Vous êtes sur la page 1sur 56

| 

 
  



  
 a   

2 Si buscamos en un diccionario, descubrire-


mos que esta palabra proviene del griego
a   , que quiere decir "modelo,
patrón, ejemplo, percepción, marco de
referencia´.

2 asel modo en que vemos


o percibimos el mundo.
M  
 


2 wSon ejemplos aceptados de la práctica


científica actual, ejemplos que combinan
ley, teoría, aplicación e instrumentación, y
proporcionan modelos a partir de los cua-
les se manifiestan las tradiciones coheren-
tes particulares de la investigación cientí-
fica".

2 Thomas S. Kuhn, M     


   
a   
   
    

2 . Tolomeo --- Copérnico ± Astronomía


2 2. Newton --- ainstein ± Física
2 3. Monarquía --- Democracia ± Gobierno
2 4. Teoría de los gérmenes --- Medicina
£   


2 "Un conjunto compartido de suposicio-


nes. al paradigma nos explica el mundo
y nos ayuda a predecir su comportamien-
to´.
2 "Cuando estamos en medio de un para-
digma, es difícil imaginar cualquier otro"

2½  M      


º   

2w a forma básica de percibir, pensar, valo-


rar y actuar con base en una visión parti-
cular de la realidad. Un paradigma predo-
minante rara vez, si acaso, se enuncia explí-
citamente; existe como una comprensión
táctica e incuestionable que se transmite a
generaciones sucesivas más por experiencia
directa que por medio de la enseñanza".

2 D 
   u 
   
ºa   
2"un armazón del pensamiento...un
esquema para comprender y expli-
car ciertos aspectos de la realidad"

2 G   
M

  

º   

2Un conjunto de reglas y disposiciones


(escritas o no) que hace dos cosas:
2 establece o define límites, e
2 indica cómo comportarse dentro de
los límites para tener éxito.
Joel Barker
@    #  |  
  |    
| 
 


ü r  0 456
 
  


  
   -
,
 # 

 
 
"
    / 

+ % . ;< =|  >0
@ 

 
  .   ;.% + 
    =, 0
|     
 
    

   
 "     ;  -    . ' 




ü  3 
 
! 
* 0
)
@   
|  
   ,
 # 

 
 
|  
  '
 
"
  /  01 )
 
@  "  
@ 


     <
   %     
          % 

 $ 
&  %  

|
 |3 0&30


ü  ! 1   
>r!+ -0?
+60

  
 
 7



 

@ 
|  | 
|      
 

@ 


   


 " 

  *  0


 
ü  "
 (. 
|  !  " 
  
 8
 &|
"
    #  | 

   $
% 

'     |
! .
@   

 
     &

 
 


    0|      03  0  # 
 
 
 ' ()   
 



 ü -+ +
* + +
     # 

) !   % 
@  
    9 :
, 
 
 
  
  *   
"%  -  2 

@  2 


(
 


   
|  

.    &   
*
 
  )# 
 (#

  '   
ü 
$



  + 
  
   
  
 %   &
[   

    

2 a historia de la iglesia y así mismo de


la civilización occidental, en términos
de autoridad, puede ser tratada muy
simplemente.
2 à  

   

à

à
|     M  
 
    
  
  
2      
 
M     
2 üara los reformadores la Biblia era lo suficiente-
mente clara para ser entendida, y ser una exce-
lente guía para el creyente en asuntos esenciales,
tales como la persona de Cristo, la Trinidad y la
Salvación.
      
  
  ! 
2 ë

 
 

 

2    
 

2   
 
 

2  
  

    

   !  !
 
    
 
   
 ""!
 
   

2 G 
 "½#$ë %  %  
"&'&(½)$ë !  ! 

2 * +  +, ,
  %
-
 %   , ,
  +.


    
º    
2      ) 
 , % 
 
 
% ,  
  
&
  !   .   -

!   
  
     
2    
(
/&
      
  
   
 0'))) ! 
 ,   +,

, 
  
    1 
,    
! 


 
  !

 
  
  
 !  

a
   

2 ½ 
  
 0)0 %) 
 ,%!
        
  !  ,
 .
 !2  
-
    
2 "+    !    * !  
3

2 ë !     

 ,    4
 
 

 

2 ½ 

5 1
 3

|
  "
"  
 "" 

2 & ! ,        !-




 
 
  
2 * 
 

5
   

,  

2 ( +,    


!  " ,
5 
 

|      
     

2 ( +,  %


   %
2 ë 

 
 + 
        6 
, 

2+     
    
  #   
  
    $  
  %

2 (
 
      
   "

7
 
.
      
%
  1
 %-
 
8  
-
!    , 
6  
 
     %
   1
 %
!   & 
%
2 &      1 
 
    +,
 
  1

 !  
2      
 
 
 
 
!   
   %

2   1 


    +, 
        
  
-
   
 
 9:; & % 
% % 

 % !   %  
!+%
 %   %
2
9:; (  
 
.
   

1 

 


. 
!  
   ,*    
 


 

!    +, 

.
!   
 ,
a
   
2   1    +,
  

 
!    ,  
&    
  
 

* !     3
" 
-
    + 

   
   

  + 
* 
 
 .  

1 
  %& "
 %
  &
  
M      
       
2 (1 
   +,
 

 
  
   ,
2 3!
! +  
   7 
  -
 * !  3
6    
 +,9:;
2  
  +,  1 -

   
 
!    
 
       + 
-
+
  ! 
 
 # %
2 ⏠a tradición quedó fuera de la ecuación. asto es, sin
embargo, algo exagerado ya que en realidad, la mayoría
de nosotros emplea la tradición como un conducto para
otra autoridad.
2 Frecuentemente no estamos conscientes de la influencia
de la tradición.
2 Un grupo dado podría tácitamente asumir que de algún
modo su estilo de adoración es el correcto, o que los otros
están equivocados porque son diferentes.
2 a diferencia entre los ürotestantes avangélicos y los
Católicos Romanos con referencia a la tradición es que
los primeros generalmente se sienten más libres (y más
responsables) a cuestionar su tradición, y cambiar de
acuerdo con lo que ellos perciben que es la norma bíblica.
2a  
    

        

      
   

  



2
!

 
!  
 
  , 
  
!  
 

     ,
3
<
a&   
   
  

2Xer las cosas de otro modo.


2üensar las cosas de otra forma.
2Sentir las cosas de otra manera.
2Comportarnos de manera distinta.

$  &   
  
  
    



2 üero, otros«
2 üueden pasar semanas, meses e incluso
años creyendo que todo está bien o ha-
ciendo cambios relativamente meno-
res.

  $   
#   
   


2 Sólopodremos mejorar considerable-


mente en nuestras vidas cuando dejemos
de cortar las hojas de las actitudes y con-
ducta y cortemos la raíz, cambiemos los
paradigmas de donde fluyen la actitud y
la conducta.
aa£'aM
(uMa(|((
2 ürimera Reforma: estableció una teología.
2 al de Noviembre de  (Siglo XX ),
en la Capilla de Wittenberg, Martín u-
tero clavó las 9 Tesis en contra de las
ndulgencias que la CR vendía en
auropa.
2 as tres columnas de esta Reforma
fueron:
2 Sola Gracia, Sola Fide, Sola Scriptura
Maa£
2 Segunda reforma
2 Siglo X X. üotenció la espiritualidad
trayendo al centro del debate la persona y
obra del aspíritu Santo.

2 a historia del cristianismo ha sido la his-


toria del péndulo, oscilando entre la insti-
tucionalidad y la espiritualidad, entre la
rigidez y el avivamiento.
Maa£
2 Tercera reforma (Siglos XX y XX ) : Cambió
las estructuras y programas internos, permi-
tiendo que la iglesia crezca y alcance la plenitud
sin trabas ni limitaciones humanas.

2 as iglesias que hoy están siendo eficaces y


eficientes son las que han experimentado
cambios profundos en su modo de pensar, ver y
sentir las cosas y su propio estado actual.
     

2      


      a a

2 & 
 =

2 3
  
  
 

2 3
 
2 ½ , 
2 &1
,  * ! 
2 
 

 

2 

2   8
2 3 
 ! 

 ! 

2   
2    
   
   

2     ,2
2 (
>>

 
/
Contraste entre iglesias del N. T. y
las tradicionales de hoy
adificios y mantenimiento costosos
No edificios
Cualquiera del pueblo puede liderar Guiados por clérigos; división entre clérigos y
laicos
ntimidad Relaciones superficiales entre la mayoría de
los miembros
Rendición de cuentas al hacer discípulos üoca o nada de rendición de cuentas
Meta principal = discipulado Meta principal = membresía
Todos comparten todo Se comparte poco y pocos lo hacen
Ser µiglesia¶, venir a nuestro hogar. r a la iglesia.
Xisible, e invisible cuando las circuns tancias Muy visible, sujeto a control del gobierno
favorecen estar en secreto
Cada uno tiene el mismo enfoque de No enfocado
ministerio
Sanidades, señales y maravillas son comunes üoca sanidad, pocas señales y maravillas
M 
   

2Xisiónde Reino de Dios.


2No sólo de glesia ocal.
2No sólo de cuatro paredes.
2No sólo de una denominación.
2Sino del Reino de Dios en su
completa dimensión.
· 
)  *
2± Había allí seis tinajas de piedra para
agua, de acuerdo con los ritos de los judíos
para la purificación. an cada una de ellas
cabían dos o tres medidas.  Jesús les dijo:
² lenad de agua las tinajas. Y las
llenaron hasta el borde.
) +     #  
   

2 ë     2
 2


2 

!    
 
 ,4
 2
  
!
  ,2 4
5
+ 
  
8 

.
2 
2  2  
8+
 
  2 
 
· 
 

2 ±Nadie pone parche de tela nueva en


vestido viejo, porque el parche tira del
vestido y la rotura se hace peor. 
Tampoco echan vino nuevo en odres viejos,
porque los odres se rompen, el vino se
derrama, y los odres se echan a perder. Más
bien, echan vino nuevo en odres nuevos, y
ambos se conservan.
) +     #  
   
2 &    2 
      -

2  4
 
 
2 4
5
  ,!  
2 
   -


½ 
  


   !-

2 


2    
 ,
  + 
2an Jesucristo y con Jesucristo
todo es nuevo, todo es efectivo,
todo es de bendición, todo se
potencia y se multiplica.
) $  

2 a iglesia de hoy debe tener funcionando
sus dos oídos. Con uno debe mantenerse
escuchando la voz de Dios que no cambia
y que permanece para siempre.

2 Con el otro debe estar oyendo la voz


cambiante del mundo en el cual está
inmersa para conocerlo y ser eficiente y
eficaz en su ministerio a él.
2Sino hacemos esto, dice Sttot. Sere-
mos vistos por la gente como irrele-
vantes, inoperantes, e impertinentes.
Nos pasaremos el tiempo contestan-
do preguntas que nadie hace y ras-
cando donde nadie tiene comezón.
º   
2 Siempre Jesús predicó, enseñó, evan-
gelizó, discipuló, entrenó, sanó e hizo
milagros de la misma manera?
2 a respuesta es: NO

2 Jesús tuvo variedad en lo que hizo.


    

para ganar a más


2 Me hice siervo de todos.

2 üara los judíos me hice judío,...


a fin de ganar a los judíos
2 Me hice como bajo la ley. a fin de ganar a los que están bajo la
ley
2 A los que están sin la ley, me hice como
si yo estuviera sin la ley A fin de ganar a los que están sin ley
a fin de ganar a los débiles
2 Me hice débil para los débiles.
para que de todos modos salve a
2 A todos he llegado a ser todo, algunos.

2 š      



        !
£   
2 ué estructuras debemos cambiar
hoy?
2aBD, departamentos, formato de cul-
to, horarios y días de culto, estilo de
predicación, tipo de alabanza congre-
gacional, versión de la Biblia, estilo de
evangelización, estrategia de discipu-
lado«?
  a   
a  
  
   

2 ë   
2 &
 

2 
2 *

2 (  +,
2  ,  
 
2 * 
  
 
 
'  
 
R  

  R  



 
a
 
 
^ 

2 (al peligro de hacer cosas de maneras dife-


rentes).
2 Sin arriesgarnos iremos a ningún lugar y
haremos nada.
2 Riesgo es la posibilidad de perder o peligrar,
tomar una opción, exponerse al peligro o
cambio. He aquí algunas sugerencias y
pensamientos acerca del riesgo:
2 & 
 

  5 
  ?   

! @

    /
2    

      
    
 

2 (
,
 .   



     

½ 

, .  

    

2 
    
2 ë
  
 !
  
/
2 32   
A5!B
½ 
 , 

2 &
8 
 + 
  +   CA 

,  

  
B
2 32   
 
 ! 

   
?     
@
2      
,&

   
 
     
5
 

      
 

2 +    !2   

 


       &1 )
a 

2 altemor detiene la mayor parte de lo que


Dios quiere que hagamos. No temer a la
gente o fallar ginifica un gran riesgo, pero
en Jesús tenemos el poder para resistir el
temor. Dios no nos ha dado un espíritu de
temor sino uno de poder, amor y disci-
plina ?>:D@
  

  (


2antendidos de cuáles son los


tiempos que estamos viviendo.
2 ( Crónicas 2:32)
    
| [   
 a