Vous êtes sur la page 1sur 11

UNIVERSIDAD ANDINA DEL CUSCO

FACULTAD DE INGENIERIA Y ARQUITECTURA


ESCUELA PROFESIONAL DE INGENIERIA CIVIL

PROYECTO DE TESIS

TRABAJO DE INVESTIGACION Y RESPONSABILIDAD SOCIAL

ASIGNATURA: Gestión Ambiental


DOCENTE:
PRESENTADO POR:
Luis Mario Quispe Chacon
Erik Quillahuaman Quispe
Maria Yemira Ruiz Tordoyo
Laura De La Cruz Ninantay
Hugo
Arnold
SEMESTRE:2018-1
CUSCO-PERU
2018
INDICE

INTRODUCCION….…………………………………….……………………………2

DEFINICIONES……………………………………………………………………….3

CONCEPTOS BASICOS…………………………………….……………………….

EVALUACIÓN DE SUELOS POTENCIALMENTE CONTAMINADOS………5

MÉTODOS DE INVESTIGACIÓN EXPLORATORIA…………………………..6

IDENTIFICACIÓN DE CONTAMINANTES DEL SUELO……………………..6

TIPOS DE SUELO…………………………………….………………………………
CONTAMINACION DE SUELOS…………………………………………………..
FACTORES INFLUYENTES EN LA CONTAMINACION………………………
EROSION DE SUELOS…………………………………….………………………..
AGENTES CONTAMINANTES DE SUELOS…………………………………….
TIPOS DE CONTAMINANTES DE SUELOS…………………………………….
CONSECUENCIAS…………………………………….……………………………..
CONTROL DE CONTAMINANTES SUELOS……………………………………
RECUPERACION DE SUELOS……………………………………………………
CONCLUCIONES…………………………………….……………………………...
RECOMENDACIONES Y SUEGERENCIAS……………………………………..
BIBLIOGRAFIA…………………………………….…………………………………
INTRODUCCION

En la presente monografía se explicara sobre el suelo y más particularmente en la contaminación


del suelo y que debemos de saber para ayudar a este elemento como el ingeniero de gestión
ambiental nos enseña y la elaboración de investigación que se debe de desarrollar en la
universidad Andina Del Cusco el suelo, como resultado de la interacción de la atmósfera,
litosfera, hidrosfera y biosfera, tiende en cada circunstancia a alcanzar un equilibrio natural, que
sólo se ve modificado cuando uno de estos sistemas varía. Pero es la intervención del hombre,
un componente singular de la biosfera, lo que de forma más violenta puede modificar un suelo
y degradarlo. Por tanto la degradación de un suelo, o modificación que produce un deterioro,
es consecuencia directa de la utilización en cualquiera de sus vertientes

ATT. ALUMNOS DE ING CVIL UNIVERISDAD ANDINA GRUPO 9


DEFINICIONES
Para la presente monografía primerio tenemos que tener definiciones claras que se
muestran a continuación para un mejor entendimiento

Manejo de suelos
Es crear condiciones edafológicas favorables para el buen crecimiento de los cultivos, la
germinación de las semillas, la emergencia de las plantas jóvenes, el crecimiento de las raíces, el
desarrollo de las plantas, la formación del grano y la cosecha.

Condiciones físicas (tamaño de agregados, humedad y temperatura) que favorezcan la


germinación de las semillas. El tamaño óptimo de los agregados varía con el tamaño de las
semillas y debería ser de tal tamaño que haya un contacto máximo entre el suelo y la semilla para
facilitar el movimiento de humedad del suelo a la misma sin sufrir falta de oxígeno; un exceso o
falta de humedad y temperaturas extremas limitan seriamente la germinación; estructura
superficial que no impida la emergencia de las plantas jóvenes.

Topografía
La topografía se caracteriza por los ángulos de las pendientes y por la longitud y forma de las
mismas. La topografía es un importante factor para determinar la erosión del suelo, las prácticas
de control de la erosión y las posibilidades de labranza mecanizada del suelo, y tiene una
influencia primaria sobre la aptitud agrícola de la tierra.

Cuanto mayor es el ángulo de la pendiente de la tierra y la longitud de esa pendiente, mayor será
la erosión del suelo. Un aumento del ángulo de la pendiente causa un aumento de la velocidad de
escorrentía y con ello la energía cinética del agua causa una mayor erosión. Las pendientes largas
llevan a una intensificación de la escorrentía, aumentando su volumen y causando así una erosión
más seria.

Además de los problemas de erosión, las áreas con pendientes agudas también presentan un menor
potencial de uso agrícola. Esto es debido a la mayor dificultad o a la imposibilidad de la labranza
mecánica o al transporte en o del campo, en este tipo de pendientes. La labranza en estos casos
puede además ser limitada por la presencia de suelos superficiales

Lluvia

La lluvia es uno de los factores climáticos mas importantes que influyen sobre la erosión. El
volumen y la velocidad de la escorrentía dependen de la intensidad, la duración y la frecuencia.

Encostramientos

La presencia de este restringe la emergencia de las plántulas; además, hay interacciones entre el
espesor, la composición y el contenido de humedad de la costra y su fuerza, y entre el tamaño de
la semilla, el tipo de cultivo, la profundidad de siembra y el vigor de la semilla; estructura,
porosidad y consistencia del suelo en la primera capa que favorezcan el crecimiento inicial de la
planta joven y de las raíces.

Suelos arcillosos con agregados grandes y duros, y suelos arenosos que forman estructuras
masivas y duras cuando se secan ("suelos duros") retrasan el crecimiento inicial de los cultivos;
Estructura, tamaño y continuidad de los poros en el subsuelo que permitan la libre penetración y
desarrollo de las raíces.

Capas compactadas
La presencia de capas originadas por las labranzas, u horizontes compactados debido a procesos
naturales de compactación, restringen la penetración de las raíces y el volumen de suelo que las
mismas pueden explorar para absorber humedad y nutrimentos. Además, debilitarán la capacidad
de enraizamiento y fijación de muchos cultivos.

Un suministro adecuado y oportuno de nutrimentos que coincida con la demanda del cultivo
durante todo el ciclo de crecimiento. El sistema de manejo debería maximizar el reciclaje de los
nutrimentos dentro del perfil y dentro de la finca, y minimizar la pérdida de nutrimentos por
procesos naturales o por el manejo.

La meta del sistema de manejo de nutrimentos debería aceptar que los únicos nutrimentos que se
pierden de los suelos son aquellos que se exportan de la finca con las cosechas; una alta saturación
de la capacidad efectiva de cationes intercambiables (CECI) con aluminio o manganeso, sales, o
un exceso desodio a niveles tóxicos para muchos cultivos; existe, sin embargo, mucha variación
en la tolerancia de los cultivos a los mismos; un suministro adecuado y oportuno de humedad al
cultivo durante todo su ciclo, y especialmente durante las etapas críticas del mismo
EVALUACIÓN DE SUELOS POTENCIALMENTE
CONTAMINADOS
Para definir las medidas encaminadas al control y a la restauración de un suelo contaminado, es
necesario llevar a cabo acciones que permitan la gestión adecuada de éste. Los pasos para realizar
esta evaluación incluyen los siguientes:

 Ubicar e identificar los suelos en los que exista la sospecha de contaminación.


 Llevar a cabo un estudio histórico del sitio, dando especial importancia a aquellas
actividades (agrícolas, industriales, mineras), que pudieran haber tenido un impacto al
suelo.
 Hacer reconocimientos de campo, describiendo de manera detallada el sitio.
 Realizar una planificación de los lugares y tipos de muestreo, análisis químicos,
definición de parámetros, etc.
 Ejecución del muestreo y análisis.
 Análisis de la información obtenida.
 Descripción de los riesgos en función del tipo de contaminación del suelo.
MÉTODOS DE INVESTIGACIÓN EXPLORATORIA

Existen tres métodos de investigación:

MÉTODOS DE INVESTIGACIÓN SUPERFICIAL. Los cuales consisten en excavaciones


superficiales que permiten una observación directa del terreno a poca profundidad.

SONDEOS. Éstos nos dan información de tipo puntual y son muy útiles en la extracción de
muestras a analizar. Dentro de los sondeos, existen aquellos de tipo manual y mecánico (rotación
y percusión); estos son utilizados dependiendo de las características del terreno y la profundidad
deseada.

MÉTODOS GEOFÍSICOS. Son utilizados para determinar las propiedades fisicoquímicas de


un suelo y su distribución por horizontes o profundidad. Los métodos geofísicos presentan
ventajas: ejecución rápida, uso de equipos ligeros y fáciles de transportar y son útiles cuando se
trata de áreas extensas. La principal desventaja de éstos radica en que al ser métodos indirectos
pueden dar lugar a errores al interpretar los resultados.

IDENTIFICACIÓN DE CONTAMINANTES DEL SUELO


Para iniciar la identificación de los posibles contaminantes presentes en un suelo, se parte de las
características básicas como son el color, la textura y el olor de éste, para las últimas dos, se usan
técnicas diversas, dependiendo de la exactitud requerida (textura) o de los compuestos presentes
(olor).

Posteriormente es posible realizar las siguientes pruebas para su caracterización:

 Parámetros preliminares. Se determinará si el contaminante se encuentra en fase sólida,


líquida o gaseosa.
 Parámetros básicos. Se determinarán parámetros electroquímicos como son el pH, las
reacciones de óxido-reducción en medio acuoso y la conductividad y los parámetros de
contaminación orgánica. Para otros análisis, las muestras deberán ser sometidas a
métodos de preparación como es la mineralización ácida o extracciones.
RECUPERACION DE SUELOS
En los últimos años, muchas investigaciones han ido encaminadas a tratar de recuperar los suelos
contaminados en vez de destruirlos. La destrucción de los suelos se realiza generalmente
trasladándolos a vertederos adecuadamente aislados y controlados porque se intuye que otros
tratamientos de recuperación no ofrecen las garantías suficientes para contener la contaminación.

En la actualidad se dispone de un amplio abanico de tecnologías de recuperación de suelos


contaminados, algunas de aplicación habitual y otras todavía en fase experimental, diseñadas para
aislar o destruir las sustancias contaminantes alterando su estructura química mediante procesos
generalmente químicos, térmicos o biológicos.

Su aplicación depende de las características del suelo y del contaminante, de la eficacia esperada
con cada tratamiento, de su viabilidad económica y del tiempo estimado para su desarrollo (Reddy
et al., 1999). Según la forma en la que se apliquen las técnicas de recuperación de suelos se habla
de tratamientos in situ, que actúan sobre los contaminantes en el lugar en el que se localizan, y
tratamientos ex situ, que requieren la excavación previa del suelo para su posterior tratamiento,
ya sea en el mismo lugar (tratamiento on-site) o en instalaciones externas que requieren el
transporte del suelo contaminado (tratamiento off-site). Los tratamientos in situ requieren menos
manejo pero por lo general son más lentos y más difíciles de llevar a la práctica dada la dificultad
de poner en contacto íntimo a los agentes de descontaminación con toda la masa de suelo
contaminada. Los tratamientos ex situ suelen ser más costosos pero también más rápidos,
consiguiendo normalmente una recuperación más completa de la zona afectada.

En función de los objetivos que se quieren alcanzar a la hora de recuperar un suelo contaminado
(Kaifer et al., 2004), se puede distinguir entre:

 Técnicas de contención, que aíslan el contaminante en el suelo sin actuar sobre él,
generalmente mediante la aplicación de barreras físicas en el suelo.
 Técnicas de confinamiento, que reducen la movilidad de los contaminantes en el suelo
para evitar su migración actuando directamente sobre las condiciones fisicoquímicas bajo
las que se encuentran los contaminantes.

TECNICAS DE CONTENCION

A) BARRERAS VERTICALES

Se emplean in situ con objeto de reducir los movimientos laterales de los contaminantes, ya sea a
través de lixiviados o por disolución en las aguas subterráneas.
Incluyen la instalación de muros pantalla (Thomas and Koerner, 1996), que requieren la
excavación en el suelo de zanjas profundas de hasta 100 m que son posteriormente rellenadas de
material aislante como mezclas de cemento y bentonita u hormigón; la inyección vertical a
presión, generalmente hasta 50 m de profundidad, de lechada de cemento o cemento-bentonita a
través de sondeos, formando pilotes, y culminada con la inyección adicional de lechada en el
suelo existente entre los pilotes para conformar una barrera subterránea continua; y el tablestacado
metálico, una sucesión de perfiles de acero con sección en forma de Z o U que se hincan
verticalmente en el suelo no más allá de 30 m de profundidad sobre una base impermeable (natural
o creada artificialmente) y que a veces se acompaña con la inyección de lechada de cemento-
bentonita para sellar el espacio que ocupan. Una forma de mejorar las propiedades de estas
barreras verticales es utilizar geomembranas, generalmente constituidas por polietileno de alta
densidad (Thomas and Koerner, 1996).

Estas técnicas de contención vertical se aplican de forma óptima en suelos de textura gruesa no
muy compactados, aunque en el caso de los muros pantalla la presencia de grandes bloques puede
dificultar las labores de excavación.

B) BARRERAS HORIZONTALES

Son zanjas o sondeos horizontales in situ que se rellenan con material sellante cuya aplicación
está actualmente en desarrollo, sin demostrarse aún si son efectivas, aunque podrían ser
potencialmente útiles para restringir el movimiento vertical de contaminantes metálicos sin
necesidad de recurrir a la excavación del terreno (Mulligan et al., 2001a).

TÉCNICAS DE CONFINAMIENTO

A) ESTABILIZACION FISICO-QUIMICA

Es una técnica ex situ que se aplica para reducir la movilidad de los contaminantes,
fundamentalmente inorgánicos como los metales pesados, mediante reacciones químicas que
reducen su solubilidad en el suelo y su lixiviado. El suelo contaminado se suele pretratar para
eliminar la fracción gruesa y luego se mezcla en tanques con agua (Smith et al., 1995) y una serie
de aditivos o agentes estabilizantes como cementos y fosfatos o álcalis, que aumentan el pH y
favorecen la precipitación e inmovilización de determinados metales pesados. En función del
éxito de cada tratamiento, el suelo tratado puede ser devuelto a su localización para ser reutilizado
o puede acabar en un vertedero controlado. Esta técnica está indicada para tratar compuestos
inorgánicos, incluidos elementos radioactivos, pero tiene limitada su eficacia para sustancias
orgánicas y pesticidas (FRTR, 1999a).

B) INYECCION DE SOLIDIFICANTES
Es una técnica semejante a la anterior, en la que los agentes estabilizantes, inorgánicos como el
cemento u orgánicos como las sustancias bituminosas, el polietileno o las parafinas, son
inyectados in situ en el suelo contaminado a través de pozos similares a los utilizados en el sellado
profundo (Mulligan et al., 2001a) o mezclados con el suelo (Khan et al., 2004), encapsulando
físicamente a los contaminantes en una matriz estable impermeable al agua. Se trata de una técnica
apropiada para suelos contaminados con sustancias inorgánicas, con limitada eficacia para
compuestos orgánicos semivolátiles o pesticidas.

CONCLUSIONES
La importancia del suelo radica en que es un elemento natural dinámico y vivo que constituye la
interfaz entre la atmósfera, la litosfera, la biosfera y la hidrosfera, sistemas con los que mantiene
un continuo intercambio de materia y energía. Esto lo convierte en una pieza clave del desarrollo
de los ciclos biogeoquímicos superficiales y le confiere la capacidad para desarrollar una serie de
funciones esenciales en lanaturaleza de carácter medioambiental, ecológico, económico, social y
cultural, entonces es primordial evitar la contaminación del suelo porque:

· El suelo proporciona los nutrientes, el agua y el soporte físico necesarios para el crecimiento
vegetal y la producción de biomasa en general, desempeñando un papel fundamental como fuente
de alimentación para los seres vivos.

· Es un componente esencial del ciclo hidrológico, actuando como elemento distribuidor de las
aguas superficiales y contribuyendo al almacenaje y recarga de las aguas subterráneas.

· El suelo, a través de su poder de amortiguación o desactivación natural de la contaminación,


filtra, almacena, degrada, neutraliza e inmoviliza substancias orgánicas e inorgánicas tóxicas,
impidiendo que alcancen las aguas subterráneas y el aire o que entren en la cadena alimenticia.

· Es el hábitat natural biológico de muchos organismos de todo tipo y constituye un elemento de


reserva genética.

· Desarrolla un importante papel como fuente de materias primas.

· Sirve de plataforma para el desarrollo de las actividades humanas como soporte de la estructura
socioeconómica y forma parte del paisaje y del patrimonio cultural.

RECOMENDACIONES Y SUGERENCIAS

 Hacer un uso consciente cuando se esté trabajando con metales pesados.


 Mitigar el uso de rellenos sanitarios sin la preparación adecuada del suelo.
 Ejecutar barreras para que la contaminación del suelo no se prolifere.
 Hacer más monitoreo a las actividades mineras, puesto que son una fuente importante de
contaminación de los suelos.

REFERENCIAS
Acar, Y.B., and Alshawabkeh, A.N. 1993. Principles of electrokinetic remediation.
Environmental Science and Technology, 27 (13): 2638–2647.
Acar, Y.B., Rabbi, M.F., and Ozsu, E.E. 1997. Electrokinetic injection of ammonium and sulfate
ions into sand and kaolinite beds. J. Geotech. Geoenviron. Eng., 123: 239–249.
Aceves, E. 1979. Los terrenos ensalitrados y los métodos para su recuperación. Universidad
Autónoma de Chapingo, México.
Achtnich, C., Fernández, E., Bollag, J. M., Knackmuss, H. J., and Lenke, H. 1999. Covalent
binding of reduced metabolites of 15N-TNT to soil organic matter during a bioremediation
process analyzed by 15N NMR spectroscopy. Environmental Science and Technology, 33 (24):
4448-4456.
Adriano, D. C. 2001. Trace Elements in Terrestrial Environments: Biogeochemistry,
Bioavailability, and Risks of Metals. 2nd Edition. Springer, New York, NY.
Adriano, D. C, Wenzel, W. W., Vangronsveld, J., and Bolan, N. S. 2004. Role of assisted natural
remediation in environmental clean-up. Geoderma, 122: 121-142.
Aguilar, J., Dorronsoro, C., Fernández, E., Fernández, J., García, I., Martín, F., and Simón, M.
2004a.
Remediation of Pb-contaminated soils in the Guadiamar River Basin (SW Spain). Water, Air, and
Soil Pollution, 151: 323-333.