Vous êtes sur la page 1sur 26

Índice

Capítulo 1: Los principios de la moda en la sociedad

1.2 Los principios de la moda como diseño de modas.

1.3 Los principios de la Organización del sistema de la moda

1.3.1 La alta costura

1.3.2 El Prêt-à-Porter

1.4 Los principios de la Organización del sistema de la moda actual: Fast fashion vs

diseño de autor

1.4.1 Fast fashion

1.4. 2 Diseño de Autor

Capítulo 2: Los principios de la moda en tiempos de crisis

2.1 Como la Segunda Guerra Mundial impacta al mundo de la moda

2.2 Características de la moda europea durante la Segunda Guerra Mundial

2.3 Las consecuencias en el mundo moda durante la Segunda Guerra Mundial

2.4 Los diseñadores de moda y la Segunda Guerra Mundial

Capítulo 3: El impacto de las tormentosas crisis en la moda argentina

3.1 La identidad Argentina y su moda

3.2 Contexto histórico de la moda argentina

3..2.1 El contexto socioeconómico del 2001 condiciona la moda

3.3 El surgimiento del diseño de autor:

3.4 La moda actual argentina

Capítulo 4: Conociendo la moda Venezolana

4.1 La identidad e idiosincrasia Venezolana

4.2 Contexto histórico de la moda Venezolana

4.3 La moda en los tiempos del socialismo del siglo XXI


Antecedentes

Bianchi, C (2012) Moda documental (Un pantallazo estratégico). Proyecto de Graduación,


Buenos Aires: Facultad de Diseño y Comunicación. Universidad de Palermo. Disponible
en:
http://fido.palermo.edu/servicios_dyc/proyectograduacion/archivos/1568.pdf

Falcon Moscoso, M (2012) La Percepción de la Marca. Proyecto de Graduación, Buenos


Aires: Facultad de Diseño y Comunicación. Universidad de Palermo. Disponible en:
http://fido.palermo.edu/servicios_dyc/proyectograduacion/detalle_proyecto.php?id_proyect
o=539

Hope, N (2013) Indumentaria de pertenencia y de diferenciación. Análisis de la relación


entre las marcas masivas y el diseño de autor. Proyecto de Graduación, Buenos Aires:
Facultad de Diseño y Comunicación. Universidad de Palermo. Disponible en:
http://fido.palermo.edu/servicios_dyc/catalogo_de_proyectos/detalle_proyecto.php?id_pro
yecto=2446&titulo_proyectos=Indumentaria%20de%20pertenencia%20y%20de%20difere
nciaci%F3n

Mussuto, G (2007) Diseño no es moda y moda no es diseño de indumentaria: Una mirada


contrastiva. Proyecto de Graduación, Buenos Aires: Facultad de Diseño y Comunicación.
Universidad de Palermo. Disponible en:
http://www.palermo.edu/dyc/maestria_diseno/pdf/tesis.completas/26%20Mussuto.pdf

Núñez, C (2011) La idiosincrasia de la moda (el vestir como signo). Proyecto de


Graduación, Buenos Aires: Facultad de Diseño y Comunicación. Universidad de Palermo.
Disponible en:
http://fido.palermo.edu/servicios_dyc/proyectograduacion/detalle_proyecto.php?id_proyect
o=239.

Prat, R (2012) De la tendencia Fast a la Slow Fashion. Técnicas para la producción y el


diseño argentino. Proyecto de Graduación, Buenos Aires: Facultad de Diseño y
Comunicación. Universidad de Palermo. Disponible en:
http://fido.palermo.edu/servicios_dyc/proyectograduacion/archivos/1497.pdf
Sanagua, M (2012) El diseño de autor como generador de innovación. Una tendencia de
moda que no sigue tendencias. Proyecto de Graduación, Buenos Aires: Facultad de
Diseño y Comunicación. Universidad de Palermo. Disponible en:
http://fido.palermo.edu/servicios_dyc/proyectograduacion/archivos/1237.pdf

Salvestrini Raskov, N (2012) La adaptación y difusión de tendencia en la moda (Pasado,


presente y futuro). Proyecto de Graduación, Buenos Aires: Facultad de Diseño y
Comunicación. Universidad de Palermo. Disponible en:
http://fido.palermo.edu/servicios_dyc/proyectograduacion/detalle_proyecto.php?id_proyect
o=530

Taboada, S (2011) Diseño de Autor. La inserción del diseñado de autor en el mercado


Argentino. Proyecto de Graduación, Buenos Aires: Facultad de Diseño y Comunicación.
Universidad de Palermo. Disponible en:
http://fido.palermo.edu/servicios_dyc/proyectograduacion/archivos/317.pdf

Zanoni, M (2012) HYM desembarca en Argentina. (Nueva propuesta de tienda textil).


Proyecto de Graduación, Buenos Aires: Facultad de Diseño y Comunicación. Universidad
de Palermo. Disponible en:
http://fido.palermo.edu/servicios_dyc/proyectograduacion/detalle_proyecto.php?id_proyect
o=975
Introducción

La moda es representativa a los determinados acontecimientos que pueden suceder en el

mundo. La industria de la moda junto con el vestuario son el reflejo de las sociedades y su

contexto en general, así mismo se ven influenciadas, generando así un cambio

importante.

Se percibe que la moda tiene como intención cubrir las necesidades psicológicas de quien

la crea y de quienes la portan. Y de cómo los problemas de una comunidad y/o sociedad

llega a influir socialmente a la psicología de la indumentaria. Además de esto, es de suma

importancia tener en cuenta la conceptualización del diseño de moda, que se entiende

como la elaboración y la confección de prototipos y prendas. Utilizando generalmente los

textiles como materia prima. Que a su vez, el diseño de moda es una derivación más del

diseño.

En el frecuentemente denominado mundo de la moda, es significativo rescatar la opinión

del autor Roland Barthes, quien afirma: “la moda es un fenómeno que históricamente es

privativo de ciertas sociedades” (2003, p. 413). Sin embargo, este mismo autor pero

desde una perspectiva mucho más sociológica, “concibe a la moda como un suceso

inexistente en ciertas comunidades, en las que por ejemplo no existe una cierta cultura de

trasmisión y por lo tanto un lenguaje de moda constituido”.

De hecho, el autor de Moda, Economía y Sociedad, Veneziani explica que “pocos han

hecho el esfuerzo por tratar de comprender a la moda como el evento transicional que

revela la velocidad que tiene impuesta la vida colectiva en un punto de su historia” (2012,

p.9).

El tema del presente Proyecto de Grado titulado: La moda occidental en tiempos de crisis.

Se enmarca dentro de la categoría de Ensayo, porque a partir del conocimiento de la

bibliografía y la documentación a recopilar sobre los temas a exponer, se establecerá una

mirada propia, que incluirá aportes originales y significativos. En él se plantea una


reflexión sobre el comportamiento y conducta de la moda en aquellos momentos donde

regiones y países de la cultura occidental, se ven afectados por una crisis o por

situaciones de riesgos concretas. Por supuesto, dichos comportamientos serian en

respuesta a aquellos factores externos. En este PG se estudiará la identidad, el carácter,

y las cualidades que afectan, pero a su vez ayudan al mundo de la moda. Cuando su

entorno llamado sociedad se encuentra pasando por circunstancia difíciles. E intentando

comprobar si el arte y la creatividad de los diseñadores de moda florecen, revolucionan y

vienen ayudar a su contexto con sus nuevas e innovadoras propuestas.

Para la vinculación de línea temática del proyecto se presenta la de historia y tendencias.

Debido a que el siguiente Proyecto de Graduación abordara un recorte que se centrará

experiencias y en realidades que determinarán y conformarán ciertos comportamientos en

determinada época de la industria de la moda. Asimismo, el trabajo se puede sumar a las

materias del plan de estudio de la carrera de Diseño textil e Indumentaria, Diseño de

Indumentaria I, debido a que los contenidos vistos en esta asignatura se focalizan al

desarrollo de creación de moda e historia de la misma con evolución en determinadas

décadas y las contrariedades presentadas. También se agrega los contenidos dados en

Diseño de accesorios I., ya que posee un enfoque sobre el desarrollo de colecciones de

diseño de autor respectivamente como así también en la realización de un análisis

profundo sobre la moda y su evolución en determinadas décadas y las contrariedades

presentadas.

Como objetivo general de este PG, surge a partir del interés de conocer y entender un

poco más a profundidad el carácter y el rol que juega el universo de la moda dentro las

diferentes sociedades occidentales. En especial cuando estas se encuentran transitando

tiempos de crisis. Según la Real academia española una crisis se define como: “Cambio

profundo y de consecuencias importantes en un proceso o una situación, o en la manera

en que estos son apreciados”. Las crisis en las sociedades se originan debido diversos
factores, como por ejemplo a personajes y/o gobiernos autoritarios, que lograron afectar a

comunidades, países y naciones. Siendo este ultimo vinculado dentro de nuestra historia

moderna del siglo XX y siglo XXI. Pero sobre todo de constatar una idea de cuando las

personas están pasando por fases de recesión y de dificultades, el artes y la creatividad

llega a marcar un hito importante que con el tiempo hace pauta dentro de la historia de la

moda. Por lo tanto, el objetivo principal de este Proyecto de Graduación no es otro que

demostrar a través del estudio de un recorrido de referente histórico, que la moda logra

sobrevivir, llegando a mutar y a adaptarse a los factores puntuales que el momento

puntual llegue a requerir. Para así, llegar a una retroalimentación mutua.

Asimismo, dentro de los objetivos específicos se encuentran el determinar argumentos

que través de un contexto social local, regional y mundial, con un soporte histórico que

contribuyen a constatar las mutaciones que tiene no solo el diseño sino la moda en

general. Tal como lo define Saulquin: “La moda, industria mano de obra intensiva, es

venerable a los vaivenes del tipo de cambio, que afectan a su desenvolvimiento” (2004,

p.11). Estos argumentos de perfil histórico se iniciaran desde una mirada más general

terminando por una más particular.

En el primer capítulo se abordarán conceptos importantes para el desarrollo del presente

proyecto, empezando por la definición de moda dentro de la cultura occidental, seguido

por la conceptualización del término sociedad. Además en el primer subcapítulo se

presentará a la moda como una derivación del diseño, conociéndola como Diseño de

Moda, aparte de enmarcarla junto con el diseño textil. A partir de esto, el tercer

subcapítulo se realiza un esquema general del sistema de la moda actual, pasando desde

la glamorosa y elegante Haute Couture (Alta Costura), siguiendo por la practica y seriada

Prêt-à-Porter o ready to wear, finalizando por los nuevos conocidos en el imperio de la

moda: fast fashion y diseño de autor.


En el segundo capítulo, se presentará un contexto histórico a nivel general. Se presentará

a la Segunda Guerra Mundial, mostrando todos los efectos que genero en su momento a

la industria de la moda, cuyos efectos influyen a la moda actual. Esta crisis social llego

afectar a la moda mundial de muchas maneras. Entiéndase por crisis social a:

Una transformación del conjunto de las relaciones e interacciones sociales


cotidianas dentro de un espacio territorial liberado, ya sea una ciudad o un país. Y
están dadas por un proceso de cambios que amenaza una estructura. Dichos
cambios generan incertidumbre, ya que no pueden determinarse sus
consecuencias. (Pérez Porto, 2008)

Partiendo de esto, los siguientes tres subcapítulos en donde se hablara sobre las la

Segunda Guerra mundial impacta a la moda de aquel entonces, luego se hablara de las

características a nivel de prendas que se ha generado a partir de la guerra, para luego

detallar sobre las consecuencias a nivel organizativo y comercial en la industria de la

moda tanto europea como americana, para luego finalizar con los diseñadores más

relevantes durante ese contexto histórico.

Por otro lado, en el tercer capítulo tiene como contenido sobre una mirada más regional.

Se hablará sobre la identidad argentina, sobre la historia de la moda argentina, teniendo

primordialmente los últimos cuarenta años. Y de cómo esta vive y se comporta durante las

adversidades, pero sobre todo por las innumerables crisis socioeconómicas que se

presentan a nivel nacional. Asimismo, se expondrá como la industria de la moda sabe

surgir y luchar cuando una situación difícil se le presenta. De esta forma, se puede definir

como crisis económica a:

Un momento en el cual la economía presenta indicadores negativos, con


contracción de las actividades, altos niveles de desempleo y aumento de la
pobreza. Irónicamente, si bien se trata de una etapa muy difícil para un país, este
tipo de crisis representa la excusa perfecta para muchas personas que no desean
esforzarse por conseguir un futuro mejor. (Pérez Porto, 2009).

En el cuarto capítulo, ya desde un enfoque más especifico se presentara la industria de la


moda venezolana. Y de cómo la situación política, social y económica afecta actualmente

al crecimiento de la moda, tanto la nacional como a la internacional. Empezando el

capitulo por la idiosincrasia, identidad y cultura venezolana, para luego hacer un paso por

la historia de la moda del país caribeño. Dentro de esto se abordara la importancia que

cumple la estética dentro de del país, y de cómo un concurso de belleza a marcado ha

grandes diseñadores de moda.

El último capítulo se desarrollara en base a la metodología que se utilizara a lo largo de

los anteriores capítulos del PG. Todo esto con la finalidad y propósito de entender el

desarrollo de la industria de la moda dentro de diversas sociedades, pero sobre todo en

que época se encuentren atravesando. Y para lograr esto, se llegaría a interpretar la

psicología de la moda como concepto. Entendiendo también cómo la moda no solo influye

socialmente a las personas quienes la portan, sino también a quienes la crean, la

distribuyen, la venden, la analizan y la estudian.

Se busca posicionar este proyecto como un referente de como al analizar ciertos

elementos de determinadas fases de esa industria que se conoce como moda, y deducir

como mediante ellas se puede hacer posibles cambio que la favorezcan o no. En la

industria de la moda de nuestros días, es esencial para cada diseñador de moda pueda

crear una imagen y un perfil en el cual trasmita cierto mensaje a la sociedad en el que se

encuentra. Y es así, como en este proyecto de graduación se estudiará y se abordará las

diferentes idiosincrasias. A través de este ensayo, se intentará buscar y determinar ciertos

elementos que están queriendo comunicar las marcas de indumentaria hoy en día por

medio de sus diseños e identidad, contribuyendo así, a la creación de un lenguaje de

comunicación y expresión visual artística. Conociendo ellos a primera mano, las múltiples

de dificultades vividas en los tiempos actuales. Tal como describe Marcia Veneziani:

Es evidente que las implicaciones económicas y comerciales que genera la moda


en la actualidad puede ser objeto de un análisis que transita desde la logística de
distribución hasta el financiamiento de las industrias culturales, pero someter a la
moda a un examen como paradigma del consumo ostensible, transposición de
mecanismos biológicos, código cultural y motivo para la renovación de recursos
técnicos. (2012, p.9).

Se considera como núcleo del problema planteado la premisa de si es posible o no

detectar que tipos de beneficios y que tipos de daños una crisis socioeconómica puede

llegar a perjudicar tanto en la continuidad de una gran y posicionada casa de moda, como

en el desarrollo de diseñadores de pequeña escala.

En cuanto a los antecedentes académicos de Proyectos de graduación que servirán de

soporte a este apoyo teórico de destacan:

El PG de Prat, (2012). En el que expone la tendencia Fast a la Slow Fashion. Técnicas

para la producción y el diseño argentino. Se vincula con el presente PG, dado que aborda

el uso del fast fashion y del diseño autor aplicando en la Argentina. aspecto fundamental

en el análisis que se plantea este proyecto.

Por otra parte, es importante rescatar el abordaje de Hope (2013) Indumentaria de

pertenencia y de diferenciación. Análisis de la relación entre las marcas masivas y el

diseño de autor. Proyecto en el cual compara dos marcas masivas, estructura que

vertebra al momento de exponer sobre la moda de gran distribución rápida.

En cuanto al Diseño de Indumentaria, cabe destacar el desarrollo de Mussuto (2007)

Diseño no es moda y moda no es diseño de indumentaria: Una mirada contrastiva.

proyecto en el que desarrolla la esencia de la moda como elemento comunicacional que

impone tendencias, contrapuesto con la acepción del concepto de indumentaria.

Además de esto, es imperioso resaltar el planteamiento conceptual que realiza Faita

(2015) en su proyecto Identidad para Diferenciar La comunicación de identidad en marcas

emergentes de moda. Este planteamiento se vincula con este PG, puesto que desarrolla

el concepto de identidad de marca, aspecto primordial de análisis compositivo de una

marca, para el cual se desarrolla este proyecto.


En su trabajo La Percepción de la Marca. Falcon (2012), desarrolla el concepto de marca,

desde un abordaje perceptivo y social, contraponiendo a este, el impacto que tiene una

marca a nivel social en un contexto económico determinado. Por su parte, Salvestrini

(2012) en su proyecto La adaptación y difusión de tendencia en la moda (Pasado,

presente y futuro), maneja el concepto de tendencia en el mundo de la moda, desarrollo

conceptual enriquecedor para el desarrollo de este PG por la postura analítica en la que

se enmarca.

En cuanto a la moda como elemento expresivo, es destacable el planteo de Bianchi

(2012) en su proyecto Moda documental Un pantallazo estratégico. En el cual realiza un

abordaje analítico sobre el impacto expresivo de la moda en un entorno social como

medio de transmisión.

También encontramos a Sanagua, (2012) El diseño de autor como generador de

innovación. Una tendencia de moda que no sigue tendencias. Como antecedente base

para el PG. Debido a que hace un exploración profunda y analiza conceptualmente la

industria de la moda.

Para concluir, cabe destacar el análisis propositivo que plantea Zanoni (2012) en su

proyecto HYM desembarca en Argentina. Nueva propuesta de tienda textil. En el cual

aborda una de las marcas pilares del fast fashion en análisis en el presente PG, en este

caso: H&M.

Ante lo previamente expuesto respecto al presente Proyecto de graduación, cabe resaltar

que el mismo realiza un abordaje de técnica de investigación social de observación

documental, basado en la técnicas de investigación social documental, denominada por

Ander-Egg (1994). La misma consiste en la búsqueda, recopilación y análisis de

información sensorial para aplicarlo a un entorno determinado. En este caso particular, el

comportamiento de un usuario objetivo en su sociedad de consumo. Este abordaje se

realiza con fines meramente sociológicos, partiendo de la recopilación de la información,


fusionado con un estudio de fenómenos de consumo. Posteriormente se examina estos

fenómenos y se plantean estrategias para sobrellevar, erradicar o aprovechar los mismos.

Es importante que la investigación tenga un fin claro, un objetivo determinado, que

responda a las preguntas concretas del qué y para qué se realiza la investigación. En este

caso, la moda e historia conocida como una relación entrelazada en un camino

dificultades, de gobiernos, regímenes y leyes que le juegan en contra de un buen

desarrollo y establecimiento de las diferentes casas de modas.


Capítulo 1: Los principios de la moda en la sociedad

Para generar un entendimiento sobre el término moda, no se puede solo referirse a

simplemente prendas en los diferentes momentos históricos, sino que deber ser analizada

como un gran acontecimiento mundial. Comúnmente, las personas entienden la moda

como un concepto simplemente superficial y frívolo. Pero en conformidad estos prejuicios

van mas allá de estereotipos. Es un sistema de caracteres complejos que hacen alusión a

una época, pensamientos, pero sobre todo comportamientos dentro una sociedad

determinada.

En la actualidad hablar de moda es de mucha frecuencia y posee alta cotidianidad dentro

del ámbito social y cultural. Pero en su mayoría nadie se toma la molestia de plantearse el

verdadero significado de este término. A pesar de que la moda es algo habitual y

frecuente, debido a que sin pensarlo las personas consumen la moda a diario. Es por eso

que Grunfeld explica “la moda se toma como una gran fuerza que gobierna nuestra vida

día a día, sin que nosotros la podamos manejar” (1997, sp.).

Por otro lado y de acuerdo con Macarena San Martin, que expone que la moda es:

Nacida en el contexto del vestido, la moda como fenómeno basado en la novedad


se ha extendido al resto de las esferas sociales, un hecho confirmado por primera
vez en 1890, cuando el sociólogo francés Gabriel de Tarde la definió como un
proceso social independiente del vestido (2009, p. 15).

En la sociedad el hombre es el único ser vivo que tiene la modalidad de vestirse, “Y la

moda nace porque el hombre vive en sociedad” (San Martin, 2009, p. 15). Y a su vez, este

hombre tiene el gran deseo de buscar un lugar de pertenencia. Es así como, la moda

tanto para los hombres como para las mujeres es un factor que transmite al resto del

mundo diferenciación. Es por eso, que se ha caracterizado en ser una contaste búsqueda

constante de identidad para quienes la portan, la hacen y para aquellos que la viven.

Como demuestra Saulquin, “el sistema de la moda tendrá un cambio de este pensamiento

colectivo y estará protagonizado por individuos personalizados” (2010, s.p).


A pesar que, y sin desvirtuar a la moda, se hallan dificultades para que esta sea un

estudio de objeto serio. Pero se reconoce que como término más amplio, la moda es un

mecanismo regulador de elecciones, realizadas en función de criterios subjetivos

asociados al gusto colectivo. Como plantea Rosa (2009): “Moda son los gustos pasajeros

que condicionan costumbres y tendencias en cualquier aspecto de la vida, aquello que

tiene la atención general centrada en sí, que ha creado un momento a su alrededor”(s/p).

A su vez, Saulquin explica a la moda como:

Conjunto coherente y bien sincronizado de producciones humanas que, derivadas


de los usos comunes y gustos compartidos por grandes grupos de la población,
dominan una época. Esta noción abarca todas las manifestaciones de la vida
materializadas en objetos de uso cotidiano y su característica primordial radica en
la necesidad de transformación y cambio continuo mas que en el valor de los
objetos en si (...) la moda logra que lo innecesario se vuelva casi necesario,
obligado; de allí la rapidez y la continuidad de las transformaciones. (2006, p. 9-
11).

Se comprende también, como moda a todas aquellas tendencias ya sea de ropa, de

estilos de vida y manera de comportarse, que acentúan o modifican la conducta de las

personas. Asimismo, se puede entender que el arte y la moda son dos expresiones

visuales que comparten la necesidad del ser humano de querer expresar, transmitir y

comunicar a través de lo visual sus pensamientos y sentimientos.

A su vez, la conexión existente entre la moda y el arte se expone a través de los

movimientos y expresiones. El arte como concepto va a depender principalmente, de

como la sociedad ve el mundo en su época y de como el momento histórico llega a

influenciar al arte. De este modo se interpreta que el arte es atemporal o que no hace uso

de referencia del tiempo, debido a que la persona que observa una obra de arte la llega a

interpretar según su sistema propio de valores. Pero generalmente se llama arte a una

actividad que tiene como finalidad de trasmitir, comunicar y de expresar ideas y

emociones que por lo general dan el reflejo de una visión de vida. Cada época y cada

cultura interpreta las diferentes manifestaciones artísticas desde su punto de vista.


Es así como, se profundiza un poco más este término conocido como arte. Y de acuerdo

con la (Real Academia Española, 2016) que define la palabra arte como “Manifestación

de la actividad humana mediante la cual se expresa una visión personal y desinteresada

que interpreta lo real o imaginado con recursos plásticos, lingüísticos o sonoros”. Pero

también no se debe olvidar de que el arte es un sistema de interpretaciones personales,

y es por eso que diferentes historiadores han tenido su propio criterio con respecto al

tema. Y es por eso que Ernst Gombrich, uno de los historiadores de mas renombre

considera que “No existe realmente el Arte. Tan sólo hay artistas. La palabra arte puede

significar muchas cosas distintas, en épocas y lugares diversos”. (Gombrich, 1950, p.

688).

Según Grunfeld “Lo único que permanece constante en la moda es el cambio” (1997, p.

12). Es así, como se puede entender que la moda y la historia van de la mano. Es por eso

que la historia del traje ha sufrido transformaciones con el pasar de los tiempos. Debido a

diferentes contextos históricos que se han presentado en diversas épocas. Tal como lo

dice Veneziani:

No se puede hablar de moda sin hacer referencia al contexto histórico y social en


que ha nacido. Ella es el reflejo de los sucesos que ocurren en la sociedad y
también da cuenta de cómo sus miembros actúan y se comportan unos con otros.
(2012, p.13).

Por otra parte, la Real Academia Española explica como moda a un “Uso, modo o

costumbre que está en boga durante algún tiempo, o en determinado país, con

especialidad en los trajes, telas y adornos, principalmente los recién introducidos”. Se

entiende también como moda a todas aquellas tendencias ya sea de ropa, de estilos de

vida y manera de comportarse, que acentúan o modifican la conducta de las personas.

Simon Seivewright puntualiza que “La moda se define como una costumbre o un estilo

populares en un momento dado” (2013, p.18).


Mientras tanto, ya en el siglo XX Georg Simmel fundamenta que “la moda suministra la

clave para examinar una época” (1938, sp.).

Es por eso, que la moda se pudiera llegar a dividir en tres significativas etapas. La primera

de ellas es la etapa de moda aristocrática, que comprende entre los siglos XIV hasta

mediados del siglo XIX, donde la funcion mayor de la moda era netamente social.

Distinguía y diferenciaba al hombre y su poder a través de su vestimenta basada en la

ornamentación de sus prendas. La siguiente etapa es conocida como moda centenaria, y

esta aparece desde la segunda mitad del siglo XIX hasta la década de los años setenta

del siglo XX, en donde la figura del hombre queda aventajado por la de la mujer, quien se

ostenta con modelos de la alta costura. Y por último, encontramos a lo que se conoce

como la moda abierta, que se origina en los años setenta y que se conserva hasta hoy en

día. Que se torna como algo propio de ambos sexos, donde se muestra un inmenso

interés por la aparecía física y del como luzco. Todo esto coincidiendo con la globalización

y con el gran auge de la sociedad de consumo.

Es así como, a lo largo de las diferentes etapas, se verán no solo los cambios en la

morfología y silueta de las prendas, sino también los cambios en las sociedades, y cada

una con sus diferentes culturas. Como describe Saulquin:

En este sentido la sociedad ha utilizado la moda, no solo para resolver los


contradictorios deseos de cambio y permanencia (secuencias sucesivas de cambio
para que nada cambie) sino además para dinamizar y facilitar el reconocimiento
del lugar que ocupaba en la pirámide social.(2010, p.75)

1.2 Los principios de la moda como diseño de modas.

“El diseño de modas tiene como propósito ayudar al personal de la industria de la moda, a

desarrollar un valioso instrumento de la comunicación”. (Thames, 2009, p. 6).

Mientras que Collado Becerra define:

La industria de la moda abarca todo aquello que se vende en una tienda de moda
con o sin marca reconocible. Los diseñadores de moda son a la vez gestores de
producto e innovadores; pueden trabajar como profesionales independientes o en
un equipo de diseño perteneciente (2015, p. 7).

De igual forma, a parte de conceptualizar el término moda y de diseño de moda, es

importante definir que es el diseño en general. Es así que citamos a Wucius Wong (1991),

quien sostiene que “el Diseño es un proceso de creación visual con un propósito. A

diferencia de la pintura y de la escultura, que son la realización de las visiones personales

y sueños del artista, el diseño cubre exigencias prácticas”.

En otro ámbito, un poco mas de función “El diseño como cualquier actividad laboral y

profesional situada en un marco de transacciones humanas lleva implícita cuestiones

éticas que pueden o no ser asumidas deliberadamente por sus actores”. (Hernandez,

2012, p. 11). Más adelante, el mismo autor expone que al momento de diseñar

Se traduce en un acto intencional a través del cual se expresa el estado de


conciencia del diseñador sobre la situación que enfrenta y define el sentido de lo
que propone, el grupo social que sirve de referencia y de destino de la acción
adquiere tanto la condición de medio como de finalidad, para el trabajo que se
realiza. (Hernández, 2012, p. 20).

De igual forma, para hablar del diseño de moda, es importante destacar conceptos de

suma relevancia en el ámbito. Tal y como lo es la morfología, que se concibe como el arte

de la forma, aplicado a todas las ramas del Diseño. Dotado de una versatilidad

inimaginable, se considera una de las ciencias aplicadas, a pesar de ser una ramificación

avocada más que nada al diseño. Esta disciplina se encarga de analizar las

composiciones formales de cualquier patrón del mismo. Desde la perspectiva estética, de

distribución y de percepción, en la que expresa algo con determinada finalidad codificada

en sí, y que se requiere de la interpretación para su lectura y comprensión. Ante esto,

cabe destacar que “la forma es una variación de elementos visuales, caracterizada por el

color, la textura y un tamaño determinados por su creador”, siguiendo con la postura de

Wong (1995).
También, se habla del color, como criterio este debe ser comprendido no sólo como un

aspecto estético, sino también como un significativo medio de exteriorización y circulación

masiva de información. Desde el ámbito semiótico, se debe plantear un uso consciente

del color con el aprovechamiento de sus facultades psicológicas de transmisión de

sentido. A través de las cuales se puede inducir o expresar sensaciones, sentimientos,

deseos, necesidades y otros aspectos propios de la mentalidad humana. Conforme con

Seivewright para un diseñador de moda actual “A menudo el color es el punto de partida

de una colección y llega a controlar el tono general de éste en una temporada

determinada (2011, p. 23).

Dicho todo esto, se podría afirmar ya, que el diseño de modas es una ramificación o

vertiente del concepto, profesión y carrera del diseño generalmente hablando, enmarcado

en las Artes decorativas, clasificadas como oficios ornamentales con una intención

funcional, con soportes de madera, vidrio, metal o textil.

Asimismo, por su parte el conocido diseño textil se avoca al desarrollo de productos

pertenecientes a la industria textil, tales como fibras, hilos y tejidos. Estos productos

textiles, surgieron como respuesta a la necesidad del ser humano de generar materias

primas para su posterior transformación en objetos de diseño; entre ellos prototipos,

confecciones, prendas y demás accesorios cuya base es el uso de textiles. El Diseño

Textil, a lo largo del tiempo ha venido incorporando elementos propios de otras áreas,

incluso impropias de la rama del diseño. Una de ellas es la medicina, puesto que el

Diseño Textil ha logrado incorporar en su evolución compositiva, la adaptación de diseños

textiles, tejidos y microfibras al ámbito de la salud, el deporte y demás rubros en pos del

bienestar del ser humano. Dentro de estos productos se encuentran los tejidos

inteligentes, los cuales se adaptan a situaciones cambiantes de clima. Brindando así al

usuario, contar con una prenda que le permita continuar con sus labores cotidianas y

adaptarse a las condiciones climáticas sin modificar sus prendas.


De igual forma, se observa que las personas tienen la acción de usar ropas por varias

razones, una de ellas por pudor, otras por la necesidad de identificarse y relacionarse con

un grupo social determinado. Siendo la ropa un mecanismo de confianza y que expresa

su personalidad.

También se dice, que la moda tardó en ponerse de moda, y es que el diseño de moda

como industria tal y como es conocida actualmente nace en París, como otras tantas artes

aplicadas que surgieron el siglo XIX y principios del siglo XX. Fue en 1860 que un inglés

radicado en Francia. Y según Seeling, “tuvo la idea de colocar en todos los vestidos que

confeccionaba una etiqueta con su firma, como si de obras de arte se tratara. A partir de

entonces, las damas de sociedad solo quisieron llevar vestidos de un modisto de

renombre” (2011, p. 9).

Es así como se puede afirmar que los diseñadores de moda a través de muchos factores

para la indumentaria que se adapte a la moda que en el momento se encuentren

transitando. Y según Grunfeld

Moda es el reflejo y la expresión estética de una sociedad y sus valores. Y moda


tiene una dimensión económica: Si algo esta de moda, entonces se vende. Saber
qué es exactamente lo que se va a vender y resultar rentable, es precisamente lo
que convierte a la moda en un negocio orientado al marketing. (1997, p. 6).

1.3 Los principios de la Organización del sistema de la moda

El 17 de julio del año 1830 es inventada la prima máquina de coser por el francés

Barthélémy Thimmonier quien contaba con toda la aprobación y respaldo del gobierno de

su país. Con esta invención se logra entonces reemplazar la mano de obra artesanal por

una confección mecanizada, comenzando así la reducción de costos. Por eso, una de las

cambios en el comercio del siglo XIX fue en la industria de la confección. Siendo así,

desde entonces el mundo de la moda ha sufrido grandes transformaciones.

En la actualidad, la moda es considerado como un motor que funciona con diferentes

tiempos. Desde la alta costura, al pret-a-poter, al casual, o con la producción masiva del
fast fashion, todo esto con el objetivo de satisfacer a todo tipo de publico existente. Y es

que como lo define la autora Diaz Soloaga

El sector de la moda debe ser considerado una industria y tratado como tal. Tras el
espectáculo de las pasarelas nacionales e internaciones o la aparición de
celebrities asociadas a las marcas de moda, se oculta a la mirada extraña un
solido entramado de producción, finanzas, herramientas de marketing y alianzas
estratégicas. En realidad, la moda es un sector de mercado mas que integra
empresas textiles, diseñadores, fabricas y talleres, patronistas y costureras…Para
permanecer en ese mercado, temporada tras temporada, el negocio de moda debe
estar orientado a los clientes y ofrecer algo más que un producto tangible a un
precio razonable. Es necesario reinventar las marcas buscando el difícil equilibrio
entre la lealtad a la propia identidad y la modernidad. (2014, p. 8).

1.3.1 La Alta Costura

El Haute Couture, alta costura en el idioma franco, es una de las etapas más importantes

dentro del imperio de la moda. Y fue un sistema de confección y producción de la moda

nacido en la segunda mitad del siglo XIX en la ciudad de París donde se llega alcanzar la

esencia de elegancia y creatividad de los modistos franceses. Y es que ya en 1850 se

abrirían las primeras casas en Francia. Pero no fue hasta en el año 1910 que se crea y

se establece una serie de leyes en la moda francesa, con el propósito de proteger y velar

la moda local y sus diseñadores de una ráfaga de imitación, y se funda la Chambre

Sybdicale de la Couture Parisienne. Y es que para “los años dorados de la alta costura, la

labor de los diseñadores era muy relevante. La sociedad exigía que las damas de alto

poder adquisitivo tuvieran un guardarropa ajustado para todas las ocasiones” (Collado,

2015, p.20).

Asimismo se entiende por modisto a posiblemente una de las profesiones más recientes

del mundo, y dentro de la historia de la alta costura, se destaca uno de los más conocidos

modisto, a quien se le concede el nombre de padre fundador de la haute couture, Charles

Frederick Worth, un británico nacido el 13 de octubre de 1826, quien llega a la capital

francesa con siete años de formación, pero sobre todo contando con un gran éxito en el

mundo de la moda inglesa, siendo algunas de las mujeres monarquía inglesa parte de su
más importante clientela. “En 1958 Charles Frederick Worth abrió en París una Maison

Spéciale de Confections en el 7, rue de la Paix” (San Martín, 2009, p. 23). Este hecho

abre un largo camino para la Haute Couture. Y es que Worth a través de sus creaciones

vestía a las mujeres a la medida. Por otro lado, se le acredita el hecho de que fue el

pionero en el mundo de la moda en firmar sus diseños y además de crear cada año

presentaba una colección con la que aumentar sus ventas y por tanto sus beneficios. Esta

innovación de las colecciones de temporada es una realidad actual que los diseñadores

siguen sacando provecho.

La alta costura como término y actividad era exclusivamente parisina. Y fue en 1945 que

se dictaron las primeras normas para otorgar a una firma el titulo de casa de alta costura.

Esta serie de reglas incluían “crear diseños originales concebidos por un diseñador

permanente, realizar modelos a medida y ciertas a mano (hilvanes, picados acabados),

tener un taller en París con un mínimo de personas empleadas y presentar un cierto

numero de creaciones” (San Martín, 2009, p. 24).

A pesar de que con la alta costura la moda se puso de moda, hoy en la actualidad ha

sufrido un drástico descenso y ya no es un mercado rentable, simboliza para aquellas

marcas permitidas en crear colecciones de alta costura, una gran campaña publicitaria. Y

es que “después de la Segunda Guerra Mundial eran 106 las casas de alta costura y en

2007 sólo diez-, a partir de 2001 se suavizaron estos criterios para evitar su desplome”

(San Martín, 2009, p. 24).

En la actualidad la cámara de la alta costura francesa cuenta con integrantes de gran

renombre, tal y como los son: Chanel, Christian Dior, Christian Lacroix, Givenchy, Jean

Paul Gautier, Elie Saab, Armani Privé, entre otros. Y es que esta industria se encuentra

protegida jurídicamente y solo estas casas de moda pueden utilizarlas como actividad en

categorías específicas que determina cada año el Ministerio de industria de Francia.


1.3.2 El Prêt-à-Porter

“El prêt-à-porter es la confección seriada con el valor añadido del concepto moda, es

decir, el cambio en cada temporada, un sistema que nació durante la Segunda Guerra

Mundial en Estados Unidos bajo el nombre de ready to wear” (San Martín, 2009, p. 27).

Es así como, los años cincuenta significaron una gran revolución dentro del mundo la

moda internacional. La industria de la moda norteamericana aprovecha el gran auge

económico que tiene después de la segunda guerra mundial.

Se comienza un periodo de liberación de gran repercusión desde el punto de vista social,

y es que se empieza a fabricar a gran nivel ropa de diseño con buena confección, y esto

repercuto en que otros estratos sociales adquirieran prendas de diseños no solo en

calidad creativa, sino también en calidad de confección. Las prendas eran producidas en

forma de serie con patrones que se repiten en función de la demanda.

Y fue así, que al momento en que París se vio obligada a dejar de un lado la moda

durante los años de guerra, y es Estados Unidos que toma la batuta y se ve forzado a

crear un estilo nuevo, el afamado American look, quien de la mano de la diseñadora

norteamericana Claire McCardell, quien tenia como formato en sus diseños el concepto

de prendas combinables entre sí, con el simple propósito de que fueran producidas y

vendidas en serie. Es así como lo expone Laver

La industria del prêt-à-porter se estaba haciendo cada vez más fuerte. En los
Estados Unidos la técnica de la producción en masa estaba, ya muy desarrollada,
y se producía ropa deportiva y prendas sueltas, independientes, que tuvieron
también mucho éxito en Europa, donde esta moda informal todavía no había
cuajado. (1997, p. 263)

Seguidamente, fue entonces que en el año 1949, por parte de dos modistos reconocidos

en Francia, llamados Robert Weill y Albert Lambert , quienes crean el prêt-à-porter. Y es

que gracias a ellos aparece finalmente no solo la traducción al idioma francés del término
sino que también los actuales y revolucionarios criterios del diseño americano en la moda

francesa.

Fue así como las casas de alta costura francesas no fabricaban sus prendas a gran

escala, y que por lo tanto se quedaba en un mercado muy pequeño, que era el exclusivo

mercado del lujo. Pero con este nuevo sistema de creación y producción, la nuevas

colección de prêt-à-porter, ayudarían significativamente a ampliar internacionalmente el

mercado de estas casas.

Es así que gracias a todo lo acontecido en Estados Unidos y adoptado posteriormente por

los diseñadores franceses, se consolida el ready to wear o el prêt-à-porter, “junto con la

imagen y emblema del diseñador de moda, quienes crean sus colecciones de una forma

industrial y la boutique, una nueva forma de vender la ropa“ (San Martín, 2009, p. 27).

1.4 Los principios de la Organización del sistema de la moda actual: Fast fashion vs

diseño de autor

1.4.1 Fast fashion

Desde hace unas décadas, las empresas multinacionales de distribución de moda


han aumentado no sólo en tamaño, sino también en influencia económica y sola, y
se han convertido en uno de los promotores y máximos exponentes del proceso de
globalización (San Martín, 2009, p. 41).

Es así como emerge y se origina una gran distribución en el mercado de la moda. Y con

esto se comienza a establecer el Fast Fashion, término que resulta novedoso al oírlo, sin

embargo, actualmente, es muy común utilizarlo ya que se le conoce como moda para las

masas. La estrategia conceptual del Fast fashion consiste en el traslado de propuestas de

grandes casas productoras de diseño reconocidas ampliamente en el medio, desde las

pasarelas en las que se expone el concepto y la tendencia, hasta sus tiendas para

comercializarlas.
Se busca mantener la frescura conceptual de una tendencia en pasarela, para ponerla a

disposición del público consumidor lo más pronto posible. Tomando como ejemplo el caso

concreto de los conocidos Fashion Week y sus desfiles, donde se capturan los conceptos

y tendencias presentes en el evento. Para luego proceder a manufacturar prendas en

base al concepto capturado lo más rápido posible y al menor costo, para ofrecerlos a

consumidores promedio de manera accesible.

Dicho esto, cabe destacar que son tres las empresas en la industria mundial, que poseen

de gran distribución y distención. En su orden aparece la americana Gap, y las europeas

H&M y Zara.

Gap aparece con su primera tienda en el año 1969 en la ciudad de San Francisco,

California. De la mano de Don y Doris Fisher. Con una idea simple de diseñar y vender

prendas básicas del día a día. Fue así, como Gap se establece poco a poco alrededor del

país norteamericano, y hoy en día posee mas de tres mil cien tiendas por todo el mundo.

Por su parte, el negociante sueco Erling Perrson crea Hennes&Mauritz, tras un viaje a

Estados Unidos, en el cual las tiendas de gran volumen y distribución, pero sobre todo de

bajo costoso le causaron un gran impacto, fue entonces cuando decide copiar el modelo

americano y abrir una tienda con estos ideales. Y es que con el slogan de moda y calidad

al mejor precio, H&M posee mil quinientas tiendas esparcidas por todo el mundo.

Asimismo, es importante marcar que tanto Gap como H&M, no poseen de manera propia

fábricas, y con esto se benefician de forma que les permite reducir costos e invertir mucho

más en publicidad.

Pero fue una empresa española que revoluciono la industria de la moda rápida a escala

mundial. Y es que Amancio Ortega y su conocida Zara destacan dentro del fast fashion

“por tener una integración vertical de todo el proceso que implica crear una prenda

(diseño, producción, distribución y gestión de las tiendas” (San Martín, 2009, p. 41). Y es
que Zara tiene como impronta el concepto de tienda como base de centro de información,

imagen y comunicación.

Y es que se puede decir que las dos marcas más famosas inscriptas en el mundo del fast

fashion, son la española Zara y la Sueca H&M. Estas marcas anteriormente mencionadas,

han evolucionado el desarrollo de un pensamiento de producto basado en el modelo de

producción quick response, o respuesta rápida, el cual se instauró en los Estados Unidos

cerca de la década de 1990. Al implantar el sistema de respuesta rápida en la moda, se

pensó en mejorar la etapa de fabricación textil, buscando agilizar tiempos de producción

sin afectar drásticamente la calidad; sin embargo, actualmente el fast fashion se ve

inmiscuido en el concepto de moda desechable, puesto que los materiales usados para

reducir los costos son de baja calidad. En otras palabras, prima la tendencia por sobre la

funcionalidad o la calidad de la prenda.

Apelando a un abordaje más psicológico, se encuentra que la mercadotecnia o

mercadología, más popularmente conocida como marketing, es considerada como “el

proceso social y administrativo por el que los grupos e individuos satisfacen sus

necesidades de crear e intercambiar bienes y servicios” (Kotler. 2003 p. 13).

Como principal objetivo del fast fashion es producir rápido en un costo razonable, para

que las prendas sean aceptables. Como lo explica Infobae (2010), estos términos se

consideran en los talleres, de acuerdo al target al que desea apuntar la empresa. Se

busca que el trabajo de los diseñadores con el de los costureros sea de colaboración

mutua, logrando maximizar las ventas, satisfaciendo las necesidades del cliente. Las

empresas usualmente utilizan mano de obra en el extranjero, para poder mantener los

precios lo más bajo posible.

En el vertiginoso mundo del fast fashion se busca una reacción que logre una inteligente y

rápida generadora de ganancia. Los tres elementos a tener en cuenta son los tiempos, los

costos y los ciclos de ventas. Los tiempos se deben considerar con respecto a la
producción. Cada vez las demandas durante las temporadas son mayores. La profesora

Patricia Doria en una nota para Infobae explica

Es tener implantado un sistema de logística que esté basado en ir más rápido que
la propia idea, es decir que permita al diseño, la producción y la puesta de las
prendas en los negocios –es decir todo el circuito- en un tiempo de dos semanas o
menos, y lograr de este modo el reemplazo de prendas vendidas varias veces
cada semana. (2010).

1.4. 2 Diseño de Autor

“Es vital para los diseñadores evaluar los cambios que se producen en la moda para

poder pronosticar la moda que viene” (Grunfeld,1997, sp.).

El diseño de autor se le llega a conocer como una expresión en el mundo del diseño de

modas, que cuenta con un proceso altamente creativo, que constituye dos conceptos

fundamentales para su realización, que son la innovación y la originalidad.

Para conceptualizar el diseño de autor se expone a Susana Saulquin, quien afirma:

Un diseño es considerado de autor cuando el diseñador resuelve necesidades a


partir de su propio estilo e inspiración, sin seguir las tendencias que se imponen
desde los centros productores de moda, (...) con una concepción basada en la
personalidad y en la comunicación de cierta identidad (2011, p. 16).

Y es que en los últimos años, muchos diseñadores en la industria de la moda,

comenzaron a proponer nuevas y diferentes ideas. Plantean diseños mucho mas

elaborados y complejos, con textiles transformados y con morderías complejas. Estas

nuevas camadas de creativos no siguen lo que esta de moda, ni tampoco se fijan en las

tendencias del momento. Ellos mismos crean sus propias tendencias, revolucionando la

moda con una impronta única y propia. Es por eso que el proceso creativo que realiza el

diseñador que trabaja en el mundo es mas profundo y personal.

Por otro lado, es importante destacar que el cliente que consume el diseño de autor, es un

fiel admirador de las propuestas del diseñador, que a su vez valora el procedimiento que

tuvo esa prenda que adquirió. Y es que sabe, que lo que lleva es algo único, sin imitación
pero sobre todo algo limitado. Siendo esto, uno de los objetivos y propósitos claves del

recientemente conocido concepto de diseño de autor.