Vous êtes sur la page 1sur 4

RESUMEN LEY 1314 DEL 2009

“Por la cual se regulan los principios y normas de contabilidad e información


financiera y de aseguramiento de información aceptadas en Colombia, se
señalan las autoridades competentes, el procedimiento para su expedición y
se determinan las entidades responsables de vigilar su cumplimiento”.

Esta norma, consistente en “La Convergencia con Estándares de


Contabilidad y Aseguramiento de la Información de alta calidad, reconocidos
internacionalmente”, lo cual le permitirá a los empresarios del país y a los
Contadores Públicos, inscribirse desde el reconocimiento del entorno
nacional en el proceso de la globalización económica.

Esta ley consiste en:

•Reglamentar la convergencia de nuestras normas contables con las


internacionales,

•Evitar la incoherencia de reglamentaciones entre superintendencias y otros


organismos del estado,

•Imponer al Consejo Técnico de la Contaduría Pública como redactor único


de las normas de convergencia,

•Separar las normas contables de las tributarias,

•Fijar plazos (desde el 2010 hasta el 2014) para la puesta en marcha de la


convergencia,

•Obligar a llevar contabilidad al Régimen Simplificado

De acuerdo con el comunicado del Gobierno Nacional, la nueva ley de


contabilidad:

1) Facilita el acercamiento de las normas colombianas al sistema


internacional, resuelve la diversidad y desarticulación de regulaciones, así
como los conflictos con la contabilidad tributaria.

2) Establece normas de contabilidad e información financiera que


conforman un sistema único y homogéneo de alta calidad, lo cual facilita el
control de la información contable relacionada con la inversión extranjera.
La transparencia en los reportes financieros reduce los costos de
transacción para las empresas, facilitan el desarrollo del mercado de
capitales y posibilitan la interpretación uniforme y comparable con
compañías de otras latitudes.

3) La nueva Ley aplica a todas las personas naturales y jurídicas que, de


acuerdo con la normatividad vigente, estén obligadas a llevar contabilidad,
así como a los contadores públicos, funcionarios y demás personas
encargadas de la preparación, promulgación y aseguramiento de estados
financieros e información financiera.
4) En desarrollo de esta ley, y teniendo en cuenta criterios tales como el
volumen de los activos, el monto de los ingresos, el número de los
empleados, la forma de organización jurídica y las circunstancias socio-
económicas, el Gobierno autorizará de manera general los obligados a llevar
contabilidad simplificada, la emisión de estados financieros y sus
revelaciones, así como el aseguramiento de la información financiera de
nivel moderado.

A través de programas de formalización empresarial o por razones de


política de desarrollo empresarial, el Gobierno establecerá normas de
contabilidad y de información financiera para las microempresas, sean
personas jurídicas o naturales.

BENEFICIOS DE LA LEY

•Mejorar la productividad de las empresas colombianas,

•Mejorar la Competitividad de las compañías del país;

•Mejorar el desarrollo armónico de la actividad empresarial;

•Fortalecer la arquitectura financiera nacional;

•Disminuir los riesgos de crisis en el sector privado;

•Disminuir los efectos negativos asociados con las crisis;

•Permitir a los inversionistas, nacionales o extranjeros, desarrollar sus


propuestas de inversión y adoptar sus decisiones de manera informada

•Contribuir a la inversión extranjera directa y de portafolio;

•Permitir a las grandes empresas la utilización de normas ajustadas a los


mercados internacionales;

•Estar acorde con los procesos de globalización;

•Ayudar a la inserción de las empresas nacionales en los mercados


financieros y de capitales internacionales;

•Reducir costos para las empresas colombianas con operaciones en el


exterior, evitando conciliar las normas contables nacionales con las de los
demás países donde operan;

•Reducir los costos de los inversionistas extranjeros en Colombia por la


preparación de más de un estado financiero, ya que ello desincentiva la
inversión en el país

•Reducir los costos de información, así como de los costos crediticios;

•Facilitar el desarrollo del sector productivo nacional, y por ende, del resto
de la Nación;
•Contribuir al crecimiento del sector privado;

•Ayudar a movilizar el ahorro nacional;

•Elaborar un sistema de normas para la pequeña y mediana empresa de


forma independiente;

•Ajustar las normas contables de la microempresa, simplificando la


contabilidad conforme a una escala de activos, ingresos, número de
empleados, tamaño, etc.

•Generar procesos de crecimiento para las PYMES y asegurar la


productividad de las mismas;

•Facilitar la formalización de las PYMES;

•Facilitar el acceso al crédito a las empresas pequeñas y microempresas;

•Evitar la diversidad y desarticulación de los reguladores en materia


contable, obligándolos a utilizar un solo marco normativo;

•Eliminar el excesivo número de planes de cuentas PUC´S (18), expedidos


por los organismos de inspección, control y vigilancia, los cuales dificultan la
uniformidad y coherencia de la información financiera;

•Eliminar los conflictos con la contabilidad tributaria;

•Separar las normas contables de las normas tributarias;

•Aumentar el mercado de los servicios profesionales de los contadores


públicos;

•Ampliar el campo de acción de los contadores colombianos para que


exporten y presten servicios en el exterior;

•Eliminar los bajos ingresos de los contadores públicos;

•Crear un sistema de aseguramiento de la información que aumente la


confianza pública;

•Finalmente, contar con estados financieros que brinden información


comprensible, transparente, comparable, pertinente, confiable y útil, para
facilitar la toma de decisiones económicas del Estado, los propietarios,
funcionarios y empleados de la empresa; inversionistas y otras partes
interesadas.
NECESIDAD DE LA LEY

Con el fin de mejorar la productividad, la competitividad y el desarrollo


armónico de la actividad empresarial de quienes operan en el país, es
necesario que el Estado establezca normas de contabilidad e información
financiera y de aseguramiento de información, que conformen un sistema
único y homogéneo de alta calidad, comprensible y de forzosa observancia,
por cuya virtud los informes contables y, en particular, los estados
financieros, brinden información comprensible, transparente, comparable,
pertinente, confiable y útil para la toma de decisiones económicas por parte
del Estado, los propietarios, funcionarios y empleados de las empresas, los
inversionistas actuales o potenciales y otras partes interesadas.

Contar con normas de contabilidad e información financiera y de


aseguramiento de la información de alta calidad contribuye al crecimiento
del sector privado mediante: el fortalecimiento de la arquitectura financiera
y disminuyendo el riesgo de crisis en este sector, así como los efectos
negativos asociados a éstas; contribuye a la inversión extranjera directa y
de portafolio; ayuda a movilizar el ahorro nacional; facilita el acceso al
crédito a las empresas pequeñas y a las microempresas, al reducir los
costos de información y los riesgos crediticios; permite a los inversionistas,
nacionales o extranjeros. Asesorar sus prospectos de inversión y efectuar
sus decisiones de manera informada; y, permite la inserción de las
empresas en los mercados financieros y de capitales internacionales.
Igualmente una contabilidad de información financiera y el aseguramiento
de la información de alta calidad pueden facilitar el desarrollo del sector
productivo nacional y, con ello, al resto de la Nación.
Para el logro de lo anterior resulta fundamental que a las normas de
contabilidad de información financiera y de aseguramiento de la
información puedan seguir los cambios en los negocios, en el contexto en el
que se mueven las empresas; a manera de ejemplo, las empresas
colombianas con operaciones en el exterior requieren conciliar las normas
contables nacionales con las de los demás países donde operan, teniendo
que asumir los costos relacionados para el cumplimiento de las normas en
cada una de dichas jurisdicciones. En igual situación se encuentran los
inversionistas extranjeros en Colombia, lo que desincentiva la inversión en
el país.