Vous êtes sur la page 1sur 8

Dieta del Dr.

Ravenna

Desayunos y Meriendas:
1 infusión 1/2 agua 1/2 leche descremada
1 rodaja de queso diet (2cm de espesor)
ó 1 feta de jamon y queso

Almuerzos y Cenas:
1 plato tamaño postre de verduras o ensalada
+
1 hamburguesa light
ó 2 salchichas light
ó 1 milanesa de soja (controlar cual tiene menos calorias,
evaluar marcas)
ó 1/2 lata de atun al natural
ó pechuga de pollo sin piel
ó bife de carne magra
ó filet de pescado a la plancha
Condimentos:

Sal poca
aceite: 1 cuch sopera x comida
vinagre o limon a gusto

Bebidas:
3 a 4lt de agua, jugos diet o gaseosa light

PROHIBIDOS:
Harinas (Pan, Pastas, Galletas, etc)
Legumbres (Arroz, lentejas, arvejas, etc)
Papa
Batata
Azucar (golosinas, chocolates, etc)
Confituras

Es recomendable agregar un sumplement vitaminico.

Es una dieta super estricta, pero lo que ellos intentan es que se


baje de peso en forma rapida y pareja, y que luego, estando en
el peso deseado uno enfoque sus ganas a mantenerlo, ahi viene
la parte dificil, a reeducarse con la comida. Pero dicen que
estando flacos la mente está mas abierta y es mas facil
aprender nuevos habitos que estando gordo.
Y se basa en que mientras mas comida como mas hambre
tengo, menos como menos hambre tengo.

Lo mas importante de esta dieta es no salirse NI 1 SOLO DIA!

No tiene nada de hidratos de carbono, como sabrán el cuerpo


usa los hidratos para sacar energia, al suprimirle esto el cuerpo
en las primeras 48hs toma la energia que necesita de el
glucógeno (por eso es importante las vitaminas, con esta
perdida de agua el organismo pierde minerales), pasadas esas
48hs o 72hs dependiendo el metabolismo de cada persona, el
cuerpo empieza a consumir las reservas de grasa almacenadas
en el tejido adiposo.
Día por día

Con esta dieta, de hasta 900 calorías, se puede bajar hasta 150 y
300 gramos diarios. Se indican de 3 a 4 litros de líquidos por día,
incluyendo infusiones, agua y bebidas Light.

Este menú semanal se da a modo de ejemplo, ya que los planes


del Doctor Ravenna son personalizados.

Lunes

• Desayuno
o Infusión cortada con leche descremada más 1 yogur
firme.

• Almuerzo
o Caldo Light o sopa crema bajas calorías.
o Tomate relleno con atún, en colchón de lechuga, y ½
huevo duro.
o Áspic de frutas.

• Merienda
o Infusión cortada con leche descremada.
o 4 fetas finas de queso de máquina.

• Cena
o Caldo Light o sopa crema bajas calorías.
o Espinacas a la páprika.
o Pollo a la china.
o ½ manzana chica al horno con edulcorante y 1 copete
de mermelada Light.

Martes

• Desayuno
o Infusión cortada con leche descremada.
o 3 fetas finas de pastrón.

• Almuerzo
o Caldo Light o sopa crema bajas calorías.
o Berenjenas con tomate y albahaca.
o Calabazas al horno.
o Galantina Light con copete de queso blanco.

• Merienda
o Infusión cortada con leche descremada.
o 1 copa de 120 grs. De ensalada de frutas frescas.

• Cena
o Caldo Light o sopa crema bajas calorías.
o Ensalada de zucchini.
o Filete de merluza con salsa tártara.
o Espuma de durazno.

Miércoles

• Desayuno
o Infusión cortada con leche descremada.
o Postre Light de vainilla.

• Almuerzo
o Caldo Light o sopas crema bajas calorías.
o Peceto con puré de manzanas.
o ½ durazno Light en lata.

• Merienda
o Infusión cortada con leche descremada.
o 1 mandarina chica.
• Cena
o Caldo Light o sopa crema bajas calorías.
o Copa de kanikama.
o Supremas de pollo al verdeo.
o Espuma de limón.

Jueves

Infusión cortada con leche descremada.


 50 grs. De mozzarella.

• Almuerzo
o Caldo Light o sopa crema bajas calorías.
o Bifecitos de cuadril a la pimienta.
o Espuma de ananá.

• Merienda
o Infusión cortada con leche descremada.
o 1 yogur con colchón de frutas.

• Cena
o Caldo Light o sopa cremas bajas calorías.
o Budín de zapallitos.
o Puré de calabaza.
o Cóctel de frutas.

Viernes

• Desayuno
o Infusión cortada con leche descremada.
o 1 pera chica.

• Almuerzo
o Caldo Light o sopa crema bajas calorías.
o Ensalada de hojas verdes.
o Salteado de verduras con ½ huevo duro.
o Áspic de frutas.

• Infusión cortada con leche descremada.


• 2 fetas finas de queso de máquina, y 1 de pastrón o jamón
cocido desgrasado.

• Cena
o Caldo Light o sopa crema bajas calorías.
o Braseado mediterráneo (se saltean en un wok o en
sartén de teflón ajíes verdes, rojos amarillos,
berenjenas y zapallitos cortados en juliana).
o Pollo asado con especias.
o Espumón de frutas.

Sábado

• Desayuno
o Infusión cortada con leche descremada.
o 1 copa de melón y sandia.

• Almuerzo
o Caldo Light o sopa crema bajas calorías.
o Ensalada de coliflor y tomate.
o Filet de merluza sobre colchón de verduras.
o ½ durazno Light en lata.

• Merienda
o Infusión cortada con leche descremada.
o 1 yogur bebible.

• Cena
o Caldo o sopa de crema bajas calorías.
o 1 calabacín relleno. Gelatina Light con copete de
queso blanco.

Domingo

• Desayuno
o Infusión cortada con leche descremada.
o 1 copa de ensalada de frutas frescas.

• Almuerzo
o Caldo o sopa crema bajas calorías.
o Ensalada de coliflor y tomate.
o Filet de brótola sobre colchón de vegetales.
o Espumó de banano.

• Merienda
o Infusión cortada con leche descremada.
o 1 rodaja de ananá Light.

• Cena
o Caldo Light o sopa crema bajas calorías.
o Ensalada mixta.
o Vegetales al wok.
o Áspic de frutas.

Para tener en cuenta

• Si bien los tratamientos son personalizados y con estricto


control profesional, se puede realizar una síntesis de los
conceptos que sostienen los programas de nutrición y
alimentación.

• La cantidad de calorías y la porción pequeña (medida)


incorporan el concepto de densidad energética; es decir,
bajas calorías y más volumen. La cantidad de calorías en un
determinado volumen de alimento es lo que establece la
diferencia en el número de calorías que la gente consume en
una comida y durante todo un día. En términos de nutrición,
esto se llama densidad energética de los alimentos. Cuanto
mayor es la densidad energética –es decir, cuantos mas
calorías se almacenen en determinado peso o volumen de
alimento-, más fácil es comer de más. Las verduras y las
frutas son, principalmente, los alimentos de baja densidad
energética.

• Proteínas y grasas: se prioriza el consumo de proteínas de


leche, quesos, clara de huevo y carnes blancas y, en menor
cantidad, de las carnes rojas, sin evitarlas por la necesidad
de hierro que el organismo requiere y que la carne roja
aporta en gran cantidad y calidad. En cuanto a las grasas, se
incorpora la mínima cantidad para cubrir el requerimiento
diario y se utilizan grasas poli-indaturadas y Omega 4,
provenientes de los pescados, y grasas mono insaturadas,
provenientes del aceite de oliva.

• Carbohidratos o hidratos de carbono: se tiene en cuenta


el concepto de Índice Glucémico, que es la capacidad que
tiene un alimento rico en hidratos de carbono de elevar la
concentración de glucosa o azúcar en la sangre, y se traduce
en tener menos hambre a corto plazo. Si se consumen
alimentos o preparaciones de bajo índice glucémico, se
mejora la sensibilidad a la insulina y se produce menos
glucemia como respuesta la comida subsiguiente. Cuando el
azúcar en la sangre se mantiene estable, se tiene menos
hambre a corto plazo.

• Distribución o fraccionamiento de las comidas: al utilizar


los conceptos anteriormente mencionados, sólo se necesitan
tres o cuatro comidas diarias (para establecer distancia entre
las comidas y de la comida).

Hice la dieta y me dio mucho resultado...por eso me tome el


trabajo de escanear la dieta, todas las recetas y el libro de las
calorías que obtuve en la clínica.
Esta dieta hay que acompañarla con unas vitaminas tipo
supradyn u holomagnesio!

Corte, medida y distancia son los conceptos básicos del Método


Ravenna. El corte tiene que ver con terminar con los excesos a
la hora de comer. La distancia es con la comida y entre comidas.
Finalmente, la medida: “Para bajar de peso, hay que achicar a la
mitad”, asegura Ravenna. Como forma de articular esto, hace
hincapié en los asteriscos –unidad alimentaria intercambiable de
poco volumen y calorías (tienen 150 calorías
aproximadamente)–. Pueden usarse para desayunos y
meriendas, y permiten descender entre un 6 % y un 8% del peso
corporal en un mes (en mujeres). Por ejemplo: si pesás 70 kg,
podés bajar entre 4,2 y 5,6 kg. “No es una dieta, sino formas de
combinar alimentos”