Vous êtes sur la page 1sur 7

Conferencia de mujeres en Bailén. (17 de octubre de 2.

009)

EL ESPEJO DE DIOS (1º Reyes 8:56-61)

0.- Introducción:

Hay varias definiciones para la palabra espejo, creo que la más adecuada para definir el
título es la siguiente.
Espejo. 2. m. Cosa que da imagen de algo
Así que nuestro título quedaría explicado diciendo que vamos a hablar sobre cómo y
quienes pueden y deben reflejar la imagen de Dios, es decir ser el espejo de Dios para
los de nuestro alrededor.

Pero me gustaría empezar con una pregunta que Stanley Jones, un conocido misionero
en la India, le realizó al pacifista Gandhi cuando tuvo la oportunidad,

“¿Cómo puede el cristianismo causar un mayor impacto en su país?”


Muy cuidadosamente Gandhi respondió que tres cosas:

1.- Los cristianos deben comenzar a vivir más como Jesús.


2.- La fe cristiana debe presentarse sin adulteración alguna.
3.- Los cristianos deben enfatizar el amor, que está en el corazón del Evangelio.

Los cristianos deben de vivir de una manera que reflejen a Dios y su amor, y éste va a
ser el enfoque del estudio de hoy: reflejar como hace un espejo pero ¿qué vamos a
reflejar? - a Dios y su amor.

Nos gusta lo que Gandhi dijo pero ahora quiero presentaros la otra cara de la moneda,
un escritor inglés, llamado Philip Pullman, reconocido ateo y que es famoso por su
trilogía “La materia oscura”, pero que para los que no son muy lectores es más conocido
porque se llevó al cine su primer libro, bajo el titulo de, “La brújula dorada” dijo:

“No sé si Dios existe o no... Pero si se mantiene invisible es porque está


avergonzado de sus seguidores. Yo, si fuera él, no querría saber nada
de ellos”. Philip Pullman

Como cristiana estas palabras me hacen daño, pero me ayudan a pensar y a tomarme en
serio que soy un espejo de Dios para el mundo que me rodea- Y la gran pregunta sería:
¿Qué imagen es la que estoy reflejando?

Leía en el devocional “Nuestro Pan diario”, que como mensajeros del amor de Dios,
hemos de ser espejos humanos que reflejan sin distorsión alguna un parecido cada vez
mayor con nuestro Señor. Si nuestras vidas reflejan una imagen que está espiritualmente
borrosa, puede que la verdad de la gracia salvadora no se comunique con claridad.
Asegurémonos de reflejar una imagen clara de la semejanza de Jesús, la verdad de Dios
y el amor..
Frase: La razón fundamental de vivir en este mundo es reflejar la semejanza de Cristo.
(Nuestro Pan diario)

1
1.- Reto.-

Quiero continuar lanzando un reto para todas nosotras, creo que es la conclusión de todo
lo que esta mañana se va a presentar, quiero decirlo ahora para que lo tengamos en
mente y espero poder animaros y animarme para que sea una realidad en nuestras vidas:

- Que tu iglesia sea el espejo de Dios.


- Que tu familia sea el espejo de Dios.
- Que tú seas el espejo de Dios.

2.- Somos un espejo que refleja la gloria y grandeza del Señor.

Estuve buscando algún versículo que expresara que tenemos que ser espejos de Dios
para el mundo que nos rodea y aunque la idea sí que está presente no lo encontré hasta
que en un capítulo del libro “Una vida con propósito”, del conocido Rick Warren
encontré la siguiente traducción para el texto de 2ºCor 3:18.

“...Somos como un espejo que refleja la grandeza del Señor, quien cambia
nuestra vida. Gracias a la acción de su Espíritu en nosotros, cada vez nos parecemos
más a él...” (BLS)
y la NVI “Así, todos nosotros, que con el rostro descubierto reflejamos* como en
un espejo la gloria del Señor, somos transformados a su semejanza con más y
más gloria por la acción del Señor, que es el Espíritu.”
- Versión Reina-Valera del 60:
2Co 3:18 Por tanto, nosotros todos, mirando a cara descubierta como en un espejo la
gloria del Señor, somos transformados de gloria en gloria en la misma imagen, como
por el Espíritu del Señor.

3.- Texto bíblico: 1º Reyes 8: 56-61.

Salomón reinó durante los años 970-930 a.C, así que me maravillo que unas palabras
escritas hace tantos siglos tengan una vigencia tan actual para nosotras hoy. Las
palabras que vamos a leer se enmarcan dentro de la “inauguración” del templo.

Salomón dirige sus palabras a la asamblea y su intención era “bendecirla”. Les recordó
que Dios había cumplido cada una de las promesas que había hecho a Moisés y oró que
Dios continuara estando cerca de su pueblo para mantener su causa. Pero el deseo de
Salomón no fue (o al menos no fue solo) el bienestar del pueblo; lo inspiraba un motivo
superior, el anhelo de ver a Dios glorificado en el mundo.

Primero quiero leer el verso clave:


“a fin de que todos los pueblos de la tierra sepan que Jehová es Dios, y que no hay otro.
“ (RV 60)
“ Así todos los pueblos de la tierra sabrán que el Señor es Dios, y que no hay otro.”
(NVI)
Ahora unimos el título con el texto bíblico, si somos un espejo (reflejo) de Dios, la
gente de nuestro alrededor podrá conocer quién es Dios.
Espero que estéis expectantes como yo para leer cómo todos los pueblos de la tierra
pueden saber que Dios es el Señor de todo.

Texto bíblico completo según la NVI:

2
"¡Bendito sea el Señor, que conforme a sus promesas ha dado descanso a su pueblo
Israel! No ha dejado de cumplir ni una sola de las gratas promesas que hizo por
medio de su siervo Moisés.
1Ki 8:57 Que el Señor nuestro Dios esté con nosotros, como estuvo con nuestros
antepasados; que nunca nos deje ni nos abandone.
1Ki 8:58 Que incline nuestro corazón hacia él, para que sigamos todos sus caminos y
cumplamos los mandamientos, decretos y leyes que les dio a nuestros antepasados.
1Ki 8:59 Y que día y noche el Señor tenga presente todo lo que le he suplicado, para
que defienda la causa de este siervo suyo y la de su pueblo Israel, según la
necesidad de cada día.
1Ki 8:60 Así todos los pueblos de la tierra sabrán que el Señor es Dios, y que no hay
otro.
1Ki 8:61 Y ahora, dedíquense por completo al Señor nuestro Dios; vivan según sus
decretos y cumplan sus mandamientos, como ya lo hacen."

Quiero ir avanzando en el texto para saber cómo podemos hacer para que este versículo
clave sea una realidad:

3.1.- Vivir sabiendo quien es Dios. V.56. Dios es fiel y es un Dios de promesas
cumplidas. Es un Dios en quien podemos confiar. Así lo primero es saber y recordar
quien es Dios. A veces podemos tener una imagen distorsionada de Dios, lo que hará
que seamos un mal espejo para otros.
A través de la lectura de la Biblia obtendremos luz para conocerle más profundamente
ya que es donde se ha revelado y el E. S. que vive en los que hemos creído la aplicará a
nuestra vida y nos irá dando a conocer quien es Dios. También decir que estudiar los
evangelios nos ayudará a conocer a Jesús quien, como él mismo dijo, nos muestra al
Padre.
«El que me ha visto a mí, ha visto al Padre» (Jn. 14:9).

Que Dios sea fiel significa que podemos confiar en Él. Y algunas preguntas que
podemos hacernos son ¿somos fieles nosotros? ¿se puede fiar Dios de nosotros?
¿conocemos a nuestro Dios?

3.2. -Vivir la presencia de Dios en nuestras vidas como una realidad. V.57

Dios es Omnipresente, está en todas partes, por eso puede estar a nuestro lado en
cualquier lugar donde estemos. Pero para pertenecer a su familia hay que experimentar
lo que la Biblia llama “nuevo nacimiento” (Advertencia a los que no tienen a Dios)

Juan 1:12 “Mas a todos los que le recibieron, a los que creen en su nombre, les dio
potestad de ser hechos hijos de Dios;”

Hay una pregunta que nos tenemos que hacer “¿Qué es ser cristiano?”y si la respuesta
para ti es seguir una religión determinada por el país donde se ha nacido, o ser hija de
padres cristianos, o ir a la iglesia de vez en cuando, es hora tomar una decisión al
respecto. Ser cristiano es “ser un discípulo de Cristo”. Escuché la siguiente frase. “Si la
vida cristiana no es una vida cambiada, entonces ¿qué es? Nos quedamos en una
religión.”
Salomón pide en este versículo que la presencia de Dios sea tan real para los que
estaban escuchando ahora como lo había sido para sus antepasados. Lo mismo para
nosotras hoy. Reconocer que Dios es real en tu vida y vivir de acuerdo a esa verdad.

3
Que las palabras de Jesús resuenen en nuestros oídos cada día de nuestra vida:

- Mateo 28:20 “...y he aquí yo estoy con vosotros todos los días, hasta el fin del mundo.
Amén.” ¡Que paz el oír estas palabras de la boca de Jesús!

3.3- Vivir para Dios, seguir sus caminos. V.58 y 61.

v. 58 “incline nuestro corazón hacia Él”, “que sigamos todos sus caminos”, “guardar
sus mandamientos”, y en el verso 61: “un corazón perfecto para con Dios”, “andar en
sus estatutos” “guardar sus mandamientos”.
Aparece dos veces la mención de la palabra corazón, hay una serie de libros bastante
conocidos que llevan el título de “una mujer conforme al corazón de Dios”, “una madre
conforme al corazón de Dios”, “una joven conforme al corazón de Dios” y así
sucesivamente. Están basados en las palabras que se dicen del rey David en Hch 13:22 ,
donde es descrito como “un varón conforme al corazón de Dios”.
Que nuestra vida esté en armonía con la de Dios.

Pero no olvidemos que el evangelio no es solo darnos unas normas para cumplir, eso
nos convertiría en personas religiosas como los fariseos: que tenían normas, normas,
normas ... y entonces nos perdemos la libertad que Jesús quiere darnos. La vida cristiana
se vive por amor y cuando tenemos un “corazón que se inclina hacia el corazón de
Dios”.

3.4.- Vivir en dependencia de Dios. V.59.

“cada cosa en su tiempo...” (RV60) “según la necesidad de cada día” (NVI)


En tiempos de crisis o de bonanza, no confiar en nuestros recursos sino en aquel que
puede proveernos de todo aquello que necesitamos.

Las palabras de Jesús en Mateo 6 deben acompañarnos siempre:

Mat 6:33 Mas buscad primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas
os serán añadidas.
34 Así que, no os afanéis por el día de mañana, porque el día de mañana traerá su
afán. Basta a cada día su propio mal.

Resumen:
o Vivir sabiendo quien es Dios.
o Vivir la presencia de Dios en nuestras vidas como una realidad.
o Vivir para Dios.
o Vivir en dependencia de Dios.

Nos queda aplicar estos principios en nuestra vida y probar si “Así todos los pueblos de
la tierra sabrán que el Señor es Dios, y que no hay otro.” V.60

Para terminar este estudio quiero explicaros otras dos figuras más que complementan a
la del espejo y que nos ayudarán a entender cómo reflejar a Dios en nuestro mundo.

4
4.- Cómo reflejar a Dios en nuestro mundo: siendo luces y siendo estrellas.

4.1.- Siendo luces: Leamos el pasaje en Mat 5:14-16.

14 Vosotros sois la luz del mundo; una ciudad asentada sobre un monte no se puede
esconder.
15 Ni se enciende una luz y se pone debajo de un almud, sino sobre el candelero, y
alumbra a todos los que están en casa.
16 Así alumbre vuestra luz delante de los hombres, para que vean vuestras buenas
obras, y glorifiquen a vuestro Padre que está en los cielos.

En primer lugar aclarar, aunque todos lo sepamos , que Jesús, como él mismo dijo es
la luz del mundo, Juan 8:12 “Otra vez Jesús les habló, diciendo: Yo soy la luz del
mundo; el que me sigue, no andará en tinieblas, sino que tendrá la luz de la vida. “
Jn. 1:9 . “Aquella luz verdadera, que alumbra a todo hombre, venía a este mundo. “
Nosotros solamente reflejamos esa luz.

“JESÚS ES LA FUENTE DE NUESTRA LUZ”

Encontré unas palabras del teólogo español José Maria Martínez que ilustran muy bien
lo que se espera de nosotros:
“Jesús como modelo es insuperable; pero nosotros somos tan imperfectos que nunca
podremos ser como él. Tampoco se nos pide eso. No somos llamados a ser pequeños
cristos. Lo que de nosotros se espera es que seamos semejantes a él, «transformados a la
misma imagen» (2 Co. 3:18); que, a pesar de nuestros defectos y debilidades,
se vean en nosotros claramente, con suficiente relieve, los rasgos característicos del
Maestro; que también de nosotros pueda decirse lo que un día se dijo de los primeros
discípulos: «Se ve que han estado con Jesús» (Hch. 4:13). En la comunión con él,
hemos de quedar impregnados de su fragancia moral, fragancia que, a través de
nosotros, ha de ser percibida por cuantos nos rodean. Esto sí es posible. (José Maria
Martínez)

“(a lo largo de la historia han existido)... cristianos humildes que, sin haber llegado a ser
héroes o haber realizado grandes obras, sin ser un David Livingstone, un Enrique
Dunant (fundador de la Cruz Roja) o un Martin Luther King, en su sencillez y en la
oscuridad del anonimato, han brillado por la solidez de su fe, por su fervor espiritual y
por la coherencia de su vida, ... Estas características han hecho de ellos canales de
bendición y estímulo para otros. (José María Martínez).

Pero todas las monedas tienen dos caras y podemos ser un espejo cerrado, o una luz
escondida. Y quizá poniendo estas ideas en un lenguaje más de hoy día..., me gustaría
enunciar cómo podemos esconder la luz (estas ideas las escuché en una predicación y
las he adaptado un poco pero quedarían así). Podemos esconder la luz y la escondemos
de hecho:

- Cuando callamos en vez de explicar quién es la luz.


- Cuando nos dejamos llevar por la mayoría.
- Cuando permitimos que el pecado oscurezca nuestra vida.
- Cuando ignoramos las necesidades de los demás.
- Cuando somos un “tropiezo” y no un faro.

5
Luz en el instituto, cuando te pregunten “¿De qué siglo eres tú?”, Luz en Facebook, Luz
en tuenti... (esto es para las jóvenes). Luz en el hogar, Luz en el vecindario, Luz en el
trabajo... Luz...
Una nota más: nuestro deseo es que al ver “nuestras buenas obras glorifiquen a Dios...”
, así que de alguna manera tendremos que explicarles que no es sólo que somos muy
“buenas personas” por nosotros mismos sino que Dios ha transformado nuestras vidas.
Pero a veces ocurrirá que “la luz pone en evidencia el pecado de los demás.” Ya pasó
con el mismo Jesús:
Jn 3:19 “Y esta es l condenación: que la luz vino al mundo, y los hombres amaron más
las tinieblas que la luz, porque sus obras eran malas.
20 Porque todo aquel que hace lo malo, aborrece la luz y no viene a la luz, para que
sus obras no sean reprendidas. “

Pero nada de esto hace que pierda vigencia la realidad que somos “luz” y que nuestra
meta es que “a fin de que todos los pueblos de la tierra sepan que el Señor es Dios, y
que no hay otro. “ (RV 60)

Me gustaría compartiros una ilustración que leí sobre la importancia de ser conscientes
que somos la luz:

El legado de un noble.-
En una cierta aldea europea sitiada en las montañas hace algunos siglos, un noble se
preguntó que legado podría dejar para los ciudadanos de aquel lugar. Finalmente
decidió construir el edificio para una iglesia como legado.
Los planos se mantuvieron en secreto hasta su completa construcción. Cuando la gente
se reunió, se maravillaron de la belleza de la iglesia. Sin embargo un astuto observador
preguntó, ¿dónde están las lámparas? ¿cómo se alumbrará este lugar?”
Sin responder, el noble señaló algunas repisas en la pared; después le entregó una
lámpara a cada familia para que la llevaran al servicio de adoración y la colgaran en una
pared. “Cada vez que estéis aquí, el lugar donde estéis sentados estará iluminado,”
explicó el noble. “Cada vez que no estéis, el lugar estará oscuro....”

Quiero leer un último texto para completar el tema de cómo reflejar a Dios en nuestro
mundo.

4.2.- Somos como estrellas en el firmamento.-

Hay dos sitios donde he visto las estrellas en todo su esplendor: en la Sierra de Cazorla
y en Villar (Galicia). De hecho en este último sitio podíamos andar en la noche sin
necesidad de linternas. Era precioso mirar al cielo y en medio de tanta oscuridad ver las
estrellas brillando.

Leamos en Filipenses 2:14-16 (NVI)


Fil 2:14 “Háganlo todo sin quejas ni contiendas,
15 para que sean intachables y puros, hijos de Dios sin culpa en medio de una
generación torcida y depravada. En ella ustedes brillan como estrellas en el
firmamento,
16 manteniendo en alto* la palabra de vida.”

En la versión RV dice como “luminares” pero me gusta más la palabra estrella... Dios
nos ve como estrellas brillando para Él...

6
Dios quiere que seamos unos espejos que cumplan la misión de reflejar su gloria “ a
todos los pueblos de la tierra”, luces que reflejen la luz de Dios a nuestro alrededor,
estrellas que brillen en medio de nuestra generación. ¿Qué figura te ayuda más a
recordar que debemos “reflejar a Dios”? Un espejo, una luz, una estrella... ¿las tres
figuras juntas?
El reto del principio también nos sirve de conclusión:

5.- Conclusión:

- Que tu iglesia sea el espejo de Dios. Mira por un momento en la iglesia de la


que eres miembro, ¿es un espejo limpio que refleja la gloria de Dios? ¿puedes tú
hacer algo para que lo sea? ¿estás haciendo algo que está impidiendo que lo sea?

- Que tu familia sea el espejo de Dios: en una familia poco se puede aparentar
sobre todo de puertas para dentro. El director de la asociación cristiana “De
familia a familia” decía: Necesitamos familias que funcionen bien. Vendrá gente
muy rota a nuestras iglesias y querrán ver si en nosotros hay algo diferente, y
contó el testimonio de un hombre que entró en una iglesia y se fijó en las
familias y buscó una que le ayudara.

- Que tú seas el espejo de Dios.: “que se note que hemos estado con Jesús” . Que
de verdad nos propongamos ser un espejo que refleja la gloria y grandeza del
Señor.

Centres d'intérêt liés