Vous êtes sur la page 1sur 17

Algunos Aspectos Bioeticos en los Pacientes con Sida

Autor: MSC Dr Jesús Pintos Valluerca y Otros Autores

RESUMEN

En el presente trabajo se realiza una revisión de los estatutos o principios de la
Bioética,en el mismo se exponen algunas implicaciones éticas relacionadas con los
procederes investigativos realizados a estos pacientes así como la voluntariedad o no
de los mismos de someterse a estas investigaciones. Se hace un análisis de los
principales problemas a los que se enfrenta el médico al tratar a estos pacientes así
como la relación de estos problemas terapéuticos con los principios de la Bioética,
finalmente se analizan algunas implicaciones éticas de la educación para la salud en el
caso de esta enfermedad. Seconcluye que el acceso voluntario a la realización de la s
investigaciones debe ser política priorizada en los sistemas de Salud Pública, al igual
que la orientación del tratamiento adecuado. El uso de campañas educativas basadas
solo en el uso del condónpuede conllevar a que se establezcan mayor número de
relaciones sexuales y por en de mayor número de contactos potencialmente peligrosos.

Palabras claves: SIDA, Bioética, estatutos de la Bioética.

INTRODUCCIÓN

En un manuscrito del Siglo X, conocido como Marcianus graecus 538, que se conserva
en la biblioteca de San Marcos de Venecia, puede observarse una miniatura que parece
situarnos ante el problema que ahora nos ocupa. En ella se representa a Job, postrado
en su enfermedad.

Su esposa le sirve la comida por medio de una larga cuchara, mientras se tapa la boca
y la nariz, como para defenderse del hedor que supuestamente despiden las llagas del
enfermo.

La miniatura evoca toda una larga historia de marginación a que fueron sometidos
durante siglos determinados enfermos, sobre todo por motivos de grandes epidemias.
Ese dolor y las actitudes consecutivas las considerábamos anatematizadas para
siempre por las páginas de la Peste de A. Camus. Pero aquí de nuevo parecen recobrar
actualidad ante el SIDA. (1)

En la tarde del 6 de Octubre de 1980 en la Clínica del Dr. Dale en Estados Unidos, uno
de los doctores fue a interconsultar a su colega Michael Gottlieb, experto en células
rojas e inmunidad. Se encontraba ante un desconcertante caso de un paciente
homosexual con un cuadro de candidiasis pseudomembranosa bucal de brusca
aparición. A los pocos días fué dado de alta con tratamiento intensivo, a la semana
regresa al Hospital con un cuadro agudo de neumonía por Neumocistis Carini. (2)

En el período comprendido entre mayo de 1980 y junio de 1981 M. S. Gottlieb y otros
publicaron y reportaron cinco casos de hombres jóvenes homosexuales estudiados en
tres Hospitales de los Angeles, California, Estados Unidos, que presentaban neumonía
a un germen oportunista, (el protozoo Pneumocistis Carini). En julio del propio año, se
reportó el estudio de 26 casos de hombres homosexuales que presentaban Sarcoma de
Kaposi, solo o asociado a neumonía por P. Carini u otros tipos de infecciones
oportunistas. ( A. Friedman- Kier y otros).(3) (4) (5), así la humanidad se encontraba a

como aparato de vigilancia epidemiológica del Public Health Service de Estados Unidos con el propósito de determinar factores de riesgo. (es decir. el causante de este mal no podía ser sino un agente no retenido por los filtros. filtrable): un VIRUS. realizar estudios de laboratorio. especialmente en sus centros urbanos mayores donde se observó un crecimiento exponencial del número de casos reportados. el grupo del Instituto Pasteur de París. Georgia. En todos estos casos no se presentaba ninguna de las causas de inmunodeficiencia hasta ese momento conocidas. así las cosas. similares a la del SIDA. Los estudios inmunológicos realizados a estos pacientes tenían como común denominador la presencia de una inmunodepresión severa que se caracterizaba entre otros datos por la presencia de una anergia ante las pruebas de hipersensibilidad tardía y una disminución de la relación entre las subpoblaciones linfocitarias T4/T8. (3) (4) (5). descubre como probable agente causal del SIDA un retrovirus LAV(Virus asociado a linfoadenopatías) por haberse aislado primeramente en un paciente con este síndrome. aunque menores. el Comité Ejecutivo para la Taxonomía de los Virus (ICTV). y acumular la información diseminada con el propósito de combatir lo que eventualmente era una nueva enfermedad. se crea en los Estados Unidos una “fuerza de tareas” del Center for Disease Control (CDC) radicado en Atlanta. (3) (4) En los años siguientes apreció una verdadera explosión epidémica entre los casos de riesgo en los Estados Unidos. (2). En el año 1981. del National Cancer Institute de Bethesda. (3) (5) En Julio de 1986. Estados Unidos. Por entonces habían casos raros. del aparato inmunitario. recomienda emplear el nombre HIV (Ingles) ó VIH (Francés. de transmisión en hemofílicos tratados con extractos sanguíneos procedentes de bancos de sangre que habían sido preparados de modo que mediante filtración fueran eliminados solamente eventuales bacterias y hongos contaminantes. el CDC elabora una definición con el propósito de estudios epidemiológicos de lo que se denominó Acquired Inmunodeficiency Syndrome (AIDS) o Síndrome de Inmunodeficiencia Adquirida (SIDA). Maryland. dirigido por Luc Montagnier. (3) En el año 1983. pero indiscutibles. A partir de estas primeras referencias. identifica como agente etiológico a un retrovirus denominado HTLV-III (Humam-T-Leukemia-Linphoma-Virus III). en los Estados Unidos se comenzaron a reportar con frecuencia cada vez mayor casos de similar naturaleza. (3) (4) (5) En Mayo de 1982 se reporta la aparición de un cuadro de linfoadenoatías persistente en 57 homosexuales observados desde Octubre de 1981 y que no se debía a ninguna de las causas conocidas de estas alteraciones linfáticas. acabando por presentar un Sarcoma de Kaposi. (3). En Septiembre de 1982.las puertas de una de las más temibles epidemias que jamas haya amenazado al género humano. Meses mas tarde el grupo de trabajo dirigido por Robert Gallo.Español) para denominar . Se apreció también la elevada mortalidad de los casos definidos como SIDA y comenzaron a aparecer reportes crecientes en la mayoría de los países del mundo. ante estos hechos. (3) A finales de 1982 los datos epidemiológicos indicaban claramente que el SIDA era una enfermedad infecciosa transmitida por vía sexual y por transfusiones sanguínea. (3). Ya en esta época se reportó que uno de estos casos había evolucionado mal.

conocido el agente causal y habiéndose desarrollado pruebas de serodetección. (6) América Latina y el Caribe es la tercera región del mundo mas afectada por la incidencia del mal. su familia y el medio social en que el mismo se desenvuelve. en vez de la denominación de HTLV-III/LAV. meticulosamente elaborado. pero este valor sufre una especie de “eclipse” de modo que se puede constatar la presencia de una “cultura de la muerte”.4 %) son masculinos y 933 (21. demostrándose también un aumento en la tasa de infección por VIH-SIDA en los lactantes de estas regiones lo que refleja un aumento de la transmisión del VIH de madre a hijo.al virus implicado en la etiología del SIDA. (3) (5) En nuestro país el Ministerio de Salud Pública crea a principios de 1983 una Comisión Nacional por el área de Higiene y Epidemiología. dada las implicaciones que la misma tiene sobre el individuo. de ellos han fallecido 1051 (23. (1) En nuestro tiempo la conciencia individual y social sigue considerando la vida humana como un valor sagrado e intangible. hasta el 17 de diciembre del año 2002 se habían diagnosticado 4454 casos seropositivos. (3) El VIH es uno de los problemas sanitarios más graves del mundo de hoy. habiéndose profundizado en el ámbito mundial el conocimiento de esta enfermedad.9%). Las mejoras de la supervivencia infantil y la salud del adulto que tanto trabajo costaron se han visto de repente anuladas. después de Africa y Asia. predominando en números absolutos las personas heterosexuales. (10) Esta pandemia ha sido capaz de diseminarse en menos de dos decenios a mas de 190 países en todos los Continentes. (8) El VIH no es un gran problema de salud en nuestro país. (7) Pese a los esfuerzos sustanciales desplegados en los últimos años. estableciéndose un plan de medidas inmediatas que se aplicaron en junio del propio año. La OPS calcula que 1. siendo nuestro país uno de los pocos en el mundo que garantiza la serodetección al 100 % de los donantes de sangre. por estos motivos esta enfermedad ha pasado ha ser una situación de análisis constante por parte de la Bioética. Habían enfermado de SIDA 1981 personas (42. de ellos 3521 (78. aunque los homosexuales y bisexuales masculinos presentan un riesgo relativo mas elevado.6%) son del sexo femenino. la epidemia de la infección por VIH-SIDA y de las infecciones de transmisión sexual siguen representando un grave problema de salud en la región de las Américas. de desarrollo progresivo.6 millones de personas viven con la infección en estas regiones y cerca de 1 millón en América del Norte. (8) De los adultos positivos al VIH el 20 % en América del Norte y en América Latina así como mas del 30 % en la región del Caribe son mujeres.7 %). Se ha llegado . Posteriormente. que permite garantizar la mayor protección posible a nuestros ciudadanos. se confeccionó un plan de control. representa un difícil obstáculo para el desarrollo. al par que vemos en peligro las estructuras de sociedades enteras y destruidos los sistemas de salud. Por afectar a la población activa en sus años más productivos. (9) En cuba el 97 % de los seropositivos han adquirido la infección por vía sexual. a partir del mes de enero de 1986. (8) Aunque las vías de transmisión están bien definidas existen pruebas fehacientes de una mayor propagación en personas pobres y analfabetas de las Américas. y la situación actual es peor de lo que se había previsto.

la Bioética. la minusvalía. . es una disciplina que entra perfectamente dentro de lo que se llama interdisciplinariedad (11). Biología. la misma se ocupa de examinar desde el punto de vista de los valores y los principios éticos. (14) Para algunos estudiosos como Beauchamp. decidimos realizar esta revisión del tema con el propósito de que pueda servir a todos los que participan en la atención a estos enfermos. violan los principios elementales de la Etica Medica durante la atención a estos enfermos. rechazar la limitación. argumentos y normas que valoran y legitiman éticamente los actos humanos que eventualmente tendrán efectos irreversibles sobre fenómenos vitales. que de forma muchas veces inconsciente. Esto es. admiten que la Bioética es una parte. (1) Se ha discutido mucho si la Bioética es una ciencia nueva o es una aplicación mas de una antigua ciencia. Esta situación de crisis se manifiesta no solo en el desprecio a la vida humana. esto no quiere decir que la Bioética sea una Etica aplicada a temas específicos de la vida. por cuanto dicha conducta es examinada a la luz de los valores y principios morales. en ocasiones por el propio personal de la Salud. El problema surge cuando se observa que la Bioética tiene que habérselas con numerosos campos. etc. significa vida y ética y por lo tanto designa a la vida y a la Etica como sus partes. algunos de ellos desconocidos para antaño. sufren de discriminación tanto en su trabajo. y lo que es peor. (12) La Bioética nace como una disciplina que se ocupa de conectar los principios éticos con las acciones humanas de la técnica biomédica en desarrollo. es una Etica médica. que muchas veces los pacientes a los cuales se le ha detectado que son VIH positivos. Walters. la enfermedad e incluso una actitud eutanásica ante enfermos incurables y moribundos a los que no escapan los pacientes de SIDA en fases terminales de su enfermedad. porque su campo material se restringe al de la actividad médica científica.de las ciencias de la vida (Medicina. Childress. etc. en su hogar. De aquí que la Bioética sea una disciplina eminentemente ética y secundariamente -por su materia. (11) El término Bioética fue acuñado en 1971 por el oncólogo Van Reusselaer Potter en su libro "Bioethics: a bridge to the future" para determinar una reflexión moral sobre el conjunto de las ciencias biológicas que sirven para mejorar la calidad de vida. sino también en la aceptación de prácticas que con el pretexto del progreso científico ó médico reducen en realidad la vida humana a simple “material biológico” del que se puede disponer libremente. mas que una aplicación práctica de la Etica. (1) Por otra parte se ha ido difundiendo una mentalidad eugenésica que lleva a acoger la vida humana solo en determinadas condiciones.(12) (13) La "Encyclopedia of Bioethics" propone la siguiente definición: Estudio sistemático de la conducta humana en el área de las ciencias de la vida y del cuidado de la salud. el impacto del desarrollo y las aplicaciones de las ciencias médicas y biológicas en todos los organismos vivos. en la sociedad.a hablar de una especie de “conjura contra la vida”. mientras que la vida será el elemento material. y así poder humanizar mas aun el cuidado de estas personas.) (10) Podemos decir entonces que la Bioética no es mas que el conjunto de conceptos.(12) Etimológicamente Bioética. sino que el termino Etica es el elemento formal. (11) Teniendo en cuenta.

se denomina así al principio que regula las instancias éticas típicas de la profesión médica.DESARROLLO ESTATUTOS DE LA BIOÉTICA La importancia de la Bioética es hoy innegable. Este principio tiene una inmediata relación con la exigencia del consentimiento informado de la persona actual o potencialmente enferma. este consentimiento informado del paciente. de la salud física y psíquica de la persona y el alivio de sus sufrimientos. así el convenio relativo a los derechos humanos y a la biomedicina plantean: Cuando debido a una situación de urgencia. por lo que se pasaran a analizar cada uno a continuación: Ø Autonomía del Individuo: Uno de los principales aportes del llamado código de Nuremberg consistió en destacar que la participación de los individuos en la investigación médica debe ser absolutamente voluntaria. (1) Por muchas reacciones y "alergias" que haya suscitado en el pasado la categoría de la ley natural. es continuamente requerido sea para legitimar la experimentación terapéutica sea para legitimar la licitud de operaciones quirúrgicas. (1) . (1) Ø Beneficencia: Completa al principio anterior. el derecho de las personas de disponer de sus cuerpos. Este mismo convenio exige tomar en consideración los deseos expresados anteriormente con respecto a una intervención médica. en virtud de su digualdad como sujeto. podría procederse inmediatamente a cualquier intervención indispensable desde el punto de vista médico a favor de la salud de la persona afectada. se puede observar hoy que precisamente en el ámbito de la Biotecnología. En este aspecto se hace cada vez más urgente él dialogo interdisciplinar. previa al convenio social o a las determinaciones del derecho positivo. Las ciencias médicas han de abrirse a las orientaciones estudiadas por las ciencias jurídicas y ambas han de mantenerse a la escucha de la reflexión filosófica. es bastante habitual apelar a una dignidad del hombre y de lo humano. la Bioética se une así a la ecoética. que la preocupación por la defensa de la vida humana incluye hoy una necesaria referencia a la preocupación ética por la supervivencia de toda vida en el planeta Tierra. basta pensar. que tiene por finalidad la defensa de la vida. cuando el paciente no se encuentre en condición de expresar su voluntad. a pesar de que el paciente no haya podido expresar su consentimiento. tanto nacionales como internacionales y ordenar los recursos con vistas a una defensa de la vida y a una mejora de su calidad. tanto desde el punto de vista diagnóstico como terapéutico. por una parte. o de sus representantes legales. es preciso considerar la importancia de los ordenamientos legales. tiene el derecho de decidir autónomamente si aceptar o rechazar lo que se trata de hacer con él. como en el de la ecología y los derechos humanos. la mayoría de los códigos éticos obligan a los profesionales a intervenir en casos de necesidad. Por todo esto se hace necesario conocer los estatutos sobre los que se fundamenta esta disciplina. de su honor y de sus potencialidades (15). En el ámbito de las ciencias de la vida es más evidente que nunca que no basta con orientar las actividades éticas de las personas particulares. en el respeto a la dignidad de la persona. no pueda obtenerse el consentimiento adecuado. o hasta de procedimientos cada vez más rutinarios como el diagnostico prenatal. Es el principio que regula las instancias éticas expresadas por el paciente que.

sin embargo. (1) Para la legitimidad moral de tal acción se han de cumplir cuatro condiciones: § Carácter moralmente bueno o indiferente de la acción. guardan una relación dialéctica estrecha entre ellos y son conocidos con el nombre de trinidad bioética. afirmar que estos principios éticos son absolutos supone negar que puedan tener excepciones.Ø Justicia: Es el principio que expresa y sintetiza las instancias éticas que en el acto médico hace valer un tercer sujeto y actor. de la cual se sigue esa diversidad de efectos. (1) Ø Principio de tuciorismo: Plantea que la vida humana es un valor tan fundamental que su defensa impediría cualquier experimento injustificado que pudiera ponerla en situación de riesgo. En tal encrucijada. con tal de que se considere el bueno como positivo y pretendido voluntariamente y no exista una relación de causalidad del efecto malo sobre el bueno. buscar el fin bueno y no intentar el malo. este principio debe tener prioridad sobre el principio de beneficencia. (16) Ø Principio de doble efecto: En la vida real ocurren acciones. Ø No maleficencia: no producir daño al individuo. como es la sociedad. beneficencia y justicia. este principio puede encerrar una enorme ambigüedad ética si se aplica de modo unívoco tanto al organismo humano cuanto al organismo social. valoradas de modo deontológico. es decir. unas consideradas acordes con los valores éticos y otras desechables en cuanto comportan consecuencias negativas. § Razón proporcionalmente importante para permitir la producción del efecto malo. buena o indiferente. que existen circunstancias en la que los principios no sean aplicables. sería lícito realizar una acción u omisión. Así de acuerdo al principio de autonomía habría que respetar siempre la decisión de la persona implicada en el experimento o terapia. § Conexión causal del efecto bueno con la acción. la violación de este principio significaría quiebra irreparable en la relación de confianza que se encuentra en la base de la misma profesión médica. (1) Los tres primeros principios. se trata así de los tres grandes principios que entran en juego al tratar de determinar la éticidad de un procedimiento médico-sanitario. su mantenimiento a ultranza crea algunos problemas. es decir. según el principio de beneficencia si el paciente no puede otorgar su consentimiento o se niega a una intervención de emergencia que . si los principios son absolutos deben cumplirse siempre y en cualquier circunstancia (16). autonomía. (1) Ø Confidencialidad de datos relativos al paciente: Se refiere al derecho de la persona a mantener su vida privada. en la que el paciente y el médico se encuentran insertos. siempre que haya sido debidamente informada y pueda otorgar su consentimiento con plena lucidez. que pueden llevar a diversas consecuencias. es decir. al menos tan inmediata como la del efecto malo. como por ejemplo en el caso de los enfermos de SIDA. § Bondad en la intención del agente. en consecuencia las partes pueden sacrificarse al todo. (17) Ø Principio de totalidad: Las partes del organismo están al servicio de la integridad de la persona.

en ningún tratado de Etica Médica puede faltar la discusión sobre este argumento crucial. Sin embargo. Otro grupo de problemas se relaciona con las preguntas sobre la misma fiabilidad de los análisis. Ø Destinatarios del control: Los problemas éticos no terminan con la misma realización de los análisis y controles. En este aspecto las cuestiones éticas no son menos numerosas ni menos inquietantes. como las vinculadas a las donaciones de sangre. así como en hemoderivados se le garantiza la total "esterilidad" en cuanto a virus del SIDA. de relación o de trabajo. teniendo en cuenta las inquietudes que podría desencadenar. con el fin de adelantar las medidas terapéuticas. de esta forma se trata de compaginar el derecho del individuo con el derecho de la comunidad. Ø Medidas técnicas de prevención: Los medios de prevención relativos a otras actividades de riesgo. tal vez el más agudamente sentido sea el de la invasión de la privacidad y libertad de las personas. De hecho en este contexto se sitúa el mas espinoso de los problemas éticos-sanitarios el del conflicto de la sanidad pública versus libertad individual. (1) Ø Realización del control: La realización del análisis para la detección del VIH plantea otra larga serie de interrogantes. por el mismo hecho de haberse sometido a un control de detección del SIDA. y sobre todo. Ø Métodos de análisis y control. (1) IMPLICACIONES ETICAS DE LAS INVESTIGACIONES EN ESTOS PACIENTES.obligatoriedad: Parece en primer lugar que el control de los eventuales infestados por el virus debería ser absolutamente voluntario y confidencial. parece que . se relacionan con el temor a la discriminación social. La mayoría de las declaraciones de derechos del enfermo. teniendo en cuenta esto a veces se recurre a una campaña educativo. reconocen a este el derecho a que sea mantenido en secreto su eventual permanencia en algunas instituciones hospitalarias. (1) Según el principio de justicia es preciso recordar que en algunos casos la intervención sobre la persona resulta necesaria e impostergable en virtud del perjuicio que se esta ocasionando a ella misma o evitando un daño inminente a la sociedad. (1). cuando son reivindicados a ultranza. (1). A primera vista. plantean problemas éticos teóricamente mas sencillos y que habitualmente se resuelven por los de causes de una mayor responsabilidad tanto por parte del donante como por parte de la institución sanitaria llamadas a extremar las cautelas profilácticas y a realizar todos los análisis de confiabilidad a la sangre que se utilizara con estos fines. la afirmación de tales derechos de voluntariedad y confidencialidad.podría dañar gravemente su vida o su integridad. con el fin de no poner en entredicho el derecho de la persona a su propia digualdad y privacidad. en este caso el médico deberá entonces tomar la decisión que mas convenga. sobre el temor a la intromisión de extraños y la consiguiente perdida de confidencialidad. suscita la pregunta por el peligro en que podría ponerse el derecho que los demás ciudadanos y la sociedad entera tienen a disfrutar de un nivel adecuado de salud. de forma semejante el individuo puede sentir disminuidas sus capacidades sociales.preventiva a gran escala que trata de convencer a los ciudadanos sobre la oportunidad de someterse voluntariamente a un determinado tipo de control. tanto en el lugar de trabajo como en el resto de la sociedad. a ser posibles preventivas. Tampoco es fácil determinar quienes son las personas que deberán ser sometidas a estos análisis. (1) Ø Voluntariedad. En nuestro país el 100% de la sangre utilizada en donaciones.

otros. prostitutas. Ante una operación quirúrgica hay quien se pregunta sino habría que someter al control al personal médico que participará en la misma. puede entrar en conflicto con el derecho del paciente o su seguridad. pues bien. siendo este aspecto el mas debatido a la hora de brindar información o no a la persona en peligro real de contagio. (1) Ø Utilización de los resultados: Si pasamos al resultado de los controles la problemática Bioética se complica cada vez más. (1) Una vez que los pacientes han sido informados caben muy diversas reacciones. sobre todo en los casos en que es previsible un grado tal de desesperación que podría desencadenar un suicidio. etc. evitar la transmisión por medio de hemoexposiciones etc. Unos por debilidad o por otras causas prefieren continuar con el estado de vida que los ha llevado a tal enfermedad. en estos casos la misma confidencialidad del análisis y su resultado parece entrar en conflicto con la necesidad de recabar el consentimiento de los representantes legales del paciente. ingresos hospitalarios. habrán de intentar crear un clima tal que no haga pensar al enfermo que la manifestación de su estado de salud va a suponer una marginación social. así se requiere un ejercicio de extrema prudencia. tutores o personas responsables. o lo que es lo mismo habría que recabar la colaboración del paciente con vistas a esa información. En todos los estudios de Deontología Médica se trata la cuestión de la oportunidad de informar al paciente sobre su verdadero estado. así se sugieren una serie de grupos como presos. se planteé la posibilidad de una excepción respecto a la obligatoriedad del secreto profesional. (1) Intimamente vinculado a este supuesto está el contrario. parecen que en su desesperación deciden contagiar a otras personas y aún utilizar el medio de contagio como instrumento de chantaje. pero aquí no es fácil argumentar a favor de la obligatoriedad de los controles. el screening debería ser obligatorio para los grupos de alto riesgo. en los casos de un resultado positivo en los análisis encaminados a detectar la presencia del VIH parece que habría que informar tanto a los pacientes como a sus familiares y compañeros sexuales. y otros creen que a partir de ahora serán marginados por la sociedad. En cuanto a los ingresos hospitalarios surgen otras interrogantes éticas y el problema se torna especialmente sensible cuando dichos pacientes no son capaces de suscribir el consentimiento informado requerido para la realización de las pruebas y se requiere así el de sus familiares. trabajadores sociales y por último la sociedad entera. que también asiste al personal médico. (1) Por lo tanto todo el personal médico-sanitario. (1) . a su compañero o compañera sexual. mujeres embarazadas. aún habiendo sido informados de su situación parecen pretender ignorarla. (16) prevenir las infecciones perinatales. otros. de ahí que a propósito del SIDA. Cuando el médico se encuentra con un paciente seropositivo surge un conflicto ético entre la confidencialidad que le es debida y la necesaria protección de todos los que rodean a dicho paciente. ¿habría que prohibirle tomar parte en esta intervención? El derecho de la confidencialidad. por lo tanto es preciso comunicar la parte de verdad que el paciente este preparado para tolerar. (1) Por otra parte si se ocultan los datos sobre estos pacientes será difícil proteger a su familia. en caso de negativa por parte del personal. drogadictos.

(1) El segundo (paternalismo profesional) se producirá siempre que el personal médico. su frecuente situación de depresión ó perdida de la memoria hace problemático el intento de obtener el consentimiento de tales pacientes. por lo tanto esta enfermedad constituye para la ética una preocupación formidable sobre todo porque sus raíces epidemiológicas se hunden en un terreno en el cual tienen gran importancia el comportamiento de las personas. que.ASPECTOS ETICOS EN EL TRATAMIENTO DE LOS PACIENTES CON SIDA Actualmente podemos decir que el SIDA no es solo una enfermedad. es decir. en la atención al paciente. sin que sea su causa en sentido estrictamente médico. en el cuidado y tratamiento de los pacientes afectados. (1) La problemática se acentúa aún mas si se tiene en cuenta que su efectividad depende en gran medida de la precocidad de un tratamiento que habría que aplicar preferentemente antes de la manifestación de los síntomas más claros. tanto para un tratamiento ordinario como para una terapia experimental. A favor de la licitud de la terapia experimental se puede invocar la necesidad apremiante de poner en uso y rápidamente todos los medios terapéuticos disponibles. podrían rehusar el tratamiento a estos pacientes. las dificultades provienen en otras ocasiones de los mismos pacientes. contribuye a su difusión. Un cierto tipo de conducta constituye. sino que va aumentando las proporciones de un hecho social de primera importancia. (1) El SIDA es sobre todo una enfermedad ó mejor aún todo un complejo de enfermedades que desafían nuestra responsabilidad. Nunca ha sido fácil para los profesionales de la Medicina el tratamiento de las enfermedades de pronósticos infaustos. ante estas enfermedades y en particular ante el SIDA. pero ya irreversibles. un factor de riesgo de la enfermedad. (1) Desde el punto de vista ético también resulta problemático la determinación de la terapia aplicable a los enfermos afectados por el VIH. (1) Estas circunstancias colocan el tratamiento de los enfermos de SIDA ante otros dos problemas éticos: § El de las eventuales decisiones distanásicas ó antidistanacicas y § El del paternalismo profesional. tanto en el momento de articular los medios adecuados de prevención. (1) Las responsabilidades éticas vinculadas al cuidado de los afectados por el SIDA son innumerables. hubiera de animar tal responsabilidad en presunto beneficio del enfermo. como a la hora de aplicar los métodos correctos de análisis y control y más aún. un efecto. por leves que sean las esperanzas que ofrezcan. (1) . llegando al punto de no retorno. la dificultad surge a veces por parte de los mismos profesionales. dada la incapacidad del paciente para tomar decisiones sobre la aplicación de las medidas terapéuticas ó sobre el internamiento hospitalario. puesto que toda terapia es todavía tentativa y en cierto modo experimental. igualmente será difícil obtener un consentimiento informado para proceder a la utilización de medios extraordinarios de mantenimiento ó reanimación ó bien para la retirada de tales medios en el caso de que sean considerados ya como "desproporcionados". El primero tiene lugar siempre que el enfermo resulta incapaz de firmar una decisión personal sobre los medios extraordinarios que el personal médico debe utilizar o esta autorizado a retirar.

En torno a esto hay controversias. así como un juicio moral sobre el paciente que artificialmente trata de establecer distancias y levantar barreras. discriminado por razones sociales. (1) IMPLICACIONES ETICAS DE LA EDUCACION PARA LA SALUD EN ESTA ENFERMEDAD El SIDA es por el momento una enfermedad incurable que no hace discriminación de razas. Si a pesar de las grandes inversiones en el campo de la investigación. (1) De todas formas habría que tener presente que el miedo exagerado al contagio.Pero en contra de tal determinación cabría esgrimir los peligros que encierran los ensayos terapéuticos. (1) Un problema específicamente dramático resulta el de algunos médicos y personal sanitario que rehusan el tratamiento de los pacientes afectados por el SIDA. cualquiera que sea su enfermedad. en países en vías de desarrollo. ha de ser tratado con los medios disponibles en cada momento histórico y en cada lugar concreto. de forma tal que no pudieron comprometerse. (1) En algunas sociedades los médicos aducen como razón a tal rechazo el propio "derecho" a seleccionar sus propios pacientes. Un caso especialmente controvertido ha sido el de los experimentos a base de administración de Zidovudina (AZT) que inhibe la replicación del VIH o bien de placebos a las madres embarazadas. de donaciones de sangre y hemoderivados. Teniendo en cuenta los habituales medios de transmisión del virus. otras asociaciones han calificado como “deber” para los médicos la prestación de tales cuidados y otros mas conservadores plantean que quien no pueda ó no este capacitado para atender a tales pacientes los encaminen a médicos ó instituciones capacitadas para ofrecer esos servicios. habría que recordar también que los códigos de ética de la profesión médica impiden a los profesionales de la salud a rechazar a un determinado paciente. habría que decir entonces que mucho más escandalosa sería una exclusión y discriminación en razón de la misma enfermedad. no se debe olvidar la obligación moral que todos nosotros hemos adquirido de aportar nuestros cuidados a todas las personas. que constituye el objeto formal de la relación entre el paciente y el médico. tampoco se encuentra en exclusividad en los "culpables" de un comportamiento inadecuado. con el fin de prevenir su posible contagio. va a persistir durante toda la vida de los enfermos. especialmente cuando se prolongan durante mucho tiempo. aunque velada. raciales ó ideológicas ó de otra índole. utilización cuidadosa de análisis. no viene sino a delatar un cierto miedo tabuistico que en modo alguno se reduce a las culturas primitivas. y si la infección ya presente. o al menos durante un largo futuro. se ha escrito en defensa de la decisión de rehusar a los pacientes infectados por el VIH. se hace necesario desde el punto de vista ético extremar las estrategias preventivas. o bien afirman que el SIDA no existía todavía cuando ellos cursaban sus estudios de Medicina en la Universidad. resulta razonable postular el máximo interés en la promoción de los medios adecuados de prevención y profilaxis entre los que cuentan la introducción de una extensiva modificación conductual. a prestar sus servicios y asistencia a unos enfermos que todavía no existían como tales y cuya enfermedad era aun desconocida. incluidos los que estén contaminados con este virus. debemos recordar que aunque sea por una elemental razón de humanidad. “en su contrato con la sociedad”. así como el aislamiento de . edades ó clases sociales. evitable con una adecuada profilaxis. el paciente. especialmente en el comportamiento sexual. en este aspecto. con el fin de estudiar la reducción de los porcentajes de transmisión perinatal del VIH de madres a hijos. todavía resulta casi utópico el hallazgo de una cura adecuada contra el virus.

sabemos que la ignorancia alcanza al hombre. (11) La educación para la salud puede entenderse como una combinación de métodos de aprendizaje cuya finalidad es facilitar la adaptación voluntaria del comportamiento conducente a la salud. de manera que este perciba tal acción bien intencionada como una fuerte presión contraria a su voluntad y a su natural comportamiento. (11) Desde una perspectiva exclusivamente ética hay ya planteados importantes dilemas en el ámbito de la educación para la salud. no solo cuanto mayor y más exacta sea la información recibida. debe contarse con la libre libertad del educando. pueden y deben considerarse desde la perspectiva ética. también cuanto más profunda sea la formación desde la cual podemos valorar objetivamente esa información. (1) Los comportamientos humanos. precisamente por eso. Se diría que todo el ejercicio profesional de la medicina y de la promoción y educación para la salud están hoy penetrados por esta preocupación. especialmente en lo que se refiere a los temas de salud. por ejemplo: se nos recomienda un cierto . cada uno de estos métodos que de ningún modo en ocasiones resultan fáciles de resolver. que la salud es en si misma un valor del que el hombre tendrá que rendir cuentas. La educación para la salud no puede escapar a estas exigencias. que claman por encontrar solución. quiere esto decir que la educación para la salud comporta una dimensión ética ineludible. § Beneficio inmediato versus beneficios futuros. que aunque sea un bien en sí misma. sin embargo.personas ya afectadas. (11) Sea por la novedad de las intervenciones a este nivel o por la enorme infraestimación de su importancia. por su propia naturaleza. Si conociésemos algunas de las consecuencias de nuestros actos. entre estos tenemos: § Derechos individuales versus derechos comunitarios de salud. el hecho es que no disponemos todavía de ningún ordenamiento ético que en este ámbito. (11) Es un deber de cualquier Gobierno el empleo de recursos para promocionar la salud de los ciudadanos. sino. (11) La información preventiva puede llegar a trasformarse en auténtica presión que se impone al individuo sin su consentimiento. muchos de ellos tal vez no llegarían a producirse. § Balance entre la presente ó futura cantidad y calidad de la vida. sea en la práctica operativo y eficaz. (11) Es cierto que la libertad de la voluntad sea tanto mayor cuanto mejor informada este. cualquiera que sea la opinión que esta le merezca. Se es tanto mas libre. con ser esta muy importante. la adaptación del individuo a la propuesta de un nuevo y más higiénico estado de conducta debe ser siempre voluntaria. se goza de mayor libertad. tanto mas cuanto. suscitando numerosos conflictos éticos. § Necesidad de optar entre estrategias preventivas e intervenciones curativas. pero no esta tan claro los cambios de opinión producidos por su intervención se hagan contra la libre voluntad del ciudadano. en esta definición debe destacarse él termino "adaptación voluntaria". (11) El fascinante ámbito del comportamiento ético resulta hoy algo apasionante.

así el educador para la salud debe saber que con su intervención contribuye a cambiar la voluntad de su paciente aunque para ello no disponga de su explícito consentimiento. modificar los aprendizajes a cuyo través se formaron esos hábitos. lo que es mucho mas grave. al modificar los hábitos de comportamientos que están implicados en el contagio y facilitan la transmisión del SIDA.control alimentario para no vivir con altas tasas de colesterol. que sé esta modificando el comportamiento del ciudadano y a través de esta práctica. por consiguiente. imponerle una determinada dirección a su manera de conducirse personalmente. facilita su contagio y transmisión. como de comportamientos personales que por ser libres y voluntarios si pueden ser objeto de predicción y autocontrol por parte de la personas. es decir. esto quiere decir que en la mayor parte de los enfermos el contagio se ha producido como consecuencia de su comportamiento. por lo que hay necesidad de optar por otros métodos preventivos que sean más eficaces. si estos hábitos de comportamientos que se han aprendido son. sino. se ha modelado su conducta sexual y los valores y creencias por las que se opta. (11) El SIDA es una enfermedad infecciosa que no responde a los modelos tradicionales que de este tipo de enfermedades teníamos y a las que antes con tanta eficacia se hizo frente. velada y en cierto modo atribucional. (11) Ahora bien. pero no es menos cierto que el virus causa la enfermedad cuando alguien de forma voluntaria o involuntaria mediante su comportamiento. responde a modelos diferentes a los tradicionales y. no solo se les propicia una barrera que impide el contagio del SIDA. (11) Cierto es que si el SIDA está presente en nuestro mundo es porque existe el virus que causa esta enfermedad. pues el contagio de esta enfermedad no depende tanto de factores ambientales. la prevalencia sigue en aumento. el uso del preservativo genera un hábito del comportamiento y a través de este. Muchas de las estrategias que entonces se usaron para combatir las enfermedades infecto-contagiosas resultan irrelevantes para la prevención del SIDA. de ahí que su labor sea persuasiva. en cierto modo. por lo que es lógico pensar que la mayoría de los programas preventivos insistan en estrategias y medidas centradas en el comportamiento humano. al suministrar el preservativo se esta estimulando una cierta conducta que. lo que habría que hacer para prevenir el SIDA es la modificación de estos hábitos de comportamiento. es decir. los responsables de la transmisión de la enfermedad. una mayor facilidad para obrar con mayor frecuencia. por consiguiente. pues es el procedimiento más directo y eficaz de atajar el problema. He aquí un gran reto de la educación para la salud en la prevención de esta terrible enfermedad: al proporcionar los preservativos y animar a las personas a usarlos. (11) En la actualidad a pesar de todos los conocimientos sobre los mecanismos de contagio del SIDA. y es lógico que esto sea así. estrategias que han de influir sobre la conducta humana. propicia otras formas de intervención diversas a aquellas. con la repetición de actos (el consumo de mas preservativos) acabará por configurar y modular una determinada facilidad para las relaciones sexuales (implantación y emergencia de un nuevo hábito de comportamiento). para evitar los accidentes parece ser más conveniente no conducir vehículos etc. el modo en que a través del aprendizaje social. (11) . para conservar nuestra dentadura se nos disuade de comer dulces. Hoy sabemos que en la lucha contra el SIDA ocupan un puesto preeminente las actividades de las personas. pero la prevención no es algo automático ó casi mecánico que en todos los casos pueda ser llevado a cabo sin el curso de la libertad humana. Esto quiere decir que el SIDA. (11) La prevención de una enfermedad es siempre más eficaz que su tratamiento.

¿recurrir a la abstinencia sexual completa en la pareja?. por lo tanto. La cuestión del uso del preservativo ha sido abordada con un excesivo simplismo. es posible que entonces estas campañas no consigan disminuir el contagio del SIDA. En el caso de matrimonios en la que uno de los cónyuges está infestado se plantean situaciones relativas al conflicto de valores y deberes. de los cuales 654 llevaban vida sexual activa. por lo tanto. En el Reino Unido algo parecido aconteció (Sheram y Cols. Las razones que se ofrecieron varían mucho en función de cuál sea su edad (11). parece estar demostrado que entre el 15 y 20 % de los preservativos hoy utilizados fallan. a pesar de las campañas publicitarias de tipo preventivo. Así el rechazo del uso del preservativo entre los jóvenes de 18 a 24 años lo atribuyen a que genera una considerable pérdida de sensibilidad. por consiguiente. ya desde 1987 la OMS recuerda que el preservativo no es el único medio de prevención. Es sabido que los programas educativos dirigidos a una amplia audiencia tengan en cuenta el hecho de que la conducta de muchos no corresponderá a lo que deberían hacer y que en estas conductas sexuales muchos seguirán comportamientos susceptibles de transmitir el SIDA. la razón atribuida por el 88 % de los que lo usan es el temor al SIDA y a otras enfermedades de transmisión sexual (11). se concluye que el uso del preservativo. según el principio bioético del doble efecto sería totalmente lícito el uso del condón. 1992). 505 jamás utilizaron preservativo. el 21 % de que no se repliega. aunque hay quienes lo niegan al referirse a la malicia intrínseca y objetiva de la anticoncepción. En una investigación del Research International para la Agencia Francesa de lucha contra el SIDA (1992) realizada en 697 personas de más de 18 años. en tanto que barrera. y su aspecto sexual desagradable. . el 19 % manifiesta de forma negativa la dificultad para colocarlo (11). lo que significa que 1 de cada 5 ó 6 contactos sexuales. disminuye el contagio del SIDA. En las minorías que los emplean se puede afirmar que no reina ni la satisfacción ni la tranquilidad absoluta: el 43 % se inquieta por el riesgo que se rompa. los que no lo utilizan entre 25 y 34 años de edad lo atribuyen a que su uso se limita a las relaciones ocasionales (11). En este estudio se arrojó que las 3/4 partes de los franceses que llevan vida sexual activa rehusan usar el preservativo. sino aumentar y extender más aún la enfermedad. el 26 % se queja de contacto desagradable. en los cuales se han empleado el preservativo constituyen una fuente muy segura de contagio. los principios éticos y morales de las personas entran a jugar un papel fundamental en la prevención de esta enfermedad (1). A pesar de todas estas quejas. pero en tanto que promueve las relaciones sexuales y el hábito de comportarse así incrementa su contagio.La modificación del comportamiento sexual exigirá siempre una referencia más amplia a una educación moral general que tenga en cuenta el sentido de la vida y sus valores. por lo tanto. o acaso ¿tener relaciones sexuales con la pareja sin protección? He aquí algunos conflictos éticos en relación con las modificaciones o cambios de conducta en cuanto a la prevención de esta enfermedad (1). en este caso. Entonces ¿qué hacer?. tal campaña (11). por lo tanto. una campaña así diseñada no previene de nada y no es. como si el instrumento usado pudiera eximir del análisis de las actividades íntimas del usuario. sino que lo menciona junto a la limitación del número de compañeros sexuales y la continencia. En un estudio realizado se analizó la eficacia preventiva del preservativo.

pero también debemos trabajar y educar sobre todo a nuestros niños. b) A pesar de las campañas preventivas a favor del empleo del preservativo su efecto. no todos los procedimientos de prevención que hoy pueden aconsejarse quedan reducidos a sólo el empleo del preservativo. ni siquiera aunque sea en un ínfimo rango de posibilidad (11). adolescentes y jóvenes a evitar precisamente estos tipos de relaciones sexuales. Este es el caso de otras medidas preventivas como establecer relaciones sexuales sólo con una misma persona. sino de promocionar. relación sexual con una pareja mutuamente fiel y no infestadas son las únicas estrategias preventivas totalmente eficaces (11). Los estudios más recientes sobre prevención. demuestran que la suposición de que los preservativos ofrecen una protección fiable contra el VIH es una peligrosa ilusión. ocasionales y con desconocidos. CONCLUSIONES . De aquí el imperativo ético de no silenciar. por diversas actitudes y razones que se han observado sólo en determinados sectores de la población y con unos resultados ambiguos..Afortunadamente. imprecisos y en algunos casos expresamente contrapreventivos (11). (11) Debemos por lo tanto seguir trabajando sobre la importancia del uso del preservativo sobre todo ante relaciones sexuales riesgosas. etc. la información acerca de otros procedimientos y estrategias de prevención que son mucho más eficaces. Hasta aquí tenemos dos hechos concluyentes: a) El empleo del preservativo aumenta la frecuencia y el número de relaciones sexuales. dejar de consumir drogas. abstinencia sexual. fidelidad conyugal. contribuyendo así a implantar un hábito de comportamiento que forzosamente ha de crecer extraordinariamente el futuro riesgo de contagio. No resulta extraño que el centro de Control de Enfermedades de Atlanta afirme: La abstinencia. no promocionar ninguno de estos procedimientos podría constituir una flagrante delito "de mala práctica sanitaria" en el diseño de las campañas preventivas (11). evitar transfusiones de sangre. en un caso de peligrosidad como el SIDA no se concibe que una medida preventiva pueda fallar. Por otra parte la Sociedad Americana de Enfermedades Infecciosas viene recomendando desde 1988 que: "los esfuerzos en la prevención primaria deberían incluir la educación de los adolescentes y de los adultos jóvenes respecto a la transmisión del VIH y el estimulo a la abstinencia ó de las relaciones sexuales monógamas (11). este énfasis recae en el hecho de que la ausencia de proporcionalidad existente entre el posible fallo de esa medida preventiva (15-20 %) y la gravedad de la enfermedad que se adquiere (mortal). La resolución del Consejo Ejecutivo de la OMS del 29 de Enero de 1992 afirma lo que sigue: La OMS quiere que se sepa que solo la abstinencia sexual ó la absoluta fidelidad eliminan el riesgo de infección y que solo la abstinencia sexual ó la mutua fidelidad de por vida entre parejas no infestadas elimina totalmente el riesgo de enfermedades sexuales transmisibles.

las campañas de educación para la salud deben ir encaminadas a lograr cambios de conducta en la población como la abstinencia y la fidelidad. Manual de Bioética. La orientación del tratamiento representa la mejor oportunidad de persuadir a la persona infestada para que contribuya a detener la propagación del VIH. Trabajo presentado en el I Congreso Nacional de Bioética. Santos González C. 6 (3): 215-219. 6. Carael M. Salcedo Rocha E R. Flecha J R. Cadiz Lahens A. creencias y actitudes del VIH-SIDA. Ferrer JJ. 51 (6) 3-4. SIDA e infección de transmisión sexual en las Américas. Conocimientos. 2. Facultad Julio Trigo Lopez 2002. . Brito Sosa G et al. 5 (15): 4-8. BIBLIOGRAFIA 1. Sida y Bioética: de la autonomía a la justicia. Madrid: Universidad Pontificia Comillas. que ofrece la oportunidad de proporcionar apoyo a la persona infestada por el VIH. 4. 1997. 1999. Revista Salud Mundial 1998. poniendo al personal de salud que labora con estos pacientes en situaciones muchas veces difíciles de resolver. 1995: 1259-74. González Domínguez E. Los principios o estatutos de la Bioética (autonomía. 3. 7. beneficencia y justicia) a pesar de mantener una estrecha Interrelación dialéctica constituyen en si una contradicción. SA. 10.Calpe. Ramírez E Q. 3. 2. 4. Quintas Pérez O. Revista Panamericana de Salud Publica 1999. Dueñas Garrido A. Nápoles Rodríguez E M.1. Madrid: Espasa. 8. Enciclopedia Universal Ilustrada europeo-americana. Estudio en población abierta. Enero 2003. La Habana: Ed Científico-Técnica. Salamanca. 196: 2-4. Conocimientos y valoración Bioética en una población cubana sobre el VIH/SIDA. Mertens T E. 1987. SIDA ¿ Hacia donde nos conduce la Epidemia? Revista 16 de abril 1998. Galban García E. SIDA infección enfermedad por el virus de la inmunodeficiencia humana. Revista Sexología y Sociedad 1998. 9. Grillo E. En la frontera del SIDA. Prevención de las enfermedades de transmisión sexual y de la infección por el VIH. La fuente de la Vida. Las políticas de salud publica deben destacar el valor del acceso voluntario a las pruebas detectoras del VIH y el valor agregado de la orientación. Ediciones Sígueme. 5. Avances Médicos de Cuba 1998. 4 (10): 36-38. Propiciar el uso del preservativo multiplica la probabilidad de que en el futuro los usuarios de este método establezcan mayor número de relaciones sexuales y por ende mayor número de contactos potencialmente contagiosos por lo tanto. adoptando comportamientos menos riesgosos y procurando que su pareja tenga acceso a los servicios de orientación y prueba.

Facultad de Ciencias Médicas de Holguín. Santiago de Chile: Biblioteca Americana. Monasch R. Dworkin Marks. 1997: 19-22. Revista Salud Mundial 1998. Infección por VIH Y Tuberculosis. 119 (2): 116-178. 51 (6): 16-17. Estudios de Bioética.Bol de la OPS 1995. Baggaley R. Bioética y Medicina: aspectos de una relación. Lolas Stepke F. Asesoramiento y detección del VIH. Revista Salud Mundial 1998. Sanchez M R. 8. 16. La ofensiva se endurece. La perspectiva y las tareas para la salud en las Américas. Schwartlander B. Bioética y Antropología Médica. Renaud Tery F. La Habana: Publicaciones Acuario. Introducción a la Bioética. 51 (6): 18-19. Revista Salud Mundial 1998. 1997. Vuylsteke B. 1991: 286-312. 15. 6. Glosario de Bioética. Walker N. Revista Salud Mundial 1998. Manual de Bioética General. Child R. El problema de la Infección de Transmisión sexual. Ed Universitaria. 11. Gerbase A. . Respuesta mundial ampliada al VIH -SIDA. Centro Felix Varela. 9. Bioética.Asistencia a las personas con VIH. Revista Salud Mundial 1998. Centro de Estudios de Bioética.SIDA. Air George Alleyne. Bol de la OPS 1995. La infección por VIH y sus consecuencias para la endemia tuberculosa en Chile. Madrid: Ed Rialp SA.2002. 119 (2): 95-102. Lolas Stepke F. 13. Valenzuela T. 51 (6): 20-21. Perez G. Revista Salud Mundial 1998. 17. Elizari Basterra FJ.11. Kottow Miguel H. 2000. Torres Acosta R. 3. 2. Habiyambere Vincent. Revista Salud Mundial 1998. 12. BIBLIOGRAFIA CONSULTADA 1. Esencias del Futuro del VIH -SIDA. 2001. Kelly Michael. Aquilino Polaino Lorente. Médico Interamericano 1997. Mubiru Francis. 51 (6): 14-15. Disponibilidad de medicamentos contra el SIDA. 4. Madrid: Ed Dykinson. 7. Piot P. 16: 437-444. Pisani E. Valenzuela P. Noriega-Minichiello. 51 (6): 10. Kayawe I. Henriquez A. Yañes A. Santiago de Chile: Ed Mediterráneo. 14. Praag E V. 51 (6): 12-13. 51 (6): 5-6. 5. Revista Panamericana de Salud Publica 1997. Gray R. 1995. Bachelet M. Katabira Elly. Feito Grande L. 10. Gerbase A. Vol 1 No 6. Delock K M. Estado actual de la infección por VIH en América Latina. Madrid: Ediciones Paulinas.

OPS. 16. Shevchuck Y. Manual para el control de las Enfermedades Transmisibles. Ecofilosofía y Budismo. Revista Salud Mundial 1998. 19. 1997: 423-429. Cooperación con el sector privado. 51 (6):30. SIDA y educación escolar. Programa Nacional de Control y Prevención del VIH-SIDA. T Engelhardt. Revista Salud Mundial 1998.12. Benenson A. 1995:27. 51 (6): 26-27. 51 (6): 31. Noehrenberg E. Cuidemos de nosotros mismos y de los demás. 1997. Los fundamentos de la Bioética. Baldo M. 20. 56 (1): 25-32. 18. MINSAP. C F P Skolimowski. H. 15. 51 (6): 22-23. Dirección Nacional de Epidemiología. . Ciudad de la Habana. 13. 1989: 45-51. Revista Salud Mundial 1998. Castro A. Ananiashvili N. 17. Cuba. Revista Salud Mundial 1998. Bazarra A. Toco-Gin Pract 1997. MINSAP. Reconsideremos nuestros criterios. 16 Edición-Washington DC. La mujer y el SIDA. Mertens T E. (Publicación Científica No 564). en folia humanistica. Kafelnikov Y. Barcelona: Paidos. 14.