Vous êtes sur la page 1sur 1

DESARROLLO SUSTENTABLE

El concepto de desarrollo sustentable establece una estrecha vinculación entre: crecimiento


económico, equidad social y protección del medio ambiente.

Llegar a la meta del desarrollo sustentable requiere avanzar lo más simultáneamente posible
en sus cuatro dimensiones: económica, humana, ambiental y tecnológica.

Esta relación se define cuando los países industrializados se percataron de que los patrones
de consumo afectan significativamente la calidad y disponibilidad de los recursos naturales
necesarios para vivir. Así mismo comprometen la posibilidad de las futuras generaciones de
contar con los medios para mantener o mejorar su estándar de vida.

Actualmente estos países presentan avances en cuanto a la aplicación de políticas para la


implementación del desarrollo sustentable, aunque se puede decir que ningún país sigue
exactamente el camino de la sustentabilidad, sin embargo, en los países más industrializados
se aplican indicadores que analizados conjuntamente permiten medir sus avances en el
desarrollo sustentable

Esto pone en vigencia plena el interés por un desarrollo sostenible y la toma de conciencia
frente a las amenazas que pesan sobre el medio ambiente por el mal manejo de los recursos
naturales, que han llevado a que los países, los organismos internacionales, los planificadores
y los que toman decisiones así como los organismos no gubernamentales, examinen los
medios de los que se dispone para evaluar y vigilar la evolución y tendencias en el estado del
medio ambiente, el uso de los recursos naturales y los procesos de desarrollo. Es por estas
razones que los indicadores ambientales y de sustentabilidad reciben en la actualidad una
atención creciente. Ellos aparecen como herramientas indispensables para el seguimiento y
la definición de las políticas, acciones y estrategias conducentes a un desarrollo sostenible y
al análisis de sus costos y beneficios. De la misma manera que existen varias definiciones del
desarrollo sostenible, hay una gran cantidad de iniciativas para el desarrollo y el uso de
indicadores ambientales y de sustentabilidad. Sin embargo, hace falta llevar a cabo un
proceso a nivel mundial y regional que permita llegar a un consenso en relación con un marco
metodológico común. Este proceso requiere, además de un intercambio fluido de
información y de un proceso abierto de armonización, de un delicado balance acerca de la
validez científica, la aceptabilidad política y la factibilidad económica y técnica para el
desarrollo y uso de estas herramientas.