Vous êtes sur la page 1sur 10

UNIVERSIDAD CATOLICA “LOS ANGELES DE

CHIMBOTE”- ULADECH
..

FACULTAD DE CIENCIAS CONTABLES, FINANCIERAS Y


ADMINISTRATIVAS
ESCUELA PROFESIONAL DE ADMINISTRACION

CURSO:

AUDITORIA ADMINISTRATIVA

CICLO:

IX

ALUMNO:

VALVERDE CAYCHO LUIS ENRIQUE

YACTA VIDAL MIGUEL ANGEL


¿Qué es un Informe final de auditoría?
El informe de auditoría es la culminación del trabajo realizado por el auditor. Representa
el aspecto crítico del proceso de la auditoría, porque es la representación visible en que
los extraños pueden confiar.

Es una opinión formal, o renuncia de los mismos, expedido por un auditor interno o por
un auditor externo independiente como resultado de una auditoría interna o externa o
evaluación realizada sobre una entidad jurídica o sus subdivisiones (llamado "auditado").
El informe es presentado posteriormente aun "usuario" (por ejemplo, un individuo, un
grupo de personas, una empresa, un gobierno, o incluso el público en general, entre
otros) como un servicio de garantía para que el usuario pueda tomar decisiones basadas
en los resultados de la auditoría.

Un informe de auditoría se considera una herramienta esencial para informar a los


usuarios de la información financiera, sobre todo en los negocios. Debido a que muchos
terceros usuarios prefieren, o incluso requieren información financiera certificada de un
auditor externo independiente, muchos de los auditados confían en los informes de
auditoría para certificar su información con el fin de atraer a los inversores, obtener
préstamos, y mejorar la apariencia pública.

El informe de auditoría debe mostrar claramente el alcance del trabajo realizado y la


responsabilidad que asume el auditor en cuanto a la razonabilidad de los estados
financieros.

Importancia

El Informe final de auditoría, reviste gran Importancia, porque suministra a


la administración de la empresa, información sustancial sobre su proceso administrativo,
como una forma de contribuir al cumplimiento de sus metas y objetivos programados.
El Informe a través de sus observaciones, conclusiones y recomendaciones, constituye el
mejor medio para que las organizaciones puedan apreciar la forma como están operando.
En algunas oportunidades puede ocurrir que, debido a un descuido en su preparación, se
pierde la oportunidad de hacer conocer a la empresa lo que realmente desea o necesita
conocer para optimizar su administración, a pesar de que se haya emitido un voluminoso
informe, pero inadvertidamente puede estar falto de sustentación y fundamento
adecuado; en consecuencia su contenido puede ser pobre; con esto queremos hacer
resaltar el hecho de que, el Informe debe comunicar información útil para promover la
toma de decisiones. Lamentablemente esto no se logrará si el informe revela pobreza de
expresión y no se aportan comentarios constructivos.

Objetivos del informe de auditoría


El informe de auditoría financiera tiene como objetivo general expresar una opinión
técnica de las cuentas anuales en los aspectos significativos o importantes, sobre si éstas
muestran la imagen fiel del patrimonio, de la situación financiera y del resultado de sus
operaciones, así como de los recursos obtenidos y aplicados durante el ejercicio.

Específicamente podemos mencionar los siguientes objetivos:

 Informar con veracidad los hechos evaluados


 convencer al auditado del hecho presentado
 hacer recomendaciones apropiadas
 presentar alternativas

Tipos de informes de auditoría


 Dictamen sin salvedad: Declara que los estados financieros presentan
razonablemente en todos sus aspectos substanciales, la situación financiera, los
resultados de operaciones y los movimientos del efectivo de conformidad con los
principios de contabilidad de aceptación general.

 Dictamen con salvedad: Declara que excepto por el o los efectos a que se refiere la
salvedad , los estados financieros presentan razonablemente, en todos sus
aspectos substanciales la situación financiera, los resultados de operaciones y los
movimientos del efectivo de conformidad con los principios de contabilidad de
aceptación general.
 Dictamen opinión adversa: Se expresa cuando a juicio del auditor los estados en
conjunto no presentan razonablemente la situación financiera, ni los resultados de
operación ni los movimientos del efectivo, de conformidad con los principios de
contabilidad de aceptación general

Características

Requisitos básicos para su preparación

 Claridad y simplicidad: la claridad y simplicidad, significan introducir sin mayor


dificultad en la mente del lector del informe, lo que el Auditor ha escrito o pensó
escribir. A veces lo que ocasiona la deficiencia de claridad y simplicidad del informe
es precisamente la falta de claridad en los conceptos que el Auditor tiene en
mente, es decir, no hay una cabal comprensión de lo que realmente quiere
comunicar, asimismo cuando el Informe está falto de claridad, puede dar lugar a
una doble interpretación, ocasionando de este modo que, se torne inútil y pierda
su utilidad. El Auditor Evitará el uso de un lenguaje técnico, exuberante o
impreciso, ser muy breve, incluir mucho detalle y utilizar palabras simples,
familiares al lector, es decir, escribirá en el idioma que el lector entiende.

 Exactitud: la exactitud, es esencial en todo Informe, no solamente en lo referente


a cifras, sino en cuanto a hechos. El contenido del Informe debe estar sustentado
en evidencias susceptibles de ser demostradas en cualquier circunstancia; por
consiguiente el Informe no debe contener conceptos errados. Se debe presentar
información digna de creencia y confiabilidad, es decir que no genere duda,
porque si esto último ocurriera, el Informe perdería su validez y como
consecuencia podría devenir en demérito para el profesional.

 Concisión: el hecho de que un Informe sea conciso, no significa que su contenido


sea corto, lo que se quiere es que su contenido sea breve, ya que
muchos informes pueden ser amplios porque las circunstancias así lo requieren;
sin embargo no deben incluir hechos impertinentes, superfluos o insignificantes.
No debe contener conceptos que no ayudan a entender el tema principal del
informe, es decir, no debe incluir demasiado detalle que afecte
el concepto principal del informe. Es oportuno considerar que, por lo general el
informe debe ser conciso como los que se presentan al Directorio y más detallado
cuanto se presenta a otros niveles inferiores.

 Oportunidad: deben ser oportunos, de modo tal que la administración de la


empresa pueda tomar acción inmediata; aún cuando la auditoría no haya sido
concluida, debe informarse a tiempo para que se vaya apreciando el progreso
alcanzado y dar a conocer los hechos sobresalientes, porque de otra forma, los
informes atrasados pierden valor a pesar de hubieran sido muy bien preparados;
en consecuencia los asuntos pendientes de solución que ocasionan demoras,
deben tratarse a su debido tiempo durante el trabajo de campo; y, es preferible
sacrificar la forma de su presentación, en beneficio de la oportunidad, en casos
especiales.

 Utilidad: El Informe es útil cuando informa lo que la empresa solicitó, es decir, si


el contrato fue examinar el área de ventas, pues debemos informar sobre esa área,
de tal manera que la empresa conozca la situación, los problemas, las
conclusiones, recomendaciones y otros aspectos de interés; esto es justamente lo
que el informe debe satisfacer realmente para que la empresa pueda tomar
decisiones adecuadas y, en consecuencia se aprecie la utilidad del informe; sobre
el particular, es bueno recalcar que toda deficiencia comentada, debe ir
acompañada de su correspondiente recomendación.

 Tono Constructivo: el Informe, debe tener un tono constructivo apropiado a la


circunstancia para la cual fue solicitado, con esto queremos significar que, deben
tomarse en consideración las virtudes de la cortesía y el respeto; además no deben
menospreciarse los métodos de trabajo o cualquier accionar del cliente, no debe
utilizarse jerga y, es preferible omitir el nombre de las personas involucradas e
indicar solamente sus cargos. Deberá tenerse cuidado en seguir una misma forma
de redacción a lo largo de todo el informe; generalmente se escribe en tercera
persona; y los títulos o encabezamientos de las observaciones deben llamar la
atención hacia una inmediata corrección o acción de parte de la empresa auditada.

 Sustentación adecuada: el Informe debe basarse en evidencias, las mismas que


deben estar amparadas en documentos, pruebas u otros elementos de juicio
objetivos, que permitan demostrar la validez de las observaciones; así mismo esa
objetividad debe incluir una clara diferenciación entre lo que son: hechos,
opiniones y, declaraciones.

 Integridad: no debe emitirse informes por separado, de otros especialistas;


además debe contener todos los elementos o partes que lo integran, desde
la introducción hasta las recomendaciones, con el fin de tener una información
completa.

Riesgos del informe de auditoría


El riesgo en auditoría, significa que el auditor acepta cierto nivel de incertidumbre al
realizar su tarea. Significa el riesgo de que el auditor dé una opinión de auditoría
inapropiada cuando los estados contables están elaborados en forma errónea de una
manera importante.
Esta incertidumbre está relacionada con:

 La calidad y competencia de las evidencias


 La eficacia de las actividades de control
 La presentación de los estados contables

Los riesgos que debe enfrentar el auditor en su trabajo, afectan la planificación de la


auditoría, de allí la importancia de poder reconocerlos y medirlos previamente a esta
etapa.

El riesgo de auditoría tiene tres componentes

 Riesgo inherente: es la susceptibilidad del saldo de una cuenta o clase de


transacciones a una representación errónea que pudiera ser de importancia
relativa, individualmente o cuando se agrega con representaciones erróneas en
otras cuentas o clases, asumiendo que no hubo controles internos relacionados.

 Riesgo de control: es el riesgo de que una representación errónea que pudiera


ocurrir en el saldo de cuenta o clase de transacciones y que pudiera ser de
importancia relativa individualmente o cuando se agrega con representaciones
erróneas en otros saldos o clases, no sea prevenido o detectado y corregido con
oportunidad por los sistemas de contabilidad y de control interno.

 Riesgo de detección: es el riesgo de que los procedimientos sustantivos de un


auditor no detecten una representación errónea que existe en un saldo de una
cuenta o clase de transacciones que podría ser de importancia relativa,
individualmente o cuando se agrega con representaciones erróneas en otros
saldos o clases.

Factores determinantes del informe


final de auditoría
No existe un formato específico del informe final de auditoría pero existen esquemas
recomendados con los requisitos mínimos aconsejables respecto a estructura y contenido.
El orden y la forma del Informe pueden variar de acuerdo con la creatividad y estilo de los
auditores.
Los puntos esenciales de un Informe de Auditoría son:

1- Identificación del Informe: el título del Informe deberá identificarse como objeto de
distinguirlo de otros informes.

2- Identificación del Cliente: debe identificarse a los destinatarios y a las personas que
efectúen el encargo.

3- Identificación de la Entidad auditada: Identificación de la entidad objeto de la Auditoría


Informática.

4- Objetivos de l

a Auditoría Informática: declaración de los objetivos de la Auditoría para identificar su


propósito, señalando los objetivos incumplidos.

5- Normativa aplicativa y excepciones: identificación de las normas legales y profesionales


utilizadas, así como las excepciones significativas de uso y el posible impacto en los
resultados de la Auditoría.

6- Alcance de la Auditoría: concretar la naturaleza y extensión del trabajo realizado: área


organizativa, período de auditoría, sistemas de información, señalando limitaciones del
alcance y restricciones del auditado.

7- Conclusiones: Informe corto de opinión.

Obligaciones legales del informe final


de auditoría
El resultado final del auditor es un informe mediante el cual pone en conocimiento, a las
personas interesadas, los resultados de su investigación y la opinión que se ha formado. A
través de este informe él público y el cliente se dan cuenta del trabajo del auditor. La
importancia que adquiere el informe tanto para el auditor como para su cliente hace
necesario que también se establezcan normas que regulen la calidad y requisitos mínimos
del informe; esas normas son:

1. Los auditores internos deben informar sobre los resultados obtenidos en su


trabajo de auditoría emitiendo un informe escrito y firmado, una vez concluido el
examen de auditoría.
2. Los informes intermedios emitidos podrán ser escritos o verbales y podrán ser
comunicados formal o informalmente.

3. Los informes intermedios se podrán utilizar para transmitir a) información que


requiera atención inmediata, b) para comunicar un cambio en el alcance de la
auditoría de la actividad que se está revisando o c) para mantener informada a la
Gerencia del desarrollo de una auditoría cuando esta se prolongue durante un
dilatado periodo de tiempo. El uso de informes intermedios no reduce ni elimina la
necesidad de emitir un informe final.

4. Podrá ser conveniente emitir informes resumidos, que destaquen los resultados de
la auditoría, para aquellos niveles de Gerencia superiores jerárquicamente al
responsable del área auditada. Estos resúmenes podrán emitirse separada o
conjuntamente con el informe final.

5. El término «firmado» significa que la firma, en el informe, del auditor interne


autorizado, debe ser autógrafa. Otra alternativa es que la firmar aparezca en la
carta de envío del informe. El auditor interne autorizado para firmar el informe
debe ser designado por el responsable del departamento de auditoría interna.

6. Si los informes de auditoría se distribuyen por medios electrónicos, se debe


mantener una versión firmada del informe en el archivo del departamento de
Auditoría Interna.

7. El auditor interno deberá discutir las conclusiones y las recomendaciones con los
niveles directivos apropiados, antes de emitir el informe final escrito.

8. la discusión de las conclusiones y recomendaciones se realiza generalmente


durante el desarrollo de la auditoría y/o en reuniones posteriores a su finalización
(entrevistas finales). Otra técnica consiste en la revisión del borrador de los
informes de auditoría por el responsable de cada área auditada. Estas discusiones
y revisiones se efectúan para asegurar que no ha habido errores o incorrectas
interpretaciones de los hechos, al proporcionar al auditado la oportunidad de
aclarar detalles concretes y expresar su punto de vista sobre las observaciones,
conclusiones y recomendaciones.

9. Aunque el nivel de los participantes en las discusiones y revisiones podrá variar,


dependiendo de las organizaciones y de la naturaleza del informe, generalmente
en estas revisiones deben participar aquellas personas conocedoras del detalle de
las operaciones y aquellas que puedan autorizar la puesta en marcha de la acción
correctiva.
10. Cumplir con los requisitos básicos para su preparación.