Vous êtes sur la page 1sur 2

El captulo octavo (Acompaar, discernir e integrar la fragilidad)

Trata de las situaciones en que la unin conyugal es imperfecta o est deteriorada:

cohabitacin, matrimonio solo civil, parejas de divorciados. El Papa insiste en acompaar,

discernir e integrar, para que las personas que estn en esos casos vayan superando las

deficiencias y participen en la vida de la Iglesia, en consonancia con la enseanza de san Juan

Pablo II en Familiaris consortio, 34. Tambin remite a Juan Pablo II para sealar que entre los

divorciados casados de nuevo se dan casos distintos: no es igual quien provoc la ruptura de su

anterior matrimonio, que alguien que fue abandonado injustamente. As, en cuanto a la

posibilidad de comulgar o a otras formas de participar en la vida de la Iglesia, Francisco no

seala ninguna nueva disciplina, sino insiste en ofrecer a todos la misericordia de Dios y tratar

cuidadosamente cada caso. Si se tiene en cuenta la innumerable diversidad de situaciones

concretas () puede comprenderse que no deba esperarse del Snodo o de esta Exhortacin

una nueva normativa general de tipo cannica, aplicable a todos los casos (n. 300). En fin,

asume lo que al respecto dijo el Documento final del ltimo Snodo (n. 84). Hoy, ms

importante que una pastoral de los fracasos es el esfuerzo pastoral para consolidar los

matrimonios y as prevenir las rupturas Ante las circunstancias particulares y los

condicionamientos que pueden atenuar la responsabilidad moral, el Papa seala que no

necesariamente toda persona en una de esas situaciones irregulares se encuentra en pecado

mortal (n. 301). Y aade dos aclaraciones. Primera: as como las normas no pueden abarcar

todos los casos concretos, tampoco el caso concreto puede ser elevado a norma (n. 304).

Segunda: Comprender las situaciones excepcionales nunca implica ocultar la luz del ideal ms
pleno ni proponer menos que lo que Jess ofrece al ser humano. Hoy, ms importante que una

pastoral de los fracasos es el esfuerzo pastoral para consolidar los matrimonios y as prevenir

las rupturas (n. 307).