Vous êtes sur la page 1sur 2

Vacuna

Una vacuna es una preparación biológica que proporciona inmunidad adquirida


activa ante una determinada enfermedad. Una vacuna contiene típicamente un
agente que se asemeja a un microorganismo causante de la enfermedad y a
menudo se hace a partir de formas debilitadas o muertas del microbio, sus toxinas
o una de sus proteínas de superficie. El agente estimula el sistema
inmunológico del cuerpo a reconocer al agente como una amenaza, destruirla y
guardar un registro del mismo, de modo que el sistema inmune puede reconocer y
destruir más fácilmente cualquiera de estos microorganismos que encuentre más
adelante. Las vacunas pueden ser profilácticas (ejemplo: para prevenir o aminorar
los efectos de una futura infección por algún patógeno natural o "salvaje")
o terapéuticas (por ejemplo, también se están investigando vacunas contra el
cáncer).
Modo de tratamiento
El tratamiento de determinadas enfermedades alérgicas (rinoconjuntivitis, asma
bronquial y reacciones graves por picaduras de abejas y avispas) se basa en la
educación del paciente y su entorno, el uso de los medicamentos apropiados a
cada situación, y medidas dirigidas a impedir el contacto del sistema inmunitario
del paciente con el agente causal o alérgeno. En este último grupo, podemos
contar con las medidas de evitación o desalergenización, y con las vacunas de
alérgenos o inmunoterapia específica con alérgenos.
Las vacunas para la alergia o inmunoterapia específica constituyen una forma de
tratamiento para enfermedades alérgicas, que tiene como objetivo disminuir la
hipersensibilidad a las sustancias que las provocan. El procedimiento consiste,
en lo básico, en administrar repetidamente los alérgenos, hasta conseguir que
sean tolerados. Las vacunas para el tratamiento de la alergia pueden producir
alivio o curación de los síntomas, de forma perdurable, después de terminar el
tratamiento.
Enfermedades que cura
Rotavirus: destinada a menores de 1 año de edad, a fin de disminuir la
morbimortalidad por diarreas y deshidratación causadas por el rotavirus.
Influenza: disponible para menores de 6 a 35 meses de edad, adultos mayores de
60 años, embarazadas, enfermos crónicos e inmunocomprometidos, trabajadores
de salud y trabajadores de servicios esenciales.
Neumococo PCV10: contra el agente causal de enfermedades invasivas graves
en la infancia, como meningitis, neumonías y otitis media. Se aplica en 3 dosis:
primera, a los 2 meses, la segunda a los 4 meses, y una de refuerzo a los 12
meses.
Neumococo 23 valente: orientada a adultos mayores, enfermos crónicos,
inmunocomprometidos, etc.
Varicela: aplicada a niños/as de 15 meses para la prevención de la varicela, una
enfermedad contagiosa que provoca una infección generalizada y lesiones en la
piel.
Hepatitis A: dirigida a niños/as de entre 15 y 23 meses, previene la infección del
hígado que se adquiere a través de la ingesta de alimentos contaminados.
Vacuna contra el VPH: aplicada en 3 dosis a niñas adolescentes para la
prevención del cáncer de cuello uterino. El cáncer de cuello uterino constituye una
de las principales causas de muerte de mujeres paraguayas.
Quien lo invento
El médico británico Edward Jenner inventó la primeravacuna contra la viruela. En
1796 llevó a cabo su famoso experimento de inmunización con linfa de
viruela vacuna, y en aquel momento se inauguró la era de la vacunación. Veamos
cómo se gestó el invento de la primeravacuna.