Vous êtes sur la page 1sur 30

Etnozoología Wayuu: uchii (o wüchii) “animal silvestre” y amülünii (o mürülü) “animal doméstico”

WUCHII: ANIMALES SILVESTRES

Uchii es el término que utilizan los Wayuu para designar al animal silvestre, sea pájaro, animal cuadrúpedo de monte, o animal de casa como también los animales extraños relacionados con seres sobrenaturales, acompañantes o protegidos de Pulowi. Ésta es considerada la gran señora de los animales, personaje asociado al mundo sobrenatural de los Wayuu la cual se encarga de resguardar algunos lugares en la serranía y evitar que el Wayuu cace a los animales silvestres. Así, el colibrí gigante que se encuentra en las partes altas de la Makuira es una manifestación de Pulowi que se encarga de proteger esos lugares sagrados de la acción dañina del hombre.

esos lugares sagrados de la acción dañina del hombre. Asimismo, Uchii son los animales silvestres como

Asimismo, Uchii son los animales silvestres como los pájaros, los insectos, los animales de la tierra, de agua dulce y del mar. Amülüin es el término que designa a los animales domésticos o domesticados, representa a los animales que viven en la casa y que son criados por el Wayuu para su alimentación o para su comercialización.

Los animales según los Wayuu hacen parte de la tercera generación, originados desde los seres de la primera generación. Primero surgieron los animales de agua y luego los de tierra. Ellos tenían características humanas, con facultades muy parecidas a los hombres de hoy.

Los animales han marcado la vida de los Wayuu, pues éstos les han servido como medio de transporte, de comercialización, para manufacturas, enseres, como alimento, como medicina humana y animal, hacen parte de sus creencias y tradiciones, han transformado su organización social y el entorno natural, representan mecanismos de conservación natural y cultural.

184

KAULAYAWAA El juego de la Cabrita

Es una fiesta tradicional peligrosa que realizan los wayuu, si los organizadores de la misma no cumplen con lo requerido pueden ser víctimas del espíritu del juego, éstos tienen que hacer una limpieza del campo para el juego, entierran en él una calabaza llena de chicha fermentada y allí comienza el juego. Los wayuu mayores representan a los animales como el chivo, el toro, el gato, el perro; haciendo los gestos y los sonidos de cada uno de ellos. Al sonar de la kasha (tambor) los participantes se van moviendo, danzando por todo el campo. Después, los niños hacen lo mismo en las horas de la noche. El juego llega a prolongarse hasta el amanecer dependiendo del entusiasmo de los organizadores. Esta celebración se hace en la época de invierno y reúne a una gran cantidad de parejas de diferentes rancherías y clanes.

gran cantidad de parejas de diferentes rancherías y clanes. De esta manera, se puede convertir en

De esta manera, se puede convertir en una oportunidad para los jóvenes de hacer amigos, conseguir novia o novio, formar un hogar y tener una familia los que salen comprometidos del juego que muchas veces es erótico.

También en él se practica la lucha libre, los campeones de cada evento, representan a sus regiones a otros lugares donde se hacen las fiestas de la cabrita, lo hacen compitiendo por el honor de su pueblo wayuu para demostrar sus capacidades y fortalezas.

Los organizadores de la fiesta cantan canciones inéditas alusivas a Juya y quienes lo hacen deben ser personas con mucho conocimiento sobre nuestras tradiciones, tener prestigio y carácter. Durante toda la jornada se reparte carne de chivo y chicha fermentada a todos los asistentes.

Narrador: Onésimo Añez

185

MITO DEL PATSHANAI

Cuentan los viejos, que una vez Juya mandó a la Mariposa a visitar a sus hijos a un lugar muy lejano para ver si ellos tenían agua. Ella salió primero a visitar algunas rancherías. De tanto caminar y caminar, se encontró un charquito de agua, pero no era de agua sino el orin de un burro, al verlo prosiguió a bañarse; luego continuó con su marcha y más adelante encontró otro charquito de agua, y otro más entonces pensó que sí había agua en la región por lo que decidió regresar donde Juya. Le contó a Juya lo que había encontrado en el camino: Fui y visité los lugares que me dijiste, me bañé, y tomé agua, la gente está bien de agua, y en otras partes también encontré agua.

bien de agua, y en otras partes también encontré agua . Bueno, entonces dejémoslos tranquilos, no

Bueno, entonces dejémoslos tranquilos, no mandemos agua, dijo Juya.

Él estaba con la duda y se preguntó:¿A quién mando ahora? Y envió al Patshanai (Caballito del diablo o Libélula)). Ve allá donde estuvo ésta. Patshanai se fue de inmediato, caminó por misma ruta que tomó la mariposa. Caminó por un largo rato y no encontró nada de agua. Vio un charquito pero era orin de burro y de vacas. Regresó donde Juya y le contó: La gente se está muriendo de sed, allá no hay agua, yo vi un poco de gente caminando en busca de agua, unos con animales y según ellos se consigue agua pero muy lejos. Juya dijo: Entonces, ¿por qué la mariposa dijo que si había agua?

Si había agua, pero eso era orin de burro y de animales, eso fue lo que vio ella, eso no es agua, eso no lo consumen los animales y mucho menos la gente, decía la libélula. Entonces Juya dijo: Ve a avisarle a la gente que va a llover y convida a unos cuantos Patshanai que te acompañen. Así hizo la libélula, pasando por encima de los Wayuu. Y estos al verlos se decían: Ahora sí va a llover, esa es señal de agua. Cuando regresaron Juya les preguntó: ¿Ya fueron?, Sí ya fuimos, contestaron los Patshanai. Juya mandó un aguacero y la gente estaba contenta y al amanecer veían agua por todas partes. Y ellos comentaban que eso era efectivo al ver la presencia de unos Patshanai. Por aquí de seguro que habrá agua, decían unos y otros, muy contentos.

Narrador por: Ezequiel Prieto Hernández

186

UCHII: ANIMALES SILVESTRES

Nombre en wayuunaiki: Koijaapa’a / Atpanaa Nombre en español: Conejo

Antiguamente, el conejo era una persona de la casta Uliana de quien es su clan hoy día, muy astuto, que engañaba a todas las personas con quien se encontraba y, se le llama Koijaapa’a, por los pelos que tiene en la planta de los pies.

El conejo vive en el monte, en los huecos y bajo los arbustos. Es un animal pequeño parecido al tamaño de un gato, de color marrón o cenizo, de cola corta, de orejas y patas largas y peludas, ojos grandes, es muy veloz y ágil. Se alimenta de plantas como las hierbas de las rozas o huertas; si está domesticado bebe leche de chivo a través de algodón y, además se alimenta de comida sin sal; se alimenta de flores y hojas tiernas de tuna. En tiempo de invierno se alimenta de hierbas frescas, viven en parejas dando crías de cinco a ocho conejitos, dos veces al año de acuerdo al invierno, sobre todo en los meses de abril y octubre. Luego se separan cuando las crías puedan defenderse por sí solas.

separan cuando las crías puedan defenderse por sí solas. Los animales carnívoros se alimentan de él,

Los animales carnívoros se alimentan de él, como el zorro, el tigrillo, los gavilanes, el perro, las culebras, que los enrollan por el cuello y se los tragan. Los wayuu cazan el conejo, porque su carne es muy apreciado como alimento; sin embargo es un animal que trae mal de ojos a los niños pequeños y, para evitar el mal de ojo se tiene que conseguir los huesitos o la cola del conejo, cocinarlos y luego sobar o masajear al niño.

El cuero se utiliza para hacer mochilas y las patas se ponen a secar y se usan para atraer la buena suerte. El cráneo es colocado en las casas para evitar que se acerquen los espíritus malignos. Se utiliza como afrodisiaco.

Narradores: María Lourdes Palmar. Rosario González, 83 años. Kuleesiama’ana. Antonio Atencio, 75 años. Waletpa’a. María de Jesús Báez, 50 años. Yolijalu’u. Información de: Nellys Suárez Uliana.

187

Nombre en wayuunaiki: Wasimpirai Nombre en español: Azulejo

Es un pajarito parecido al Gonzalito, de color azul, se desplaza por todas partes en busca de frutas. Se alimenta de millo en los tiempos de cosecha. Se utiliza para combatir el mal de ojo.

Cuentan los viejos que el azulejo era un señor muy flojo, su mamá lo mandó un día a sembrar granos a la huerta, al llegar allá, lo primero que hacía era prender fuego para tostar el maíz y cuando ya estaba harto descansaba hasta quedar profundo y al atardecer regresaba a su casa engañando a su mamá que ya él había sembrado. Llegado el tiempo de la cosecha, su mamá le decía para recoger el maíz y el muy astuto robaba en cada huerta vecina lo que llevaba a su casa. Esta se alegraba mucho al ver a su hijo con la cosecha, especialmente con lo que más le gustaba, el millo.

Un día. él entró en una huerta vecina en donde había mucho millo, cortó lo que pudo para llevar a su mamá hasta que el dueño lo vio y con tanta furia le disparó con su honda herrando el tiro, al verse sorprendido se asustó tanto, y del susto se convirtió en pájaro azulejo.

Narrado por: Francisco Ramírez, 40 años, Casta Uliana, Makuira. Información de: Francisco González Ramírez.

Narrado por : Francisco Ramírez, 40 años, Casta Uliana, Makuira. Información de : Francisco González Ramírez.

188

Nombre en wayuunaiki: Ma’ala Nombre en español: Culebra Cascabel

Ma’ala era una jovencita esbelta y muy bella, de cabellos largos, de dulce mirada que simpatizaba mucho a los hombres, pero su único mal era ser pretenciosa, no quería relacionarse con ninguno de los admiradores, permanecía con el rostro rosado y lindo, porque se protegía del sol, aplicándose una planta llamada pali’ise (bija roja) a manera de maquillaje.

Antes de convertirse en culebra, se fue sola por la sabana a recoger sus ganados, a ella le gustaban las piedras y los cristales para adornarse colocándolas como collares y tobilleras, que hoy día son los cascabeles que tiene la serpiente en la cola.

Un día, ella oyó el grito de maldición de un muchacho que estaba muy enamorado de ella. El joven le suplicaba su amor, pero ella nada que aceptaba, continuaba con su mal humor; entonces él la maldijo para que se convirtiera en culebra venenosa después de ver tanta indiferencia que le hizo.

Al ver ella su cuerpo cambiar poco a poco, se sintió sola, desconsolada y arrepentida por no haber aceptado a su enamorado, aceptando su castigo de llamarse culebra cascabel, vivir en piedras grandes, terrenos desérticos y mudar de piel en vez de bañarse o asearse. Desde esa vez, la cascabel habita en áreas rocosas y sabanas arenosas, es un animal venenoso y cazador, es de color marrón, con dibujos en forma de rombos que representan los collares que poseían cuando era persona. La cabeza de la culebra tiene forma de candado, su cuerpo es largo y cilíndrico, su cola con cascabeles representan las tobilleras que va de acuerdo al año de vida, ayuda a controlar la población de ratas y de otros roedores que dañan las siembras y provocan enfermedades a los animales y a las personas; se alimenta además de ranas, aves y otras culebras.

Narrado por: Virginia Uraliyuu, 70 años, casta Uliana. Siapana. Información de: Lucrecia Uraliyuu.

culebras. Narrado por : Virginia Uraliyuu, 70 años, casta Uliana. Siapana. Información de : Lucrecia Uraliyuu.

189

Nombre en wayuunaiki: Uyaaliwa Nombre en español: Mapurito

El Uyaaliwa era una persona varón, piachi (curandero) de las serpientes, éstas no le reconocieron el costo de su trabajo realizado con ellas, y por este hecho los espíritus o aseyuu de él, lo castigó quitándole la vida por no hacerse respetar. Entonces, el señor piachi al morir, se convirtió en un animal de olor fuerte e insoportable.

El Uyaaliwa es un animal bajito del tamaño de un gato, es de color negro y en toda la espalda desde la cabeza hasta la cola es de color blanco, la cabeza es chiquita, el rabo se parece a las plumas de un pavo, sus excrementos tienen un olor bastante fuerte y hasta puede hacer vomitar a una persona. Este olor es un gas que utilizan como un medio de defensa.

Antiguamente el wayuu consumía su carne a manera de tratamientos contra gripas fuertes, llagas en la piel, como también para el mal de ojos que solamente le da a los niños, para lo cual se toma un pedacito de su hueso, lo queman y el polvo se unta en el ano del niño enfermo, su piel o sus patas se cocinan para utilizarlos en baños para el mismo tratamiento.

Se alimenta de frutas como patilla, melón, mangos, naranja; animales, gallinas pequeñas, lombrices de tierra y lagartijas. No se mete con los animales grandes.

Narrado por: Ana Luisa Barrios, 60 años. Casta Juusayuu. Yolijalu’u. Información de: Ana Flor Fernández Barrios.

por : Ana Luisa Barrios, 60 años. Casta Juusayuu. Yolijalu’u. Información de : Ana Flor Fernández

190

Nombre en wayuunaiki: Ko'oi

Nombre en español:

Avispa

La avispa era un señor al que le gustaba mucho el dulce. Un día, este señor le robó los dulces y las panelas a una señora que vivía en una casita de barro. La señora era muy trabajadora y salía todas las mañanas para el campo y en sus tiempos libres elaboraba tejidos. El señor había hecho un hueco secreto por donde entraba y salía de la casa cada vez que él quería. Cierto día, la señora descubrió este pasillo secreto, y al cual ella preocupada se puso a vigilarlo para saber quien era el que se metía por ese pasillo a robarle. Así, observó como el señor se metía por el hueco y entraba en su casa. Entonces, la señora corrió con toda sus fuerzas hacia su casa que no estaba muy lejano por eso llegó primero que el ladrón. Al entrar a la casa sorprendió al señor y con tanta furia le gritó al “Eres tu el que roba mis pertenencias, mi azúcar, mis agujas, mi panela. Me tienes que pagar todo lo que me has robado”. La señora maldijo al señor diciéndole que se metiera las agujas por el ano.

al señor diciéndole que se metiera las agujas por el ano. Símbolo de la casta Siijuana:

Símbolo de la casta Siijuana:

De esta manera, el ladrón de azúcar y agujas se transformó en avispa; por eso hoy en día este insecto con todo lo que robó a la señora, es decir, con las agujas pica a las personas que lo molestan, con el azúcar produce su miel y por la forma de entrar por una ranura escondida, como castigo construye su casa con la misma entrada casi escondida.

Ko’oi tiene una agujita dentro de la cola y vive en el monte. Al puyar con la agujita, ésta se pega en la piel de las personas picadas. Cuando se acerca un problema familiar, llegan bastantes avispas y se concentran alrededor de las casa y debajo de las enramadas, lo que para las personas significa que va a venir un problema o cobro en la familia.

El panal de la avispa trae un jugo muy dulce y tiene la forma de un colador pequeño. En la parte baja del panal se encuentra una sustancia de color amarillo que es como un desecho de las avispas y los wayuu lo usan para untarse en el cutis para protegerse del sol. El cacure, panal o paraco de las avispas se usa para desinflamar las fracturas, se hace hervir durante quince minutos y cuando esta tibio se frota en la parte afectada para calmar el dolor. En bebidas se utiliza para combatir la tos y la tosferina, tomándose una hora antes del desayuno y de la cena.

Narrado por: Julio González, de 70 años, del clan Iipuana. Y Jaime Paz González, de 29 años, sector de Mekiijano’u. Clan Ja’yaliyuu. Información de: Isabel Montiel Uliana.

191

Nombre en wayuunaiki: Worulapai

Nombre en español:

Gavilán

Cuentan los viejos que el gavilán era un hombre cazador y astuto, por tal razón sus patas tienen unas garras muy filosas y poderosas. Es un ave de rapiña, capaz de conseguir su presa divisándola desde lo más alto. Presenta plumas marrones y blancas debajo de su cola, su tamaño es parecido al de una gallina, a la cual cazan.

Gráfica y sentido de la casta Uliana

a la cual cazan. Gráfica y sentido de la casta Uliana Cabecera de la casta Uliana

Cabecera de la casta Uliana donde antiguamente se generó y dio origen

la casta Uliana donde antiguamente se generó y dio origen Corriente de agua Familia de la
la casta Uliana donde antiguamente se generó y dio origen Corriente de agua Familia de la
la casta Uliana donde antiguamente se generó y dio origen Corriente de agua Familia de la
la casta Uliana donde antiguamente se generó y dio origen Corriente de agua Familia de la

Corriente de agua

Familia de la misma casta que emigró al oriente (Wüinpümüin) con su ganado (ricos)

Familia que quedó dispersa con poco ganado (pobres) Simboliza el mar profundo

Worulapai es el tótem de la casta Uliana.

el mar profundo Worulapai es el tótem de la casta Uliana. El gavilán es utilizado como

El gavilán es utilizado como medicina para la diarrea aguda. Las plumas o huesos se hierven en agua y se le da de beber al enfermo, especialmente a los niños que tienen mal de ojo o han sido flechado por el espíritu del gavilán.

Narrado por: Carmen Montiel. 80 años. Kayuushipano’u (lugar donde abunda el kayuushi, parecido al cardón) Casta Uliana. Información de: Romelia Montiel.

192

Nombre en wayuunaiki: Kaarai

Alcaraván

Nombre en español:

Kaarai era un señor delgado, alto, de ojos verdes, de color cobrizo muy reluciente y elegante que venía de la costa de país lejano. Un día alcaraván llegó a la casa de sus amigos los pájaros. Al llegar, el Pájaro Carpintero le dijo que viviera junto con ellos, allá arriba en los árboles, pero al señor alcaraván no le gustaba estar arriba entre las ramas. Los otros pájaros lo

invitaron para que volara con ellos y alcaraván no quiso porque él quería estar sólo en las partes planas donde no hay árboles. En cierta ocasión, había escasez de alimentos, no había frutos ni granos, sólo había hambre y

En el tiempo de sequía sólo alcaraván tenía su comida

asegurada, mientras que los demás pájaros morían de sed y de hambre, entonces el alcaraván llamó a todos los animales del bosque, se presentó el rey de los gallinazos y otras aves, y después el señor alcaraván le dijo a todos sus amigos para que lo acompañaran en un viaje por toda la costa y regresar cuando volvieran las lluvias a la tierra Guajira, y así lo hicieron, por eso algunos animales son migratorias y otras son endémicas.

enfermedad

Existe otra versión: ésta dice que el alcaraván era una persona de buena familia, de la casta Sapuana, un hombre de buen porte, fileño, alto de ojos azules claros, alegre, divertido y cantante. Kaarai emprende un viaje hacia la Alta Guajira (Wüinpümüin), en busca de tierra nuevas y conseguir amigos. Al llegar a wüinpümüin los pájaros lo recibieron con cariño y fue huésped de honor. Ante tanta gratitud recibida, se amañó con la gente de esta tierra, porque veía un ambiente de tranquilidad, mucha comida y diversión; el toque de la kaasha y el baile de la yonna eran permanentes en su honor.

y el baile de la yonna eran permanentes en su honor. Kaarai tocaba la kaasha y

Kaarai tocaba la kaasha y cantaba pidiendo lluvias a gritos ya que su mayor preocupación era el verano. Cuando llegó el tiempo de la lluvia en la Alta Guajira Kaarai retornaba nuevamente a su casa, hacia su territorio de origen para darse cuenta de su gente. Aún han pasado los años y Kaarai sigue haciendo los mismos viajes desde el centro de La Guajira hacia la Alta, pendiente

193

siempre en el tiempo y las estaciones del año. Después de viejo y cansado por los años como presintiendo que se acercaba su muerte, se despidió de sus amigos y emprendió su viaje sin regreso hacia Apatalajaain, la Flor de La Guajira, donde sus restos están sepultados por sus seres queridos.

El alcaraván es un ave nocturna que se alimenta de insectos y lagartijas que capturan al escarbar la tierra con sus patas

noches se reúnen en grupos de cuatro a quince aves, se alimentan, cantan y vuelan de un lugar a otro, se reúnen en los caminos, guardando silencio como esperando a las personas que se acercan a sus dominios para hacerles bulla y asustarlos, luego vuelan surcando los espacios de la noche. En épocas de luna llena cantan hasta el amanecer, anunciando la fecha de apareamiento de ellos. No hacen nidos como las demás aves, sino que ponen sus huevos en el suelo pedregoso y al descubierto, cerca de restos de árboles o malezas, que tengan el mismo color del huevo, que son blancos, verdes y marrones, el huevo lo incuba la hembra mientras el macho vigila atento a todas partes y direcciones, por si se acerca alguna persona o animal al nido que de inmediato avisa mediante un silbido para que la hembra se retire del nido y así evitar que la atrapen.

En las

La carne de esta ave no se utiliza para el consumo debido a que posee poca carne y, al cocinarse se pone dura. Se puede domesticar para cuidar la casa del modo como lo hacen los perros. El patio donde hay un alcaraván permanecerá libre de insectos. Esta ave posee tres dedos delanteros en cada pata, por lo que se le dificulta reposar en los árboles. El alcaraván es muy amigo del conejo, en ocasiones en medio de las hierbas, matorrales o cactus el conejo sale a su encuentro y el alcaraván le hace cosquillas en su cabeza.

Símbolo:

y el alcaraván le hace cosquillas en su cabeza. Símbolo: Narradores : Alberto Epieyuu, 67 años,
y el alcaraván le hace cosquillas en su cabeza. Símbolo: Narradores : Alberto Epieyuu, 67 años,
y el alcaraván le hace cosquillas en su cabeza. Símbolo: Narradores : Alberto Epieyuu, 67 años,
y el alcaraván le hace cosquillas en su cabeza. Símbolo: Narradores : Alberto Epieyuu, 67 años,
y el alcaraván le hace cosquillas en su cabeza. Símbolo: Narradores : Alberto Epieyuu, 67 años,
y el alcaraván le hace cosquillas en su cabeza. Símbolo: Narradores : Alberto Epieyuu, 67 años,
y el alcaraván le hace cosquillas en su cabeza. Símbolo: Narradores : Alberto Epieyuu, 67 años,
y el alcaraván le hace cosquillas en su cabeza. Símbolo: Narradores : Alberto Epieyuu, 67 años,

Narradores: Alberto Epieyuu, 67 años, Casta Epieyuu. Kamüsenta. Y Rafaela Epieyuu, 88 años, Santa Ana - Corregimiento de Puerto Estrella. Información de: Fernando González Pushaina

194

Nombre en wayuunaiki: Kara’ala Nombre en español: Loro

Según cuentan nuestros antepasados Kara’ala y Kalekale (perico) eran hermanas. Kara’ala era la mayor y esposa de Taalü (tapacamino), y Kalekale la esposa de Walirü (zorro). Kara’ala gozaba de abundantes cosechas, tenía toda clases de frutos porque su marido Taalü era muy trabajador y siempre mantenía sembrando y labrando la tierra, por eso Kara’ala era más rica que su hermana menor Kalekale quien era pobre y hambrienta debido a que su esposo Walirü, el zorro, era muy flojo; era haragán y siempre se mantenía durmiendo en su huerta debajo de las matas. Se levantaba por las tardes para irse a la casa de su esposa quien siempre le preguntaba: “¿Dónde estuviste? Te estaba esperando porque tengo mucha hambre”. Walirü le respondió a su mujer “¡Calma mujer, la cosecha está casi lista, dentro de poco tiempo te saciarás el hambre!”. Pero todo era mentira, el zorro engañaba a su mujer porque él se mantenía robando las cosechas ajenas.

Un buen día, fue a robar las cosechas de los vecinos. Después de saciar el hambre se acostó debajo de una hamaca hasta que llegó su cuñada Kara’ala y su esposo Taalü, lo miraron y se alejaron de inmediato. La pareja decidió contarle a su esposa, lo que hacía su marido. Insistieron a Kalekale para que fuera a ver lo que hacía su marido. La mujer obedeció a su hermana y a su cuñado y al huerto: para sorpresa de ella encontró a su esposo muy profundo en sueño, con su pala empuñada en la mano.

muy profundo en sueño, con su pala empuñada en la mano. Al ver esto, Kalekale se

Al ver esto, Kalekale se puso muy furiosa y agarró la pala que él tenía en la mano y se la metió por el ano. Walirü adolorido despertó asustado y exclamó “¡waain, waain!” (onomatopeya del zorro), y desde esa vez se convirtió en animal, la pala se transformó en su cola. Kara’ala, Kalekale y Taalü se transformaron en pájaros. El loro habita en la Serranía de la Makuira, tiene sus nidos en los huecos de los árboles. Se alimenta de los granos de las plantas silvestres y de frutos de árboles como koushoulu, kanewa. Es de color verde con algunas pintas rojas y su pico y sus patas son rosaditas. Las plumas sirven para curar a los niños que tienen diarrea con heces verdes.

Narrado por: Ana Joaquina Pushaina, 68 años. Casta Pushaina.

Información de: Elin González.

195

Nombre en wayuunaiki: Ala’ala Nombre en español: Mico cariblanco

El Ala’ala era un señor pobre que un día salió a recolectar frutas silvestres a la serranía de la Makuira. En una ocasión, tratando de subir a un árbol se convirtió en un mico, la cola se originó del tronco del árbol y los brazos de las ramas. Ala’ala significa alguien mentiroso y flojo.

las ramas. Ala’ala significa alguien mentiroso y flojo. El mico cariblanco es un animal silvestre que

El mico cariblanco es un animal silvestre que vive en la Makuira, que en tiempos y principios de la primavera se escuchan sus silbidos o chillidos. Algunos bajan en manadas a las partes bajas de la serranía, en busca de frutos cultivados en las huertas que hay en los arroyos. Ellos habitan en cuevas solitarias en las partes altas de la serranía, se refugian de las lluvias en medio de las rocas y su zona preferida son las partes altas y con mucha pendiente, donde no pueden llegar las personas a atraparlas. Su cuerpo es de color rojizo y la cara es de color blanca como de pelusa, algunas características se parecen a las humanas. Se alimentan de frutas silvestres como la papaya, el aceituno, el guáimaro y el algarrobo; también se alimenta de aves y caracoles que capturan de las ramas de los árboles. El cuero se utiliza para hacer máscaras, los huesos y los pelos son usados como remedios para los niños que han sido contagiados con mal de ojo.

Narrado por: Luis Rincón, 50 años. Casta Pushaina. Mekiijano’u. Información de: Onésimo Añez.

196

Nombre en wayuunaiki: Peerü Nombre en español: Perdiz

En tiempos remotos, Peerü era un señor de la casta Wouliyuu. Un día, Perdiz iba a conocer un lugar llamado Ishama’ana donde había bastante millo. Un día desde un matorral observó venir a un señor de la casta Sapuana, llamado Alcaraván, venía cantando y haciendo pagamentos para aplacar la furia Juya quien los va a visitar en forma de lluvia: “kara, kara, kara” decía cada vez más fuerte (onomatopeya del canto).

El señor Perdiz muy asustado se acercó y preguntó al señor Sapuana: “Amigo, ¿De dónde eres? ¿De qué mensaje estas hablando?”. El Alcaraván contestó: “Amigo viene un aguacero grande, va a llenar la tierra de agua hasta no poder. Mejor te marchas antes que llegue, ya casi me alcanza”. Perdiz contestó: “Yo soy un hombre rico, no necesito agua ni siembra, tengo mi propio cultivo allá donde voy, mi mujer está allá esperando por mí, es wayuu del mismo clan como el mío” luego se alejó con mucha prepotencia sin escuchar más a Alcaraván quien le quería decir algo trágico para él

a Alcaraván quien le quería decir algo trágico para él Cuando llegó a su casa encontró

Cuando llegó a su casa encontró a su mujer Perdiz muerta ahogada, al verla tirada y tiesa se asustó y lloró desconsolado, pasó toda la noche llorando, luego buscó su arma y cubrió a su hijo con sus alas y se alejó de allí. Su canto o lloro “Moukai” dice: “el que no ve, el que no oye” Y ahora la familia Wouliyuu tiene en su conciencia una victima por no saber escuchar a los demás.

Narrado por: Guillermina Epieyuu, 75 años. Samuluuinna Información de: José Ramiro Malvar González

197

Nombre en wayuunaiki: Iisho Nombre en español: Cardenal

En la antigüedad, el cardenal macho y hembra eran del mismo color cenizo. Cuentan los viejos que existían dos mujeres bonitas en Wüinpümüin (Alta Guajira), en la Serranía de la Makuira. Cierto día dos muchachos cazadores, llegaron a una pequeña laguna cerca al cerro Iitujolu en las estribaciones del arroyo Watkasainru’u. Los muchachos al ver tanta belleza se enamoraron locamente de las jóvenes, pero ellos tenían miedo de los dientes que tenían en la vagina.

ellos tenían miedo de los dientes que tenían en la vagina. Un día, los muchachos pasaron

Un día, los muchachos pasaron por la laguna, venían de regreso de cazar de la montaña y vieron a las dos muchachas bañarse en la laguna. Mientras las muchachas nadaban y jugaban con toda tranquilidad, los cazadores se pusieron de acuerdo para romper los dientes que tenían ellas en la vagina, y así lo hicieron. El impacto de la honda dio en la vagina de las muchachas, éstas sangraron y adoloridas intentaron ocultarse durante un tiempo dentro del agua esperando que se detuviera la hemorragia pero no fue así, por permanecer tanto tiempo en el agua ésta se volvió roja, y muchos animales se abstenían de beber debido al color del agua solo el cardenal macho era el único que se bañaba en la laguna y a partir de este momento el cardenal quedó con su plumaje rojo, que lo diferencia del cardenal hembra.

Narrado por: Mosholoinsai Iipuana. Información de: Claudio Iguarán Montiel.

198

Nombre en wayuunaiki: Püichi Nombre en español: Motogón (Cerdo de monte)

Püichi Nombre en español: Motogón (Cerdo de monte) Es un animal silvestre que representa el clan

Es un animal silvestre que representa el clan Pushaina, y vive en las rocas en madrigueras en las partes más altas de la serranía donde hacen sus rituales como danzas y juegos llamando a la lluvia. La carne del Püichi es alimenticia y muy deliciosa. Según la creencia de los wayuu, su piel es medicinal, sirve para el mal de ojo.

Son animales mamíferos de color cenizo, de colmillos largos, tienen orejas, patas y cola cortas, su tamaño es menor al de un cerdo doméstico quien es su familia. Son omnívoros, se alimentan principalmente de plantas, raíces y frutas silvestres.

Narradores: Ángela María Polanco, María Eulalia Quintero. Área de Iitujolu.

199

Nombre en wayuunaiki: Alii Nombre en español: Ardilla

Es un animal silvestre que abunda en las zonas altas de La Makuira, su cola es apetecida para hacer llaveros y otros adornos. Para curar el mal de ojo en los niños, se toma el cuero y se realizan masajes en todo el cuerpo del enfermo, esto se hace primero quemando el cuero del animal y con la ceniza que resulta se aplica en el cuerpo del niño por las mañanas y en las tardes durante tres días. Para saber si la enfermedad es un mal de ojo de ardilla, se sabe por la actitud del niño, es decir, cuando el niño juega con la comida y bota muchas migajas, es decir, desperdicia el alimento y se enflaquece diariamente y con una diarrea permanente, además adopta como llanto el canto o chillido del animal.

además adopta como llanto el canto o chillido del animal. La ardilla se caracteriza por su

La ardilla se caracteriza por su rapidez para moverse entre los árboles, el color anaranjado de su pelo es muy fuerte y es parecido al gato. Tiene una cola muy larga. Es un mamífero que puede tener hasta tres crías. Se alimenta de frutas silvestres y cultivadas.

Narrado por: Alberto González Iguarán. San José de Makuira.

200

Nombre en wayuunaiki: Sepunnolu Nombre en español: Cigarrón

Desde hace muchos años, el Sepunnolu o Cigarrón que habita dentro de los palos, el wayuu los quema para obtener el polvo negro que sirve de aseguranza para cuando hayan guerras entre familias o cualquier otra clase de problemas, las personas que se lo untan en el rostro son catalogadas bajo la concepción de una fuerza especial que los mantienen fuera del acecho de sus enemigos. Además, el polvo del Sepunnolu es untado en el rostro del joven lampiño con el ánimo de que le salgan barbas y bellos en el cuerpo.

con el ánimo de que le salgan barbas y bellos en el cuerpo. Cuando un joven

Cuando un joven sueña que un cigarrón le está picando, quiere decir que esta persona va a morir en una balacera, por lo que el cigarrón es bravo, se molesta con la persona que lo necea, tratándola de picar.

Narrador: María Eugenia Ochoa Sapuana, 78 años. Casta Sapuana. Yotojolooin. Información de: Alcira Iguarán.

201

Nombre en wayuunaiki: Chünü’ü

Nombre en español:

Colibrí

Es un pájaro que tiene un plumaje brillante, de color verde combinado con negro, posee un pico largo y puntiagudo para absorber el jugo azucarado que poseen las flores de las cuales se alimenta. El Chünü’ü hace su nido tejiéndolo como una mochilita, que es muy algodonada por dentro para poder incubar sus huevos de la cual sacan tres polluelos. El colibrí hembra carece de color verde brillante mientras que el macho si lo posee.

Según la tradición del pueblo wayuu, el colibrí macho posee poder sobrenatural para las mujeres que desprecian a un hombre. Si a una mujer de estas se le aplica un Chünü’ü, agarra el vicio de tener varios maridos. Hay dos maneras de hacerlo, primero, para lograr que una mujer se le entregue a un hombre, se debe atrapar al colibrí en horas de la noche y en un momento en que todo esta en silencio (media noche), se suelta el pajarillo hacia la casa de la muchacha que se desea conquistar, diciendo con el nombre de ella: “Confió en ti, que posees poder sobrenatural para persuadirla y traerla a mí”. Al poco tiempo, la mujer se le ofrece al hombre. Segundo, al colibrí lo cazan a flechazos, se quema y se carboniza, este carbón lo untan en la yema de los dedos para aplicarlo en cualquier parte del cuerpo de una mujer, y de esta manera la mujer se le ofrece al hombre que la untó del Chünü’ü.

Narrador: Adán Uraliyuu, 93 años. Cálala. Información de: Fredy Suárez Uraliyuu.

la untó del Chünü’ü . Narrador : Adán Uraliyuu, 93 años. Cálala. Información de : Fredy

202

Nombre en wayuunaiki: Monkuluuserü Nombre en español: Búho

Monkuluuserü era una señorita muy simpática, de cabellos largos que le llegaba hasta las nalgas, de ojos grandes, uñas largas y bien limpias. Era muy rica porque tenía muchos chivos, ovejas y vacas. No le faltaba nada en su casa.

Juya (Lluvia) estaba muy enamorado de Monkuluuserü. En una tarde fresca llegó a la casa de Monkuluuserü, y dijo que estaba muy enamorado de ella. Le pidió que aceptara ser su novio y con el tiempo su esposo, le ofreció toda la riqueza que tenía. Ella no aceptó, y dijo: “No quiero tu riqueza, yo también tengo, no necesito de nada. Yo no gusto de los hombres, los hombres sólo viven engañando a las bobas mujeres, pero a mí no me van a engañar”. Juya muy enojado se fue al escucharla y castigó a Monkuluuserü y acabó con todas las plantas y el ganado que tenía y así ella sufrió mucho. Le llegó epidemias, hambre y sed, pasaba todo el día durmiendo y en las noches se despertaba del frío y en la claridad de la luna salía en busca de algo que comer.

en la claridad de la luna salía en busca de algo que comer. Juya regresó como

Juya regresó como a los diez años y encontró a Monkuluuserü tambaleando del hambre y la regañó porque no quería aceptarlo como esposo. Entonces la agarró por el cabello y le dijo: “Ahora de aquí en adelante vas a predecir adivinando el futuro y cazadora nocturna”. Por eso, el búho adivina cuando va a llover y cuando va a ocurrir una calamidad en una familia.

Es un ave rapaz, nocturna, de color marrón con blanco. Tiene los ojos grandes y redondos, de color amarillo y marroncito, de pico amarillento y curvo. Posee dos plumas en la parte superior de la cabeza que se parecen a las orejas de un gato, también tiene garras al igual que los felinos. Cuando llega a una casa trae mala suerte y las malas noticias están por venir, dicen los viejos wayuu. Vive en los árboles más altos de la Makuira.

Narrador: Aníbal Uraliyuu, 99 años. Clan Uraliyuu. Jalaatsü’ülü. Información de: Azael Segundo García Martínez

203

Nombre en wayuunaiki: Si’iya Nombre en español: Toche, Gonzalito

Cuentan que Si’iya era un joven muy apuesto que siempre visitaba a Pulowi y se hizo muy amigo de ella. Pulowi le enseñaba las joyas que tenía guardadas en su mochilita e incluso lo enseñó a tejer. Ésta tenía una huerta muy grande que tenía muchas frutas que el joven Si’iya las aprovechaba. Un día Pulowi salió a la serranía de la Makuira y dejó a su querido amigo como responsable de su huerta.

Él se quedó por varios días dueño de casa y faltando unas pocas horas para que llegara Pulowi, revisó el baúl de ella y le encontró la mochilita que estaba llena de sus collares, quien se fugó con el tesoro. Pero Pulowi cuando regresaba de la Makuira, lo vio salir del mar muy apresurado llevando una mochila consigo, quien de inmediato lo persiguió inútilmente, porque éste se metió entre unas matas verdes que tenía unas espinas largas y venenosas. A Pulowi le dio miedo meterse entre estas plantas, entonces maldijo a esta mata y la bautizó con el nombre de Si’ichi (Guamacho), por defender al joven ladrón. Ella regresó al mar muy triste y afligida por el robo de sus collares.

al mar muy triste y afligida por el robo de sus collares. El joven repartió los

El joven repartió los collares a todos los miembros de su familia que eran todas las castas wayuu. Así fue como los wayuu tuvieron sus collares. Pulowi regresó y vio al joven entre las espinas del Si’ichi y lo maldijo para toda su vida. Por eso hoy día el joven Si’iya, vive brincando en el Si’ichi y su nido es una mochilita que él mismo teje.

204

MÜRÜLÜ: ANIMALES DOMÉSTICOS

Nombre en wayuunaiki: Ka’ula

Nombre en español:

Chivo

En la Alta Guajira y en general en todo el Departamento, se pueden apreciar Chivos de diversos colores, por ejemplo los hay sólo: Blancos (Kasuutalii), Negro (Mütsiatalii), Rojo (Ishotolii); con mezcla de colores: Blanco con Negro (Chüküriia), Cenizo (Pali’italii).

Blanco con Negro (Chüküriia), Cenizo (Pali’italii). El chivo es criado en corrales pero los sacan muchas
Blanco con Negro (Chüküriia), Cenizo (Pali’italii). El chivo es criado en corrales pero los sacan muchas

El chivo es criado en corrales pero los sacan muchas veces a pastar por le monte, guiado por alguno de sus dueños para que no se extravíen o se los roben. Es la base de la economía de los Wayuu, porque de él se obtienen, su preciada carne, la cual se consume fresca o puesta a secar al sol (sesiina) y la leche para hacer el jero’o (leche cuajada) de la cual se saca el queso, con el cuero del chivo se elaboran artesanías como carteras, taburetes, butacas, alpargatas tres puntadas, también se utiliza para hacer el tambor o kaasha. Esta forma es una entrada a la economía familiar si estos productos se venden o por el contrario solamente son de uso exclusivo de la familia.

El chivo permanece durante la noche encerrado en el corral para protegerlo del ataque de otros animales o evitar que se lo roben, durante el día está libre en el monte pero bajo el cuidado de niños quienes los pastorean y los acostumbran a comer y a beber en el territorio, el chivo se alimenta de las hojas, raíces y tallos que crecen en el monte y en el grupo siempre hay un chivo jefe o padrote que es grande y fuerte y domina a todas las cabras reproduciéndose con ellas para obtener buena raza.

205

Cuando a un Outsü (curandero) se le presenta un paciente que está poseído por un Wanülüü (espíritus de enfermedad), éste pide un chivo negro para someterlo a un ritual para alejar el mal espíritu, además, el Outsü exige a la familia el valor por su trabajo avalado en collares, dinero y bestias, además de lo que la paciente necesite de ahí en adelante como ropa nueva de colores vivos, vasijas de uso personal, aparte de las velas, el ron y los bejucos de diferentes tipos que se necesiten.

Para la realización del ritual, el chivo debe ser totalmente negro y es colocado en la pista donde se baila la yonna (danza tradicional wayuu), es apuñalado y soltado hasta que quede sin sangre si es resistente quiere decir que el paciente tendrá larga vida, por el contrario si el chivo no resiste el paciente tendrá una vida corta, la carne de este chivo debe ser preparada y ofrecido a los invitados a la comida pero no debe ser consumida por la familia del paciente.

pero no debe ser consumida por la familia del paciente. Es tradicional la reunión de varias

Es tradicional la reunión de varias familias de diferentes castas donde jóvenes y mayores hacen un homenaje al chivo, esta celebración se llama Ka’ulayawaa que se realiza en la época de la cosecha de los cultivos y puede durar varios días. El hombre elige a la mujer de su agrado y tiene que conquistarla por medio de la lucha, del trabajo y tiene que demostrar su agilidad y su fuerza.

Información de: Gladis Iguarán Montiel, Uliana, Pali’isiwo’u.

206

Nombre en Wayuunaiki: Katio’u / Kaliina Nombre en español: Gallina

Según cuentan los Wayuu, Katio’u o Kaliina era una señora que molía maíz, pero ella se comía el maíz crudo y a causa de los granos se convertía en gallina cuando estaba sola, casualidad cuando una vez ocurrió esto, unas vecinas la vieron y se lo contaron a la cuñada, pero ésta no les creyó. El marido de Doña Kaliina luego de enterarse, salió un día para el monte a vigilarla desde un escondite, para ver si era verdad lo que decían de ella, entonces vio a su señora comer maíz, él en su afán le tiró una piedra que le cayó justamente en la espalda. En ese momento y por el susto la señora se transformó definitivamente en gallina, quien voló lejos de allí y su marido nunca volvió a saber de ella.

lejos de allí y su marido nunca volvió a saber de ella. Se dice que la
lejos de allí y su marido nunca volvió a saber de ella. Se dice que la

Se dice que la gallina tenía dientes para masticar, por eso actualmente come de todo. Las gallinas pueden ser de diferentes colores y tamaño. Los Wayuu sacan la manteca de la gallina y la utilizan como remedio para la gripa suministrándola en forma de jarabe. Su carne es muy rica y puede ser preparada de diferentes maneras como alimento, también se dice que es muy buena para las personas que sufren de diabetes porque su carne es blanca al igual que las iguanas y los conejos.

Información de: María Teresa Romero.

207

Nombre en wayuunaiki: Erü Nombre en español: Perro

Nombre en wayuunaiki: Erü Nombre en español: Perro Es un animal mamífero, doméstico, camina solitario por

Es un animal mamífero, doméstico, camina solitario por las noches y duerme gran parte del día y es muy apreciado por el pastor, porque lo acompaña cuando pastorea. Ladra mucho cuando ve a una persona diferente a las que conoce que llega a la casa, también lo hace por las noches, pero cuando ladra acompañado de aullidos muy prologados a la media noche avisa que muy pronto va a suceder algo malo, posiblemente un velorio. Si una persona pisa un perro esto quiere decir que esa persona se va a casar con un Wayuu del clan Ja’yaliyuu. Si un perro se atraviesa en el camino de una persona esto significa que va a tener buena fortuna. Si el perro se sienta debajo de un cadáver el cuerpo del muerto nunca se descompondrá, quedará como un cuero duro el día de su exhumación. Si el perro hace sus necesidades en medio de personas reunidas esto anuncia una desgracia, lo mismo cuando el perro se sienta y comienza a arrastrar su cola tratando de ir para atrás significa que la persona que está a su lado esta próxima a morirse El perro de los Wayuu es de tamaño mediano y flaco, pero con mucha resistencia y fuerza para trasladarse kilómetros de un sitio, con un gran olfato para seguir las huellas de su amo y la de él mismo y a otros, el perro es un guardián de viviendas y de corrales.

El perro cuando le entierran algunos pelos de la punta de la cola debajo de las piedras del fogón éste jamás sale de la casa, pasando la mayor parte del tiempo cuidándola. Cuando el perro va para el monte a cazar conejos, iguanas, pájaros, acompañado de algunos de la caza o por sí mismo, sabe regresar sin dificultad. El perro es carnívoro, pero también se alimenta de diferentes comidas hechas en las casas y de algunas frutas que consigue en el monte como el jobito, la aceituna, el cafetal, etc.

208

El perro se alimenta de una planta llamada Siyu’ulin, que es una planta alta de hojas verdes y frutos rojos cuando están maduros, es decir, también sabe relacionarse con las plantas como el Waratse que las come para purgarse por sí sólo, busca las sombras de los árboles frondosos para descansar cuando hace mucho sol, ya que el Wayuu no acostumbra a hacerle casa a ellos o darles un

Guarda estrecha relación con los otros animales domésticos como gallinas, gatos, chivos, ovejos, a

lugar específico para dormir. los cuales protegen.

El perro tiene varios colores. Cuando su pelaje es rojo lo llamamos ishotoi, si es negro mütsiya, cuando tiene el color como el tigre se llaman kalairatai.

Nombre en Wayuunaiki: Yuunaasirü / Puliiku Nombre en español: Burro

Había una vez un señor que tenía una burrita, él la cuidaba mucho y la guardaba dentro de una huerta. La burrita fue creciendo y su dueño se enamoró de ella, el señor iba todas las tardes a hacerle la visita y dormir con ella durante las noches. Un día , el señor tuvo sexo con la burrita y la preñó y tiempo después, la burra parió una hermosa niña humana, el hombre agarró la niña y se la llevó para su casa y se la entregó a su mamá para que la criara, diciéndole: “Esta niña es mía con la burrita”. La mamá aterrada le contestó: “¡Hijo mío! ¿Cómo es posible que tuviste una hija con una burra, habiendo tantas mujeres que te quieren y tu no eres capaz de enamorarlas?” El hombre no le contestó nada a su mamá.

enamorarlas ?” El hombre no le contestó nada a su mamá. Pasaron los años y la

Pasaron los años y la niña se convirtió en una mujer muy hermosa, a su casa llegaron hombres de gran prestigio con el fin de enamorarla, pero a ella nunca les llamó la atención. La hermosa mujer aprendió a tejer y hacer todos los oficios en el hogar. Un día llegó un hombre rico de una comunidad lejana a pedir la mano de la muchacha, la abuela gustosa preparó el ritual de compromiso. El enamorado con su familia entregó a la familia de la muchacha muchos collares, reses y chivos. Las personas le decían al novio: “Todos tus hijos serán nietos de burro porque la muchacha es hija de una burra”. Pero el hombre no prestó atención y se casó con la hermosa muchacha y tuvieron hijos, hijas, nietos y nietas. De esta manera se formó el clan Epinayuu.

209

EL TIGRE, LA PLANTA Y EL BURRO

Cuentan los viejos, que los animales y las plantas tenían características humanas en su época: el burro recibía el nombre de Yuunaasirü, el tigre se llamaba Wasa y una planta de flor amarilla se llamaba Jinnuutapai. El burro era amigo de Jinnuutapai, se querían mucho y se prestaban sus accesorios como wayucos y collares. Ellos lo compartían todo.

Un día Jinnuutapai se encontró con el tigre y los llevó a donde su amigo el burro, y los tres hicieron una gran amistad. Jinnuutapai fue traicionado por el tigre ya que este le daba ideas muy inteligentes al burro y esto le causó envidia. El tigre le dio de comer a Jinnuutapai carne cruda con cenizas, esta comida le cayó mal y le causó la muerte al pobre amigo del burro.

Yuunaasirü lloraba mucho por su amigo muerto. El tigre lo encontró llorando y le dijo: “No llores. Aquí me tienes”, pero el burro seguía llorando y visitaba todas las tardes la tumba de Jinnuutapai. El tigre lo vio y le dijo: “Cada vez que te encuentro aquí me da una ira contigo, si vuelvo a encontrarte otro día te voy a matar, pero no te voy a dejar tirado si no que te comeré”. Humillado por el tigre el burro se fue a buscar su comida. El tigre regresó a la tumba y encontró a un burro, pero no era el amigo de Jinnuutapai, se trataba de otro burro. El tigre lo agarró y lo mató, le comió el corazón y la lengua, desde ese día el burro es enemigo del tigre y Jinnuutapai es una planta que sirve como medicina para los burros, porque el fruto se hace cenizas y se le mete en el ano al animal cuando se encuentra aventado o cuando una comida le cae mal.

El burro es útil para el wayuu, porque este animal es el medio de transporte más antiguo. Se usa para hacer largos viajes y para todas las actividades, como buscar el agua, cargar la leña, transportar materiales. Cuando una muchacha wayuu se va a casar, el burro transporta todos sus accesorios personales a la casa donde vivirá con su marido. Cuentan los viejos que en los tiempos de guerra de los wayuu los burros eran utilizados para llevar los cuerpos de los muertos en una batalla. El burro también sirve como remedio, cuando una persona tiene un bebé enfermo con mal de ojo (ojo del burro), este animal que la persona utiliza como transporte es llevado a un Outsü o Piache (curandero), lo amarran y lo dejan sin comer, en la madrugada o en el amanecer le soplan la nariz del burro en la nalga del niño, si el burro defeca una vez en la mañana y otra por la tarde, el niño enfermo se cura rápidamente. Otra forma de curar es darle de beber agua al burro, amarrado y dejándolo sin comer. El agua de donde bebió el burro es usada para lavarle la boca al niño o es calentada para bañar al enfermo.

Narrador: Eliberto Morales, 70 años. Casta Walepushana. Puerto Estrella. Víctor González. Uliana. 75 Años, Olo’opaa.

210

LISTADO DE ANIMALES INVESTIGADOS (1)

Nombre en Wayuunaiki

Nombre en Wayuunaiki

Nombre en español

Nombre en español

Nombre científico

Nombre científico

Alii

Alii

Ardilla

Ardilla

Sciurus granatensis

Sciurus granatensis

Ana

Ana

Caballo

Caballo

Equus sp.

Equus sp.

Anuwana

Anuwana

Rey Gallinazo

Rey Gallinazo

Sarcorhampus papa

Sarcorhampus papa

Arala,Kalekale(kotoreerü)

Arala,Kalekale(kotoreerü)

Loro

Loro

Alouatta seniculus

Alouatta seniculus

Chipüi

Chipüi

Raya

Raya

Manta sp.

Manta sp.

Chünü’ü

Chünü’ü

Colibrí

Colibrí

Trocholidae sp.

Trocholidae sp.

Erü

Erü

Perro

Perro

Cannes sp.

Cannes sp.

Iisho

Iisho

Cardenal, Rey Guajiro

Cardenal, Rey Guajiro

Richmondena phoenicea

Richmondena phoenicea

Irama

Irama

Venado

Venado

Odocoileus virginianus

Odocoileus virginianus

Ka’ula

Ka’ula

Cabra, Chivo

Cabra, Chivo

Capra sp.

Capra sp.

Kaarai

Kaarai

Alcaraván

Alcaraván

Belonopterus cayenensis

Belonopterus cayenensis

Ko’oi

Ko’oi

Avispa

Avispa

Apis appis

Apis appis

Koijaapa’a, Atpanaa

Koijaapa’a, Atpanaa

Conejo

Conejo

Sylvilagus sp.

Sylvilagus sp.

Koisirü, Walirü

Koisirü, Walirü

Zorro

Zorro

Dusicyon thous

Dusicyon thous

Ma’ala

Ma’ala

Culebra cascabel

Culebra cascabel

Crotalus durissus

Crotalus durissus

Mo’uwa

Mo’uwa

Paloma

Paloma

Leptotila verrauxi

Leptotila verrauxi

Molokoona

Molokoona

Morrocoy

Morrocoy

Testudo denticulata

Testudo denticulata

Monkuluuserü

Monkuluuserü

Buho

Buho

Buho virginianus

Buho virginianus

Patshanai

Patshanai

Libélula, Caballito del diablo

Libélula, Caballito del diablo

Anolis chysolepsis

Anolis chysolepsis

Peraawa

Peraawa

Rabo pelao

Rabo pelao

Didelphys colombiana

Didelphys colombiana

Perú

Perú

Perdiz

Perdiz

Colinus oristatus

Colinus oristatus

Püichi

Püichi

Cerdo de monte

Cerdo de monte

Tagassu pecari

Tagassu pecari

Sepunnolü

Sepunnolü

Cigarrón

Cigarrón

Xylocopa sp.

Xylocopa sp.

Si’iye

Si’iye

Toche, Gonzalito

Toche, Gonzalito

Icterus nigrogularis

Icterus nigrogularis

Tisú, Unaalü

Tisú, Unaalü

Tigrillo

Tigrillo

Leopardos pardalis

Leopardos pardalis

Uyaalija

Uyaalija

Mapurito

Mapurito

Conepatus semistriatus

Conepatus semistriatus

Uyalaa

Uyalaa

Cauquero

Cauquero

Mazama rufina

Mazama rufina

Worro’lopai

Worro’lopai

Gavilán

Gavilán

Buteo nitida

Buteo nitida

Yuwana

Yuwana

Iguana

Iguana

Iguana iguana

Iguana iguana

(1) Los nombres científicos se tomaron de Sükuaipa Wayuu, Los Guajiros: La Palabra y El Vivir, de Michel Perrin y Recursos Naturales en La Guajira de la Contraloría General del Departamento de La Guajira.

211

BIBLIOGRAFÍA

ASHAJEESHII WAYA JÜKA WAYUUNAIKI TÜ OJUITAKAA JULU>UJEE WA>YATAIN. “Queremos escribir en wayuunaiki el resultado de nuestro trabajo”. Gabriel Iguarán. Tomo I, convenio Alcaldía – Asociación Araurayu. Barranquilla 2001.

ANDRADE, Germán y MEJIA, Carlos.- “Cambios estacionales en la distribución de la avifauna terrestre en el Parque Nacional Natural Makuira, Guajira, Colombia”. TRIANEA (Act. Cient. Tecn. INDERENA) 1: 145-169, 1988.

ARDILA, Gerardo (ed.).- La Guajira: de la memoria al porvenir. Una visión antropológica. Bogota: Universidad Nacional. 1990.

BAHUCHET, Serge.-

CORREA, Hernán Darío.- Los Wayuu: pastoreando el siglo. EN: Encrucijadas de Colombia Amerindia. Bogota: ICAN. 1993. pp: 203-228.

FERGUSON CAMERON, Duncan.- Etnoecología. Notas para una definición. Fondo de las Américas. Santiago, Región Metropolitana, Chile. Publicado el viernes 21 de julio de 2000.

FOWLER, Catherine.- Etnoecología. EN: Antropología Ecológica. HARDESTY, Donald (comp.). Barcelona: Ediciones Bellaterra. 1979.

GONZALEZ, Jorge.-. Lecturas en Etnociencia. Módulo para la asignatura “Proyecto de Investigación en Etnociencia”, Mitú. Riohacha:

http://lucy.ukc.ac.uk/Rainforest/PEOPLE/bahu,html

Universidad de la Guajira. 2000.

GOÜLET, Jean Guy.- “El universo social y religioso guajiro”, en Revista Montalbán, No. 11. Universidad Católica Andrés Bello, Caracas, 1985.

GUERRA, Olga, GARCIA, Beatriz y PANA, Ma. del Socorro.- Alimentos Wayuu. Riohacha: MEN – CEP – YANAMA. Abril de 1987.

GUERRA, Wielder, “Los Apalaanchi: una visión de la pesca entre los wayuu”, en Ardila, Gerardo y otros, La Guajira, Bogota, Universidad Nacional-FEN, 1991.

IRETON, Marie Jose.- La Alimentación wayuu. Médicos sin Fronteras – Francia. Marzo de 1993.

PATTON, David.- Etnoecologia: el Desafío De La Cooperación. Department of Conservation an Resource Studies. University of California, Berkeley.

PEREZ VAN LEENDEN, Francisco.- Wayuunaiki: estado, sociedad y contacto. Maracaibo: EDILUZ. 1998.

PERRIN, Michael.- El Camino de los Indios Muertos. Caracas : Monte Avila Editores. 1980.

PERRIN, Michel.- Antropólogos y médicos frente al arte guajiro de curar. Caracas: Montalban.

212

PERRIN, Michel.- Botánica y Farmacopea Wayuu. Journal d’agriculture tropicale et de botanique appliquée. González y Pilar Becerra)

1976. (traducción de Jorge

PERRIN, Michel.- Los practicantes del sueño. El chamanismo wayuu. Caracas: Monte Ávila Editores Latinoamericana. 1997

PIMIENTA, Margarita.- La Historia de Todo lo Existente. Revista Woumainpa

ROSALES VERA, María Alexandra.- Medicina Tradicional de las mujeres wayuu. Sus prácticas curativas. Caracas: YANAMA – Guarero, Venezuela. 1996.

RUIZ, Asunción.- Etnoecología de los wayuu de la laguna de Patomana, Puerto Estrella, Uribia. Etnociencia. Programa de Etnoeducación y Proyecto Social, Universidad de La Guajira. 1999.

SALER, Benson. “Los wayuu – guajiro”, EN: Los aborígenes de Venezuela, Vol. III. Caracas, Fundación La Salle, 1988.

TOLEDO, Víctor M. Principios Etnoecológicos para el Desarrollo Sustentable de Comunidades Campesinas e Indígenas. Temas Clave, CLAES, No. 4, Agosto de 1996.

ZULUAGA, Víctor,

Universidad de La Guajira. Riohacha

BEDOYA, Olga L. y DUQUE N., Andrés A.- Oralidad y conocimiento ambiental entre los Emberá-Chamí de Risaralda.

Revista de Ciencias Humanas. UTP: Pereira. 2000.

213

Centres d'intérêt liés