Vous êtes sur la page 1sur 12

Universidad de Guayaquil

Facultad de Ciencias Matemáticas y Físicas


Escuela de Ingeniería Civil

OPTATIVA I
Tema: 25.4 Longitudes de Desarrollo, ACI-318
Integrantes:

 ANDRADE MEJÍA TITO ANDRÉS


 BARCIA FLORES MIRKO FABRICIO
 MORÁN MACAY ÁLVARO ANDRÉS
 NOGALES DELGADO PIERINA MARCELA
 VALLEJO CARRIEL CARLOS ANDRÉS

Docente:
ING. FABIÁN CÁRDENAS

Grupo:
1A

Guayaquil – Ecuador.
25.4 Longitudes de Desarrollo
DESARROLLO DEL REFUERZO
25.4.1 Generalidades

25.4.1.1 La tracción o compresión calculada en el refuerzo en cada sección de un miembro


debe ser desarrollada hacia cada lado de dicha sección mediante una longitud embebida
en el concreto, gancho, barra corrugada con cabeza o dispositivo mecánico, o una
combinación de ellos.
El concepto de longitud de desarrollo se basa en el esfuerzo de adherencia obtenible sobre
la longitud embebida del refuerzo .Las longitudes de desarrollo especificadas se
requieren, en gran medida, por la tendencia de las barras sometidas a esfuerzos altos a
fisurar el concreto que restringe la barra cuando las secciones de concreto son
relativamente delgadas. Una barra individual embebida en una masa de concreto no
necesita una longitud de desarrollo tan grande; aunque una fila de barras, aun en concreto
masivo, puede crear un plano de debilidad presentándose fisuración longitudinal a lo largo
del plano de las barras. En la práctica, el concepto de longitud de desarrollo requiere
longitudes o extensiones mínimas del refuerzo más allá de todos los puntos de esfuerzo
máximo en el refuerzo.
25.4.1.2 Los ganchos y las barras corrugadas con cabeza no se deben emplear para
desarrollar barras en compresión.
25.4.1.3 Las longitudes de desarrollo no requieren de un factor de reducción de
resistencia.
25.4.1.4 Los valores de c f usados para calcular la longitud de desarrollo no deben
exceder de 100 lb./pulg.2.

25.4.2 Desarrollo de barras corrugadas y alambres corrugados en tracción

25.4.2.1 La longitud de desarrollo para barras corrugadas y alambre corrugado en


tracción, ld , debe ser la mayor de (a) y (b):
(a) La longitud calculada de acuerdo con 25.4.2.2 ó 25.4.2.3 usando los factores de
modificación de 25.4.2.4
(b) 12 pulg.
25.4.2.2 Para barras corrugadas o alambres corrugados, d debe calcularse de acuerdo
a la Tabla 25.4.2.2.
25.4.2.3 Para barras corrugadas y alambres corrugados ld debe ser:
En donde el término de confinamiento (cb+ ktr)/db no debe tomarse mayor a 2.5 y
n donde n es el número de barras o alambres que se empalman o desarrollan dentro del
plano de hendimiento. Se puede usar ktr como una simplificación de diseño aún si hay
refuerzo transversal presente.
25.4.2.4 Para el cálculo de ld , los factores de modificación deben cumplir con la Tabla
25.4.2.4.

25.4.3 Desarrollo de ganchos estándar en tracción

El estudio de las fallas de barras con gancho indica que la separación del recubrimiento
de concreto en el plano del gancho es la causa principal de falla, y que el hendimiento se
origina en la parte interior del gancho, donde las concentraciones locales de esfuerzo son
muy elevadas.
Por lo tanto, el desarrollo del gancho es función directa del diámetro de barras, b d , el
cual controla la magnitud de los esfuerzos de compresión sobre la cara interior del gancho.
Sólo se consideran ganchos estándar (véase 25.3.1) y la influencia de radios de doblado
mayores no puede ser evaluada mediante 25.4.3. Los requisitos de anclaje de barras con
gancho dan la longitud total embebida de la barra con gancho, como se muestra en la
Tabla 25.3.1. La longitud de desarrollo dh  se mide desde la sección crítica hasta el
extremo exterior (o borde) del gancho. Los factores de modificación debido al efecto de
la resistencia a la fluencia de la barra, refuerzo en exceso, concreto liviano, así como
factores que reflejan la resistencia al hendimiento proporcionada por el confinamiento
con concreto o por estribos transversales se basan en las recomendaciones de ACI 408.1R
y Jirsa et al. (1979).
A diferencia de la longitud de desarrollo para una barra recta, no se hace distinción alguna
para su ubicación en el concreto fresco.

El factor e que refleja los efectos del revestimiento epóxico se basa en los ensayos
(Hamad et al. 1993) que muestran que la longitud de desarrollo para barras con gancho
debe incrementarse en un 20 por ciento para tomar en consideración la reducción en la
adherencia cuando el refuerzo está recubierto con epóxico. El factor r de refuerzo de
confinamiento se basa en ensayos (Jirsa and Marques 1975) que indican que los estribos
espaciados cerca colocados en las cercanías de la zona del doblez en barras con ganchos
son muy efectivos para confinar la barra con gancho. En la práctica de la construcción
esto no es siempre posible. Los casos en que se puede usar los factores de modificación
r se muestran en las Figuras R25.4.3.2(a) y R25.4.3.2 (b). La Fig. R25.4.3.2(a) muestra
la ubicación de los estribos perpendiculares a la barra que se está desarrollando,
espaciados a lo largo de la longitud de desarrollo, dh  , del gancho. La Fig. R25.4.3.2(b)
muestra la ubicación de los estribos paralelos a la barra que se está desarrollando,
espaciados a lo largo del gancho y el doblez de la barra. Esta última configuración es
típica en un nudo viga columna.
Los ganchos de barras son especialmente susceptibles a fallas por hendimiento del
concreto, cuando los recubrimientos, tanto lateral (medido perpendicular al plano del
gancho) como superior o inferior (medido en el plano del gancho) son pequeños (véase
la Fig. R25.4.3.3). Cuando el confinamiento proporcionado por el concreto es mínimo, el
confinamiento proporcionado por estribos es esencial, especialmente cuando debe
desarrollarse la resistencia completa de una barra con gancho con un recubrimiento tan
pequeño. Algunos casos típicos en que los ganchos requieren estribos para confinamiento
son los extremos de vigas simplemente apoyadas, en el extremo libre de voladizos y en
los extremos de miembros que concurren a un nudo, cuando esos miembros no continúan
más allá del nudo. En contraste, cuando los esfuerzos calculados en las barras son bajos,
de manera que no es necesario el gancho para anclaje, no son necesarios los estribos. Las
disposiciones de esta sección no aplican a barras con gancho en extremos discontinuos de
losas donde el confinamiento es proporcionado por la continuidad de losa a ambos lados
normales al plano del gancho.
25.4.4 Desarrollo de barras corrugadas con cabeza en tracción
La tracción o compresión calculada en el refuerzo debe ser desarrollada hacia cada lado
de la sección mediante un gancho, barra corrugada con cabeza o un dispositivo mecánico,
o una combinación de ambos. En la práctica, y para tener mayor anclaje, la longitud de
los ganchos de desarrollo cubre todo el alto de la sección, restando los recubrimientos.

En esta sección el desarrollo describe casos en que la


fuerza en la barra es transferida al concreto, a través de
la combinación de una fuerza de apoyo en la cabeza y
fueras de adherencia a lo largo de la barra.

Las barras con cabeza se limitan a aquellos tipos que


cumplen con los requisitos de Clase HA de la norma
ASTM A970 debido a la gran cantidad de métodos para colocarle la cabeza a la barra,
algunos de los cuales generan obstrucciones significativas o interrupciones del corrugado
de la barra.

El uso de cabezas para desarrollar las barras corrugadas en tracción debe quedar
limitado a condiciones que cumplan con (a) hasta la (f):

(a) El fy de la barra no debe exceder de 60,000 lb./pulg².


(b) El tamaño de la barra no debe ser mayor de No. 11 (1-3/8”) ó 36M (36 mm).
(c) El concreto debe ser de peso normal.
(d) El área neta de apoyo de la cabeza Abrg debe ser al menos 4Ab.
(e) El recubrimiento libre para la barra no debe ser menor de 2db.
(f) El espaciamiento libre entre las barras debe ser al menos 4db.

Cuando se colocan barras con cabeza ubicadas muy cerca unas de otras, existe la
posibilidad de una falla por arrancamiento del concreto.
 La falla puede evitarse proporcionando una longitud de embebido igual o mayor
a d/ 1.5
 Falla por arrancamiento del concreto evitada en el nudo usando refuerzo
transversal para habilitar un mecanismo puntal-tensor.

25.4.5 Desarrollo de las barras corrugadas ancladas mecánicamente en tracción

Se permite cualquier fijación o dispositivo mecánico capaz de desarrollar el f y de las


barras corrugadas, siempre que esté aprobado por la autoridad competente. El anclaje de
refuerzo corrugado por medio de dispositivos mecánicos dentro del concreto puede ser
usado si los ensayos demuestran la habilidad de la cabeza y del sistema de la barra para
desarrollar o anclar la fuerza deseada en la barra.
25.4.6 Desarrollo de refuerzo electrosoldado de alambre corrugado en tracción
25.4.6.1 La longitud de desarrollo del refuerzo electrosoldado de alambre corrugado en
tracción, ld , medida desde la sección crítica hasta el extremo del alambre, debe ser la
mayor de (a) y (b), y los alambres en la dirección de la longitud de desarrollo deben ser
alambres corrugados D31 o menores.
(a) Longitud calculada de acuerdo a 25.4.6.2.
(b) 8 pulg.
25.4.6.2 Para el refuerzo electrosoldado de alambre corrugado, ld debe calcularse de
acuerdo con 25.4.2.2. ó 25.4.2.3, multiplicado por un factor para refuerzo electrosoldado
de alambre, yw , obtenido de acuerdo con 25.4.6.3 ó 25.4.6.4

25.4.6.3 Para el refuerzo electrosoldado de alambre corrugado con al menos un alambre


transversal dentro de ld y a una distancia no menor de 2 pulg. de la sección crítica, w
debe tomarse como el mayor de (a) o (b), sin que haya necesidad de que exceda la unidad
(1.0):
25.4.6.4 Para refuerzo electrosoldado de alambre corrugado sin alambres transversales
dentro de ld o con un alambre transversal único a menos de 2 pulg. de la sección crítica,
ld debe tomarse como la unidad (1.0).

25.4.6.5 Cuando algún alambre liso o alambres corrugados de tamaño mayor que D31 en
el refuerzo electrosoldado de alambre corrugado estén presentes en la dirección de la
longitud de desarrollo, el refuerzo debe desarrollarse de acuerdo con 25.4.7.

25.4.6.6 El refuerzo de alambre corrugado electrosoldado recubierto de zinc


(galvanizado) debe desarrollarse de acuerdo con 25.4.7.

25.4.7 Desarrollo de refuerzo electrosoldado de alambre liso a tracción


25.4.7.1 Para la longitud de desarrollo del refuerzo electrosoldado de alambre liso a
tracción, la longitud ld medida desde la sección crítica hasta el alambre transversal más
alejado, debe ser la mayor de (a) y (b) y requiere un mínimo de 2 alambres transversales
dentro de ld .
(a) Longitud calculada de acuerdo con 25.4.7.2
(b) 6 pulg.

25.4.7.2 ld debe determinarse como el mayor de (a) y (b):

(a) espaciamiento de los alambres transversales + 2 pulg.

(b) donde s es el espaciamiento entrelos alambres a desarrollarse y x está


dado en la Tabla
25.4.2.4.

25.4.8 Desarrollo de torones de preesforzado de siete alambres a tracción


Los requisitos de desarrollo de torones de preesforzado pretenden proporcionar integridad
a la adherencia para la resistencia del miembro. Las disposiciones se basan en ensayos
efectuados en miembros de concreto de peso normal con un recubrimiento mínimo de 2
pulg.
Estos ensayos pueden no ser representativos del comportamiento del torón en concreto
con relación agua-material cementante baja y sin asentamiento. Los métodos de
colocación del concreto deben asegurar su consolidación alrededor del torón, con un
contacto total entre el acero y el concreto.
La adherencia del torón es función de varios factores, entre ellos: la configuración y la
condición superficial del acero, el esfuerzo en el acero, la altura del concreto debajo el
torón y el método empleado para transferir la fuerza del torón al concreto. Para casos
adheridos, se deben emplear procedimientos de control de calidad para confirmar que el
torón es capaz de desarrollar una adherencia adecuada (Rose and Russell 1997; Logan
1997).
El fabricante de concreto prefabricado puede confiar en la certificación del fabricante del
torón que confirme que el torón posee características de adherencia que cumplen con esta
sección.
25.4.9 Desarrollo de barras corrugadas y alambres corrugadas a compresión
25.4.10 Reducción de la longitud de desarrollo por exceso de refuerzo