Vous êtes sur la page 1sur 1

1.

Elegir un buen sitio comercial pero barato: el local tiene que ser “bueno, bonito y
barato” los empresarios chinos residentes en España destacan la elección de un buen
sitio comercial como uno de los principios fundamentales para empezar un negocio, si
queremos que el negocio sea exitoso debemos realizar un análisis de mercado e
identificar el lugar apropiado que vaya con el giro de nuestro negocio, además de
negociar el pago del local, pagar realmente lo que el local se merece (precio justo) es lo
que destacan los chinos para este mandamiento.
2. Empezar cuanto antes: los empresarios chinos desde temprana edad destacan por su
espíritu para los negocios, la mayoría de empresarios chinos son jóvenes que no tienen
miedo en implantar un negocio, ellos consideran que tener miedo es un freno
innecesario. Los chinos no desperdician cualquier oportunidad que tengan para invertir
en un negocio, si de negocio se trata lo inician cuanto antes y no esperan que otros lo
hagan.
3. No tener apego a un negocio: si un negocio no funciona no funciona se cambia, a ellos
no les gusta luchar contra la corriente si un negocio no marcha bien no esperan a
acumular perdidas y más perdidas, un chino espera que su negocio comience a dar
resultados en los 2 primeros meses, ellos esperan ganar si o si, por ejemplo, si ellos
esperan crecer un 20% cada seis meses de no ser así ellos no lo dudan y cierran el
negocio y comienzan con otro hasta conseguir el indicado.