Vous êtes sur la page 1sur 1

Muchos pastores descuidaron su familia por la obra del Seor (an muchos

persisten en ello) privndola de tiempo y atencin. Nunca entendieron que la


familia es tambin obra del Seor y que el primer rebao que deban cuidar era
su propio entorno familiar.