Vous êtes sur la page 1sur 28

FACULTAD DE INGENIERIA, ARQUITECTURA Y

URBANISMO

ESCUELA ACADÉMICO PROFESIONAL DE INGENIERIA

CIVIL

“PRODUCCIÓN DE MATERIALES DE CONSTRUCCION


Y ENERGÍA A PARTIR DE LA OBTENCIÓN DE PUZOLANAS
DEL BLOQUE SÓLIDO COMBUSTIBLE”

AUTOR(es) :

Vallejos Medianero Joicie

Docente de la asignatura:

Dra. Sotomayor Nunura Gioconda del Socorro

Línea de Investigación:
Ingeniería de Procesos

Pimentel-Perú

2017
Índice:

1. SITUACIÓN PROBLEMÁTICA .............................................................................................. 3


1.1. Nivel Internacional: .......................................................................................................... 3
1.2. Nivel Nacional: ................................................................................................................. 4
1.3. Nivel Local: ....................................................................................................................... 6
2. Formulación del problema:..................................................................................................... 6
3. Justificación e Importancia: .................................................................................................... 6
4. Objetivos ................................................................................................................................... 8
4.1. Objetivo general:.............................................................................................................. 8
4.2. Objetivos específicos: ..................................................................................................... 8
5. Antecedentes ........................................................................................................................... 9
6. Bases Teórico- Científicas: .................................................................................................. 12
7. Bases Conceptuales ............................................................................................................. 20
8. Tipo y Diseño de Estudio: .................................................................................................... 26
9. Métodos, Técnicas e Instrumentos: .................................................................................... 26
10. Referencias Bibliográficas:............................................................................................... 27
1. SITUACIÓN PROBLEMÁTICA

1.1. Nivel Internacional:

El descenso brusco de la economía de diversos países como Cuba, Venezuela,


entre otros ha repercutido en mayor o menor grado en todos los sectores de la vida
económica del país, generando profundos cambios en la producción y empleo de
los materiales, las técnicas de construcción, y las tipologías arquitectónicas y
constructivas. Gomila,R (1996), Rodríguez,L (2002).

La política constructiva de viviendas ha priorizado utilizar en la construcción,


materiales elaborados a partir del empleo de fuentes locales, descentralizadas y
territorializadas, identificando los destinos prioritarios, con una reducción de la
dependencia externa, creando e incluyendo la participación de la población tanto
en la nueva construcción como en la rehabilitación, planteándose un nuevo enfoque
en la construcción de viviendas, como un proceso ambientalmente sustentable,
participativo y descentralizado.

La fabricación de cemento a escala mundial, reporta cerca del 2% del consumo


global de energía, básicamente en la combustión de las materias primas y la
molienda del clinker, generando altos niveles de emisión de CO2.
Hendriks,V(1998), Zivica,L(1993).

El empleo de adiciones minerales, según Malhotra (1996) representa beneficios


funcionales o ingenieriles, económicos y ecológicos a la industria del hormigón al
admitir diversos materiales cementantes suplementarios, tales como: cenizas
volantes, escorias, microsílice, cenizas de residuos agrícolas y arcillas calcinadas,
que mejoran sus propiedades o corrigen ciertas deficiencias de los cementos
corrientes,en algunas de sus aplicaciones. De otra parte, al reducirse el contenido
de clínker, se favorece la disminución del empleo de energías no renovables y las
emisiones de GEI en la industria del cemento.
La existencia en diversos países como los mencionados anteriormente de elevados
potenciales de biomasas no utilizadas, debido a su limitada uniformidad y baja
densidad, insta a desarrollar e implementar en la práctica soluciones alternativas
de máxima prioridad, que valoricen dichos desechos renovables, de posible
aplicación en la industria de los materiales de construcción, y particularmente en el
campo de los aglomerantes.

1.2. Nivel Nacional:

En el Perú, como en los otros países en vías desarrollo, a diferencia de los países
desarrollados, el costo de los materiales de construcción supone en la mayoría de
los casos, el componente más importante del costo total de una vivienda.

Este hecho todavía se acentúa más cuando trata de viviendas para la población
con bajos ingresos.

El cemento es el insumo más caro en la elaboración de los elementos de concreto


armado, impacto que recae el segmento mayoritario de la población de escasos
recursos. Por este motivo, el estudio de investigación está orientada a mejorar las
tecnologías tradicionales que utilizan materiales no cementicios (adobe, tapial,
quincha, bagazo, azufre, guadua, madera, etc) según la disponibilidad de los
mismos en cada país, incorporando las puzolanas naturales en los morteros.

Por otro lado, se tratará de minimizar los contenidos de cemento Pórtland en


morteros y concreto mediante la adición de puzolanas de origen volcánico y/o
cenizas de cascarilla de arroz, consiguiendo mejorar las propiedades de los
concretos, sobre todo sobre brindando la durabilidad de los mismos.

Finalmente, el proyecto propone la utilización de este tipo de materiales, para


permitir obtener morteros y concretos de buena calidad, a un precio menor, lo que
facilitaría su uso por sectores de la población con escasos recursos.

Los resultados serán difundidos y promocionados para su uso, en especial por


microempresarios, previamente capacitados, podría contribuir como una alternativa
tecnológica para la construcción de viviendas de bajo costo, teniendo como valor
agregado que las puzolanas naturales en la producción del mortero y concreto
contribuyen a reducir el impacto ambiental.
De acuerdo a últimas declaraciones del Ministro de Vivienda, Construcción y
Saneamiento, un estudio del Banco Mundial señala que el déficit en el Perú
asciende a 2,2 millones de unidades habitacionales y se incrementa en 90.000
unidades cada año.

El costo de los materiales de construcción es, en la mayoría de los casos la que


incide en el costo total de una vivienda. Este hecho afecta negativamente en la
posibilidad de acceder a una vivienda por parte de la población de bajos ingresos.
La única forma de bajar los costos es mediante el autoconstrucción, que se da sin
ninguna asesoría técnica, con graves deficiencias constructivas, por la falta de
medios económicos el término de la construcción se prolonga de 30 años o más.

El estudio busca una alternativa tecnológica que utiliza puzolanas naturales, en este
caso extraídas de un sólido de combustible, para producir morteros y concretos,
reduciendo el volumen del cemento, cumpliendo con los parámetros físicos y
mecánicos que indican las normas vigentes.

Un resultado añadido es contribuir a la utilización de la puzolana extraída de dicho


material, que por su alto volumen de producción ocasiona problemas, teniendo en
cuenta en muchos casos es arrojado a la rivera de los ríos contaminando el medio
ambiente, por tal motivo la utilización de este material reducirá la contaminación
ambiental y por ende su impacto en el ambiente.

De alcanzarse los resultados previstos se habría logrado una solución innovadora


de uso de puzolanas naturales en componentes prefabricados y morteros para
viviendas de bajo costo, con menores costos y con posibilidades de ser aplicados
por microempresas.

Así también, se ha previsto divulgarlos a través de dos talleres, uno en Lima,


orientado hacia microempresarios y auto constructores; y, el otro, en la Universidad
Politécnica de Valencia en España, para el conocimiento de docentes, estudiantes
de pregrado y postgrado. Villa,M(2001)
1.3. Nivel Local:

El proceso tecnológico ha considerado de modo permanente el ahorro energético,


logrando notables mejoras desde la introducción de los intercambiadores de calor
en vía seca (suspensión gaseosa) o semiseca (parrilla), con reducción gradual del
proceso por vía húmeda. La inclusión de la precalcinación en la década de los 70,
reduciendo el volumen de homo a igualdad de producción, con ligeras mejoras en
el consumo específico, supuso un nuevo perfeccionamiento.

Sin embargo, aquí, en Chiclayo no se ha trabajado propiamente como se debería


en el uso de las puzolanas en el Concreto.

2. Formulación del problema:

¿La fabricación del bloque sólido combustible empleando tecnologías apropiadas,


permite obtener a partir de la quema de la biomasa-arcilla densificada, cenizas
reactivas para fabricar una aglomerante cal puzolana mejorado, lo cual contribuirá
a mejorar las propiedades físico-mecánicas y aplicaciones de estos residuos, a la
vez que ratifica el perfil medio-ambiental del proceso, dentro de un marco de
factibilidad económica.? La respuesta de nuestra pregunta planteada referente a
la formulación del problema del presente trabajo de investigación se responderá
en las hojas siguientes, mediante diversos argumentos.

3. Justificación e Importancia:

Se podría afirmar que sin duda alguna unos de los principales motivos por el que
se ha utilizado el presente tema de investigación es porque actualmente en el
mundo de la construcción se busca diversas maneras alternativas de poder generar
un ahorro en los materiales que se utilizan para la construcción de estructuras,
garantizando la seguridad para la ciudadanía; además de buscar constantemente
el desarrollo sostenible y reducir notablemente la contaminación ambiental y el uso
de materias primas naturales que aportan diversas ventajas y beneficios como es
el caso de la puzolana.

Además de ello es importante resaltar que se trabaja constantemente en diversos


ensayos que garanticen el adecuado funcionamiento de la incorporación de la
puzolana en el concreto, ya que este tema de investigación este hecho para la
población en general y para su beneficio y calidad de vida y vivienda.

Por último, se desea señalar que se opta por el uso de puzolanas debido a que esta
disminuye los costos de producción porque esta adicción es mucho más barata que
el Clinker y más económica de moler, reduce el calor generado durante la
hidratación pues esta es una reacción bastante exotérmica, además de ello evita el
agrietamiento del concreto; esto se da por la acción expansiva de la cal al hidratarse
y compresiva al secarse.

También rebajan en cierto porcentaje los aluminatos que son inestables en medios
sulfurados y absorben álcalis, estos elementos normalmente entran a reaccionar
de manera perjudicial con los agregados del concreto, como aditivos son de vital
importancia dentro de la industria del cemento. Intervienen en la calidad del
producto final, aumentando la eficiencia del proceso de fabricación y reduciendo los
costos de producción.

El calor generado por la mezcla cemento/puzolana es menor que el generado por


el mismo peso de solo cemento, esto incide en la durabilidad del concreto dado que
se disminuyen las tensiones generadas en la dilato-contracción térmica, la puzolana
también permite el diseño de mezclas de concreto más impermeables .Algunas
aportan resistencia al concreto contra el ataque de aguas de mar, sulfatadas, acidas
o que contengan dióxido de carbono en solución ,por tanto disminuyen la expansión
resultante de la reacción de los agregados y finalmente se puede afirmar que la
puzolana aumenta la resistencia al ataque de sulfatos y la trabajabilidad.
4. Objetivos

4.1. Objetivo general:

Demostrar la conveniencia de obtener cenizas reactivas de la combustión de la


biomasa-arcilla, para fabricar un aglomerante cal-puzolana, que logre un mejor
comportamiento físico mecánico de las pastas con él elaboradas, unido al empleo
de la energía generada del BSC, constituyendo una alternativa económica y
ambientalmente compatible para lograr materiales de construcción de buen
desempeño

4.2. Objetivos específicos:

Identificar alternativas viables para producir un bloque sólido combustible, a partir


de biomasas, utilizando tecnologías alternativas, priorizando la obtención de una
puzolana mejorada, y, en segundo lugar, el aprovechamiento de la energía
producida, con un adecuado perfil medio ambiental.

Evaluar el comportamiento físico-mecánico de las pastas, elaboradas con el


aglomerante cal-puzolana mejorado, obtenido de la combinación de cenizas del
BSC de paja de caña y cal.

Fundamentar la factibilidad económica y ecológica del procesamiento de


biomasas agrícolas en la obtención de puzolanas reactivas, para fabricar
aglomerantes cal puzolana y energía a emplear en talleres de producción de
materiales de construcción, a pequeña escala.
5. Antecedentes

En la historia de la civilización humana el descubrimiento de los materiales y de las


acciones cementantes hidráulicas fue posterior al descubrimiento del fuego y debió
ser poco posterior al descubrimiento de la cerámica. Tal descubrimiento, por lo que
se refiere a los pueblos mediterráneos, debió pasar de egipcios a griegos y
romanos, siendo ampliado y perfeccionado en sucesivas etapas. Por razones de
puro azar geográfico y geológico, los griegos y romanos, primeros en conocer “la
cal”, pudieron mezclarla con materiales naturales de origen volcánico que tenían a
la mano. Es probable que el primer empleo de estos materiales fuera el de servir
de agregados para los morteros de cal. La observación debió hacer el resto, y de
la comparación de la resistencia y del comportamiento general de los
conglomerados hechos con cal y con materiales volcánicos y no volcánicos, surgió
la nueva técnica de mezclar los primeros, ya como materiales activos, con la cal,
en polvo y en seco o en húmedo, para obtener los que han pasado a la historia
como “cementos y morteros romanos”, con base en cal y puzolana, o cal, puzolana
y arena, respectivamente.

Tales materiales fueron la tierra griega de Santorín y las cenizas y tobas romanas
de Pozzuoli, localidad que ha legado el nombre genérico de puzolanas para éstos
y para similares materiales en lo sucesivo. De las obras antiguas realizadas con
puzolanas que han llegado hasta nuestros días como inestimables reliquias de la
civilización romana pueden citarse: panteones, coliseos, estadios, basílicas,
acueductos, cisternas, puentes, puertos y las más diversas estructuras que han
perdurado. Y lo han hecho como no han podido hacerlos muchas obras realizadas
en la Edad Media, con materiales conglomerantes mal cocidos y exentos de
puzolanas activas. Por el contrario, cuando el defecto de cocción y la falta de
puzolana se subsanaron, las obras cobraron de nuevo el vigor y con él la
longevidad.
Como se mencionó párrafos anteriores los griegos, 400 A .C, fueron los primeros
que emplearon puzolanas en morteros de cal.

Más tarde, los romanos no sólo usaron piezas de cerámica, ladrillos y tejas
pulverizadas para formar las primeras puzolanas artificiales, sino también
descubrieron que algunos suelos volcánicos mezclados con cal eran excelentes
para producir morteros hidráulicos (un mortero hidráulico fragua y endurece bajo
el agua, y es más duradero que un mortero corriente de cal). Tales suelos fueron
encontrados en los alrededores de la población de Pozzuoli, cerca de Nápoles, y
de aquí el nombre de puzolana. Goméz,A(2006)

El desarrollo del cemento hidráulico basado en una mezcla de puzolana y cal


significó cambios radicales en el arte de la construcción de la era romana. El
incremento de resistencia, sus propiedades hidráulicas y resistencia al agua del
mar permitieron la construcción no solo de arcos y bóvedas, sino también de
estructuras marítimas.

Mezclas de puzolana y cal sirvieron para dar impermeabilidad a baños, tanques y


acueductos. Testimonio de su durabilidad la dan las muchas estructuras que
están de pie hasta hoy.

Más recientemente, entre 1910 y 1912, más de 100,000 toneladas de puzolana


fueron usadas en la construcción del acueducto de Los Ángeles. Desde entonces,
las puzolanas han sido empleadas en muchas obras de infraestructura marina y
de concreto masivo, especialmente en Europa, USA y Japón.

Con unas cuantas excepciones notables, como Indonesia, India y China, la


comercialización y explotación de puzolana en el Tercer Mundo fue más lenta;
hecho sorprendente si tomamos en consideración la necesidad de materiales de
construcción más baratos. No obstante, recientemente hay proyectos para
desarrollar puzolanas en varios países que incluyen Kenya, Tanzania, Trinidad y
Dominica.
Finalmente, en la historia de la humanidad los arquitectos y constructores han
buscado soluciones tecnológicas especiales para realizar sus obras
arquitectónicas. En el siglo I d.c. Antonio Vitrubio relata, que los Romanos utilizaron
la Puzolana como aditivo mineral en la elaboración de sus concretos, éstas fueron
extraídas de un pueblo llamado Pozzuoli al pie del Vesubio, era una piedra
volcánica, porosa y ligera. Así también, utilizaron aditivos naturales como leche,
sangre y grasa animal para mejorar la trabajabilidad de las mezclas en concretos y
morteros. Estos materiales fueron utilizados en la construcción del coliseo romano
80 años d.c. y el Panteón de Adriano construido en el año 123 d.c. que fué durante
1500 años la mayor cúpula construida, con 43.3 m. de diámetro, el uso de estos
materiales le han brindado la durabilidad a estas construcciones los cuales pueden
ser apreciados hoy en día. Lopez,R(2007)

Actualmente en el sector de la construcción en el Perú se produce cementos


puzolánicos, pero no utiliza puzolanas naturales disponibles tales como; cascarilla
de arroz y muy poco las puzolanas de origen volcánico. En el ámbito internacional
existen investigaciones similares, en especial con caña de azúcar, bagazo y paja
de caña, con resultados relevantes, pero no se ha encontrado experiencias de
aplicación en componentes prefabricados y morteros para la construcción de
viviendas de bajo costo.
6. Bases Teórico- Científicas:

Clasificación De Los Materiales Puzolánicos:

El término puzolana se utilizar para designar materiales distintos, pero con una
misma aptitud para reaccionar con la cal. Sin embargo, hacer una clasificación
precisa y única de las puzolanas no es fácil, ya que con este término se abarcan
materiales de diversos orígenes y composiciones, tanto química como
mineralógica. Por lo tanto, en la bibliografía se pueden encontrar distintas
clasificaciones, como la realizada por los profesores Calleja [3] y Soria [4]. Sin
embargo, todas ellas coinciden en dividir las puzolanas como naturales y artificiales.
Las primeras no requieren, en su empleo, tratamientos que provoquen
modificaciones químicas y mineralógicas importantes, es decir son activas por sí
mismas. Las segundas resultan de la transformación química y/o estructural de
materiales que, originalmente, no tenían capacidad puzolánica. En este último
grupo están aquellos materiales que, si bien contienen componentes “a priori”
puzolánicos, necesitan de un tratamiento térmico de activación; aquí se
encuadrarían las puzolanas naturales calcinadas, como es el caso del metacaolín
y los esquistos calcinados.

También, en este apartado están recogidos residuos industriales como cenizas


volantes (CV), escorias de diversas procedencias y humo de sílice (HS). Las
cenizas volantes son residuos que se generan en las centrales termoeléctricas
que utilizan carbón como combustible. Dependiendo del tipo de carbón se obtienen
cenizas volantes de bajo y alto contenido en cal, así hullas y antracitas proporcionan
cenizas de bajo/medio contenido en cal, mientras que con lignitos las cenizas son
de alto contenido en cal, lo que hace que presenten propiedades puzolánicas y/o
hidráulicas, al igual que las escorias granuladas de horno alto, procedente de la
fusión del mineral hierro. En la producción de silicio y aleaciones de ferrosilicio se
obtiene humo de sílice, que presenta altos porcentajes de sílice (>85%) y una
elevada finura (superficie específica BET superior a 15 m2/g).
Actividad Puzolánica:

La composición química de las puzolanas no difiere sustancialmente de unas


puzolanas a otras. Todas presentan un fuerte carácter ácido, con predominio de
sílice y alúmina, y también óxido de hierro, cuya suma suele ser superior al 70%,
aunque en algunos materiales la sílice puede suponer cerca del 90%. En cuanto a
su composición mineralógica, ésta varía sustancialmente, y es determinante en la
actividad del material.

El concepto de “actividad puzolánica” se aplica a aquellos materiales capaces de


reaccionar con la cal y existen muchos métodos para evaluar esta propiedad desde
diferentes aspectos químicos y mecánicos.

Los resultados, que a continuación se exponen, se han obtenido utilizando un


método químico acelerado en sistemas puzolana/hidróxido cálcico, desarrollado en
el IETcc, con el cual se puede establecer el comportamiento puzolánico de un
material.

Las puzolanas presentan, según su origen, variaciones significativas de fijación de


cal con el tiempo.

En la Figura 1 se recoge los valores de cal fijada (%), a distintas edades, de


distintos materiales puzolánicos recogidos en la normativa vigente [2], como son
puzolanas naturales (piedra pómez, tobas volcánicas y rocas opalinas entre otras),
metacaolín, cenizas volantes y humo de sílice. El humo de sílice presenta una
actividad puzolánica elevada, aunque ésta se ve afectada por la forma de
incorporación, ya que el humo de sílice puede estar en su estado original,
compactado, densificado,etc. Villegas,A(2007)

Figura 1: Actividad puzolánica. Materiales normalizados.


También, la actividad de las rocas opalinas y el metacaolín puede alcanzar
valores similares al humo de sílice. Por el contrario, las cenizas volantes
generalmente presentan una actividad puzolánica más lenta, no manifestando
valores de fijación de cal significativos hasta edades superiores a los 28 días.

Nuevos Materiales Puzolánicos:

Las investigaciones realizadas por el Grupo de Reciclado de materiales tienen


como base la búsqueda de nuevos materiales puzolánicos, procedentes de
residuos industriales y materiales de desecho, que puedan ser alternativa a los
actualmente recogidos en norma. Estas nuevas puzolanas serían más respetuosas
con el medioambiente, dando lugar a cementos más sostenibles y eco-eficientes.

Las investigaciones, que se vienen realizando desde hace más de dos décadas,
han tenido como objetivo diferentes residuos, adecuando sus características a los
requisitos aplicados a materiales puzolánicos. De este modo, en unos casos ha sido
necesario llevar a cabo tareas de trituración y molienda, para conseguir la finura
necesaria, y en otros tratamientos térmicos de activación, hasta lograr que los
materiales investigados adquiriesen propiedades puzolánicas apropiadas.

Así, con la escoria de cobre , dado su finura original, fue preciso ajustar los tamaños
de partícula para mejorar su actividad puzolánica. La escoria de cobre es un
subproducto procedente de la metalurgia del cobre, donde el cobre metálico se
obtiene a partir de concentrados de este mineral. La escoria de cobre, molida hasta
una superficie específica BET de 0,68 m2/g, presenta una actividad puzolánica
semejante a las cenizas volantes, pero muy inferior al humo de sílice, ya que la
fijación de cal no es evidente hasta pasados los 28 días, aumentando
considerablemente a los 90 días (Figura 2).

También, se han estudiado catalizadores gastados de craqueo catalítico en lecho


fluidizado (FCC). Estos productos se generan en las refinerías de petróleo, en el
proceso de rotura de las cadenas hidrocarbonadas de elevado peso molecular, para
obtener una mayor proporción de gasolinas. El estudio de actividad puzolánica
(Figura 2) pone de relieve que este subproducto presenta una actividad puzolánica
elevada, comparable al humo de sílice. Torres,J(2005)
Además, podría ser utilizado en la elaboración de cemento blanco, lo que
representa un alto valor añadido.

Otros materiales que han sido ampliamente investigados son los desechos de
arcilla cocida (cascote cerámico). Aunque en los últimos años, y debido a la crisis
económica, la producción de materiales cerámicos se ha reducido drásticamente,
el porcentaje de productos rechazados para la venta sigue siendo elevado,
haciendo a este matearla atractivo para su utilización en el sector de la
construcción. Sin olvidad los materiales cerámicos procedentes de Residuos de
Construcción y Demolición (RCDs), que suponen el 54% de los 40 millones de
toneladas anuales, que según datos del Plan Nacional de Residuos de la
Construcción y Demolición se originan en España, que las actualidades están
siendo investigados ampliamente por el Grupo de Investigación y que serán
tratados especialmente en otros capítulos de este libro.

Los residuos cerámicos pueden ser considerados inertes, por tener un poder de
contaminación bajo, sin embargo, su principal inconveniente está en su vertido, que
provoca un gran impacto visual y por tanto un deterioro medioambiental. Los
productos cerámicos proceden de materiales naturales, que contienen una
proporción elevada de minerales arcillosos, los cuales, mediante un proceso de
deshidratación, seguido de otro de cocción controlada a temperaturas entre 700⁰C
y 1.000⁰C adquieren sus propiedades características de “arcilla cocida”. Por lo
tanto, el propio proceso de fabricación de los materiales cerámicos lleva aparejado
temperaturas de cocción elevadas, que pueden dar lugar a la activación de los
minerales arcillosos, que adquirirían propiedades puzolánicas.

Figura 2: Actividad puzolánica. Nuevos materiales


En distintos estudios realizados con este material, los autores han puesto de relieve
que los desechos de arcilla cocida presentan propiedades puzolánicas, y que
durante la reacción puzolánica se forman productos hidratados semejantes a los
que se obtienen con otros materiales activos. También, se ha estudiado la influencia
de la temperatura de obtención de los desechos.

Cuando la temperatura de cocción no es la adecuada (material quemado o crudo)


la composición química y mineralógica de los cascotes varía significativamente
respecto al producto obtenido en condiciones óptimas de cocción. Sin embargo, la
temperatura utilizada (alrededor de 900⁰C) es suficiente para provocar la activación
de las arcillas, y hacer que los diferentes desechos adquieran propiedades
puzolánicas.

En la Figura 2 (parte superior) se presentan los valores de fijación de cal en los


ladrillos y tejas ensayados. Los resultados ponen de relieve que los desechos
cerámicos presentan una actividad puzolánica semejante a otros materiales, como
puzolanas naturales, metacaolín, FCC e incluso humo de sílice.

La influencia de la incorporación del cascote cerámico en morteros, se estudia


mediante ensayos mecánico-resistentes, morfológicos y microestructurales, en
comparación con un mortero de cemento normalizado. Los resultados obtenidos
ponen de relieve el buen comportamiento de estos residuos. Además, se han
realizado estudios sobre la viabilidad de utilizar desechos o cascotes cerámicos
como materia prima en fábricas de tejas de hormigón, aprovechando sus
propiedades puzolánicas, con excelentes resultados.

Los ensayos de durabilidad en pastas de cemento, incorporando residuos


cerámicos también han dado resultados muy positivos.

En la Figura 3 se recoge la relación entre resistencias a flexotacción y compresión


(F/C), en pastas de cemento (a) y en pastas que contienen un 20% de material
cerámico (b); la relación F/C presenta valores superiores cuando se utiliza material
cerámico, lo que indica un mejor comportamiento frente a los medios agresivos.
Pérez,E(2008)
Figura 3: Ensayos de durabilidad. Relación Resistencia flexo tracción/Resistencia
compresión. a) Cemento portland. b) Cemento con 20% de material cerámico.

Calor de Hidratación:

La cinética de hidratación de un clinker Pórtland mas yeso, es modificada por la


presencia de puzolana, mientras se conoce que el calor de hidratación de un
cemento puzolánico a los 28 o 7 días es inferior a la de un Pórtland puro (clinker
más yeso), la generación del calor durante las primeras horas es acelerada y
superior a la de este en la presencia de puzolana, las gráficas se muestran a
continuación.

Cal/gr Cemento

Tiempo (h)
Gráfico 2.2.1 “curvas de calor de la Hidratación de algunos
cementos puzolánicos w/s =0.4 temperatura =20C (R-1)
Calor Total
Cal/gr Cemento

Tiempo (h)
Gráfico 2.2.2 “Calor total de varias mezclas de cementos
durante la hidratación. Calor referido de la fracción de
cemento Portland (R-1)
Resistencia:

El desarrollo de la resistencia en hormigones que contienen puzolanas tiene como


regla general el incremento de las resistencias finales comparadas con las de los
cementos Portland puros.

A continuación, se presentan características de varias mezclas de hormigón en las


tablas 2.2.1 y 2.2.2

Serie
No Agua Cemento Ceniza Arena Grava
Volante < 4mm > 4mm
0 163 181 0 736 1280
1 154 167 146 570 1322
2 154 125 146 604 1331
3 154 107 146 619 1334
4 154 94 146 633 1333
5 154 83 146 644 1333
Tabla 2.2.1 " Proporciones de mezcla de concreto (Kg./m3)"(R-2)
Esfuerzo a la compresión
Serie (Mpa)
después de:
No Tiempo en semanas
2 4 16 181 362 R 362/R4
0 13.4 14.8 20.8 23.8 26.3 1.8
1 19.0 25.4 39.4 55.1 56.1 2.2
2 12.0 17.1 29.2 46.4 45.9 2.7
3 8.8 13.4 25.2 39.8 42.2 3.1
4 6.9 10.5 22.1 36.0 37.9 3.6
5 5.8 8.4 20.6 34.2 33.9 4.0
Tabla 2.2.2 "Esfuerzo a la compresión del concreto como función del tiempo de
curado en el agua a 20 C" (R-2)

Retracción:

La retracción es sensible cuando se reemplaza puzolana por cemento Pórtland,


solamente cuando el curado inicial del hormigón se limita a menos de 3 días, en
este caso la retracción aumenta con el incremento de la adición, por el contrario, la
retracción no se afecta hasta por reemplazos del 40 % si el hormigón ha sido curado
por lo menos 28 días antes del secado esto lo podemos observar en la tabla 2.3 a
continuación.

MEDIDAS DE RETRACCION

Curado inicial por 7 días en Curado inicial por 91 días


agua en agua

Mezcla Duración Perdida Perdida


No del secado de humedad Retracción de humedad Retracción
(días) (%) (x10) (%) (x10)
Control 2 224 55.0 422 53.7 453
F1 224 57.5 447 47.9 365
F2 224 55.3 354 45.4 280
F3 224 56.9 411 56.2 405
F4 224 54.7 379 49.2 387
F5 224 58.8 404 51.1 403
F6 224 60.6 475 56.4 454
F7 224 64.3 397 54.1 433
F8 224 56.3 400 - 327
F9 224 58.2 390 49.3 631
F10 224 58.4 642 55.2 500
F11 224 49.5 454 48.9 362
Tabla 2.2.3 "Retracción del concreto de cenizas volantes"
7. Bases Conceptuales

La Biomasa como fuente alternativa de energía:

La biomasa son materiales de origen biológico tales como: la leña, los residuos
(urbanos, agrícolas), los excedentes agrícolas y cultivos energéticos, de los que se
obtienen biocombustibles, como una fuente de energía renovable, de menor
impacto ambiental y bajo balance de emisiones de NOx y de SO2 según Revuelta,S
(2003), Menéndez,C (2001).

Se plantea que las energías renovables llegaran a predominar en el sistema


energético mundial Goldemberg (2004), Karakezi,D (2004), debido a sus ventajas
como agente mitigador del cambio climático, su capacidad de generar empleos, así
como al incremento y suministro seguro de energía.

De emplearse tecnologías eficientes, la biomasa podría generar el 80 % de la


energía total mundial Young,F(1980). Estadísticas confrontadas indican que la
biomasa aporta al consumo global de energía ,alrededor del 14% de la energía
primaria. Mientras recientes estimados indican que la proporción de la energía
primaria obtenida de desechos combustibles renovables (CRW) en América Latina
y el Caribe alcanza cerca del 14 %, constituyendo una alta prioridad de algunos
países en desarrollo.
Puzolanas:

El término puzolana designa los materiales que exhiben cierta reactividad con cal,
al fraguar, endurecer y desarrollar resistencia en presencia de agua Sersale(1980),
Massazza (1980).Los productos formados son silicatos y alumosilicatos hidratados,
insolubles que contribuyen a la resistencia y durabilidad de la matriz aglomerada.
Taylor,G(1993) y Mehta,H(1996).

Tabla 1.1: Especificaciones para las puzolanas según la ASTM C 618-92 a.

Especificaciones según la ASTM C 618-92a


Tipo de Puzolana N F C
Requerimientos Químicos
SiO2+Al2O3+Fe2O3(%) 70 70 50
SO3 (max %) 4,0 5,0 5,0
Na2O (max %) 1.5 1.5 1,5
Humedad máx. (%) 3,0 3,0 3,0
Perdidas por ignición 10,0 2,0 6,0

En las puzolanas de carácter ácido, resulta muy importante el papel de la sílice


variando su composición química en estas ampliamente. En este sentido, la ASTM-
C 618-92a establece los requerimientos de calidad que se muestran en la tabla
anterior.

El Bloque Sólido Combustible:

El autor considera que el no estudio tecnológico de las posibilidades reales de


utilización de la puzolana, su disponibilidad y de la tecnología de procesamiento
puede conducir a decisiones erróneas, por lo que el presente trabajo parte del
análisis práctico y la evaluación de biomasas agrícolas cañeras y forestales
densificadas, a la hora de emplearse las cenizas reactivas obtenidas como una
puzolana mejorada.

El autor del trabajo mezcla la arcilla y la biomasa, compactándola hasta obtener un


bloque, que secado adquiere propiedades combustibles, generando a su vez
residuos reactivos mejorados de carácter puzolánico que pueden ser empleados
en la obtención de aglomerantes cal puzolana.
Teniendo en cuenta trabajos del Dr. Martirena,L(2003), con cenizas de biomasas
cañeras, el autor de este trabajo analiza la variante de obtener cenizas reactivas de
la quema del BSC, a temperaturas inferiores a 1000º C. Para llevar a cabo dicha
investigación, esta se divide en tres etapas consistentes en: evaluación de las
biomasas agrícolas y arcillas, evaluación del material densificado como briqueta y
por último del bloque sólido combustible.

Ensayos de briquetas densificadas

Se conforma la briqueta cilíndrica, mediante impactos a diferentes capas colocadas


en el molde. Una vez obtenida la briqueta, se evalúan sus características físico-
mecánicas, y se somete al secado, para que al quemar constituya un combustible
superior y logre residuos reactivos mejorados.

En trabajos Siemons,I (1993), se emplean contenidos de 10,15 y 20% del


aglomerante para presiones intermedias, en la presente investigación se
establecen contenidos del 20-30%, teniendo en cuenta: características de las
briquetas, forma y textura, constituyendo indicadores de calidad de las mismas, al
lograr una briqueta superior, sin pérdidas significativas de peso. Se logra una
briqueta adecuada desde el punto de vista de su forma, cohesión entre partícula
pérdidas similar a los valores aceptados internacionalmente.

Obtención del bloque sólido combustible

El aserrín obtenido de talleres cercanos es secado al sol, tamizándose mediante


una criba vibrante o zaranda de 10 mm, para eliminar los materiales y fragmentos
indeseables, que acompañan al aserrín. Al conformar el bloque sólido con 30% de
arcilla, se logran densidades entre 1000-1200 kg/m3 , de forma tal que garantizan
su manipulación una vez desmoldado, aplicando luego un secado natural al sol,
hasta lograr una humedad del bloque inferior al 15 %, que permita lograr aceptable
una combustión en alrededor de 5 días.

Los bloques de aserrín logran pérdidas cercanas al 10 % de su peso, corroborando


la validez de los trabajos realizados en bloques de biomasas cañeras. La prensa
operada de forma manual, no requiere mano de obra calificada, ni emplea motores
de energía mecánica o eléctrica, logrando de 160-180 bloques por jornada
de 8 horas, favoreciendo un mayor número de prensas, el empleo más eficiente de
la mano de obra.

El análisis inmediato y elemental, confirma el adecuado calor específico de


combustión del BSC, logrando mayor consistencia y rendimiento del proceso
coincidiendo con Rusel,G(1995)

Tabla 2.5: Calor específico de combustión del BSC

Se concluye que el BSC de aserrín, con un 30% de arcilla, incrementa el tiempo de


combustión con respecto a la biomasa suelta, facilitando la alimentación y
combustión en hornos de ladrillos y cal. Martirena (2000) señala que, modificando
ligeramente los conductos de aire, en hornos tradicionales se logra una combustión
eficiente con este material sólido .

El aglomerante Cal-Puzolana obtenido a partir de residuos de biomasa cañera


densificada:

Las cenizas de bagazo y paja de caña de azúcar (CPC, CBC), obtenidas de las
calderas de los centrales azucareros o de la quema incontrolada en pilas,
constituyen un material puzolánico no obstante, para que este material logre
sustituir con éxito a las adiciones minerales, deben presentar una alta reactividad y
estar finamente molidas, mientras que en el caso de la mayoría de las arcillas
reportan que una temperatura entre los 750º C y 900º C, logra una adecuada
actividad puzolánica.

Alcance y contenido del trabajo experimental

Los estudios realizados monitorean la reacción de hidratación de las pastas


elaboradas con cenizas del bloque sólido, para lo cual se realizan varios ensayos:

Evolución del contenido de hidróxido de calcio(HC) en el tiempo, como un indicador


importante del avance de la reacción de hidratación, al cuantificar la presencia de
HC, a través del difractograma (XRD) y mediante los estudios termogravimétricos
(TG).
Evolución de la estructura de poros en pastas, evaluando las relativas proporciones
de los diferentes tipos de poros, y comparaciones con estudios en pastas puras de
cemento Portland.

Observación de la morfología de los nuevos productos de reacción, mediante el


examen de muestras en el Microscopio Electrónico de Barrido(SEM), utilizando de
forma adicional las técnicas de Dispersión de Energía de Rayos X (EDX), se
identifican la morfología de los productos y la composición de fases presentes.

Resistencia mecánica de las pastas evaluadas. Una forma adecuada de comprobar


la ocurrencia de la reacción y la formación de productos estables, verificando,
mediante este ensayo si las propiedades mecánicas de las pastas estudiadas,
logran los valores esperados, permitiendo arribar a sólidas conclusiones.

Obtención de puzolana mejorada

En principio una vez conformado el bloque sólido y secado puede ser utilizado de
forma práctica en la obtención de materiales de gran empleo en la construcción.
Este bloque sólido quemado a 900ºC, garantiza cenizas reactivas que constituyen
una puzolana de alta actividad, a la vez que se aumenta el volumen de cenizas,
potenciando su empleo, en relación con los volúmenes obtenidos en incineradores
del país.
Materiales y métodos de preparación de las pastas

Para el estudio se seleccionan las cenizas del BSC de paja de caña en cuya
composición según la ASTM 618-78, clasifica como una ceniza de alto contenido
de calcio. Con relación a las exigencias de las normas, la ASTM-C 618-92a, la
ceniza empleada satisface las exigencias planteadas. Aunque los contenidos de cal
y álcalis en la ceniza de paja de caña son relativamente altos con respecto a las
puzolanas naturales, son comparables e incluso inferiores a otras puzolanas
reconocidas.
La arcilla utilizada en el BSC muestra un predominio del mineral montmorillonita,
además de contener otros minerales arcillosos. En la preparación de las mezclas
de cal-puzolana, se emplea el hidrato de cal,cumpliendo los requerimientos
establecidos en la norma DIN 1060-1-CL-90.

Durante la combustión del bloque sólido a 900ºC se elimina la presencia de materia


orgánica, y carbón, logrando un residuo de elevado contenido de SiO2, Al2O3 y
Fe2O3. En específico la cantidad de material vítreo presente, evidenciado por la
forma del diagrama de rayos X, sugiere la presencia de formas amorfas del material
Rabiler,M(1993).

La calcinación de la paja de caña a una temperatura superior a los 800oC, produce


esencialmente modificaciones de la sílice cristalina, disminuyendo la cantidad de
sustancias amorfas, evidenciadas por el “halo” que se forma entre el ángulo 2 theta:
18º y 30º. Cuando la temperatura alcanza 1000oC, la conversión a otras formas
cristalinas de la sílice progresa, incentivando la aparición de fases de cuarzo y
cristobalita y tridimita.

La calcinación de la arcilla, destruye la estructura cristalina y propicia el aumento


del contenido de fases amorfas, propiciando una efectiva activación,
evidenciándose en los diagramas de rayos X, donde se aprecia una pronunciada
banda difusa y la presencia modesta de un “halo” de sustancias amorfas,
predominantemente en arcillas calcinadas a 900º C.
8. Tipo y Diseño de Estudio:

En lo que respecta a esta parte de la investigación podemos decir que en lo que


concierne al tipo de estudio podríamos afirmar que es de tipo cuantitativa ya que
se ha analizado y se ha experimentado con las respectivas variables de estudio
las cuales por ejemplo serían el éxito o fracaso de la incorporación de la puzolana
extraída del bloque sólido de combustible en el cemento el cual se utilizará en la
elaboración del concreto ,que es el principal material utilizado para la construcción
de diversas edificaciones.

Por otro lado, en lo concerniente al diseño de estudio podemos decir que es un


diseño experimental, dado que para llegar a comprobar si la incorporación de la
puzolana es un éxito o fracaso se tuvieron que llevar a cabo diversas pruebas y
ensayos de laboratorio bajo un determinado tiempo, es importante resaltar que
además de ser un diseño experimental también se utilizó la observación y el
análisis respectivo.

9. Métodos, Técnicas e Instrumentos:

Los principales métodos que se utilizaron para llevar a cabo adecuadamente el


desarrollo de la presente investigación fueron los siguientes:

Definición del problema de estudio

Búsqueda bibliográfica nacional e internacional

Diseño general de las investigaciones del BSC (bloque sólido combustible)

Aplicación de una metodología integral para la evaluación de la puzolana


mejorada

En lo referente a las técnicas e instrumentos de investigación se utilizó


principalmente el fichaje de métodos bibliográficos y de monografías, además de
la observación; sin embargo, por cuestión de factor tiempo no se pudo recurrir ni a
encuestas ni a entrevistas.
10. Referencias Bibliográficas:

Gómez, A(2006). Endurecimiento rápido del hormigón: Hormigón pesado-Hormigón


ligeroMateriales de construcción silicatados.México: Alhambra

Gomila,R(1996). Informe de Cuba a Conferencia de Naciones Unidas

sobre Asentamientos.La Habana: Encuentro.

Hendriks,V(1998). Emission reduction of greenhouse gases from the cement


industry. Fourth International Conference on Greenhouse Gas Control
Technologies. Washington D. C: Books,LLC.

Karekezi,D(2004) . Ranja,T. Renewable energy technologies in Africa. Washington


D. C: Books,LLC.

Lopez,R(2007) . Diseño experimental para el estudio de las propiedades del


bagazo como combustible.Santa Clara: UCLV

Mehrotra(1996). Masood: Pozzolanic behaviour of bagasse ash.Los Ángeles:


Harmony books.

Mehta,H(1996) . Concrete Technology and Design : Cement Replacement


Materials. London : Surrey University Press

Menéndez,C(2001) . Biomasa: Una fuente de energía. La Habana: Encuentro.

Pérez,E(2008). Control de Calidad del aglomerante. Santa Clara: UCLV

Rabilero,M(1993). Una contribución al estudio del aglomerante cal-puzolana. La


Habana: Boloña.

Revuelta,S(2003). Uso de la biomasa cañera como alternativa para el incremento


de la eficiencia energética y la reducción de la contaminación ambiental.
Santa Clara: Universidad Central de Las Villas.

Rodrigues,L(2002). Evolución y cambios en el sector energético de Cuba en los


años 90. La Habana: Momento Económico.

Rusel,G(1995). Portland cement or alternative cement: a question of energy.


Washington D. C: Books,LLC.
Siemos,I (1993) . Pozzolanic reaction in the presence of chemical activators. Part
I. Reaction kinetics. Cement and Concrete Research. Washington D. C:
Books,LLC.

Taylor,G (1993). Cement Chemistry. London : Academic Press.

Torres,J(2005). Análisis inmediato de la biomasa cañera para su uso con fines


energéticos. Santa Clara :UCLV.

Villa,M(2001). Kinetics of the pozzolanic reaction between lime and sugar cane
straw ash by electrical conductivity measurement: A kinetic diffusive model,
Cement and Concrete . Washington D. C: Books,LLC.

Villegas,A(2007), Análisis inmediato de la biomasa cañera para su uso con fines


energéticos. Santa Clara: UCLV

Young,F (1998). Hydration of Cement and Silica Fume Paste. London : Surrey
University Press

Zivica,L(1993). Pirólisis rápida de bagazo de caña, residuos agrícolas cañeros y


residuos de la cosecha de plátanos. Santa Clara: Universidad Central de
Las Villas.