Vous êtes sur la page 1sur 4

Guía de Educación Religiosa

Escolar Bogotá, Febrero 19 de 2009

Grado 11

Unidad uno Las raíces del problema social


Tema La cuestión social.

Varios de los problemas actuales en nuestra sociedad tienen su origen en el siglo XX, pero la mayoría
viene de lejos, cuando la revolución industrial inició su pleno desarrollo. De lo que ocurrió durante este
tiempo y de las consecuencias que trajo consigo para la sociedad tratamos este tema.

1
Guía de Educación Religiosa
Escolar Bogotá, Febrero 19 de 2009

Grado 11

El marco histórico

La Revolución Industrial es un periodo histórico comprendido entre la segunda mitad del siglo XVIII y
principios del XIX, en el que Inglaterra en primer lugar, y el resto de Europa continental después, sufren el
mayor conjunto de transformaciones socioeconómicas, tecnológicas y culturales de la Historia de la
humanidad, desde el Neolítico.

La economía basada en el trabajo manual fue reemplazada por otra dominada por la industria y la
manufactura. La Revolución comenzó con la mecanización de las industrias textiles y el desarrollo de los
procesos del hierro. La expansión del comercio fue favorecida por la mejora de las rutas de transportes y
posteriormente por el nacimiento del ferrocarril. Las innovaciones tecnológicas más importantes fueron la
máquina de vapor y la denominada Spinning Jenny, una potente máquina relacionada con la industria
textil. Estas nuevas máquinas favorecieron enormes incrementos en la capacidad de producción. La
producción y desarrollo de nuevos modelos de maquinaria en las dos primeras décadas del siglo XIX
facilitó la manufactura en otras industrias e incrementó también su producción.

Así es que en la revolución industrial se aumenta la cantidad de productos y se disminuye el tiempo en el


que estos se realizan, dando paso a la producción en serie, ya que se simplifican tareas complejas en
varias operaciones simples que pueda realizar cualquier obrero sin necesidad de que sea mano de obra
calificada, y de este modo bajar costos en producción y elevar la cantidad de unidades producidas bajo el
mismo costo fijo.

Consecuencias

La Revolución industrial estuvo dividida en dos etapas: La primera del año 1750 hasta 1840, y la segunda
de 1880 hasta 1914. Todos estos cambios trajeron consigo consecuencias tales como:

1. Demográficas: Traspaso de la población del campo a la ciudad (éxodo rural) — Migraciones


internacionales — Crecimiento sostenido de la población — Grandes diferencias entre los pueblos
— Independencia económica
2. Económicas: Producción en serie — Desarrollo del capitalismo — Aparición de las grandes
empresas (Sistema fabril) — Intercambios desiguales
3. Sociales: Nace el proletariado — Nace la Cuestión social
4. Ambientales: Deterioro del ambiente y degradación del paisaje — Explotación irracional de la
tierra.

La revolución industrial trajo consigo además, la aparición de unas desigualdades sociales


impresionantes y de una clase social obrera explotada por los intereses del capital. Este se acumulaba en
manos de los propietarios de las fábricas, mientras que los obreros vivían en condiciones infrahumanas:
horarios de hasta catorce y dieciséis horas de trabajo, inseguridad laboral, ausencia de todo tipo de
seguridad social, contratación de niños, viviendas insanas, salarios insuficientes para cubrir las
necesidades elementales, grandes aglomeraciones urbanas sin infraestructuras adecuadas…

Las propuestas para solucionar el problema social.

2
Guía de Educación Religiosa
Escolar Bogotá, Febrero 19 de 2009

Grado 11

Frente a la situación de pobreza y precariedad de los obreros, la Iglesia católica, a través del Papa León
XIII, dio a conocer la Encíclica Rerum Novarum (1891), que condenaba los abusos y exigía a los estados
la obligación de proteger a lo más débiles. A continuación, un fragmento de dicha encíclica: « (...) Si el
obrero presta a otros sus fuerzas a su industria, las presta con el fin de alcanzar lo necesario para vivir y
sustentarse y por todo esto con el trabajo que de su parte pone, adquiere el derecho verdadero y
perfecto, no solo para exigir un salario, sino para hacer de este el uso que quisiere (...) ». Estos
elementos fueron decisivos para el surgimiento de los movimientos reivindicativos de los derechos de los
trabajadores.

Para lograr mejores condiciones de vida, los obreros tuvieron que superar muchas dificultades. Primero
consiguieron el derecho de asociación, y de este modo, formaron sociedades de socorro mutuo, para
hacer frente al paro, la enfermedad y los accidentes laborales. Luego fundaron los primeros sindicatos,
que les permitieron plantear reivindicaciones de tipo salarial y laboral. Pero las duras condiciones de los
trabajadores y el deseo de una sociedad más justa, movieron a algunos intelectuales a plantearse
soluciones idealistas que hoy conocemos como socialismo. Esta reacción adoptó tres modalidades
distintas, que, aunque tenían una base común, cada una proponía objetivos y métodos propios:

Socialismo utópico: Partiendo de una sociedad igualitaria y fraterna, propugnaba la abolición de la


propiedad privada y la creación de un nuevo tipo de relaciones sociales. Sus principales impulsores
fueron Saint-Simón y Fourier. Este socialismo inspiraría después el movimiento anarquista.

Socialismo marxista: Llamado por Marx “Socialismo científico”, que propone unas relaciones
económicas nuevas y distintas a las del liberalismo reinante: abolición de la propiedad privada de los
medios de producción y un concepto del trabajo no como mercancía sino como un valor que define a la
persona. Tiene una visión materialista del hombre y de la historia y de acuerdo con esta visión considera
que la religión es pura invención de los que han tenido el poder económico, para mantener sometidos a
los explotados con la promesa de un más allá.

El anarquismo: era contrario a cualquier tipo de autoridad coercitiva por considerarla nociva para el
hombre. Sus teóricos más destacados, proponían su desaparición para poder alcanzar una sociedad
comunista y libertaria que estaría basada en la bondad innata del hombre y en la que no existiría ni
propiedad privada ni clases sociales ni ningún otro tipo de desigualdad social.

Ejercicio de Aplicación.

1. Elabore un cuadro sinóptico en el de destaque las ventajas y desventajas que trajo para la
sociedad la revolución industrial.

2. Analiza los siguientes textos y con tus palabras explica cuáles son las principales denuncias que
se desprenden de los mismos.

Textos Opinión
3
Guía de Educación Religiosa
Escolar Bogotá, Febrero 19 de 2009

Grado 11

El invento y el progreso de las máquinas para


reducir el trabajo ha tenido una gran influencia en
la extensión de nuestro comercio y ha aumentado
el empleo, especialmente de los niños, en
nuestras industrias algodoneras. En ellas prestan
sus servicios ignorados, indefensos y olvidados
por aquellas personas a las que la naturaleza o
las leyes habían confiado su custodia.
J. Aikin.

Los dueños de las fábricas, ansiosos por


mantener sus máquinas día y noche mientras la
industria fuera próspera, ocupaban a hombres,
mujeres y niños en jornadas de trabajo de doce a
dieciséis horas, de día y de noche. Cuando había
una fase de depresión económica, no dudaban
en deshacerse de la fuerza de trabajo, ya que
tenían siempre una cola de desocupados en la
puerta de la fábrica esperando el momento en
que decidieran poner nuevamente en
funcionamiento sus máquinas.
P. Deane

Lo primero que se ha de hacer es librar a los


pobres obreros de la crueldad de los ambiciosos
que abusan de las personas sin moderación,
como si fueran cosas para su medro personal.
En cuanto a los niños, se ha de evitar
cuidadosamente y sobretodo que entren en
talleres antes de que la edad haya dado el
suficiente desarrollo a su cuerpo, a su inteligencia
y a su alma.
Establézcase en general que se dé a los obreros
todo el reposo necesario para que recuperen las
energías consumidas en el trabajo.

León XIII, Rerum Novarum

3. Diseñe una caricatura en la que responda al siguiente interrogante: ¿De qué manera las máquinas
cambiaron la forma de vida de los trabajadores?