas de amplificación de la voz. Entre los más conocidos
predicadores de nuestro siglo encontramos a Billy Graham, Oral Roberts de los
Estados Unidos; Osvaldo Smith de Canadá; Kathryn Kuhlman y T.L. Osbom de
Estados Unidos.

En nuestra Latinoamérica tenemos predicadores más conocidos como Luis


Palau de Argentina, Yiye Ávila de Puerto Rico, Felipe Saint de Argentina, Cecilio
Arrastía de Cuba y Pablo Finkenbinder "Hermano Pablo" de Estados Unidos.

Esta lista no es completa, sino una selección de algunos de los más


conocidos y más publicados. Escogeremos algunos de estos para conocer sus
vidas y ministerios como predicadores del evangelio.

ORAL ROBERTS 1918 -

Oral Roberts, predicador de sanidad de Estados Unidos, ha orado


personalmente por más de un millón de personas y Dios ha sanado a muchísima
gente bajo su ministerio. A través de la televisión, la radio y las publicaciones, el
señor Roberts ha podido compartir el mensaje que Dios es bueno, y que a Él lo
encontramos en el punto de la necesidad humana, y que Él desea que todo
hombre sea completo. (3 Juan vs. 2)

De niño Oral tartamudeaba mucho y fue rebelde a Dios. Luego que Dios le
sanó milagrosamente de la tuberculosis y de su problema con la lengua, comenzó
a servir a Dios como pastor. En 1940 comenzó a desarrollar su ministerio con los
enfermos, pobres y tristes. De allí Oral comenzó un largo y exitoso ministerio en
Estados Unidos, Europa y Asia. En 1948 empezó a usar carpas para sus
campañas. Su carpa más grande tenía cupo para 10,000 personas.

Las multitudes asistían y Dios sanaba. Tenía catorce campañas de carpa al


año. Predicaba como dos horas en cada reunión, sus mensajes centrados en la
Biblia. Tenía una voz agradable y su estilo de predicar era dramático.

Ministró mucho sobre los cuatro problemas principales de las personas:


sanidad espiritual y física, necesidades financieras o económicas, soledad y
dificultades en el hogar y con la iglesia. En 1965 él fundó la Universidad Oral
Roberts que ahora cuenta con 1,000 alumnos.

BILLY GRAFÍAM 1918 -

38
Quizás ninguna persona ha predicado a más personas que Billy Graham a
través de campañas, mensajes por la radio, televisión y la página impresa.

Nació y se crió en una finca de vacas lecheras en Carolina del Norte,


Estados Unidos. Luego de su conversión a la edad de 16 años, sintió el llamado
de Dios para predicar. Se graduó en una universidad cristiana y fue evangelista
con Juventud para Cristo.

En 1949, al tener 31 años, Graham fue invitado para ser orador de la gran
campaña de evangelización en Los Ángeles, California. Hubo conversiones
notables de personas conocidas de cine y de la sociedad. Se extendió la
campaña de tres a ocho 52 semanas, con una asistencia total de 350,000
personas, y 4,200 profesiones de fe. Allí comenzó su ministerio que le llevó a todo
el mundo con grandes campañas de evangelización.

Billy Graham es dinámico, alto, de buena presencia. Predica el evangelio


con deliberación, condenando el pecado en todas sus formas.

En 1950 se ofreció la oportunidad de predicar en una emisora radial muy


conocida en los Estados Unidos. Dios le proveyó $25,000 dólares y así se inició la
Asociación Billy Graham y su programa radial "La Hora de Decisión" que en 1954
ya tenía 15 millones de oyentes en 1,000 emisoras en Estados Unidos y 30
emisoras en onda corta. Sus mensajes impresos en los diarios "Mi Respuesta" y
sus libros han sido muy leídos también.

Billy Graham juntó un equipo Evangelístico que ha viajado con él durante


años. Coros enormes han cantado en sus campañas. En 1957 hubo una gran
campaña en Nueva York, de tres meses. La última reunión fue en el estadio
Yankee con 100,000 asistentes. En 1962 hizo una gira por Latinoamérica con
campañas en las grandes ciudades. Ha tenido campañas en Inglaterra, India,
Australia, Nueva Zelandia, África, Alemania y Francia.

KATHRYN KUHLMAN 1907-1976

Kathryn Kuhlman, evangelista estadounidense, comenzó a la edad de 16


años a predicar en pueblos pequeños. Dios honró su ministerio sencillo y
poderoso con almas convertidas y desde 1944 con sanidades espectaculares.
Mujer alta, delgada, pelirroja, Kathryn era dramática en todo lo que hacía. Sus
mensajes bíblicos surgieron de horas de meditación y oración en la presencia de
Dios ya que no recibió preparación en un instituto o seminario bíblico.

En sus primeros cinco años de ministerio ayudó a una hermana y su


esposo quienes ministraban en una carpa. Luego formó un equipo propio con una
pianista llamada Elena y viajaron durante varios años en campañas. En contra de
la voluntad de Dios contrajo matrimonio con un hombre divorciado. Fue así como
durante los siguientes seis años perdió su unción. Posteriormente decidió dejarlo
y poner a Dios nuevamente en el primer lugar de su vida. El resultado fue que
Dios empezó a bendecirla como nunca antes. Hubo sanidades y evidencia de los

39
dones del Espíritu. Sus reuniones duraban más de cuatro horas, con alabanza,
coros, mensaje y testimonios de sanidad que acaban de suceder en la reunión.

Por más de 25 años tuvo su sede en Pittsburg, Pennsylvania con reunión


de "milagros" allí, en Akron, Ohio, y Los Ángeles, California. Escribió varios libros
documentando sanidades. Kathryn Kuhlman tuvo programas radiales muy
populares y una serie extensa en la televisión.

OSVALDO J. SMITH 1889-

Osvaldo Smith, canadiense, comenzó a predicar a la edad de 18 años.


Estudió en institutos bíblicos de Canadá y Estados Unidos. Predicó en grandes
campañas evangelisticas en Canadá, Estados Unidos, Gran Bretaña, África,
Sudamérica y el Oriente. En 1957 predicó en el Luna Park, famoso estadio de
boxeo en Buenos Aires, dónde muchas almas se entregaron a Cristo. El Rev.
Smith fue fundador y pastor de People's Church (Iglesia del Pueblo) en Toronto,
Canadá, desde 1920.

La membrecía de 3,500 personas tenía una gran visión misionera


designando $300,000 dólares anuales para la obra misionera, sosteniendo a 350
misioneros en todas partes del mundo. Smith fue autor de 35 libros con una
circulación de dos millones de copias en sesenta idiomas. Escribió 1,200 himnos,
canciones y poesías, muchas de las cuales están en español.

PREDICADORES EN LATINOAMÉRICA

Luis Palau, nacido en Argentina y conocido evangelista, ha predicado en


muchas ciudades grandes en Latinoamérica. Tiene un programa radial "Luis
Palau Responde".

Yiye Ávila, de Puerto Rico, ha sido usado por Dios en campañas de


sanidad en ciudades de América Central y otros lugares. Tiene también programa
radial.

Felipe Saint, nacido en Estados Unidos, pero radicado en Argentina desde


1957, ha sido usado por Dios en campañas evangelisticas en el Cono Sur, en
Chile, Perú, Argentina y Paraguay. Usa el arte (cuadros dibujados con yeso -tiza)
junto con el mensaje para mayor impacto, en sus campañas de 10,000 o más
personas. Es autor de varios libros publicados en Estados Unidos y España. Ha
ministrado por televisión.

PARA CONCLUIR

Queda el desafío para nuestras vidas. Dios hoy necesita y llama a hombres y
mujeres para entregar su Palabra con poder. Pero hay un precio que pagar, el
ministerio no es lugar para el perezoso o el tímido. En nuestro siglo Dios busca
vasos entregados en sus manos para predicar "con denuedo la palabra de Dios"
(Hechos 4:3 l).

40
41