Vous êtes sur la page 1sur 3

Resumen del capítulo “La Lingüística Aplicada y las disciplinas periféricas en lingüística”

El capítulo comienza definiendo la Lingüística Aplicada como aquello que pretende solucionar
problemas planteados en la sociedad. Distingue dos áreas de la lingüística aplicada, que son:
las aplicaciones tradicionales (enseñanza de lenguas, lexicografía, traducción, etc.) y las
aplicaciones recientes que aparecieron en la última mitad del siglo XX (lingüística
computacional, clínica y forense).

Añade que existen las disciplinas externas de la Lingüística (o disciplinas periféricas). Estas
estudian el lenguaje en relación con otras ciencias y no tienen por qué estar orientadas a la
resolución de problemas, por lo tanto no tiene por qué ser aplicadas. Ejemplos de esto son:

- La Sociolingüística: estudia la relación entre el uso lingüístico y las variables sociales.


La Sociología del Lenguaje es cercana a esta disciplina, pero esta analiza la influencia
de la lengua en la evolución de la sociedad, por lo que presta más atención a lo social
que a lo lingüístico.
- La Psicolingüística: estudia cómo se procesa el lenguaje en la mente, es decir, cómo
se adquiere y desarrolla el lenguaje.
- La Antropología Lingüística: ve el lenguaje como un recurso de la cultura mientras que
el habla es una práctica cultural.

También habla sobre cómo el interés de los filósofos por el lenguaje se remonta a la
Antigüedad, pero que el término Filosofía del lenguaje se centra en dos corrientes de
pensamiento más específicas:

- La filosofía analítica: habla sobre los problemas que nacen de la relación entre el
lenguaje, el mundo y la mente. El significado es la cuestión central, el cual establece
una relación entre las unidades lingüísticas y el mundo además de la relación entre
lenguaje y mente.
- La filosofía continental: reflexiona sobre el lenguaje desde teorías generales sobre la
interpretación de signos. El lenguaje es uno de los muchos sistemas simbólicos y de
representación de las culturas humanas.

Dentro de las aplicaciones tradicionales de la lingüística encontramos en este texto cuatro


ramas principales:

1. La enseñanza/aprendizaje de lenguas:

Si nos centramos en la enseñanza de la lengua materna hay que pensar en qué es lo que se
debe de enseñar y cómo se debe enseñar. La Didáctica de la Lengua investigas técnicas y
metodología para desarrollar la competencia lingüística y el conocimiento de la lengua. Se
diferencia entre destrezas comunicativas y de contenido. Por otro lado, la Lingüística
Educacional aplica los conocimientos de la Lingüística a los requisitos y problemas de la
educación.
Paula Maceira Escudero

Lo primero que hay que tener en cuenta a la hora de pensar en la enseñanza de segundas
lenguas es el énfasis que ponemos en la participación activa del estudiante, frente a la tarea
del profesor. El éxito del proceso de enseñanza/aprendizaje solo será posible con la efectiva
intervención de ambos. El autor recalca que no por ser nativo de una lengua significa que se
posean las capacidades para saber enseñarla.

Existen similitudes a la hora de desarrollar cualquier lengua y son: dominar una estructura
compleja de sonidos y significados a través de unos mecanismos sensoriales, perceptivos y
cognitivos. Las diferencias se basan en dos factores que son: la edad y la influencia de una
lengua previamente aprendida. Esto último lleva al estudiante a pasar por un estado
intermedio (interlengua) hasta llegar a la L2. La influencia de la lengua materna hace que las
estructuras de esta se apliquen a la L2 o que haya ciertos errores que se estabilicen y nunca
lleguen a ser corregidos (fosilización).

2. Lexicografía:

Esta se encarga de la elaboración de diccionarios y es una disciplina auxiliar a la Lingüística. El


lexicógrafo no solo tiene que tener un conocimiento amplio del léxico, sino también de su
organización y del resto de niveles de análisis. Cada una de las entradas léxicas en un
diccionario se les llama lema. La estructura del diccionario y su organización deben pensarse
antes de empezar a elaborarse y teniendo en cuenta a qué tipo de público irá dirigido.

3. Traducción:

Traducir es comunicar los contenidos de un texto o discurso en una lengua a través de formas
equivalentes en otra lengua. La fidelidad de una traducción se basa en trasladar tanto los
contenidos como las propiedades estilísticas del texto original. La idiomaticidad consiste en
que el texto sea lo más natural posible de forma que no parezca que el idioma original es otro.
Una mala traducción no solo implica no comprender lo que se dice, sino también no
comprender las diferencias culturales como sucede en la película Lost In Translation.

La traducción automática, por su parte, resulta menos eficaz ya que no tiene en cuenta el
contexto y, por lo tanto, no puede escoger la palabra más adecuada para el contenido.

4. Política y planificación lingüísticas:

Es el conjunto de medidas desarrolladas por diferentes instituciones con el fin de influir sobre
la forma y uso de una variante en la sociedad. Se diferencian tres etapas:

- Selección de una variedad: los criterios no suelen ser lingüísticos, sino más bien
económicos o políticos (variante con más hablantes, con más prestigio, etc.).
- Codificación: desarrolla y explicita la forma de la lengua estándar. Primero se
seleccionaría un alfabeto (en caso de no haber tradición escrita) y se crearían reglas de
pronunciación y puntuación. Luego se crearía una gramática y se terminaría por crear
un diccionario del vocabulario (el cual debe modernizarse con palabras técnicas).
- Implementación: es el conjunto de medidas para que se use la lengua estándar (cursos
de idiomas, crear material didáctico, etc.)
Paula Maceira Escudero

La elección de una lengua estándar no implica la desaparición de las demás variedades


lingüísticas ni tampoco que sea mejor que la variedad no estándar.

Dentro de las nuevas aplicaciones de la lingüística desarrolladas en las últimas décadas se


destacan tres:

1. Lingüística Computacional:

Son las aplicaciones informáticas basadas en tecnología lingüística (también llamado


procesamiento del lenguaje natural). Dentro de esta aplicación existen las tecnologías del
habla (desarrollan sintetizadores del habla, reconocedores de voz, etc.) y las tecnologías del
texto (traducciones automáticas, gestores de la información, etc.)

Esta aplicación tiene como reto desarrollar la validez de los instrumentos lingüísticos para
mejorar los sistemas automáticos.

2. Lingüística Clínica:

Se trata del uso de datos clínicos para afinar, confirmar o desechar teorías lingüísticas o “la
aplicación de la ciencia lingüística al estudio de los trastornos de la comunicación cuando se
encuentran en situaciones clínicas” (Crystal, 1986:1).

Entre sus sub-especialidades destacan: la Fonética y Fonología Clínicas, la Gramática,


Semántica y la Pragmática Clínicas, y la Sociolingüística Clínica.

Su reto principal es delimitar su alcance, frente a todas las disciplinas con las que se relaciona,
corriendo el riesgo de colisionar.

El lingüista no realiza diagnósticos clínicos o rehabilitaciones, esas actividades deben llevarse a


cabo por profesionales de las ciencias de la salud.

3. Lingüística Judicial o Forense:

Es la intersección entre Lingüística y Derecho o la actuación del lingüista como perito o técnico
para ayudar a resolver investigaciones policiales o fundamentar el veredicto que emitirá el juez.

El reconocimiento del hablante consiste en clasificar a un sujeto en un grupo a partir de una


señal acústica de voz. Se puede hacer de dos formas:

- Identificación del hablante entre un grupo de personas (close set identification) o sin
modelos de referencia (open set identification)
- Verificación del hablante del que hay una muestra grabada en las dependencias
policiales (muestra indubitada) coincide con la grabación hecha para inculpar al sujeto
(muestra dubitada).

El reconocimiento del hablante se puede hacer dependiente del texto (utilizando palabras o
frases ya grabadas) o independiente del texto.

El principal reto de la Lingüística Judicial es reducir al mínimo la posibilidad de errores.