Vous êtes sur la page 1sur 4

Historia de la educación

Siglos XIV y XV.

Cuestionario.

1. Justifique la importancia del proceso de aculturación dentro de la


educación de la edad media.
2. ¿En qué consiste el proceso de especialización del conocimiento en la
edad media?
3. Aspectos a favor y en contra del matrimonio entre la Iglesia y el estado.
4. Destacar el papel del imperio Carolingio en la educación en el siglo VIII
de nuestra era.
5. ¿Cuál es el lugar que se le da a la Paideia como educación de los
niños?

Respuestas.

1. El proceso de aculturación se evidencia importante, debido a que la


educación no representaba más que una movida o jugada política y
religiosa. El problema de la educación pasaba por la esquematización
que tenía; de algún modo no se formaba para formar al individuo en lo
que quería sino se enfrascaba en el ámbito religioso nada más.

La reforma y la contra reforma aportan a mejorar estas situaciones, pues


cada quien debe empezar a estudiar lo que quiere y para lo que es
bueno. Todo el proceso de aculturación es bueno porque representa una
ruptura en cuanto a la concepción de conocimiento que se tenía y que
indicaba como se debían realizar las acciones humanas, porque la forma
de educar debe cambiar; aquellas cosas que antes eran propiamente de
la Iglesia, que era quien administraba los saberes, por decirlo así, tenían
que abrirse y dar acceso a ese conocimiento que antes no era permitido,
por ejemplo el acercamiento a los libros.

El proceso da una ruptura de lo anteriormente establecido, es evidente


como el conocimiento era regulado por la Iglesia, más evidente en los
concilios que eran los que regulaban la formación del ser humano
(cristiano); por eso se hace evidente la importancia de esa “aculturación
obligada” dada por la reforma de Lutero, gracias a ella cada quien se
prepara en lo que quiere, la iglesia de alguna manera se tiene que
renovar, renovación que se verá claramente con los concilios posteriores
como Trento y los más contemporáneos (vaticano I y II). La iglesia pues
abre su mirada, y si bien la aparición de las ciencias humanas se da en
épocas postriores, la sociedad asume entonces que no cumple el ser
humano sólo un papel en cuanto a su trascendencia sino en cuanto a su
ser social con el hombre y con el mundo por decirlo así.

2. El proceso de especialización de la edad media consistía básicamente


en que el hombre se preparaba en aquello para lo que era más hábil,
para lo que se quería. Implicaba además no quedarse con el
conocimiento básico, sino ir más allá de lo ya sabido. Habían cosas que
era prohibido saber, por eso el ocultamiento de los libros; o también
cosas mandadas por la Iglesia como las Indulgencias (expiación de los
pecados a través de obras particulares de los creyentes, más breve el
perdón de los pecados) que pronto se convirtieron en un negocio de la
“Santa sede”. Estudiar sobre estas cosas, constituía desconfianza en las
bulas papales y por lo tanto “pecado” de alguna manera y como tal acto
condenatorio. Además que la Iglesia contaba con el total apoyo del
estado. Se trataba de ahondar otras cuestiones y no quedarse
meramente con lo ya dicho y ser experto en su materia por decirlo de
alguna manera.
3. La Iglesia y el estado buscan el bien der ser humano en todas sus
dimensiones, dicho así ya existe una unión entre los dos. Cada uno
cuenta con derechos, y jurisdicción y es importante esto pues mientras
el estado se debe a todos por igual, la Iglesia es un institución sagrada y
a la vez independiente y puede llegar a excluir a quien desee por su
misma forma de estructurarse y por sus principios de Fe, religiosos, y
morales. Teniendo como base esto hay aspectos que entran en esa
relación, que pueden ser de orden negativo o positivo:
Aquí me permito citar un ejemplo de nuestra sociedad: en la
Constitución política de 1991, en ella se dio definitivamente la
independencia entre Iglesia y estado que de alguna manera había sido
perjudicial para los dos entes; en la actualidad esa disolución sirvió para
respetar esa jurisdicción anteriormente presentada.

Esto representaba un factor negativo en ese matrimonio Iglesia-Estado.


Pues el obispo en algunos lugares era designado por el dirigente político
a cargo y muchas veces se establecía una relación de sumisión donde el
segundo tenía que hacer lo que al primero le placería.

Como factor negativo y positivo en el mismo caso se presentaba la


obligación al culto a Dio por parte de los ciudadanos del estado, eso era
positivo para la iglesia pero no para los ciudadanos que no tenian
libertad de creencia.

La protección del estado a la Iglesia, era la misma protección de los


ciudadanos.

En la política era beneficiosa esta relación porque a la hora de elegir a


los dirigentes se requería la voz del obispo para indicar que era decisión
u orden de Dios las acciones que quisiera llevar a cabo el estado, bajo
esta situación fue en la que murieron muchas personas, se estancó el
conocimiento y se actuó inmoralmente.

Factor negativo era que las leyes se prescribían en junta de la política,


basándose en las leyes religiosas, a manera sencilla de entender, la
iglesia era la voz de Dios en cuestiones de política que solo favorecían
el estado (conformado por sus dirigentes y que siempre eran los
principales beneficiados).
Finalmente, no son todos estos los aspectos a favor o en contra; para
sintetizar se dirá que el factor negativo es que la política se valía de esa
unión para poner todas sus leyes en boca de Dios; que la iglesia hacia
uso esa unión para obtener protección y obrar a sus anchas evadiendo
muchas veces las leyes morales prescritas por la misma Iglesia. A favor
que dio paso a una relación no directamente relacionada actualmente
entre los dos entes; que de esa unión, se dio parte de la fundamentación
del cristianismo y permitió ver un solo Dios y hoy no seamos netamente
politeístas y que dio origen a una bella época de la historia como el
renacimiento.

4. Se suele conocer a este periodo del entorno del año 800 con el nombre
de Renacimiento carolingio, no tanto porque diera origen a algo similar al
Renacimiento del siglo XV, sino por comparación con la decadencia
cultural del periodo anterior.

Carlo Magno tiene gran influencia en la conformación de la educación


del imperio, pues a la caída de su padre, el asume su puesto y decide
restaurar la unidad política del antiguo imperio romano, pero sobre la
base del cristianismo y la herencia cultural germánica. Hizo grandes
aportes a la política, a la economía y a la religión, pues entabló un
vínculo fuerte con la iglesia, dirigida por el papá León III, quien una vez
más dirigía los ideales del pueblo. Entre esos aportes también aportó a
la educación: En este campo, el educativo y artístico, la obra de
Carlomagno recibe el nombre de renacimiento carolingio, pues hubo
muchos representantes que aportaron para la cultura occidental.
 En esta época se incorporaron los números arábigos, más
apropiados para la contabilidad que los números romanos.
 Se impulsó la fundación de escuelas para formar a los funcionarios,
entre ellos destacan:
_ Escuela paladina: tuvo como objetivo mantener preparada a una burocracia
para ejercer la administración imperial.
_ Escuela conventual (monacales y catedráticos): para la información del clero.
_ Escuela parroquial: para los hijos del pueblo.

En ellas se formaron él, sus hijos y todos los funcionarios de la corte.


Esta Escuela se convirtió en modelo para la fundación de otras en toda Europa.
Divulgó las artes, las ciencias, las letras y todo el conocimiento de la
Antigüedad con sus materias:
• Trivium: retórica, gramática y dialéctica.
• Quatrivium: geometría, astronomía, aritmética y música.
El arte carolingio estaba basado fundamentalmente en dos estilos: el arte
clásico griego 1 y 2 y el arte cristiano, pero con algunas influencias de sus
vecinos bizantino e islámico.
Anteriormente existía la formación constante de los funcionarios del estado, es
hace falta a nuestro sistema actual; hay materias más de la parte teórica y no
práctica. No todos tienen un lugar propio a donde ir a estudiar.

5. Se le da el lugar primordial, el primero. Es la educación quien forjará las


costumbres del niño, quien formara su cuerpo para posteriormente
formar la razón y su espíritu. Es la educación quien explotará esta
primera etapa de vivencia para aprovechar todo su potencial y forjarlos
como seres morales, críticos del entorno en el que se hallan y a su vez
individuos que forman parte de un todo y así adquieran un sentido por la
nación por el mundo en donde se sitúan. En esta etapa están frescos y
abiertos a todos los conocimientos por ello su primer encuentro,
posterior al reconocimiento de su hogar, será con la educación o deberá
ser con ésta.