Vous êtes sur la page 1sur 1

VATICANO, 19 Feb. 14 / 10:05 am (ACI/EWTN Noticias).

- En
su catequesisde esta maana en la Plaza de San Pedro ante miles de
fieles presentes, el Papa Francisco explic la importancia y la necesidad
de confesarse; y respondi a los que creen erradamente que basta
confesarse solamente con Dios sin acudir a un sacerdote.
El Santo Padre coment en su alocucin que alguno puede decir: Yo
me confieso solamente con Dios. S, t puedes decir a Dios:
Perdname, y decirle tus pecados. Pero nuestros pecados son tambin
contra nuestros hermanos, contra la Iglesia y por ello es necesario pedir
perdn a la Iglesia y a los hermanos, en la persona del sacerdote.
Pero, padre, me da vergenza!. Tambin la vergenza es buena, es
salud tener un poco de vergenza. Porque cuando una persona no tiene
vergenza, en mi pas decimos que es un senza vergogna un
sinvergenza. La vergenza tambin nos hace bien, nos hace ms
humildes. Y el sacerdote recibe con amor y con ternura esta confesin, y
en nombre de Dios, perdona.
El Papa resalt luego que desde el punto de vista humano, para
desahogarse, es bueno hablar con el hermano y decirle al sacerdote
estas cosas, que pesan tanto en mi corazn: uno siente que se
desahoga ante Dios, con la Iglesia y con el hermano. Por eso, no tengan
miedo de la Confesin. Uno, cuando est en la fila para confesarse
siente todas estas cosas tambin la vergenza pero luego, cuando
termina la confesin sale libre, grande, bello, perdonado, blanco, feliz. Y
esto es lo hermoso de la Confesin.