Vous êtes sur la page 1sur 2

Los filósofos del mundo antiguo afirmaban que el cosmos

era un todo ordenado según proporciones numéricas y regido


por un orden universal. Algunos decían incluso que las
esferas planetarias producirían vibraciones musicales con sus
movimientos, cuya influencia se dejaría sentir en nuestro
planeta Tierra.

Más allá de la efectividad física de estas afirmaciones, lo que


sí podemos comprobar en la experiencia cotidiana es que
existe un constante vaivén entre el Caos y el Orden, distintos
eventos nos muestran que hay ciertas leyes naturales por las
que el mundo se rige, pero que el principio de incertidumbre
también es determinante, provocando enfermedades,
desastres naturales, emociones negativas e incluso actos
inmorales que el hombre racional no comprende.
Las energías armónicas del Reiki buscan restaurar el
equilibrio entre el Caos y el Orden, para que tanto la persona
como su entorno puedan volver a la Armonía.