Vous êtes sur la page 1sur 6

Aprendiz : CARLOS ENRIQUE ACUÑA

Celular : 3217919309
Email : Hastafin1975@hotmail.com
Tutora : YAMILE DAMARIS ORDOÑEZ GUERRERO
Curso : Ética en lo personal y laboral No. 1658452
Celular : 3006451005
Email : dayam@misena.edu.co

Mapa conceptual código de ética empresarial


Descripción:
Para comprender mejor la estructura que debe tener un código de ética empresarial, lo
invitamos a consultar el material de formación La ética laboral disponible en el espacio de
Materiales del Programa y a elaborar un mapa conceptual que aborde los siguientes
elementos:

• Definición de código de ética.


• Características de un código de ética.
• Propósitos o funciones de un código de ética empresarial.
• Contenido.
• Secciones Elabore el mapa conceptual utilizando alguna de las herramientas para la
creación de mapas en línea señaladas en herramientas sugeridas y envíelo a su tutor.

Desarrollo

Definición de código de ética.

La ética está vinculada a la moral y establece lo que


es bueno, malo, permitido o deseado respecto a
una acción o una decisión. El concepto proviene del
griego ethikos, que significa “carácter”. Puede
definirse a la ética como la ciencia del
comportamiento moral, ya que estudia y determina
cómo deben actuar los integrantes de una sociedad.

Un código, por su parte, es una combinación


de signos que tiene un determinado valor dentro de
un sistemaestablecido. En el derecho, se conoce como
código al conjunto de normas que regulan una
materia determinada.

Un código de ética, por lo tanto, fija normas que regulan los comportamientos de
las personas dentro de una empresa u organización. Aunque la ética no es coactiva (no
impone castigos legales), el código de ética supone una normativa interna de cumplimiento
obligatorio.

No divulgar información confidencial, no discriminar a los clientes o los compañeros de


trabajo por motivos de raza, nacionalidad o religión y no aceptar sobornos, por ejemplo, son
algunos de los postulados que suelen estar incluidos en los códigos de ética.

“La ética es la actividad del hombre dirigida a garantizar la perfección interna de su propia personalidad.”
Albert Schweitzer
Características de un código de ética.
1. Es una ética de responsabilidad por las consecuencias de las decisiones que se toman.
2. Los miembros de la empresa son interlocutores válidos.
3. Los consumidores son interlocutores válidos.
4. Los miembros de la empresa han de cumplir con sus obligaciones y corresponsabilizarse
por los resultados, basados en la cooperación.
5. La empresa ha de atenerse a un marco de justicia no solo legal, sino ante todo moral.
6. Cambio del modelo empresarial taylorista a un modelo postaylorista.
7. Fomento de una cultura empresarial que configura formas de vida peculiares, cada vez
más ¨obligadas¨ para quienes tengan afán de supervivencia.

Los Principios Éticos Fundamentales En La Concepción De La Empresa Ética Son:

1. Transparencia que llega a todas las partes interesadas.


2. Información comprensible. Se entregará a los interesados de manera inteligible y
comprensible, con la frecuencia necesaria.
3. Implementación con acciones concretas del código de ética de conducta.
4. Mejora continua en el ejercicio de la responsabilidad ética, social y medioambiental.
5. Posibilidad de verificar los datos del sistema de gestión ética"

Propósitos o funciones de un código de ética empresarial.

De acuerdo a la funcionalidad que se espera de los códigos de ética se han hecho varias
reflexiones, que han llegado a determinar unas funciones específicas que al menos todo
código debe considerar.

El modelo más reconocido por las empresas es aquel que establece principios o valores,
objetivos y políticas que contemplen las relaciones que tienen la empresa con cada uno de
los grupos de interés. Esto quiere decir que la empresa ha de reafirmar sus valores,
establecer pautas de acción hacia los grupos de interés internos y externos, y regular
detalladamente determinados ámbitos de actuación.

En términos generales, los códigos deben expresar los compromisos que la empresa asume
con cada grupo con que se relaciona, los principios éticos que guían su gestión y la manera
como vuelve a plantear sus objetivos en perspectiva ética. Como complemento a estas
consideraciones que se incluyen en los códigos, la gestión que hagan los directivos de esta
herramienta debe comprender un manejo de las relaciones entre los grupos de interés que le
permita resolver los conflictos que se generen.

Las funciones básicas que deben cumplir los códigos de ética son:
A nivel interno:
Institucionalizar los valores, pautas y criterios de decisión que definen el proyecto de
empresa y que deben regular toda actividad empresarial.

Crear una cultura empresarial y un clima ético que permita que los miembros de la
organización se identifiquen con el proyecto que define a la empresa (visión compartida).
Servir de punto de referencia o criterio de orientación, para la toma de decisiones en todos
los niveles empresariales que elimine las incertidumbres y ambigüedades.

Definir la responsabilidad, los derechos, las obligaciones y los compromisos de la empresa y


de sus miembros hacia todos los grupos de interés.
A nivel externo:

“La ética es la actividad del hombre dirigida a garantizar la perfección interna de su propia personalidad.”
Albert Schweitzer
Comunicar el carácter propio de la empresa, dar a conocer lo que es la empresa y cuáles son
sus objetivos.

Artículo CCRE - Códigos de Ética


Explicitar cuáles son las líneas de actuación con las que se compromete la empresa ante sus
grupos de interés.

Desarrollar una cultura organizacional que le permita aproximarse a la sociedad,


comprender sus necesidades y expectativas frente a la empresa y tener la capacidad de
responder a ellas.

Estas normas y valores, deben reflejarse en las decisiones y en la conducta de todos sus
miembros.

La creación de un Código de Ética y su utilización como un instrumento de gestión no


implica reducir la autonomía y responsabilidad de sus miembros, por el contrario, implica
aumentar la capacidad de los directivos y empleados de decidir por sí mismos y
autorregularse.

Las funciones externas transmiten la cultura empresarial al exterior, es decir, generan


la imagen social de la empresa y posibilitan la construcción de confianza. En este aspecto
debe quedar claro qué pretende la empresa, hacia qué objetivos sociales se dirige, así como
qué necesidades puede y se compromete a ayudar a satisfacer.

Aun cuando estas son las funciones básicas de los códigos, éstos suelen comprender otros
muchos aspectos que la particularidad de cada empresa requiera. Un código no es algo
estático, debe gestionarse constantemente y debe modificarse según el desarrollo de la
empresa. Asimismo, el código debe dinamizarse y profundizarse en su aplicación a las
actividades de las empresas, por lo cual deben establecerse las acciones concretas que se han
de llevar desde cada una de las unidades de trabajo de la empresa con el fin de concretar
las políticas generales a la cotidianidad de los miembros de la organización.

Beneficios de un código de ética

Los códigos de ética permiten determinar patrones y expectativas que pueden ser
previsibles en una empresa. A pesar de ello, existe aún un gran debate sobre la importancia
de contar con un código. La valorización final de la implementación le corresponde a
la gerencia de una empresa en particular. A continuación se citan algunos beneficios para
las empresas de contar con un código de ética.

1. Beneficios internos
o Enmarca la actuación de los colaboradores y orienta al empresario a actuar con
imparcialidad. Los códigos de ética no solamente fijan las expectativas corporativas de
actuación de los colaboradores, sino que son aplicables a todas las personas de la
organización, gerencia y directores. Esto hace que todos los participantes de la empresa se
ordenen bajo los mismos principios. o Indica las pautas de conducta y los criterios por los
cuales se regirán todos los colaboradores de la organización al realizar acciones o tomar
decisiones en el contexto de los negocios. Esto coloca a todos los integrantes de la empresa
bajo los mismos principios. Los códigos permiten tener pautas de conducta y criterios
generales para resolver problemas; trato con clientes, proveedores, y otros grupos
interesados; puede documentarse la forma como se han resuelto situaciones y conflictos en el
pasado; establece premios y castigos. o Crea lealtad y colaboración de los colaboradores

“La ética es la actividad del hombre dirigida a garantizar la perfección interna de su propia personalidad.”
Albert Schweitzer
hacia la empresa. El tener un código de ética crea un ambiente y seguridad laboral que
promueve la lealtad de los colaboradores a los mejores y más nobles intereses de la empresa.
o Motiva a los colaboradores. Un código de ética implementado y apoyado desde la gerencia
de la empresa, donde ésta invierte en establecer una cultura ética interna, motiva a los
colaboradores a ser partícipes de este proyecto. o Mejora la rentabilidad y reduce
los costos funcionales. Un código de ética y los valores contenidos en éste velan por mejorar
la eficiencia, reduciendo la necesidad de una supervisión directa sobre la conducta de los
colaboradores, evitando su permanente rotación. o Protección de los intereses económicos.
El cumplimiento de un código de ética protege los intereses económicos de la empresa pues
establece normas para salvaguardar los activos tangibles e intangibles.

2. Beneficios externos
Prevé conflictos. La aplicación del código previene o minimiza situaciones de riesgo para la
empresa, ya que los temas se tratan internamente, antes que éstos estén regulados por la
ley. o Mejora la confianza de los inversionistas. Las empresas que tienen y aplican un
código de ética generan una mayor confianza y certeza a sus accionistas, quienes confían
en que su inversión generará la rentabilidad ofrecida cumpliendo con los principios éticos
establecidos. Por ende, las actuaciones de la gerencia y los colaboradores están respaldadas
por la transparencia y los valores en los que cree la organización. o Atrae a personas
altamente calificadas. Atrae a profesionales quienes ansían laborar en la empresa por el
hecho de hacer público los valores y la cultura organizacional. o Mejora la imagen
corporativa ante la sociedad. La existencia de un código de ética práctico y razonable, bien
fundamentado y coherente, es un elemento clave de la legitimidad y permite ganar el
respeto y lealtad delos clientes, proveedores y comunidades, entre otros públicos interesados.

Contenido.

En estrecha relación con el principio de transparencia y como vehículo de expresión de las


políticas de RSE, tenemos los códigos de empresa, que como se ha indicado, fija la empresa
de forma unilateral.

Cada vez son más las empresas que formulan su propio código. Desde el punto de vista de
los empleados y directivos es clave ya que, al pasar a formar parte de la empresa, aceptan
el compromiso moral de asumir dicho código en su conducta profesional. Estamos ante un
mensaje que se lanza a la sociedad en el sentido de expresar el compromiso de la empresa a
asumir determinadas responsabilidades.

El término "autorregulación", generalmente, se usa como el antónimo de "regulación",


situándose el discurso entonces en la contraposición genérica entre voluntariedad y
normatividad. Esta autorregulación puede entenderse en clave de empresa individualmente
considerada, pero también de sector, o territorial.

Sin lugar a duda, las empresas las precisan para corregir los impactos negativos que genera
el desarrollo de su actividad y que se emiten para influir en las prácticas de sus socios de
negocio globales, y como una manera de informar a los consumidores sobre los principios
que se siguen en la producción de los bienes y servicios que manufacturan o venden.

Estamos ante instrumentos muy relevantes para la promoción de los derechos humanos,
laborales y medioambientales, así como de las medidas contra la corrupción, en especial en
aquellos países en los que las autoridades públicas no aplican normas mínimas.

Pero este rápido desarrollo de los códigos, como herramienta de RSE, puede ser percibido
como una peligrosa tendencia hacia la privatización de los derechos sociales. Así, por

“La ética es la actividad del hombre dirigida a garantizar la perfección interna de su propia personalidad.”
Albert Schweitzer
ejemplo, sólo pueden complementar, y no sustituir, la legislación nacional o internacional, el
diálogo social o la negociación colectiva.
La clave está en si este mecanismo es suficiente para corregir los defectos de mercado y la
economía global.

Sin duda las empresas que importan productos de países con escasa protección de los
derechos humanos tenderán a adoptar códigos para evitar las críticas, especialmente si sus
ventas dependen en buena medida de la imagen de la marca y de la buena voluntad del
consumidor. Además del previsible impacto positivo sobre la reputación corporativa, la
adopción e implementación de los códigos de conducta pueden aportar otros beneficios
empresariales, como una mejora en la relación con los socios, la promoción del buen
gobierno corporativo y del cumplimiento legal en los países de operación, y una mejora en
la calidad y en la productividad como resultado de un mejor clima laboral.

Demanda de la sociedad.
La sociedad del Primer Mundo demanda que existan unos estándares de comportamiento,
que haya códigos, que se comprometan cuyos compromisos sean, de alguna manera,
palpables, y medibles.

Ahí reside, justamente, el principal desafío que plantean estos instrumentos: asegurar una
aplicación, verificación y control eficaces.

Una forma de facilitarlo, alentada por la Comisión Europea, por ejemplo, la adhesión de las
empresas a los códigos de conducta definidos por las organizaciones internacionales.
Veamos sus palabras: "La Comisión considera necesario que los códigos de conducta:

Tengan como normas mínimas comunes de referencia los convenios fundamentales de la


OIT y las directrices de la OCDE para las empresas multinacionales.

Incluyan mecanismos adecuados de evaluación y control de su aplicación, así como un


sistema de evaluación de la conformidad.

Impliquen en su elaboración, aplicación y control a los interlocutores sociales y otras partes


interesadas, inclusive de los países en desarrollo.

Divulguen las experiencias y prácticas correctas de las empresas europeas".


El valor y la fortaleza de un código dependerán de su credibilidad y transparencia. Y
ambas están en función del grado en que los trabajadores, los sindicatos, los socios
comerciales y los proveedores, los consumidores y otros grupos de interés de la empresa sean
conscientes de:

Su transparencia. Esta se basa en la diseminación y comunicación del código a todos los


empleados, y a las empresas subsidiarias y contratistas.
Su credibilidad. Esta depende de su alcance, amplitud y de los mecanismos de refuerzo y
evaluación. Pueden usarse diferentes fórmulas para monitorizar y verificar la aplicación
efectiva de un código: a través de equipos internos de cumplimiento; por medio de
auditorías realizadas por instancias ajenas, como consultoras; o por medio de una
monitorización independiente que envuelva a terceras partes como ONG locales,
instituciones académicas o religiosas.

Beneficios del Comportamiento Ético:


Una gestión empresarial ética genera, sin duda, beneficios. Veamos algunos.

“La ética es la actividad del hombre dirigida a garantizar la perfección interna de su propia personalidad.”
Albert Schweitzer
Genera confianza. Todo negocio se construye sobre relaciones con proveedores, clientes,
empleados y otros grupos. La fuerza de esas relaciones es en su mayor medida función de la
cantidad de confianza que las partes tienen una con otra. En ese sentido, la conducta ética
es un factor indispensable para la generación de confianza porque tiene la capacidad de
otorgar credibilidad a quienes lo practican. Puede, incluso más efectivo y conveniente que
muchos controles externos, como la regulación gubernamental.

Captación de Buenos Clientes, Proveedores, Empleados, Distribuidores… El hecho de no


engañar a los demás, de cumplir con lo que se ofrece, de transmitir una imagen de
profesionalismo o de respetar las leyes y reglamentos vigentes. Es como un imán que atrae a
personas que suelen comportarse de la misma manera porque se sienten identificados con
esas acciones.

Protección contra la Publicidad Negativa. Cuando las actividades y son consideradas


éticas, es difícil que la publicidad negativa se produzca. Por tanto, el comportamiento ético
protege a la empresa contra la publicidad negativa.

Satisfacción del personal. Ayuda a los empleados a identificar lo que su empresa reconoce
como prácticas aceptables de negocios generando, de un lado mejores decisiones y por otro
lado una mayor fidelidad de sus trabajadores y colaboradores, que desearán seguir
trabajando en ella haciendo su labor de la mejor manera posible.

“La ética es la actividad del hombre dirigida a garantizar la perfección interna de su propia personalidad.”
Albert Schweitzer