Vous êtes sur la page 1sur 17

En lo principal, interponen querella criminal; en el primer otrosí, se tenga presente para los

efectos de la competencia del tribunal; en el segundo otrosí, proponen diligencias de


investigación; en el tercer otrosí, acreditan representación; en el cuarto otrosí, proponen forma
de notificación; y en el quinto otrosí, patrocinio y poder.

Sr. Juez de Garantía de Santiago (7°)

Jorge Bofill Genzsch y Daniel Praetorius Batalla, abogados, domiciliados para estos
efectos en Avenida Apoquindo número 3.472, piso 19, comuna de Las Condes, Santiago, en
representación convencional, según se acreditará, del Honorable Senador don José Andrés
Rafael Zaldívar Larraín, chileno, casado, abogado, cédula nacional de identidad número
3.244.592-6, domiciliado en Espoz número 5.346, comuna de Vitacura, Santiago, a S.S.
respetuosamente decimos:

De conformidad con lo dispuesto en los artículos 111 inciso segundo y siguientes del
Código Procesal Penal (“CPP”), deducimos querella criminal en contra de todos aquellos que
resulten responsables por los hechos que describiremos a continuación y que revisten las
características típicas del delito de violación de secretos previsto en el artículo 246 del Código
Penal (“CP”), sin perjuicio de la calificación jurídica que el Ministerio Público estime pertinente.
Solicitamos, asimismo, que S.S. declare esta querella admisible y la remita al Ministerio Público,
para que éste desarrolle una investigación destinada a acreditar la comisión de los hechos materia
de la misma, la responsabilidad criminal de los responsables, sean ellos autores, cómplices o
encubridores, se formalice la investigación a su respecto, se les acuse y se obtenga la condena al
máximo de las penas establecidas en la ley, todo ello con costas.

I. ANTECEDENTES DE HECHO

1. Con fecha 22 de noviembre del presente año, en el diario de circulación nacional “La Tercera”
en su edición impresa, se publicó en su portada como principal titular “Fiscalía investiga al
presidente del Senado por casos de cohecho” y en su interior, en las páginas 20 y 21, un reportaje
titulado “Andrés Zaldívar es indagado como imputado por caso de tráfico de migrantes y
cohecho”. La nota aparece firmada por el periodista don Felipe Díaz. Luego, en la bajada de la
noticia, se señala “La Fiscalía Centro Norte investiga a empresario por el ingreso de 32
ciudadanos chinos. Informe da cuenta de las conversaciones telefónicas del presidente del
Senado”.

2. En el mencionado reportaje se informó sobre una investigación penal llevada adelante por el
Fiscal Sr. Marcelo Carrasco, de la Fiscalía Centro Norte, por los delitos de tráfico de migrantes
1
y de cohecho, identificando como personas involucradas en los hechos, entre otros, al Hon.
Senador don Andrés Zaldívar.

3. Se indicó en el reportaje que, en el marco de dicha investigación, con fecha 9 de noviembre


del presente año, el Sr. Fiscal habría solicitado, como diligencia de investigación, al 7° Juzgado
de Garantía de Santiago, “continuar con el monitoreo de este teléfono del imputado senador
Andrés Zaldívar Larraín”.

4. A partir de lo anterior, se detalló el objeto de la referida investigación, señalándose, por


ejemplo, el contenido del escrito presentado por el Ministerio Público y de las interceptaciones
telefónicas realizadas hasta la fecha, así como los resultados del informe policial realizado a su
respecto.

5. Así, el reportaje indicó, entre otras cosas, en relación al escrito presentado por el Sr. Fiscal
que:

“El fiscal Carrasco detalla que se estableció también que Jofré 'se comunica
con el senador Andrés Zaldívar Larraín, en al menos tres oportunidades le
indica que se ha contactado con Carlos Appelgreen Balboltín, actualmente
director general de Asuntos Consulares e Inmigración, para revisar la gestión
que le encomendó, esto es, le habría pedido que revisara la situación de las
visas gestionadas por el imputado'.”1

6. En el mismo sentido, en el reportaje también se destacó, en relación al contenido de un


informe que no identificó, lo siguiente:

“El informe da cuenta de que ese mismo día, el 31 de octubre, llamó a la


Subsecretaría de Justicia para contactar a (Nicolás) Mena, pero no estaba. El
6 de noviembre 'Andrés Zaldívar recibe un llamado de ‘Nicolás’ (la PDI
vinculó el número a Mena), a quien luego de saludar le indica que le envió a
su email (sic) personal una terna para que la revise, porque le avisó a la
secretaria que este se lo iba a enviar. Nicolás responde que lo va a ver y
además le pregunta cómo le ha ido y quién siente que está compitiendo con
él, manifestando que él cree que sacará un 8% o un 10% en el Maule, luego
se despiden y finaliza la llamada'.”2

7. Como se desprende de los ejemplos transcritos resulta evidente que el reportaje contiene
antecedentes correspondientes a la investigación que, por expresa disposición legal, es secreta

1 La Tercera, Edición impresa, página 20.


2 La Tercera, Edición impresa, página 21.

2
para terceros ajenos a la misma, según lo dispone en el artículo 182 del CPP. Adicionalmente, se
trata de antecedentes relativos a una diligencia específica, cual es la interceptación telefónica a
imputados en la referida investigación, en cuya regulación se incluyen normas específicas
relativas a su secreto o resguardo respecto de terceros.

8. Es claro, entonces, que dicha obligación de secreto ha sido vulnerada en relación a la


investigación señalada, toda vez que el periodista que firma la noticia accedió a piezas de la
investigación, quien las divulgó a través de un medio de comunicación, aun cuando sólo podrían
haber tenido acceso a ella los funcionarios públicos competentes. Cabe mencionar a este
respecto que el Hon. Senador don Andrés Zaldívar Larraín no solamente no había intervenido
hasta ese momento en la investigación en cuestión, sino que además tomó conocimiento
informal de la existencia de la misma –en rigor, de “una investigación penal”- a raíz de una
llamada telefónica del periodista Sr. Díaz, la que tuvo lugar durante la tarde del día 21 de
noviembre en curso.

9. Tanto es así que la Ilustrísima Corte de Apelaciones de Santiago, solicitó al 7° Juzgado de


Garantía un “informe sobre la causa reservada” (énfasis agregado) de dicho Tribunal, según
fue publicado en la sección de noticias de la página del Poder Judicial 3. Lo anterior, pues en la
misma noticia se señaló que “[s]egún una denuncia del Ministerio Público, la causa tenía carácter
de reserva [...]”.

10. Es más, la gravedad de esta filtración ha sido reconocida por el propio Ministerio Público,
organismo que habría iniciado de oficio una investigación al respecto. Si bien se ha señalado
públicamente por autoridades del Ministerio Público que esta filtración de información relativa
a la investigación en curso se produjo desde el portal de tramitación del Poder Judicial 4, dicha
explicación no resulta plausible, pues aun cuando la información hubiese sido erróneamente
incorporada a dicho portal, para poder encontrarla era necesario tener conocimiento de la misma.
Por lo mismo, con independencia de las aseveraciones de fuentes del Ministerio Público en
cuanto a que la violación del secreto de funcionarios provendría del tribunal, deberá investigarse
también de qué manera tomó conocimiento de la misma el periodista Sr. Felipe Díaz y qué
funcionario público intervino en ello.

3 [online] Disponible en: http://www.pjud.cl/noticias-del-poder-judicial/-


/asset_publisher/kV6Vdm3zNEWt/content/corte-de-apelaciones-de-santiago-solicita-informe-sobre-causa-
reservada-del-7%C2%BA-juzgado-garantia?redirect=http%3A%2F%2Fwww.pjud.cl%2Fnoticias-del-poder-
judicial%3Fp_p_id%3D101_INSTANCE_kV6Vdm3zNEWt%26p_p_lifecycle%3D0%26p_p_state%3Dnormal
%26p_p_mode%3Dview%26p_p_col_id%3Dcolumn-2%26p_p_col_pos%3D1%26p_p_col_count%3D2
4 Según se señala en: [online] http://www.pjud.cl/noticias-del-poder-judicial/-
/asset_publisher/kV6Vdm3zNEWt/content/corte-de-apelaciones-de-santiago-solicita-informe-sobre-causa-
reservada-del-7%C2%BA-juzgado-garantia?redirect=http%3A%2F%2Fwww.pjud.cl%2Fnoticias-del-poder-
judicial%3Fp_p_id%3D101_INSTANCE_kV6Vdm3zNEWt%26p_p_lifecycle%3D0%26p_p_state%3Dnormal
%26p_p_mode%3Dview%26p_p_col_id%3Dcolumn-2%26p_p_col_pos%3D1%26p_p_col_count%3D2 y en:
http://www.biobiochile.cl/noticias/nacional/chile/2017/11/22/fiscalia-indagara-razones-por-las-que-diligencias-
a-andres-zaldivar-estaban-en-sitio-web.shtml

3
11. Lo precedente, por lo demás, resulta necesario, toda vez que, al día siguiente de la primera
publicación, con fecha 23 de noviembre, tanto las ediciones impresa como digital del diario La
Tercera volvieron a referirse a información secreta de la investigación, señalando en esta nueva
oportunidad lo que a continuación transcribimos:

“Los vínculos que unen a Rivera con la red investigada por el Ministerio
Público quedaron plasmados en un documento que el pasado viernes la fiscal
Ximena Chong ingresó al Séptimo Juzgado de Garantía de Santiago. Ahí, se
indica que el Ministerio Público ha seguido esta investigación desde junio del
presente año, y que gracias a la información obtenida a través del monitoreo
de los números telefónicos, utilizados por Álvaro Jofré Cabezas, Jing Wang y
Diego Rivera López, fue posible apreciar las coordinaciones entre estos,
quienes han realizado una serie de actividades reiteradas en el tiempo, a fin
de promover y facilitar con ánimo de lucro la entrada ilegal de ciudadanos
chinos a nuestro país”.

12. De esta manera, la noticia aludió a información contenida en un escrito distinto al


mencionado originalmente por el reportaje del día 22 de noviembre, y que habría sido presentado
ante el 7° Juzgado de Garantía de Santiago, al menos, una semana después.

13. Es por ello que resulta imperativo investigar cómo terceros ajenos a la investigación tuvieron
acceso a dicha información secreta, pues la filtración de dos escritos presentados en una causa
reservada y que dan cuenta de diligencias de investigación que también tienen, por mandato legal,
el mismo carácter de reservados, no pueden ser atribuidos, como se pretende, a un error
(reiterado) del Tribunal de S.S.

II. FUNDAMENTOS DE DERECHO

14. Los hechos previamente descritos configuran los elementos típicos del delito de violación de
secretos previsto y sancionado en el artículo 246 del CP, el cual dispone que:

“El empleado público que revelare los secretos de que tenga


conocimiento por razón de su oficio o entregare indebidamente
papeles o copia de papeles que tenga a su cargo y no deban ser
publicados, incurrirá en las penas de suspensión del empleo en sus grados
mínimo a medio o multa de seis a veinte unidades tributarias mensuales, o
bien en ambas conjuntamente.

4
Si de la revelación o entrega resultare grave daño para la causa
pública, las penas serán reclusión mayor en cualquiera de sus grados y multa
de veintiuno a treinta unidades tributarias mensuales.
Las penas señaladas en los incisos anteriores se aplicarán, según
corresponda, al empleado público que indebidamente anticipare en cualquier
forma el conocimiento de documentos, actos o papeles que tenga a su cargo
y que deban ser publicados (énfasis agregado)”.

15. En conclusión, no cabe duda alguna que la revelación de los antecedentes de la investigación
responde a la infracción de la obligación de reserva de funcionarios públicos, únicos con acceso
a dicha información.

16. Al respecto, cabe señalar que, como enunciábamos, esta obligación de reserva o secreto se
encuentra establecida en el artículo 182 del CPP, el que dispone lo siguiente:

“Las actuaciones de investigación realizadas por el ministerio público


y por la policía serán secretas para los terceros ajenos al procedimiento.
[…]
El fiscal podrá disponer que determinadas actuaciones, registros o
documentos sean mantenidas en secreto respecto del imputado o de los
demás intervinientes, cuando lo considerare necesario para la eficacia de la
investigación. En tal caso deberá identificar las piezas o actuaciones
respectivas, de modo que no se vulnere la reserva y fijar un plazo no superior
a cuarenta días para la mantención del secreto, el cual podrá ser ampliado por
el mismo período, por una sola vez, con motivos fundados. Esta ampliación
no será oponible ni al imputado ni a su defensa.
[…]
Los funcionarios que hubieren participado en la investigación y
las demás personas que, por cualquier motivo, tuvieren conocimiento
de las actuaciones de la investigación estarán obligados a guardar
secreto respecto de ellas (énfasis agregado)”.

17. Todo lo dicho se ve, además, reforzado para el caso de específico de la diligencia de
investigación relativa a las interceptaciones telefónicas, pues el artículo 224 del CPP que la regula,
señala:

“La medida de interceptación será notificada al afectado por la misma con


posterioridad a su realización, en cuanto el objeto de la investigación lo
permitiere, y en la medida que ello no pusiere en peligro la vida o la integridad

5
corporal de terceras personas. En lo demás regirá lo previsto en el artículo
182”.

18. Las normas recién transcritas y que establecen el secreto de la investigación tienen por objeto,
precisamente, evitar el menoscabo a la honra y dignidad de aquellos que tienen la calidad de
imputados en la causa. Así, consta en la Historia de la Ley N° 19.696:

“Se agregó, además, que el material del proceso penal, estrictamente, desde el
punto de vista del público, sigue siendo de acceso restringido, mientras no
sea transformado en actuaciones judiciales formales y bilaterales, que son
públicas. Su acceso está limitado a los intervinientes, en atención a la
protección del honor y de los intereses de aquéllos que están
amparados en el principio de inocencia (énfasis agregado)”5.

19. En atención a lo anterior, y a que, efectivamente, estamos ante un caso en el cual solamente
un funcionario público pudo ser quien entregara ilícitamente y con violación de los deberes de
su cargo a terceros ajenos al procedimiento, vulnerando su obligación de reserva y con ello
menoscabando la dignidad y la honra de un Honorable Senador de la República, quien se ha
enterado a través de medios de comunicación de una investigación en curso en la que él tiene la
calidad de imputado, es que solicitamos se inicie la investigación penal de estos delitos de manera
tal que se determine la identidad de el o los responsables.

POR TANTO,

en mérito de lo expuesto y de lo dispuesto en los artículos 111 y siguientes del Código Procesal
Penal y demás normas pertinentes y aplicables en la especie,

SÍRVASE S.S. tener por interpuesta querella criminal en contra de todos quienes resulten
responsables de los hechos descritos, constitutivos del delito de violación de secretos previsto y
sancionado en el artículo 246 del Código Penal, sin perjuicio de la calificación jurídica que el
Ministerio Público estime pertinente; admitirla a tramitación, y remitir estos antecedentes al
Ministerio Público, de modo que éste continúe desarrollando una investigación al efecto y, hecho
lo anterior, ejerza la acción penal pública de la manera prevista por la ley.

PRIMER OTROSÍ: Solicitamos a S.S. tener presente, con el objeto de determinar la


competencia de este tribunal, que el principio de ejecución del delito tuvo lugar en el Centro de
Justicia, ubicado en Pedro Montt 1.606, comuna de Santiago.

5 Historia de Ley N° 19.696, pág. 295.

6
SEGUNDO OTROSÍ: De conformidad a lo dispuesto en el artículo 113 letra e) del Código
Procesal Penal, solicitamos por intermedio de S.S., la realización de las siguientes diligencias de
investigación:
1. Se despache orden de investigar por los hechos expuestos en la presente querella a la Brigada
de Investigación Criminal de la Policía de Investigaciones de Chile.
2. Se cite a prestar declaración a don Felipe Díaz, periodista del Diario La Tercera.
3. Se cite a prestar declaración al fiscal Sr. Marcelo Carrasco, de la Fiscalía Centro Norte.

TERCER OTROSÍ: Solicitamos a S.S. tener por acompañada copia de la escritura pública
otorgada en la Décima Octava Notaría de Santiago, de don Patricio Zaldívar Mackenna, con
fecha 22 de noviembre de 2017, bajo el repertorio N° 19.341/2017, en la que consta nuestra
personería para representar al Hon. Senador don José Andrés Rafael Zaldívar Larraín.

CUARTO OTROSÍ: Solicitamos a S.S. que para efectos de lo previsto en el artículo 31 del
Código Procesal Penal, notificar a este interviniente de todas las resoluciones que dicte en este
procedimiento mediante correo electrónico, a las siguientes direcciones: jbofill@bofillescobar.cl,
dpraetorius@bofillescobar.cl, ltriviño@bofillescobar.cl y vjelvez@bofillescobar.cl.

QUINTO OTROSÍ: Solicitamos a S.S. tener presente que en nuestra calidad de abogados
habilitados para el ejercicio de la profesión, asumimos personalmente el patrocinio de la presente
causa, la que conduciremos personalmente, sin perjuicio de lo cual conferimos poder a las
abogadas habilitadas para el ejercicio de la profesión doña Silvia Libertad Triviño Alvarado y
doña Valeria Jelvez Gallegos, de nuestro mismo domicilio, quienes podrán actuar en forma
conjunta o separada, indistintamente, en todas las actuaciones de este procedimiento.

Jorge Firmado Daniel Firmado digitalmente


digitalmente por por Daniel Praetorius
Guillermo Jorge Guillermo Praetorius Batalla
Fecha: 2017.11.27
Bofill Bofill Genzsch
Fecha: 2017.11.27 Batalla 18:07:09 -03'00'

Genzsch 14:43:23 -03'00'

Valeria Firmado
Silvia Firmado
digitalmente por digitalmente por
Constanza Valeria Constanza Libertad Silvia Libertad
Jelvez Jelvez Gallegos
Fecha: 2017.11.27
Triviño Triviño Alvarado
Fecha: 2017.11.27
Gallegos 14:42:29 -03'00' Alvarado 15:26:03 -03'00'
7