Vous êtes sur la page 1sur 26

Contenido

 

DESCRIPCION GENERAL

2

Desarrollo del aforador:

4

 

Principios de operación:

5

Flujo libre:

5

5

7

Flujo libre:

7

9

Procedimiento para calibrar un aforador sin cuello:

11

Flujo

libre:

11

Flujo sumergido:

13

 

15

15

DESCRIPCION GENERAL

El aforador "Sin Cuello" (Cutthroat flume) consiste principalmente de: la sección de entrada, la sección de salida, la garganta y la plantilla o fondo del aforador.

La sección de entrada: Esta constituida por un canal con paredes verticales, que converge horizontalmente en una proporción de 3:1 hacia una sección estrecha llamada garganta, que a su vez es el inicio del canal de salida.

La sección

de salida: Inicia en la sección de control (garganta) y se conecta con el canal

aguas abajo mediante un canal divergente con paredes verticales a una proporción de 6:1. La garganta: Es la sección contraída del aforador que se encuentra ubicada entre el canal de entrada y el canal de salida, se le denota por la variable w. El fondo del aforador: o la plantilla del aforador es el plano horizontal en contraste con el aforador parshall el cual tiene un fondo horizontal en las secciones del cuello y salida.

El tamaño del aforador en generalmente especificado por la amplitud de la garganta, W, y por la longitud total del aforador, L. de esta manera, un aforador de 20*90 cm, tendrá una garganta W = 20 cm y una longitud total L = 90 cm.

Tanto la sección de entrada como la sección de salida tienen una amplitud igual denominada por la letra B y cuyo valor esta dado por la siguiente ecuación:

(1)

O en términos de las longitudes de la sección de entrada, L1, o de salida, L2 según la ecuación:

 

(2)

Conociendo que:

 

En

la

Figura

1 se

muestra

un

diagrama

esquemático

del

aforador

sin

cuello

en

donde se

indican sus dimensiones básicas.

 

La descarga en

el aforador

se

obtiene midiendo las

profundidades de

flujo aguas

arriba, ha, y

aguas abajo, hb, de la garganta. Con el objeto de medir con precisión las profundidades ha y hb

el medidor deberá estar provisto de

dos pozos tranquilizadores o aquietadores de flujo. Los pozos

permiten mitigar el efecto de las ondas y de la turbulencia que se genera dentro del canal, que

impide que la lectura sea correcta. Estos pozos deberán estar colocados a un lado de la estructura y comunicados con ella en un punto bien definido en la sección de entrada y de salida del aforador, a una distancia La, y Lb aguas arriba y aguas abajo do la garganta

respectivamente. Las longitudes expresiones:

La,

y Lb

se

pueden

calcular por medio de

las

siguientes

En estos pozos tranquilizadores se pueden colocar flotadores y limnigrafos cuando se requieran mediciones precisas y continuas.

En situaciones que no requieren mayor precisión, en vez de los pozos tranquilizadores se pueden utilizar escalas propiamente graduadas las cuales se pueden colocar directamente sobre las paredes de la estructura. Sobre este punto se tratara más ampliamente en la sección de operación y mantenimiento.

En estos pozos tranquilizadores se pueden colocar flotadores y limnigrafos cuando se requieran mediciones precisas y
En estos pozos tranquilizadores se pueden colocar flotadores y limnigrafos cuando se requieran mediciones precisas y

Figura N° 1: Diagrama esquemático del aforador sin cuello

Desarrollo del aforador:

Uno de los aforadores más conocidos para medir el flujo de agua en canales es el medidor Parshall elaborado en los laboratorios de la Universidad del Estado de Colorado en los EEUU . Este aforador esta constituido de tres secciones: la sección de entrada de paredes verticales convergentes y de fondo horizontal; la sección de garganta de paredes verticales paralelas y con fondo inclinado hacia abajo; y finalmente, la sección de salida de paredes verticales divergentes con fondo ligeramente inclinado hacia arriba.

Posteriormente se realizaron estudios en los laboratorios de Utah State University, con el objeto de investigar las características hidráulicas de una modificación del medidor Parshall, utilizando aforadores de fondo plano horizontal. Estos aforadores de fondo plano horizontal, tienen las ventajas sobre el medidor Parshall de una mayor facilidad y economía en la construcción así como también una más fácil instalación ya sea permanente o transitoria en canales. Estos estudios indicaron que estos aforadores de fondos plano horizontal pueden operar satisfactoriamente ya sea bajo condiciones de flujo libre o sumergido. Por otro lado estudio; sobre el grado de convergencia y de divergencia de las paredes de la

sección de entrada y de salida, indicaron que la convergencia de las paredes de la sección de entrada debería ser de una magnitud máxima de 3:1, y la divergencia máxima recomendable en la

sección de salida de 6:1, con el propósito de evitar la separación del paredes del medidor.

flujo y su adherencia a las

Para determinar un caudal bajo

condiciones

de

flujo

sumergido

por

medio del aforador

Parshall, se requiere que además de la profundidad de flujo aguas arriba se mida la profundidad de las aguas en la sección del cuello. Skogerboe y colaboradores, demostraron por medio de estudios experimentales utilizando aforadores de fondo plano, que la precisión de las curvas de calibración para el caso de flujo sumergido aumentaba notablemente cuando las medidas de las profundidades de aguas abajo se realizaban en la sección de salida en vez de la sección del cuello del aforador. Esto se debe a que los perfiles de flujo varían rápidamente en la sección de garganta de un aforador de fondo plano horizontal; en cambio las superficies de las

aguas resultan casi horizontales en la sección de salida del aforador.

Combinando los resultados de las experiencias antes mencionadas, se diseñó el aforador "Sin Cuello" llamado así por sus autores, debido a la ausencia de la sección del cuello. Este aforador se sometió a posteriores estudios, de los que resultaron las normas de diseño, instalación, y operación que aquí se presentan.

Principios de operación:

Basado en el principio del flujo critico como el que puede ocurrir en una sección de control, la relación que existe entre la profundidad de agua y la descarga es definitiva e independiente de otros factores no controlables tales como la rugosidad del canal.

En los aforadores de flujo critico como el que se describe, la profundidad crítica se forma al contraerse la sección del flujo por las paredes divergentes del medidor. El aforador puede operar en condiciones de flujo no sumergido o flujo libre, o bajo condiciones de flujo sumergido.

Flujo libre:

Bajo condiciones de flujo libre la profundidad crítica ocurre en la cerca de la contracción o garganta del aforador sin cuello. En este caso el caudal no es afectado por las variaciones que puedan ocurrir agua debajo de la garganta, de manera que la descarga se puede determinar simplemente conociendo la profundidad aguas arriba, ha, en el aforador.

Flujo sumergido:

Se dice que el aforador sin cuello opera cuando las condiciones de flujo aguas abajo son afectadas de tal manera que la resistencia es suficiente para disminuir la velocidad y aumentar la profundidad del flujo, resultando en un aumento de la profundidad de flujo aguas arriba del aforador. Bajo esta condiciones la profundidad de las aguas en cualquier punto a lo largo del medidor seria mayor que la profundidad critica.

Para obtener la descarga con el aforador operando bajo condiciones de flujo sumergido se requiere que tanto la profundidad aguas arriba, ha, como la profundidad aguas abajo, hb, sean medidas.

El grado

de sumersión,

S,

en

un aforador es

comúnmente definido por el valor de la razón,

expresada en porcentaje, de las profundidades de flujo aguas arriba y aguas debajo de acuerdo a la siguiente relación:

100

(5)

En general, tal como se puede observar en la figura 2, el efecto de la sumersión es el de disminuir la descarga en ele aforador. Esta diminución es sin embargo un valor determinado de sumersión denominado sumersión transitoria, St. cuando el aforador sin cuello opera con un valor de sumersión por debajo de la sumersión transitoria, el flujo no es afectado y se considera como flujo libre. Por otro lado, si la sumersión es mayor que la sumersión transitoria se dice que el aforador está operando sumergido y la descarga se hace menor a medida que aumenta el porcentaje de sumersión.

En el aforador sin cuello el valor de la sumersión transitoria varía de acuerdo con la longitud del aforador tal como se puede observar en la figura 3, de esta manera, los aforadores sin cuello de longitud, L, de 90, 180 y 270 cms operan bajo condiciones de flujo libre si la sumersión no excede los valores de sumersión transitoria, St, de 65, 74 y 80 por ciento respectivamente.

Figura N° 2 : Efecto de la sumersión en el aforador sin cuello de 30 *

Figura N° 2: Efecto de la sumersión en el aforador sin cuello de 30 * 90 cm.

Figura N° 2 : Efecto de la sumersión en el aforador sin cuello de 30 *

Figura N° 3: Relación entre el grado de sumergencia transitoria (St) y la longitud (L) del aforador sin cuello.

Ecuaciones de descarga:

Flujo libre:

Como se mencionó anteriormente la descarga en el aforador sin cuello operando bajo condiciones de flujo libre está controlada únicamente por la profundidad de flujo agua arriba, ha, de acuerdo a la siguiente ecuación:

Donde:

(6)

Q: Caudal que pasa por el aforador, (m /s).

ha: Profundidad del flujo aguas arriba, (m).

n: Exponente para descarga a flujo libre.

C: Coeficiente de descarga para flujo libre.

El valor del exponente n depende únicamente de la longitud, L, del aforador siendo de esta manera constante para todos los medidores sin cuello de una misma longitud, sea cual fuese la amplitud de la garganta W.

Por lo contrario, el valor dl coeficiente de flujo libre, C, depende tanto de la longitud, L, del aforador como de la amplitud de su garganta, W. Empíricamente esta función se indica de acuerdo a la siguiente relación:

(7)

En donde el parámetro k anteriormente no definido es el coeficiente de longitud del aforador para flujo libre.

La figura 4, muestra gráficamente la relación que existe entre los valores d k y n con respecto a la longitud, L, del aforador sin cuello.

Figura N° 4 : Relación entre el Coeficiente de Longitud para Flujo Libre (k) y el

Figura N° 4: Relación entre el Coeficiente de Longitud para Flujo Libre (k) y el Exponente de Flujo Libre (n), con respecto a la longitud (L), del Aforador sin Cuello

Figura N° 4 : Relación entre el Coeficiente de Longitud para Flujo Libre (k) y el

Tabla N° 1: Tabla para descarga libre de n y k. Parámetros d aforadores sin cuello.

Flujo sumergido:

Para determinar la descarga cuando el aforador sin cuello funciona bajo condiciones de flujo sumergido, es necesario medir tanto la profundidad de flujo agua arriba, ha, como la profundidad de flujo agua abajo, hb. El caudal bajo estas condiciones de flujo se puede determinar utilizando la siguiente relación:

 

Donde:

(8)

Q: Caudal que pasa por el aforador, (m /s).

ha: Profundidad del flujo aguas arriba, (m).

hb: Profundidad del flujo aguas abajo, (m).

n: Exponente para descarga a flujo libre.

ns: Exponente para descarga a flujo sumergido.

S: Grado de sumersión.

Cs: Coeficiente de descarga para flujo sumergido.

Como en el caso del exponente de flujo libre, n, el valor de ns, también depende únicamente de la longitud del medidor sin cuello, siendo por lo tanto constante para un determinado valor de cual fuese la amplitud de la garganta, W.

El coeficiente de flujo sumergido, Cs, varía en función de la longitud del aforador, L, y de la amplitud de la garganta, w, de acuerdo a la expresión:

(9)

En donde, ks, es el coeficiente de longitud del aforador para flujo sumergido.

Los valores de ks y ns pueden obtenerse directamente de la figura 5 para cualquier longitud de aforador deseada.

Figura N° 5 : Relación entre el Coeficiente de Longitud para Flujo Sumergido k s y

Figura N° 5: Relación entre el Coeficiente de Longitud para Flujo Sumergido k s y el Exponente de Flujo Sumergido ns, respecto a la Longitud L, del Aforador sin Cuello

Figura N° 5 : Relación entre el Coeficiente de Longitud para Flujo Sumergido k s y

Tabla N° 2: Tabla para descarga sumergida de ns y ks. Parámetros de aforadores sin cuello

Como se explicó anteriormente, en la sección de principios de operación, la sumersión transitoria, St, es el límite de sumersión entre el flujo libre y el lujo sumergido. Bajo esta condición la descarga puede ser determinada usando la ecuación, de descarga libre o la expresión para flujo sumergido.

Usando el criterio anterior, la sumersión transitoria, St, puede determinarse igualando las ecuaciones 6 y 8:

(10)

Al reemplazar hb por su equivalente (B, ha) y dividir ambos lados de la ecuación 10 por obtiene la siguiente expresión considerando que el valor d sumersión corresponde a la sumersión transitoria, St.

se

 

(11)

Donde:

S t: Grado de sumergencia transitoria.

n: Exponente para descargas a flujo libre.

ns: Exponente para descargas a flujo sumergido.

C: Coeficiente de descarga para flujo libre.

Cs: Coeficiente de descarga para flujo sumergido.

Para obtener los valores de St, la ecuación 11 puede resolverse al tanteo.

Gráficamente la sumersión transitoria, St, se puede obtener directamente de la figura 3, la que como se mencionó anteriormente, indica la relación que existe entre la longitud del aforador, L, y la sumersión transitoria, St.

Procedimiento para calibrar un aforador sin cuello:

Flujo libre:

La calibración del aforador sin cuello a flujo libre, consiste en construir una tabla que nos permita obtener los gastos para diferentes mediciones de ha en función de la geometría del aforador.

Para construir la tabla se toman en cuenta los siguientes pasos.

  • a) Una vez estabilizado el flujo se procede a determinar los valores de ha y hb leídos directamente de las reglas ubicadas en el aforador.

  • b) Empleando la ecuación (5), se calcula el grado de sumergencia S.

  • c) De la Figura Nº 3 o despejando St de la ecuación (11), se obtiene el valor del grado de sumergencia transitoria St; luego se verifica que se cumpla la relación s<st para asegurar que el flujo es libre.

  • d) De la Figura Nº 4 se obtienen los valores de k y n, que están en función de la longitud L, y como ésta longitud no cambia, los valores de k y n, serán los mismos para todo valor de ha, siempre y cuando se cumpla que s<st.

  • e) Como k y n son constantes, el valor de C también lo será. El coeficiente C para flujo libre se calcula empleando la ecuación (7).

  • f) Conociendo el valor de C, se obtiene el caudal Q, resultado de aplicar la ecuación (6).

  • g) Conociendo los valores de C y n, se asume una serie de valores ha y se construye a una tabla de caudales Q vs elevaciones ha (ver Tabla Nº 3), del mismo modo se puede construir un gráfico de caudales Q vs elevaciones ha (ver Figura Nº 6).

Tabla N° 3: Tabla de Calibración de Caudales para el Vertedor sin cuello de Dimensiones w

Tabla N° 3: Tabla de Calibración de Caudales para el Vertedor sin cuello de Dimensiones w =20 cm y L = 180 cm, que Funciona a Flujo Libre

Tabla N° 3: Tabla de Calibración de Caudales para el Vertedor sin cuello de Dimensiones w

Figura N° 6: Calibración de Curvas de Descarga para Aforador sin Cuello,

w = 20 cm y L = 180 cm

En la Tabla Nº 4.7 y la Figura Nº 6, se presenta la calibración del aforador sin cuello, para la condición de flujo libre y las dimensiones del aforador que allí se indican.

Siguiendo los pasos descritos arriba se pueden calibrar aforadores con diferentes geometrías. Los valores de ha asumidos para esta calibración que se ven en la pudieron haber estado más (o menos) espaciados, dependiendo de la necesidad que se tenga en el campo.

Flujo sumergido:

A continuación se detallan los pasos a seguir para calibrar un aforador sin cuello que funciona como flujo sumergido.

  • a) Una vez estabilizado el flujo se procede a determinar los valores de ha y hb leídos directamente de las reglas ubicadas en el aforador.

  • b) Empleando la ecuación (5) se calcula el grado de sumergencia S.

  • c) De la Figura Nº 3 o despejando St de la ecuación (11), se obtiene el grado t de sumergencia transitoria St; se debe verificar que se cumpla S>St, con lo anterior se asegura que el flujo que pasa por el aforador es sumergido.

  • d) De la Figura Nº 5 hallar ks y ns, y de la Figura Nº 4 hallar el valor de n

  • e) Con los valores obtenidos en el paso anterior se calcular Cs, para ello se emplea la ecuación (9).

  • f) Conociendo los valores de Cs, ha, hb y n, se reemplaza en la ecuación (8) y se determina el caudal.

  • g) Asumiendo un valor de sumergencia S y conociendo los valores de Cs, ns y n, se construye una tabla de caudales Q vs la carga ha, tal como se puede ver en la Figura Nº 3. Así mismo, los valores de la Tabla Nº4 se pueden expresar en forma gráfica, mediante una curva de caudales Q vs carga ha, tal como se ve en la Figura Nº 4.15.

  • h) En la Figura Nº 7, se obtiene una familia de curvas que relacionan al caudal Q con la carga ha, donde cada curva esta dada para un determinado valor de la sumergencia S.

  • i) En la Tabla Nº 4 y en la Figura Nº 7 se presenta la calibración del aforador sin cuello para las dimensiones indicadas; siguiendo los pasos descritos arriba, se pueden calibrar aforadores con diferentes geometrías. Los valores de ha asumidos para la calibración (ver Tabla Nº 4) pueden ser espaciados en intervalos menores o mayores, eso depende de las necesidades que se den en el campo

Tabla N° 4 : Calibración de Aforador sin Cuello, con Dimensiones w = 0.20 m y

Tabla N° 4: Calibración de Aforador sin Cuello, con Dimensiones w = 0.20 m y L = 0.90 m, con Grado de Sumergencia S = 0.66, 0.75, 0.80, 0.85, 0.90 y 0.95

Tabla N° 4 : Calibración de Aforador sin Cuello, con Dimensiones w = 0.20 m y

Figura N° 7: Calibración de un flujo sumergido

Calibración en campo:

La calibración en campo se realiza de la siguiente manera:

  • a) Se realiza el mantenimiento y la limpieza de la estructura, en especial sobre las reglas del aforador.

  • b) Con la ayuda de un correntómetro se halla el caudal que pasan por el aforador simultáneamente se toma la lectura sobre la regla graduada que se encuentra aguas arriba del aforador, con esto se logra una relación de la carga h con él a caudal Q.

  • c) Se realiza el paso b), tantas veces como varíe el caudal que pasa por el aforador, al final se construye una curva de elevaciones de carga h vs caudales Q. a

  • d) d)Los pasos b) y c) se deben de realizar para dos condiciones; para cuando el aforador funciona como flujo libre y para cuando el aforador funciona como flujo sumergido; no hay que olvidar que las tablas y curvas de elevaciones caudal son diferentes para cada condición.

  • e) El paso c) se debe realizar al menos tres veces; luego se deben dibujar las curvas de calibración sobre una misma escala gráfica, y allí se debe dibujar una curva de ajuste que represente el promedio de las curvas de calibración. Lo anterior nos permite minimizar los errores de lectura en campo. En el desarrollo de la calibración de los limnímetros se detalla el procedimiento para la obtención de la curva de ajuste.

  • f) La calibración del aforador sin cuello que funciona sumergido es tediosa y complicada, por lo que se recomienda, que la calibración bajo esa condición necesariamente debe ser analítica.

El cálculo de la descarga en un aforador "Sin Cuello" propiamente instalado, se puede realizar ya sea haciendo uso de las ecuaciones de descarga, de tablas apropiadas, o de nomogramas.

Una vez

que el

flujo en el

aforador

"Sin Cuello"

se

ha

estabilizado, se

deber establecer si

el

medidor

está operando

bajo condiciones

de flujo

sumergido

o flujo

libre.

Con este

 

objeto

se

deberá medir las profundidades

de flujo

ha

y

hb

y

seguidamente determinar

si

el

valor

de

Sumersi6n es mayor o menor que el valor de Sumersi6n Transitoria correspondiente al

medidor en uso. De acuerdo

a esto,

el

flujo

Sera sumergido toda vez que S sea mayor que St , y

Sera libre toda vez que S sea menor que

St .

 

Caso de Flujo Libre Supónganos que se desea determinar la descarga en un

canal

en

el

cual

se

ha instalado

propiamente un aforador "Sin Cuello" de 20 x 180 centímetros (W = 20 cm, L = 180 cm). Una vez

estabilizado el flujo

se procede

a determinar los valores de

ha y hb.

Supongamos

que

para

nuestro ejemplo estos valores son: ha = 0.25 m y hb 0.10 m

El valor de Sumersión bajo estas condiciones será de:

S = (hb/ha)* 100 = (0.10/0.25) *100 = 40%

De la Figura 3, se obtiene que el valor de St para un aforador de longitud L = 1.80 m. es de 73.7%. Desde que S es menor que St se concluye que el aforador está operando como flujo libre.

De la Figura 3, se obtiene que el valor de St para un aforador de longitud

Por medio de ecuaciones

Mayor exactitud en el c6iculo del caudal se puede obtener utilizando las ecuaciones de descarga.

Para esto se procede primero a calcular el coeficiente de flujo Ecuación 7.

libre, C, de acuerdo con la

El coeficiente de longitud del aforador para flujo libre, K, se obtiene directamente de la Figura

Para nuestro ejemplo K = 2.48. Entonces, Una vez determinado el coeficiente C, se obtiene directamente

Para nuestro ejemplo K = 2.48.

Entonces,

Una vez determinado el coeficiente C, se obtiene directamente de la Figura el valor del exponente n = 1.65. El caudal se calcula aplicando la Ecuaci6n 6 de la siguiente manera

Por medio de tablas

Para resolver nuestro ejemplo

se entra a la Tabla 2 con el valor de ha =

0.25 metros y

bajo la

columna correspondiente al aforador de 20 x 180 cm. se lee el caudal de 0.049 m3/seg, o 49 litros por segundo.

Para resolver nuestro ejemplo se entra a la Tabla 2 con el valor de ha =

Por medio de nomogramas

Con los Nomogramas especialmente preparados para las condiciones de flujo libre, se puede también determinar directamente la descarga.

En nuestro ejemplo entrando al Nomograma 2 con los valores ha = 25 cm, y W = 20 cm, se puede leer en la escala central que el caudal Q es de 49 litros por segundo. Para determinar la descarga en aforadores de L= 90 cm , y L = 270 cm , operando bajo condiciones de flujo libre se pueden utilizar los Nomogramas 1 y 3 respectivamente.

Con los Nomogramas especialmente preparados para las condiciones de flujo libre, se puede también determinar directamente

Caso de Flujo Sumergido

Para ilustrar la determinación de la descarga por medio del medidor "Sin Cuello" operando bajo condiciones de flujo sumergido, se resolver el ejemplo siguiente por medio de ecuaciones y tablas. Encontrar la descarga en un canal por medio de un aforador "Sin Cuello" de 20 x 90 centímetros (W

= 20 cm, L = 90 cm) en el cual se han determinado los siguientes valores de profundidad de flujo:

W = 20

cm L = 90 cm

ha =

0.27 m

hb

=

0.22 m

Bajo estas condiciones el valor de Sumersi6n es:

S = (hb/ha) *100 = (0.22/0.27) *100 = 81.5% De la Figura

el valor St = 65%
el valor St
=
65%

se obtiene

Desde que S es mayor que St

S

=

81.5% > St

=

65%

Se concluye que el aforador está operando sumergido. A continuaci6n se procede con el cálculo de la descarga.

Por medio de ecuaciones

El

caudal

se calcula por

medio

de

la

Ecuación

8

para

lo

cual

se necesitan los valores

de

 

,

,

Hallando

 

De la figura L=0.90 m. Para

Donde

Donde

Para Hallando del caudal

Para

Hallando del caudal

Por medio de tablas

Para determinar el caudal cuando el aforador "Sin Cuello" funciona bajo condiciones de flujo sumergido, se pueden utilizar las Tablas 3

En nuestro

ejemplo, entrando a la Tabla 4

con los valores h = 0.270

m y

(h a

- hb) =

0.050 m se

encuentra el valor Q = 0.060 m3/seg, o 60 litros por segundo.

Operación y mantenimiento:

Las medidas de las profundidades de agua en el aforador pueden hacerse ya sea por medio de simple reglillas graduadas o haciendo uso de pozos tranquilizadores.

Las reglillas pueden ser graduadas en centímetros y milímetros y deberán colocarse verticalmente

en los lugares especificados para medir ha y hb a una distancia de la garganta de acuerdo a las

Ecuaciones 3 y 4
Ecuaciones
3
y
4

. La instalaci6n de estas reglillas deberá hacerse con referencia al fondo del

aforador lugar en el cual el valor de ha y hb es de cero.

Para lograr una mayor exactitud en las medidas se prefiere el uso de pozos tranquilizadores. Estos pozos tienen la ventaja de producir una superficie de agua calma sin fluctuaciones como las que

existen dentro del aforador mismo. Pozos tranquilizadores como los que se muestran en la

Figura 8,
Figura 8,

son necesarios toda vez que se desee utilizar instrumentos de registro continuo. Bajo condiciones de flujo sumergido se requiere la instalaci6n de pozos adyacentes que permitan una fácil instalación de registradores dobles, los cuales permitirán medir las variaciones de las profundidades ha y hb con respecto al tiempo.

Para asegurar una operación satisfactoria es necesario seguir un plan de mantenimiento periódico. En las paredes del aforador muchas veces se acumulan musgos, lo mismo que incrustaciones en aforadores metálicos las que se pueden eliminar por medio de una escobilla de alambre. Una vez que las paredes metálicas han sido limpiadas se puede aplicar una pintura asfáltica la cual prolongara la vida del aforador y retrasara la formación de incrustaciones. En la sección de entrada se pueden acumular escombros y residuos vegetales, los que deberán eliminarse periódicamente.

Figura N° 8: Posibles formas de instalación de pozos tranquilizadores para permitir una mayor facilidad y
Figura N° 8: Posibles formas de instalación de pozos tranquilizadores para permitir una mayor facilidad y

Figura N° 8:

Posibles formas de instalación de pozos tranquilizadores para permitir una mayor facilidad y exactitud al medir las profundidades ha y hb.

El aforador "Sin Cuello," como cualquier otro aforador, está supeditado a asentamientos después de haber estado en operaci6n por un cierto tiempo. Por este motivo el nivel del piso de la sección de entrada deberá ser verificado después de unos pocos meses de operación y nuevamente al final de cada estación de uso o al final del año.

Tanto el asentamiento como una impropia instalaci6n pueden causar una inclinaci6n lateral tal

como se ilustra en la

Figura
Figura

9. Si el asentamiento es de un grado menor, la descarga puede todavía

ser estimada con exactitud midiendo las profundidades de flujo a ambos lados del aforador. La descarga entonces deberá ser determinada usando las tablas o ecuaciones y el promedio de las dos

lecturas.

Figura N° 8: Posibles formas de instalación de pozos tranquilizadores para permitir una mayor facilidad y

Figura N° 9: Inclinación lateral

La Figura
La Figura

10, ilustra el asentamiento cerca de

la sección

de entrada del aforador. Nuevamente se

hace recalcar que si el asentamiento no es pronunciado la descarga aun puede ser estimada con

una adecuada exactitud.

Figura N° 10: Asentamiento de la sección de entrada El asentamiento ocurre más comúnmente cerca de

Figura N° 10: Asentamiento de la sección de entrada

El asentamiento ocurre más comúnmente cerca de la sección de salida como se ilustra en la

Figura
Figura
11.
11.

El asentamiento es más común en esta sección debido a la erosión que ocurre en este lugar

como consecuencia de la acción del agua. Bajo estas condiciones el uso de las profundidades hay hb para obtener la descarga por medio de ecuaciones, nomogramas o tablas resultaran en valores menores que la descarga verdadera. La discrepancia entre el valor de descarga estimado y el valor de descarga verdadero resulta mayor a medida que el asentamiento aumenta. Soluciones satisfactorias a este problema serian el recobrar el nivel elevando la parte baja del aforador y colocar un nuevo piso a nivel en el aforador.

Figura N° 10: Asentamiento de la sección de entrada El asentamiento ocurre más comúnmente cerca de

Figura N° 11: Asentamiento de la sección de entrada