Vous êtes sur la page 1sur 19

TRABAJO ACADEMICO

ETICA JURIDICA

Presentado por : ALEX ADOLFO ZEGARRA LEVANO

Código : 2015142675

Facultad : Derecho y Ciencias Políticas


TRABAJO ACADÉMICO

1.- QUE ES LA FILOSOFÍA Y CUÁLES SON SUS DISCIPLINAS. ELABORE


UN ESQUEMA. (VALE 4 PUNTOS)

FILOSOFIA Y LA ETICA

La filosofía definida como disciplina del conocimiento y ciencia del conocer se inicia en
Grecia y es a aprtir de el arte de pensar como irá avanzando la humanización del hombre
y la necesidad de pensar en valores que promocionen la bondad en la sociedad. La ética
se ocupa de esta parte o de esta rama de la filosofía del conocimiento de la bondad y la
justificación social de la misma.

La filosofía es una palabra que La ética forma parte de la filosofía


proviene del griego que suele y estudia la moral, la bondad, el
traducirse por: "amor a la bien, el mal a diferencia del
sabiduría”, de philêin que puede término moral que hace referencia
traducirse como amar y a las costumbres, si seguimos la
desophía que puede traducirse etiología, el origen del término y su
como sabiduría. procedencia.
Pitágoras introdujo el nombre de La ética estudia los
filosofía para denominar a los comportamientos o sistemas
hombres que se ocupaban de morales además de preguntarse por
conocer, saber, a los sabios, y la justificación racional de los
aplicó el término de filo: amar, al sistemas morales.
de sofía, filosofía: amar la
sabiduría. En síntesis centra su atención en el
ser y el deber ser, se relaciona con
Este es el origen del nombre de la disciplinas como el derecho, las
filosofía o disciplina que estudia el leyes, la psicología, sociología,
conocimiento o el saber y los antropología y ciencias que
principios del mismo. estudian el comportamiento
humano.
La Ética pertenece a la Filosofía, participa de las características de esta disciplina y
la coloca en un puesto más relevante debido a que le interesa el estudio de la esencia
de los actos humanos, o sea, trata de esclarecer cuáles son las características propias
de todo acto humano, una de ella es la libertad, sin ella no hay acto humano sino acto
del hombre, la condición indispensable de un valor moral es el acto humano, es
decir, un acto ejecutado libremente.
La definición de este término es el conjunto de conocimientos que, de manera racional,
intenta determinar las nociones fundamentales que constituyen y rigen la realidad y el
fundamento de la acción humana. Estudia las propiedades, causas, efectos y esencia de
las cosas. Además de la verdad, la moral, la belleza, la mente, el conocimiento, la
existencia, el lenguaje. Lleva adelante la investigación de forma no experimental a
través de especulaciones, experimentos mentales o análisis conceptuales. Los filósofos
buscan el conocimiento de las cosas a través del método filosófico. Este método de
investigación no se basa en lo experimental, sino que se realiza a través de
especulaciones o análisis conceptuales. A través de la reflexión racional se consigue un
pensamiento filosófico más completo, aunque no sea un pensamiento finalizado debido
a que constantemente el filósofo se hace preguntas sobre la realidad, sobre si mismo y el
sentido de la existencia del ser humano, con la intención de dar respuestas.

DISCIPLINAS DE LA FILOSOFIA
Hablar de las disciplinas y los métodos de la filosofía, es hablar de sus problemas
fundamentales, al igual de la manera cómo los asume. Si aceptamos que en la vida
cotidiana existen preguntas o cuestiones filosóficas, las cuales merecen una atención
especial, a su vez debemos orientar aquellas dentro de la tradición filosófica.
Las disciplinas filosóficas son aquellas ramas de especialización que académicos y
filósofos han consolidado. Éstas se caracterizan por realizar determinado tipo de
preguntas, utilizar determinados métodos y establecer relaciones con otras áreas del
saber específicas. Podemos considerar como disciplinas filosóficas las siguientes:
-METAFÍSICA: Es la rama filosófica que intenta responder o hallar sentido a las
preguntas, que no suelen poder aclararse mediante la reflexión sensible o empírica. Este
tipo de preguntas suelen ser Teológicas, cuando se pregunta por conceptos relacionados
con lo “divino” o espiritual, u Ontológico si se pregunta por la existencia o esencia de
los entes (cosas).

 ÉTICA: Una de las preocupaciones históricas de la filosofía desde tiempos de


Sócrates, ha sido por la acción, por cómo debe actuar el hombre. Estas preocupaciones
han constituido por sí solas una disciplina, tal vez de las más importantes de la
filosofía, pues han mantenido vigencia a través del tiempo de la misma forma que
cuando se inició la reflexión filosófica.
 POLÍTICA: Vivimos en comunidad, somos seres que relación con otros, hemos
construido una civilización diferente a las que lo han hecho los demás seres de la
tierra. Esta construcción social, ha sido pensada como tal por la filosofía, de esta
reflexión nació la política. En Aristóteles era el principal hecho humano, pues somos:
zoom politikón, el animal político, el animal que vive en la polis, en la ciudad.
También se puede considerar como parte de ésta los estudios filosóficos de la
sociología.
 ESTÉTICA: El arte y los juicios entorno a la belleza, son los problemas fundamentales
de esta disciplina de la filosofía.
 ANTROPOLOGÍA: El hombre como centro del problema filosófico, en su afán de
encontrar una explicación a su peculiar forma de ser en el mundo ha determinado el
rumbo de múltiples reflexiones que se recogen en esta disciplina filosófica.
 LÓGICA: Aunque siendo rigurosos, es más un método, o una forma primordial del
qué hacer filosófica, ha sido una especialización de múltiples pensadores y filósofos
que consideran el rigor de la argumentación como el mayor reto filosófico.
 GNOSEOLOGÍA: Esta disciplina consiste en preguntarse por el conocimiento, como
facultad, y no por sus productos como lo hace la epistemología, es el ahondar en las
posibilidades de conocimiento, pueden incluirse aquí incluso los problemas
hermenéuticos.
 EPISTEMOLOGÍA: Si algo caracteriza gran parte de la historia de la filosofía, es la
pregunta por la verdad, por el sentido de lenguaje y el fundamento del saber científico.
Esta rama o especialización pregunta por la verdad, por el conocimiento en su más
elevada y última posibilidad. La analítica, la filosofía del lenguaje, de la ciencia y de la
mente son parte de esta disciplina, o por lo menos producto de la misma.
 PSICOLOGÍA: Aunque hoy representa una ciencia aparte, es una disciplina de la
reflexión filosófica en cuanto estudia y crea conceptos que describen nuestras
operaciones mentales en relación con nuestro comportamiento.

A su vez, el desarrollo de estas disciplinas han creado ciertos métodos de estudio que
han sido propios de la filosofía como lo son: mayéutica, duda, deducción, inducción,
historicista, analogía, dialéctica, genealógico, fenomenológico, constructivismo y el
estructuralismo.
Cada uno de estos métodos, han formado parte de la historia de la filosofía y su
surgimiento han posibilitado cambios en el rumbo que ha tomado el saber filosófico.
Relacionando estrechamente las posibilidades que dan los métodos para responder las
preguntas que uno en su cotidianidad se hace, y que a su vez pueden estar dentro de las
preocupaciones de alguna disciplina filosófica.

CONCLUSION
La Filosofía ante todo, por ser una actividad propia y exclusiva del hombre por su razón
debe ser un hecho que le lleve al perfeccionamiento personal y en este caso sí le sea útil,
creo que la Filosofía si debe de buscar el pragmatismo y el ser útil en la práctica, ya que
esto hará de la filosofía un saber más enriquecedor que trascienda las fronteras de la
teoría, sin dejar el mundo del deber ser que como sabemos no siempre se encuentra en
la práctica.
La búsqueda de la verdad debe de ser un acontecimiento relevante en cada instante en la
vida del hombre y obviamente, para buscarla y encontrarla el hombre puede y debe
hacer uso de sus potencialidades para llegar a ella, entre estas herramientas está la
Filosofía como actividad, de aquí puedo encontrar el sentido de la actividad del filósofo.
Todos los seres humanos ya sea en menor o mayor medida debemos de desarrollar esta
actividad exclusiva en nosotros con el fin de la verdad.
Me gusta ver más a la filosofía como una actividad que como una ciencia, ya que esta
alude más a un saber que al hecho mismo del buscar y conocer, esto, creo, con un fin
más enriquecedor del conocimiento.
2.- ELABORE UN ESQUEMA SOBRE LA ÉTICA Y LA RELACIÓN CON LA
DEONTOLOGÍA FORENSE. (VALE 4 PUNTOS)

ETICA DEONTOLOGÍA FORENSE

Su tendencia es la creación de
El cumplimiento de los valores éticos regulaciones consensuadas de carácter
corresponde a un campo de la intimidad moral y ético que se recogen en
del ser humano, donde decide si los sigue normativas internas para las diferentes
o, de lo contrario, reniega de ellos se profesiones, incluida la abogacía, donde
procede en forma consecuente. estas disposiciones resultan e aplicación
universal a todos los agremiados y de
No existen normas imperativas que cumplimiento obligatorio.
sancionen a aquellos ciudadanos que no Inicialmente con un carácter preventivo
respeten las regulaciones sociales morales pero, en caso de incumplimiento a estos
y éticas; como tampoco encontramos preceptos deontológicos, surge su faceta
mecanismos institucionalizados de imperativa y sancionatoria, donde
amenaza para que los preceptos éticos se podemos pensar en una simple
interioricen en cada ser humano y se amonestación o llamada de advertencia,
conviertan en regla de vida de todos. hasta la suspensión en el ejercicio
profesional.

Muestra problemas y realidades concretas


Presenta un ámbito de regulación más del profesional, donde se regula en forma
genérico, abstracto y distante de los directa y efectiva el acatamiento de las
sujetos a los cuales se dirige, por lo que su disposiciones o regulaciones ético-
efectividad y seguimiento resulta profesionales, pues su incumplimiento se
cuestionable y difícil de entender. encuentra inmerso dentro del ámbito de
sanciones disciplinarias.

La Ética se dirige a regular actos pero se La deontología regula lo aprobado para el


ciñe a la conciencia individual, lo que le ejercicio de una profesión, lo que le brinda
brinda un carácter individual. el carácter colectivo.

El código deontológico regula la conducta


del profesional en su campo y prevé
sanciones por su incumplimiento, eficacia
del código deontológico excede el fuero
interno del profesional, pues ante la
realización de ciertas conductas surge la
sanción. Esta sanciones son las que
brindan eficacia en el prevención de la
conducta profesional incorrecta
La ética dirige su atención –en última La deontología consiste en un desarrollo
instancia– a la conciencia individual; sin de los principios morales, partiendo de la
embargo, esta conciencia personal existencia de normas jurídicas, hábitos,
necesita remitirse a reglas objetivadas en usos, costumbres, situaciones
códigos deontológicos. socioeconómicas del profesional, etc.

3.- ELABORE UN ESQUEMA SOBRE LOS VALORES Y ANTIVALORES


(MÍNIMO 20 POR CADA UNO) Y SEÑALE UN EJEMPLO POR: (VALE 4
PUNTOS EN TOTAL)

- Honestidad

- Honradez

- Responsabilidad

- Puntualidad
VALORES ANTIVALORES

 Dignidad EJEMPLO
 Valentía Honestidad  Ira
 Honestidad
 Intolerancia
 Solidaridad Aceptar cuando se comete un error
 Mentira
 Discreción o equivocación y no culpar nunca a  Desconfianza
 Educación
alguien más por ello.  Deslealtad
 Respeto
 Aislamiento
 Durabilidad Responsabilidad
 Culpabilidad
 Integralidad
Realizar una producción que  Autoritarismo
 Flexibilidad
 Venganza
 Satisfacción resulte sustentable, que genere
 Pereza
 Polaridad puestos de trabajo estables y  Indolencia
 Jerarquía
dignos, que no afecten al medio  Engaño
 Trascendencia
 Farsa
 Dinamismo ambiente.
 Miedo
 Aplicabilidad
Puntualidad  Seducción
 Complejidad
 Orgullo
 Compromiso Puntualidad en la entrega de un
 Prepotencia
 Responsabilidad trabajo práctico que tenía fecha  Adicciones
 Tolerancia
específica de entrega.  Corrupción
 exageración
Honradez
4.- ELABORE UN ESQUEMA DEL CÓDIGO DE ÉTICA DEL COLEGIO DE
ABOGADOS DEL PERÚ E INDIQUE LOS PRINCIPALES ARTÍCULOS QUE
COMPRENDE. (VALE 4 PUNTOS)

NORMAS GENERALES

Esencia del Deber Profesional


Artículo 1.- El Abogado debe tener presente que es un servidor de la justicia y un
colaborador de su administración; y que su deber profesional es defender, con estricta
observancia de las normas jurídicas y morales, los derechos de su patrocinado.
Defensa del Honor Profesional

Artículo 2.- El Abogado debe mantener el honor y la dignidad profesional. No


solamente es un derecho, sino un deber, combatir por todos los medios lícitos, la
conducta moralmente censurable de jueces y colegas. Honradez

Artículo 3.- El Abogado debe obrar con honradez y buena fe. No debe aconsejar actos
fraudulentos, afirmar o negar con falsedad, hacer citas inexactas o tendenciosas, ni
realizar acto alguno que estorbe la administración de justicia. Cohecho

Artículo 4.- El Abogado que en ejercicio de su profesión soborna a un empleado o


funcionario público, falta gravemente al honor y a la ética profesional. El Abogado que
se entera de un hecho de esta naturaleza, realizado por un colega, está obligado a
denunciarlo. Abuso de Procedimientos

Artículo 5.- El Abogado debe abstenerse del empleo de recursos y formalidades legales
innecesarias, de toda gestión dilatoria que entorpezca el normal desarrollo del
procedimiento y de causar perjuicios.
Aceptación o Rechazo de Asuntos

Artículo 6.- El Abogado tiene libertad para aceptar o rechazar los asuntos en que se
solicite su patrocinio, sin necesidad de expresar los motivos de su resolución, salvo en
el caso de nombramiento de oficio, en que la declinación debe ser justificada. Al
resolver, debe prescindir de su interés personal y cuidar de que no influyan en su ánimo
el monto pecuniario, ni el poder o la fortuna del adversario.

Defensa de Pobres
Artículo 7.- La profesión de Abogado impone defender gratuitamente a los pobres,
tanto cuando éstos se los soliciten como cuando recaigan nombramientos de oficio. No
cumplir con este deber, desvirtúa la esencia misma de la abogacía. No rige esta
obligación donde las leyes prevean la defensa gratuita de los pobres.
Defensa de los Acusados

Artículo 8.- El Abogado es libre para hacerse cargo de la defensa de un acusado,


cualquiera que sea su opinión personal sobre la culpabilidad de éste; pero habiéndola
aceptado, debe emplear en ella todos los medios lícitos.

Acusaciones Penales
Artículo 9.- El Abogado que tenga a su cargo la defensa de un acusado, tiene como
deber primordial conseguir que se haga justicia a su patrocinado.

Secreto Profesional
Artículo 10.- Guardar el secreto profesional constituye un deber y un derecho del
Abogado. Para con los clientes un deber que perdura en lo absoluto, aún después de que
les haya dejado de prestar sus servicios; y es un derecho del Abogado por lo cual no está
obligado a revelar confidencias.

Alcance de la Obligación de Guardar el Secreto Profesional


Artículo 11.- La obligación de guardar el secreto profesional abarca las confidencias
hechas por terceros al Abogado, en razón de su ministerio, y las que sean consecuencia
de pláticas para realizar una transacción que fracasó. El secreto cubre también las
confidencias de los colegas.

Extinción de la Obligación de Guardar el Secreto Profesional


Artículo 12.- El Abogado que es objeto de una acusación de parte de su cliente o de
otro Abogado, puede revelar el secreto profesional que el acusado o terceros le hubieren
confiado, si favorece a su defensa.

Formación de Clientela
Artículo 13.- Para la formación decorosa de clientela, el Abogado debe cimentar una
reputación de capacidad profesional y honradez, y evitará escrupulosamente la
solicitación directa o indirecta de la clientela. Es permitido la publicación o el reparto de
tarjetas meramente enunciativas del nombre, domicilio y especialidad.

Publicidad de Litigios Pendientes


Artículo 14.- El Abogado n podrá dar a conocer por ningún medio de publicidad
informaciones sobre un litigio subjudice, salvo para rectificar cuando la justicia o la
moral lo demanden.

Empleo de Medios Publicitarios para Consultas.


Artículo 15.- Falta a la dignidad profesional el Abogado que habitualmente absuelva
consultas por radio o emita opiniones por cualquier medio de publicidad sobre casos
jurídicos concretos que le sean planteados; sean o no gratuitos sus servicios.

Incitación Directa o Indirecta a Litigar


Artículo 16.- No está de acuerdo con la dignidad profesional el que un Abogado
espontáneamente ofrezca sus servicios o dé opinión sobre determinado asunto con el
propósito de provocar un juicio o de obtener un cliente.

SECCIÓN SEGUNDA
RELACIONES DE LOS ABOGADOS CON LOS TRIBUNALESY DEMÁS
AUTORIDADES

Artículo 17.- El Abogado estará en todo momento dispuesto a prestar su apoyo a la


Magistratura, cuya alta función social requiere de la opinión forense; su actitud ha de
ser independiente, manteniendo siempre plena autonomía en aras del libre ejercicio de
su ministerio.
Artículo 18.- Es deber del Abogado velar para que el nombramiento de Magistrados no
se deba a consideraciones políticas, sino exclusivamente a su aptitud para el cargo; y
también para que no se dediquen a otras actividades distintas de la judicatura, que
pongan en riesgo su imparcialidad.
El Abogado que integra la Junta Directiva de su Colegio o Asociación no podrá ejercer
ni aceptar el cargo de Magistrado Suplente, excepto cuando para ese cargo, no exista en
el lugar el número de Abogados suficientes.

Acusación de Magistrados
Artículo 19.- Cuando haya fundamento serio de queja en contra de un Magistrado, el
Abogado la interpondrá ante el órgano respectivo o ante su Colegio. Solamente en este
caso tales acusaciones serán alentadas y los Abogados que las formulen, apoyados por
sus Colegas.

Extensión de los Artículos Anteriores


Artículo 20.- Las reglas de los dos artículos anteriores se aplicarán respecto de todo
funcionario ante quien habitualmente deben actuar los Abogados en ejercicio de la
profesión.

Limitaciones de los ex-Funcionarios


Artículo 21.- Cuando un Abogado deje de desempeñar la magistratura o algún otro
cargo público, no debe aceptar el patrocinio de asunto del cual conoció su carácter
oficial; tampoco patrocinará asunto semejante a otro en el cual expresó opinión adversa
con ocasión del desempeño de su cargo, mientras no justifique su cambio de doctrina.

Influencias personales sobre el Juzgador


Artículo 22.- Es deber del Abogado no tratar de ejercer influencia sobre el Juzgador,
apelando a vinculaciones políticas o de amistad, o recurriendo a cualquier otro medio
que no sea el de la defensa. Es falta grave intentar o hacer alegaciones al juzgador fuera
del tribunal sobre un litigio pendiente.

Ayuda a los que están autorizados a ejercer la Abogacía


Artículo 23.- Ningún Abogado debe permitir que se usen sus servicios profesionales o
su nombre, para facilitar o hacer posible el ejercicio de la profesión por quienes no estén
legalmente autorizados para ejercerla. Denigra su profesión el Abogado que firme
escritos en cuya preparación y redacción no intervino o que preste su intervención sólo
para cumplir exigencias legales.

Puntualidad
Artículo 24.- Es deber del Abogado ser puntual en las diligencias y con sus colegas,
sus clientes y las partes contrarias.
SECCIÓN TERCERA
RELACIONES DEL ABOGADO CON SUS CLIENTES

Obligaciones para con el Cliente


Artículo 25.- Es deber del Abogado para con su cliente servirlo con eficiencia y
empeño para que haga valer sus derechos. No debe supeditar su libertad ni su
conciencia, ni puede exculparse de un acto ilícito, atribuyéndolo a instrucciones de su
clientela.
Aseveraciones sobre el buen éxito del Asunto, Transacciones
Artículo 26.- No debe el Abogado asegurar a su cliente que su asunto tendrá éxito, sino
sólo opinar según su criterio sobre el derecho que le asiste. Debe siempre favorecer una
justa transacción.

Atención personal del Abogado a su cliente


Artículo 27.- Las relaciones del Abogado con su cliente deben ser personales, por lo
que no ha de aceptar el patrocinio de clientes por medio de agentes, excepto cuando se
trate de instituciones altruistas para ayuda de pobres. El patrocinio de estas instituciones
no obliga al Abogado a patrocinar a las personas físicas que actúan por ella.

Responsabilidad relativa a la conducción del Asunto


Artículo 28.- El Abogado debe adelantarse a reconocer la responsabilidad que le
resulte por su negligencia, error inexcusable o dolo, allanándose a indemnizar por los
daños y perjuicios ocasionados al cliente.

Conflicto de Intereses
Artículo 29.- Tan pronto como un cliente solicite para cierto asunto los servicios de un
Abogado, si éste tuviere interés en él o algunas relaciones con las partes, o se encontrare
sujeto a influencias adversas a los intereses de dicho cliente, lo deberá revelar a éste y
abstenerse de prestar ese servicio.

Renuncia al Patrocinio
Artículo 30.- Una vez aceptado el patrocinio de un asunto, el Abogado no podrá
renunciarlo sino por causa justificada sobreviniente que afecte su honor, su dignidad o
su conciencia, o implique incumplimiento de las obligaciones morales o materiales del
cliente hacia el Abogado, o haga necesaria la intervención exclusiva de profesional
especializado.

Conducta incorrecta del Cliente


Artículo 31.- El Abogado ha de velar porque su cliente guarde respeto a los
magistrados y funcionarios, a la contraparte, a sus Abogados y a los terceros que
intervengan en el asunto; y porque no hagan actos indebidos. Si el cliente persiste en su
actitud reprobable, el Abogado debe renunciar al patrocinio.

Descubrimiento de engaño o equivocación durante el juicio


Artículo 32.- Cuando el Abogado descubra en el juicio una equivocación o engaño que
beneficie injustamente a su cliente deberá comunicárselo para que rectifique y renuncie
al provecho que de ella pudiera obtener. En caso de que el cliente no esté conforme,
puede el Abogado renunciar al patrocinio.
Honorarios
Artículo 33.- Como norma general en materia de honorarios, el Abogado tendrá
presente que el objeto esencial de la profesión es servir a la justicia y colaborar en su
administración. El provecho o retribución nunca debe constituir el móvil de los actos
profesionales.

Bases para estimación de Honorarios


Artículo 34.- Sin perjuicio de lo que dispongan los aranceles de la profesión, para la
estimación del monto de los honorarios, el Abogado debe fundamentalmente atender a
los siguientes:
I. La importancia de los servicios.
II. La cuantía del asunto.
III. El éxito obtenido y su trascendencia.
IV. La novedad o dificultad de las cuestiones jurídicas debatidas.
V. La experiencia, la reputación y la especialidad de los profesionales que han
intervenido.
VI. La capacidad económica del cliente, teniendo presente que la pobreza obliga a
cobrar menos y aún a no cobrar nada.
VII. La posibilidad de resultar el Abogado impedido de intervenir en otros asuntos o de
desavenirse con otros clientes o con terceros.
VIII. Si los servicios profesionales son aislados, fijos o constantes.
IX. La responsabilidad que se derive para el Abogado de la atención del asunto.
X. El tiempo empleado en el patrocinio.
XI. El grado de participación del Abogado en el estudio, planeamiento y desarrollo del
asunto, y
XII. Si el abogado solamente patrocinó al cliente o si también lo sirvió como
mandatario.

Pacto de cuota litis


Artículo 35.- El pacto de cuota litis no es reprochable en principio. En tanto no lo
prohiban las disposiciones legales, es admisible cuando el Abogado lo celebra por
escrito antes de prestar sus servicios profesionales sobre bases justas, siempre que se
observen las siguientes reglas:
1. La participación del Abogado nunca será mayor que la del cliente.
2. El Abogado se reservará el derecho a rescindir el pacto y separarse del patrocinio o
del mandato en cualquier momento, dentro de las situaciones previstas por el artículo
30, del mismo modo que dejará a salvo la correlativa facultad del cliente para retirar el
asunto y confiarle a los otros profesionales en idénticas circunstancias.

Gastos del Asunto


Artículo 36.- No es recomendable en principio, salvo que se trate de un cliente que
carezca de medios, que el Abogado convenga con él en expresar los gastos del asunto,
fuera del caso de promediar pacto de cuota litis u obligación contractual de anticiparlo
con cargo de reembolso.

Adquisición de interés en el Asunto


Artículo 37.- Fuera del caso de cuota litis escriturado con anterioridad a su
intervención profesional, el Abogado no debe adquirir interés pecuniario de ninguna
clase relativo al asunto que patrocina o haya patrocinado.
Tampoco debe adquirir directa o indirectamente bienes de esa índole en los remates
judiciales que sobrevengan.

Controversia con los Clientes acerca de los Honorarios


Artículo 38.- El Abogado debe evitar controversia con el cliente acerca de sus
honorarios, hasta donde esto sea compatible con su dignidad profesional y con su
derecho a recibir adecuada retribución por sus servicios. En caso de verse obligado a
demandar al cliente, es preferible que se haga representar por un colega.

Manejo de Propiedad ajena


Artículo 39.- El Abogado dará aviso inmediato a su cliente de los bienes y dinero que
reciba por él, y se los entregará tan pronto aquél lo solicite. Falta a la ética profesional el
Abogado que disponga de fondos de su cliente.

SECCIÓN CUARTA
RELACIONES DEL ABOGADO CON SUS COLEGAS Y LA CONTRAPARTE

Fraternidad Respeto entre los Abogados


Artículo 40.- Entre los Abogados debe haber fraternidad que enaltezca la profesión,
respetándose recíprocamente, sin dejarse influir por la animadversión de las partes. Se
abstendrán cuidadosamente de expresiones malévolas o injuriosas y de aludir a
antecedentes personales, ideológicos, políticos o de otra naturaleza, de sus colegas.
El Abogado debe ser correcto con sus colegas y facilitarles la solución de
inconvenientes momentáneos, cuando por causas que no le sean imputables, como
ausencia, duelo, enfermedad o de fuerza mayor estén imposibilitados para servir a su
cliente. No faltarán, por apremio del cliente, a su concepto de la decencia y del honor.

Trato con la Contraparte


Artículo 41.- No ha de tratar el Abogado con la contraparte directa o indirectamente,
sino por conducto o por conocimiento previo de su Abogado. Sólo con la intervención
de éste podrá gestionar convenios o transacciones.
El Abogado puede entrevistar libremente a los testigos de una causa civil o penal en la
que intervenga, pero no debe inducirlos por medio alguno a que se aparten de la verdad.

Sustitución en el Patrocinio
Artículo 42.- El Abogado no intervendrá en favor de persona patrocinada en el mismo
asunto por un colega, sin dar previamente aviso a éste, salvo el caso de renuncia expresa
o de imposibilidad del mismo. Si sólo llegare a conocer la intervención del colega
después de haber aceptado el patrocinado, se lo hará saber de inmediato.

Convenios entre los Abogados


Artículo 43.- Los convenios celebrados entre Abogados deben ser estrictamente
cumplidos. Los que fueren importantes para el cliente deberán ser escritos; pero el
honor profesional exige que, aún no habiendo sido, se cumplan como si constaran de
instrumento público.

Colaboración profesional y conflicto de opiniones


Artículo 44.- No debe interpretar el Abogado como falta de confianza del cliente, que
le proponga la intervención en el asunto que le ha confiado, de otro Abogado adicional,
y por regla general ha de aceptarse esta colaboración.
Cuando los Abogados que colaboran en un asunto no puedan ponerse de acuerdo
respecto de un punto fundamental para los intereses del cliente, le informarán
francamente del conflicto de opiniones para que resuelva.
Su decisión se aceptará, a no ser que la naturaleza de la discrepancia impida cooperar en
debida forma al Abogado cuya opinión fue rechazada. En este caso, deberá solicitar al
cliente que lo revele.

Distribución de Honorarios
Artículo 45.- Solamente está permitida la distribución de honorarios basada en la
colaboración para la prestación de los servicios y en la correlativa responsabilidad.

Asociación entre Abogados


Artículo 46.- El Abogado solo podrá asociarse para ejercer la profesión con otros
colegas, y en ningún caso con el propósito ostensible o implícito de aprovechar su
influencia para conseguir asuntos.
El nombre de la asociación habrá de ser de uno o más de sus componentes con
exclusión de cualquiera otra designación. Fallecido un miembro, su nombre podrá
mantenerse siempre que se advierta claramente dicha circunstancia.
Si uno de los asociados acepta un puesto oficial incompatible con el ejercicio de la
profesión, deberá retirarse de la asociación a que pertenezca y su nombre dejará de
usarse.

Artículo 47.- Es deber imperativo del Abogado prestar con entusiasmo y dedicación su
concurso personal para el mejor éxito de los fines colectivos del Colegio a que
pertenezca. Los encargos o comisiones que puedan confiársele, deben ser aceptados y
cumplidos, procediendo la excusa solo por causa justificada. De la misma manera
observará cumplidamente las obligaciones que contrajera, personal y libremente, bajo la
intervención del Colegio u otra Corporación de Abogados, referentes al interés
profesional o propio del mismo.

Alcance y cumplimiento de este Código


Artículo 48.- Las normas de este Código se aplican a todo el ejercicio de la abogacía y
la especialización no exime de ellas. El Abogado al matricularse en el Colegio de
Abogados, deberá hacer promesa solemne de cumplir fielmente este Código de Ética
Profesional.
El presente Código será de aplicación en todos los Colegios de Abogados de la
República y entrará en vigencia a partir del 15 de Mayo de 1997.

FIRMADO EN LA CIUDAD DE AYACUCHO A LOS VEINTISEIS DÍAS DEL


MES DE ABRIL DE MIL NOVECIENTOS NOVENTISIETE.
La Asamblea General de la Junta Nacional de Decano de los Colegios de Abogados del
Perú, reunida en la ciudad de Chiclayo los días viernes 12, sábado 13 y domingo 14 de
julio del año 2002.

CONSIDERANDO
Que es necesaria la modificación del Código de Ética de los Colegios de Abogados del
Perú, incorporando algunas disposiciones de alcance nacional, cuya Exposición de
Motivos se adjunta a la presente moción;
Que la realidad actual demuestra que es imperativa la introducción de modificaciones e
innovaciones que garanticen el ejercicio correcto de la profesión por parte de los
abogados.
Con arreglo a las facultades que les son propias:
ACUERDA:

PRIMERO: Incorporar las siguientes modificaciones al Código de Ética de los


Colegios de Abogados del Perú, cuyo texto es el siguiente:
SECCIÓN QUINTA
DE LA APLICACION DEL CODIGO DE ETICA Y DE LAS SANCIONES

Artículo 48.- Los Colegios de Abogados del Perú, a traves de sus órganos
deontológicos investigan, de oficio o a solicitud de parte, los actos contrarios a la ética
profesional en que incurran los abogados e imponen las sanciones a quienes resulten
responsables.

Artículo 49.- Constituyen actos contrarios a la ética profesional la trasgresión de las


normas estatutarias del respectivo Colegio, así como aquellas contenidas en el presente
Código. Se comprenden también los actos contrarios a la ética profesional, la conducta
o hechos en que incurren los miembros de la Orden que, sin haberse producido en el
ejercicio profesional, inciden directa o indirectamente en la calidad del servicio que
brinda el abogado y que genera desmendro o desmerece la profesión.

Artículo 50.- El presente Código es de aplicación para todos los abogados sin distinción
alguna, sea que el acto violatorio de las normas éticas se haya cometido en el ejercicio
de la profesión, en la actividad pública o privada o cual fuere el cargo que desempeñen,
así éste provengade elección popular o por designación. En consecuencia, el ejercicio de
partrocinio judicial y/o administratativo, la consultaría o asesoría, la función
jurisdiccional o notarial y cualquier otra para lo cual se exija el título de Abogado,
queda comprendida en los alcances del presente Código.

Artículo 51.- Siendo que el presente Código regula la conducta ética y moral de los
abogados, no constituye impedimentos para la instauración del procedimiento
disciplinario respectivo, el hecho que el denunciado sea parte en un proceso penal, civil,
laboral, administrativo o de cualquier otra naturaleza, toda vez que la resolución que se
emite es de índole ética, más no jurisdiccional.

Artículo 52.- El plazo para el ejercicio de la acción disciplinaria prescribe a los diez
años de haberse producido el hecho infractor o haber finalizado la reiterada conducta
violatoria de las normas éticas.

Artículo 53.- Las medidas disciplinarias que impone este Código son:
a) Amonestación escrita, la cual quedará registrada en los archivos por un período de
tres (03) meses.
b)Amonestación con multa, la que quedará registrada en los archivos por un período de
seis (06) meses. La multa no deberá exceder de diez (10) Unidades de Referencia
Procesal.
c) Suspensión hasta por dos (02) años.
d) Separación hasta por cinco (05) años.
e) Expulsión.
Estas sanciones rigen en todo el territorio nacional y son de observancia obligatoria para
todos los Colegios de Abogados.

Artículo 54.- Las sanciones establecidas en los incisos a), b) c) y d) del artículo
precedente se aplicarán teniendo en consideración la gravedad del hecho y el perjuicio
causado.
Artículo 55.- La sanción establecida en el inciso e) del artículo 53° se aplicará en los
casos en que se incurra o promuevan violaciones de los derechos y libertades
fundamentales, sea cual fuere el cargo que desempeñe el abogado y en los casos de
hechos ilícitos o delictivos.

DISPOSICIONES TRANSITORIAS
PRIMERA.-Las disposiciones establecidas en la sección quinta de éste Código se
aplican a los hechos y situaciones jurídicas existentes.

SEGUNDA.- Los Colegios de Abogados del perú adecuarán sus estatutos a lo


establecido en el presente Código, el cual prima sobre ellos en su parte deontológica.

5.- Elabore un esquema e indique

¿Qué es ser profesional? (Vale 1 punto)


La definición de “profesional” cómo tal dice que, profesional es aquella persona que
ejerce una profesión en lugar de una afición. Obviamente esto incluye la educación
requerida para ejercer esa actividad, sea la que sea. Pero luego entonces ¿Qué hay de
una persona que tiene toda la educación necesaria para ser considerado como
profesional pero que ejerce su actividad como una afición? Digamos una persona que
estudió la carrera de fotografía, que ha tomado cursos y talleres, entiende al 100 su
equipo, la luz, etc. pero que ejerce la fotografía solo como una afición. Puede saber
igual o más que otro que se considera profesional.
Profesional” se refiere a una actitud, no necesariamente a una descripción del puesto. El
empleado profesional:
 Se toma su trabajo con seriedad, contemplándolo como una parte Importante de
sus planes de carrera.
 Se preocupa lo suficiente para analizar cómo puede desarrollar mejor su trabajo,
aunque eso signifique hacer cambios.
 Comprende como su trabajo afecta a toda la organización.
 No le importa compartir ideas, objetivos y entusiasmo con otros colaboradores.

La Ética Profesional consiste en realizar nuestros actos ya sean de nuestro oficio o


profesión de una forma honesta y con calidad. Realizar una acción con ética profesional
implica llevar a cabo cada uno de los procedimientos que involucran el proceso y no
saltarse ningún paso, pues esto ya no sería profesional. Aplicar nuestros conocimientos
en pos de la sociedad y nunca para nuestro propio beneficio a costa de los demás o de
malas acciones.
La ética profesional pretende regular las actividades que se realizan en el marco de una
profesión. En este sentido, se trata de una disciplina que está incluida dentro de la ética
aplicada ya que hace referencia a una parte específica de la realidad.
Cabe destacar que la ética, a nivel general, no es coactiva (no impone sanciones legales
o normativas). Sin embargo, la ética profesional puede estar, en cierta forma, en los
códigos deontológicos que regulan una actividad profesional. La deontología forma
parte de lo que se conoce como ética normativa y presenta una serie de principios y
reglas de cumplimiento obligatorio.
Podría decirse, por lo tanto, que la ética profesional estudia las normas vinculantes
recogidas por la deontología profesional. La ética sugiere aquello que es deseable y
condena lo que no debe hacerse, mientras que la deontología cuenta con las
herramientas administrativas para garantizar que la profesión se ejerza de manera ética.

¿Qué es el abogado? (Vale 1 punto)


El abogado, es uno de los cooperadores o agentes que intervienen en el proceso de la
administración de justicia defendiendo los intereses de las partes en litigio. Al ser el
abogado un profesional específicamente preparado y especializado en cuestiones
jurídicas, es la única persona que puede ofrecer un enfoque adecuado del problema que
tiene el ciudadano o ‘justiciable’ desde el punto de vista procesal.
El abogado, debe tener un amplio concepto de responsabilidad frente a sus clientes,
quienes en momentos difíciles de su vida entregan su confianza, en el ejercicio de la
profesión del abogado, para la búsqueda de su libertad o el mejoramiento o
aminoramiento de una pena, así como la defensa de su honor o su fortuna.
Es decir, evitar los conflictos de sus clientes. Con un buen asesoramiento y buen
desempeño de sus funciones, el abogado, más que para litigios, controversias y juicios,
sirve para no llegar a ellos, en pocas palabras este sirve para mediar, terciar o evitar
conflictos entre las partes envueltas en algún problema. Además, lograr de manera
incansable, que su cliente salga satisfecho de la labor realizada y reconozca que el fin de
la actividad del abogado es realizar justicia por medio del derecho.
La ética y la responsabilidad profesional son sin duda temas que se conjuntan para
formar un todo, un todo que engloba felicidad, justicia, justicia social, el ser profesional,
profesionalismo etc. La justicia es en primer lugar, una característica posible mas no
necesaria del orden social, ¿Pero cuando se es profesional o Justo? Se es profesional o
justo cuando rige la conducta de los hombres de tal modo que da satisfacción a todos y a
todos les permite lograr o buscar la felicidad. No puede existir ni existirá una sociedad
profesional en todos los sentidos que garantice la felicidad a cada ser humano si no por
el contrario, al no encontrar la felicidad o el profesionalismo el hombre buscara esto en
lo societario. El ser profesional conlleva grandes responsabilidades pues se está en
contacto con la población y los involucra directamente a ellos con nosotros pues
nosotros abogados somos los que resolvemos problemas sociales, de justicia etc. Gran
cantidad de abogados dicen tener ética y ser profesionales pero ¿Realmente lo son? No
cabe duda de que estas características deben ir de la mano y sin miedo a equivocarme
puedo decir que son muy pocos lo que realmente lo llevan a cabo. La mayoría de los
seres humanos buscan su bienestar a costa de lo que sea incluyendo a los abogados que
por su historial general no son de confianza en la sociedad que día a día exige nuevos
retos y ejerce mayor presión sobre temas del orden social y justicia.
La justicia es un tema importante que entra en este tema, si justicia es felicidad, no es
posible la existencia de un orden social justo, si por justicia se entiende la felicidad
individual. Esto es porque si buscamos la justicia para uno para el otro será injusto.

Función del abogado con su cliente: Con relación a la lealtad (Vale 2 puntos)
DEBERES DEL ABOGADO CON EL CLIENTE.
Los deberes del abogado con el cliente pueden sintetizarse así: lealtad e independencia.
La lealtad obliga al abogado el cumplimiento de los siguientes deberes: decirle la
verdad, hacerle conocer el alcance del problema mantenerlo informado sobre el avance
del proceso, demostrar interés por la causa, actuar con agilidad, instruir al cliente sobre
lo que debe hacer o decir, presentar toda la prueba posible, no transigir ni renunciar
derechos sin el expreso consentimiento del cliente, etc.
La independencia del abogado le obliga a no ser partícipe de los intereses en conflicto y
por eso no es conveniente el pacto de cuota- litis así como la aceptación del mandato,
porque el primero convierte al abogado interesado en la cuota-litis, y, el segundo le hace
también litigante, haciendo proclive a que el proceso se revista de pasión y encono.
Tener lealtad en la profesión de abogado, es lo que muchos han ido perdiendo debido
precisamente a un ejercicio profesional deshonesto e injusto. No podemos culpar los
abogados a los individuos si algunos prefieren hacer justicia por su propia mano, si no
han encontrado en nosotros un compromiso claro de defender la justicia hasta las
últimas consecuencias, a pesar de la complejidad de un sistema legal, judicial y
penitenciario que no ha cubierto las expectativas de una protección verdadera y digna de
todos los derechos ciudadanos y si algunos de nosotros hemos sido cómplices de la
injusticia y de la corrupción que impera, en gran medida, en la administración de
justicia.
Quizás el principio de la paciencia es lo que necesitamos para mejorar el ejercicio
profesional, para ir construyendo un sistema legal participativo, democrático, igualitario
en el que nadie se quede afuera.
La lealtad que deben tener los profesionales del derecho tanto con el cliente, con su
colega y sobre todo con el juez, debe ser una máxima que todo profesional debe
cumplir, para poder de estar forma cambiar la mala imagen de los abogados y sobre
todo del alicaído poder judicial, que en este caso vendría a ser el máximo referente de la
administración de justicia nacional, es sumamente desagradable para los abogados que
se califique al poder judicial como el órgano más corrupto e ineficaz, si tan solo se
practicara el decálogo del abogado realizado por Couture, cuan diferente seria la imagen
que se daría a la sociedad.
Finalmente, creemos que el amor a la profesión debe ser un principio que tiene que ser
revalorizado en nosotros mismos y en la colectividad, que sintamos que la profesión
tiene valores morales y trascendentes que no pueden ni deben perderse por el virus de la
inmoralidad y la corrupción, menos aun por la falta de lealtad, que nosotros y nuestros
hijos consideren un honor el ejercicio de esta noble profesión, que en sí misma, entraña
los principios más contundentes de respeto y promoción a los derechos humanos, como
son la igualdad, la libertad, la solidaridad y la lealtad.
La ética y lealtad profesional del abogado
Se ha cuestionado la posibilidad de señalar principios éticos y normas morales para el
ejercicio de una profesión que es realizada por un hombre adulto, ya formado, que tiene
su propia concepción de la vida, de la sociedad y por tanto de la profesión. Pero lo que
se pretende es formular pautas específicas que regulen el correcto desempeño de
cualquier profesión. En lo que se relaciona con la profesión de abogado se establecen
tres clases de deberes: con el cliente, con el juez y con el adversario.
BIBLIOGRAFIA
 ARISTÓTELES, "Ética Nicomaquea". , Editorial Porrúa., México 1998. ,
Pp.320.
 HERRAN Pedro de la. , "Religión Católica". , Editorial Casals, España 1997. ,
pp.128.
 Historia del pensamiento lecturas 1. , Universidad Panamericana. , México, D.
F. Agosto 2000.
 KRAMSKY Steinpreis Carlos, "¿Qué es la Filosofía?", Murcia 16-301, México
DF. 1994. pp.60.
 MILLÁN Puelles, "Fundamentos de Filosofía", Editorial Rialp, Madrid.
 Enciclopedia Microsoft Encarta® 2000. © 1993-1999 Microsoft Corporation.
Reservados todos los derechos.

 Aristóteles (1993). Ética a Nicómaco. [siglo V a. C.]. Universitat de
València. ISBN 9788437014029.
 Aznar, Hugo (1999). Ética y periodismo. Códigos, estatutos y otros documentos
de autorregulación. Paidós.
 Badiou, Alain (1993). La Ética. Ensayo sobre la conciencia del Mal.
 Bello Reguera, Gabriel (1997). La construcción ética del otro.
 Cortina, Adela (1986). Ética mínima.
 Eco, Umberto, y Carlo María Martini (1997). ¿En qué creen los que no creen?:
un diálogo sobre la ética en el fin del milenio. Temas de Hoy. ISBN 978-84-
7880-876-2.
 Waked, Georges (2008). La subjetividad en la ética.
 Vallverdú, Jordi (2007). Una ética de las emociones.
 López Aranguren, José Luis (1958). Ética.
 MacIntyre, Alasdair (2006). Historia de la ética. ISBN 978-84-493-1930-3.
 Marina, José Antonio (1995). Ética para náufragos.
 Millán-Puelles, Antonio (1994). La libre afirmación de nuestro ser. Una
fundamentación de la ética realista. Madrid: Rialp. ISBN 84-321-3028-1.
 Muguerza, Javier (1990). Desde la perplejidad.
 Zavadivker, Nicolás (2004). Una ética sin fundamentos.
 Maliandi, Ricardo (2004). Ética: conceptos y problemas.
 Zavadivker, Nicolás (comp.) (2008). La ética en la encrucijada.
 Rachels, James (2007). Introducción a la filosofía moral.