Vous êtes sur la page 1sur 7

CIUDADANO

JUEZ DE PRIMERA INSTANCIA DE SUSTANCIACIÓN, MEDIACIÓN Y

EJECUCIÓN DE LA CIRCUNSCRIPCIÓN DEL TRABAJO DEL ESTADO

MÉRIDA.

SU DESPACHO.-

Yo, RAFAEL RAMON TORRES CALDERON, venezolano, soltero, comerciante,

titular de la cédula de identidad Nº 11.464.616, mayor de edad, domiciliado en la ciudad de

Mérida Estado Mérida y civilmente hábil, asistido en este acto por el Abogado en ejercicio,

IRVING A. TREMONT LUKATS, venezolano, mayor de edad, casado, titular de la cédula

de identidad Nº V- 8.039.052, abogado, inscrito en el Inpreabogado bajo el Nº 73.607 y

domiciliado en la ciudad de Mérida, Estado Mérida; ante usted muy respetuosamente ocurro

a fin de exponer:

DE LOS HECHOS

En fecha diez (10) de Septiembre de 2.003, comencé a prestar servicios como

cobrador en la empresa “CORPORACIÓN TELEMIC” C.A., inscrita por ante el Registro

Mercantil Segundo de la Circunscripción Judicial del Distrito Federal y Estado Miranda en

fecha 3 de Febrero de 1.995 bajo el Nº 23, Tomo 39-A segundo, posteriormente cambió su

domicilio a la ciudad de Barquisimeto, según Acta de Asamblea General Ordinaria de

Accionistas de Fecha 20 de Marzo de 1.996, inscrita por ante la Oficina de Registro

Mercantil de la Circunscripción Judicial del Estado Lara en fecha 9 de Mayo de 1.996 bajo

el Nº 26, Tomo 181-A e inscrita su sucursal en la ciudad de Mérida girando bajo la misma

denominación social y objeto social según Acta de Asamblea General Extraordinaria de la

Compañía de fecha 20 de Enero de 1.997, debidamente inscrita por ante el Registro

Mercantil de la Circunscripción Judicial del Estado Lara en fecha 13 de Febrero de 1.997

bajo el Nº 61, Tomo 8-A, participación de apertura de sucursal en la ciudad de Mérida

inscrita por ante el Registro Mercantil de la Circunscripción Judicial del Estado Mérida en

fecha 3 de Junio de 1.997 bajo el Nº 27 Tomo A-12.

Desde la fecha de ingreso, ya especificada, y previamente contratado por el Gerente

Comercial en esa fecha, ciudadano JOSUÉ RANGEL, me dedique a realizar las cobranzas

que por cualquier concepto le adeudaran los clientes a la “CORPORACIÓN TELEMIC”

C.A., ya identificada, comenzando con un sueldo en la modalidad de Comisión de

TRESCIENTOS DIECIOCHO MIL TRESCIENTOS TREINTA BOLÍVARES


(Bs.318.330,oo), cobranzas estas que fueron realizadas por mi persona, de manera diligente,

para lo cual, al último año de labores, la empresa me pagaba la cantidad de SEISCIENTOS

MIL BOLÍVARES (600.000,oo), sueldo y comisión el cual me fue aumentado en el mes de

Junio de 2.004. Dichas cobranzas las venía haciendo normalmente hasta que el día 28 de

Marzo de 2.005, la Gerente Comercial para ese momento, Ciudadana EYILDA SALAS me

comunicó que a partir de ese momento prescindían de mis servicios, que me retirará en el

acto, cosa lo cual me sorprendió y me dejo atónito, pues no entendía lo que sucedía por lo

que pedí me explicaran lo sucedido, y sólo me respondieron que me retirara, que yo ya no

trabajaba para ellos, volví a pedir más explicaciones y no me las dieron, insistiéndome que

me retira, les solicite que me lo comunicaran por escrito con una carta de despido y pregunte

que cuando podía pasar por mis prestaciones, a lo que respondieron que no me iban a dar

absolutamente nada. Exigí se me notificara de tal decisión de forma escrita y que volvería al

día siguiente, así como también, se me cancelaran lo que me adeudaban por concepto de

prestaciones sociales. Hasta los momentos he acudido en varias ocasiones a solicitarlo y se

me ha negado tal derecho.

II

DEL DERECHO

La prestación de servicios que he venido realizando para mi patrono, se evidencia por

la relación laboral en virtud de la presunción legal señalada en el artículo 65 de la Ley

Orgánica del Trabajo, y en base al principio Constitucional consagrado en el numeral 1º del

artículo 89 de nuestra Carta Magna, la cual, aún cuando no realizamos contrato de trabajo

por escrito, si lo hicimos en forma verbal, a tenor de lo dispuesto en el artículo 70 de la Ley

Orgánica del Trabajo.

A tenor de lo señalado en artículo 98 ejusdem, el cual reza: “La relación de trabajo

puede terminar por despido, retiro, voluntad común de las parte o causa ajena a la voluntad

de ambas”, y dado que fui despedido sin mediar causa alguna y sin haber recibido

notificación escrita del mismo, la Ley Orgánica del Trabajo considera el despido como la

cesación de la relación laboral, sin embargo no he obtenido pronunciamiento legal ni por

parte del Representante Legal de la Empresa, ni del Gerente General, ni de la Gerente

Comercial, ya identificada. Dado que no media notificación escrita del preaviso dispuesto en

el artículo 105 ejusdem ni pago del mismo según el artículo 106 ejusdem, deben aplicarse

entonces las normas contenidas en los artículos 106 y 108, parágrafo primero, ordinal c). De

igual manera, el artículo 146 ejusdem señala que “El salario base para el cálculo de lo que
corresponda al trabajador a consecuencia de la terminación de la relación de trabajo, de

conformidad con el artículo 125 de esta Ley, será el devengado en el mes de labores

inmediatamente anterior. En caso de salario por unidad de obra, por pieza, a destajo, a

comisión o de cualquier otra modalidad de salario variable, la base para el cálculo será el

promedio de lo devengado durante el año inmediatamente anterior”.

El artículo 3º de la Ley Orgánica del Trabajo establece la irrenunciabilidad de los

derechos de los trabajadores, razón por la cual acudo a este procedimiento para hacer

efectivos mis derechos.

La presente demanda para reclamar derechos provenientes de la relación de trabajo,

la realizo en la oportunidad legal contemplada en el artículo 64 de la Ley Orgánica del

Trabajo.

III

PETITORIO

Realizadas las múltiples gestiones amigables para tratar de lograr el pago

extrajudicial de los montos que se me adeudaban, recibiendo tan sólo evasivas, es que acudo

a su noble y competente autoridad, a fin de demandar en este acto como en efecto

formalmente demando de conformidad con las disposiciones establecidas en los artículos 29

y 30 de la Ley Orgánica Procesal del Trabajo, por PRESTACIONES SOCIALES Y OTROS

CONCEPTOS LABORALES, a la Sociedad de Comercio “CORPORACIÓN TELEMIC”

C.A., anteriormente identificada; en la persona de su Representante Legal, ciudadano

CARLOS SEQUERA YÉPEZ, venezolano, mayor de edad, titular de la cédula de

identidad Nº 1.268.252, en representación de la empresa BUENOS AIRES C.A., Sociedad

Mercantil domiciliada en Barquisimeto, Estado Lara e inscrita en el Registro mercantil

llevado por el Juzgado Segundo de Primera Instancia en lo Civil y Mercantil del Estado Lara

de fecha 15 de Julio de 1.976 bajo el Nº 270 del Libro de Comercio Adicional Nº 3, según

Acta de Asamblea Extraordinaria de Accionistas celebrada el 20 de Abril de 1.995 e inscrita

por ante el Registro Mercantil Segundo de la Circunscripción Judicial del Distrito Federal y

del Estado Miranda de fecha 25 de Septiembre de 1.995 bajo el Nº 08, tomo 420-A segundo,

empresa esta accionista de “CORPORACIÓN TELEMIC” C.A., anteriormente

identificada; y/o en la persona de su Gerente General, ciudadano HELIMENAS AÑEZ,

venezolano, mayor de edad, titular de la cédula de identidad Nº 2.535.706, nombramiento

que consta en documento de representación inscrito por ante el Registro Mercantil de la

Circunscripción Judicial del Estado Lara de fecha 19 de Junio de 1.996 bajo el Nº 37, Tomo
190-A y que entre otras atribuciones, esta autorizado para: “...3) Representar a la Compañía

ante terceras personas naturales y jurídicas; 4) Contratar, nombrar y remover trabajadores...”;

para que convenga en pagar o, en su defecto, a ello sea condenada la cantidad que a

continuación discrimino en base a las siguientes conclusiones:

1) Por evadir expresas disposiciones legales y reglamentarias de riguroso orden público, la

empresa “CORPORACIÓN TELEMIC” C.A., ya identificada, procedía a efectuar los

pagos mensuales sin emitir recibo ni comprobante alguno en los cuales se pudiera

apreciar los hechos señalados, así como también, omitió notificarme el despido por

escrito, aún cuando les solicite que así lo hicieran, negándose a ello.

2) No hay duda en absoluto de que el despido fue injustificado en virtud de que no me fue

notificado en forma escrita de la causal de conformidad con la ley, sí había incurrido en

alguna falta grave que causara mi despido, en virtud de ello y de no haber sido

participado al Tribunal, según lo establecido en la Ley Orgánica Procesal del Trabajo en

su articulo 187, el patrono es considerado confeso en que el despido fue sin justa causa y

como no es posible que el trabajador renuncie a sus derechos, conforme lo ordena el

artículo 3 de la Ley Orgánica del Trabajo, y en consecuencia, la empleadora me adeuda

las siguientes cantidades y conceptos en base al tiempo de servicios prestados y en base a

las previsiones contenidas en dicho instrumento legal :

Antigüedad: Según los Artículos 108 y Parágrafo Segundo del 146 de la Ley

Orgánica del Trabajo, me corresponden SETENTA Y CINCO (75) días, de los cuales

CUARENTA Y CINCO (45) días multiplicado por el salario base diario inicial de DIEZ

MIL SEISCIENTOS ONCE BOLÍVARES (Bs.10.611,oo), me corresponde la cantidad de

CUATROCIENTOS SETENTA Y SIETE MIL CUATROCIENTOS NOVENTA Y CINCO

BOLÍVARES (Bs.477.495,oo.), más los restantes TREINTA (30) días por 6 meses de

servicio con el último sueldo devengado, cuyo salario base diario es de VEINTIÚN MIL

DOSCIENTOS SETENTA Y SIETE BOLÍVARES CON SETENTA Y SIETE CÉNTIMOS

BOLÍVARES (Bs.21.277,77.) por día, da la cantidad de SEISCIENTOS TREINTA Y

OCHO MIL TRESCIENTOS TREINTA Y TRES BOLÍVARES CON DIEZ CÉNTIMOS

BOLÍVARES ( Bs.638.333,10).

Intereses Por Fideicomisos: establece la Ley Orgánica del Trabajo en su Artículo

108, “...la prestación por antigüedad... se depositará y liquidará mensualmente en forma

definitiva en un fideicomiso individual..... al Trabajador”, en virtud de ello, le corresponde

al trabajador la cantidad de CIENTO CATORCE MIL OCHOCIENTOS NOVENTA Y


NUEVE BOLÍVARES CON NOVENTA Y SEIS CÉNTIMOS (Bs.114.899,96.), por

concepto del fideicomiso, a razón de una tasa del DIECIOCHO POR CIENTO (18 %).

Vacaciones Cumplidas: de acuerdo a lo señalado en la Ley Orgánica del Trabajo en

sus Artículos 219, 223, 225 e in fine del 145, me corresponden: QUINCE (15) DÍAS;

multiplicado por el salario base promedio de DOCE MIL TRESCIENTOS OCHENTA Y

OCHO BOLÍVARES CON OCHENTA CÉNTIMOS (Bs.12.388,80) por día, da la cantidad

de CIENTO OCHENTA Y CINCO MIL OCHOCIENTOS TREINTA Y UN BOLÍVARES

CON NOVENTA Y TRES CÉNTIMOS (Bs.185.831,93).

Bono Vacacional: Según lo dispuesto en el artículo 223 de la Ley Orgánica del

Trabajo, me corresponden: SIETE (7) DÍAS; multiplicado por el salario base de VEINTIÚN

MIL DOSCIENTOS SETENTA Y SIETE BOLÍVARES CON SETENTA Y SIETE

CÉNTIMOS BOLÍVARES (Bs.21.277,77.) por día, da la cantidad de CIENTO

CUARENTA Y OCHO MIL NOVECIENTOS CUARENTA Y CUATRO BOLÍVARES

CON TREINTA Y NUEVE CÉNTIMOS (Bs.148.944,39).

Vacaciones Fraccionadas: Tal como lo señala la Ley Orgánica del Trabajo en su

Artículo 219,223 y 225, en virtud de no tener el año completo y el porcentaje establecido en

la ley me corresponden: DOCE (12) DÍAS; multiplicado por el salario base de VEINTIÚN

MIL DOSCIENTOS SETENTA Y SIETE BOLÍVARES CON SETENTA Y SIETE

CÉNTIMOS BOLÍVARES (Bs.21.277,77.) por día, da la cantidad de DOSCIENTOS

CINCUENTA Y CINCO MIL TRESCIENTOS TREINTA Y TRES BOLÍVARES CON

VEINTICUATRO CÉNTIMOS ( Bs.255.333,24).

Días de Descanso, que labore efectivamente y no me fueron cancelados, que a tenor

de lo dispuesto en los artículos 153 y 157 de la Ley Orgánica del Trabajo se me adeudan, y

que tales días fueron: el día xxx de xxxx de 2.005, xxxxx de 2.005 y xxxx de 2.005, lo cual

totalizan TRES (3) DÍAS de descanso, multiplicado por el salario base de VEINTIÚN MIL

DOSCIENTOS SETENTA Y SIETE BOLÍVARES CON SETENTA Y SIETE CÉNTIMOS

BOLÍVARES (Bs.21.277,77.) por día, da la cantidad de SESENTA Y TRES MIL

OCHOCIENTOS TREINTA Y TRES BOLÍVARES CON TREINTA Y UN CÉNTIMOS

(Bs.63.833,31).

Utilidades Fraccionadas (Artículo 175 L.O.T.): VEINTIDÓS COMA CINCO

(22,5) DÍAS multiplicado por el salario base de VEINTIÚN MIL DOSCIENTOS SETENTA

Y SIETE BOLÍVARES CON SETENTA Y SIETE CÉNTIMOS BOLÍVARES

(Bs.21.277,77.) por día, da la cantidad de CUATROCIENTOS SETENTA Y OCHO MIL


SETECIENTOS CUARENTA Y NUEVE BOLÍVARES CON OCHENTA Y TRES

CÉNTIMOS (Bs.478.749,83).

Indemnización por Antigüedad y Pago Substitutivo del Preaviso establecido en

el articulo 125 de la Ley Orgánica del Trabajo, me corresponden 60 días de antigüedad y 45

días de preaviso, lo cual totalizan CIENTO CINCO (105) DÍAS, a razón del salario base

promedio de QUINCE MIL CINCUENTA Y CINCO BOLÍVARES CON CUARENTA Y

NUEVE CÉNTIMOS (Bs.15.055,49) por día, da la cantidad de UN MILLON

QUINIENTOS OCHENTA MIL OCHOCIENTOS VEINTISÉIS BOLÍVARES CON

CUARENTA Y CINCO CÉNTIMOS (Bs.1.580.826,45).

Solicito al tribunal que una vez producida la Sentencia definitiva se sirva realizar

experticia complementaria de corrección monetaria o INDEXACION JUDICIAL, de

conformidad con el último informe inflacionario emitido por el Banco Central de Venezuela,

y como consecuencia de esto, solicito igualmente que se actualice la suma condenada a

pagar por el demandado.

En caso de que procedan, demando el pago de honorarios profesionales a que hubiere

lugar, de conformidad con las previsiones de los artículos 63 y 64 de la Ley Orgánica

Procesal del Trabajo.

IV

ESTIMACION

Estimo la presente demanda de conformidad con los conceptos anteriormente

explanados en la cantidad de CUATRO MILLONES SETECIENTOS TREINTA MIL

NOVECIENTOS VEINTIÚN BOLÍVARES CON VEINTITRÉS CÉNTIMOS

(Bs.4.730.921,23)

FUNDAMENTO

Fundamento la presente demanda por los Artículos, 3, 108, 125, 123, 146, 174, 225,

de la Ley Orgánica del Trabajo, y muy especialmente, en los principios enunciados en la

Constitución de la República Bolivariana de Venezuela, en su artículo 89, numeral 1º, sobre

la primacía de la realidad en las relaciones laborales; numeral 2º, sobre la irrenunciabilidad

de los derechos laborales; y numeral 3º, acerca del principio “in dubio por operario”; y los

artículos 90, 91 y 92 ejusdem, así como las demás disposiciones legales y reglamentarias que

rigen la materia.

VI
DE LA NOTIFICACIÓN

De conformidad con lo establecido en el artículo 123 de la Ley Orgánica Procesal del

Trabajo en concordancia con el artículo 126 ejusdem, indico como mi dirección, Avenida 5

Zerpa, Nº 13-61, Sector Belén; pido la notificación de los ciudadanos CARLOS SEQUERA

YÉPEZ, venezolano, mayor de edad, titular de la cédula de identidad Nº 1.268.252, en

representación de la empresa BUENOS AIRES C.A., y/o en la persona de su Gerente

General, ciudadano HELIMENAS AÑEZ, venezolano, mayor de edad, titular de la cédula

de identidad Nº 2.535.706, en la sucursal del Estado Mérida de la empresa

“CORPORACIÓN TELEMIC” C.A., anteriormente identificada; en la Avenida Principal

Pedregosa Sur, cruce con Avenida “Los Proceres”, Edificio “INTERCABLE”, Municipio

Libertador del Estado Mérida. Solicito igualmente se llame a comparecer a la Gerente

Comercial, ciudadana EYILDA SALAS o a quien se encuentre reemplazándola en caso de

que ya no se encuentre laborando en dicha empresa.

Para dar cumplimiento al Articulo 174 del Código de Procedimiento Civil, fijo como

domicilio procesal la siguiente dirección: Avenida 7 entre calle 16 y 17, Nº 16-71, Belén,

Mérida, Estado Mérida.

Pido que la presente demanda sea admitida y substanciada conforme a derecho por no

ser contraria al orden publico, las buenas costumbres o alguna disposición legal y sea

declarada con lugar en la definitiva con el respectivo pronunciamiento de ley.

Es Justicia, en Mérida en la Fecha de su presentación.