Vous êtes sur la page 1sur 3

1.

DESVÍO DE CAUCE DEL RÍO CON COSTALES RELLENOS CON MATERIAL


DE PRÉSTAMO
Para construir las obras de mantenimiento de la bocatoma del rio Únete, es necesario
desviar el rio para trabajar en seco. Existen dos formas de dejar en seco la zona de
trabajo; desviando el rio totalmente por un cauce artificial o dejando en seco solo una
parte del cauce y concentrando el paso de la corriente por el resto, ejecutando así de
forma sucesiva la obra.
Para este proyecto se considera llevar a cabo esta última alternativa, la cual es propia
de cauces anchos (la amplitud del cauce, permite que se realice el desvió por partes),
luego resulta difícil y costoso generar un cauce artificial y se produciría un mayor impacto
ambiental.
Para ello se construyen ataguías (material de préstamo en sacos, canales impermeables
de madera construidos con tablones, alfajías y puntales) a través o a lo largo del cauce,
por secciones cuya amplitud sea suficiente de manera que permita la evacuación del
agua, aun con la incidencia de la lluvia, para que las obras puedan realizarse sin ningún
obstáculo, evitando afectar la operación de las obras existentes o a la población aguas
abajo del sitio de construcción del proyecto.
La siguiente especificación comprende el desvío del cauce para el mantenimiento a la
bocatoma del río Únete:
El contratista será el responsable de la desviación y control del río Únete y de todos los
daños, pérdidas o prejuicios que ocurran durante el periodo de construcción de las
obras, debido al cumplimiento de los programas o a deficiencias en la calidad de las
obras, con la única excepción de los daños o pérdidas causados por el río Únete por
razón de la ocurrencia de una creciente mayor a la que pueda preverse con la desviación
realizada con los costales hasta la elevación indicada en los planos y estudios
suministrados por el contratante.
Los procedimientos, el equipo y el programa de construcción a la cual estará sujeta la
obra de desviación, deberá ser invariablemente aprobados por la interventoría del
proyecto y autoridades competentes
En el anterior evento, el contratante asumirá la responsabilidad por los daños y pérdidas
que ocurran en las obras permanentes del proyecto, siempre y cuando el contratista
haya cumplido con las fechas de terminación previstas en el programa aprobado para
la construcción de las barreras de desvío con costales de material de préstamo.
El trámite de permisos con las autoridades ambientales y locales competentes para el
desvío temporal del cauce, la explotación de fuentes de material de origen aluvial y
demás, deberá realizarse de manera previa (con anterioridad) al inicio de obras, por
parte de la empresa de interés.
A continuación, se establece los pasos para la construcción de la ataguía con costales
de préstamos, como una de las alternativas para el desvíos temporal y parcial de cauce,
consideradas amigables con el medio ambiente, porque genera menos impactos
negativos sobre el mismo.
1. Llenado de sacos: Los sacos empleados deben ser sacos de polipropileno tipo
trinchera con protector UV de 40 x 76 centímetros de dimensión y una capacidad
de 50 kilogramos aproximadamente, una vez definida el área donde se van a
colocar las ataguías con costales, se procede a realizar el relleno; éste se puede
realizar con material de préstamo aguas arriba o abajo de la bocatoma, acumulado
por sedimentación, teniendo en cuenta lo que establece la normatividad legal
vigente (distancias de captaciones, lugar y profundidad de extracción), y los
requerimientos exigidos por la autoridad ambiental competente.
previamente el contratante brindará los permisos para la extracción de playas de
arena y le comunicará al contratista para la disposición de dicho material. Commented [AB1]: Esto ya lo coloque antes, no sé si
deseas volverlo a repetir.
2. Acomodación de sacos: Es importante colocar los sacos con material de
préstamo con la parte doblada hacia abajo y en dirección contraria a la corriente
para evitar que los sacos se abran y se vacíen al paso de la creciente, así mismo
se recomienda acomodar los sacos nivel por nivel, sin comenzar otro nivel hasta
que haya terminado el anterior. Los sacos serán acomodados en forma de pirámide
para garantizar mayor estabilidad. Se construirán pirámides independientes
conformadas por cuatro sacos de polipropileno colocados en forma horizontal en el
primer nivel, tres sacos colocados en forma vertical en el segundo nivel y dos sacos
dispuestos en forma horizontal en el tercer y último nivel.

3. Colocación de madera rolliza: Se recomienda colocar parales de madera


rolliza de 2” y 4” de manera longitudinal y transversal para garantizar el empalme
entre los sacos de polipropileno y garantizar nuevamente mayor estabilidad y
soporte.

Para impermeabilizar la ataguía, lo cual es fundamental para el desarrollo de las


obras en seco, se puede lograr atravesándola con tablestacas (impermeables), con
pantallas de inyección o con un diseño apropiado, de acuerdo a las necesidades
del proyecto y condiciones en sitio de trabajo.

Como se mencionó anteriormente, la desviación del cauce se puede realizar por


fases, debido a la amplitud del cauce, para ello se pueden construir pirámides
independientes de tres niveles de altura, y por cada fase habrá cuatro pirámides de
forma longitudinal y se repetirá la fila una vez más para garantizar mayor
estabilidad. Esto puede variar dependiendo del estudio (caudal máximo, caudal
máxima crecida) y cálculos hidráulicos que se realicen en la fuente hídrica de interés
por parte del contratante o contratista, para el trámite de los permisos respectivos.

Una vez se realicen los trabajos de reparación, demolición y aplicación de concreto


y mortero de reparación, se procede a retirar las pirámides, e instalar una nueva
fase hasta abarcar todo el perímetro de intervención, esto con el fin de evitar la
suspensión del tránsito del cauce y mantener un nivel bajo del río en dicha zona.
Es importante señalar que los sacos de arena no sellarán completamente el paso del
agua, no obstante, permitirán realizar los trabajos de adecuación de la bocatoma, estos
sacos de arena se deterioran cuando son expuestos a la lluvia y al sol por varios meses,
de tal modo que, si los sacos son colocados con demasiada anticipación, puede que no
sean tan efectivos al momento de que sean necesarios. Los sacos de arena son
básicamente usados para protegerse contra corrientes pequeñas (de dos pies de
profundidad o menos). Para protección contra corrientes mayores, se requiere otro tipo
de estructuras más permanentes. Luego de utilizados los sacos se hará la respectiva
disposición al sitio de descargue más cercano. Bajo ningún motivo se puede retornar el
material de préstamo al río, esto con el fin de evitar contaminación, debe ser dispuesto
al sitio de disposición final más cercano, el cual debe estar debidamente autorizado.
Para la ejecución de la actividad se debe considerar emplear saco de polipropileno tipo
trinchera con protector UV, parales de madera rolliza de 2” y 3”, piola y alambre negro
N. 18, herramienta menor asociada y una cuadrilla de albañilería conformada por un
oficial y dos ayudantes.

Centres d'intérêt liés