Vous êtes sur la page 1sur 9

TEMA 1.

LIFE ON EARTH

1 Las condiciones para la vida

Por lo que sabemos hasta ahora, la Tierra es el único planeta del sistema solar en el que
hay vida. Esta se desarrolla en una delgada franja que comprende la parte inferior de la
atmósfera, la hidrosfera y la parte más superficial de la geosfera.

Nuestro planeta reúne las condiciones adecuadas para el desarrollo de los seres vivos.
Tiene temperaturas suaves, agua en estado líquido y gases imprescindibles para la vida;
además, sirve de soporte para los organismos que habitan en él.

Temperaturas suaves

La Tierra tiene una temperatura media constante de 15 °C, que es consecuencia de


dos hechos:

 La adecuada distancia a la que se encuentra del Sol: ni demasiado cerca (lo


que produciría que se calentase), ni demasiado lejos (lo que haría que estuviera
muy fría).

 La presencia de la atmósfera y, en concreto, de algunos de los gases


atmosféricos, como el dióxido de carbono, CO2, y el vapor de agua, H2O, que
retienen el calor del Sol y mantienen los valores de temperatura adecuados para
la vida. Sin la atmósfera, la Tierra se calentaría en exceso durante el día y se
enfriaría mucho por las noches.

Agua en estado líquido

Gracias a la temperatura media de nuestro planeta, casi toda el agua se encuentra en


estado líquido. El agua líquida forma parte de los seres vivos; es el medio en el que
viven muchos organismos, y, por sus propiedades, es esencial para la vida.

Además, el agua de los océanos, los mares y los ríos contribuye a que la temperatura de
nuestro planeta no experimente cambios bruscos; por eso, se dice que actúa como un
regulador térmico.

Gases que son vitales para la vida en la Tierra

El aire de la atmósfera aporta el oxígeno (O2), necesario para la respiración de los seres
vivos, y el dióxido de carbono, indispensable, junto con el agua y la luz, para realizar
la fotosíntesis.

Además, la capa de gases que envuelve la Tierra funciona como un escudo o filtro
protector de las radiaciones perjudiciales del Sol.

Base de apoyo para organismos

La Tierra, sobre todo, la parte más superficial de la geosfera, actúa de soporte para los
organismos que viven en ella.Sobre el suelo o en su interior viven numerosos

1
organismos. Además, las plantas toman de él el agua y las sales minerales que
necesitan para realizar la fotosíntesis.

2 Así somos los seres vivos

Todos los seres vivos que habitan la Tierra tenemos tres características en común:
nuestra composición química es similar, estamos formados por células y realizamos
las tres funciones vitales.

Nuestra composición química es similar

La materia del universo está formada por unas unidades muy pequeñas, llamadas
átomos. A su vez, los átomos se unen entre sí mediante fuerzas muy intensas (enlaces
químicos), formando compuestos más complejos denominados moléculas.

En los seres vivos, estas moléculas se denominan biomoléculas y son de dos tipos:
biomoléculas inorgánicas y biomoléculas orgánicas:

 Biomoléculas inorgánicas; son el agua y los minerales. Estas sustancias se


encuentran también en la materia no viva.

 Biomoléculas orgánicas; son los hidratos de carbono, los lípidos, las


proteínas y los ácidos nucleicos (como el ácido desoxirribonucleico o ADN).
Este tipo de biomoléculas se encuentran solo en los seres vivos.

Estamos compuestos de células

Todos los seres vivos estamos constituidos por células. Según la teoría celular, la célula
es la unidad mínima de un ser vivo que puede realizar las funciones vitales.

La teoría celular es un conjunto de postulados establecidos en el siglo XIX por tres


científicos, Matthias Schleiden, Theodor Schwann y Rudolf Virchow en relación con las
células.

Llevamos a cabo las tres funciones vitales

Todos los seres vivos realizamos tres conjuntos de procesos llamados funciones vitales.
Son la nutrición, la relación y la reproducción.

 La nutrición consiste en tomar sustancias del entorno, en utilizarlas para obtener


energía, para crecer o para reparar las partes dañadas, y en eliminar los desechos.
Hay seres con nutrición autótrofa, como las plantas, que fabrican su propio
alimento; otros tienen nutrición heterótrofa y obtienen los nutrientes
alimentándose de otros seres vivos.

 La relación consiste en percibir los cambios que se producen en el ambiente,


llamados estímulos, y en reaccionar ante ellos.

 La reproducción es la capacidad que tienen los seres vivos para generar


descendientes con sus mismas características. La reproducción puede ser
asexual, en la que se origina un nuevo individuo a partir de un único progenitor,

2
o sexual, en la que individuos de sexos diferentes (masculino y femenino)
generan células reproductoras, llamadas gametos, que se unen para formar un
nuevo individuo.

3 Las células y sus tipos

Las células son microscópicas, es decir, son tan pequeñas que no se distinguen a simple
vista (miden entre 0,001 y 0,1 mm); por eso, para observarlas necesitamos la ayuda de
un microscopio.

Las estructuras básicas de todas las células

Todas las células tienen tres estructuras básicas: la membrana plasmática, el citoplasma
y el material genético.

 La membrana plasmática es una envoltura muy fina que rodea la célula y que
regula el intercambio de sustancias con el exterior.

 El citoplasma es el líquido espeso que llena el interior celular. Contiene


diversos orgánulos celulares, que son estructuras encargadas de realizar las
funciones celulares.

 El material genético (ADN) es una sustancia con aspecto fibroso que controla
la actividad celular.

Tipos de células

Dependiendo de dónde se sitúe su material genético, se distinguen dos tipos de células:


las procariotas y las eucariotas.

Las células procariotas

Las células procariotas tiene el ADN en el citoplasma. Son el tipo de células


características de las bacterias.Estas células tienen una pared celular rígida que
envuelve a la membrana. Algunas tienen también filamentos (como los flagelos, que
pueden agitar para desplazarse).Sus únicos orgánulos son los ribosomas, que fabrican
proteínas.

Las células eucariotas

Las células eucariotas tienen el material genético (ADN) dentro de un orgánulo llamado
núcleo. Son el tipo de células que tienen las plantas, los animales, los hongos, las
algas...Estas células tienen una gran variedad de orgánulos. Algunos, como los
ribosomas (que fabrican las proteínas), los lisosomas (que digieren sustancias) o las
mitocondrias (que producen la energía que la célula necesita) son comunes a todas las
células eucariotas. En cambio, otros son exclusivos de las células de determinados seres.
Por ejemplo:

 Las células vegetales, como las de las plantas y las algas, tienen cloroplastos
(los orgánulos que realizan la fotosíntesis) y grandes vacuolas que almacenan

3
agua. Además, tienen una pared celular rígida que protege y da forma a la
célula.

 Las células animales, como las que tienen los animales, tienen unos orgánulos
llamados centriolos, que intervienen en la división celular y en la formación de
cilios y flagelos (unos filamentos responsables de los movimientos celulares).

4 Las funciones vitales

La función de nutrición

La nutrición es el conjunto de procesos mediante los cuales las células de los seres
vivos disponen de las sustancias que necesitan para construir sus componentes y para
obtener energía.

Dichos procesos son: obtención de nutrientes, respiración, distribución de


sustancias y excreción.

Obtención de nutrientes

Los nutrientes son las sustancias, orgánicas e inorgánicas, que toman los seres vivos
y que son útiles para sus células.

Dependiendo del modo en que un ser vivo obtiene los nutrientes, se distinguen dos tipos
de nutrición:

 Autótrofa, por ejemplo, en las plantas y las algas, los nutrientes orgánicos se
fabrican mediante la fotosíntesis, con la energía del sol.

 Heterótrofa, por ejemplo, en los animales, que toman del medio los nutrientes
al alimentarse de otros seres vivos o de sus restos.

Respiración

Hasta ahora has estudiado la respiración como un proceso mediante el que un ser vivo
toma oxígeno (O2) y expulsa dióxido de carbono (CO2).

En realidad, los científicos llaman respiración a un proceso que se desarrolla en las


mitocondrias de las células, en el cual se utiliza O2, se obtiene energía de los nutrientes
y se desprende CO2.

4
Distribución de sustancias

 En los seres unicelulares, las sustancias se intercambian con el medio por la


membrana, y se distribuyen por el citoplasma y los orgánulos.

 En cambio, en los seres pluricelulares, la mayor parte de las células no están en


contacto con el medio externo. Por eso, estos seres necesitan tener partes del
cuerpo especializadas en tomar o expulsar sustancias y en transportar
sustancias entre esas partes y las células.

Excreción

La excreción es el proceso por el que los seres vivos expulsan de su organismo los
desechos que generan en sus actividades.

La función de interacción

La relación es la función vital que permite a los seres vivos recibir información, tanto
de su entorno como de su interior, y reaccionar de forma adecuada ante ella. Consta de
las siguientes etapas.

La percepción de los estímulos

La información llega a los seres vivos en forma de estímulos. Un estímulo es cualquier


cambio del entorno o del propio ser vivo que puede ser percibido por este y causar un
efecto en él.

Para captar los estímulos, los seres vivos deben disponer de receptores, que son aquellas
partes de su organismo que les permiten percibir estímulos; por ejemplo, luz,
movimiento, etc.

El procesamiento y la coordinación

Los seres vivos procesan la información que procede de los receptores y preparan su
organismo para que reaccione mediante una respuesta coordinada en la que intervienen
partes que colaboran entre sí.

La coordinación puede ser llevada a cabo por una única célula, o por sistemas
complejos de coordinación.

La ejecución de las respuestas

Para llevar a cabo las respuestas, los seres vivos tienen efectores, que son las partes del
cuerpo de un ser vivo que ejecutan las respuestas.

5
Los hay que producen movimientos, o sustancias o cambios en la forma del cuerpo o su
funcionamiento. Por ejemplo, en los animales, los músculos y las glándulas son los
efectores más comúnmente empleados.

Reproducción

La reproducción es la capacidad que tienen todos los seres vivos de originar otros seres
similares o idénticos a ellos.

Tipos de reproducción

Existen dos tipos de reproducción: asexual y sexual.

 En la reproducción asexual interviene un solo individuo. Los descendientes se


desarrollan a partir de una o más células del cuerpo del progenitor y son
idénticos a él. Mediante este mecanismo se reproducen los organismos
unicelulares, las algas y los hongos; y pueden reproducirse las plantas y algunos
invertebrados sencillos.

 En la reproducción sexual intervienen dos individuos que producen las células


sexuales o gametos. La fecundación o unión de un gameto masculino y uno
femenino origina una célula, el cigoto, cuyo desarrollo da lugar a un nuevo
individuo. Es el mecanismo que utilizan, generalmente, las plantas y los
animales para producir descendientes.

La división o reproducción celular

La división o reproducción celular es el proceso por el que una célula, llamada célula
madre, origina dos o más células hija. Mediante este proceso:

 Los organismos unicelulares se reproducen.

 Los organismos pluricelulares multiplican sus células, y así aumentan de tamaño


(crecen) y reponen sus células dañadas.

Hay tres tipos de división celular: bipartición, gemación y esporulación.

 La bipartición. La célula madre se divide en dos células hija de igual tamaño.


Así se reproducen las bacterias y algunos protozoos, y multiplican sus células las
plantas, los animales...

 La gemación. La célula madre se divide en dos células hija de distinto tamaño.


Así se reproducen las levaduras.

 La esporulación. La célula madre divide su núcleo sucesivamente, sin llegar a


dividir su citoplasma. Cada uno de los núcleos originados por estas divisiones,
rodeado por una porción de citoplasma y por una membrana, da lugar a una
célula, llamada espora. Las esporas permanecen en la célula madre hasta que se
rompe la membrana de esta. Así se reproducen algunos protozoos, hongos y
algas unicelulares.

6
5 La clasificación de los seres vivos

Taxonomía

Debido a la gran cantidad de seres vivos diferentes que existen, para poderlos estudiar
mejor es necesario clasificarlos.

La ciencia que se encarga de esta clasificación es la taxonomía.

Los científicos clasifican a los seres vivos agrupándolos según las características
naturales que tienen en común; por eso, se dice que los clasifican siguiendo criterios
naturales. Según estos criterios, se han establecido grupos y, dentro de estos, subgrupos
de clasificación denominados taxones.

Los taxones constituyen cada uno de los grupos en los que clasificamos a los seres
vivos. Son: reino, filo, clase, orden, familia, género y especie.

El taxón más amplio es el reino y agrupa a muchos individuos con pocas características
en común. El taxón menos amplio es la especie, que agrupa a un número de individuos
menor, aunque con muchas características en común.

Especies y nombres científicos

La especie agrupa individuos con características similares que pueden reproducirse


entre sí y dar descendientes fértiles.

La mayoría de nosotros denominamos a los individuos de una especie con un nombre


vulgar (por ejemplo, perro, lobo, castaño, etc.), que puede variar de unos lugares a
otros. Sin embargo, los científicos asignan a cada especie un nombre científico que es
igual en todas las partes del mundo.

El nombre científico fue ideado, en el siglo XVIII, por Carl von Linneo, y consta de dos
palabras: la primera es el nombre del género y su primera letra se escribe con
mayúscula; la segunda palabra va siempre en minúscula. Las dos palabras juntas
7
constituyen el nombre de la especie. Por ejemplo, el lince ibérico pertenece al género
Lynx y a la especie Lynx pardinus.

6 Niveles de organización: los cinco reinos

Los seres vivos, según el número de células que los forman, se pueden clasificar en dos
grandes grupos:

Organismos unicelulares

Los organismos unicelulares están constituidos por una sola célula que realiza todas las
funciones vitales. En algunos casos, forman agrupaciones de individuos llamadas
colonias. Los organismos unicelulares pueden ser procariotas o eucariotas.

Organismos pluricelulares

Los organismos pluricelulares están formados por muchas células que funcionan como
un todo integrado. En general, las células con una misma función se agrupan en tejidos.
Para realizar con más eficacia alguna tarea, varios tejidos se pueden asociar y formar
órganos, que, a su vez, se pueden agrupar y constituir aparatos o sistemas.

En la actualidad, los seres vivos se clasifican en cinco reinos: moneras, protoctistas,


hongos, plantas y animales. Esta clasificación se establece atendiendo a criterios tales
como si tienen células procariotas o eucariotas, si son unicelulares o pluricelulares, si
tienen o no tejidos y si su nutrición es autótrofa o heterótrofa.

 Reino de los moneras. Agrupa organismos cuyas células tienen organización


procariota. Son todos unicelulares y, a veces, forman colonias. Por ejemplo,
las bacterias.

8
 Reino de los protoctistas. Agrupa organismos cuyas células tienen
organización eucariota. Pueden ser unicelulares o pluricelulares sin
verdaderos tejidos. Por ejemplo, los protozoos y las algas.

 Reino de los hongos. Agrupa organismos cuyas células tienen organización


eucariota. Pueden ser unicelulares o pluricelulares sin verdaderos tejidos.
Son seres heterótrofos descomponedores de organismos. Por ejemplo, las
levaduras y los hongos que forman setas.

 Reino de las plantas. Agrupa organismos cuyas células tienen organización


eucariota. Son organismos pluricelulares con tejidos, y algunos, con órganos.
Son seres autótrofos.

 Reino de los animales. Agrupa organismos cuyas células tienen organización


eucariota. Son organismos pluricelulares con tejidos. La mayoría tienen
órganos e incluso aparatos y sistemas.