Vous êtes sur la page 1sur 2

El hígado necesita ciertos alimentos para realizar adecuadamente su función de

eliminación de sustancias tóxicas ingeridas con la alimentación, fármacos, alcohol, etc.


Además, el aumento del flujo de la bilis es una parte importante en este proceso porque
la bilis transporta las toxinas solubles en grasa almacenadas para que sean excretará con
las heces.

Entre los signos de un flujo biliar pobre se encuentran el estreñimiento agravado por
suplementos de fibra, flatulencia, piel y pelo secos, indigestión una o dos horas después
de comer, indigestión después de comer alimentos grasos, y heces pequeñas y duras.
ALIMENTOS PARA UN BUEN HIGADO!!!:

1-Cardo mariano (Sylibum marianum). Esta hierba tiene diversos efectos positivos en el
hígado. Es un antioxidante, ayuda a la regeneración de la célula del hígado, y se utiliza
después de la exposición a agentes contaminante químicos e industriales o a los efectos
nocivos del exceso de alcohol o del consumo de grasas.

2-Alcachofas. Contienen unos compuestos que aumentan el flujo de bilis y ayudan a


digerir las grasas.

3-Col y metionina. Conocidos como factores lipotrópicos, los suplementos de colina y


metionina ayudan a regular el metabolismo de las grasas y a aumentar flujo de bilis.

4-Vitamina C. Es una vitamina hidrosoluble que ayuda en la detoxicación. La vitamina


C es un antioxidante y ayuda también a arducir algunos de los efectos secundarios de la
detoxicación, como dolores de cabeza y náuseas.

5-Multivitaminas. Elige un suplemento multivitamínico que contenga selenio,


molibdeno, y zinc.

6-Remolacha. Las remolachas contienen un alcaloide llamado betaina, que promueve la


regeneración de las células del hígado y el flujo de la bilis. También tiene un efecto
beneficioso en el metabolismo de las grasas.

7-Brócoli. El brócoli y otros miembros de la familia brassica (col, coliflor, coles de


Bruselas, col rizada) ayudan a las enzimas hepáticas en el proceso de detoxificación.

9-Cebolla y ajo. Ambos son ricos en compuestos de azufre, implicado en la sulfatación,


que es el camino principal de detoxificación para los productos químicos ambientales y
ciertos fármacos y aditivos alimenticios. Ayudan en la eliminación de metales pesados
dañinos para el organismo

10-Frutas y verduras. Proporcionan vitamina C y glutatión, que son esenciales para la


detoxificación.

11-Proteínas. El hígado necesita proteínas para llevar a cabo la detoxificación. Habas,


frutos secos, semillas, quinoa. Algunas personas pueden preferir comer pescado con
moderación.

12-Raíz de diente de león. Aumenta el flujo de bilis. Puede tomarse en forma de té. El
hígado necesita ciertos alimentos para realizar adecuadamente su función de
eliminación de sustancias tóxicas ingeridas con la alimentación, fármacos, alcohol, etc.
Además, el aumento del flujo de la bilis es una parte importante en este proceso porque
la bilis transporta las toxinas solubles en grasa almacenadas para que sean excretará con
las heces.

Entre los signos de un flujo biliar pobre se encuentran el estreñimiento agravado por
suplementos de fibra, flatulencia, piel y pelo secos, indigestión una o dos horas después
de comer, indigestión después de comer alimentos grasos, y heces pequeñas y duras.
ALIMENTOS PARA UN BUEN HIGADO!!!:

1-Cardo mariano (Sylibum marianum). Esta hierba tiene diversos efectos positivos en el
hígado. Es un antioxidante, ayuda a la regeneración de la célula del hígado, y se utiliza
después de la exposición a agentes contaminante químicos e industriales o a los efectos
nocivos del exceso de alcohol o del consumo de grasas.

2-Alcachofas. Contienen unos compuestos que aumentan el flujo de bilis y ayudan a


digerir las grasas.

3-Col y metionina. Conocidos como factores lipotrópicos, los suplementos de colina y


metionina ayudan a regular el metabolismo de las grasas y a aumentar flujo de bilis.

4-Vitamina C. Es una vitamina hidrosoluble que ayuda en la detoxicación. La vitamina


C es un antioxidante y ayuda también a arducir algunos de los efectos secundarios de la
detoxicación, como dolores de cabeza y náuseas.

5-Multivitaminas. Elige un suplemento multivitamínico que contenga selenio,


molibdeno, y zinc.

6-Remolacha. Las remolachas contienen un alcaloide llamado betaina, que promueve la


regeneración de las células del hígado y el flujo de la bilis. También tiene un efecto
beneficioso en el metabolismo de las grasas.

7-Brócoli. El brócoli y otros miembros de la familia brassica (col, coliflor, coles de


Bruselas, col rizada) ayudan a las enzimas hepáticas en el proceso de detoxificación.

9-Cebolla y ajo. Ambos son ricos en compuestos de azufre, implicado en la sulfatación,


que es el camino principal de detoxificación para los productos químicos ambientales y
ciertos fármacos y aditivos alimenticios. Ayudan en la eliminación de metales pesados
dañinos para el organismo

10-Frutas y verduras. Proporcionan vitamina C y glutatión, que son esenciales para la


detoxificación.

11-Proteínas. El hígado necesita proteínas para llevar a cabo la detoxificación. Habas,


frutos secos, semillas, quinoa. Algunas personas pueden preferir comer pescado con
moderación.

12-Raíz de diente de león. Aumenta el flujo de bilis. Puede tomarse en forma de té.