Vous êtes sur la page 1sur 9

Document downloaded from http://www.elsevier.es, day 05/07/2017. This copy is for personal use.

Any transmission of this document by any media or format is strictly prohibited.

ORIGINALES Rev. Logop., Fon., Audiol., vol. XIV, n.º 2 (108-116), 1994

BATERÍA DE EXPLORACIÓN DEL LENGUAJE


PARA PREESCOLARES
Por N. de la Osa Chaparro y E. Doménech i Llaberia
Àrea de personalitat. Avaluació i Tractament psicològic (UAB)

J. Narbona García
Departamento de Pedagogía Experimental de la Universidad de Navarra

C. Chevrie-Muller
Laboratorio INSERM-Researche sur le Langage. Hôpital de la Salpétrière. París.

INTRODUCCIÓN DESCRIPCIÓN DE LA BATERÍA

L
a evaluación del lenguaje del preescolar co- El instrumento que presentamos, la Batería de Ex-
bra en la actualidad importancia creciente ploración del Lenguaje para Preescolares (B.E.L.-P.),
porque el período etario mencionado repre- es una adaptación y validación al castellano de la Bat-
senta la «rampa de lanzamiento» en el desarrollo de terie d’Evaluation Psycholinguistique (B.E.L.P.) de
los recursos morfosintácticos y de las relaciones Chevrie-Muller, Simon, Le Normand y Fournier
pensamiento-lenguaje más nucleares. Por otra parte, (1988). Éste es un instrumento ampliamente utilizado
es en esta etapa (edad tres y cuatro años) cuando se en Francia y se incluiría dentro de lo que Kirk (1985)
manifiestan incipientemente los retrasos y/o desvia- denomina tests diagnósticos. Este tipo de pruebas
ciones de las habilidades lingüísticas y pueden, aportan información que permite organizar programas
eventualmente, ponerse en marcha las intervencio- de intervención. El abordaje a estas edades de la eva-
nes psicopedagógicas oportunas con máxima efica- luación sistemática del lenguaje aunando la medida de
cia, tratando de minimizar las ulteriores consecuen- los diversos aspectos que la componen es lo que hace
cias negativas del trastorno verbal sobre la globali- a la prueba novedosa y útil en el panorama de la eva-
dad del desarrollo del ajuste personal-social. luación del lenguaje en nuestra lengua. Hasta el mo-
La revisión de instrumentos de evaluación puso mento, en castellano, a excepción de la P.L.O.N. de
en evidencia que en nuestro ámbito sigue existiendo Aguinaga y cols. (1991), «pocas o ninguna prueba
una fuerte dependencia de las pruebas ideadas en han intentado la exploración de las tres dimensiones
lengua inglesa. El vacío es especialmente importan- de contenido, forma y uso, diferenciándolas para cada
te en la franja de edad de tres a cuatro años. Con la edad» (Triadó y Forns, 1989, pp. 160).
intención de colaborar a llenar en algo ese vacío he-
mos adaptado y validado al castellano un instrumen-
to que permite evaluar de forma satisfactoria y con Estructura de la batería (B.E.L.-P.)
garantías psicométricas el lenguaje de los niños de
edades comprendidas entre 2 años y 9 meses a 4 La batería comprende dos partes claramente dife-
años y 3 meses. renciadas:

Correspondencia: Nuria de la Osa. Departament de Psicologia de la Salut. Edifici B. 08193 Bellaterra.

108
Document downloaded from http://www.elsevier.es, day 05/07/2017. This copy is for personal use. Any transmission of this document by any media or format is strictly prohibited.

Parte A: los tests formalizados. Esta parte ha sido tructura factorial de la batería resultante del análisis
el objeto validación en este trabajo. estadístico.
Parte B: la sesión de juego semi-dirigido. Se diferencian aspectos de motricidad facial y ar-
La tabla 1 muestra la agrupación teórica de los di- ticulación, valorados mediante dos subtests, uno de
versos subtests de la Parte A. Mantendremos esta praxias bucofaciales y otro de articulación. Se valo-
agrupación a la hora de presentar el material por ser ra la retención y memoria, mediante pruebas clásicas
clara y aportar una estructura a la exposición. Asu- de retención de cifras y de frases. Otra división hace
mimos sin embargo la opinión de Rourke, Bakker, referencia a los aspectos cognitivos viso-espaciales,
Fisk y Strang (1986), de que la estricta separación de que subyacen al desarrollo del lenguaje y para cuya
los procesos psicolingüísticos en receptivos, asocia- exploración se plantean tareas de dibujo de una fi-
tivos y expresivos, es arbitraria. Posteriormente en el gura humana, figuras geométricas, una prueba de co-
apartado dedicado a los resultados se analizará la es- rrespondencia de fichas, en base al color y la estruc-
tura espacial, una clasificación de elementos discre-
tos y un subtest de orientación en el espacio.
TABLA I. — Aspectos valorados por los subtests de la B.E.L.-P. Se valoran por separado los aspectos del lengua-
Parte A je expresivo y lenguaje compresivo. En el apartado
de lenguaje expresivo se propone una prueba de de-
Motric. Oro-Facial Retención-memoria nominación mediante la cual se explora el desarro-
Praxias articulart. llo fonológico, una prueba de denominación de co-
— Praxias buco-faciales — Retención cifras lores y un subtest que valora la capacidad de expre-
— Articulación — Retención frases sar oposiciones sintácticas. Entre las pruebas
propuestas para valorar la comprensión del lengua-
Cognitivo viso-espacial je, tenemos un subtest que valora gnosias auditivo-
— Figura humana
fonéticas, una prueba de vocabulario comprensivo,
— Figuras geométricas se valora la capacidad para comprender relaciones
— Correspo. fichas espaciales, la comprensión de términos que hacen
— Clasificación elementos referencia al color, se explora el conocimiento del
— Los payasos sujeto del concepto de cantidad y por último un sub-
Lenguaje: expres. Lenguaje: Compren. test valora la comprensión de oposiciones sintácti-
cas. La última subdivisión, denominada cognitivo-
— Fonol.- Denominación — Gnosias Aud-Fonétic. semántica, valora mediante dos subtests, diferentes
— Fonol.- Repetición — Vocabulario-Compren. niveles de la capacidad de simbolización; un subtest
— Color-Denominación — Preposiciones
— Sintaxis-Expresión — Color-Designación valora la comprensión y utilización que el sujeto
— Recuento de Fichas hace de nociones como la causalidad, tiempo o con-
— Sintaxis-Comprensión dición. Por último mediante una prueba de tercio
excluso se valoran las posibilidades de generación y
Cognit. Semant.
abstracción.
— Animales-Sonidos La Parte B de la batería permite explorar aspectos
— Animales-Imágenes semánticos, morfosintácticos y pragmáticos del len-
— Frases incompletas guaje de forma estandarizada, partiendo de una
— Parejas de imágenes muestra de lenguaje, obtenida en una sesión de jue-
Parte B go semi-dirigido.
Recordemos que los resultados que aquí presenta-
— Aspecto semántico mos hacen referencia a la parte A del instrumento.
— Aspecto morfosintáctico La explotación de los resultados correspondientes a
— Aspecto pragmático
la parte B está actualmente en curso.

109
Document downloaded from http://www.elsevier.es, day 05/07/2017. This copy is for personal use. Any transmission of this document by any media or format is strictly prohibited.

ORIGINALES

Características psicométricas de la B.E.L.-P. Criterio 7. Dadas las características de nuestra


prueba, especialmente el tiempo de aplicación y el
Es generalmente aceptada la importancia de las elevado número de sujetos que debía ser examinado
propiedades psicométricas de una prueba a la hora en un limitado período de tiempo no ha sido posible
de decidir su utilización. Expondremos aquí las ca- establecer la fiabilidad test-retest. Se ha calculado
racterísticas psicométricas propias de la B.E.L.-P., sin embargo el índice de consistencia interna me-
basándonos en los criterios de la A. P. A. (1974), diante el estadístico α de Cronbach (Cronbach, 1951)
para los tests psicológicos y educacionales. (ver resultados).
Criterio 1. Se ha definido de forma clara la po- Criterio 8. Por idénticas razones a las que acabas
blación objeto de estandarización incluyendo infor- de exponer, este criterio no ha sido satisfecho.
mación acerca de tres puntos clave: a) el lugar geo- Criterio 9. Hemos descrito en el Manual el proce-
gráfico al que pertenece la muestra, b) su estatus so- dimiento de administración y puntuación de la prue-
cioeconómico y c) la «normalidad» de los sujetos, ba con suficiente detalle como para permitir al usua-
incluyendo el número de sujetos excluidos por no rio replicar los procedimientos utilizados durante la
cumplir los criterios de inclusión en muestra. adaptación de la misma.
Criterio 2. La B.E.L.-P. cumple con el requisito de Criterio 10. El Manual incluye asimismo infor-
estar estandarizada para un mínimo de 100 individuos mación acerca de las cualificaciones, formación y/o
para los grupos de edad 3 años y medio y 4 años. El entrenamiento que se requiere posea el usuario o va-
motivo que impidió alcanzar este número para el gru- lorador de la prueba.
po de menor edad (tres años) fue la no obligatoriedad
de la escolarización a esta edad en el momento de rea-
METODOLOGÍA
lizar el muestreo (curso 1991-1992). Alcanzar ese nú-
mero de sujetos es un objetivo a corto término. Sujetos
Criterio 3. En nuestro caso se ha realizado un es-
tudio de la dificultad de cada uno de los ítems que La población susceptible de formar del estudio era
queda pormenorizado en el apartado de resultados. en principio la de sujetos escolarizados en Barcelo-
Criterio 4. Los resultados de todos los subtests na capital, con edades comprendidas entre 2 años y
que componen la B.E.L.-P. vienen dados en medias 11 meses y 4 años y 1 mes, pertenecientes a familias
y desviaciones estándar. Asimismo se dan tablas con monolingües castellanas. No debían presentar diag-
las puntuaciones centiles, muy útiles cuando la nor- nóstico de deficiencia mental ni auditiva.
malidad de la población no ofrece garantías. El muestreo se realizó basándonos en el censo de
Criterio 5. A la hora de intentar validar nuestra centros y aulas del Departament d’Ensenyament de
prueba utilizando como criterio otros tests hemos to- la Generalitat de Catalunya. Se efectuó un muestreo
pado con la dificultad que supone la ya mencionada por conglomerados proporcional al número de aulas
carencia de pruebas en nuestro idioma, especialmen- y sin reemplazamiento, en el que el conglomerado
te en las edades que nos ocupan. Hemos comparado era el colegio. La muestra fue extraída mediante un
los resultados de algunos de nuestros subtests con muestreo sistemático de aulas, de manera que una
subtests homólogos incluidos en la P.L.O.N. (Agui- vez seleccionada el aula se incluía a todo el colegio
naga y cols. 1991). Esta comparación sólo fue posi- al que pertenecía. Este método de muestreo pretende
ble para individuos del grupo de edad cuatro años. reproducir la representación de los diferentes grupos
Los resultados de la misma quedan asimismo expli- sociales de la población. Proporcionó un total de 41
citados en el apartado dedicado a los resultados. colegios y una muestra inicial de 329 sujetos de los
Criterio 6. Dado el estadio en que se encuentra la que finalmente fueron evaluados 294.
batería no ha sido posible establecer todavía su vali- Se establecieron a priori tres grupos de trabajo en
dez predictiva. Contamos sin embargo con los resul- función de la edad. En un primer grupo, al que nos
tados satisfactorios de la versión francesa. referimos como G1, se incluían los sujetos de edades

110
Document downloaded from http://www.elsevier.es, day 05/07/2017. This copy is for personal use. Any transmission of this document by any media or format is strictly prohibited.

comprendidas entre 2 años y 11 meses y 3 años y 1 El motivo de esta tasa, un tanto elevada, es la idio-
mes. Al segundo grupo, G2, pertenecían los sujetos sincrasia de la población objeto de estudio. La corta
que tenían entre 3 años y 5 meses y 3 años y 7 me- edad de los sujetos hizo largo y muy laborioso el pro-
ses. Por último, incluimos en el grupo denominado ceso de recogida de datos. Era frecuente una asisten-
G3, a los preescolares entre 3 años y 11 meses y 4 cia irregular por parte de los niños, debido tanto a lo
años y 1 mes. Estos intervalos son a su vez la franja laxo de sus obligaciones como a las infecciones y en-
central de los futuros grupos de edad a los que va di- fermedades propias de la edad. En otros casos fue
rigida la batería. una negativa a la participación o cuestiones familia-
Éstos serán: res las que impidieron incluir al sujeto en la muestra.
— G1: 2 años y 9 meses a 3 años y 3 meses.
— G2: 3 años y 3 meses a 3 años y 9 meses.
Adaptación
— G3: 3 años y 9 meses a 4 años y 3 meses.
Los sujetos se incluían en el grupo más cercano a El primer paso hacia la validación del instrumento
su edad en el momento de realizar el muestreo. Se pasaba por su correcta traducción y adaptación. Que-
les examinaba cuando alcanzaban la edad necesaria remos poner especial énfasis en la diferenciación de
para quedar incluidos dentro del intervalo. ambos términos, que aunque nunca deberían conside-
Su distribución según sexo, grupo de edad y nivel rarse como sinónimos, son especialmente diferentes
socioeconómico quedan reflejados en la tabla 2. cuando lo que se tiene entre manos es un instrumento
El nivel socioeconómico de las familias se esta- que ha de valorar un aspecto tan influenciado por la
bleció tomando como base el Índice de Posición So- cultura y el ambiente como es el lenguaje.
cial de Hollingshead y Redlich (1958). Sigiendo las La traducción de consignas y material verbal fue
modificaciones de su revisión no publicada (Ho- llevado a cabo por personas bilingües, en este caso
llingshead, 1975) recogimos la información del nivel consideramos bilingües a los individuos porque ha-
de formación y posición laboral de ambos progeni- bían realizado su formación académica en castellano
tores. Utilizábamos preferentemente el valor que si- y francés simultáneamente desde su infancia. A con-
tuaba al sujeto en una clase social más favorable. tinuación se sometió el material a retrotraducción
Los grupos sociales se establecieron finalmente en como propone Triandis (1976). Se reformularon a la
base a la siguiente correspondencia: nueva cultura los subtests que valoraban aspectos fo-
Clase social (I): grupos I y II según el índice de nológicos, morfosintácticos y de vocabulario para
Hollingshead. los cuales la simple traducción no era suficiente. Se
Clase social (II): grupos III y IV según el índice. introdujeron más ítems y de mayor dificultad que los
Clase social (III): grupo V según el índice. de la prueba original, en los subtests de Sintaxis-
La mortalidad experimental de la muestra fue del Comprensión y Sintaxis-Expresión, en un intento de
10,63%. conseguir lo que nos pareció una mejora. Por último
se remodeló por completo el material gráfico.
TABLA II. — Distribución de la muestra La traducción y los cambios fueron valorados en un
estudio piloto. Éste tenía por objeto asegurarnos de
Niños Niñas

G1 G2 G3 G1 G2 G3 TABLA III. — Tasas de mortalidad de los diferentes grupos de


edad
I 3 11 2 1 5 6 28
II 16 27 25 8 18 18 112 N inicial N total N perdido Tasa M
III 14 20 34 14 27 45 154
33 58 61 23 50 69 G1 66 56 10 15,5%
G2 116 108 8 6,8%
152 142 294 G3 147 130 17 11,56%

111
Document downloaded from http://www.elsevier.es, day 05/07/2017. This copy is for personal use. Any transmission of this document by any media or format is strictly prohibited.

ORIGINALES

que tanto las consignas como el material gráfico eran mer análisis de los resultados que permitió una me-
claros y comprensibles para los niños. Como criterio jor y nueva reordenación de los ítems en función de
para considerar la necesidad de realizar nuevos cam- su dificultad y seleccionar puntos de corte en fun-
bios en el material gráfico, se estableció el que un ítem ción de la edad del sujeto. Asimismo se vio la con-
no fuera reconocido por más de un 50% de los sujetos. veniencia de realizar algunos cambios referentes a la
El estudio piloto se llevó a cabo con 17 sujetos de la metodología de aplicación del subtest de Preposicio-
Escola Bressol de la Universitat Autònoma de Barce- nes, y a los aspectos a valorar en los de Recuento de
lona y puso en evidencia la convivencia de rehacer dos Fichas y Gnosias Auditivo-Fonéticas.
dibujos del subtest de vocabulario, así como el cambio En una segunda fase algunas pruebas sólo se ad-
de uno de los vocablos esperados. Asimismo se hizo ministraron a determinados grupos de edad, asimis-
obvia la necesidad de incluir otros cambios referentes mo algunos ítems quedaron eliminados en función
al orden de aplicación de las pruebas. El incremento en de los resultados obtenidos en el primer tratamiento
el número y la dificultad de los ítems de los subtests de los datos.
de Sintaxis-Expresión y Sintaxis-Comprensión hacía Los sujetos eran examinados en el intervalo com-
necesaria la atención de los niños por lo que se situó al prendido entre un mes antes y un mes después de la
principio de la batería. La prueba de Praxias-Articula- fecha en que cumplía los 3 años, 3 años y medio o 4
torias producía bastante rechazo en los niños. Se pen- años, en función del grupo de edad al que había que-
só que era mejor propornerla más entrada la prueba dado asignado. La exploración se realizaba siempre
cuando se sentían ya más cómodos y confiados. en el centro al que asistían y en horario escolar. El
Posteriormente se procedió a entrenar a seis psi- número de sesiones dependía de la respuesta del
cólogas que colaboraron en el proceso de recogida niño y era misión del examinador el detectar lo sínt-
de datos. Para ello se contó con una entrevista vide- mas de cansancio o aburrimiento. Se acudió a los
ograbada del original francés. También se adminis- centros tantas veces como fue necesario para esta-
tró la batería adaptada a todos los niños que cum- blecer un buen «rapport» y se intentó examinar a to-
plían las condiciones de inclusión en muestra asis- dos los sujetos que pertenecían a la muestra. Única-
tentes a una guardería que había quedado fuera del mente no se examinó a los individuos que mostraron
muestreo. una constante negativa o por franca imposibilidad.
Las entrevistadoras se turnaban en el papel de ob- La aplicación fue individual y, cuando las condicio-
servador y entrevistador y ambas puntuaban el pro- nes del centro lo permitían, en un lugar silencioso.
tocolo. Una vez finalizado se comparaban cualitati- Entre la aplicación de la Parte A y la Parte B no de-
vamente las puntuaciones y se discutían los posibles bía existir un intervalo mayor a una semana.
errores en la aplicación. Dado el tipo de respuestas y Cuando era pertinente pasar la P.L.O.N., se hacía
la objetividad de la práctica totalidad de las pruebas después de haber administrado la B.E.L.-P., en se-
de la Parte A de la batería no fue difícil alcanzar un siones diferentes y con un intervalo inferior a una se-
alto índice de concordancia. Aquellas pruebas que mana. La aplicación de la P.L.O.N. era realizada por
requerían de transcripción fonética, es decir las cua- un examinador diferente y desconocedor de los re-
tro que se graban (Fonología, frases incompletas, re- sultados obtenidos por el sujeto en la B.E.L.-P.
tención de frases y articulación), fueron corregidas
posteriormente.
RESULTADOS

Recogida de datos El análisis de ítems se llevó a cabo para cada uno


de los grupos teóricos de edad. El criterio estableci-
En una primera fase del estudio, la B.E.L.-P. se do para eliminar un ítem era el ser contestado co-
aplicó en su totalidad a 150 sujetos independiente- rrectamente por más del 90% de los sujetos o por
mente de su edad. En ese momento se realizó un pri- menos de un 10% de éstos.

112
Document downloaded from http://www.elsevier.es, day 05/07/2017. This copy is for personal use. Any transmission of this document by any media or format is strictly prohibited.

El número de ítems eliminados aumentó con la TABLA VI. — Porcentaje de varianza acumulada explicada por
edad, tal y como era de esperar. Entre las tablas des- los diferentes factores
criptivas que se ofrecen en el manual están las fre- % Varianza % Varianza
cuencias de aciertos para cada ítem. N.o factores explicada acumulada
En cuanto al estudio de la fiabilidad se estableció
el valor de α de Cronbach para la globalidad de la 1 33,9 33,9
batería y para cada grupo de edad. Los valores obte- 2 7,8 41,7
3 5,4 47,1
nidos pueden considerarse de nivel alto y quedan re- 4 5,1 52,2
flejados en la tabla 4. 5 4,8 57,0
Se establecieron correlaciones de Spearman con
cinco subtests de la P.L.O.N. que valoraban aspectos
F1 F2 F3 F4 F5
análogos a los cinco subtests de la B.E.L.-P. con los
que se compararon. Seis de estos 10 subtests eran Geometría 0,62 0,33
idénticos dos a dos en cuanto a contenido y metodo- Figura humana 0,60 0,37
logía de aplicación. Los cuatro restantes, aunque va- Fonología 0,65
loraban aspectos similares utilizaban para ello meto- Sintaxis-Comprensión 0,40 0,60
Sintaxis-Expresión 0,64
dología diferente en cuanto a material y dificultad. Preposiciones 0,57
Como puede observarse en la tabla 5 se hallaron co- Praxias 0,45 0,58
rrelaciones altamente significativas para aquellos Articulación 0,56 0,53
subtests que eran planteados de forma idéntica. Parejas de imágenes 0,51
Frases incompletas 0,52
Con el fin de conocer si tal como proponíamos la Corresp. de fichas 0,51 0,37
batería reflejaba diversos factores del lenguaje, se Color-Denominación 0,65 –0,51
realizó un análisis factorial. La tabla 6 muestra la Color-Designación 0,62 –0,52
matriz de saturaciones correspondientes a aquellos Repetición de frases 0,65
factores con valores propios mayores que 1. Repetición de cifras 0,62
Recuento de fichas 0,49
Vocabulario 0,62
Gnosias auditivas 0,70
TABLA IV. — Coeficientes a para los diferentes grupos de edad Animales-Sonidos 0,61 0,52
Animales-Imágenes 0,61 0,46
G1 G2 G3 Clasificación elementos 0,36
Payasos 0,62
Valor α 0,80 0,82 0,80

TABLA V. — Acuerdo entre los resultados de la B.E.L. y la Existe un primer factor con gran peso, un 33,9%
P.L.O.N.
de la varianza explicada, que interpretamos como
P.L.O.N. Repetic. Identif. Relación factor común que englobaría todos los aspectos va-
B.E.L. Fonología frases colores espacial Léxico lorados: el lenguaje.
Un segundo factor reflejaría los aspectos de habi-
Fonolog. 0,59***
Retención 0,61*** lidad motriz facial y articulación contrapuestos al re-
frases conocimiento y denominación del color. Un tercer
Color 0,46*** factor habría referencia a la capacidad de Compren-
design. sión. El cuarto recogería aquellas pruebas que valo-
Prepos. 0,09 n.s. ran los aspectos semánticos, de simbolización, des-
Vocabul. 0,56
n.s. provistos de lenguaje oral. Un quinto y último abar-
ca pruebas de aptitudes cognitivo-espaciales. Así
(***) P < 0,001 pues, los resultados del análisis factorial replican en

113
Document downloaded from http://www.elsevier.es, day 05/07/2017. This copy is for personal use. Any transmission of this document by any media or format is strictly prohibited.

ORIGINALES

gran medida la división teórica propuesta por los au- rápidos cambios del estado del lenguaje en el perío-
tores de la batería origen de esta adaptación. do de edad estudiado.
Se calcularon para caba subtest y grupo de edad, En cuanto a la variable sexo, el análisis de la va-
los estadísticos descriptivos fundamentales y los bare- rianza multivariante muestra diferencias estadísti-
mos en centiles así como los intervalos de confianza. camente significativas para los grupos de edad G2
La tabla 7 muestra los resultados de los análisis de y G3, con puntuaciones más favorables para las ni-
la varianza efectuados para comparar las medias de ñas. El valor λ de Wilks es respectivamente para
los distintos subtest entre los tres grupos de edad. Se uno y otro grupo de 0,66 (p < 0,01) y 0,73
presentan los índices referentes a los contrastes a (p < 0,01).
priori realizados así como los intervalos de confian- No se hallaron diferencias significativas en cuan-
za del 95%. Puede observarse en función de los re- to a la variable sociodemográfica clase socioeconó-
sultados que el instrumento es capaz de reflejar los mica.

TABLA VII. — Variable edad y puntuación en la B.E.L.

Subtest Grupo N Media F Prob. Contraste t Prob. I.C. 95%

Figura humana G1 56 0,71 G2-G1 7,53 0,000 1,9 a 3,7


G2 108 3,55 51,18 0,000
G3 127 5,71 G3-G2 4,88 0,000 1,3 a 3,0
Figuras geométricas G1 56 12,50 G2-G1 7,44 0,000 14,2 a 26,6
G2 108 32,87 87,63 0,000
G3 130 55,90 G3-G2 7,81 0,000 17,2 a 28,9
Fonología G1 56 53,91 G2-G1 4,81 0,000 12,2 a 26,8
G2 108 73,40 29,34 0,000
G3 130 78,99 G3-G2 2,25 0,025 0,7 a 10,4
Sintaxis-Compren. G1 56 14,58 G2-G1 2,41 0,017 0,7 a 13,3
G2 108 21,60 16,04 0,000
G3 130 32,05 G3-G2 3,71 0,000 4,9 a 16,0
Sintaxis-Expres. G1 56 17,26 G2-G1 1,28 n.s. —
G2 108 22,07 21,77 0,000
G3 130 37,69 G3-G2 5,28 0,000 9,7 a 21,5
Preposiciones G1 56 66,78 G2-G1 2,76 0,007 4,0 a 18,0
G2 108 77,78 12,29 0,000
G3 130 82,65 G3-G2 2,05 0,041 0,2 a 9,5
Praxias Artic G1 56 69,28 G2-G1 4,23 0,000 8,5 a 20,1
G2 108 83,58 28,28 0,000
G3 130 87,12 G3-G2 2,15 0,033 0,4 a 6,7
Articulación G1 56 65,03 G2-G1 4,18 0,000 9,1 a 21,4
G2 108 80,31 27,39 0,000
G3 130 84,33 G3-G2 2,24 0,026 0,5 a 7,5
Parejas imágenes G1 56 31,78 G2-G1 3,22 0,001 5,9 a 23,2
G2 108 46,29 13,94 0,000
G3 130 54,77 G3-G2 2,38 0,018 1,3 a 15,7
Frases incomplet. G1 56 45,36 G2-G1 3,37 0,001 6,4 a 27,9
G2 108 62,53 16,14 0,000
G3 130 73,23 G3-G2 2,66 0,008 3,1 a 18,3
Color-Denomina G1 56 52,98 G2-G1 1,55 n.s. —
G2 108 62,65 22,73 0,000
G3 130 84,10 G3-G2 5,21 0,000 13,6 a 29,3
Color-Designa G1 56 62,80 G2-G1 2,25 0,027 2,6 a 25,2
G2 108 76,70 14,62 0,000
G3 130 88,85 G3-G2 3,25 0,001 4,9 a 19,4

114
Document downloaded from http://www.elsevier.es, day 05/07/2017. This copy is for personal use. Any transmission of this document by any media or format is strictly prohibited.

TABLA VII. — Variable edad y puntuación en la B.E.L. (continuación)

Subtest Grupo N Media F Prob. Contraste t Prob. I.C. 95%

Retención-Frases G1 56 51,40 G2-G1 4,53 0,000 11,8 a 27,4


G2 108 71,01 34,34 0,000
G3 130 81,80 G3-G2 3,84 0,000 5,3 a 16,3
Retención-Cifras G1 56 27,45 G2-G1 5,32 0,000 12,7 a 25,7
G2 108 46,64 32,25 0,000
G3 130 55,58 G3-G2 3,13 0,002 3,2 a 14,7
Vocabulario G1 56 61,78 G2-G1 2,59 0,010 1,4 a 11,0
G2 108 67,96 20,68 0,000
G3 130 75,88 G3-G2 4,19 0,000 4,4 a 11,5
Gnosias Audit G1 56 43,57 G2-G1 4,16 0,000 10,9 a 27,4
G2 108 62,68 32,17 0,000
G3 130 76,23 G3-G2 4,03 0,000 7,8 a 19,3
Animales-Sonidos G1 56 74,10
G2 108 82,64 46,45 0,000 G2-G1 6,82 0,000 1,1 a 16,0
Animales-Imágenes G1 56 64,28
G2 108 74,87 58,79 0,000 G2-G1 7,67 0,000 1,0 a 20,2
Payasos G1 56 25,30 G2-G1 6,78 0,000 23,5 a 44,4
G2 108 59,26 51,36 0,000
G3 130 74,61 G3-G2 3,87 0,000 7,4 a 23,3

DISCUSIÓN Y CONCLUSIONES que tienen lugar en el desarrollo del lenguaje en este


corto período de tiempo.
El objetivo fundamental de este trabajo era el de La batería presenta una buena consistencia interna
conseguir un buen instrumento para evaluar el desa- y todas las escalas que se han propuesto contribuyen
rrollo del lenguaje de los preescolares en su cuarto a ello de forma homogénea.
año de vida. Este instrumento lo pretendíamos fiable Los resultados obtenidos por los sujetos en la
y válido. Para alcanzar este objetivo, tradujimos y B.E.L.-P. correlacionan de forma estadísticamente
adaptamos el material gráfico. El estudio piloto nos significativa con otras medidas externas de desarro-
permitió depurar la traducción y comprobar que los llo de lenguaje cuando éstas son comparables tanto
ítems se adaptaban tanto al vocabulario infantil en contenido como en la metodología de aplicación.
como a las situaciones conocidas por los sujetos. El El análisis factorial puso de manifiesto diversos
material gráfico se mostró asimismo reconocible y factores que reflejan diferentes aspectos del lengua-
familiar para los pequeños. Administramos la batería je y del desarrollo cognitivo subyacente. Estos fac-
a una muestra aleatoria y establecimos diferentes tores replican en gran manera los propuestos teórica-
propiedades psicométricas tales como su consisten- mente por los autores de la batería origen de nuestra
cia interna, su estructura factorial y las correlaciones adaptación.
de nuestros resultados con otras medidas externas de El instrumento que presentamos se muestra sensible
desarrollo de lenguaje. Asimismo hemos establecido a algunos aspectos sociodemográficos recogidos en la
los baremos para los diferentes grupos de edad. Por literatura como importantes en el proceso de adquisi-
último, estudiamos la relación entre nuestros resulta- ción del lenguaje. Así, detecta las diferencias en el de-
dos y algunas variables sociodemográficas como la sarrollo de éste en función de los sexos, obteniendo
edad, el sexo o la clase social. puntuaciones inferiores los varones al comparar su eje-
Los resultados de nuestro trabajo nos permiten cución con la de las niñas. No se han hallado diferen-
concluir que la B.E.L.-P. se muestra como un instru- cias estadísticamente significativas al comparar los re-
mento válido capaz de detectar los rápidos cambios sultados en función de la clase socioeconómica.

115
Document downloaded from http://www.elsevier.es, day 05/07/2017. This copy is for personal use. Any transmission of this document by any media or format is strictly prohibited.

ORIGINALES

RESUMEN died. Finally data support the accuracy of the instru-


ment to show the relationship between language de-
El presente trabajo para adaptar al castellano la velopment and some sociodemographic variables
Batería de Exploración del Lenguaje para Preescola- that literature aproves.
res (B.E.L.-P.) ha sido llevado a cabo con una mues- We present an instrument thought and adapted to
tra aleatoria de 294 niños de tres a cuatro años, de our preescholers environment with good psychome-
habla castellana y escolarizados en Barcelona capi- tric properties to be used with grant in the language
tal. En una primera etapa, se adaptó el material ne- assessement at preeschool age.
cesario y se analizó de forma empírica la convenien-
cia de los ítems propuestos. Posteriormente, se estu-
diaron las propiedades psicométricas del instrumento BIBLIOGRAFÍA
que presentamos. Finalmente se aportan datos acer-
Aguinaga, G.; Armentia, M. L.; Fraile, A.; Olangua, P., y
ca de lo adecuado de la B.E.L.-P. para poner en evi- Uriz N.: Prueba de Lenguaje Oral Navarra (PLON). Fon-
dencia la relación entre ciertas variables sociodemo- do de Publicaciones del Gobierno de Navarra. Madrid,
gráficas y desarrollo del lenguaje que recoge la bi- T.E.A., 1991.
bliografía. American Psychological Association: Standards for educatio-
El instrumento que presentamos está pensado y nal and psychological tests. Washington, DC. APA, 1974.
adaptado al entorno de nuestros preescolares y reúne Chevrie-Muller, C. L.; Simon, A. M.; Le Normand, M. T., y
las condiciones psicométricas necesarias para ser Fournier, S.: Manuel de la batterie d’Evaluation Psycho-
utilizado con garantías, al menos en sus momentos linguistique (BELP). Paris: Centre de Psychologie Appli-
iniciales. Esperamos obtener de este uso nueva in- quée, 1988.
Cronbach, L. J.: Coefficient alpha and the internal structure of
formación que ayude a mejorar el instrumento tanto tests. Psychometrika, 1951, 16, 297-334.
en su forma y contenido como en sus propiedades Hollingshead, A. B., y Redlich, F.: Two factor index of social
psicométricas. position. En: Social class and mental illness. New York:
Willey, 1958.
Kirk, S. A.: El test de Aptitudes Psicolingüísticas de Illinois
ABSTRACT (ITPA). Revista de Psicología General y Aplicada 1985,
40, 5: 957-969.
This paper presents the results of the adaptation Rourke, B. P.; Bakker, D. J.; Fisk, J. L., y Strang, J. D.: Child
and validation into Spanish of the Bateria de Explo- Neuropsychology. An Introduction to Theory, Research
and Clinical Practice. New York: The Guildford Press,
ración del Lenguaje para preescolares (B.E.L.-P.).
1986.
The study was held on in a random sample of 294 Triadó, C., y Forns, M.: La evaluación del lenguaje. Una
Spanish preschoolers between three and four years aproximación evolutiva. Barcelona, Anthropos, 1989.
old living in Barcelona. Triandis, H. C.: Approaches toward minimizing translation.
Original material was adapted and items empiri- En: R. W. Brislin (Ed.). Translation: Application and Re-
cally analized. Psychometric properties were stu- search. Nueva York: Wiley-Halstead, 1976.

116