Vous êtes sur la page 1sur 2

¿QUÉ RELACIÓN TIENE LA CALIDAD Y LA COMPETITIVIDAD EN UNA

ORGANIZACIÓN?

Para entender un poco más acerca del tema, se iniciará definiendo conceptos
como calidad, competitividad y organización, los cuales se tomaron de diferentes
autores relacionados con el tema.
Calidad
Según Deming (1989) la calidad es “un grado predecible de uniformidad y
fiabilidad a bajo coste, adecuado a las necesidades del mercado”. El autor
indica que para que exista calidad una empresa debe de mejorar su producto,
reduciendo la variabilidad del mismo y que cumpla con su función.
De acuerdo con Humberto Gutiérrez (2009) la calidad “Es el juicio que el cliente
tiene sobre un producto o servicio, resultado del grado con el cual un
conjunto de características inherentes al producto cumple con sus
requerimientos”. A diferencia de Deming, el autor se refiere a que la calidad la
indican los clientes, ya que ellos son los que consumen el producto y por lo tanto
si el cliente está satisfecho, existe calidad.
Competitividad
Según Humberto Gutiérrez (2009) la competitividad “Es la capacidad de una
empresa para generar valor para el cliente y sus proveedores de mejor
manera que sus competidores” De acuerdo con el autor la competitividad,
depende del valor agregado que ofrece una empresa a sus clientes, superando a
otras empresas del mismo giro.
Organización
Para Idalberto Chiavenato (1993) la organización “Es una institución social que
utiliza una gran variedad de recursos para alcanzar determinados objetivos”.
El autor menciona que la empresa es una institución social por ser una asociación
de personas que tiene un objetivo determinado, que puede ser con fines de lucro o
sin fines de lucro”

CALIDAD Y COMPETITIVIDAD EN UNA ORGANIZACIÓN


Las empresas existen para proveer de un bien o un servicio que satisfaga una
necesidad y expectativa de un cliente, por lo tanto la calidad es cumplir con la
satisfacción del cliente, la cual está ligada a las expectativas que el producto o
servicio causa en él. De aquí surge la competitividad ya que una empresa
competitiva es la que cumple con las expectativas de sus clientes diferenciándose
de sus competidores y ofreciendo mejores productos o servicios. Una empresa
puede llegar a ser competitiva cumpliendo con tres factores como: la calidad del
producto, la calidad del servicio y el precio. La tecnología juega un papel
importante, ya que en la actualidad empresas que se preocupan por innovar es
muy complicado que se mantengan en el mercado, ya que los clientes están
exigiendo productos novedosos, con una buena apariencia y mejores atributos. El
tiempo de entrega y el precio también son importantes, anteriormente se creía
que para que un producto o servicio sea de calidad, el tiempo de elaboración debe
de ser tardado y su precio elevado, actualmente eso se puede cambiar utilizando
nuevos métodos, equipos y tecnologías lo cual permite una reducción en el costo
de elaboración y en el tiempo de entrega a los consumidores, lo cual da una
buena imagen de la marca.
CONCLUSIÓN:
En conclusión la calidad y la competitividad están muy relacionadas, ya que entre
más calidad posean los productos de una empresa, esta resultará más
competente para sus contrincantes, además de genera una buena imagen a la
marca. Es por esto que si una empresa quiere sobresalir de sus competidores
debe ofrecer productos que satisfagan las necesidades de los consumidores y
sobre todo las expectativas ya que de esto dependerá el éxito o fracaso de la
empresa.

BIBLIOGRAFÍA
Gutiérrez Pulido, H., & Vara Salazar, R. (2009). Control estadiś tico de calidad y
Seis Sigma (2a. ed.). Distrito Federal: McGraw-Hill Interamericana.
Camisón Zornoza, C., González, T., & Cruz, S. (2006). Gestión de la calidad.
Madrid: Pearson Educación.

Chiavenato, I., Olson Jiménez, E., & Atayde, A. (1993). Iniciación a la organización
y técnica comercial. México: McGraw-Hill.