Vous êtes sur la page 1sur 5
COMUNIDAD GENERAL DE REGANTES "JUNTA DE HACENDADOS" Rogistro de Salida N° 20100135 Dia: 15/04/10 COMUNIOAD GENERAL DE REGANTES JUNTA DE HACENDADOS. HUERTA DE MURCIA ALA CONSEJERIA DE CULTURA Y TURISMO Direccién General de Bellas Artes y Bienes Culturales Pza. Fontes,2 Palacio de los Pacheco 30001 —Murcia- Sigifredo Hernandez Pérez, Presidente de la Comunidad General de Regantes “JUNTA DE HACENDADOS DE LA HUERTA DE MURCIA”, comparezco ante la Direccién General de Bellas Artes de la Consejeria de Cultura _y como mejor proceda en Derecho, digo: itrada en nuestro registro, escrito de la As iuermur” del que le adjunto copia en el que sé informarmos del inicio de incoacién de expediente BIC en aplicacién del art. 13 de la Ley de Pa de Murcia, sobre la red hidrdulica de la Huerta de Murcia con categoria de lugar de interés etnografico, toda vez que pasado el plazo previsto en el mencionado articulo de seis meses desde la solicitud de iniciacién del procedimiento, el silencio administrativo considera acordado la incoacién siéndole de aplicacién el régimen de proteccién para los bienes declarados de interés cultural. pei cuenta_de_las_consecuencias_perjudiciales_de_la_declaracién rabraeeril y ta y defiende desde 3de tiempo inmemorial le hacemos las sigu siguientes consideraciones al respecto, con el fin de que se tengan en cuenta por la importancia del asunto que nos ocupa. Primera. Nos llena de sorpresa e inquietud que desde la Direccién General de Bellas Artes fio)se nos haya informado del inicio del expediente toda vez, que en aplicacién con lo dispuesto en el art. 4 de la Ley 30/92 deberia de existir con independencia de ser parte interesada en el expediente - en cuanto a las alegaciones que pudiéramos haber presentado en su momento- en el principio de _colaboracién interadministrativa. Si bien esta colabora‘ Cid del Consejo de Hombres Buenos, no se ha tenido en cuanfa ahora para su apoyo _y defensa ante continuos ataques de esta asociacién que dice defender el patrimonio de la Huerta de Murcia y no hacen mi estar los mismos en tierra, por lo que la Fendt 02 de congforamien', a] el abandono de los mismos. Aprovechamos este escrito para solicitar una mayor informacién de expedientes que nos pudieran afectar de forma inmediata tanto para evitar las consecuencias negativas de los silencios administrativos asi como que se__nos informe cuando se declara determinado elementos hidrdulicos (norias, molinos, etc.) como de especial proteccién (como fue en su dia el expediente BIC de la rueda de la Nora que esta parte tuvo conocimiento de la declaracién del mismo con posterioridad sin posibilidad alguna de alegar lo que considerdramos oportuno). Segundo.- Desatender esta obligacién de informacion y colaboracién, implica transcurrido el plazo de silencio positivo una serie de consecuencias negativas y muy graves para el desarrollo del acondicionamiento, mejora y modemizacién de los regadios tradicionales de nuestra Huerta de Murcia, como son las que destacamos seguidamente: - De aplicarse de forma inmediata el régimen de proteccién BIC a los cauces de riego de la Huerta de Murcia, supondria un trastorno burocr de dificil reparacién ante la gestion de autorizaciones fuera de esta Junta de Hacendados frente a mas de 300 kms de cauces existentes en la Huerta. Es por ello que nos planteamos las dudas de qué hacer frente a la inminente necesidad de autorizaciones pendientes para mejora de nuestra red de regadios ante situaciones de sequia que se pudieran producir como en los ultimos afios. - La consecuencia inmediata de esta proteccién por via del silencio administrativo ademas del trastorno burocratico mencionado supondria de forma inmediata que nila Junta de Hacendados, ni los regantes de los Heredamientos se atrevieran a limpiar, mondar, fumigar y demas labores de mantenimiento de los cauces_al_ser considerados como BIC, con las consiguientes limitaciones y autorizaciones. Es por ello que deberia de ser la propia Consejeria de Cultura la que se encargara de estas labores de mantenimiento ante el abandono inmediato de los cauces que se realizarian por parte de los hacendados al no poder regar y no poder mantener las labores de _mantenimiento y limpieza por la complejidad de la burocracia _ administrativa que supondria tener que pedir las autorizaciones administrativas necesarias. - La asociacién Huermur, desconoce_la importancia de la necesidad de acondicionar determinados tramos para la mejora y aprovechamiento del agua para fiegos y parecen desconocer igualmente la nece: economizar_el bien preciado que supone el agua en estas latitudes. Diversos estudios técnicos en ta materia han puesto de relieve que en fineas generales es convenient, el revestimiento de las acequias, para la mejor distribucién de las aguas disponibles para el riego y la mas econémica produccién de los cultivos, el disponer de una red de canales y_ acequias debidamente revestidas y entuba Las concretas ventajas subsiguientes al revestimiento de los cauces pueden sintetizarse en las siguientes: a) Se reducen las pérdidas de agua por filtracién. b) _Se evita, en su mayor parte, el peligro de averias causadas por el deslizamiento de quijeros o por fugas a través del terreno con arrastre de tierras. c) Se liberan volimenes considerables de aguas que pueden servir para aumento de la superficie regable. d) La elevacién de la rasante del cauce al obtener una mayor velocidad pro disminuir el coeficiente de rugosidad de la obra de fabrica. ) —_Elestablecimiento de una solera inamovible que deja invariable la rasante y con ello la imposibilidad de que algunos cauces secundarios modifiquen el reparto de las aguas de la acequia por variacion de las pendientes. f) La posibilidad de realizar el riego en menos tiempo. g) La mejora total de los terrenos colindantes con el cauce. h) La mejora de las condiciones sanitarias y de salubridad. i) LA posibilidad de acortar las tandas de riego, y j) La disminucién de la mano de obra necesaria en la monda o limpieza de los cauces. Tales ventajas acreditan suficientemente la rentabilidad de las obras de revestimiento, por ello incluso parece prudente aconsejar a las comunidades, tanto el revestimiento de los canales de nueva construccién, proyecténdolo desde un principio para poder asi aprovechar la economia que presenta la reduccién de seccién transversal por efecto de rugosidad asi como revestir los canales ya construidos, si bien y para logar una rentabilidad apreciable, no en su totalidad sino tan sdlo aquellos tramos en los que las pérdidas sean apreciables. Decimos que la asociacién Huermur desconoce estas razones 0 no quiere conocerlas, _fundamentando una _oposicién _ciega_a__cualquier jiento de los cauces necesarios por los motivos expuestos. Entendemos que la totalidad de los cauces no pueden ser declarados como bien de interés cultural con independencia de la colaboracion entre esta Junta de Hacendados y la Direccién de Bellas Artes en la proteccién de determinados elementos de interés historico, como ha sido el reciente informe emitido por su direccién en relacién a las obras del trazado del AVE que afectan a infraestructuras hidraulicas y como nosotros mismos sugerimos por escrito a esta Consejeria.