Vous êtes sur la page 1sur 2

H Prefacio de la Sma.

Trinidad H

V !R! dignum et iustum est, æquum N V!RDAD es digno y justo, equita-


et salutare, nos tibi semper et E tivo y saludable, el darte gracias
PROPIO DE LA MISA
DOMINGO S!XTO D!SPuÉS D! P!NT!COSTÉS
ubique gratias agere: Domine Sanc- en todo tiempo y lugar, Señor santo,
te, Pater omnipotens, æterne Deus. Padre omnipotente, Dios eterno. Que Cort!ía de Una Voce México
Qui cum unigenito Filio tuo, et Spiri- con tu unigénito Hijo, y con el Espí-
tu San'o, unus es Deus, unus es Do- ritu Santo, eres un solo Dios, un so-
minus: non in unius singularitate per- lo Señor; no en la unidad de una sola
sonæ, sed in unius trinitate substan- persona, sino en la Trinidad de un sola
tiæ. Quod enim de tua gloria, revelan- substancia. Por lo cual, cuanto nos has
te te, credimus, hoc de Filio tuo, hoc revelado de tu gloria, lo creemos tam-
de Spiritu San'o, sine differentia dis- bién de tu Hijo y del Espíritu Santo,
cretionis sentimus. Ut in confessione sin diferencia ni distinción. Confesan-
veræ , sempiternæ que Deitatis, et in do una verdadera y eterna Divinidad,
personis proprietas, et in essentia uni- adoramos la propiedad en las perso-
tas, et in maiestate adoretur æqualitas. nas, la unidad en la esencia, y la igual-
Quam laudant Angelis atque Archan- dad en la Majestad. La que alaban An-
geli, Cherubim quoque ac Seraphim: geles y Arcángeles, Querubines y Sera-
qui non cessant clamare quotidie, una fines, que no cesan de cantar a diario,
voce dicentes: diciendo a una voz:

Regr!e al Sanct$, en el ordinario Y los dio a s$ discípulos para que los distribuy!en entre l, gent!

H Comunión: Salmo, 26, 6 H H Introito: Salmo 27, 8-9 H


IRCuÍBO et immolábo in taber- OD!ARÉ tu altar e inmolaré en tu
C náculo eius hóstiam iubilatiónis: R santo Templo ví'imas de júbilo;
D E
ÓMINuS fortitúdo plebis suæ L Señor es la fortaleza de su
et prote'or salutárium Ch- pueblo; es un castillo de sal-
cantábo et psalmum dicam Dómino. cantaré y entonaré un salmo al Señor. risti sui est: salvum fac pó- vación para su Ungido. Salva,
pulum tuum, Dómine, et bénedic he- Señor, a tu pueblo, y bendice a tu he-
H Poscomunión H
reditáti tuæ, et rege eos usque in redad, y rígelos siempre. Salmo 27, 1. A
!PLÉTI sumus, Dómine, munéri- ¡ !ÑOR! Ya que hemos sido colma- sǽculum. Ps. 27, 1. Ad te, Dómine, cla- Ti, Señor, clamaré, no te hagas sordo
R bus tuis: tríbue, quǽsumus; ut S dos de tus dones, haz que que-
eórum et mundémur effé'u et mu- demos limpios mediante su virtud, y
mábo, Deus meus, ne síleas a me: ne
quando táceas a me, et assimilábor
a mis ruegos, Dios mío. No calles, no
sea que me asemeje a los que bajan al
niámur auxílio. Per Dóminum... fortalecidos con su auxilio. Por nues- descendéntibus in lacum. ℣. Glória sepulcro. ℣. Gloria al Padre...
tro Señor... Patri...

Regr!e al Kyrie, en el ordinario

H Oración o Cole#a H

!uS virtútum, cuius est totum IOS, de quien mana todo lo más


D quod est óptimum: ínsere pec- D excelente: infunde en nuestros
tóribus nostris amórem tui nóminis, pechos el amor de tu nombre y au-
et præsta in nobis religiónis augmén- menta en nos la virtud de religión; pa-
Una Voce México
tum; ut, quæ sunt bona, nútrias, ac ra que fomentes el bien que poseemos,
Correo electrónico: info@unavocemx.org
pietátis stúdio, quæ sunt nutríta, cus- y por nuestro fervor, guardes esos bie-
Sitio web: www.unavocemx.org tódias. Per Dóminum... nes nutridos. Por nuestro Señor...

IV I
Lé'io Epístolæ beáti Pauli Apóstoli ad Romanos. H Evangelio: Marcos 8, 1-9 H

N ILLO TÉMPOR!: Cum turba mul- N AQu!L TI!MPO: Ha b i é n d o s e


H Epístola: Romanos 6, 3-11 H
I ta esset cum Iesu, nec habérent E juntado otra vez una inmensa
quod manducárent, convocátis discí- turba en torno de Jesús, y no tenien-
RATR!S: Quicúmque baptizáti su- !RMANOS: Todos los que hemos
F mus in Christo Iesu, in morte H sido bautizados en Jesucristo, lo
ipsíus baptizáti sumus. Consepúlti hemos sido en su muerte. Porque en el
pulis, ait illis: Miséreor super turbam:
quia ecce iam tríduo sústinent me,
do qué comer, llamó a sus discípulos, y
les dijo: Lástima me da esta multitud,
enim sumus cum illo per baptísmum bautismo hemos quedado sepultados nec habent quod mandúcent: et si di- porque tres días hace que me siguen,
in mortem: ut quómodo Christus su- con El, muriendo al pecado, a fin de mísero eos ieiúnos in domum suam, y no tienen qué comer; y si los envío
rréxit a mórtuis per glóriam Patris, ita que así como Cristo resucitó de muer- defícient in via: quidam enim ex eis a sus casas en ayunas, desfallecerán en
et nos in novitáte vitæ ambulémus. Si te a vida por la gloria del Padre, así de longe venérunt. Et respondérunt el camino, pues algunos han venido
enim complantáti fa'i sumus simili- también nosotros vivamos vida nueva. ei discípuli sui: Unde illos quis póterit de lejos. Y sus discípulos le respondie-
túdini mortis eius: simul et resurrec- Porque si fuimos injertados en El por hic saturáre pánibus in solitúdine? Et ron: ¿Quién será capaz de procurarles
tiónis érimus. Hoc sciéntes, quia vetus medio de la semejanza de su muerte, interrogávit eos: Quot panes habétis? pan abundante en esta soledad? Y les
homo noster simul crucifíxus est: ut lo seremos también por la de su re- Qui dixérunt: Septem. Et præcépit preguntó: ¿Cuántos panes tenéis? Res-
destruátur corpus peccáti, et ultra non surrección. Sabiendo bien que nues- turbæ discúmbere super terram. Et pondieron: Siete. Mandó entonces a la
serviámus peccáto. Qui enim mórtuus tro hombre viejo ha sido crucificado accípiens septem panes, grátias agens gente sentarse en el suelo; y tomando
est, iustificátus est a peccáto. Si autem juntamente con El, para que sea des- fregit, et dabat discípulis suis ut ap- los siete panes, dando gracias, los par-
mórtui sumus cum Christo: crédimus truido el cuerpo de pecado, y no sir- pónerent, et apposuérunt turbæ. Et tió, y dio a sus discípulos para que
quia simul étiam vivémus cum Chris- vamos ya más al pecado. Pues quien habébant piscículos paucos: et ipsos los distribuyesen entre las gentes; y
to: sciéntes quod Christus resúrgens ha muerto de esta manera, queda ya benedíxit, et iussit appóni. Et man- se los repartieron. Como tenían algu-
ex mórtuis, iam non móritur, mors justificado del pecado. Y si estamos ducavérunt, et saturáti sunt, et sustu- nos pececillos, bendíjolos también, y
illi ultra non dominábitur. Quod enim muertos con Cristo, creemos que vivi- lérunt quod superáverat de fragmén- mandó distribuírselos. Comieron has-
mórtuus est peccáto, mórtuus est se- remos también juntamente con Cris- tis, septem sportas. Erant autem qui ta saciarse, y de las sobras recogieron
mel: quod autem vivit, vivit Deo. Ita to; sabiendo que Cristo, resucitado de manducáverant quasi quátuor míllia: siete cestos, siendo los que habían co-
et vos existimáte vos mórtuos quidem entre los muertos, ya no volverá a mo- et dimisit eos. mido, como 4.000 : y los despidió.
esse pec cáto, vivéntes autem Deo, in rir, la muerte no tendrá ya dominio so-
Christo Iesu Dómino nostro. bre El. Porque lo que murió, murió pa- ℟. Laus tibi, Christe.
ra el pecado una sola vez; mas lo que
℟. Deo grátias. vive, vive para Dios. Así también voso-
tros considerad que estáis realmente Regr!e al Credo, en el ordinario
muertos al pecado, y que vivís ya para
Dios, en Jesucristo nuestro Señor. H Ofertorio: Salmo 16, 5 y 6-7 H

H Gradual: Salmo 89, 13 y 1 H ÉRFIC! gressus meos in sémitis FIANZA mis pasos en tus sendas,
ONVÉRT!R!, Domine, ali quántu- uÉLV!T!, Señor, un poco, y atien-
P tuis, ut non moveántur vestí- A para que no vacilen mis pies;
C lum, et deprecáre su per servos V de a los ruegos de tus siervos. ℣
tuos. ℣. Dómine, refúgium fa'us es
gia mea: inclína aurem tuam, et exáu- préstame atención, y oye mis palabras;
di verba mea: mirífica misericórdias haz que brillen en mí tus misericor-
Señor, has sido nuestro refugio, de ge- tuas, qui salvos facis sperántes in te, dias, pues salvas a los que esperan en
nobis, a generatióne et progénie. neración en generación. Dómine. Ti, Señor.
Allelúia, allelúia. ℣. Ps. 30, 2-3. In te, Aleluya, aleluya. ℣ Salmo 30, 2-3. En H Secreta H
Dómine, sperávi, non confúndar in Ti, Señor, esperé, no sea confundido
ætérnum: in iustítia tua líbera me, et para siempre; líbrame por tu justicia, ROPITIÁR!, Dómine, supplicatió- uÉSTRAT!, S e ñ o r, p r o p i c i o a
éripe me: inclína ad me aurem tuam,
accélera ut erípias me. Allelúia.
y sálvame; inclina a mí tu oído, corre a
librarme. Aleluya.
P nibus nostris: et has pópuli tui M nuestros ruegos; y acepta be-
oblatiónes benígnus assúme: et ut nu- nigno estas ofrendas de tu pueblo; y
llíus sit írritum votum, nullíus vácua para que ningún anhelo sea fallido, y
z Sequéntia sancti Evangélii secundum Marcum: postulátio, præsta; ut, quod fidéliter ninguna oración desatendida, haz que
pétimus, efficáciter consequámur. Per consigamos eficazmente lo que con fe
℟. Gloria tibi, Dómine. Dóminum... pedimos. Por nuestro Señor...

II III