Vous êtes sur la page 1sur 6

La historia es la ciencia que tiene como objeto de estudio el pasado de la humanidad y como método el propio de las ciencias sociales

.1 Se denomina también "historia" al periodo histórico que transcurre desde la aparición de la escritura hasta la actualidad. Más allá de las acepciones propias de la ciencia histórica, "historia", en el lenguaje usual, es la narración de cualquier suceso, incluso de sucesos imaginarios y de mentiras;2 3 sea su propósito el engaño, el placer estético o cualquier otro (ficción histórica). Por el contrario, el propósito de la ciencia histórica es averiguar los hechos y procesos que ocurrieron y se desarrollaron en el pasado e interpretarlos ateniéndose a criterios de objetividad; aunque la posibilidad de cumplimiento de tales propósitos y el grado en que sean posibles son en sí mismos objetos de debate. En medicina se utiliza el concepto de historia clínica para el registro de datos sanitarios significativos de un paciente, que se remontan hasta su nacimiento o incluso a su herencia genética. A su vez, llamamos "historia" al pasado mismo, e, incluso, puede hablarse de una "historia natural" en que la humanidad no estaba presente (término clásico ya en desuso, que se utilizaba para referirse no sólo a la geología y la paleontología sino también a muchas otras ciencias naturales -las fronteras entre el campo al que se refiere este término y el de la prehistoria y la arqueología son imprecisas, a través de la paleoantropología-, y que se pretende actualizar como "gran historia" o "historia profunda").4 Ese uso del término "historia" lo hace equivalente a "cambio en el tiempo".5 En ese sentido se contrapone al concepto de filosofía, equivalente a esencia o permanencia (lo que permite hablar de una filosofía natural en textos clásicos y en la actualidad, sobre todo en medios académicos anglosajones, como equivalente a la física). Para cualquier campo del conocimiento, se puede tener una perspectiva histórica -el cambio- o bien filosófica -su esencia-. De hecho, puede hacerse eso para la historia misma (véase tiempo histórico) y para el tiempo mismo (véase Historia del tiempo de Stephen Hawking, libro de divulgación sobre cosmología). Historia como ciencia Dentro de la popular división entre ciencias y letras o humanidades, se tiende a clasificar a la historia entre las disciplinas humanísticas junto con otras ciencias sociales (también denominadas ciencias humanas); o incluso se le llega a considerar como un puente entre ambos campos, al incorporar la metodología de éstas a aquéllas. 6 La ambigüedad de esa división del conocimiento humano, y el cuestionamiento de su conveniencia, ha llevado al llamado debate de las dos culturas.

Jaume Vicens Vives. controlado por el estado. revisión por pares. E. instituciones similares existen en otros países. Esto no quiere decir que entre ellos hayan alcanzado una posición común sobre las consecuencias metodológicas de la aspiración de la historia al rigor científico. Sima Qian (denominado padre de la Historia en la cultura china) inauguró en esa civilización los registros históricos oficiales burocratizados (siglo II a. Robert Fogel. La utilización que hace la historia de otras disciplinas como instrumentos para obtener. y de hecho de un modo general aceptan y se someten a los mecanismos institucionales.7 Por su parte. H. desde una perspectiva multidisciplinar (Braudel combinaba historia con geografía. mientras los demás citados lo hacían a su vez con las anteriores y con otras. Eric Hobsbawm. Manuel Tuñón de Lara o Julio Caro Baroja). ni mucho menos que propongan un determinismo que (al menos desde la revolución einsteniana de comienzos del siglo XX) no proponen ni las llamadas ciencias duras.8 La docencia de la historia en la enseñanza obligatoria fue una de las bases de la construcción nacional desde el siglo XIX. publicación científica. E. Carr. los historiadores menos proclives a considerar científica su actividad tampoco defienden un relativismo estricto que imposibilitaría de forma total el conocimiento de la historia y su transmisión.). académicos y de práctica científica existentes en historia y comparables a los de otras ciencias (ética de la investigación. Peter Gay. Bruce Trigger. Thompson. Bracher con ciencia política. Fogel con economía. Buena parte de ellos. y con el tiempo. de entre los muchos que han explicitado sus preocupaciones metodológicas. siendo considerado un precedente de la renovación de la metodología de la historia y de la filosofía de la historia que no se inició hasta el siglo XIX. a Fernand Braudel. Entre tanto. etc. Donald Creighton. los cronistas oficiales castellanos y de Indias dieron paso en la España ilustrada del siglo XVIII a la fundación de la Real Academia de la Historia. Carlo Cipolla. Marc Bloch. Fritz Fischer. La crítica del musulmán Ibn Jaldún (Muqaddima Prolegómenos a la Historia Universal-. Lucien Febvre. John Lukacs. comparables con los del arte si se basan en la imaginación (postura adoptada en mayor o menor medida por Hugh Trevor-Roper. Hans-Ulrich Wehler. Historia como disciplina académica El registro de anales y crónicas fue en muchas civilizaciones un oficio ligado a un cargo institucional público. en facultades propias o de Geografía e Historia - . debate y consenso científico. 1377) a la manera tradicional de hacer historia no tuvo consecuencias inmediatas.No todos los historiadores aceptan la identificación de la historia con una ciencia social. al considerarla una reducción en sus métodos y objetivos. Gertrude Himmelfarb o Gerhard Ritter).). Trigger con arqueología). P. procesar e interpretar datos del pasado permite hablar de ciencias auxiliares de la historia de metodología muy diferente. C. como la sociología y la antropología. fruto de la evolución de la historiografía en Europa Occidental. cuya subordinación o autonomía depende de los fines a los que estas mismas se apliquen. Los partidarios de su condición científica son la mayor parte de los historiadores de la segunda mitad del siglo XX y del siglo XXI (incluyendo. Karl Dietrich Bracher. Gay con psicología. Lawrence Stone.9 proceso simultáneo a la proliferación de las cátedras de historia en las universidades (inicialmente en las facultades de letras o Filosofía y Letras. Emmanuel Le Roy Ladurie.

habituales en la historiografía francesa o española. de América. moderna. de las religiones. de Asia. contemporánea -estas dos últimas. de la economía. Ante la atomización del campo de estudio. siguió la especialización y subdivisión de la disciplina con diferentes sesgos temporales (de cuestionable aplicación fuera de la civilización occidental: historia antigua. la geografía u otras ciencias sociales) son los más altos reconocimientos de la investigación histórica en el ámbito hispanohablante. de los movimientos sociales y de los movimientos políticos. de las formas -literarias de la Biblia-. de la ciencia política. empeñado en la búsqueda de elementos de identificación nacional). El Premio Nobel de Literatura. muy habitualmente medievalistas. de las mentalidades. medieval. los programas de historia se diseñaron como parte esencial del currículo. regional. el Premio Nobel de economía fue concedido a Robert Fogel y Douglass North en 1993. A ese proceso de institucionalización. en 1902. mientras que en el ámbito anglosajón existe una de las versiones del Premio Pulitzer (en:Pulitzer Prize for History).disciplinas cuya proximidad científica y metodológica es una característica de la tradición académica francesa y española-)10 y la creación de todo tipo de instituciones públicas11 y privadas (clubes históricos o sociedades históricas. de los sindicatos. de la ciencia. de la tecnología). no suelen subdividirse en la historiografía anglosajona: en:modern era-). de los sistemas operativos. En especial la agregación de historia presente en los lycées franceses desde 1830 adquirió con el tiempo un prestigio social incomparable con los cargos similares en otros sistemas educativos y que caracterizó el elitismo de la escuela laica republicana hasta finales del siglo XX. de las doctrinas políticas. que puede recaer en historiadores. de las ideas. de Oceanía-). económica y social. historias sectoriales ligadas a otras disciplinas (historia del arte. respondiendo al historicismo propio del gusto romántico. espaciales (historia nacional. etc). de la vida cotidiana. Artículo principal: Revista de historia En la enseñanza media de la mayor parte de los países. local. cultural). a una personalidad. o centrada en cualquier tipo de cuestión particular (historia de la electricidad. de la democracia. Desde una perspectiva más propia de la consideración actual de la historia como una ciencia social. continental -de África. de la medicina. . militar. de la Iglesia. de las civilizaciones. de las mujeres. temáticos (historia política. y Winston Churchill. en 1953). de la música.y de España -a una obra publicada cada año-) y el Premio Príncipe de Asturias de Ciencias Sociales (a una personalidad del ámbito de la historia. de Europa. así como publicaciones dedicadas a la historia. del derecho. de las instituciones. sólo lo hizo en dos ocasiones (Theodor Mommsen. El Premio Nacional de Historia (de Chile -bianual. también se han realizado distintas propuestas que consideran la necesidad de superar esas subdivisiones con la búsqueda de una perspectiva holística (historia de las civilizaciones e historia total) o su enfoque inverso (microhistoria).

generalmente no estudiados en las ciencias naturales. son las de Ciencias humanas. Caracterización de las ciencias sociales Las ciencias sociales presentan problemas metodológicos propios que no aparecen en las ciencias naturales. y aun así puede ser de interés. en ciencias sociales históricamente ha existido mayor discusión sobre qué constituye genuinamente una ciencia social y qué no. . Tratan el comportamiento y las actividades de los humanos. En la clasificación de las ciencias se las distingue de las ciencias naturales y de las ciencias formales. De hecho algunas disciplinas o estudios sociales. Dentro de las ciencias naturales existe poca discusión sobre qué constituye una ciencia y qué no.1 También se utilizan distintas combinaciones de esos términos. propiamente no son considerados ciencias sociales. El método inductivo mixto es la metodología empleada por las Ciencias Sociales y Naturales. humanidades. según la intención del que las utiliza. si bien involucran razonamientos y discusión racional. Otras denominaciones confluyentes o diferenciadas. Sobre este criterio. Sin embargo.Las ciencias sociales son una denominación genérica para las disciplinas o campos de saber que reclaman para sí mismas la condición de ciencias. quedando la deductiva pura para Matemáticas. ocupándose tanto de sus manifestaciones materiales como de las inmateriales. Por el contrario un estudio puede basarse en razonamientos y observación aunque no se ajuste estrictamente al método científico. que analizan y tratan distintos aspectos de los grupos sociales y los seres humanos en sociedad. sólo la Filosofía y la Teología formarían parte del listado de Humanidades. que son dos: la inductiva y la deductiva. como la de ciencias humanas y sociales. Ciencia social frente a estudios sociales Para ser concretos. una ciencia se define a grandes rasgos por la metodología científica que utiliza. o letras (términos que se diferencian por distintas consideraciones epistemológicas y metodológicas).

[cita requerida] En particular los sistemas sociales generalmente no permite la realización de ciertos experimentos en condiciones controladas de laboratorio y en otros casos los efectos predichos son de tipo cualitativo y resulta difícil establecer límites cuantitativos para dichas predicciones. la cual no se encuadra dentro de los métodos y supuestos que estudian las ciencias naturales.Muchas de las disciplinas científicas sociales han tenido discusiones epistemológicas respecto a qué es una ciencia. a las ciencias exactas.2 Recordemos que toda ciencia debe establecer descripciones objetivas basadas en aspectos observables. ello no es posible. sino que constituirá un requisito necesario para que las ciencias sociales adquieran el carácter científico que tanto se busca. es solamente un proyecto de ciencia”. al menos en este aspecto.pero ni una sola ley como la que nos proporciona la física. el conocimiento deberá estar organizado en una forma axiomática. mientras que en las ciencias exactas. ni una sola proposición de la cual pueda deducirse casualmente consecuencia alguna…. Sin embargo. y por tanto verificables. desde sus inicios. Entre la ciencia y la filosofía Las ciencias sociales buscan. Una distinción teórica en profundidad se halla en el artículo: Teoría de las Ciencias Humanas y también en otros enfoques epistemológicos del Diccionario Crítico de las Ciencias Sociales. con el tiempo se ha identificado la particularidad del objeto de estudio. . logrando cierta independencia respecto del método prevaleciente en la filosofía. William James expresaba a finales del siglo XIX: “Una serie de meros hechos. en forma similar a la ética establecida por Baruch de Spinoza. parcas clasificaciones y generalizaciones en un plano meramente descriptivo…. En sus inicios se tomó como modelo de una ciencia a la física y demás ciencias naturales experimentales. En ésta coexisten posturas opuestas respecto de algún aspecto de la realidad. de la realidad. llegar a una etapa verdaderamente científica. De ahí que las ramas humanistas de la ciencia deberían tratar de imitar. Tal tipo de organización no garantiza la veracidad de una descripción.Esto no es ciencia. pequeños diálogos y altercados sobre opiniones. Las leyes que la han de constituir consistirán en vínculos causales existentes entre las variables intervinientes en la descripción. Además. que es la sociedad.

el conocimiento previo e incluso el problema”. sino en partes o sectores de cada disciplina. La Sociología es la asignatura más abierta a otras aportaciones del resto de las Ciencias sociales y esto lo deducen de las recopilaciones de índices de citaciones en artículos y libros. . Tampoco hay ciencia alguna sin éstas. prueba. diseño experimental o técnica). con la Geografía humana. candidato a la solución (hipótesis. con la Demografía. se considera exento de las pruebas empíricas. Se ajusta a las ciencias sociales. con el Urbanismo. con la Estadística y con la Filosofía. “Según lo estimo. con la Historia social. con la Ecología humana. excepto las convenciones y las fórmulas matemáticas. lo mismo que a las biosociales. como la psicología. empírica o ambas cosas. y a las naturales. es protocientífica.Mario Bunge escribió: “De los investigadores científicos se espera que se guíen por el método científico. estudia este tema: La Sociología está poco relacionada con la Psicología social. problema. la descripción sumaria antes mencionada es válida para todas las ciencias. Esto iría en menoscabo de un análisis global de la sociedad (ver Wallerstein 1996). con la Política pero debería estarlo más. Dichas relaciones no son en su totalidad. no científica o pseudocientífica”. como la sociología. En la Encyclopedia of Sociology (Borgata y Mantgomery 2000). si está más relacionada con la Antropología cultural. Esa prueba puede ser conceptual. la que a menudo resulta ser sólo aproximada. como la biología. evaluación del candidato. técnicas especiales o grados de progreso. Ningún elemento. Si una disciplina no emplea el método científico o si no busca o utiliza regularidades. que se reduce a la siguiente sucesión de pasos: conocimiento previo.3 Interdisciplinariedad En la actualidad existen críticas a la creciente especialización y escasa intercomunicación entre las ciencias sociales. revisión final de uno u otro candidato a la solución. examinando el procedimiento. o ninguna en que estén ausentes la búsqueda y la utilización de pautas”. “La verificación de las proposiciones consiste en someterlas a prueba para comprobar su coherencia y su verdad. independientemente de las diferencias de objetos.