Vous êtes sur la page 1sur 4
Sin embargo, las calorías son importantes, pero más atención debemos prestarle a la calidad de la

Sin embargo, las calorías son importantes, pero más atención debemos prestarle a la calidad de la dieta y los nutrientes que componen cada alimento. Por eso, te mostramos 6 ejemplos de alimentos altos en calorías que resultan muy beneficiosos para la salud, y que con sólo moderar su ingesta y consumirlos en porciones reducidas, podemos mejorar la salud.

Aguacate: aporta alrededor de 230 calorías por cada 100 gramos, lo cual resulta excesivo a la vista, pero con sólo tomarlo en proporciones adecuadas, podemos disfrutar de sus bondades. El aguacate es rico en ácidos grasos saludables, por lo que contribuye a la salud cardiovascular. Asimismo, destaca su aporte de ácido fólico, ideal para mantener la mente en forma y reducir el riesgo de anemia. Por otro lado posee un alto contenido en potasio, mineral esencial en cualquier deportista.

Frutas secas: Contienen aproximadamente 600 calorías por cada 100 gramos, pero sus nutrientes saludables son muchos y con sólo ingerir un puñadito de éstas a diario, nos apropiamos de su omega 3, su fibra, sus proteínas de origen vegetal,

su vitamina E y selenio, potentes antioxidantes que protegen al organismo.

Chocolate negro: el alimento más controvertido por su alto valor calórico (500 Kcal/100gramos), nos brinda grandes beneficios si lo consumimos con moderación y en su variedad más pura, ya que su contenido en polifenoles favorece la salud cardiovascular y además, su aporte de potasio, fósforo y magnesio es considerable y más que importante para el correcto funcionamiento de los músculos del cuerpo.

Semillas: Las semillas de lino, de sésamo, de calabaza o amapola, son alimentos muy de moda en el último tiempo, pero deben consumirse con moderación debido a que aportan muchas bondades en poca cantidad y su aporte calórico es de aproximadamente 550 calorías por cada 100 gramos. No obstante, cambiar un pan blanco por uno con semillas, puede ser una gran alternativa para llenarnos de grasas saludables, vitaminas y minerales que contribuyen con la salud.

Vino tinto: su valor calórico es de alrededor de 80 calorías por cada 100 ml, por lo que su consumo no debe ser excesivo, pues su aporte de calorías vacías provenientes de etanol puede favorecer el aumento de peso. Sin embargo, consumir un vaso a diario de vino tinto puede ser un valioso recurso anti- envejecimiento que además, reduce el riesgo de sufrir enfermedades del corazón.

Con todo lo que hemos dicho, queda más que claro que no sólo interesan las calorías de la dieta, sino que más importante es cuidar la calidad de lo que comemos para favorecer la salud. Por lo tanto, debemos eliminar el estigma de este tipo de alimentos

altos en calorías y aprender a disfrutar de sus bondades con sólo controlar las porciones que ingerimos.

Mantequillas derretida 900 Manteca de cerdo 900 Aceite vegetal 900 Aceite de coco 895 Aceite de palma 894 Panceta 854 Mantequillas 754 Mayonesa 752 Margarina vegetal 722 Piñones 674 Nueces 667 Avellanas 643 Panceta ahumada 621 Pistachos 598 Almendras 576 Cacahuetes 571 Pipas de calabaza 570 Whisky 438 Gruyere 410 Azúcar blanco 410 Azúcar moreno 410 Muesli 394 Emmental 387 Jamón serrano 383 Coco 369 queso de cabra 355 copos de avena 354 Fécula di maíz 346 Mortadela 345 Oca 342 Fécula di patatas 336 Maíz 333 Harina de maíz integral 333

Miel 325 Sémola de trigo 324 Soja 323 Brie 315 Lentejas 310 Salchichas de cerdo 298 Fructosa 290 Salmón ahumado 289 Camembert 281 Pasas 276 Dátales secos 273 Lomo 271 Salchichas de ternera 266 alubias blancas 262 Caldo de pollo 257 Queso fresco de vaca 253 higos secos 243 Pan blanco 238 Pato 227 Atún 226 Queso de vaca 225 Aguacate 223 Vodka 222 queso fresco de oveja 219 Pavo adulto 212 Lengua 209 Lengua 207 Salmón 202 Pan integral 200

Carbohidratos

Los carbohidratos complejos naturales son: plátanos, cebada, frijoles, arroz integral, garbanzos, lentejas, nueces, avena, patatas, tubérculos, maíz, cereales y harinas integrales. Los carbohidratos complejos refinados son: galletas y pastelería, pizzas, cereales azucarados, pan blanco, harina blanca, pasta y arroz