Vous êtes sur la page 1sur 1

Universidad Politécnica de Madrid · 25 de enero de 2018 · Ingenia & Emprende RETOS

¿Por qué la sostenibilidad es importante para mí como ingeniero?


Rojo García, Álvaro-Galo
El crecimiento de la población y la riqueza en todo el mundo ha ejercido una presión cada
vez mayor sobre el aire, el agua, las tierras cultivables y las materias primas. Es ahora
cuando surge la preocupación por la capacidad que tienen los recursos naturales y los
ecosistemas de satisfacer las necesidades de las poblaciones mundiales, en el presente y por
supuesto, en el futuro. Esto significa que la sostenibilidad está íntimamente relacionada con
la supervivencia a largo plazo de la humanidad, y su función principal es la búsqueda de la
protección nuestro medio natural, nuestra salud humana y ecológica, impulsando la
innovación y sin comprometer nuestra forma de vida.

El desarrollo sostenible reconoce que las decisiones que se tomen hoy en día deben permitir
a las personas tomar decisiones eficaces sobre su calidad de vida. Para todo ello, los
ingenieros, con nuestro oficio, tenemos la posibilidad y la obligación de involucrarnos en la
implementación del desarrollo sostenible, existen cuatro factores clave de sostenibilidad
que como ingenieros debemos cumplir:

1. Gestionar los cambios en el entorno: manteniendo la integridad de los sistemas biofísicos


globales y locales; asegurando que el costo total del agotamiento de los recursos se incluya
en todos los estudios y estimaciones de viabilidad; optimizando los procesos sobre la base
del ciclo de vida, así como el uso de recursos renovables; y minimizando los residuos
especialmente peligrosos.

2. Equidad y seguridad de las actividades, basándose siempre en el principio de cautela:


mejorando la calidad de vida en general de los seres humanos, pero no a expensas del
entorno natural; dando prioridad a proyectos que mejoren o restauren positivamente los
entornos naturales y físicos; consultando a todos los afectados por proyectos de ingeniería,
dándoles igualdad de oportunidades sin repercusiones para expresar sus preocupaciones.

3. Resolución integral de problemas: adoptando un enfoque holístico global y sinérgico, que


incluya a todas las partes interesadas y al entorno físico y social; basando las soluciones en
las necesidades humanas o medioambientales existentes o nuevas, y no en la búsqueda de
usos rentables para una nueva tecnología disponible.

4. Respetar los problemas existentes: poniendo solución a la degradación ambiental pasada;


reduciendo el uso de prácticas no sostenibles; apoyando los métodos de contabilidad social
y económica que revelen, identifiquen y cuantifiquen los problemas ambientales previos o
en desarrollo.

La labor e implicación de un ingeniero en la sostenibilidad es crucial. Para ello, es necesario


un análisis a largo plazo de los recursos y un cambio de paradigma en la economía y el
diseño tecnológico. Se requiere mejorar la calidad de vida sin el mero hecho de aumentar la
cantidad de bienes. Los ingenieros debemos ser más eficaces a la hora de identificar las
necesidades reales que los deseos. Esto requerirá que nos convirtamos en los responsables
de formular problemas para poder ayudar a decidir las directrices más eficaces que debe
adoptar la tecnología. Además, existe una función educativa; es posible que algunos clientes
no sean conscientes de las alternativas sostenibles a la hora de abordar un nuevo proyecto.
La profesión de ingeniero debe abrir el camino y ser percibida como una vía hacia un futuro
más sostenible, debe convertirse en una fuente de inspiración e innovación para lograr un
mundo mejor.