Vous êtes sur la page 1sur 3
TASA DE INTERES DOCENTE: JULIO ALBERTO RODRIGUEZ PINZON ESTUDIANTE: LUISA MARIA ESTUPIÑAN CELIS UNIVERSIDAD SANTO TOMAS

TASA DE INTERES

DOCENTE:

JULIO ALBERTO RODRIGUEZ PINZON

ESTUDIANTE:

LUISA MARIA ESTUPIÑAN CELIS

UNIVERSIDAD SANTO TOMAS ADMINISTRACION DE EMPRESAS INGENIERIA FINANCIERA BOGOTA 2016

Interest rate

The interest rate is the price of money in the financial market. Like the price of any product, when there is more money the rate goes down and when there is shortage rises. When the interest rate goes up, the plaintiffs want to buy less, that is, they request less resources from the financial intermediaries to borrow, while the bidders seek to place more resources (in savings accounts, CDT, etc.). The opposite happens when the rate falls: financial market demanders request more credits, and the bidders withdraw their savings.

There are two types of interest rates: the passive or pickup rate is the one that the financial intermediaries pay to the providers of resources for the money raised; The active or placement rate, is received by the financial intermediaries of the plaintiffs for the loans granted. The latter is always greater, because the difference with the funding rate is that which allows the financial intermediary to cover the administrative costs, leaving a profit. The difference between the active and the passive rate is called the intermediation margin.

Interest of simple:

Type groups the interests that arise of a certain investment thanks to the initial capital. It should be noted that interest on capital in a certain period does not accrue to it to produce the interest corresponding to the following period. This assumes that the simple interest generated by the invested capital will remain the same in all periods of the investment as long as the rate and term do not change.

Compound interest:

On the other hand, allows interest earned after the end of the investment period not to be withdrawn, but reinvested and added to principal.

Tasa de interès

La tasa de interés es el precio del dinero en el mercado financiero. Al igual que el precio de cualquier producto, cuando hay más dinero la tasa baja y cuando hay escasez sube.

Cuando la tasa de interés sube, los demandantes desean comprar menos, es decir, solicitan menos recursos en préstamo a los intermediarios financieros, mientras que los oferentes buscan colocar más recursos (en cuentas de ahorros, CDT, etc.). Lo contrario sucede cuando baja la tasa: los demandantes del mercado financiero solicitan más créditos, y los oferentes retiran sus ahorros.

Existen dos tipos de tasas de interés: la tasa pasiva o de captación, es la que pagan los intermediarios financieros a los oferentes de recursos por el dinero captado; la tasa activa o de colocación, es la que reciben los intermediarios financieros de los demandantes por los préstamos otorgados. Esta última siempre es mayor, porque la diferencia con la tasa de captación es la que

permite al intermediario financiero cubrir los costos administrativos, dejando además una utilidad. La diferencia entre la tasa activa y la pasiva se llama margen de intermediación.

El interés de tipo simple: Agrupa los intereses que surgen de una determinada inversión gracias al capital inicial. Cabe resaltar que los intereses derivados del capital en un cierto período no se acumulan al mismo para producir los intereses que corresponden al siguiente período. Esto supone que el interés simple generado por el capital invertido se mantendrá idéntico en todos los períodos de la inversión mientras no varía la tasa ni el plazo.

El interés compuesto: Permite que los intereses obtenidos tras el final del período de inversión no se retiren, sino que se reinvierten y se añaden capital principal.

Argumentación

La tasa de interés es un monto de dinero, mediante el cual se paga por un porcentaje por el uso del dinero, hace énfasis en el porcentaje al capital que se invierte en un determinado periodo de tiempo, es decir la tasa de interés se puede definir es el precio que tiene el dinero que se abona o se solicita en un momento particular. De igual forma se evidencia un interés de carácter fijo y variable.

Interés fijo: se mantiene constante el porcentaje durante el periodo indicado.

Interés variable: se actualiza por lo general de manera mensual, también depende de la inflación y la variación del tipo de cambio.

Las tasas de interés en la economía ayudan al crecimiento de la economía cuando son bajas, ya que proporcionan el consumo por lo tanto la demande de productos, el lado contradictorio es que el consumo tiene tendencia inflacionarias.

Las tasas de interés altas benefician el ahorro y aplacan la inflación, ya que el consumo reduce al aumentar el costo de las deudas, pero al disminuir el consumo se frena el desarrollo económico.