Vous êtes sur la page 1sur 4

Cambio climático y la reforestacion

¿ LA REFORESTACION RESOLVERA O NO EL CAMBIO CLIMÁTICO?

Reforestación no resolverá problema del cambio climático, según estudio

Aunque se reforestara el 100% de tierras cultivadas del mundo, solo se reduciría el


calentamiento global en 0,45 C°, indica la investigación

Los bosques son grandes consumideros de CO2, tal vez por eso múltiples iniciativas
plantearon reforestar el planeta con el fin de darle batalla a un enemigo común: el cambio
climático. Sin embargo, un reciente estudio publicado en la revista “Nature Geoscience” afirma
que esta no sería la manera de contrarrestar sus efectos y que estas acciones tendrían un
impacto limitado.

Dos científicos canadienses desarrollaron 5 modelos de reforestación proyectados para los


próximos 50 años. Los expertos analizaron los efectos de la reforestación en los suelos, el aire
y el agua. El resultado fue poco alentador: aunque todas las tierras cultivadas del mundo
fuesen reforestadas, eso solo bastaría para reducir el calentamiento global en 0,45 ºC en el
periodo 2081-2100.

Lo que sucede es que se necesitan décadas para que los bosques sean suficientemente
viejos como para captar el CO2 que queda estancado en la atmósfera.

Sin embargo, los estudios indican que, para hacerle frente al calentamiento global, reforestar
las zonas tropicales es 3 veces más eficaz que hacerlo en latitudes más elevadas y en
regiones con climas templados.

Hay que tener en cuenta que esto no quiere decir que seguir el camino inverso (es decir,
deforestar) es inocuo para la naturaleza. La deforestación, principalmente en las selvas
tropicales, es causante de entre el 10% y el 20% de las emisiones de gases de efecto
invernadero.
Bosques tropicales

Vivek Arora, de la Universidad de Victoria en Canadá, y Alvaro Montenegro, de la Universidad


de St. Francis Xavier también en Canadá, desarrollaron cinco modelos de reforestación
durante 50 años, de 2011 a 2060.

Los científicos examinaron sus efectos en el suelo, el agua y el aire si la temperatura de la


superficie terrestre aumentase 3º C en 2100 respecto a los niveles preindustriales de 1850.
.
El resultado demuestra que incluso si todas las tierras
cultivadas del mundo fuesen reforestadas, eso sólo bastaría para
reducir el calentamiento global en 0,45º C en el periodo 2081-2100.

Esto se explica en particular porque se necesitan décadas para


que los bosques sean suficientemente viejos para captar el CO2 que
queda estancado durante siglos en la atmósfera.
Una reforestación del 50% de las tierras cultivadas sólo
provocaría una limitación del alza de la temperatura de 0,25º C.

Evidentemente, ninguna de estas proyecciones es realista, dado


que las tierras cultivadas son esenciales para alimentar al
planeta, donde en 2050 vivirán unos 9.000 millones de personas.

Según los otros tres modelos, reforestar las zonas tropicales


es tres veces más eficaz para "evitar el calentamiento" que
hacerlo en latitudes más elevadas y en regiones templadas
.
Los bosques son más oscuros que las tierras cultivadas y por lo
tanto absorben más calor. Plantar bosques en un suelo cubierto de
nieve o de cereales de color claro disminuye el denominado efecto
"albedo", que refleja la luz del Sol hacia el espacio.
"La reforestación en sí no es un problema, es positiva, pero
nuestras conclusiones indican que no es una herramienta para
controlar la temperatura si se siguen emitiendo gases de efecto
invernadero como se hace actualmente", declaró Montenegro a la AFP.
"La reforestación no puede sustituir la reducción de emisiones
de gases de efecto invernadero", afirma el estudio.
La deforestación, principalmente en las selvas tropicales, es
causante de entre el 10 por ciento y el 20 por ciento de las
emisiones de gases de efecto invernadero.
Primer proyecto de reforestación reconocido en el mercado internacional de bonos de carbono
es peruano

El haber capturado cerca de 169 mil 971 toneladas de carbono (CO2) en 30 años con la
reforestación de 919 hectáreas donde se plantaron especies nativas de valor comercial,
permitió al proyecto Campo Verde, que lleva adelante la empresa Bosques Amazónicos,
convertirse en el primero en ser reconocido internacionalmente en el mercado voluntario de
carbono.

La iniciativa, que se encuentra localizada a 46 kilómetros de la ciudad de Pucallpa, región de


Ucayali, ha recibido la acreditación de una de las pocas certificadoras mundiales del mercado
voluntario de carbono, TÜV SÜD.

Del mismo modo, el proyecto, que en su totalidad contempla la reforestación de 18 mil 900
hectáreas a mediano plazo, ha recibido el respaldo del Ministro del Ambiente, Antonio Brack
Egg, quien sostiene que iniciativas como esta deben replicarse para lograr el desarrollo
sostenible de la Amazonía peruana.

“El Ministerio del Ambiente respalda las iniciativas de reforestación ya que van en una de las
líneas prioritarias del MINAM, que consiste en la protección de 55 millones de hectáreas de
bosques amazónicos. La destrucción de los bosques debido a la agricultura migratoria y a la
tala indiscriminada de madera no debe darse más en la visión estratégica de desarrollo para
nuestra Amazonía” señaló al respecto el titular del sector.

Asimismo, Brack refirió que proyectos como Campo Verde, que promueven la reforestación,
contribuyen a reparar parte del daño hecho en el mundo por la deforestación, ayudando a
mitigar el cambio climático, gracias a que los árboles absorben y almacenan dióxido de
carbono desde la atmósfera de una forma natural y eficiente.

Este es un servicio ambiental que ofrece una oportunidad de bajo costo para contrarrestar las
emisiones del CO2 de las grandes industrias, destacó.

Cabe precisar que Bosques Amazónicos y la Asociación para la Investigación y el Desarrollo


(AIDER) emprendieron actividades de reforestación en el área del proyecto con especies
nativas tales como caoba, tahuari, marupa, shihuahuaco y guaba, que además de capturar
gases de efecto invernadero, formarán corredores biológicos entre diferentes ecosistemas
forestales en la región, favoreciendo la recuperación del hábitat de las especies e
incrementando la biodiversidad del área reforestada.

Sobre el reconocimiento, el gerente general de la empresa, Jorge Cantuarias, dijo que en


Bosques Amazónicos se sienten orgullosos de ser reconocidos como el primer proyecto de
captura de carbono a nivel mundial que utiliza especies nativas de valor comercial para la
reforestación.

“Queremos expandir este modelo de manejo sostenible de bosques a otras áreas en Perú y
países vecinos”, puntualizó.