Vous êtes sur la page 1sur 2

Los Seis Recuerdos

Al final de nuestras plegarias matutinas recitamos los seis


recuerdos, seis cosas que un judo debe recordar cada da de
su vida; naturalmente, es de esperar que se correspondan con
los seis mandamientos continuos de la Tor.

A continuacin enumeramos estos seis recuerdos segn el


orden en que se encuentran en el libro de rezos (que no
concuerda con el orden en que aparecen en la Tor ni con su
orden cronolgico):
1.

Para que recuerdes el da de tu salida de Egipto todos


los das de tu vida.

2.

Pero cudate y guarda tu alma escrupulosamente, para


que no olvides las cosas que tus ojos han visto, y para
que no sean apartadas de tu corazn todos los das de tu
vida; haz saber a tus hijos y a los hijos de tus hijos [lo
que viste] el da que te paraste ante Di-s, tu Di-s, en
Jorev.

3.

Recuerda lo que te hizo Amalek en el camino cuando


salas de Egipto; cmo se encontr contigo en el
camino, y acab con todos los dbiles que se rezagaron
detrs de ti, cuando estabas fatigado y exhausto y l no
temi a Di-s. Entonces, cuando Di-s, tu Di-s, te releve
de todos los enemigos que te rodean, en la tierra
que Di-s, tu Di-s te da como parcela hereditaria,

borrars el recuerdo de Amalek de debajo del cielo. No


lo olvides!
4.

Recuerda, no olvides, cmo provocaste hasta la ira


de Di-s, tu Di-s, en el desierto.

5.

Recuerda lo que Di-s, tu Di-s, le hizo a Miriam en el


camino, cuando saliste de Egipto.

6.

Recuerda el da de Shabat para santificarlo.

Notemos en primer trmino, con respecto al servicio


espiritual de la meditacin, que un recuerdo o
remembranza es un estado de conciencia que queda como
resultado de una experiencia de vida o una experiencia
meditativa, que en la terminologa de la cabal y el jasidismo
se conoce como reshimu, una impresin. Cuando no se
puede meditar en profundidad, se nos ensea por lo menos a
evocar experiencias previas de divinidad, a recordar. De este
modo, recordar es en cierto sentido el estado ideal de
conciencia continua al que nos esforzamos por conseguir
aqu. Aunque si bien comenzamos con un meditacin
profunda, podemos aspirar recordar todo el da la impresin
resultante de dicha meditacin.