Vous êtes sur la page 1sur 19

 La gripe porcina es una enfermedad

respiratoria de los cerdos causada por el


virus de la gripe tipo A, el cual provoca
brotes comunes de gripe entre estos
animales.
Los virus de la gripe porcina enferman
gravemente a los cerdos pero las tasas
de mortalidad son bajas. Estos virus
pueden propagarse entre los cerdos
durante todo el año, pero la mayoría de
los brotes infecciosos ocurren en los
meses finales del otoño e invierno, al
igual que los brotes en las personas.
 No se sabe. Carece de los rasgos genéticos que
volvieron tan mortífera la pandemia de 1918 y
no parece tan virulenta como la gripe aviar,
estudiada por los científicos desde hace años.
Si bien México reportó varias muertes, en
Estados Unidos la infección es menos grave,
hasta el punto de que la mayoría de los casos
ni siquiera requirieron tratamiento médico,
según los Centros de Control y Prevención de
Enfermedades.
 en las personas son similares a los de la gripe común en
seres humanos y entre estos se incluyen:
 Fiebre súbita, tos, dolor muscular y fatiga extrema. Al
parecer, la influenza porcina puede causar más diarrea y
vómito que la tradicional.
Si los enfermos son niños, es grave cuando constantemente
respiran muy rápidamente, su tono de piel es azulado, se
resisten a beber líquidos, tienen fiebre con erupción, su
estado gripal mejora repentinamente pero casi enseguida
regresa con más fiebre y peor tos y, si son bebés, están tan
irritables que no quieren ni que los sostengan en brazos.
Cualquiera de estos síntomas amerita una visita a la clínica.
En el caso de los adultos, los síntomas de alerta son
respiración con dificultad, dolor o sensación de presión en el
pecho o abdomen al inhalar, sensación repentina de vértigo y
vómitos severos o persistentes.
 Si la persona registra dolores intensos e
inaguantables en las articulaciones,
presenta fiebre mayor a 39 grados
centígrados y sigue con diarrea, sería
más que razonable remitir y buscar
asistencia médica para atender y tratar
de la mejor manera este virus. Sin
embargo no deben ir al médico con la
primera fiebre que tengan. 
 Recomendaciones de aseo personal e higiénicas,
como el uso del tapabocas solamente 16 horas
pero que cubra totalmente la nariz y boca, y en el
momento de botarlo, envolverlo en una bolsa
plástica bien sellada para no contagiar a quienes
recogen la basura.
 Usar pañuelos en caso de presentar constantes
estornudos, y si no hay pañuelo cubrir con el
antebrazo o las manos la boca y nariz. Los
guantes se pueden utilizar en situaciones donde
haya bastante concurrencia de personas
manipulando objetos de uso general. 
 No. Los virus de la gripe porcina no
se transmiten por los alimentos.
Usted no puede contraer gripe
porcina por comer carne de cerdo o
sus productos derivados.
No hay riesgos si se come carne de
cerdo y sus derivados que han sido
manipulados y cocinados de manera
adecuada. Si se cocina la carne de
cerdo a una temperatura interna de
aproximadamente 71° C (160° F), se
eliminan los virus de la gripe porcina,
como también otras bacterias y virus.
 Los virus de la gripe se pueden transmitir
directamente de los cerdos a las personas y de las
personas a los cerdos.
las personas que están en contacto cercano con
cerdos infectados, como las que trabajan en
criaderos de cerdos y las que participan en las
casetas de cerdos en las ferias de exhibiciones de
animales de cría.
La transmisión de la gripe porcina de persona a
persona también ocurre. Se cree que esta
transmisión es igual a la de la gripe estacional en
las personas, es decir principalmente de persona a
persona cuando las personas infectadas por el
virus de la gripe tosen o estornudan.
Las personas pueden infectarse al tocar algo que
tenga el virus de la gripe y luego llevarse las
manos a la boca o la nariz.
 1.- Lavarse las manos con frecuencia en especial
después de tener contacto con personas enfermas o
que se sospecha pueden estar enfermas. Los
dispensers de gel con alcohol que se usan en los
hospitales (y actualmente también en los cruceros)
son muy efectivos para controlar la transmisión del
virus.

 2.- Evitar exposición a contaminantes ambientales y


no fumar en lugares cerrados y cerca de niños,
ancianos y personas enfermas.

 3.- Evitar lugares de alta concentración poblacional


cines, teatros, bares, autobuses, metro, etc.
 4.- Cubrir nariz y boca con pañuelos
desechables al toser o estornudar y
lavarse las manos para proteger a las
demás personas. También deben
mantenerse los ojos fuera del contacto
con las secreciones respiratorias de
potenciales enfermos (tos o
estornudos, por ejemplo).
 5.- Utilizar cubrebocas, tirar el
pañuelo desechable en una bolsa de
plástico y estornudar sobre el ángulo
interno del codo.
 6.- No saludar de forma directa (de
beso o mano) para no contagiar a
otras personas.
 7.- Los niños enfermos deben evitar
contacto con ancianos o personas
con enfermedades crónicas.
 8.- Lavar los utensilios de las
personas enfermas después de
comer con agua caliente y jabón.
 Los primeros remedios contra la llamada gripa
porcina, causada por el virus AH1N1, deben ser dos:
El primero, la absoluta prevención en todo el
territorio nacional, especialmente en puertos y
aeropuertos, mientras se controla el brote; y el
Segundo, claridad en la información sobre el flagelo
para no generar ningún tipo de pánico innecesario.
 Hoy, como nunca antes, la información debe ser
usada para controlar el virus o para tomar medidas
oportunas, no para propagarlo. O lo peor, esta
coyuntura no debe ser usada por los países más
poderosos y desarrollados para acentuar la reciente
xenofobia hacia las personas que deben migrar de
sus naciones para encontrar una vida mejor en
lugares en donde no nacieron.
 México se encuentra en una situación
bien difícil, y como latinoamericanos
debemos aportar, en lo que podamos,
para que los flagelos del narcotráfico,
la crisis económica, y ahora, la gripa
porcina, no golpee al país que se
perfila como una de las naciones de
habla hispana más próspera.
 Hoy puede ser México, pero mañana
podemos ser nosotros.