Vous êtes sur la page 1sur 6

Trabajo practico

Ecología
Fecha de entrega 22-11-2016 Presentación oral: 25-11-2016

Adaptaciones y ambientes

¿Qué es un ambiente?

Al pensar en distintos lugares del planeta, ubicamos en éstos distintos seres vivos. No se nos
ocurriría ubicar un pingüino en medio de la selva, o un papagayo entre los hielos antárticos. Si
visitamos un bosque esperamos ver una vegetación exuberante como diversos árboles, lianas,
helechos, y abundante vida animal como muchísimas variedades de insectos de todos colores y
tamaño, roedores, animales carnívoros, monos, también diversos hongos y aunque no los veamos
a simple vista vamos a encontrar allí numerosos organismos microscópicos.

Pero al llegar a la Antártida esperaremos encontrar muchísimo hielo y poco verde, pingüinos,
albatros, algas en la orilla del mar, algunas focas, quizás ballenas varadas en la costa… ¿Por qué
tan clara y diferente la distribución de los seres vivos en el planeta? Las diferentes condiciones
que se dan en cada lugar determinan qué tipo de seres vivos pueden habitarlo. Estos lugares con
características particulares habitados por diferentes seres vivos son, en definitiva, distintos
ambientes.

El ambiente es entonces el lugar físico y sus condiciones como el clima, el suelo, y los seres vivos
que viven en él, todo en íntima relación. Por lo tanto, distintos ambientes de la Tierra proveen los
recursos que hacen posible que en ellos se desarrollen variadas formas de vida. Pero existen
marcadas diferencias en cómo están distribuidos esos recursos en los distintos lugares. Así hay
ambientes donde el agua abunda y en otros es muy escasa o ambientes donde las temperaturas
son muy bajas y otros donde hace mucho calor. Estas diferencias determinan qué tipo de seres
vivos se pueden encontrar en cada lugar.

Al relacionarse con el ambiente, los seres vivos lo modifican y a su vez los cambios en el ambiente
influyen sobre la vida de los organismos. La ciencia que estudia los distintos ambientes es la
ecología (del griego oikos “casa” y logos “estudio”) que, como indica el significado de la palabra,
es el estudio de un determinado lugar habitado, de una “casa”, en la que conviven y se relacionan
distintos tipos de seres vivos.

Los ecólogos o científicos especializados en ese estudio analizan todo lo que ocurre en cada uno
de los distintos ambientes y sus sectores a los que les dan el nombre de ecosistemas.

Tipos de ambientes

En la Tierra encontramos diversos lugares o ambientes donde se dan las condiciones para que
determinados seres vivos desarrollen allí su vida. Los ambientes acuáticos son aquellos donde el
agua es un componente muy abundante y los seres vivos que en ellos habitan están en estrecha
relación con ella. Son por ejemplo los mares, las lagunas y los ríos.

1
Trabajo practico
Ecología
Fecha de entrega 22-11-2016 Presentación oral: 25-11-2016

Los ambientes aeroterrestres son los que se encuentran en las tierras continentales y en ellos los
seres vivos están en estrecha relación con el aire que los rodea que es muy abundante. Son por
ejemplo las selvas, los bosques y los pastizales.

Entre los ambientes acuáticos y aeroterrestres hay zonas de contacto que conforman los llamados
ambientes de transición como las zonas costeras de ríos, mares y lagunas.

Componentes de un ambiente

En cada uno de los ambientes encontramos características propias de ese lugar determinadas por
sus componentes no vivos como el agua, los gases, la luz, la temperatura, la cantidad de sal
disuelta, la arena o el barro.

Pero a su vez estos componentes no vivos determinan qué tipo de organismos pueden vivir en
cada lugar. Los componentes no vivos de un ambiente se llaman abióticos (“a” significa sin y
biótico viene de “bio” que significa vida) y los seres vivos son los componentes bióticos. Estos
componentes bióticos se relacionan entre si de diferentes maneras así como también se
relacionan con los componentes abióticos.

En un ambiente encontramos distintas especies de seres vivos. Una especie está formada por
organismos semejantes genéticamente y que a su vez, en la mayoría de los casos, pueden
reproducirse entre si (para aquellos que se reproducen sexualmente), generando una
descendencia fértil. En muchas especies sucede que el macho y la hembra son muy diferentes
(esto se llama dimorfismo sexual) o que los juveniles son distintos a los adultos, pero pertenecen
a la misma especie porque es su composición genética lo que los hace semejantes. A su vez el
conjunto de organismos de la misma especie que conviven en un ambiente y tiempo
determinados es una población. Y el conjunto de las distintas poblaciones que comparten el
ambiente forman la comunidad biológica.

Los seres vivos que pertenecen a la misma especie, se relacionan entre si por diferentes motivos
que tienen que ver con sus necesidades y forma de vida: pueden competir por el alimento o por
la hembra; una madre se puede relacionar con su hijo o pueden compartir un mismo espacio.
También los organismos de especies diferentes se relacionan entre si de diversas formas.

Algunas son beneficiosas para ambos como puede ser la relación que se establece entre las
bacterias que están en el intestino humano y que ayudan a la digestión. Otras veces, estas
relaciones pueden perjudicar a uno de los organismos como sucede con los piojos que parasitan
el cuero cabelludo humano.

A las características que presentan los seres vivos de una especie y que se relacionan con las
condiciones de su entorno, se les llama adaptaciones. Por ejemplo los peces, quienes viven en
ambientes acuáticos, presentan diversas características que los relacionan con el agua: tienen
forma hidrodinámica, es decir el cuerpo terminado en punta y aplanado de costado, esto les
permite avanzar en el agua, ayudados por las aletas que le dan dirección y estabilidad. Además,

2
Trabajo practico
Ecología
Fecha de entrega 22-11-2016 Presentación oral: 25-11-2016

el cuerpo está cubierto de escamas resbaladizas que les permite deslizarse fácilmente y respiran
por branquias que les permite captar el oxígeno que hay en el agua.

Fig. 1. El mar argentino es un ambiente acuático con una importante comunidad biológica. Además de los
peces, los mamíferos marinos también presentan adaptaciones que les permiten desplazarse en el agua.

Límite de tolerancia

Al observar la diversidad de formas de los organismos que viven en el planeta, se perciben


innumerables ejemplos de adaptaciones que ponen de manifiesto la complejidad de los
fenómenos ecológicos. Sin embargo, respecto de la adaptación, no todo es posible. La
conservación de las condiciones de existencia tiene ciertos límites, que en ecología se denominan
límites de tolerancia. Estos son parámetros del ambiente que, por encima o por debajo de ciertos
valores, hacen imposible el mantenimiento de la adaptación. En este sentido, a menudo se habla
de límites de tolerancia superior e inferior.

Son ejemplos de parámetros abióticos limitantes la luz, la temperatura y la presión, la acidez, entre
otros. Los parámetros ambientales bióticos también pueden tener efecto limitante: la densidad
de ciertos organismos puede ser un límite para el desarrollo de otros; muchos vegetales producen
sustancias que, al ser eliminadas en el ambiente, impiden el crecimiento de otras plantas.

Los límites de tolerancia varían la caída según los diferentes tipos de organismo, lo que para
muchos es limitante, para otros no lo es. Las plantas epífitas que crecen en las copas de los árboles
no toleran la sombra, pero las que crecen en el interior de un bosque no pueden vivir a pleno sol.
En los mares, la profundidad a la que llega la luz es un limitante para la vida de muchas algas,
pero hay animales que están adaptados a la oscuridad del fondo marino.

¿Por qué algunos seres vivos pueden vivir en determinados lugares y en otros no?

3
Trabajo practico
Ecología
Fecha de entrega 22-11-2016 Presentación oral: 25-11-2016

¿Podría vivir un pez en un ambiente aeroterrestre o una planta acuática en un desierto?


Obviamente que no, pero ¿por qué? Porque los individuos de las distintas especies
presentan características que les permiten vivir en ambientes con determinadas
condiciones y no en cualquiera. Esas características son las adaptaciones.

Las diferentes condiciones que se dan en los distintos ambientes determinan que en ellos
se encuentren poblaciones con adaptaciones muy diferentes. A continuación, se
presentan algunos ejemplos.

Seres vivos en los ambientes acuáticos

Las plantas y las algas

En los ambientes acuáticos hay plantas que viven sumergidas y otras que flotan. Ambas
presentan en distintas partes de sus cuerpos, como en las hojas o en los tallos, estructuras
que se llenan de aire y les permiten flotar en el interior del agua o en la superficie. Las
raíces de las plantas sumergidas suelen ser muy pequeñas o estar ausentes, ya que al
estar rodeadas de agua la absorben por todo su cuerpo. A través de las delgadas hojas,
incorporan el oxígeno que está disuelto en el agua. Los tallos suelen ser flexibles y esto
les permite resistir los movimientos del agua. Uno de los desafíos del medio acuático es
la falta de luz. En ese sentido, las algas contienen además de clorofila que es el pigmento
verde que les permite captar la luz, pigmentos de otros colores que ayudan a captar la
poca luz que llega a las zonas más profundas en las que habitan.

En ambientes acuáticos continentales como las lagunas se observan flotando las lentejas de agua
que tienen el cuerpo esponjoso y sumergidas, las elodeas que tienen cámaras con aire en sus
tallos. En los ambientes marinos hay algas de diversos colores. Las verdes en las zonas más
superficiales y las pardas y rojas en las zonas más profundas

Los animales

Muchos animales como los peces, mamíferos acuáticos como las ballenas, los delfines, las orcas
y las focas tienen el cuerpo aplanado a los costados y con ambos extremos terminados en punta.
Esta forma hidrodinámica les permite desplazarse en el agua con facilidad. Además de la forma
del cuerpo tienen distintas aletas que les dan dirección y estabilidad y en el caso de los peces el
cuerpo está cubierto de escamas con una sustancia resbaladiza que les permite deslizarse en el
agua.

Los peces además, al igual que los moluscos como los pulpos y calamares y los crustáceos como
los langostinos, captan el oxígeno disuelto en el agua gracias a la presencia de las branquias. Estas
son láminas delgadas rodeadas de sangre por las que pasa permanentemente el agua que entra
por la boca del animal. En las branquias se produce el intercambio de oxígeno y dióxido de
carbono con la sangre. Otros animales acuáticos como las esponjas y ciertos gusanos respiran a
través de toda la superficie de sus cuerpos.

4
Trabajo practico
Ecología
Fecha de entrega 22-11-2016 Presentación oral: 25-11-2016

En relación a la falta de luz de los ambientes marinos, muchos animales tienen ojos muy
desarrollados como los pulpos y otros que viven en las oscuras profundidades pueden presentar
órganos que producen y emiten luz con la que atraen a las presas que les resultan difíciles de
visualizar.

Seres vivos en los ambientes aeroterrestres

Las plantas

En los ambientes aeroterrestres, sobre todo aquellos de climas más secos y cálidos, obtener y
conservar el agua es fundamental. Por ello las plantas de estos ambientes tienen raíces muy
desarrolladas que les permiten tener más superficie de absorción de agua. Una vez que la
consiguen, muchas especies la almacenan en los tallos o en las hojas que suelen ser muy carnosas.
Además, las hojas suelen estar protegidas por gruesas cubiertas impermeables y en algunas
especies son de reducido tamaño como las hojas en forma de espinas de los cactus. Estas dos
características disminuyen la cantidad de agua que pierden las hojas por transpiración.

En los ambientes más húmedos, las plantas tienen hojas más grandes, con cutículas más delgadas
y las raíces son más superficiales. En algunos ambientes húmedos como selvas y bosques, la falta
de agua no es tanto problema y la vegetación es muy abundante. Pero en estos casos la gran
cantidad de árboles impide la llegada de la luz a las zonas más cercanas al suelo. Las plantas de
estas zonas tienen hojas muy grandes y con mucha clorofila lo que les permite captar la poca luz
que reciben.

Otras plantas como las lianas y las enredaderas crecen sobre o enroscadas en el tronco de los
árboles y así alcanzan la luz necesaria. Los helechos y los musgos son muy abundantes en estos
ambientes porque requieren mucha humedad y no sobreviven si les llega directamente la luz solar.

En ambientes de transición como la orilla de ríos, lagos y lagunas, hay plantas conocidas como
anfibias como los juncos y las totoras. Estas tienen en el interior de sus tallos y hojas especies de
conductos por los que circula el aire hasta las partes más profundas que crecen en el suelo que
suele inundarse.

Los animales

En el ambiente aeroterrestre resulta un problema mantenerse en pie, es decir sostenerse. La fuerza


de gravedad y la presión que ejerce el aire sobre los cuerpos de los seres vivos que habitan estos
ambientes son dificultades para mantener la forma del cuerpo y no caer. Por este motivo es
importante en los animales de estos ambientes la presencia de esqueletos que los sostienen.
Algunos son internos como el endoesqueleto de todos los vertebrados que también permite la
locomoción y protege y otros son externos como los exoesqueletos de los artrópodos como los
insectos que además de sostén brinda protección.

También los animales de los ambientes aeroterrestres presentan adaptaciones relacionadas con
el desplazamiento activo es decir la locomoción. Algunos tienen fuertes patas que soportan el

5
Trabajo practico
Ecología
Fecha de entrega 22-11-2016 Presentación oral: 25-11-2016

peso del cuerpo terminadas en pies cuyas características están en relación con el tipo de suelo
sobre el que se desplazan. Por ejemplo, los animales que corren sobre suelos duros tienen pies
pequeños con uno o dos dedos cubiertos por un casco o pezuña como los caballos. Los que
caminan sobre suelos más blandos tienen pies más grandes con más dedos.

Otros animales no tienen patas y se desplazan arrastrando el cuerpo por el suelo o reptando. La
mayoría de las aves, los murciélagos y los insectos presentan adaptaciones para el vuelo. Tienen
alas que son estructuras planas que al desplegarse le otorgan una forma aguzada que facilita el
desplazamiento en el aire o aerodinámica.

Además, las aves tienen plumas que las protegen de las bajas temperaturas que hay a mayor
altura y huesos neumáticos que tienen huecos con aire lo que disminuye el peso del cuerpo.

Preguntas

1) ¿Cómo se clasifican los distintos ambientes que se pueden encontrar en la Tierra?

2) ¿A qué se llama componentes bióticos y abióticos de un ambiente? Dar ejemplos de cada uno.

3) Indicar cuáles son los límites de tolerancia en cada uno de los ambientes

4) ¿A qué se llama especie, población y comunidad?

5) ¿Qué diferencia hay en la disponibilidad de agua, luz y aire en los ambientes acuáticos y
aeroterrestres?

6) ¿Qué adaptaciones tienen las plantas flotantes?

7) ¿Qué adaptaciones presenta un pez que le permite respirar bajo el agua? ¿Cómo respiran los
delfines?

8) Buscar 5 ejemplos de plantas con diferentes adaptaciones relacionadas a el agua, el aire y la


luz disponible en cada ambiente.

9) ¿Qué diferencias presentan en sus hojas las plantas de climas secos y las de zonas más
húmedas?

10) ¿Qué adaptaciones presentan los animales aeroterrestres relacionadas con el desplazamiento?