Vous êtes sur la page 1sur 2

ANÁLISIS DE SENTENCIA DEL TRIBUNAL CONSTITUCIONAL

Expediente: 263-2012-AA/TC
Demandante: Edgard Jorge Peralta Arapa
Demandado: Tienda Libre Abordo Perú S.A.C.
Materia: Reposición por despido arbitrario

ANTECEDENTES:
El Demandante sostiene que, fue despido con carta del 21 de noviembre de 2008, luego de haber
mantenido vínculo laboral con la Demandada desde el 01 de octubre de 2005, bajo contratos
encubiertos de Locación de Servicios hasta el 01 de abril de 2008, momento en el que ingresó a
planilla sin firmar contrato alguno configurándose un contrato de trabajo. Así el 24 de noviembre
de 2008 fue impedido de ingresar a su centro de labores, con lo que se consumó un despido
arbitrario pues su empleadora no siguió el procedimiento previo de despido. Ampara su
pretensión en el artículo 34° del Decreto Supremo N° 003-97-TR. Por lo que solicita se le reponga
en su puesto de trabajo.

La Demandada, contesta la demanda diciendo que el actor ingresó a laboral el 1 de abril de 2008
y que con anterioridad solo tenía vínculo civil que no cumplía con los elementos esenciales del
Contrato de Trabajo. Durante su relación laboral el actor incurrió en actos de indisciplina por lo
que se prescindió de sus servicios en uso de las facultades de la Ley Laboral, se pagó una
indemnización económica de acuerdo con el artículo 38° del Decreto Supremo N° 003-97-TR.

FUDNAMENTOS Y SENTENCIA:
En cuanto al vínculo presuntamente encubierto bajo contratos de locación de servicios, el TC
señala que no es posible acreditar que encubrían un contrato de trabajo a partir de que el
demandante solo adjuntó recibos por honorarios por asesoría contable y tributaria.

Así que, solo fue materia de análisis la relación laboral establecida entre el 01 de abril de 2008
y el 24 de noviembre de 2008, fecha de su despido. El TC señala que de lo dicho por las partes,
se tiene que el Contrato se desprende que el vínculo laboral era a plazo indeterminado, por
tanto el demandante solo podía ser despedido por causa justa prevista en la Ley.

Finalmente, el TC advierte que el despido del demandante fue incausado pues la Demandada
decidió terminar la relación laboral sin expresarle causa justa alguna relacionada con su
conducta o capacidad laboral del demandante quien no eligió reparar la vulneración de su
derecho al trabajo.

ANÁLISIS:
El derecho al trabajo contenido en el artículo 22° de la Constitución, es un derecho fundamental
que esta protegido por nuestro ordenamiento jurídico Constitucional, de tal suerte que ante su
vulneración se habilita la posibilidad de que los ciudadanos busquen tutela jurídica efectiva a
través de la justicia Constitucional, vía Procesos de Amparo.

En el presente caso, el TC ampara una demanda, al considerar que fue despedido un trabajador
sin que medie causa justificada basada en el cuestionamiento de la conducta o capacidad laboral
del trabajador, por lo que se configura el despido en incausado.
De este modo el TC deja asentado nuevamente su posición sobre el despido incausado,
señalando finalemente que al no haber optado el demadante por la reparación civil procede su
reposición.