Vous êtes sur la page 1sur 4

M étodo S I M O NTO N contra e l cáncer

Las técnicas de visual ización positiva y su efectividad


en pacientes oncológicos

Carmela Paris
Enfermera

T H E S I M ONTON M ET H O D I N CANCER T R EAT M E NT. PAR I S , C .


Keywords: l m agery, Cancer, Oncology, Psyc hol ogy, Relaxat i o n , Med itation
E n g l i s h Abstrae!: S i monton's positive i m agery p l ays a n i nterest i n g role in cancer prevention and treatment, b e i n g prac­
ticed in m a ny c l i n ics in U SA.Thies method is created by Carl S i m onto n , M . D . in Travi s USAF base who developed it from
b i ofeedback theories. Positive i m agery consists in v i s u a l izations of affected parts and i n m u n e defenses against cancer,
and today i s known that positive t h i n ki ng i s beneficia! to our i n m u n e system. Positive i magery is p layed in relaxati o n ,
because i n this state w e can modify m o r e e a s i l y t h e i m p u lses from t h e b ra i n .

Cuando trabajaba como que pidiera un calmante le disciplinas que eran entonces
enfermera en la planta de inyectara agua bidestilada. tan desconocidas para mi
Oncología de un gran hospi­ Quedé horrorizada, pero una como fundamentales e inse­
tal, hace ya muchos años, mi orden era una orden y así lo parables son ahora: estudié
formación personal y profe­ hice. Para mi sorpresa, al psicología, psicoanálisis, so­
sional era estrictamente carte­ cabo de pocos minutos Alber­ frología, yoga, técnicas men­
siana. Para mi el enfermo era to dormía plácidamente. tales orientales y, resumiendo,
un cuerpo que sufría una me adentré en las mal llama­
dolencia al que se debía medi­ A partir de entonces, le das paramedicinas, pues, para
car. También conocía la exis­ inyecté un calmante diario y mi, medicina sólo hay una: la
tencia de enfermos mentales, el resto sólo agua bidestilada, que utiliza en cada caso los
pero de ellos se ocupaban en obteniendo siempre idénticos medios más adecuados para
otros hospitales. Los enfer­ resultados. Sin embargo, las tratar al ser humano en su
mos a los que cuidaba pade­ induraciones de la zona, con­ integridad.
cían cáncer, enfermedad orgá­ secuencia de la acumulación
nica por excelencia, pensaba de líquidos, hacían que cada Cuando pienso en ello,
yo entonces, y estaba conven­ inyección resultase más difícil todavía me sorprende la cele­
cida de que nosotros sólo de aplicar y un día, al dispo­ ridad con que se cruzó en mi
podíamos aliviar sus dolores. nerme a suministrarle su "cal­ camino el método Simonton,
Lógicamente, les administrá­ mante" , tuve una idea: apoyé cuando inicié mi nuevo cami­
bamos algunos medicamen­ con fuerza una uña en vez de no personal y profesional.
tos, pero, en aquel entonces, clavarle la aguja y la mantuve Pedí información a los Esta­
era mucho mayor la cantidad así unos segundos, imitando dos Unidos, leí todo lo que
de calmantes. la sensación de la inyección. pude reunir sobre el tema, y el
A los pocos minutos Alberto interés que despertó en mí fue
Uno de los enfermos se lla­ dormía plácidamente y yo no sólo comparable a la sorpresa
maba Alberto y tenía 50 años. salía de mi asombro. Había que me deparó el comprobar
Sus dolores eran tan intensos estudiado el efecto placebo, que en algún lugar del mundo
que cada vez le suministrába­ pero, como todo, es muy dife­ ya se utilizaba el poder de la
mos calmantes más potentes rente conocer algo de manera mente para combatir el cán­
cuyo tiempo de acción dismi­ teórica a vivirlo, y aunque cer. Algún tiempo después
nuía. Llegamos a inyectarle cuando lo estudié -muy su­ pude realizar un curso direc­
morfina, pero seguía pidiendo perficialmente, por cierto­ tamente con Stephanie Si­
calmantes con frecuencia cre­ fue un tema más, su vivencia montan y cargada de buenas
ciente. Un día el médico me me conmocio;Jó. A partir de intenciones y del mayor entu­
ordenó que la próxima vez ese día comencé a bucear en siasmo, informé al jefe del

NATURA MEDICATRIX N" 56 ENERO 2000


departamento sobre este otros que habían sido envia­ que sufría cáncer de garganta
método, sobre su aplicación dos a sus casas con pocas muy avanzado y que aceptó la
en USA, sobre los resultados expectativas de vida, años idea. Este hombre estaba muy
allí obtenidos y me ofrecí para después, mantenían una cali­ débil, su peso había bajado de
-desinteresadamente- aplicar­ dad de vida aceptable hacien­ 60 a 45 kg. No podía comer,
lo, de forma experimental, en do fallar inexplicablemente las tenía grandes dificultades res­
nuestro departamento. No se estadísticas? ¿ Cuál era el fac­ piratorias y apenas podía tra­
si ·es preciso añadir que me fue tor oculto que la lógica médica gar su propia saliva. El Dr.
imposible conseguirlo, pero no lograba descubrir? . Simonton, tras estudiar su
quiero creer que eran otros historial clínico y sus caracte­
tiempos, que tal vez hoy sería A l principio, también e l Dr. rísticas personales, le propuso
diferente . . . Simonton se resistía a creer en el siguiente programa de rela­
las teorías que tratan de la j ación y elaboración de imá­
Ya n o trabajo e n ningún ínfluencia de la mente en el genes mentales:
hospital, ni·· siquiera trabajo cáncer; Aún así, emprendió un
como enfermera; ahora mi estudio retrospectivo de Le dijo que debía relajarse
vida profesional está comple­ pacientes que habían mejora­ tres veces al día, de cinco a
tamente dedicada al desarro­ do, a pesar de los diagnósticos quince minutos cada vez, por
llo personal en el que ocupa negativos. Su propósito era la mañana al levantarse, a
un lugar predominante el pen­ descubrir algún posible deno­ medio día, después de la comi­
samiento positivo y las visua­ minador común entre ellos. da y por la noche antes de
lizaciones creativas para po­ Examinó muchos archivos de acostarse. Durante estos perí­
tenciar nuestras facultades hospitales, se entrevistó con odos debía concentrarse en los
mentales y para ayudar al médicos y pacientes; poco a músculos de su cuerpo,
organismo a fomentar la poco se hizo evidente que, en comenzando por la cabeza y
salud y a recuperarla en caso efecto, había un factor co­ descendiendo lentamente has­
de enfermedad. Todas estas mún: la creencia de que ellos ta los pies, diciéndole a cada
técnicas forman parte del ejercían alguna influencia en grupo muscular que se relaja­
método Simonton para com­ el curso de su enfermedad. La ra. Luego, ya más relajado,
batir el cáncer y desde estas di ferencia esencial entre estos debía representarse a si mismo P a ra m i ,
páginas quiero testimoniar mi pacientes y los que no coope­ en un lugar agradable y tran­
agradecimiento a los doctores raban, era su actitud hacia la quilo. Después de unos dos m ed i c i n a só l o
Stephanie y Carl Simonton, enfermedad y su postura más minutos, debía imaginar el hay u na : la que
sus creadores. positiva ante la vida. Los turrior de su garganta de cual­
pacientes que continuaban quier forma que se le ocurrie­ u t i 1 i za e n c a d a
bien, por una razón u otra, ra e intentar seguir la acción caso l os m ed i os
Carl S i monton tenían un mayor DESEO D E del tratamiento de radiotera­
VIVIR. Una necesidad impe­ pia. Ver en su mente los rayos m á s a d ec u a d os
riosa y una voluntad decidida de energía como si fueran p a ra trata r a 1 ser
El Dr. Simonton fue, hasta de seguir vivos. millones de minúsculos pro­
1 9 74, jefe de radioterapia en yectiles actuando sobre las h u m a n o en su
la base Travis de la Fuerza El Dr. Simonton se preguntó células sanas y enfermas por i n tegr i d a d
Aérea, en California. Después entonces si sería posible incul­ igual. Imaginar como las célu­
pasó a dirigir el Centro de car a los enfermos esta actitud. las sanas se recuperaban del
Terapia e Investigación sobre ¿ Podría conseguirse que cola­ impacto y como por el contra­
el Cáncer, de Dallas (Texas) boraran en su propia cura­ rio, las enfermas, más débiles
j unto a su esposa Stephanie ción? Por aquel entonces des­ y desorganizadas, morían a
Simonton, psicóloga, directo­ cubrió los trabajos de los más causa de él y de sus propios
ra de psicoterapia. importantes investigadores del sistemas de inmunidad, pues
biofeedback, los doctores Joe vería también los glóbulos
¿ Por qué algunos pacientes Kamiya, Elmer Green y Thel­ blancos de la sangre recogien­
recuperan la salud y otros ma Moss, los cuales demostra­ do y eliminando esas células
mueren cuando el diagnóstico ban que se puede autocontro­ cancerosas muertas, sacándo­
es el mismo para ambos? El lar las funciones fisiológicas, las del cuerpo, según el proce­
Dr. Simonton se planteaba ya tales como la tensión sanguí­ so normal del cuerpo para
ésta y muchas otras preguntas nea, el ritmo cardíaco y hasta defenderse de la enfermedad.
durante el tiempo que efec­ los ataques epilépticos y pensó Tenía que visualizar su cáncer
tuaba sus prácticas como si no se podría aplicar este disminuyendo de tamaño y
especialista en oncologia en la principio a otros controles recuperando la salud.
Escuela de Medicina de la orgánicos. Si la mente no
Universidad de Oregón. Pro­ podría controlar la prolifera­ El enfermo siguió el progra­
gresivamente aumentaba su ción de las células extrañas, de ma con tesón durante siete
escepticismo sobre los trata­ las células cancerígenas. semanas, sólo un día faltó a
mientos habituales del cáncer. las sesiones de visualización,
.
La respuesta de los enfermos Pe ro antes, pensó que había ganó peso y fuerza física. El
a estos tratamientos era muy que mejorar el estado mental cáncer desapareció progresi­
irregular y le preocupaba. del paciente e ideó un proce­ vamente; dos meses después
¿Por qué empeoraban enfer­ dimiento. Después buscó a un fue dado de alta completa­
mos cuyo pronóstico médico paciente dispuesto a experi­ mente curado. No experimen­
indicaba que con tratamiento mentarlo. Encontró a un tó ninguna recaída ni efectos
podían vivir muchos aüos y hombre de sesenta y tres aüos secundarios de ninguna clase.

NATURA MEDICATRIX N' 56 ENERO 2000


Más adelante, el paciente de sus problemas de salud. Si es, la consecuencia del dolor
decidió aplicar por su cuenta al organismo le damos una de vivir en continua oposición
la técnica de visualización oportunidad, se cura siempre. a las más íntimas aspiraciones
mental para aliviar su artritis, Para ayudar al organismo a humanas, en continua repre­
la cual le había molestado recuperar la salud, el Dr. sión de las necesidades más
durante años. Simonton utiliza la relajación vitales. Es la actitud ante la
profunda y las visualizaciones vida, la vida que cada uno se
Se representó mentalmente positivas, porque crean esa forja, paso a paso, a través de
a los leucocitos de su sangre oportunidad. las experiencias vividas, lo
lijando las zonas de contacto que engendra una mayor o
de los huesos de sus brazos y menor resistencia a las agre­
piernas, sacando de allí cual­ La relaj a c i ó n siones de todo tipo. Y es pre­
quter posible desecho, y cisamente en este terreno en el
dejando las superficies puli­ L a relaj ación tiene por que actúa la relajación ya
das y resbaladizas. Los sínto­ objeto eliminar las tensiones que, por una parte ayuda a
mas de su artritis disminuye­ que dificultan el normal fun­ tomar consciencia de la ver­
ron progresivamente. Este cionamiento del organismo, y dadera causa de la enferme­
paciente acudía periódica­ también llevar al sujeto a u n dad y pone por tanto en cami­
mente al Centro de los Simon­ estado de conciencia particu­ no de la verdadera solución, y
ton para contar su historia a lar, durante el cual su cerebro por otra, facilita que la visua­
grupos de pacientes y asegu­ emite más cantidad de ondas lización transmita los deseos
raba que esos años transcurri­ alfa. Como se sabe, el cerebro de vivir del paciente a las
dos desde el inicio de su trata­ tiene una actividad eléctrica, células que, como entidades
miento, habían sido los mejo­ que se mide en ciclos por conscientes que son, activa­
res de su vida. Este éxito ini­ segundo; según el estado en el rán así sus mecamsmos de
cial alentó al Dr. Simonton y que se encuentra el suj eto autocuración.
le decidió a aplicar el trata­ -estado de vigilia, de relaja­
miento en su trabajo de la ción, sueño ligero, sueño pro­
Para ay u d a r base aérea de Travis, el perso­ fundo- la frecuencia de estas Visua l iza c iones
a l orga n i s mo a nal médico cooperó abierta­ ondas se modifica. El ritmo
mente. Estableció una escala alfa, que corresponde a 8/14 positivas
rec u pe ra r l a ciclos por segundo, es el de la
para medir la actitud personal
sa l u d , e l de los pacientes. Se trazaban relajación y también el de la Hoy en día ya nadie duda
gráficos que mostraban la meditación. Es el estado en el de que en el interior de nues­
D r. S i m o n to n que se está al despertar del tro cuerpo existen estrechos
correlación entre la actitud
ut i l i za del enfermo y su respuesta al sueño, o instantes antes de lazos que unen el cuerpo físi­
tratamiento, invariablemente, quedar dormido. co y la mente, la materia y el
l a re l a j a c i ó n espíritu. A pesar de que toda­
cuanto más positiva era la
profun d a y l as actitud, mejor era la respuesta Las diversas técnicas de vía no se conocen todos los
corroborando siempre la rela­ relajación permiten, con un mecanismos exactos por los
v i s u a l i zac i o n es ción con el interés del enfer­ poco de práctica, entrar en que ocurren, estas relaciones
pos i t i va s , porq u e mo por vivir. este estado de conciencia en el han dado lugar a diversas téc­
que el cerebro emite más can­ nicas, entre las cuales la
c rea n esa
El Dr. Simonton ha conti­ tidad de ondas alfa y que es visualización tiene un lugar
oport u n i d a d nuado siempre sus trabajos cuando el cerebro mejor predominante. Esta técnica,
sobre el cáncer e intenta así­ capta los mensajes que se le que en el transcurso de muy
mismo descubrir cómo afecta envían, cuando el subcons­ poco tiempo ha conseguido
la mente a las células cance­ ciente es más permeable a las extenderse por todos los Esta­
rosas. La mayoría de sus sugestiones, cuando mejor se dos Unidos debe su populari­
pacientes llegan al Centro desarrolla la creatividad. Es dad, como ya sabemos, a una
con un diagnóstico de "médi­ en este estado de conciencia enfermedad grave, cargada de
camente incurables " , y esta­ en el que se puede transferir símbolos y de implicaciones
dísticamente, con una espe­ un material inconsciente emocionales: el cáncer.
ranza media de vida de un hacia la conciencia y al con­
año, pero allí descubren que trario, y en el que se pueden Hoy se sabe con certeza que
si movilizan sus propios descubrir tesoros insospecha­ la visualización ejerce un efec­
recursos y participan activa­ dos que las visualizaciones to fisiológico en el organismo
mente en su recuperación, podrán utilizar después. Es y es el motivo por el que se ha
pueden superar sus expectati­ por ello que la relajación es comenzado a utilizar de
vas de vida y mejorar de imprescindible para practicar forma terapéutica para pro­
modo significativo la calidad debidamente las visualizacio­ blemas desde enfermedades
de sus vidas. nes positivas. graves como cáncer o sida,
hasta enfermedades psicoso­
La opinión del Dr. Simon­ Pero, ¿cómo se aplica esto a máticas cotidianas como in­
ton es que los efectos de la la enfermedad? Para com­ somnio, dolores de cabeza o
tensión mental sobre el cuerpo prenderlo hay que remontarse problemas digestivos, y ha
son mayores de lo que se pien­ al origen del mal, ya que la pasado a formar parte de los
sa; son muchas las personas enfermedad es el grito de pro­ tratamientos habituales en la
que aceptan el estrés como testa del cuerpo ante algo que mayoría de las clínicas en
forma normal de vida, sin va mal en l a persona. La USA que ya la utilizan de
darse cuenta que es la causa enfermedad, con frecuencia forma habitual.

NATURA MEDICATRIX N' 56 ENERO 2000


Este fulgurante ascenso a la muy valiosa para ayudar al ayuda o con un guía, es decir,
popularidad no se debió sólo ser humano a desarrollar las un psicoterapeuta, el cual
a los esperanzadores resulta­ capacidades ignoradas que puede dejar que las imágenes
dos obtenidos por el entonces posee en su interior, entre surjan solas para interpretar­
matrimonio Simonton; otros ellas la de mantener su cuerpo las luego y descubrir las moti­
investigadores iniciaron expe­ sano o recuperar la salud, vaciones inconscientes de la
rimentos que demostraron su pero también muchas otras, persona, o dirigir todo el pro­
impacto físico directo: reunie­ como puede ser vencer el ceso indicando él misrho las
ron en una sala varios volun­ miedo, ganar seguridad en imágenes que crea más ade­
tarios a los que se les hizo un uno mismo, o para superar la cuadas en cada caso. Pero
análisis de sangre para el timidez. siempre será la personalidad
recuento de sus glóbulos del paciente y sobre todo sus
blancos. Después se les hizo En estos años que se viene deseos de luchar por su vida o
estirarse y se les indujo un practicando las visualizacio­ por conseguir sus propósitos,
estado de relajación; ya rela­ nes positivas como técnica lo que determinará el resulta­
jados se les pidió visualizar para ayudar a recuperar la do final.
sus glóbulos blancos y cómo salud, son numerosos los
se multiplicaban. Cuarenta casos que se podrían conside­
minutos más tarde, al final de rar como "milagrosos" tanto BIBLIOGRAFÍA
la sesión, se les volvió a anali­ en enfermos considerados
zar la sangre: no solamente incurables como en recupera­
los glóbulos blancos se ha­ ciones mucho más rápida de l . Recuperar la salud Carl y
bían multiplicado, sino que lo habitual después de inter­ Stephanie S i monto n . E d . Los
este aumento continuaba tres vencwnes quirÚrgicas, por l i bros del com ienzo. M a d r i d .
meses después, cuando se les ejemplo. Pero no hay que olvi­
volvió a repetir el análisis. dar que sería mucho mejor 2 . Familia con tra enfermedad
Durante estos mismos años, aprender a utilizarlas antes de Ste p h a n i e S i monton . Ed. Raices
otros investigadores descu­ caer enfermo, para mantener Madrid .
brieron las comunicaciones la salud y desarrollar la perso-
que existen entre el cerebro y . nalidad, lo que, por otra 3 . Superarse con la autohipnosis
el sistema inmunológico, parte, ayudaría al ser humano Carme l a París. M a n u a l es d e
como se "comunican" e inter­ a ser más feliz y le evitaría más I ntegral .
cambian información y cómo de una enfermedad.
el funcionamiento del uno
influye en el del otro y vicever­ Las imágenes mentales
sa. Han confirmado, después representan la herramienta
de múltiples experimentos, más preciada en el método
cómo los estados emocionales Simonton para combatir el
de pena y tristeza disminuyen cáncer; actúan directamente
la actividad defensiva de los sobre el cuerpo y pueden
glóbulos blancos y cómo el modificar su funcionamiento
deseo de vivir, las expectativas así como construir una reali­
positivas respecto a las posibi­ dad más acorde con los pro­
lidades de curación, se dan con pios deseos de curación. Pero,
más frecuencia entre los enfer­ para que estas imágenes actú­
mos que superan mejor las en con toda su fuerza, es nece­
enfermedades. sario cumplir una serie de
requisitos, muy similares por
La técnica de la visualiza­ cierto a los que rodean a la
ción se basa j ustamente en autohipnosis: la persona in­
estos hallazgos: en estado de moviliza su cuerpo, se aisla
relajación -el estado de con­ del exterior, y una vez relaja­
ciencia en ·el que mejor se da profundamente, cuando ha
accede al cerebro- se le indica alcanzado ese estado de con­
a éste lo que se desea conse­ ciencia especial que se
guir a través de las imágenes encuentra entre la vigilia y el
que mejor lo representen. Ver sueño, dirige a su cerebro la
las imágenes con la mente y orden de lo que desea conse­
proyectarlas al futuro para guir, a través de las imágenes
vivir mejor el presente, podría mentales. Es decir, relajación,
ser la definición incompleta concentrarse en sí mismo,
de la visualización positiva. expresión de los deseos,
En realidad, se sabe que el visualizar la petición. La
ser humano utiliza sólo una sugestión forma parte de la
décima parte de su cerebro y visualización y son las imáge­
de sus posibilidades mentales. nes mentales quienes la con­
En muchos casos esta baja ducen y la mantienen.
utilización se debe al miedo:
miedo al fracaso. Las visuali­ La visualización puede ser
zaciOnes positivas están de diferentes formas, según se
demostrando ser una técnica practique solo o en grupo, sin

NATURA MEOICATRIX N' 56 ENERO 2000