Vous êtes sur la page 1sur 3

CORRIDO A MONSEÑOR ROMERO.

El 24 de marzo
La iglesia no olvidará
Otra vez bañan con sangre
Al que dijo la verdad.

Hoy nos quitaron al hombre


Más valioso de la iglesia
Por su ejemplo y valentía
Un verdadero profeta.

Oscar Amulfo Romero


Tú fuiste nuestro pastor
Y en los sencillos y humildes
Pusiste tu corazón.

Recuerdo cuando llegabas


Allá por nuestros cantones
A ver a los campesinos
A ver a tu gente pobre.

La sangre que derramaste


Fue por causa de un pueblo
Que sufre gran represión
Por los ricos y el gobierno.

Al pueblo le queda claro


Que tu muerte no fue aislada
Fue acción del imperialismo
Junto con la Fuerza Armada.

Pilato ha vuelto a la tierra


Lo representa el tirano
Porque ellos le asesinaron
Y ahora se lavan las manos.

Oscar Amulfo no ha muerto


Vive en las luchas del pueblo
Por eso nunca se olvida
Por tu heroico ejemplo.

NO MATARAS

No matarás, no matarás
Por Dios, por el pueblo
Te ordeno: no mataras.

Maldito el hombre que ordena


Matar a los pobres,
Dios es un Dios de vida
Y no de la muerte.

Maldito el hombre que niega


Al obrero sus Derechos
el pobre es el hombre nuevo
que hará nueva la tierra

Maldito el hombre que junta


Hacienda con hacienda,
Para todos la cosecha
Hágase justicia.

Maldito el hombre que hace


Leyes y decretos
Que oprimen al humilde
Y al rico lo defienden.
Bendito el hombre que lucha
Incansable por la vida,
Para dar muerte a la muerte
Y luz a la patria