Vous êtes sur la page 1sur 144

:d

....
,_cJ -
,
=-~

1 VOLUMEN 11
:¡ TOMOlll
l
j
! EL SALARIO
i

1
j f .
1

1
j
i
¡
~
EDICIONES IDEA
MONTEVIDEO
1994
i<

1
l' ,_ ... ..- , -1·

1
• -
OBRAS JVRIDICAS DEL MISMO AUTOR

"El Derecho Rural UruguaJo", 1942 .


CONTENIDO DE ESTE VOLUMEN

- "Los coaílictos del trabajo", 1947_ l. (Plan).


- "La huelga en el de h · - --- -- -., - - . - - - - ·
rec o uruguayo (conjuntamente coa el Dr. Eduardo J. Como lo indicáramos al comienzo del volumen anterior de este mismo
Couture), 1951.
tomo del Curso, el presente volumen 10· dedicaremos ii1 tema del salario.
- "El salario en el U_ru_guay" (2 tomos}, 1956. Hace ya más de 3 7 años publicamos un extenso estudio sobre "El
- "L-Os Convenios Internacional~ del Tn1bajo", 1965. salario en el Uruguay", que en muchos aspectos conserva su vigencia (I).
Este libro para encuadrarse en las proporciones y finalidades del
- "La reglamentación sindkdl en Uruguay", 1973 .
Curso será mucho más breve que aquél y naturalmente procurará estar
- "Régimen de fijaci6J de s;darios p-Or COPRIN" 197 actualizado, incorporando no Sólo las modificaciones del derechq positivo
"f
' 4.
"Lo ...
- s pnnc1p1os d~I derecho del trabajo", 1975. sino también las ricas aportaciones doctrinarias producidas en estos siete
- "Curso de Derecho Laboral". l" lustros, muchas de las cuales se recogieron en el importante libro "El
T. I, Vol. J. Litroducción al Derecho del Trabajo, 1976.
! salario" que ha generado nuestra profunda gratitud por haber tenido el
ir
inmerecido y abrumador honor de que se publicara en nuestro homenaje en
T. l, Vol. 11. Pa'.ie general, 1977. ~.. el año 1987 (2) .
T. JI, Vol. l. F.! contrato de trab1jo, 1978. ~ Sin embargo, mantendremos a otra escala y con un contenido más
actual, el mismo esquema de aquel estudio.
T. ll, Vol. rI. Los contratos _especiales de trnbajo, 1980. !
~-
En consecuencia, dividiremos este volumen en tres grandes secciones
T. m, 'tol. l. Reglamentación del trabajo, 1988 .
dedicadas a exponer la noción del salario, el régimen de determinación y la
h
- "J,a certificación de las calificaciones ocupacionales en el UruITTJa}·" 1979
- "L a t·enmn:1cion
· ·• de la rclaciór: ele trab· , ,., ' ·
g problemática de su cumplimiento.
. . . .
ªJº por m1c1at1va del empresario" Mad 'd
t
f
1983. · n ·

1
i.
i-
t EDITORIAL IDEA SRL
Simón Bolíl'ar 1190 - Tel. 781985
Montevideo, UruguaJ

Derechos Reser-.¡ados.
i¡..
:j: (!) Américo Plá Rodríguez. "El salario en el Uruguay" (2 tomos). Biblioteca de
1 Publicaciones Oficiales de la Facultad de Derecho y Ciencias Sociales de la Universidad
1 Queda prohibida cualquier fon11a de reprod ..6 ..
f de Montei.ideo. Sec. ill Nº LXXXIII. Monte\ideo 1956. En adelante será citado corno
"El salario en el Uruguay".
o archivo en sistemas recup . bl . ucci n, trasm1s1ón (2) "El salario". Estudios en homenaje al profesor Américo Plá Rodríguez. "Ediciones
. . . era es, sea para uso pri~· d
¡ - puh11c~, por medios mecánicos, electrónicos f. t a o o Jurídicas Amalio M. Femánde-l. Montc\ideo 1987. En adelante será citado como "El
grabaciones o cualquier otro, total o parcial d~I o ocompo~edora.~. salario".
con o sin finalidad de lucro sin la auto ·.. '.ó presente ejemplar,
' nzaci 0 e:tprella del editor. 5

·-----
I
. '
NOCIÓN

2. (Desarrollo del tema).

La primera sección destinada a· exponer la noción d.e salario,


comprenderá cinco temas que estudiaremos sucesivamente: . la
denominación, Ja definición, Ja morfología, la naturaleza juridica y las
variedades.

3. ·(Denominación).

La expresión salario es Ja que ha predominado netamente pará aludir a


lo que percibe el trabajador como consecuencia de su trabajo, aunque se han
utilizado varias otras, a lo largo del tiempo.
Junto con eUa, se han seguido utiliza.ido otras denominaciones, pero
con un sentido algo distinto. Así el vocablo ~
mensual fijo percibido por los em iornal a la reyribucióry-diari...a
. i
perc1 1 a por os obreros, que son retribuídos pur día o,129r hora.;..-
Ji
. ~labras rernnneracióA o ret~ tambi~
pero, a diferencia de las anteriores, con un sentido bien :!mplio.
Por lo general, se utilizan cuando se quiere enfatizar e! carácter glc'-:J
de los ingresos del trabajador, incluyendo aquellos que no provien~ del
empleador o que no se perciben mensualmente sino por pe1fodos más
dilatados. En rigor, equivalen a salario pero se suelen usar 1nenos y ·
normalmente se recurre a ellas cuando se quiere poner de relieve la a.mplit:ud : -
delconéepto. ,
1
La locución salario no sólo es la más usáda, sino la que se suele -- · ·
utilizar en expresiones compuestas como salario mínimo, salario vital,
salario nominal, salario real, etc. . .

4. (Definición)-
-.
La palabra salario responde siempre a la idea de una· remuneraé:ión----:·
unida aún trabajo. Esto significa que en toda conceptuación o definic~<J.n._d~l .5-_-
. .~ -·~·:';.~~~~
. _______ .

Lueoo, se vio que _esa-exigencia sólo cabia en algún:caso--düdoso I~c-luso .


, . , .. salario, se alude a una relación de cambio entre un trabajo y un precio con el .sé li~gó a ádmitir q·ue. no era necesario. que p~ovinieía del·empl~adór.~pues
... J . cual 'se remunera ese trabajo. · tanto las Ieoislaciones como la doctrina universal hicieron eh~ra~ fa propina
: ; _ ..- Ese esquema central -la idea del cambio, la existencia por un lado de dentro del ~alario. Dentro del mismo· procesó.~se"admitierón"retribucion~s
I__ , : un trabajo y por el otro, de una remuneración que se paga por ese trabajo-. trimesfrales,-semestrales o anuales.·_ .. · ·- -· ·. - · . ·: . . _ . __ · •
,.,¿.,-.......
.~ es el sigilo común a todas las definiciones. o séa, . que la·. propensión hacia ei ensanchamientó se' - pródújo
. ·. _· :- ·-Las diferencias -más allá del grado de acierto o felicidad de la fórmula incesante~enté en los · tres elementos en que hemos descompuesto el .
;~ encontrada- provi~nen del deseo de precisar cada uno de los. elementos de la concepto básico: .- ·
-~-- :-- , ~ef~ción: el concepto de trueque o correspondencia, la clase de trabajo y el frente :a esta firrrie. tendencia hacia la amplificación, sólo podemos
... ~ .: . ~--tipo de retribución. encontramos con algUnavoz aislada como la Cle VáÍ:quez Vialard (3) quien
Si uno .exanúna el problema en perspectiva histórica, advierte una partiendo de ciertas precisiones de Gerard Lyon-Caen (~)puntualizó que.~o
clara tendenci~ hac;ia el ensanchamiento y la amplificación en cada uno de cualquier beneficio que percibe el trabajador con motivo de la prestac1on
esos tres elementos. laboral, tiene carácter salarial.
Con respecto a lo primero ,.Ja idea del trueque- se procura ampliar el En ese sentido; recuerda que hay beneficios psicológicos (como la
concepto de relación, no· exigiendo una correspondencia estricta, paralela y satisfacción aneja al -cumplimiento mismo de la tar.ea), beneficios no ·
material, al estilo de un aparato de taxímetro; sino de una equivalencia directamente económicos (como Jos derivados de viajes, asistencia a cursos
general en el conjunto. Como consecuencia de la prestación de una serie de y jornadas, acceso a información, prestancia y prestigio ~ue repercute en su
, t~eas se obtienen una serie de ventajas, sin que .pueda .. buscarse una crédito personal, pequeños servicios_ que prestan las oficmas ~e- la empresa,
- correlatividad particular entre cada tarea y cada ventaja o entre cada etc.), beneficios económicos que por algunas caract_enst1cas . no . ~e
rt)Omento en que se prestan servicios y cada momento en que se disfruta de consideran de naturaleza salarial, como los de índole colectiva ( contnbuc1on
1
! ~· esas ventajas. al ser.icio de comedor, subvención a un club S0.Ltái o deportivo ~;: . i;s_
_· -· Con respecto a lo segundo -la índole del trábajo- se busca indicar que empleados de la- empresa, pago total o parcial de los gastos de una . /
·· ha de tratarse exclusivamente. de trabajo o de trabajo puro (es decir, no guarderí~, entrega de útiles escolares, becas para el estudio de los hijos de _,··¡1
mezclado con el aporte de materiales suministrados por el trabajador) y los trabajadores, etc.). . •
precisar qué clase de trabajo pur~ es el que genera salario. Para algunos, Esta observación, en general acertada, sirve para eu.:auL
sólo el de los obreros, para otros el de los obreros y trabajadores del el alcance de esa tendencia expansiva. Pero no significa negar. í<..
servicio doméstico; para otros también el de los empleados, etc. La de Ja misma. Los ejemplos que se mencionan pertenecen a sit~aciones ,
· tendencia actuat es a ensanchar este elemento para abarcar toda clase de excepcionales o atípicas o aluden· a beneficios que. n?: t1en~n ~~rack
¡- ~tr;majo subordinado, es decir, prestado en virtud de una relación. de trabajo.
¡; económico 0 aunque lo posean, no son susceptibles de 1~d1VIduahzac~on (5).
1 ••
¡ - En· la medida en que se extiende la aplicación de la relación de trabajo a . Si tetlemos en cuenta que en los últimos decemos han sufndo una
i f~ nuevas situaciones (profesionales liberales, --deportistas ·profesionales, considerable evolución los tres elementos de la relación a la que: n~~ hemos
·artistas, aviadores, etc.) se l1!11plía correlativamente este elemento. referido; así como que en algunos casos se prefiere una forma smtet1ca y en
Con respecto a lo tercero -la forma de la retnbución- se pretendió
; durante algún tiempo que debía tratarse de una remuneración fija y prestada
Vá,rque~ Vialard "Aspe~to~ de la re~uncració~ n'i~ c~-mputa~~s__como
.en~dinero. La evolución tendió también hacia las soluciones más amplias (1) Antoni?
0 9
s;ilariah:s por la doctnna laboral argentina e~ El Sala no. T. .' p:1<>· .- ~ . • _'\ : "
para abarcar todo tipo de retnbución, fuera fija o variable, en dinero o en H> G. Lyon Caen. "Mamicl de Droit du lrm·a1l et de la sccunte soc1alc .. Pans 19.). pa.,,s.
otras ventajas, siempre que estuviera vinculada con el otro polo de la ?85 Y SS - •.
relación. Con esa preocupación se exigió durante cierta época la condición - En
(:\l · Argentina
- ·
rec1enteJ11cntc · bó e1·0ccreto .111/91d
se apro . . · e l 1dcmarLodc
· 199Jcncl
de normalidad y permanencia resultante del carácter estable del trabajo. 9

8
otros, .una de carácter enunciativo por considerarla más clara, podremos mantuvimos ·esa exigencia para aquellos. benefiéiós' c~ya naturaleza era ·
- ->··_" : 11 conpre~~er_~ fáci!n;ie,nt~. l9s m!'.iltiples ~motivos existentes para que . las controvertible. En ese momento,· nos inclinamos ·por mantenerlas porque.
.
; '·'
;.;
definiciones difieran unas de otras. · ·· · ·
servían corno índice ilustrativo del carácter remuneratorio de la prestación,.
. . ~o-deijl~s. sinteti~~ ~¡ result~d~ "~~- ~;ta. e;ol~~iÓ~ en el siguiente en aquellos casos en que tanto puede tener carácter remunerativo como
) enunciado: salario es el con"unto de ventajas económicas que obtiene el
,-. ( gratuito .. __ -~ . _ _ . . ·. _ · - . ".. . . . . . . . .

1.
~~~:!~~~ CC>m<i ~oriSecuCDcia Oe.su labor prestada en virtu e ~~a relación -
.En· esta definición hemos procurado recoger la idea ·de relación de
.·.·. c.ambio rque·obtiene el tfabajadorºcoino ºcoñsecuenCla de su labor"); el tipo
de trabajo al cual se refiere ("prestada en virtud de una relación de trabajo")
;l

. Manteniendo la convicción de que estos extremos pueden servir de
criterios discriminatorios, nuevas reflexiones nos llevan a dar un paso
adelante: suprimir la referencia en. Ja definición y utilizar!ª sólo corno crit<:rio
en los pocos casos en que es indispensable efectuar esa distinción porque se
trua.de un beneficio que tanto p11ede tener como no téner:..carácter salarial.
y la forma· más amplia ·.de la retribución ("conjunto de ventajas
económicas").
. •El caso· más si~~ficativo es el ?e la gratificación que _tiene carácter ·
salarial cuando se ongma en el trabajo pero no cuando denva de hechos
· Esta conclusión nos obliga a examinar dos problemas. Uno se refiere a absolutamente ajenos al mismo, como ser el ariiversario de la firma, un
las notas de normalidad y permanencia que aparecen _en muchas definiciones cumpleaños . del dueño> . algún __ acontecimiento especialmente , feliz o

1
.;.
y que nosotros hemos omitido. .
. desgraciado del trabajador~~lí la normalida~ y la pei:manencia s_irve ~ara .
, . Otro.es. eide ..saber sí se ju~ifica la dete~nación de un concepto 1 distinguir su naturaleza. Si son excepc10nales, inusuales, extranas,
uruco de salano cuando las normas contienen diversas definiciones. válidas
en sus respectivos dominios. · · ··
/I imprevisibles, debe suponerse que no se originan en el trabajo que es
/ ~ persona,!, y constant~: ~ino en alguna circuns:ancia ext~a?rdinarja que ~a
~ motiva. f Si son penod1cas, regulares, repetidas, preVIs1bles, su propia
5. (Con/. ¿Se requiere la normalidad y permanencia del beneficio?). ~ nonnalidad y pennanencia muestra que se fundan. en la prestación regular de
~. las tareas. La relación de causa a efecto revela el carácter remuneratorio o
Debemos explicar por. qué hemos prescindido de las notas de no de la partida. Si la causa es permanente (trabajo), el efecto también debe
hormalidaci y permanencia ·que nosotros mismos habíamos incluido en ser permanente (gratificación remuneratoria y normal). Si por el contrario, el
nuest~f\ .rnro original sobre salario (6). Recordamos que en estudios _ efecto es inusual y atípico (gratificación excepcional), la causa también debe
,;os.tenores (7) nos cuestionarnos tal inclusión y con grandes duda.s haber sido atípica o inusual. Con ello, queda en evidencia que no se trata de
trabajo. La partida en tal caso, no es remuneratoria y por tanto, no es
(5) que partiend? de la ~ de la distinción entre remuneraciones y beneficios sociales.
enu~era una sene de ventajas que puede recibir el trabajador -y que normalmente son salarial.
cons1~ra~s de natural~ sala~!- pero que no estarían sujetas a aportes y Podria llegarse a conclusiones diferentes si se puede comprobar que
contnbuc1ones de la segundad SOCJal. Esta resolución que reduce sensiblemente el existe alguna razón fundada, vinculada con el trabajo para justificar esa
co~cepto de salario no paraece ser representativa en el plano dOctrinario, por cuanto gratificación excepcional. Por ejemplo: un esfuerzo especial del trabajador,
aparece influída por una coyuntura político-económica. .., u"na momentánea intensificación de tareas, una ·pasajera acumulación de
(6) En El Salario en.el Uruguay,_ lo definíamos así: "el conjunto de ventajas nonnales y dificultades. En tales hipótesis, la presunción general derivada de la falta de
permanentes que obtiene el trabajador como consecuencia de su labor prestada en \"Írtud
de úna relación de trabajo" (T. II pág. 12). · periodicidad de la partida cede ante la evidencia de una causal concreta.
(7) :Améric? PJá Rodriguez, "El concepto de.salario". Ponencia presentada a la Jornada motivada en el trabajo. Tanto en el caso general como en la excepción, se
Launoamencana de Derecho del Trabajo celebrada en Lima én setiembre de 197-J y aplica el mismo criterio fundamental: es el paralelismo entre la tarea_ y el
publicada en la revista Derecho Laboral (T. XVII pág. 616). · . beneficio, lo que pone de relieve su carácter remuneratorio. ·-.
Américo PJá Rodríguez, "Sobre a nocao de salario" en Cur~ de Dircito do Trabalho Se deduce de lo anterior que se justifica exigir la nota de normalidad y
Edi'>ªº en ho.menagcm a Evaristo de Moraes Filho. LTR Sao Paulo, 1983 pág. 254. ·
permanencia sólo en aquellas situaciones -que son las menos- en "que la
10

-
11
índole de la partida no e•idencia ya, de por sí, su naturaleza salarial. Por para la aplicación de tratamientós especiales dentro de la reglam~ntacíón de
consiguiente, aquellos beneficios- que por su propia índole son salariales, no otros tributos. --- ·- - - -- - . _ ·_ · · ·
requieren esas. notas. Por ejemplo, un jornal aunque se pague una sola vez,~ En materia de derecho comercial tanto para determinar el alcance de
"\ es salarial. -- Otro · tanto _ocurre coó . las horas extras: aunque sean la responsabilidad solidaria de los ~ocio~ . de las socieda_des de
r
excepcionales con_stituy~n la retribución de un . trabajo extraordinario responsaJ:>ilidad Jiini~ada, como para cumpl~r el regtmen de ~referencia de los
realizado (8). · créditos laborales reconocidos por sentencia en caso de qmebra o concur~o.
En este caso, debe determinarse ei'salario porque casi todos los beneficios
6. ((ont. Justificación di: un concepto único). laborales están calculados en base al monto del salario. _
En ·materia de derecho ci•il o de menores, puede ser necesano
El otro problema a examinar es si se justifica o no que intentemos determinar el monto del salario si se fija una pensión alimenticia calculada
exponer un concepto único de salario o si necesariamente bajo la cubierta de proporcionalmente en relación al salario. -. _ _ _ _ .
una misma denominación o de denominaciones similares, se encierran - Surge de los objetivos de las referencias contemdas en estas _d1stmt~s
' diversos conceptos que en mayor o menor grado difieren entre sí. Esta ramas de derecho que no hay ningún motivo que conduzca a una d1ferenc1a
eventual pluralidad_ de _conceptos di-:ersos puede_ provenir de un doble de enfoque respecto de este tema dentro de cada dis~iplina.· . . .
f origen: la disciplina _donde -se promueve el asl.into o el beneficio concreto Con respecto a lo segundo, la misma pluralidad de aphcac10nes en la
para el que se necesita dilucidar el concepto.
t Con respecto a lo primero, recordemos que el concepto de salario
noción de salario ha ido generando normas que puedan contener
'¡ definiciones distintas, tanto por las inevitables contingencias de la acción
~ puede interesar tanto al derecho laboral como a la seguridad social como al legislativa como porque respondan a motivaciones diferentes derivadas de
derecho tributario, comercial, civil o de menores. las características del beneficio a que se refiere.Lyon Caen (9) expone este
. En materia de derecho del trabajo interesa el concepto no sólo para el problema con el nombre de la relatividad de la noción de _sala~o, afirmando
cumplimiento de las disposiciones específicas sobre salario, sino también que una de las dificultades para trazar sus contornos proviene Justamente de
para la aplicación de una serie de beneficios calculados en función de la que la ley no tiene siempre la misma idea al respecto. . . .
materia del salario. Pese a todas las dificultades creemos que, en pnnc1p10, corresponde
En materia de seguridad social, interesa el salario desde dos intentar un concepto único, general y uniforme de salario, válido para las
l perspectivas: para la detenninación de los beneficios ya que casi todos ellos distintas disciplinas a las que interesa esta noción. ·
1 están calculados en función del monto del salario y para la determinación de Militan tanto razones de lógica como de derecho positivo.
los aportes patronales y obreros, mientras no se modifique el régimen de Entre las primeras, recordemos la importancia que en el d~rech~ del
1-· financiación establecido. - trabajo tiene el principio de razonabilidad. Un mínimo de coherencia obliga a

lt - En materia de derecho tributario puede interesar la determinación


precisa del salario tanto para un impuesto sobre los propios salarios como
actuar de la misma manera frente a la misma noción, aunque ella sea
mencionada en diversas leyes
Entre las -segundas, cabe mencionar las normas interpretativas -
l (8} Este punto fue especialmente aclarado en el art. 3 de la le~ 15.9% dd 17 de
contenidas en el Título Preliminar de Leyes del Código Civil, que tienen
no\ iembre de 1988: " Las sumas pagadas por concepto de horas e:\tras tienen carácter vigencia en todo nuestro derecho Dentro de ellas, mencionaremos el art.
salarial". (Véase mi artículo "El nuevo régimen legal sobre horas e:\1ras" publicado en la 19, según el cual "las palabras técnicas de toda ciencia o arte se tomarán en
reú.)ta Derecho Laboral (T. XXI pág. 779). En esa forma queda dcscaruda una
interpretación que alguna juñsprudencia mantu\ o durante algún tiempo como resabio de
wresistencia a retribuír las horas extras a causa de la influencia de la posición adH:rsa de (9) Gcrard L\O!l Caen. "Le salairc. Vol. 2 del Traité de Droit du Tra,ail publié sous la
O<! Ferrari. direction de G. H. Camerl~ nck Dallo1 2a. edición. París l 981. pág. 236.

12 ' 13.
\ .
___ __
,

el sentí.do que les den los que profesan la misma ciencia o arte". La palabra su artículo 1 dice: "A los efectos del presente Convenio, el términon
salaijo puede considerarse una palabra técnica y, por tanto, debe tomarse en salario significa la remuneración o ganancia, sea cual fuere su denominación
el sentido que le atribuyen los especialistas en materia laboral, los cuales método de cálculo, siempre que pueda avaluarse en efectivo, fijado por
0
coinciden en el criterio amplio expuesto. acuerdo o por la legislación nacional, y debida por un empleador a un /
Si no se considerara una palabra técnica, se la reputará de uso común trabajador en virtud de un contrato de trabajo, escrito; o verba~,. por el 1
y por tanto, de conformidad al artículo 18 del mismo Código, hay que estar trabajo que este último haya efectuado o deba efectuar o por semc1os que 11
a su sentido natural y obvio, según el uso general de las mismas palabras, haya prestado o deba prestar". . . . . ~
salvo ~a existencia de una definición legal para ciertas materias, en cuyo caso . Esta redacción es muy amplia -en lo que comc1de con la tendencia
deberá estarse a ellas. seguida por las definiciones específicas p~~~ ciertas materias- si bien_ por el
Sólo es posible apartarse de la regla general cuando hay una excepción objetivo que persigue adolece de una omis10n: no ab~ca los be?efic10s que
expresa en la ley. En ese sentido nuestro derecho puede citar un expresivo pueda percibir el traba~ador de un ter~;ro, va~e dect~, la prop~na. Esto se
ejemplo: el art. 2 de la Ley 12.840 del 22 de diciembre de 1960 sobre sueldo explica porque las medidas de protecc1on preV1stas, soio se extienden a los
anual complementario que establece que sólo se tendrán en cuenta las beneficios servidos directamente por el empleador. De todos modos, la
prestaciones en dinero abonadas por el empleador, con excepción de las recogemos porque, aparte de su eficacia obligatoria por sí misma en una
habilitaciones, las . participaciones acordadas sobre Jos beneficios de la amplia serie de temas, constituye un símbolo de la orientación de nuestro
L.t empresa y el propio aguinaldo. La naturaleza de este beneficio explica y
justifica esta particular concepción del salario. Por eso, no es lícito extender
derecho.
Sin perjuicio de lo anterior, destacaremos las normas aplicables en
t . materia de seguridad social porque -aparte de su importancia desde el punto
í a otro ámbito. esta definición que sólo es obligatoria para aquellas

1
particulares materias en las que el legislador le dio un significado legal. de vista contributivo y del monto de las prestaciones- ha sido utilizada como
i1 En todos los otros ámbitos corresponde aplicar el criterio en el que punto de referencia en muchos problemas prácticos planteados en materia
'
coinciden los especialistas en materia laboral que, por otra parte, es el laboral. Por lo demás, ha tenido un desarrollo reglamentario particularmente

l!
mismo que resulta del uso general de la palabra. relevante.
En lo que se refiere al monto de las prestaciones, tenemos el Art. 50
t 7. (Con!. Normas del derecho positivo). de la llamada Acta Institucional N° 9 del 23 de octubre de 1979 titulado
concepto de sueldo o salario y redactado en la siguiente forma: "A los fines

lL No hay en nuestro derecho positivo una definición de carácter generai,


a la cual debamos atenemos en todos los casos.
Simplemente existen varias normas aplicables para determinadas
materias, como por ejemplo, los arts. l O y 11 de la Ley 12. 590 del 23 de
del presente título se considera como sueldo o salario todo ingreso que, en
forma regular y permanente, sea en dinero o en especie susceptible de
apreciación pecuniaria, perciba el trabajador en relación de dependencia,
funcionario público, patrono, trabajador o profesional independiente, en

!
1
¡
diciembre de 1958 y el art. 3 de la Ley 13.556 del 26 de octubre de 1966 en
materia de licenci-ª., el art. 3 de la Ley 12.840 del 22 de diciembre de 1960
sobre aguinaldo~ el art. 50 de la llamada Acta Institucional N" 9 del 23 de
octubre de 1979 en materia de pasividades o el art. 22 de la Ley 16. 07 4 del
cor{c~pt.o de retribución y con motivo de su actividad personal". .
·· Interesa destacar la frase inicial -"a los fines del presente títufo"- ·
porque el presente título, al que se alude, es el III que se denomina Régimen
general de pasividades. Este destino explica que se haya incluído entre los
1O de noviembre de 1989 en materia de accidentes de trabajo. beneficiarios a los patronos.
Pero no hay una norma genérica que pueda aplicarse en todos los El Art. 51 -titulado "sueldos y asignaciones fictas"- establece: ..
temas. Quizá la norma más general es la contenida en el Convenio "Cuando el sueldo o salario se perciba en todo o en parte fuediante
Internacional del Tcabajo Nº 9J, ratificado por la Ley 12.030 del 30 de asignaciones en especie o cuyo valor sea incierto, el monto a computar_e~. e~-.
octubre de 1953, porque se refiere globalmente a la protección del salario.
.·· {l~-
14
sueldo básico será establecido fieramente por el Poder Ejecutivo en función Para los trabajadores de la industria de la construcción comprendidos
de la naturaleza o modalidad de las actividades o formas de retribución". en la Ley 14.411, de 7 de agosto de 1975, se considerar~ como viático no
.- Ahora bien, a los pocos años de dictada esa norma o sea el 18 de gravado· el importe de hasta un 30% de las remuneraciones totales. Las
agosto de 1982, · el Poder Ejecutivo dicta el Decreto '290/98'2 (9 bis) sumas que superen dichos porcentajes. -excl~ídas las_ ~ue corres~ondan a
1. reglamentando normas sobre aportes a Ja seguridad social, distinguiendo la ·omales de laudos más incentivos por as1stenc1a- se regtran por lo .dispuesto
situación. d_e los trabaj~d?res _~-epe_ndi_en_tes ..~e la de los trabajadores no ~n los incisos precedentes. ·En ~gún caso la aport~ción será inferior a ~a
dependientes., Como nos interesa }a situación de los .trabajadores que corresponde aplicando la tasa vígente a los Jornales de laudo mas
dependientes, que son los regidos por el derecho laboral, transcribiremos las incentivos por asistencia. .
cinco primeras disposiciones que se refieren a ellos: 6) Las gratificaciones cuando tengan los caracteres de regulandad y
-·· Artículo l. Declára~e que en el caso_ de los trabajadores dependientes ermanencia. Quedan exceptuadas las partidas que las empresas otorguen a
p fi . . d 1 .
y a· los fines de las ·contnbuciones especiales de la Seguridad Social, sus empleados con motivo del retiro de _ruttvo e ~s m~sm~s. .
constituirán materia gravada: 7) Las retnbuciones a los profes10nales uruv_ers1tanos cuando exista
1) El sueldo, jornal, destajo y horas extras. una clara relación de dependencia laboral, no siendo relevante a esos
2) Las comisiones, habilitaciones, pagos por productividad y por efectos la mera circunstancia de percibir honorarios en fonna regular. La
antigüedad.- . e obligat~riedad del aporte se determinará me?iante el an~isis de !odas las
3) El sueldo anual complementario establecido en la Ley 12.840 de 22 pautas que permitan establecer la dependencia del profesional para con su
de diciembre de 1960 y concordantes y sus complementos voluntarios. empleador. · · . .
4) Las propinas, constituyendo el monto gravado por cada trabajador 8) Las prestaciones de vivienda, en dinero o en especie con~1tuyendo
comprendido, el equivalente al 20% del salario mínimo nacional. Los el monto gravable, en cualquiei:a de las fonnas expresadas, el eqwvalente al
montos correspondientes a propinas de los funcionarios profesionales de los 50% del salario mínimo nacional.
Casinos del Estado y Municipales serán gravados en su totalidad. Las prestaciones de vivienda y alimentación, en dinero o _e~ especie,
5) Los viáticos cualesquiera fuesen sus denominaciones, gravándose lo para los trabajadores rurales, se gravarán _en l~ forma y cond1c1ones que
realmente percibido en los siguientes porcentajes: 50% sobre las partidas determinen las nonnas legales y reglamentanas vtgentes (1 O).
destinadas a su utilización dentro del país y 25% sobre las partidas 9) Los gastos de representación que perciban los titulares de los
destinadas a su utilización fuera del país. cargos a que se refiere el art. 35, literal C numerales 1 al 4 del Decreto
!
Quedan exceptuadas las sumas que las empresas reintegren a sus t Constitucional N" 9, del 23 de octubre de 1979 (I 1).
10) Los aportes obreros cuando son a cargo de la ~~presa.
trabajadores, por concepto de gastos de locomoción, alimentación y
alojamiento ocasionados en el cumplimiento de tareas. encomendadas por .l
i
í Artículo 2. La materia gravada para la aportac1on ~n el caso del
aquellos, cuando las mismas estén sujetas a rendición de cuentas fehaciente personal embarcado en buque de la Mariná -~ercante _Nacio~al de l_o~
y escrituración contable, probatorias inequívocamente de su calidad . tripulantes de buques pesqueros y de los Prácticos Nac1onal~s. se regira
indemnizatoria. /! J
confonne a ¡0 establecido en los Decretos 712/980 de 31 de d1c1embre de
1980 y 50/982 de 1O de febrero de 1982. .

(9bis)Esta norma tiene sus antecedentes administratirns como la resolución del


t Artículo 3. Los cooperativistas aportarán sobre las remuneraciones
realmente percibidas, no pudiendo ser éstas inferi.ore~ a las . que

l
Ministerio de Trabajo y Seguridad Social del 2 de agosto de 1976 que recomienda a los
correspondan al cargo que desempeñen según laudos, converuos colectivos,
organismos de seguridad social aplicar algunos criterios en materia imponible y la
resolución del mismo Ministerio del l de febrero de 1977. publicados ambos en la revista
(10) Véase el problema que se plantea a este respecto en el Curso, T. II Vol. 2- (2a.
Derecho Laboral. T XIX pág. 815 y T XX pág. 150. Este último con una nota de Cristina
Mangarelli titulada "Unificación de criterios en materia imponible para las aportacio~es a edición) pág. 87. . . .. . .
( 11) Son los cargos políticos que dan derecho al cesar. a la Jub1lac1on anuctpada.
los organismos de seguridad social".
17
16 .
/
/
/

u otras formas de establecer colectivamente niveles salariales, aplicables al


1
a) Los Directores y Síndicos de sociedades anónimas que no perciban
giro 6nico o principal de Ja empresa_ _Los directores de sociedades remuneraciones de clase alguna, debiéndose probar dicho extremo mediante
coopérativas no tributan al sist"ema_ ~ecreto. del _P.E. del 5 de marzo. _de certificación contable. -
1948). . . ' . b) Los Directores y Síndicos de sociedades anónimas propietarios de
· Art. 4 (Redacción establecida por el Decreto 197/990 del 30 de abril
' de 1990 y enmendada con fecha 22 de-junio de l 993). La tributación por los
Directores y . Síndicos de sociedades anónimas se efectuará sobre las
inmuebles destinados a casa-habitación de los mismos y siempre que la
sociedad no tengá otra áctividad. - - - ..
c) Los Directores y Síndicos de sociedades anónimas radicados en el
remuneraciones que realmente perciban, cualquiera sea la denominación extranjero, extremo que debe ser probado mediante certificación notarial.
(dietas:-viáticos, etc.) o naturaleza del monto abonado. d) Los Directores y Síndicos de bancos privados en el caso de que sus
No obstante . cuando las . remuneraciones del ejerc1c10 por todo ingresos por las referidas funciones no constituyan su principal medio de
concepto, sean rnferiores al equivalen~e áI total de dos veces y media el subsistencia (Leyes N° 12.138 de 13 de octubre de 1954 y 12.380 de 12 de
Salario Mínimo Nacional por cada mes del ejercicio anual o de los meses en febrero de 1957, artículo 18). ·
los cuales se ejerció el cargo, se estará a esta última cifra, que constituirá la Corresponde agregar el art 17 perteneciente a un tercer capítulo
materia gravada. sobre Disposiciones Generales que dice: "Toda otra asignación, en especie o
Cuando las remuneraciones de los Directores y Síndicos, provienen de en bienes que el trabajador perciba a causa o en ocasión del empleo, no
resoluciones adoptadas por las respectivas Asambleas de la sociedad, existan constituirá materia gravada y por tanto no será tampoco computable a
o no precisiones estatutarias que dispongan la manera de remunerarlos, la ningún efecto en las prestaciones o beneficios de cualquier clase o
obligación tributaria se generará simultáneamente al acto de aprobación de naturaleza del Sistema de Seguridad Social"_ Esta disposición es sumamente
Ja Asamblea. En tal caso, se aplicarán, si correspondiere, las bases y importante porque le da carácter taxativo a la enumeración del artículo 1.
mínimos dispuestos en el párrafo precedente. Hemos transcrito íntegramente las disposiciones referentes al personal
Se exceptúan los casos en que la Asamblea siguiendo previsiones ~
dependiente -aunque en algún aspecto excedan el tema salarial- para que
estatutarias, fija remuneraciones a devengarse durante el siguiente ejercicio, ¡
j pudiera tenerse una idea cabal sobre la técnica seguida en el mismo.
en cuyo caso a medida que -vayan generándose los créditos, deberá irse $ No vamos a detenernos en su contenido. En las páginas siguientes en
aportando, sin perjuicio de Ja complementación final por aplicación a las l las que abordaremos la morfología del salario, iremos aludiendo a cada uno

!
previsiones dispuestas, si corresp9ndiere. de los puntos mencionados en el decreto, a medida que examinemos lo que
Tratándose de situaciones en que los Directores o Síndicos han venido hemos llamado elementos marginales del salario.
recibiendo remuneraciones periódicamente, que constituyen materia gravada Ahora simplemente aclaremos que el decreto está rigiendo desde 1982
en cada oportunidad al aprobarse el Balance Anual, con o sin determinación y si bien se han levantado algunas voces vinculadas con los organismos
de remuneración complementaria, deberá complementarse la aportación, si recaudadores, sosteniendo que dicho decreto desconoce lo que se ha
correspondiere, por aplicación de las· bases y montos mínimos, dispuestos llamado el principio de congruencia, reconocido por otro decreto en cuanto
precedentemente.
En caso de participar una misma persona en la integración de varias J fija criterios algo distintos para determinar las partidas computables y las
gravadas, ya que se aparta de la letra del Art. 50 del Acta Nº 9, cabe señalar
sociedades anónimas, se deberá aportar por los Directores y Síndicos en
cada una de las sociedades aplicando los parámetros expresados, con
prescindencia de los horarios o la dedicación que cada cargo exija_
Art. 5 (Redacción establecida por el Decreto 197/990).
'f que este decreto provino del mismo gobierno que aprobó la referida Acta
Institucional. Pero lo más significativo es que cuando ocho años después, un
nuevo gobierno pudo corregir las ilegalidades o derogar el decreto o
introducirle variantes, sólo estableció algunas modificaciones secundarias,
Se encuentran exentos de aportación:
i por la vía de atribuirles a algunas disposiciones, redacciones sustitutivas.
Ello importó una ratificación del criterio del P.E. sobre la legalidad del

18
l
'
19
~::.-;__,ºe;,,
--~ "'.':.. ._.,i.;...
- ·'..:....:~
..
- 1...,,....., .:- ~ - -.........:.,
' -. - ···:-_-¿" '
t..-·, t~:~~. ~\")TEC..::. e;);
decreto, por lo que los órganos estatales no pueden apartarse de su texto. \ "~.----
,,,.··r.. /,.: r t'"'
. ·,o
__,,-,.:..(>··· -
j; i
Cabe agregar que en julio de . 1993 se introdujo una nueva . variante ~~;_~-- ¡

¡1
1 .·,'

Secundaria, lo que importa otra ratificación del valor del decreto en su Por el contrano, . los e1ementos margina. 1es provocan 1stintos
conjunto. Más aún: el 31 de agosto de 19_93 se vo1vió a dictar otro decreto problemas, por las dificultades existentes para su avaluación· monetaria ya
que introduée una modificación de redacción en_ lo que se relaciona con la sea que _consistan en ventajas en especie ya sea que.representen sumas
fÓrrna de mencionar la nonna que se sustituye. Aunque referente a un variables de dinero, cuya determinación promedia! ha de fijarse a posteriori.
aspectp meramente tenninológico, fue una nueva oportunidad de ratificar l_a Además, esta discriminación nos permite examinar metódicamente los
vigencia y regularidad del decreto. · problemas prácticos que suscita cada una de esas formas de retribución_

8. (Jvfoifología del salario). 9. (Con/. Elemento básico).

Nos proponemos exponer ahora lo que Pierre Comet (12) ha llamado El elemento básico, o sea, la suma fija de dinero que constituye
Ja morfología del salario y que otros han denominado la estructura del ordinariamente el núcleo principal del salario, es la retribución directa o
salario (13). , . ., inmediata que percibe el trabajador de su empleador.
Estudiaremos con ese propósito, las partes de que se compone, los No plantea mayores problemas.
elementos que lo integran y qué alcance y régimen jurídico especial posee Ni siquiera existe siempre; la definición del Art. 1.831 del Código
cada una de aquellas partes. Civil, que alude a un precio en dinero, fuera de que no se refiere
Podemos distinguir en el salario dos partes: 1 propiamente al contrato de trabajo, no puede considerarse como una
a) el elemento básico: una suma fija de dinero; J imposición obligatoria del pago en dinero, ya que el artículo siguiente aclara
b) los elementos marginales, que pueden consistir en especie o en ! que si él no existe, el contrato será innominado pero se regirá por las
dinero y que, por lo general, se agregan a aquella suma. i mismas reglas del arrendamiento de servicios, en cuanto fueren aplicables
Esta discriminación reviste importancia práctica desde dos puntos de j Precisamente, porque puede faltar ese componente en dinero, hemos dicho
vista: la prueba de su carácter salarial y la determinación posterior del ! que constituye ordinariamente el núcleo de la remuneración lo que supone la
monto del mismo.
En efecto, la suma fija de dinero constituye, inequívocamente, salario,
de modo que basta con que se demuestre el hecho del pago para que resulte
1
;

..
existencia de casos excepcionales, en los cuales no existe.
Pero evidentemente, lo habitual es qué exista. De allí que casi todas
las definiciones lo aluden o suponen, aludiéndolo como el sueldo o salario.
probado que el salario está integrado, por lo menos, en esa _forma. En f A ese sueldo o salario en dinero -que constituye el núcleo básico de la
cambio, con respecto a los elementos marginales no basta probar el hecho remuneración- se agregan los complementos, beneficios adicionales o
de su cobro: es necesario demostrar también que ese cobro constituye una ·. . elementos marginales. Todas las denominaciones que se le dan, suponen que

fj
forma de remuneración porque no significa una liberalidad ni una forma de existe un núcleo básico anterior. ·
indemnizar o compensar un gasto o desembolso. . En otros países, esta parte básica implica el mínimo vital, por"debajo
En segundo término, con relación a su monto, el elemento básico no del cual el salario no puede bajar. En nuestro derecho no sucede esto.

I
p,lantea cuestión de ninguna especie por consistir en una suma fija de dinero. ~ Esta discriminación nada tiene que ver con la fijación del salario y el
. '~ Art. 18 de la Ley de Consejos de Salarios prevé expresamente la posible
integración del salario mínimo con los elementos que hemos llamado
marginales.
( 12) Pierre Cornet. "La politique des salaires depuis la guerre". París 19.+6.
( 13) Bernardo de Gama Lobo Xavier, "Algunos problemas sobre la retribución en el
derecho del trabajo portugués" en "El salario" (T. I pág. 627).

20
1 21
10. (Coill. Elementos marginales). et desprestigio y la desconfianza·que rodeó al "truck system" o sistema del
trueque. Se veía siempre en ellas una forma de burlar ·y disminuir el salario
Los elementos marginales ofrecen mucho más interés y campo para su de los trabajadores en ben~ficio del empleador, por lo que fueron objeto de
estudio. numerosas prohibiciones~specialmente se temía la pérdida de libertad del
Efrén Córdova (14) ha profundizado el estudio de estos elementos trabajador que debía consumir necesariamente los productos que le .vendía el
marginales aunque después de examinar las distintas denominaciones empleador y los abusos de éste en la .fijación de los precioS] · ·
propuestas, se inclina por una designación más extensa como es la de Sin embargo, sin haber desaparecido totalmente esa prevención contra
"fonna,s indirectas de remuneración y beneficios extrasalariales" que induso él pago en especie, lo cierto es que éste va obteniendo paulatinamente una
llega a resumir con la sigla FIRBES. Nosotros seguimos prefiriendo la situación de licitud, de normalidad y en algunos casos hasta de estímulo e
utilizada en nuestro estudio anterior no sólo por considerarla más sintética - inclus?-de obligatoriedad.
y por tanto, más cómoda- sino porque discrepamos con la idea de incluir [§e ha considerado que ciertas modalidades de pago responden a
dentro de esta categoría a los beneficios extralaborales. prácticas habituales y no a intenciones abusivas y · resultan en ciertas
Cabe destacar la exposición que formula sobre los motivos de su condiciones beneficiosas para los trabajadores. El ejemplo más típico es el
difusión y expansión (15), así como sobre sus ventajas y peligros, alojamiento y la comida de los trabajadores rural~(16}. . ..
especialmente en América Latina: su aparición improvisada y asistemática, la ror esta vía, además, se ha ido ensanchando el concepto de salario,
carencia de un orden de prioridades, la ausencia de los trabajadores en su incluyendo en él una serie de beneficios que poseen ciertos trabajadores
redacción y formulación y sobre todo, la poca conciencia patronal y obrera como, por ejemplo, el uniforme, el libre tránsito, el uso del comedor, el
sobre su repercusión en el monto del salario directo, pago de la sociedad médica, etc]. Ello ha importado un beneficio al !
Parece particularmente interesante su intento de clasificación en trabajador, porque al asimilar esas ventajas al salario, se mejora su situación
habilitadoras, retributivas, compensatorias, asistenciales y promocionales. en materia jubilatoria o de indemnización por despido, etc. Es comprensible
Sin desconocer el mérito y la utilidad de esa clasificación, por razones
de carácter práctico, seguiremos el sistema empírico que ya hemos utilizado,
que si se utilizan tales procedimientos para beneficiar la condición del
trabajador, vayan disminuyendo las prevenciones.
1
empezando por los beneficios en especie y prosiguiendo por los beneficios Antes de analizar cada una de las remuneraciones en ,e_§pecie,
en dinero. abordaremos un problema que afecta, en general, a todas esas formas. j'
Se refiere a la manera de medir el valor de esas ventajai) Según Pipia
11. (Co11t. Formas del salario en especie). ( 17), no pueden valo'f°arse las prestaciones en especie por los precios medios
., locales porque la empresa, entonces, se beneficiaria con el lucro medio
Todas las formas de pago del salario en especie fueron alcanzadas por comprendido en esos precios. Al concedérsele al trabajador no debería
obtenerse ningún lucro, por lo que esas prestaciones debían valorarse por su
(14) Efrén Cordova, "Las formas indirectas de remuneración y los beneficios
extrasa.lariales" en "El salario" (f. II pág. 249). (16) Es sumamente significativa en ese sentido la nota publicada por De Ferrari con el
(15) Esto explica la serie de estudios dedicados a este tema. Destacamos dentro de ellos el título "Salario mínimo del trabajador rural" en la que destaca el acierto del Estatuto del
articulo de David Zisk.ind, "Fringe benefits laws from a U.S. perspect.ive" en Comparative Trabajador Rural de 1946 que partió de la base que interesaba tanto o más que el salario
Labor Law. Vol 3 Nº2. Winter 1980, pág. 81 y el libro "Salario Incentivo e adicionais en dinero, asegurarle al trabajador rural vhiendas higiénicas y decorosas, dietas
contratuais ao salario". LTR Sao Paulo 1981 en que se recoge la "Jornada Jurídica sobre o correctas, medios de transporte. ser.icios médicos y preparación escolar. Por eso critica_ba
salario" cumplida en San P-dblo con intervención principal de Carlos Alberto Gomes el proyecto del P.E. de octubre de 19~8 que al elevar el salario en dinero, parécía
Chiarelli, Floriano Correa Vaz da Silva, Sonia Kasor Sandoval Peixoto, Roberto Santos; abandonar esa política en la que tantas esperaD?.as se habían cifrado (Revista Derecho
Antonio Lamarca e Irany Ferrari. Laboral T. 11 pág. 129).
( 17) "Codice deU-impiego priYato", pág. 118.
""-,...,...--:--\
' 1 "/..,., 23
22 (
~!!;~~~
precio de costo. Pergolesi (18) en cambio, considera más justo que el lucro _ _ __ Entre las primeras se encuentra el servicio doméstico, el portero o
~~d,io s~ di~da en~re·Jas partes en la proporción que, en cada caso, parezca. ~~cargado de una casa de apartamentos:. _el sereno de una obra ·en
mas equttat1va, teruendo en cuenta el mayor o- menor beneficio de cada una construccion, el trabajador rural. Las segundas comprenden todas las
·ae fas partes. · situaciones en las que no es corriente ni generalizado el brindar vivienda en
•. Cualquiera -de las. dos soluciones -de ~ste ·problema -puede resultar el lugar de trabajo. - , _ __ __ , . _ __ .
beneficiosa o perjudicial al trabajador,: según sea el motivo para el cual se Cabe otra· distinción muy. relacionada con la anterior, entre aquellos
mida el salario. Si se trata del descuento autorizadÓ en el cálculo del salario casos en los que la viviénda en el lugar de trabajo comprende a todos los
mi~o'. cuanto tnás reducido sea.el valor que se atribuya a las prestaciones, trabajadores y aquellos otros en los que sól,o algunos de los trabajador~s
el trabajado~ saldrá favorecido. Si, en cambio, se desea medir la prestación disfrutan de este beneficio. _ _ . . _
para determinar el beneficio calculado en función del salario, cuanto -ri1ás Otra distinción, también entrelazada con las anteriores, es la que
alta st;_a la v_aloración de la prestación, mejor será para el trabajador j
1
discrimina entre las situaciones en las que el trabajo se efectúa fuera de los
LLas dificultades refendas han aconsejado recurrir a la fijación de fictos centros urbanos -y donde la empresa por razones prácticas debe brindar
fijados por organismos estatales o determinados porcentualmente en las habitación a todo su personal- y aquellas donde es fácil obtener habitación al
propias normas (19)} margen de los que ofrece la empresa.
Dentro de los casos en que la vivienda no coincide con el. lugar de
12. (Cont. La vivienda). trabajo, pueden distinguirse también diversas situaciones según la vivienda
sea propiedad de la empresa o sea alquilada por ella para brindársela sin
~on esta denominación queremos comprender las diversas formas en ningún costo al trabajador. No siempre se le facilita la vivienda sin pagar
que el empleador provee contractualmente de alojamiento o habitación al nada: a veces, se le cobra un arrendamiento notoriamente inferior al que se
trabajador y generalmente también a su familii:} cobra corrientemente en plaza.
Este beneficio presenta muchas variedades en cuanto a la forma de Una modalidad parecida a la anterior es aquella en la que el trabajador
otorgamiento. alquile una finca y la empresa le reintegre el monto de lo que él haya
No entramos obviamente en las diferencias que puedan existir en abonado por arrendamiento y/o gastos comunes.
materia de tamaño, confort, calidad de la vivienda, comodidades que posee. Cabe todavía otra distinción entre aquellos casos en los que el
Estos aspectos pueden ser tomados en cuenta individualmente por lqs trabajador recibe este beneficio en forma estable durante el transcurso del
partes, pero dificilmente por las normas que regulan este componente contrato y aquellos casos en los que el beneficio se brinda temporalmente,
salarial. · como puede ser un empleado bancario que es enviado durante el verano a
Hay una distinción fundamental, según la vivienda se encuentre en el prestar tareas en una sucursal ubicada en un balneario y a quien se le
mismo lugar del trabajo o fuera de él. concede ese beneficio durante el período estival.
. . D~ntro de las que se encuentran en el mismo lugar de trabajo, cabe Pese a toda esa variedad de situaciones, entendemos que en todas ellas
d1stm~1r a su vez entre aquellas situaciones que son habituales o propias de el trabajador obtiene el beneficio del alojamiento. Amauri Mascaro
la acttvtdad en la que se prestan servicios y aquellas que no lo son. Nascimento descarta aquellas situaciones en las que el empleador cobra un
alquiler inferior al habitual por cuanto no sería una prestación gratuita para
(18) II_contrato ~'impie~o privato nell diritto positivo italiano. 1928, pág. 78. el trabajador (20). Nosotros creemos que de todos modos, puede haber un
(Í9) Citemos a via de ejemplo el Decreto 402/93 del 9/9/93 en ei que se fija una escala de
valores fictos ~ los sueldos y jornales del personal embafcado en tiuques de la Marina
Mercante Nacional _expresado en Unidades Reajustables. para cada una de las seis
(20) Amauri Mascaro Nascimento. "Lineamientos del concepto de salario" en "El sabrio"
categorías previstas y distinguiendo dentro de cida una de ellas los buques de cabotaje v
los de ultramar. · · T 1 pág 78.

\ 24 25
~\
.... \ -~ --- - -
\
j
beneficio económico importante que justifica la atribución de la naturaleza vivienda se. halla ubicada en el mismo lugar del trabajo, se discute s1
salarial, si bien reconocemos que el tema se hace más complejo por la corresponde deducir de la cifra fijada con carácter de salario m1rumo la
dificultad de medir la cuantía-ae la rebaja. -- partida equivalente a vivienda. _
Sólo hemos prescindido de una situación que, a nuestro parecer, no Algunos laudos de Consejos de Salarios han establecido expresamente
cabe dentro de este beneficio; pero que, sin embargo, a veces se le menciona que no son deducibles,. a los efectos del cumplimiento del salario mínimo
por falta de ·precisión o iirolijidad. Nos referimos al costo de la habitación (22)~ La motivación es que esapresendá-perinanente dd trabajador ~incluso
incluída en un viático recibido por el empleado cuando presta servicios fuera ·en horas de la noche- genera algún beneficio a la empresa que considera su
de la ciudad donde _reside habitualmente. Por lo general, cuando se le local más protegido por el hecho de que un trabajador duerma en él. En

1
reintegran los gastos a un viajante o a un empleado que cumple caso de incendio, demimbamiento, inundación o intento. de robo,. ·la
accidentalmente o periódicamente una misión en otro lugar, se le abona no presencia del trabajador resulta muy importante ..
sólo los gastos· de transporte sino ·también el costo del alojamiento en el Nosotros entendemos que la deducción del beneficio de la vivienda es
hotel donde ha pernoctado una o más noches. Pero en tal hipótesis, el perfectamente legal de conformidad a lo establecido en el Art. 18 de la Ley
trabajador no recibe el beneficio de la vivienda, porque él debe mantener su 10.449. Se trata de una facultad de cada Consejo de Salarios establecer
casa donde vive habitualmente con su familia. Se trata de un gasto extra que cuánto y cómo se debe deducir del salario mínimo previsto.
no le genera ninguna economía personal y en el que no hubiera incurrido Reconocemos que en la práctica puede háber una gran variedad de
a no ser por los servicios que presta a la empresa. circunstancias que justifiquen esa decisión de algunos Consejos; pero
Pero cabe, de todos modos, aclarar que dentro de las situaciones en pensamos que en la mayoría de los casos el beneficio que recibe el
que el trabajador recibe el beneficio de la licencia, existan algunas trabajador con la vivienda supera con creces el servicio subliminar derivado
particularidades. El Art. 56 de la Constitución establece: "Toda empresa de su presencia- en el predio. De todos modos, siempre que haya una
cuyas características determinen la permanencia del personal en el respectivo disposición expresa, deberemos atenemos a ella Pero no la podemos aplicar
establecimiento, estará obligada a proporcionarle alimentación y alojamiento por extensión o por analogía.
adecuado, en las condiciones que la ley establezca". Otros laudos o decretos del Poder Ejecutivo se limitan a establecer un
Aunque puede haber otros casos (represas, puentes y en general, porcentaje de descuento sobre el salario mínimo establecido (23)
obras públicas o privadas que exijan la presencia del trabajador fuera de los
núcleos urbanos), lo más frecuente es que esta situación se dé en el caso del !e (22) Podemos ci~r entre otros. de la primern época de la actuación de los Consejos de
trabajador rural. J Salarios los laudos para el comercio mayorista del 14 de junio de 1946; para tiendas del
Justamente, el Estatuto del Trabajador Rural -cuya última versión fue' ft
establecida por el decreto-ley 14.735 del 19 de mayo de 1978- ha dispuesto _
un régimen de retribución necesariamente mixta, uno de cuyos componentes ( i
1
J 21 de junio de 1946; para ferreterias y bazares del 20 de setiembre de 1946; para las
compañías nafteras del 20 de setiembre de 1946: para las compañías importadoras de
carbón y sal del 24 de setiembre de 1946. De la época posterior a la reinstitucionalización
obligatorios es el suministro de la vivienda para el trabajador de los, 1 del país. podemos citar el Decreto 4/986 del 14 de enero de 1986 para el transporte
marítimo (art. 7: "establécese que no será comprendido dentro del sueldo de los conserjes
establecimientos rurales. No se justifica que expongamos ahora la forma del j
y/o porteros el valor de la vii.ienda cuando ésta esté en el edificio del trabajo") y el
cumplimiento de esta obligación ya que lo hemos descrito detalladamente en\ ¡
otro volumen del Curso (21). !
Decreto 524/986 del 13 de agosto de 1986 para la industria del plástico y botones (grupo 1
29) cuya Disposición General Nº 1 dice: "Los trabajadores que tengan su vivienda dentro
En aquellos casos en que las caractenst1cas de la actividad no del Establecimiento con sus dependencias en los predios en que unas y otras se
determinen la permanencia del personal en el establecimiento, pero que la encuentren o con comunicaciones directas de las mismas no tendrán descuentos en los
vivienda se halla ubicada en el mismo lugar del trabajo, se discute si salarios por tal circunstancia".
(2') Asi en el decreto 2871965 del 4 de julio de 1985 para las actividades educacionales;.
culturales se establece una cantidad fija para deducir por concepto de vivienda (NS 1.449)
(21 > Véase p<ig 73 del Vol. 2 del T 11 Segunda edición pág. 78. y en el decreto 304/85 del 8 de julio de 1985 para la industria hotelera se dispone que en

26 27
~ los efectos de la seguridad social, rige lo establecido en el Decreto · trabajador debía abandonar de inmediato el local, gozando del plazo de 15
290/82. del I 8 de ~~osto de 1982 cuyo Art. 1 declara materia gravable "las ( días para el desalojo, según lo establecía la antigua Ley de 14 de diciembre
prestaciones de Vlv:enda, en dinero o en especie, constituyendo el monto de 1927. Pero el Decreto-Ley 14.219 del 4 de julio de-127~!.ipuló en su
gra~ble,, e~- cualq~1era de las formas expresadas, el equivalente al 50% del artículo 35 lo Siguiente: "Los orteros cuidadores. lim i~dores.jardineros ~"lC...
salano ~rumo nacional". O sea, que en cualquiera de sus modalidades, esta de casas _en ba nearios. encargados y en general todos los érnpleados que
prestac1on ~ebe cal~ularse para los efectos de las· contribuciones 'especiales están al :servicio de . conventillos, casas . de inquilinato, . apartamentos,
de la s~gu?dad social. en. una cifra equivalente a este porcentaje, que corno escritorios o similares y a los cuales se les proporciona vivienda en el propio
todas las formulas tarifanas puede ser excesivamente alto 0 bajo en un caso edificio que sirven, con· l_a · única compensación que por tal concepto
concreto. . autoricen las leyes, reglamentos, Jaudos de Consejos de · Salarios o
Incluso pensarnos. ~ue ,este criterio, pese a no ser aplicable para los resolución de COPRIN, no tienen la calidad de arrendatarios ..Podrán ser
~fectos. lab?,rales, se utilizara por razones prácticas para el cálculo de Ja des~QS..COn..plazo_de.30..días.-}! no podrán oponer otras excepciones que
1ndernn~zac1on por despido, siempre que no haya otra norma específica, en Ja las que acrediten su calidad de arrendatario, subarrendatario, promitente
respectiva órbita de actividad. !( comprador o propietario, todo debidamente instrumentado".
. Cabe recordar que · la referida disposición nO se aplica para Jos Aun cuando el texto de Ja disposición parece referirse a quienes
trabaJa~ores rura~e~ ya que en un segundo párrafo -establece que las prestan servicios en casas colectivas· de habitación y no en establecimientos
. prest~c1ones de VIV1enda y alimentación, en dinero o en especie, para los industriales o comerciales, probablemente para evitar discusiones los
trabajadores rurales, se gravarán en la forma y condiciones que determinen propios empleadores preferirán solicitar una intimación de desalojo de 30
las normas legales y reglamentarias vigentes. Ya hemos advertido que no las días. Naturalmente que en la mayoría de los casos se logra el acuerdo
expondremos aquí por haberlo hecho en otra parte del Curso. mediante la concertación del pago de la liquidación pendiente contra entrega
del local.
b. (Cont. Abandono de la vivienda). Una situación que presenta particularidades muy especiales es la
suspensión del trabajador. Nonnalmente la suspensión es sin pago del
. Todo sistema de págo de salario por medio de alojamiento crea salario, lo que podria llevar a la conclusión a que llegara una sentencia
siempre el problema de la obligación de abandonar el local en el momento argentina, que sostiene que el empleado suspendido no tiene el derecho de
de la terminación del contrato. continuar, durante el tiempo de suspensión, en el uso de la habitación,
. Para resolver ese problema no debe perderse de vista Ja consideración siendo su negativa a acatar la orden de desalojo justa causa de despido.
fundamental que recuerda Krotschin (24) de que el alojamiento en estos Deveali (25) comentando dicho fallo, acota que el sentido común y la
casos como componente del salario, constituye un elemento esencial del "ratio Jegis" se oponen a tal solución, pues es prácticamente imposible
. contrato de trabajo sin suponer ningún contrato de locación. realizar esos traslados frente a cada suspensión, cuando puedan existir
P?r consiguiente, se entendió que, salvo disposición expresa en suspensiónes hasta de un día y repetirse ellas con frecuencia. A lo más,
contrano, ~na vez concluído el contrato de trabajo, el obrero 0 empleado podria establecerse Ja obligación del obrero de pagar el valor locativo de la
_carece. de titulo ~ar~ o~upar el local, convirtiéndose en un ocupante a título vivienda que ocupe durante los días de la suspensión, para evitar que el
precano. Esto s1gmfico que durante mucho tiempo se entendiera que el obrero con uso de habitación goce de un privilegio injusto frente a quienes
perciben exclusivamente un sueldo en dinero. A su vez, Justo López se

(23) el caso de que el personal disfrute de >i>ienda en el establecimienio se aplicará un 1 opone a tal solución señalando que la cor:eiación sinalagmática del salario
descuento del 5% sobre el salario.
(2~) "Instituciones de derecho del trabajo". Buenos Aires 19~7. T.¡ pág. 373. r
1 (25) Véase el fallo anotado por el autor en la re\ista argentina Derecho del Trabajo T lI
pág. 277.

28
1 29
-
recibido en uso de habitación no se establece con relación a las sucesivas ':otra forma es la de reintegrar en dinero el importe de lo que haya
prestaciones de trabajo cumplidas o a determinados períodos de la relación gastado el empleado en comef) Aquí también se abre un abanico de
laboral, sino respecto de toda la duración del contrato de trabajo de modo posibilidades. Desde el reembolso de la factura que exhibe el trabajador,
que el derecho a él sólo cesa cuando éste termina. No lo afectarla, por lo hasta el suministro de vales que sólo pueden utilizarse con el tope de cierta
tanto, la suspensión que no causa la cesación del contrato. Sólo exceptúa el suma diaria y que puedan presentar en un solo restaurante o en varios
caso de interrupcion~~-_Jª1"gª_s_del=-contrato,_como las enfermedades - restaurantes. Las variables aquí también son muy numerosas, aunque suelen
prOlongadas,_eLdesempeño de.{:argos gremiales-electives,et~En...es~sos \ englobarse con la denominación común de "luncheon tickets". ·
se inclinarla por la solución de que el trabajador desalojase la habitación ( : Entrando a examinar la naturaleza del beneficio, parece no haber\
hasta su reintegro, por lo menos, cuando ella fuese necesaria para el uso del \ dudas en cuanto a que se trata de una ventaja que se ha generado en el (
que lo reemplace transitoriamente (26). - trabajo, por lo que posee naturaleza salarial.
En consecuencia, cabria la deducción del salario mínimo fijado, si el (
14. (Cont. Beneficio de la alimentación). laudo o decreto respectivo la autoriza (27) o la computación del valor del (
beneficio para el cálculo de la retribución total.
(!,a alimentación es otra forma bastante extendida del salario en especie Pero existe una verdadera dificultad a la hora de determinar la cuantía
porque, al igual que la anterior, responde a las modalidades de la prestación del beneficio. Es explicable que así sea, por la gran variedad de formas que
de servicios. presenta, dificultad ad que se multiplica considerablemente al tratar de
Este beneficio puede brindarse de muy diversas maneras. aplicar cualquier procedimiento que se pretenda utilizar. Ya es dificil
Una de las formas más difundidas es el suministro íntegro de la determinar cuánto significa económicamente este beneficio cuando se
comida;, lo que se da habitualmente al trabajador doméstico, al trabajador suministra directa y totalmente al trabajador. Incluso lo es cuando se le
maritimo, a los empleados de los hoteles, restaurantes, bares cafeterías y reintegra al trabajador lo que gasta en sus almuerzos por cuanto no puede
similares que suelen almorzar o comer en el establecimiento. Í:n el caso del tomarse corno base el total de la factura ya que en el precio que cobra el
trabajador rural se extiende muchas veces a la familia que acompaña al comerciante, se encierra un componente lucrativo. No es lógico que ese
trabajador) lucro integre el salario. Mucho más dificil es detenninar el monto del
L0tra forma -muy utilizada en los establecimientos industriales- beneficio en el caso de que se entreguen "Iuncheon tickets" porque también i.

consiste en la instalación de un comedor, con un servicio de comidas más o hay diversos factores económicos que inciden en el costo. Pero quizá lo más '
menos completo] Dentro de este sistema hay muy diversas modalidades: Ja
organización de un servicio de comedor que es completamente gratuito para
el trabajador~ la financiación del servicio que permite ofrecer a los
trabajadores una serie de comidas a precios muy económicos (aquí hay
también subdistinciones, según la magnitud de las rebajas y la variedad de
las comidas ofrecidas), la concesión a un tercero de la atención del comedor

dificil sea determinar el monto del beneficio en el caso de que se
subvencione un servicio de comedor, cualquiera sea el sistema utilizado.

(27) Véase, por ejemplo, el Jaudo para Ja Liga Uruguaya contra Ja Tuberculosis e
instituciones similares del 28 de abril de 1952 que fija este beneficio en la suma de $25 o
l
í

el laudo para las confiterías de Montevideo del 9 de diciembre de 1953 que fija este
sobre la base de precios máximos a cobrar a lOs trabajadores; el aporte de beneficio en la suma de $60. En el periodo posterior a la reinstitucionalización
las instalaciones y una subvención mensual para el funcionamiento del
servicio; el establecimiento de un comedor administrado por una comisión
1 democrática puede mencionarse el Decreto 287/85 del 4 de julio de 1985 que admite la
deducción de NS 1744 por concepto de alimentación. A su vez, en el decreto del 31 de
mayo de 1990 para los trabajadores del servicio doméstico se establece que si el trabajador
paritaria con contribuciones de la empresa, en lo que caben todas las
recibe alimentación y vhienda, podrá deducirse por tales conceptos un 20% del salario
variables que se puedan imaginar, etc. etc. mínimo establecido: si recibe sólo alimentación la deducción no podrá ser superior a un
!0%.

(26) Justo López. "El salario". Ediciones Jurídicas. Buenos Aires 1988, pág. 254.
30

1 31
Por otra parte, influyen en la utilización de este beneficio, factores Jos contratos especiales de los trabajadores marítimos (30) y de los
absolutamente aleatorios, como puede ser la proximidad o lejanía del trabajadores rurales (31 ). Respecto de éstos se plantea el problema de Ja
..domicilio de cada trabajador, las costumbres familiares, la salud del opción conferida al patrono cuando se trata de trabajador sin faffiilia en el
- trabajador, el régimen de comidas de cada trabajador. Ocurre que todos establecimiento (32).
esos factores no gravitan regulªnnente en la ínisma forma sino que el uso Existen algunas otras disposiciones que obligan a suministrar ciertos
del comedor depende de motivos circunstanciales ·que · llevan a cambiar alimentos a los obreros, pero no como integrantes del salario, sino como .
cotidianamente las cifras. medida higiénica de protección contra posibles enfermedades profesionales.
Quizá por la gravitación de todas esas dificultades, el decreto 290/982 Así ~or ej.e':11plo, el decre.to del 27 de julio de 1945 que contiene un conjunto
_omite incluir el beneficio de la alimentación al trabajador urbano entre las de d1spos1c1ones preventivas contra el saturnismo, dispone en su Art. 9 que
materias gravadas en lo que respecta a la seguridad social. Esa· omisión los p~tronos de. aquellos talleres do?de se realicen· trabajos con plomo,
resulta tanto más significativa cúanto en el numeral 8 del artículo l deberan proporc10nar en forma gratuita a sus operarios, un litro de leche
menciona en un primer párrafo las prestaciones de vivienda y en el segundo durante cada jornada de labor. En la etapa posterior, podemos citar el
párrafo, referente al trabajador rural, las prestaciones de vivienda y . Decreto. 3 70/985 del 17 de julio de 1985 para la industria pesquera.', cuyo
alimentación. El simple cotejo de los dos párrafos evidencia que en el ) . Art. ~ dispone que las empresas del Subgrupo Descarga proporcionarán al
. ámbito urbano, mientras rija este Decreto, no debe computarse el beneficio , trabajador en forma gratuita un litro de leche por jornada de trabajo cuando
de la alimentación ni para las prestaciones ni para las contribuciones a la · haya descarga de pescado.
Seguridad Social. iO ~L, ~8-'?~
15. (Cont. Vestimenta).
No obsta11te lo anterior, en una sentencia del año 1987, se fija como
valor del beneficio recibido por una trabajadora, consistente en un almuerzo
r
y una merienda diarias, el 25% del salario mínimo nacional " por entender
que es un criterio justo y razonable" (28). Claro que es más fücil avaluar el
1 l!1La vestimenta
. es otro elemento del salario que se ha ido generalizando
por mótivos de distinta índole\ 1
importe de un beneficio en un caso concreto y después de ocurrido.
En nuestro derecho, algunas normas imponen la obligatoriedad de este
beneficio.
l - En primer término, porque importa un real beneficio para el trabajador
, que s.e ve eximido de esa manera del gasto de comprar o renovar su ropa de
. trabajo ya que por el número de horas que dedica a éste y por las tareas que
Cabe recordar, en primer término, el Art. 56 de la Constitución que ¡_suele desempeñar, su~e u~ inevitable y a veces, rápido de~gaste.
.
junto con el alojamiento obliga a proporcionar alimentación adecuada al
:::~!'rnn_:il_ .~e lo!' .. establecimientos cuyas caracteristicas determinen la
permanencia en el nifsmo. Por consiguiente todas las consideraciones que 1 l
.0 o En segundo tenruno, puede haber razones vmculadas con la
cóst~mbre o con el interés ~e la empresa (el ~rden, la limpieza, el aspecto
\ extenor atrayente para el cliente) que llevan a implantar un uniforme o una

l
formuláramos respecto de la vivienda son pertinentes aquí (29). \forma más o menos reglamentada de la vestimenta de los trabajadores.
En el plano legal, se han establecido obligaciones para los Esto que ocurre en ciertas actividades más que en otras, genera como
empleadores de dos ramas de trabajadores que hemos descrito al estudiar contrapartida la obligación de la empresa de sun:iinistrar el uniforme como
¡ medio de respetar la integridad del salario y asegurarse la efectividad de la
equiparación de la vestimenta.

l
(28) Sentencia del Dr. José EcheYestc Costa reseñada en el numeral 1045 .del Anuario de
·Jurisprudencia Laboral 1984-87 (pág. 381). Esa sentencia fue revocada por el Tribunal de
Apelaciones del Trabajo de Primer Turno. que elevó ese ficto a un 45% basándose en la
proporción de ese beneficio atribuído por el P.E. para el trabajador rural (Sentencia Nº (30) Curso, T. II Vol 2 (2a. edición) Nº 144.
331del26/6/88. Anuario de Jurisprudencia Laboral. 1988-1991. Nº 159). (31) Curso, T. U Vol 2 (2a. edición) Nº 62.
(29) Véase supra Nº 12.
(32) Curso, T. H Vol. 2 (2a. edición) Nº 69.

32
f 33
1
Por último, concurren razones de higiene en la elaboración de las 1
tar~ y de seguridad par~ el pr?pio t_rabajador que han conducido al Estado ,
El decreto 412/985 del l º de agosto de 1985 para las caleras,
establece directamente la opción para · la empresa de servir una
a unplantar normas obltgatonas, sobre cómo deben estar vestidos o compensación por desgaste· de ropa de N$ 20 por cada 8 horas o entregar la
protegidos l?s tra?ajadores dur~nte la ej~cución de las tareas)_ · ropa, en cuyo caso deberá suministrar al personal jornalero las siguientes
- La. existencia d~- esta tnple motivación ha influído en cuanto_ a la prendas por año: dos pantalones de trabajo, dos camisas de trabajo, un buzo
incorporación de normas relacionadas· ¿on este tema tanto en los primitivos de abrigo y dos pares de calzado adecuado a la actividad". . -
laudos de Consejos de Salarios como en los decretos salariales que los En la gran mayoría de los casos se establece solamente la obligación
reemplazaron desde el restablecimiento_ de la democracia como en muchos de suministrar la ropa, enumerando las prendas, el número de ejemplares, el
convenios colectivos. -~abe recordar que cuando directa o indirectamente plazo en que deban renovarse, que puede ser fijo o variable, según el
hay trabas para la elevación del elemento fijo del salario, se encamina la desgaste efectivamente producido.
imaginación de los representantes· del personal hacia la obtención de otros ·Y aquí se abre un enorme abanico de variedades, según se limite a
beneficios. Y luego la acción de contagio e imitación conduce a que este indicar el número de prendas a entregar o se especifique que debe ser un
beneficio pase de un sector a otro. equipo de verano y otro de invierno, y en tal caso, en qué época debe ser
Surge de lo que acabamos de exponer que la implantación y difusión entregado. A su vez, se distingue si se agrega o no un equipo de lluvia y en
de este beneficio no ha tenido carácter general y sistemático. Por el qué plazo debe ser renovado.
contrario, ha ido surgiendo en forma empírica y espontánea. No nos puede Las enumeraciones de las prendas pueden variar enormemente hasta el
extrañar, entonces, que las normas que existen sean muy variadas y distintas extremo que en algunos sectores se excluye el calzado (fideerías, según
entre sí. decreto 754/85); en otros, la prenda obligatoria se limita al calzado (cines,
En algunos casos, se dispone la entrega de una cifra en dinero con ese según Decreto 53/986 o industria aceitera, según Decreto 476/86) y en la
destino. Así, por ejemplo, en el Decreto 597/85 para las areneras, se fija una mayoría se incluye, entre otras prendas, a los zapatos (pongamos como
compensación en dinero para desgaste de ropa que en octubre de 1985 se ejemplos el dictado para la industria de la bebida, Decreto 888/86 o el
fijaba en N$ 500 mensuales, cifra que se ajustará en el futuro de acuerdo aprobado para las instituciones de la salud, Decreto 504/986).
con el índice de aumento del rubro vestimenta, de acuerdo a la información Las variaciones pueden obedecer no sólo a las costumbres existentes
brindada por la Dirección de Estadística y Censos. en los sectores a que se refiere cada decreto, sino también a las
Pese a que en el texto de la norma se dice que esa cifra equivale a la características del trabajo prestado en el mismo y, obviamente, al poder de
entrega a cada trabajador de dos equipos de ropa por año, no se permite fa negociación de los representantes de los trabajadores actuantes.
sustitución de la entrega en dinero por el suministro en especie. . Otro origen de variaciones es el carácter estable o zafra! del trabajador
En cambio, en otros decretos se deja al empleador la opción entre la así como si se exige un mínimo de antigüedad en la empresa y cuál será la
en~rega e~ dinero o en especie. Así, por ejemplo, en el Decreto 414/85 para magnitud de ese minimo.
la mdustna de la construcción e instalaciones de la construcción el Art 4 Algunas de estas especificaciones están muy ligadas con la imposición
esta_blece en agosto de 1985 para el personal jornalero de e~presas .de de la obligatoriedad del uso del uniforme. En muchos decretos se establece
pavimentos, saneamiento, impenneabilización, albañilería y demoliciones la expresamente esta obligación.
compensación de N$ 20 por cada 8 horas efectivamente trabajadas (comd se Si bien en la gran mayoría de los casos, el suministro del uniforme es
ve otro sistema distinto de cálculo de la compensación). Y agrega ese de cargo exclusivo del empleador (33) existen algunas exc.epciones, en las
apartado A) del Art. 4: "Respecto del personal jornalero no incluido
(33) Pondremos como ejemplo un laudo del primer período de actuación de los Consejos
precedentemente, las empresas podrán optar por entregar la ropa o la de Salarios. En el laudo del Grupo 50 (Instituciones de Salud) del 27 de dicicmfüe de
compensación anteriormente definida". .; 1965. el artículo 16 de las Disposiciones Generales establece: "Cuando el Carácter de las

35
34
cuales el trabajador debe contribuir parcialmente al pago de su costo. Otro punto que origina diferencias es lo relacionado con la propiedad
Así en el Decreto 62l/985 se dice: "Las empresas comprendidas en el d~ la ropa y el proceso de limpieza de la mis~a. Quizá el ejemplo más típico
Subgrupo Cartón del Grupo Nº 35 Industria del Papely Cartón entregarán a sea el Decreto 306/986 _para la industria hotelera, cuyo Art. 5 estipula: "a)
sus trabajadores un equipo de ropa de trabajo por año. El costo del mismo Las empresas que giran en el ramo de Hoteleria en Primer?- Categoría f
será costeado por partes iguales entre el empleador y el trabajador. El Especial, . Primera Categoría, Segunda A y Categoría,, Turística,
importe que corresponda abonar .por-parte del trabajador será descontado proporcionarán a· sus empleados la r()pa de trabajo que aquella considere t
por la empresa en Cinco cuotas iguales y consecutivas (Art. 4). En el necesaria para el normal funcionamiento de sus tareas. El uniforme brindado
Decreto 407/986 para carnicerias y pescaderías se dispone una ligera pertenecerá a la empresa, por lo tanto, en el momento en qué el trabajador
variante: "Establécese que cada empresa abonárá el 50% del valor del se desvincule de la misma por las razones que sea, deberá entregar las
equipo de ropa de trabajo de cada obrero a aquellos trabajadores que posean prendas a su empleador. La ·vestimenta del trabajador se usará dentro del
más de un año de antigüedad en las respectivas firmas. Dic.ho equipo estará establecimiento con_ carácter obligatorio, no pudiendo el empleado retirarla
compuesto de las siguientes prendas: un pantalón blanco, una camiseta del mismo sino para proceder a la limpieza. Es opción de la empresa, el
blanca, un delantal blanco y un gorro blanco, opcionalmente los trabajadores hacerse cargo de la limpieza de las prendas en cuyo caso no se retirarán en
cuyas tareas no requieran aquellas prendas, podrán optar por una túnica ningún momento de la misma. En el caso de la ropa que necesita limpieza en
blanca. Dicho equipo ser~ renovable anualmente en iguales condiciones de seco, ésta será de cargo de la empresa. ·
pago" (Art. 2). Se desprende de esta redacción que la empresa no debe 6) Todos los establecimientos comprendidos en el presenté decreto,
adelantar el dinero para la compra del equipo sino que es el trabajador quien cualesquiera sea su categoría, brindarán al personal de limpieza que
debe adquirirlo y la empresa contribuir a esa compra con el 50% de su empleen, guantes de goma a razón de un par por persona y por mes, como
importe. En el Decreto 43/986 para las Curtiembres de Cueros se encuentra máximo. c) Los presentes beneficios entrarán en vigencia a partir del l º de t
entre las Disposiciones Generales, el numeral 5 que transcribiremos octubre de 1985, contando las empresas con plazo de hasta el 31 de
íntegramente: · diciembre del mismo año para la entrega de las prendas. d) Quedan f
"Lás empresas facilitarán los elementos necesarios de trabajo como ser: exceptuados del presente beneficio los trabajadores contratados en régimen
zuecos, botas, guantes, zapatos industriales, delantales, equipos de agua, de "extras".
etc , donde sea necesario su uso en las tareas que así lo requieran. Se En esta norma, se incluyen aspectos que casi ningún laudo o decreto ¡JO
considera también una necesidad del servicio el uso de uniformes, por lo que salarial prevé como es el de la responsabilidad en caso de ruptura o extravío
las empresas suministrarán a los obreros uno de invierno el 30 de mayo ·y de la ropa, la imposibilidad del retiro de la misma del local de la empresa y Ja
otro de verano el 30 de octubre de cada año. Los operarios reintegrarán a obligación de mantenerla limpia, lo que parece estar implícito en la
las empresas el equivalente al 25% del valor de los uniformes, porcentajes obligación de llevar uniforme. Cabe anotar que muchas empresas han
que les será descontado de sus haberes en tres cuotas mensuales, iguales y procurado combatir el uso de los uniformes fuera del local de la empresa
consecutivas a partir de la fecha en que les sean proporcionados. En las colocando en cada una de las prendas en caracteres bien grandes y visibles,
empresas en que existan convenios al respecto, los mismos se seguirán el nombre de la empresa.
cumpliendo en la forma pactada en ellos siempre que sea su resultado más Otra disposición que abarca temas ajenos a los habitualmente tratados,
favorable para el obrero. El uso del uniforme será obligatorio para todos los la encontramos en el convenio colectivo celebrado para el personal
op,erarios de la empresa". embarcado de la pesca el 16 de julio de 1985 que fue homologado junto con
otros por el Decreto 403/985. Es el artículo 11 que dice así: "Ropa de
funciones a cumplir así lo exija, el personal será provisto de túnicas y uniformes. Su ·
trabajo. La dotación de los buques de altura y media altura incluirá la ropa ·
lavado y planchado será de cuenta de las instituciones". de agua necesaria para el trabajo del personal embarcado, de conformidad
con el siguiente detalle: por cada tripulante: 1) un equipo de agua

36 37
; ,• ~.

impermeable de buena calidad (chaqueta, yantalón, mandi~ete y mangas). 2) Art. 24. Deberá usarse ropa adecuada para cada tarea en buen estado
Un juego de botas de goma largas (estos tmplementos seran renovad~s cada _ de conservación e higiene .. Cuando puedan generar riesgo de atrapamiento,
seis 'meses contra retiro de las unidades usadas) 3) Un par de guantes ~ prolubese el uso de ropa suelta y otras prendas como corbata, bufandas,
tejidos y guantes de goma según necesidades de l~ navegación, re~ovables . pulseras, collares, anillos, etc. Está terminantemente prohibido depositar las
contra retiro de las unidades usadas .. Para _el cocmero se proveera: 1) un . ropas en las proximidades de máquinas.
paritalón~·2) una camisa de trabajo~ 3) un'delántal y 4) un ~ar de zapatos o Art. 25. "Los trabajadores ócupados en tareas en ambientes en los que
championes (estos implementos serán renovados cada sets meses contra existe polvo, usarán durante su trabajo ropas ajustadas en el cuello, los
retiro -de las unidades usadas). Para los buques de altura, el armador puños y los tobillos y cubrirán su cabeza".
proveerá un equipo d~ ropa de agua de buena ~~lidad_~chaqueta, pantalón, · Art. 26. "Los trabajadores ocupados en tareas en que haya riesgo de
mandilete y mangas) para el suplente~ "la -~~tnm1strac1on "! con~rol _de los . agresión a la piel por sustancias irritantes, cáusticas, alérgicas, etc. riesgo de
implementos antes referidos será responsabthdad del patron, estipulandose ·e intoxicación por absorción de sustancias tóxicas a través de la piel o riesgos
que en caso dé extravío o deterioro injustificado podrá s:r. ?escontado de -_ de infección, usarán ropas de naturaleza, color y otras características tales
los haberes del tripulante, de acuerdo con el valor de repos1c1on. Los barcos . que les cubra y proteja eficazmente''..
de pesca costera -por cada tripulante proveerán. un equipo de agua :i Art. 27. "Las ropas de trabajo mencionadas en el artículo anterior y
impermeable (chaqueta y pantalón), mandilete y mangas y gua~tes y u~ p~r todos los elementos de protección personal se entregarán por el empleador
de botas de goma. Se discutirá la posibilidad de ado~tar el rrusm~ entena en forma gratuita y serán de uso personal. El-empleador tiene la obligación
que para los buques de media altura y altura en el penado establecido en el de cuidar que estén en buen estado de uso y eficacia, para lo cual dispondrá
inciso 3 del artículo 4 del presente Convenio". los recambios necesarios. Está obligado a realizar la limpieza de dicha ropa
Se agrega un artículo 12 que lleva el título Declaración Interp.retativa y/o elementos en condiciones que no signifiquen riesgos para terceros.
y que tiene la siguiente redacción: "Las partes declaran: a) q~e l~s vtveres Y El trabajador está obligado a usar la ropa y/o elementos de protección
la ropa de trabajo reglamentado en el present~ Convenio integran ~a personal, debiendo mantenerlos en buen estado de conservación y limpieza.
dotación del buque; b) que su consumo o uso, as1 como el de los demas A su vez se proWbe el retiro de los mismos del establecimiento de trabajo
elementos de la dotación del buque, no revisten naturaleza salarial; e) que la sin autorización del empleador. En caso de mal uso, extravío o destrucción
incorporación de víveres y ropa para trabajo a la dotación del buque no voluntaria, el empleador podrá exigir al trabajador su reposición".
altera el régimen de remuneración a la parte. . Estas normas, por su especialidad priman sobre las contenidas en los
A las normas contenidas en los laudos y decretos salanales, debe , decretos salariales pero obviamente se aplican únicamente en aquellos casos
agregarse una reglamentación de otro orden, incluída en el Decret~ 406/88. : de ropa o instrumentos establecidos por razones de higiene y seguridad, de
del 3 de junio de I 988 sobre seguridad, higiene y sal~d ocupac1on~l. El ... conformidad a ese Decreto 406/88.
Título V sobre Medios de Protección Personal contiene· una sene de
disposiciones que comienzan con un artículo 1 destinad? a establ:cer la
norma fundamental: "En los trabajos en que se requieran med10s de 16. (Cont. Su naturaleza salarial).
protección para defender la salud del trabajador, éstos serán ~e us~
obligatorio y deberán ser provistos por el empleador en forma gratuita, as1 Después de esta somera reseña de cómo se presenta este beneficio en
!:
como las instrucciones de uso y mantenimiento, debiendo proveer aquellos la práctica, cabe formularnos la pregunta de si tiene realmente naturaleza
j elementos necesarios para los mismos". salarial.
Luego se especifican, pero interesa particularmente el capítulo IX La respuesta parece clara en el sentido de que, como ya hemos dicho,
titulado "Ropa de Trabajo" en el que se diCe: constituye un beneficio que el trabajador percibe, en cuanto se ahorra total o
parcialmente de costearse la ropa de trabajo que debe emplear mientras

38 39
rnw

ejecuta su.tarea. Dicho de otra manera: si no se le suministra la ropa de I 7. (Cont. Tramporte).


trabajo, el obrero estaría obligado a destinar parte de sus ingresos en dinero ··
a la compra o reposición de la ropa que gastaría en el trabajo. El hecho ce . . / ~-· E.· I transporte gratuito suministrado por la empresa es un be.nefí~io
n~ tener que hacer ese gasto significa obviamente una ventaja salarial. · . /mucho menos usual. Pero igualmente constituye una forma de salario ..
Frente a ese razonamiento, se invoca· que en algunos casos;·- el ··· · Para -~determinar el alcance preciso de este beneficio, corr~sponde
trabajador debe reintegrar al empleador parte del costo de la vestimenta. efectuar una discriminación entre diversas sitúaciones que presentan alguna
Pero en tal caso la ventaja de naturaleza salarial no desaparece sino semejanza. ~e,
que se ve.reducida a la economía que resulta de la diferencia entre el precié> · En ~primer término, tenemos el suministro del beneficio de la
que hubiera debido pagar por su ropa de trabajo y lo que efectivamente locomoción del trabajador en toda su amplitud. La forma más frecuente es el
~~- .
otorgamiento de la tarjeta de libre trá.ñsito en todos los vehículos de la
Otra objeción que se formula es que el desgaste de la ropa se efectúa empresa en la que se trabaja, que faculta al trabajador a realizar
como consecuencia del trabajo ya que si no desempeñara el puesto gratuitamente el viaje que quiera en cualquier coche de la compañía. Esta
respectivo, no tendría ese desgaste de·· ta ·ropa. · El argumento cae sí se modalidad sólb puede presentarse, como es natural, en una empresa de
compara fon Ja situación existente en aquellas ramas de actividad donde no transporte. Está impuesta por la costumbre por lo que es concedida por las
hay obligación patronal de suministrar la vestimenta. Si no hay ese aporte empresas de transporte sin que ninguna norma lo imponga.
empresarial, el trabajador debe desembolsar lo necesario para comprar la En las compañías de aviación esta ventaja presenta· alguna
ropa que usa mientras trabaja. La diferencia entre una situación y otra marca particularidad: no significa la libertad para viajar cuando se quiera, sino que
la magnitud del beneficio salarial. a veces se concreta en un viaje de cierta extensión por cada año o semestre.
Lo que resultará más dificil de dilucidar es el problema de la En cualquier caso, esa facilidad está condicionada a que haya sitio
determinación de la cuantía: cómo puede medirse ese beneficio. A las disponible en los asientos.
naturales dificultades derivadas del ~álculo de la magnitud d~ una ventaja Otra modalidad la constituye el libre tránsito en todas las empresas del
que presenta tantas modalidades variadas, se agrega el hecho de que en la ramo o del sector, aunque el pase libre no tenga la misma amplitud que en la
mayoría de los casos, el suministro está ligado con el cumplimiento de una propia empresa donde trabaja. Así, por ejemplo, el Decreto 794/985 del 17
obligación reglamentaria que la norma ha establecido parcialmente de su de diciembre de 1985 otorga pase libre de cero a cinco horas en las
cargo o :está vinculado con la obligatoriedad del uso del uniforme que empresas de transporte urbano de Montevideo para los trabajadores en
representa una exigencia de la empresa en beneficio de ésta. · actividad en ese mismo sector. El art. 4 del Decreto 799/986 del 4 de
( , . Ello ha llevado a qu~ en la gran mayoría d~ los casos no s~ considera diciembre de 1986 extiende el período del pase libre de las 23 a las 6 de la
,, pract1camente este benefic10, a los efectos del cálculo del salano efectivo.
1
mañana. Como se ve, es un beneficio adicional al pase libre en los vehículos
Ha contribuído a ello el escaso monto que puede representar mensualmente
1 este beneficio.
de la empresa donde se trabaja.
Uóa forma similar, aunque muchos menos frecuente, porque sólo se
j . N_o nos puede extrañar entonces, que el Decreto 290/82 no haya presenta en el caso de algunos altos empleadós, es que la empresa le
'prevtst9 este rubro, por lo que a los efectos de las contribuciones y ¡:>ro~orcíone un vehículo al empleado para que éste lo u.se como si fuera
/ prestaciones de la Seguridad Social, no se toma en cuenta este beneficio. propio, tanto para los usos personales como los de sus familiares, corriendo
No obstante lo anterior, no descartamos que la eliminación del mismo, todos Jos gastos por cuenta de la empresa. A veces, incluso agrega el
pueda motivar la reclamación del afectado que podría solicitar la suministro de un chofer costeado por la compañía. -~
reanudación del beneficio o, eventualmente, el despido indirecto. Otra variedad, también muy poco frecuente, es la de QÚe el emplead9 ·
aporte el vehículo, pero la empresa corra c.on_todos los gastos de __s_u
mantenimiento, combustible, patente, reparaciones, etc. Hay también

41
~t .hl

~~:
i<:.ü modalidades intermedias en las que la empresa le facilita un préstamo al No nos cabe duda de que en casi todas est~s_modalidadesre!
r~t'
~.
empleado para que éste adquiera el vehículo· descontando el imp~rt:, del trabajaaor recibe una venta~m.no..es..nad.a...faciLcuantificarla.-por-la gran
.b.~ mismo en cuotas mensuales, en condiciones muy favorables de financ1ac1on variedad de situaciones existentes, así como porque en algunas de esas
· En segundo término, tenemos -las -facilídades en -el · preci~. del
·~·1,,
~·· ~1.
{.- ~:
modalidades se introducen elementos extraños y aleatorios. Cabe calificarlos
transporte c'olectivo. En el mismo decreto 794/985 que ya hemos citado, así el pase libre. para ciertas horas en otras empresas o la rebaja de .los
. encontramos el Art. 17 que dice así: "Todos los trabajadores del Grupo Nº 5 precios generales en otras líneas o compañías. Es obvio que este beneficio
P Transporte de personas tendrán derecho a viajar con una b?nificación del tendrá mayor o menor dimensión según el uso que haga el trabajador del
20% sobre las tarifas en los servicios departamentales, interurbanos e medio .. de transporte. En la última modalidad, la excepcionalidad y
interdepartamentales regulares". Se agrega que este beneficio no regirá si eventualidad del beneficio parece conspirar contra su naturaleza salarial.
existen regímenes más beneficiosos acordados entre la empresa y sus Deberá pues examinarse, uno por uno, cada caso concreto.(33 bis).
trabajadores y que el descuento no se acumulará a ningún otro vigente c~~ Es explicable, entonces, ue este rubro no figure en el Decreto 290/82
carácter general en el sistema tarifario. El artículo 4 del Decreto 799/86 deJO por lo que para a Seguridad Social este beneficio no se computa (34).
sin efecto la bonificación del 20% para los servicios suburbanos, excepto
CUTCSA INTER que mantiene el régimen actual. 18. (Cont. Asistencia médica).
Como se ve no se trata del suministro del transporte sino tan sólo de
una rebaja en el p;ecio del mismo, lo que no deja de ser un beneficio. Para determinar si Ja asistencia médica gratuita debe considerarse
En tercer término, podemos mencionar· el tran~porte desde el salarial cuando es costeada por el empleador, propusimos hace algún tiempo
domicilio o un punto cercano al mismo hasta el lugar del trabajo, a cargo. de aplicar el criterio distintivo que la jurisprudencia francesa había utilizado
la empresa. No está muy generalizado pero en los caso_s, que extste para establecer la naturaleza jurídica de la asignación familiar (35).
representa una ventaja para el obrero que se ahorra la locomoc1on. Si la asistencia médica era obligatoria con carácter generil o por una
Podemos poner como ejemplo el Art. 6 de la Ley 9991 del 20 de rama de actividad en virtud de una ley, no había salario sino cumplimiento
diciembre de 1941 sobre trabajo en las arroceras que dispone que el por la empresa de una obligación legal.
·1 personal general de esos establecimientos cuando tengan que recorrer ~na Si Ja asistencia médica provenía de una decisión unilateral de la
distancia superior a mil quinientos metros hasta el lugar en q~e tomara el empresa, o de una práctica consuetudinaria de la misma, o de un acuerdo
trabajo, deberá tener transporte gratuito de la empresa; lo mismo que al entre ambas partes, debía considerarse integrante del salario. Se trata de una
dejar el trabajo por cumplimiento de horario. . ventaja que mejora Ja condición económica del trabajador, que lo beneficia
Un caso que tiene cierta semejanza aparente con el antenor es el de las en relación a aquellos otros obreros que no la poseen y que puede haber
empresas que suministran los medios de locomoción necesarios para
traslado al lugar del trabajo, cuando éste no se verifica en el mismo lugar
(33 bis) En una sentencia del Tribunal de Apelaciones de Trabajo de Primer Tumo del 9
donde está instalado el establecimiento. En este caso no hay propiamente de mayo de 1989 se decidió que el otorgamiento de pasajes a los empleados de las
beneficios para el trabajador porque se trata de traslados a lugares donde él empresas de aviación no puede equipararse al salario porque "la eventual contingencia de
no tendóa que ir si no fuera por la función que está cumpliendo o sea, que su goce, sujeto a la disponibilidad de plazas, impiden la asimilación al salario con un
de todos modos, seria un gasto del que tendría derecho a reintegrarse. Un efectivo valor económico". (Caso Nº 1130 del Anuario de Jurisprudencia Laboral 1988-
ejemplo lo suministra el laudo para la industria de la madera del 1 de abril _de 91 ). \
(34) Con mucha anterioridad a dicho decreto, el Instituto de Jubilaciones y Pensiones del
1946 que establece que los patronos proveerán a los obreros de los medios Uruguay antecedente del Banco de Previsión Social, habia reconocido a los empleados
de locomoción necesarios cuando éstos deban realizar trabajos fuera del tranviarios la computación de este beneficio de libre tránsito.
taller. (35) El salario en el Uruguay T. n pág. 39.
sido tenida en cuenta por el trabajador para decidirse por una ocupación en Prescindiendo de la primera de estas dos formas, que se identifica con
lugar~de '"otra. -- ·las propinas, que luego examinaremos, nos queda como modalidad
~El criterio sigue · siendo · válido pero el panorama - ha · cambiado '' novedosa del salario esas ventajas que· no son propiamente erÍ dinero ni
sustancialmente (36): toda la actividad privada está abarcada por el régimen prestaciones en especie .
. de DISSE instituído·por el Decreto-Ley Nº 14.407 que establece un seguro Ellas se presentan en ciertas variedades del -contrato--ae trabajo,
cie enfermedad que por sucesivas expansiones de la órbita primitiva, se fue aparentemente gratuitas. La onerosidad del mismo; que se percibe apenas se
extendiendo a todo el ámbito privado. · profundiza el análisis de la figura contractual, está originada, justamente, por
]$1 problema se· traslada, entonces, a la afiliación de los familiares éSas ventajas que~obtiene el trabajador.· L_QS_ej.emplos_fuás claros son Jos
directo~ (padres, cónyuges, hijos, -hermanos y hermanas a su cargo Y que suministrados por el aprendiz que, a cambio de su trabajo, sólo recibe
integran el núcleo familiar)· ya que la ley autoriza su afiliación dentro del enserumza;el voluntario en un estudio ·profesional que obtiene práctica,
reg 1men, pero a cargo del trabajador que debe pagar la cuota experíeñcia, vinculaciones~ el jefe de una clínica que no cobra sueldo, pero
correspondiente. · · ~ · logra conocimientos, fama, renombre, relaciones. Todas estas ventajas se
/ En la medida en que_ algunas empresas por. d~~isión prop_i_a o por convierten a la larga o a la corta, en beneficios económicos, en ingresos en
;·;_,, ..
.1 convenios colectivos se comprometan a pagar la afil1ac1on de los hijos o del dinero;. pero 'en su estado actual, nó son susceptibles de ninguna traducción
· cónyuge, aparece un beneficio exclusivo de esos trabajadores. pecuniaria. Muchas veces no constituyen la única retribución del trabajador
~Adquiere así carácter salarial .. · - · · ·· sino que acompañan una remuneración monetaria, notoriamente inadecuada,
Cabe recordar que el Decreto 290/82 no incluye_este beneficio ~ntre por su pequeñez, con la entidad de las tareas desempeñadas. Ese déficit
los qu;-deben ténerse en cuenta para la Seguridrul.Social. . monetario está compensado por las otras ventajas que se perciben.
·· En materia laboral, la dificultad mayor será el avalúo del beneficio a Si bien estas ventajas presentan las características del salario -
los efectos del cálculo. En nuestra opinión, podría avaluarse teniendo en pudiendo entrar, por consiguiente, dentro de la definición que hemos
cuenta lo que abonó el empleador por este concepto de afiliaciones aportado- su propia naturaleza, incorpórea y difusa, impide que se le asimile
i .
suplementarias. al salario a ninguno de los efectos que pueden interesar desde el punto de
vista legal.
19. (Con t. Salario indirecto). A lo más, esta inclusión dentro del salario sirve para poder considerar
. contrato de trabajo una prestación de ºservicios que sólo es remunerada en
Una modalidad muy especial del salario, que no consiste ni en una esta forma_
prestación en especie ni en dinero, pero que se acerca más a aquellas, está Si bien estas ventajas presentan las características del salario -
representado por la forma más típica de lo que Cesrujno Junior llama pudiendo entrar, por consiguiente, dentro de la definición qu~ hemos
"salario indirecto" (37). aportado - su propia naturaleza, incorpórea y difusa, impide que se le asimile
Para este autor, salario indirecto es el recibido por el empleado, de el salario a ninguno de los efectos que pueden interesar desde el punto de
otro que no es el empleador, pero como consecuencia de los servicios vista legal.
prestados a aquél, o las v~ntajas obtenidas del Q!Qpio empleador, pero no A lo más, esta inclusión dentro del salario sirve para poder considerar
consistentes en dinero ni en especie. contrato de trabajo una prestación de servicios que sólo es remunerada en
..
i
. -·
--- esta forma.
l
~

(36) El estudio anterior fue publicado en 1956. En ese entonces, apenas podíamos citar
las leyes para arroceras, bosques, montes y turberas y el Estatuto del Trabajador Rural de
19~6.
(37) "Salario Indirecto" en Revista Forense. Río de Janeiro, octubre de 19~5. pág. 29.
i

20 (( '0111. Prímm). estimular el celo del trabajador proponiéndole un sistema de premio de tal
~-.

. _Estudiados los elementos marginales del salario consistentes en ·


suerte que si el obrero, por ejemplo, realiza la tarea en menos tiempo qúe el
ordinario, o con menos errores de los habituales, obtiene una mejora de -
J
¡

prestaciones en especie, debemos ahora considerar los elementos marginales, ".,.


que se abonan en dinero. · · · ' .
retribución.
En las situaciones que ·acabamos de mencionar, los ·ingresos que ¡ -
f
. Empezaremos por las primas o suplementos que se agregan a un salario}·'
base, de acuerdo con -el rendimiento, la asiduidad o la antigüedad .del º
per~ibe. ~\ trabajado'. por este concepto, _integr.an _el ~alario, por constituir
retnbuc10n del trabajo; pero no puede dectrse, en termmos absolutos, que el ¡;
f
1

t
trabajador. Para obtener las ventajas del régimen del _destajo y ev_i_tar gran ·; otorgamiento de la prima represente para el futuro una ·obligación del f
empleador. Esta ·obligación sólo existirá cuando ha sido comunicada i
parte de sus inconvenientes, se han creado numerosos sistemas de pnmas. \
previamente -y en la medida alcanzada por ese anuncio- o cuando se
J!
Lo que interesa ahora .-más que distinguir sus -modalidades- es ·
determinar si integran el salario y qué problemas crean en cuanto elementos -
integrantes del salario. Todas ellas buscan estimular al trabajador para que
convierte en una práctica constante que permita atribuirle los caracteres de
normalidad y permanencia.
t
¡
b) ¿Cómo se calcula el salario cuando está integrado con primas? ¡
rinda por encima del nivel ordinario o tenga una conducta destacable; por lo i
que suponen siempre la existencia de un salario de base, correspondiente al Generalmente se hace sobre la base de un promedio obtenido en el t
trabajo ordinario. Por encima del mismo, se agregan la~ primas eara último año o en un período más corto si el contrato de trabajo no ha
remunerar j1:!_~t_amellk_t!U[éiQªjQ_g_t1_e__ excede en calidad, en perfección o en alcanzado aquella duración.
rapidez aCordinario o el comportamiento particularmente ptau~~1~. e) ¿Puede llegarse al salario mínimo con primas?
De alll-que cualquiera sea la forma de prima que se utihce, ellas se El empleador está obligado a pagar el salario mínimo que se establezca,
calculan siempre de acuerdo con el rendimiento o el comportamiento del i · cualquiera que sea la forma en que se llegue a esa cantidad. Claro que si en
trabajador, lo que distingue este sistema de otras formulas de estímulo y -~ virtud del sistema aplicado, sus trabajadores tuviesen que percibir un salario
participación como las habilitaciones e incluso, las comisiones, en las cuales --~ . inferior al mínimo fijado, igual deberá pagárseles éste. Por eso, para que el
influyen factores ajenos al trabajo mismo. Esa_~~~-cta_y_i_m::_µjª~ió~~ea ?! sistema de primas funcione eficazmente y obre como un verdadero
.
..' o la conducta del trabaj~~~_q.u.e no sé le discuta su naturaleza salanal. * estimulante, debe establecerse un salario básico equivalente al mínimo
SiemprequeTamejora o el aumento de la parte fija del salario se deba a establecido, a fin de que no pueda darse el caso de que se obtenga un salario
una mejora o aumento del servicio prestado, aparece el cambio o trueque, superior al básico con un esfuerzo inferior al que se considera normal.
típico de la remuneración; debiendo considerarse también salario ese
aoregado que es lo que llamamos prima o premio. 21. (Co11t. Bon(ficaciones).
o ..
Los problemas planteados por las primas son los s1gu1entes:
a) ¿Cuándo una paga extraordinaria se convierte en obligatoria para el Otro elementQ_IDarginal_pagado_en_dinero,_.lo._constituyen las
empleador? . ,¡ ~cáCiones con q~~ r(!tril;rn_xe e! trabajo especialmente penoso.
Algunos de estos sistemas de primas están estipulados en el contrato de ;_ Adaptando la definición de Barassi, las podemos aefirur como mejoras
trabajo 0 en un convenio colectivo o constituyen una costumbre constante
tradicional de la empresa. En esas situaciones, el empleador no puede ·
Yl 1
·cte retribución, impuestas por la ley, los laudós, los convenios colectivos o la
costumbre, teniendo en cuenta las circunstancias particulares en las cuales es
suprimirlos sin que ello importe rebajar la remuneración y, por tanto, violar el t prestado el trabajo (fuera del horario normal, nocturno~ en ambiente de
contrato. . ~
temperatura excesivamente alta o baja, en condicioneS particularmente
Pero en otros casos, la prima ha sido el. resul!~e._una-decisión incómodas o peligrosas, en días festivos, etc ) siempre que esas condiéÍones
espontáneaael em leador que aesea premíar una actitud plausible o una tarea no constituyan la forma normal de la prestación de trabajo.
Pncomta e del trabajador, o se origina en un ofrecimiento patronal que busca
A7
,wmrrmn rrmxr ,-nww1srz-:*T ·°?V'' 5
•·

Yt1
'.
..k
i:. . ...!.
. No poseen una denominación única y universalmente aceptada. Se les Per~, . además, hay detenninadas situaciones en. las que se estipulan
ha dado distintos nombres: suplemento, aumento · de paga, recargo~ -·:com1s1ones sobre las ventas globales de la fuma o sobre las cifras totales d
por~entaje de aumento, adicional, etc. En España se les suele llamar "pluses'.'~ · venta de un renglón determinado o sobre la suma de las ventas, concertada:
..'!t.:;,! .. :
en Italia se usa una palabra intraducible pero muy expresiva: por los integrantes de la sección de la cual quien pretende la comisión es el
"maggjorazione". jefe. _Esto_ demuestra. que puede no existir una intervención directa del
En nuestro país, se han difundido tanto por vía legal como por laudo$' empJeádo que pretende la comisión, si bien de alguna manera su gestión está ..
de Consejos de Salarios, por decretos salariales o por convenios colectivos. ;, ligada al volumen y ritmo de las ventas.
·~T. . A nivel legal, podemos citar la ley 7.318 del 10 de diciembre de 1920 . _ -· _AJgun~s veces l~ comisión se presenta como complemento de un
que obliga a pagar doble el. día de asueto excepcionalmente trabajado, 9 .l~ _ ~ue_Jdo_ fijo; otras veces ~oino remuneración exclusiva del trabajador. No es )
~· '

Ley 12.590 del 23 de diciembre de 1958 estableciendo el pago doble delos ~d1s~en_sable el sueldo fiJo, aunque a veces es un elemento importante para
cinco feriados pagos en el caso de que se trabajen o la Ley 15.996 del 17 de defirur s1 hay o no contrato de trabajo.
noviembre de 1988 estableciendo un recargo del l 00% en el caso de horas_ No puede c~e-~d.Y.d.a__d~_qu..Lsila.Lcomisiones son cobradª-LQor un
extras. e~, -sean el uruco elemento d~Ja_remuneración..o_se_agr~en a una
/ A nivel de laudos o convenios colectivos, pueden mencionarse: · · base fija:_.integran el salario. Nuestra legislación alude repetidas veces a este
! múltiples ejemplos que establecen el recargo del 20% o del 30% en el caso de 7" tipo--de' remuneración como lo comprobamos con las definiciones contenidas
1 trabajo nocturno. Muchas veces los laudos recogen o ratifican prácticas_ en las leyes de jubilaciones, licencias y consejos de salarios.
consuetudinarias. Nuestra jurisprudencia, aún antes de que existieran esas definiciones
No pretendemos agotar la lista de ejemplos, lo que deseamos hacerl legales, ya llegaba a la misma conclusión.
notar es que todos estos adicionales o recargos tienen naturaleza salarial. ~ Pero pese a que diversas leyes mencionan a las comisiones como partes
integrantes del salario, casi ninguna se ocupa de resolver ni prever los
22. (Cont. Comisiones). numerosísimos problemas que plantean, a no ser el de su cálculo para
detenninar el monto del salario.
'
La comisión es un elemento variable del salario sumamente difundido,·~ La única norma existente es la contenida en la Ley N" 12. 156 del 22 de
".sobre todo, en cierta clase de trabajo (vendedores, corredores, cobradores;i octubre de 1954 -declarada de orden público por la Ley 14.000 del 22 de -
/etc.) en que opera como estímulo para una mayor dedicación y eficacia \ julio de l97 l- que lo regula para los viajantes y vendedores de plaza de las 1

Puede definirse como la retribución pagada_1?_n_1~.rs>P.?rción al volumen·~ fumas comerciales. Hemos explicado estas nonnas en otra parte del Curso, a'
de las operaci~nes concertadas duranté. cierto período. No hemos incluido en r: la cual nos remitimos (38).
las da'iniciones una nota que suele agregarse, 'Cümo es_ la referencia a la ~ Pero lo que interesa señalar es que con excepción de ese sector de
intervención del empleado que las percibe. Y ello porque si bien en la gran .~ trabajadores alcanzados por esas leyes, los demás deberán regirse por los
mayoria de los casos las comisiones se calculan en función de las operaciones"' . ~~establecidos entre las partes. -
·; en las que ha intervenido el empleado, no siempre ocurre así. Desde luego en J Son tan diversos los negocios que generan el pago de comisiones y tan
las comisiones indirectas, que son aquellas que se calculan sobre ventas . variables los posibles acuerdos, que debemos atenemos al texto de los
'' :realizadas por la casa con algún integrante de la clientela habitual del'l!) mismos.
vendedor pero que se ha hecho sin intervención del empleado. Se haj Al único problema que queremos referirnos es a la posibilidad de
introducido este sistema en beneficio de las propias empresas para evitar que.~ cambio de las condiciones pactadas.
los clientes se demoren o retraigan a la espera de la visita del vendedor y para ..
desestimular al propio vendedor a que aconseje a sus clientes que no:!
.
i

l· concurran directamente a la casa con lo que se retrasan o pierden ventas. j (38) Curso. Tomo H Vol 2 (2a. edición) pág. 260.
-~

49
-~~'.::
-:':" .... 'i·
_g

/~:':;_~.>~------~- -._,_ ~\

Ocurre que muchas veces después de aplicado un contrato durante ~


_ 23. (Conl. El sobreprecio). (; E:=.I::.S-TICJ.~'.-ºv J
cierto tiempo, alguna de las partes encuentra que no satisface sus
~::>~
-·-i;.
"-.¡;,. expectativas. Sea porque se entiende que el esfuerzo que exige no está . El sobreprecio es una variable :de re~~~~ración muy similar a la
compensado en la retnbución, sea por lo contrario: porque se entiende que la _; anterior, aunque mucho menos difundida que ella.
1
remuneración resulta excesivamente alta. Si se produce lo primero, se ~. , Co~sj~te en la diferencia que_obtiene el empleado entre el precio que le¡
presenta el diálogo que suele ocurrir entre el empleado que pretende una fijo su pnnc1pal para la venta de una mercaderia y el que pagó el comprador
mejora de sueldo y su empleador. Si .no lo logra, el empleado puede reducir por ella.
su entusiasmo con la iilevitable repercusión en su rendinúento o buscar otro Se asemeja a la comisión en. que origina una remuneración variable no
trabajo que esté más acorde con sus deseos. Si se produce lo segundo,· el sólo. en. razón del trabajo del empleado, sino también del éxito del mismo·
problema presenta mayores dificultades, porque el empleador no se puede pero_se diferencia en un ~pecto que lo separa aun más del esquema típico dei
desprender fácilmente del trabajador ni tampoco rebajar las condiéiories de _salano, y es que la ventaja que obtiene en cada negocio varia según el precio
l~~·~d t
trabajo. en que pueda colocar el producto, sin que el mayor precio beneficie al
·'.
Nos atendremos a este último caso. El tema puede surgir cuando el patrono. Hay ~n elemento de aleatoriedad comercial poco frecuente en el
salario. ·
aliciente que tiene el trabajador con el producido de la comisión lo ha llevado
a trabajar de tal manera -con tanta dedicación y eficacia- que le permite Es comprensible, entonces, que se planteen, respecto de las personas
obtener una retribución superior a la de los restantes empleados de la remuneradas ~n esta. forma, d~das sobre si se trata de verdaderos empleados
empresa. Ello, obviamente, genera un efecto perturbador dentro del personal. o de. comerciantes mdepend1entes. Deveali (39) señala dos elementos que
Otras veces para conquistar el mercado, se ofrece una comisión ~~ penruten afinnar que se está en presencia de un verdadero contrato de
atrayente que, luego, cuando ya está conquistado, se quiere disminuir. A J - trabajo: a) que el precio de venta esté prácticamente detenninado en virtud
veces, esa conquista del mercado no es sólo obra del esfuerzo del vendedor ,. ~e !ª competencia, b) que el vendedor sólo pueda vender a aquellos clientes
sino de la difusión de la calidad del producto y de la propaganda general de la i . md1cados o aceptados por la empresa. Si bien estos dos elementos junto con
empresa. A veces, ese incremento de ventas deriva del cese, decadencia o f otros análog~s, sirven para dilucidar si hay un verdadero contrato de trabajo
mala comercialización de un producto competitivo. En síntesis: puede haber ;l o no, lo cierto es que el criterio fundamental es si existe o no la
infinidad de factores que lleven a que el empleador considere excesiva la 4 subordinación propia del contrato, pues la fonna de hacer efectiva Ja
comisión· y pretenda rebajarla. remuneración no cambia la naturaleza del vínculo jurídico que existe entre el.
L~~~~i~pre<lominante es que los pactos deben mantenerse, sin que
empleador y el empleado.
:,! ·.
pued~ alterarse, al compás de las circunstancias y de las conveniencias. El
trabajador puede legítimamente negarse a cualquier cambio, salvo que se 24. (Con!. La propina).
haya demostrado la gravitación de determinados factores que han tenido esa
consecue.ncia y que son completamente ajenos al esfuerzo y al mérito del La propina es una de las formas de remuneración más difundida y que
trabajador. De todos modos, si_eL trabajador no admite ese cambio de presenta caracteres más peculiares. ·
condiciones. el empleador no puede dispone~-~cilateralmente esa alteración Ha sido definida por Voirin (40) como "el provecho que ciertos asalariados
de c_grrusiones.
Cabe agregar que el Decreto 290/82 incluye expresamente a todas las i . (3~) "El sobreprecio como forma de retribución" en la revista qerecho del Trabajo. I 942
!,comisiones entre la materia gravada a los efectos de la seguridad social (Art. i (pag. 4!5)~ Se reproduce en Ja obra "El Derecho del Trabajó en su aplicación y sus
l l apartado 2º). 'j tendencias Buenos Aires 1983. T. I pág. 335. -
(40) "Estudio Jurídico de la propina". Traducción de Ricardo Luján. Barcelona
_

!
1931.páglJ
f
51
' - .. ,,.- ~ ... ·~-~ -~ -- ZZF%7?' z_rn r wewmz ·n-w =
-:r:.~.;;;
~t·]~r~~

~~~
~;.~1
obtienen en ocasión de actos de su empleo, de clientes de su patrón con los . · .. = VLa primera es que la propina integra el salario cuando es nonnal y 11
cuales se encuentran en contacto, sin que hayan contratado con ellos". Porº.~ ·· ·· pennanente. /
eso, .sostiene que la propina forma el puente entre dos· contratos que : · La segunda es que la propina no integra el salario, pero se le asimila \
subsisten, no obstante, distintos: un contrato celebrado entre una. empresa y....:.·· para ciertos efectos. . · 1
un cliente (contrato de hospedaje, de transporte, etc.) y ·un contrato de-~ .. ··· Las tercera es que la propina no constituye salario en. dinero, pero
trabajo celebrado entre la empresa y su personal asalariado. ;, supone un salario en especie (oportunidad de ganancia) de monto equivalente ·
. Los elementos que la caracterizan y distinguen son los tres que se hant~ a aquella.

'i
indicado en la definición: a) ausencia de lazo_ ~ontra_ctual entre el cliente y el l, Pese a que las tres pos1c1ones fueron defendidas por autores de
prestigio, ha predominado la primera de las tres tesis: la propina integra el
trabajador; b) contacto entre ellos; c) en ocas1on de un acto del empleo. ··· ..._.
La práctica de la propina es muy antigua. Inicialmente, parece ' salario. Los motivos que la fundamentan son dos: el concepto amplio del
originarse en la satisfacción del cliente que desea premiar especi~lmente el salario que se ha afinnado cada vez más y el hecho de que al celebrar el
servicio prestado; pero luego se mezclan motivos secundarios, c01~0 la contrato y detenninarse la parte fija del salario que deba ahorrar el
, .
•'%:« ... !>;
empleador, ambas partes tienen en cuenta la entrada por concepto de
vanidad o el deseo de mejorar la retribución de un personal que se considera .
mal pagado, hasta llegar a un momento en que aparece psicológicamente propinas, por lo que se suele fijar una cifra inferior a la normal. La propina
como un deber general, robustecido por el espiritu de imitación y el temor de viene a constituir un salario que el cliente está encargado de pagar por cuenta
singularizarse ante el público y, sobre todo, ante los beneficiarios. · del patrón. . . . ·
Cuando la propina se generaliza y se convierte en un deber, se En nuestro derecho, es decisivo para afirmar el carácter. salarial de la ,
transfonna su naturaleza juridica. Pasa de ser propina-don a ser propina- -~ propina, el texto del art. 18 de la Ley 10.449 del 12 de noviembre de 1943:
deuda. Ello ocurre cuando el patrono, en atención al promedio obtenido por {. sobre Consejos de Salarios que dispone que éstos "establecerán las ,
los empleados, rebaja la remuneración que él paga directamente. De ese ··:< deducciones que los patronos podrán hacer sobre los sueldos y salarios por
modo, la propina se convierte ~n una verdadera necesidad para el empleado j concepto de \Íviendas y alimentación así como por los provechos que puedan
que, de lo contrario, no llega a obtener la remuneración ordinaria. Por eso, "' resultar de la naturaleza del empleo, como ser comisiones, habilitaciones,
para evitar la contingencia en esa parte, que puede ser muy ID:portant~, de ~u propinas, etc." O sea, el legislador considera a la propina como un provecho
salario, pugna el empleado por convertirla en un recargo fiJO y obligatono resultante de la naturaleza del empleo y la equipara en ese rango con las
que el eliente agrega a la cuenta y el patrón distribuye luego ~tre los comisiones y las habilitaciones que tienen, sin duda, naturaleza salarial.
empleados. La propina se convierte, entonces, en unrecargo de semc10. A este respecto la jurisprudencia ha sido firme ( 41 ) .
. -~
Pero como dice Voirin, la práctica de la propina es indestructible. Resuelta esta cuestión básica, quedan por examinar una serie de otros
Inmediat~ente después de haberse convertido en un recargo de servicio, problemas:
tarifado y obligatorio, la propina tiende a renacer en sus formas originales Y ·~ a) Licitud. La propina se presenta como un pago que se realiza para
primitivas. Poco a poco, los clientes generosos empiezan a agregar una obtener ó premiar la ejecución de un acto al que se está obligado en virtud de
"sobre propina" facultativa, espontánea, individual y directa, que constituye un contrato de trabajo. Basta un examen superficial para comprobar que
el comienzo de una nueva propina suplementa¡ia, que presenta todos los pueden contrariarse disposiciones de orden civil e, incluso, de carácter penal.
..i
rasgos típicos de la primitiva. El surgimiento del recargo de servicio viene a Para solucionar el problema es necesario efectuar una discriminación .
! 1 constituir, pues, en definitiva, una duplicación del beneficio. De allí el deseo ·\
del personal de obtener ese recargo de servicio, que le asegura una entrada (41) Véanse. entre otras. las sentencias referidas en los ~tguicntes Anuarios de
estable y fija, sin privarle de la aleatoria y variable. Jurisprudencia Laboral: N° 1093 del Anuario 82/83, 570 del Anuario 84/87 y 998 del
Con respecto a la naturaleza jurídica de la propina, se han expuesto tres
----·-------·
'1* Anuario 88/9 l.
posiciones l
53
.- -~-.;~~·~·

~:- :-:1 .
;.:-~ .::i .
l +- ;~

_ propina a uno solo de ellos Por ejemplo, el pasajero de un hotel que al


En primer término, debe distinguirse la propina pagada antes del act~ .·
.... _ ~1'
~.;;:
.. despedirse deja la propina en la recepción al emplt!ado que está de tumo en
·..s: :-•
j~ -
de servicio y la pagada después del mismo. . .. _ . . ese momento Esá própina, ¿es sólo párael que lá recibe, o debe sér'repartida
La propina anterior al servicio generalmente es. c?ns1derada 1hc1ta :.: entre todos los trabajadores que han prestado servicios?. Tratándose de una
__ jJ~.
porque es exigida por el obrero que condiciona el cumpl~nuen~o_ de su de~er :~ donación. el problema se resuelve recurriendo a la voluntad del n nte es él
contractual al pago de una' stlma· ·qué· rio le ~s debida; ? ~s ?.frec1da ;· · - qu~ia los beneficiarios. .
es ontáneamente por el cliente, lo cual resulta siempre una mcttac10n a la .. · Si no hay ninguna manifestación expresa de voluntad y tampoco hay
Pl. · · de un favor especial en perjuicio de la empresa o de los otros ,._, razón alguna para recompensar a un empleado con preferencia a otro, se ha
rea 1zac1on ·- ti - · ·¡ 'f d ¡ ·
clientes, lo que indirectamente se traduce en una pre erenc1a 1egt 1ma e sostenido qlle debe repartirse entre todos ellos
interés personal sobre el de la émpres~. . · · · " . · .. Afortunadamente, la práctica cada vez más frecuente es la de que los
El artículo 1288 del Código Civil establece que la 0?~1~ac1on Y por propios clientes la repartan de acuerdo con su intención, para· evitar los
consiguiente el contrato que se funda· en una .causa f~l~a. o ~ hc1ta no puede :. ·
1
tener efecto alguno". y luego aclara que habra causa 1ltc1ta cuando una de _·~
equívocos sobre su destino y las dificultades de su distribución.
d) ¿Cuándo la propina puede ser considerada salario? Puede haber
las partes prometiere dar ·algo a la otra porque cumpla con ~\ deber ~ue }: ,; propinas que no se originen en el trabajo por lo que su naturaleza salarial
; .- .
¡._
impone de antemano la ley o la moral". · queda en duda - _ ·
.,.l..
Esa remisión genérica de los deberes impuestos por \~ ley o la moral" Aquí recobra importancia el carácter habitual, estable y normal de la i
concede cierto margen para admitir la licitud de la propina cuando ello .i: propina en el sector de actividad en que el trabajador actúa, así como que '""
constituye una costumbre o cuando el patrono conoce el hecho y no se opone --·~ haya podido ser tenida en cuenta por las partes al celebrar el contrato de 1
..".!
al mismo. · ¡
La propina posterior al acto de servicio se la. cons1d~ra genera ~~nte
J trabajo.
La primera exigencia debe servir para excluir del salario, tanto las
lícita pues constituye una donación libre y voluntana. Se discute esa hc1~~d ~ propinas puramente ocasionales y fortuitas, que constituyen verdaderas
cuando la propina ha sido· prohibida ex?~e~~mente por una res.oluc1?n i gratificaciones excepcionales como aquellas que se deben a las cualidades
gubernamental 0 de la empresa y dicha proh1b1c10n conserva t.oda su ;ig~ncta. -~ . personales o a las circunstancias que vive el trabajador.
., En este caso, la licitud no deriva de la naturaleza de la propina en s1 misma, ,¡¡ La segunda exigencia viene a ser como la proyección de la primera en
sino de la violación de una norma oficial o patronal. . . . ¡ el pensamiento y la intención de las partes. Si éstas la consideran ingreso.
b) Obligatoriedad. La propina en su forma caract~nst1c~, constituye ~ normal y ordinario del trabajador, la tendrán en cuenta en el momento de
(una donación voluntaria del cliente y sólo llega a ser obhgatona cuando se : celebrar el contrato y más especialmente en el momento de determinar el
/convierte en un recargo de servicio .·. salario fijo que ha de abonar el empleador. Este elemento intencional
Voirin se pregunta si cuando constituye una costumbre pu~?e reputar~e -. constituye una cuestión de hecho que. en caso de duda, deberá ser objeto de
una costumbre jurídicamente obligatoria. Lle~a a .'ª conclus1on. contrana : prueba. Un elemento clave para la misma es la generalidad y difusión en el
porque siempre falta la conciencia. de la ob~1~atonedad: Hay siempre un : . tipo de actividad de la propina.
elemento potestativo indudable: el cliente cond1c10na el pago Y el mont_o de la , e) ¿Cómo se calculan las propinas a los efectos de determinar el
propina al hecho de que haya sido bien servido por el empleado Y el es. el ·:- salario? Debe tenerse en cuenta el ingreso promedial que recibe el trabajador
único juez que puede apreciar ese hecho. Au~ en los casos en que la propm~ : por este conce to. Pero esta determinación es muy dificil porque el único que
está más arraigada, un cliente puede dejar de pagarla, cu~~do esta puede informar al respecto es el empleado y él no sóla. no está siempre bien
abiertamente desconforme con el servicio recibido y como expres10n de esa . enterado sino que, muchas veces, puede estar interesadÓ_ en modificar ~l dato.
•· desconformidad · Por otra parte, puede variar en forma muy pronunciada su morito de un
'1 c) Determinación de los beneficiarios. La cuestión se plantea cuando un ~ empleado a otro, de una empresa a otra, de una época a otra, etc. Para zanjar
cliente se ha aprovechado de los serv1c1os de varios empleados, y entrega la
55
.' '~; '
en lo posible todas estas dificultades, en nuestro paí~ se ?_Pt~ p~r el ~istema cl~tela, para quien presenta los caracteres de_~elev(J._ción_.d_e precios. Es
de los sueldos fictos, fijados de acuerdo con la leg1slac1on 1ub1latona, a la : obligatorio para los clientes que si aprovechan los servicios, deben
,. cual se'remitieron varias otras Iéyes (42). . .. aceptar los precios establecidos por la empresa. Siempre constituye salario,
El Decreto 290/82 incluye_ -entre la materia gravada "las pr_opmas, ~: porque exige una resolución previa conocida y cumplida, que lo convierte en
onstit~yendo el morito gravado por - cada trabajador cor:iprend1do, el ' : _. una ent~ada estable y permanente. Y su determinación es muy fácil aunque
e u· alent 0% del salario mínimo nacional". Aunque el s1~ema es _muy .. _ requiere, -necesariamente,· una contabilidad o control en -la empresa .- que
fácil de aplicar, requiriendo un c cu o sencillo, tiene el mconv:m~nte permite, mediante un sencillo cálculo aritmético, determinar la entrada
originado en su propia simplicidad porque no pare.ce razonable atnbutr a _ promedia\ que significó.
.;_ ;: i todos tos trabajadores que reciben propinas, la rrusma cantidad por este La dificultad subsiste -y hasta se agrava- únicamente en lo que respecta
concepto, cualquiera sea la actividad que desempeñen. al problema de la distribución de ese recargo. Generalmente, al establecerlo -
lo que suele hacerse por medio de un laudo o convenio colectivo- se
25. (Con!. Recargo de servicio). d~e...esa_diÁtribución. Por lo regular, ella no se hace de una
manera sencilla, dividiéndola, simplemente, entre todos los integrantes del
Ya hemos adelantado qué es el recargo de servicio: una forma\-· p~nal en partes_jguales, sino que se tiene én cuenta la importancia de la
evolucionada de la propina, consistente en un porcentaje fij~ qu~ el ~liente -~
1
función de cada miembro, para lo cual es muy usado el sistema de puntos.
paga además de su cuenta y que si bien va a manos del patron, este solo se Ji Otro problema que surge es el de determinar la propiedad de ese
encarga de distribuirlo entre los empleados. . . recargo. En otras palabras: si ese recargo llega o no a entrar en el patrimonio
La naturaleza jurídica de este recargo de semc10 no plantea :f del empleador. La dilucidación de este punto puede presentar interés tanto a
dificultades en cuanto a su punto básico -si es o no ~o- porque existe una -~ los efectos fiscales -monto de las ventas o de las entradas- como a los efectos
verdadera unanimidad de opiniones en el sentido afirmativo. .. de determinar los bienes embargables de la empresa.
En realidad, puede descomponerse esta figur~ jurídica en una el:;ac10n -- A nuestro entender, la masa _p_~tr:if!1onial cons!_Í!1J~ª por esos r._e_~argos
de los precios -resuelta por la _empresa para mejorar la remunerac1on del ~ e~ropiedad__d~ los trabaj~~s.. no teniendo la empresa-respé~to de la
personal- y en una elevación de los salarios, equivalente_~ monto de aquella misma otras funciones que las de custodia y administración. Esto se suele
diferencia que es destinada a los empleados, compromettend~se l~ ~mpresa a ~ determinar expresamente en las reglamentaciones legales o administrativas
respetar ese destino determinado. Ambos aspectos. estan mumamente 4 que instituyen el régimen como una manera de asegurar la protecciQ!uie esta
relacionados, no sólo porque tienen igual monto, smo porque uno ·es l p~o. Pero aunque no se lo estableciera especialmente, debe
llegarse a idéntica <'.onclusión, en virtud de los principios que presiden el
consecuencia del otro. i
La claridad de la solución de este problema asi como la propia índole -~ instituto. Se trata de una elevación de precios no establecida en beneficio del
del recargo -fijo, obligatorio y porcentual- simplifica y facilit_~ la solució~ de i patrón, sino exclusivamente del personal. De ese modo, el precio queda
los problemas secundarios que habíamos plantea??. con .rel_ac1on a la propma. -f~_1_ desdoblado en dos partes: una para la empresa y la otra para el pers.onal.EI
El recar_go es lícig,_, pues proviene de una dec1s1Qn...p.ública_d~_la_emp_resa, ~

----
cobro simultáneo obedece tan sólo a razones de comodidad; del mismo modo
generalmente reclamada o i~eLpersonaLy.....c.ono.c1da P~~ la que la centralización en marios de la empresa responde únicamente a motivos
de facilidad y seguridad en la distribución. No caben, pues, embargos ni
¡~ '
j'
impuestos como si fuera propiedad de la empresa.
(·U) Podemos citar como ejemplo, la ley 10.489 del 6 de junio de _1_9~ e_n lo ref~re~t~ a un Un último problema que puede plantearse es el de saber si debe pagarse
aumento porcentual de salarios fijados en el art. 3 y que se extendio a la mdemmzac1on i:or el recargo por las cuentas que han quedado impagas por~los clientes. En un
despido instituida por el art. ~y la ley 12.590 del 23 de diciembre de 1958 sobre hcenc1as ca<;o jurisprudencia\, el Dr. Vago sostuvo la tesis afirmativa (43} El
(art. 11 ).
(43) Véase L.J.U. Nº 411l(T31: pág. 359)
57
. ,.f i"'
:·~1:1
':1'~:;1

argumento central del fallo ·.es ·el de que admitido qué el porcentaje -- En ~ambio, e~ el segundo __caso puede haber cierta porción del viático
integra el salario, éste es 'debido por el patrono por el cumplimiento· déf que - __const1tuya
., . salano. Para poderla determinar es necesario tener en c uen t a
trabajo independientemente de que las cuentas sean o no cobradas por ei que.el .v1at1co compensa
. . tanto los gastos de movimiento -transporte, bo ¡et os,
principal .. Por .otra parte, el .convenio colectivo -cuyo cumplimiento se ~utpa3es'. , propm~s- _como Jos gastos de residencia fundamentalmente
pretendía- establecía un -·porcentaje 'determinado sobre las ·"cuentas - o_; altmentac10n. Y _alo3am1ento. Lo_s primeros no los hubiera desembolsado el
adiciones" y no sobre las sumas efectivamente percibidas por la empresa. Si. empleado s1 no hubiera tenido· que · viajar: .. son -. gastos . causados
tenemos en cuenta la naturaleza salarial de este recargo, debemos reconocer. exclusivamente por el cumplimiento de su trabajo.
el acierto de esta solución. Como salario él está en proporción aJ trabajo - ... Justamente __es uno de los puntos claves de fiicción entre el salario y 1
efectuado y no puede depender del álea comercial en la cual está insertada la · i[lde?1nización o reembolso de gastos a que alude Gerard Lyon Caen quie~
posibilidad de cobro de toda cuenta. exphca que para. perfi!ar con exactitud al salario .debe distinguirse del
Estos recargos se han difundido en los hoteles, restaurantes, confiterías ~ provecho, de la ltberahdad, de la indemnización, y del reembolso de los
y similares . gastos efectuados ( 43 bis). . _
. l '·
_Los segundos, en cambio, son gastos a los que el empleado siempre
26. (Con/. Viáticos). debena hacer frente, aun cuando los servicios se prestaran en la ciudad d
.d . El - e su
res1 encta. · reembolso de los primeros no significa, pues: ningún beneficio
Consiste en una cantidad que se entrega al empleado que para el empleado, porque a no ser por causa del empleo, no los hubiera
·,:desempeñar sus cometidos fuera de la sede de su empleo, para compensarle.,.·~ hecho .. Por el contrario, ~reembolso de los segundos ¡~ representa et'
'. los gastos y fatigas especiales que origina el lugar donde presta sus servicios. _,: beneficio de la economía de ciertos gastos que, de todos modos él hubiera
De dicha definición surge la doble finalidad del viático: la primera, ~ t~nido que realizar. Es, pues, una ventaja económica que recibe· ~1- ~~pleado
reembolsar al empleado los gastos de viaje y estadía originados en el .5 Y que'. de acuerdo con la concepción amplia del salario predominante en la
cumplimiento de su tarea; y la segunda, compensarle de la fatiga mayor ~ . actualidad, debe entrar en él. Pero ha de advertirse que el costo de esas
derivada de su traslado y permanencia en otro lugar que no es el habitual. "" prestaciones -aloj~ento y al~n:entación- resulta mucho más elevado para la

-·'
.·(
Esa doble finalidad es la que origina todas las dudas sobre la naturaleza :Í persona que contmuamente VtaJa que para aquélla que vive establemente en
juridica del viático y suscita las dificultades para determinar si se debe :; un solo lugar. Por eso, el ve:dadero beneficio que percibe el empleado y que
considerar salario o no, y en qué medida cabe hacerlo. La única forma de :i
:~ .
debe catalogarse como salano, es el costo de la habitación y la c.omida en el
resolver las dudas y dificultades es proceder a una cuidadosa discriminación -t lugar que vive habitualmente; pero no ese excedente derivado de la movilidad
de las distintas modalidades del viático, así como de los diversos elementos ~ q~~' en realidad no lo beneficia porque ese mayor precio se origina en la.

·-i
que lo integran. Sólo de esa manera podrá distinguirse adecuadamente cnfre : :
el viático-retribución y el viático-compensación de gastos.
En primer término, ha de distinguirse entre el viático que se paga a un ·
f .
utilidad que percibe el comerciante.
Tornando en cuenta todas las ideas expuestas, podemos distinguir en el
t1co estas cuatro partes:
' empleado por un viaje accidental, y el que se paga a un empleado que · · a) La primera parte, compuesta por los gastos de movimiento.
habitualmente debe trasladarse de una plaza a otra o debe realizar viajes y "!: : b) La segunda parte, integrada por lo que el empleado gastaría en c~da
,.". recorridos extensos. En el primer caso, no cabe hablar de salario puesto que ; caso, para su sustento y habitación en su domicilio habitual.
generalmente, el monto del viático asciende a Jos gastos que ha efectuado, ·, . . . c) La tercera parte, constituída por el mayor costo de dicho sustento
( denvado del hecho de encontrarse el empleado fuera de su residencia.
los cuales le son reembolsados. No obtiene beneficios porque debido al ·' ·
carácter accidental de la gestión, lo mismo tendrá que pagar los gastos de 7
habitación y hasta de alimentación en su domicilio habitual.
----
(4J bis) Op. cit. pág. 241 y
'

SS.
..
:.

59
1 c) La tercera parte, constituída por el mayor costo de. dich? suste_~~? -2) Debe distinguirse el v1a11co por partida fija (llamado viático
: derivado del hecho de encontrarse el empleado fuera de su residencia. ·'--'"forfaitaire") y el viático a pie de lista en el que se detalla cada uno de los
,' d) Una cuarta parte, que sólo se presenta cuando no hay obligación de~~- gastos efectuados y se comprueba la veracidad y exactitud del mismo. -
¿ rendir cuentas -es decir, cuando el viático es "a forfait" y no a pie de lista-=·:y .. ·"· ·", El primero suele o puede tener una porción de naturaleza·· salarial
i que está formada por la diferencia entre los gastos efectivos mencionados e~'·. mientras que el segundo es meramente compensatorio de. gastos que no le .
l 1as tres partes anteriores y el importe del viático. ·· · · :'.'. representan personalmente ninguna utilidad. . . '
· . Las partes segunda y cuarta tienen naturaleza sal!.riaJ, puesto que la .. 3) Si bien el criterio contenido en el Decreto 290/82 del 13 de agosto
segundaequivale al suministro de alimentos y habitación que ya hemos vi~t~~ de !982 se aplica obligatoriamente en materia de seguridad social, ha sido
forma parte del salario y la cuarta equivale . a un -verdadero sueldo;" · utilizado· reiteradamente por la jurisprudencia y en la práctica como medio de
complementario que se engloba con los gastos y que responde al objetivo de ': resolver el problema en el campo laboral. El, por otra parte, coincide ton el
remunerar la mayor fatiga y molestia que las tareas de carácter móvil-~ que se había venido cumpliendo desde hace mucho tiempo atráS en materia
provocan. Esta última será más o menos grande, según sea la dimensión del . jubilatoria y analógicamente en la órbita laboral.
viático en.relación al monto de los rubros anteriores. · ,.. L El numeral 3º grava el 50~ d~ las partidas de viáticos que se utilizan l
/ Las partes primera y tercera, ~n. cam?io, no integran el sa~a~o porque~­ dentro del país y el 25% de las que se utilizan fuera' del país; y exceptúa de
_.responden a verdaderos gastos de viaje y tienen los caracteres ttp1cos de un -, todo gravamen las sumas que las empresas reintegran a sus trabajadores por
I reembolso de gastos. . concepto de gastos de locomoción, alimentación· y alojamiento, ocasionadas
Basta examinar la discriminación detallada para comprender las: "' en el cumplimiento de tareas encomendadas por aquellos, cuando las mismas
dificultades prácticas existentes para determinar en cada caso concreto, a j estén sujetas a rendición de cuentas fehaciente y escrituración contable,
cuánto asciende la parte del viático que pueda considerarse salario. No hay A; probatorias inequívocamente de su calidad indemnizatoria.
otro camino que investigar, caso por caso, a cuánto ascienden los gastos ~¡···. . Se basa, pues, en el criterio fundamental de distinción entre el viático
· ordinarios de habitación y co~da,_ así como si existe o n~, ~iferenci~ entre el · .· fijo y el viático a pie de lista aunque no basta el detalle de ésta sino que
monto real de los gastos ordmanos y lo pagado por Vlatico. Qmen tenga - _ requiere la prueba y la escrituración del gasto. "3J'll0..>"" ¡.
interés en invocar la existencia y monto del salario, debe procurar la prueba ". · 4) Los criterios contenidos en el Decreto 290/982 son meramente
suficiente; pero, en definitiva, quedará todo sometido a la apreciación ·. indicativos porque si en los hechos se demuestra la inaplicabilidad ·de los
judicial. · mismos deben preferirse cifras más reales por encima de los porcentajes en
En algunos convenios colectivos italianos se incorporó el sistema de , aplicación de los principios de razonabilidad y de primacía de la realidad. Por
atribuirle naturaleza salarial a una parte proporcional de la partida pagada por 'r ejemplo, si se advierte que el monto de la partida por viáticos es
concepto de viático, procedimiento que fue aceptado por la jurisprudencia e _· notoriamente superior al doble de los gastos que pueda tener que afrontar el
imitado en diversos países.
En nuestro país no_ ha~ act~al_mente no_nnas legales ~ue resuelvan el
problema pero los cntenos JUnsprudenctales predorrunantes pueden ~ .
a. trabajador, no se está obligado a respetar ese porcentaje del 50%. 'Se trataría
en el caso de una ficción de las partes para eludir el pago de las cargas de
seguridad social.
describtr:Se de la siguiente manera· 5) Un punto donde es particularmente cuestionable el Decreto 290/982
1) Hay que independizarse de la denominación que le hayan podido dar_,;" es en lo referente a la industria de la construcción: en el. párrafo final del
las partes para penetrar en la realidad y definir la verdadera naturaleza de la=· numeral 5, se dice que para los trabajadores de la industria ® la construcción
partida que se paga bajo el rubro de viáticos. En efecto, muchas veces las·J .· se considerará como viático no gravado el importe de hasii un 30% de· las
partes para aportar menos a la seguridad social disfrazan un aumento de J! remuneraciones totales. Las sumas que superen dichos porcentajes -excluidas
salario bajo el nombre de viático. Hay que determinar con exactitud cuál es la ·:¡ las que corresponden a jornales de laudos más incentivos por asistencia- se
· • -- ___ .,,r.,IP7::1 <iel beneficio 1f,,: regirán por lo dispuesto en los incisos precedentes, o sea, se considerarán

61
materia gravada. En ningún caso .1'1. aportación será meno.r ~ la _que· .
• •· I' -

. ..... . Los decretos salariales dictados .a partir de 1985 ·aplicables en Ja


corresponde aplicando la tasa vigente a los jornales de laudo mas mcent1vos__ . ·.,industria de la construcción lo establecen en una forma más o menos
por asistencia. ... _ _ . . . ·. . . · d ... . . . compleja y confusa como viático ~ e.orno rein~egro de gastos por_ trabajar
· Dicha nónna está inscrita en una sene de medidas encamma as a_·. . ~-.'ºfuera de la localidad habitual.· Consiste eri ·una-cantidad fija equlvilente al
6 mentar la construcción, que contribuye a dar fuentes de trabajo y a resolvec·. - 60% del 50% del valor del jornal del medio oficial albañil cuando ·1a· obra
e~ problema dé la vivienda. Pero el_ P.E. p~dría autori~ar a lo sumo al BP~ a ~ diste entre 5 y 25 kilómetros del límite más cercano del área urbana más
percibir menos aportes; pero no puede pn_var al trabajador de los beneficios · . . . próxima y equivalente al 50% del valor dd jornal . dél medio oficial albañil si
que deriven del cálculo del verdadero salano. - · · : .-.... •.fa· obra dista más de 25 Km. (44). Posteriormente; decretos posteriores
Inspirado en el mismo propósito el ?ecreto salarial N~, 414/98 5 del_ 1 de -~~ · ·aumenta N$ 12 cada 8 hs. efectivamente trabájadas ( 4 5) cifra que fue
agosto de 1985 para el grupo 37 (Industna de la construccion e Insta~ac1ones _ ~ - creciendo con los aumentos porcentuales establecidos posteriormente.
de ta Construcción) establece en su art. 7 que "el préstamo y los ~emtegros ; En cuanto a su naturaleza jurídica, generalmente se les considera
de gastos por el presente decreto, a saber viático ~ compensac1on~s por .· .. integrantes del sala!i9. Si bi_en . hay una parte destinada a c~mpensar
desgaste de ropa y herramientas, no constituyen ma_tena gra:ada por runguna cefectivamente los . gastos de locomoción, no hay duda que las .cifras
clase de aportes y no generan beneficio de segundad social ~ otro_s, tal.es establecidas, superan el costo de la locomoción y constituyen-uñá.
como salario vacacional, sueldo anual complementano, licencia, compensación extraordinaria de la mayor molestia y, sobretodO,-del mayQr--·--·
indemnización por despido y seguro por desempleo". -tiempOabsorbido por la concurrencia hacia el trabajo. Por otra parte, con ese
Entendemos que dicha norma es ilegal p?rqu~ no está en las fac~ltades ""
del P.E. modificar la legislación laboral d1spomendo que determm~das
partidas que tienen naturaleza salarial no la van a te~er o no van a se'. terudas ~
en cuenta para el cálculo de determinados beneficios que se cuantifican en
i
_:¡
mayor-pago se busca i~centivar el trabajó-·en· obras colocadas fuera del
circuito de desplazamiento habitual del trabajador. Esa composición compleja
de la partida explica que se aplique un sistema porcentual de cáJculo de Íos
aportes sobre un detenninado porcentaje.
r
función del salario. 1 Cabe agregar que esta partida adicional sólo ha de P_<!garses_1gn_d_o.el
6) No es importante que el trabajador perciba est~ _partida
conjuntamente con el sueldo fijo. Aunque lo perci?an_ en fechas d1~tmtas, o
siguiendo otro ritmo, si son cantidades remuneratonas mtegran efecttv~ente
.lj, trabajaaOfcleoa trasladarse al lugar de trabajo. Si por ser día lluvioso, por ser
fenado o por no poder trabajar, el obrero no debe trasladarse, no se le debe
pagar este plus, porque desaparece el mayor gasto y molestia que lo origina y
...
i el~~~~ ~ justifica.
Por las mismas razones si al terminar su intervención en esa obra es ·,
27. (Cont. Pluses de distancia). asignado a otra obra que no se encuentra alejada, desaparece el plus, sin que 1
pueda mirarse como una rebaja del salario. 1
. Otra figura jurídica, emparentada con la anterior, la ~onstituyen los -
! pluses de distancia. Son suplementos que se agregan al _salan? _normal para ;;,;;,.. 28. (Con/. Pago de aportes jubilatorios).
l compensar a los trabajadores los may?res gastos ~ mol~stias ongmadas por la - ,-~
realización del trabajo en un lugar ~eJad? del radio habi~ual. ., ;1' El pago de los aportes jubilatorios ¿debe considerarse incluido dentro
·'l En nuestro país, están muy difundidos en el gremio de la const~ccion. del salario? ":.
..
¡, Ya la ley del 9 de julio de 1943 -que recoge el texto de un convento en la
industria de la construcción- establecía un suplemento diario para aquellos ·
~
Debe empezarse por distinguir entre el pago del aporte patronal y- del
obrero.
trabajadores ocupados en obras situadas en determinados radios,
.i. especialmente Carrasco y .Punta Go.rda. Luego l_os laudos para la ;8
constnicción reiteran, generalizan y amphan este beneficio. , (44) Decreto 414/985 del 1 de agosto de 1985 art. 3.
f ~:' ._ _, n i t '"'
_·,-

:~~
,¡;~
·~-:-,.
~- -"\"'. ·:
:;~~,
~ _.¡; .~

···ti~;
El aporte obrero debe ser descontado forzosamente por el empleador, - · . compensatorio del trabajo y que no ha mediado un acuerdo entre las partes.
·Ujjf ""I
· quien debe pagar al personal su salario menos dicho aporte y entregar el·. Se advierte que han influído consideraciones de otro orden: no sancionar a
- -~ .
mismo al BancO de Previsión Social. Así lo dispone el inciso 6) del art. -7 de ·· los empleadores más generosos y no desalentar iniciativas de esa naturaleza.
-~2t---~
·:"~--~~- · la primera ley jubilatoria en la actividad_ privada, la del 6 de octubre de 1919," La resolución 290/982 del 18 de agosto de 1982 regresó a la postura
1" '., '
''"':' que ha sido modificada posteriormente sólo ·en lo referente al monto del: original y correcta al incluir entre la materia gravada "los aportes. obreros
- . -~ ~
aporte pero no en la técnica del sistema. cuando son a cargo de la empresa" ( art. l numeral 1O).
Si el aporte es descontado y entregado a la Caja, nadie discute que ese · La jurisprudencia ha continuado estas conclusiones (46).
apmte.retenido del salario .forma parte del mismo. La ley le quita al-~ El aporte patronal, en cambio, no forma parte del salario. Esos aportes
trabajador la libre disposición, de esa porción de su salario, para asegurar la ... no le significan al trabajador ningún beneficio concreto e inmediato durante la
~ -- --- J ¡ efectividad de su aporte al instituto jubilatorio. Pero esa pérdida de libre> vigencia del contrato de trabajo, único lapso en el que puede existir salario.
disposición no modifica la naturaleza jurídica del salario ni le hace perder su El beneficio de la jubilación es, por definición, posterior al contrato y,
condición de tal. además, no es el resultado de ese aporte sino de un régimen legal en el cual el
., Pero, a· veces, ocurre ·que el empleador no descuenta dicho aporte y •· aporte patronal es tan sólo una de las tantas piezas. Con el pago de ese
paga de su propio peculio el importe correspondiente. Se discute si en ese ~ aporte, el patrono no eleva la remuneración del trabajador sino que cumple
caso, el aporte no descontado pero pagado por el patrono integra el salario. "' un régimen estatutario cuyos beneficios se distribuyen según normas
Con un ejemplo, se entenderá mejor el problema: si un obrero gana un sueldo especiales, desvinculadas del sistema de aportes.
de $ l 00, normalmente el empleador debe retener $ 13 para depositarlos en .·
el BPS y entregar $ 87 al trabajador~ pero en algunos casos el .empleador :;:' 29. (Cont. Partidas para quebrantos de caja).
entrega los $ 100 al trabajador y, además, $ 13 al BPS. Se pregunta si el -~~
verdadero salario es el de $ 100 o el de $ 1 13. Los organismos jubilatorios se ·.f> La partida por "quebrantos de caja" es una suma que periódicamente se
han interesado por el problema porque si la verdadera solución es la última -~ ',j,..
asigna a los cajeros para resarcirlos de los eventuales errores o inadvertencias
deben modificarse los aportes, que no podrán calcularse sobre $ l 00 sino ·.~ que, casi inevitablemente, cometen en el desempeño de la tarea de contar el
sobre $ 113 y que determinarían que tanto el aporte patronal como el obrero .iJ dinero.
subieran. En lugar de ser $ 16,5 y $ l3 deberían ser de$ 18,645 y 14,69 :f Esta práctica se ha originado en la experiencia que demuestra que es
respeetivamente. Y esta proyección deberá hacerse también respecto de los , imposible o muy dificil que los cajeros no cometan equivocaciones que,
otros aportes e impuestos que deban calcularse sobre los salarios. -·~ · luego, se traducen en faltas de dinero. Esos errores no se originan, por lo
La posición inicial de la Caja de Jubilaciones de la Industria y Comercio -iij . general en la incapacidad, mala fe o descuido de los empleados sino más
J es la correcta al atribuírle naturaleza salarial. Se trata de una ventaja i. · bi~n, en circunstancias fortuitas, cansancio o fatiga momentánea de los
'l ··! económica que percibe normalmente el trabajador y que, por consiguiente, ; pagadores, amontonamiento de público en las ventanillas, billetes que se
entra en el marco de la definición de salario. Concretamente el trabajador en·<.,. adhieren~ etc.
. ..;;. __
:1 ··
¡
lugar de percibir$ 87 como debiera, percibe $ 100. Este beneficio, significa 1 Y tiene la ventaja de cubrir el riesgo para el empleado, de estimularlo
·.¡.'. también una situación más ventajosa con respecto a los otros obreros a :.::._ con el incentivo de una mayor remuneración a fin de que ponga más cuidado
.._;
1
... quienes con el mismo sueldo nominal, se les descuenta el aporte. Esa :. Y atención en las tareas; y de preservar al empleador de cualquier desembolso
situación más ventajosa que pudo determinar la preferencia de un empleo con ' extraordinario destinado a cubrir riesgos y gastos. •
relac~ón a otro, se traduce en los ténninos de nuestra disciplina, en un mayor "11 ·.
salano. ~I
·'' (46) Sentencia del Tribunal de Apelaciones del Trabajo del 22 de diciembre de 1981,
Posteíiormente el Directorio de la Caja por resolución del 22 de abril ··' reseñada en el numeral 1346 del Anuario de Jurisprudencia Laboral 1980-81. pág. 438.
de 1954, modificó su criterio aduciendo que no es un beneficio ~
q
65
De allí que se haya generalizado en comercios, instituciones bancarias y.
En· realidad,
- d en este caso lo que . sucede. es que _ se le . tolera al Cajero
· ¡a
toda clase de oficinas pagadoras o recaudadoras de fondos. sin haber sido '
· ex1stenc1a e quebrantos hasta cierta cantidad, sm descontárselos del sueldo .
sustituído por otros sistemas de seguro o previsión del mismo riesgo. En otras palabras, se le concede al cajero cierto margen que puede ent ·
¿Integran el salario estas partidas? · deme~os en su rendición de cuentas, ··siempre que ·pruebe que sere;:
Entendemos que sí. En efecto, pensamos que esa partida debe ser·
___ pro~uc1do que~rantos. ~o existe, por consiguiente, en esta hipótesis, una
asimilada al salario, por cuanto -constituye un ingreso normal y estable d~; · partida c~n ~racter retnbutivo, sino simplemente cierta tolerancia en cuanto
dinero, del cual puede disponerse libremente y que no es, en rigor,·. a la aprec1ac1on de la la?or -que se sabe dificil- encomendada a un empleado.
equivalente a los quebrantos sufiidos, pues éstos pueden no existir y aun \
Y aunq~e es una ventaja con relación a un empleado que no gozara de esa
cuando existan, difícilmente coincidirán, en cuanto a su dimensión, con el · · tolerancia, resulta· ·dificil · atribuírle -un ·-carácter retributivo como pa
"'j
valor de la partida. ·' ·d ¡,-; ra
const erar que iorma parte del salario.
Si analizamos las finalidades principales que tiene esta partida, i . Fuera de esa modalidad -que es muy poco frecuente porque con ella se
confirmaremos su naturaleza salarial. En síntesis, esas finalidades pueden pierden muchas de las ventajas del régimen normal- creemos que esta partida
reducirse a estas dos: a) indemnizar Jos posibles perjuicios que pueda tener el debe ser asimilada al salario.
cajero en el ejercicio de su cargo~ b) provocar y premiar un mejor desempeño
. . . La_ dificultad surge para determinar qué valor se le asigna a esta partida
del cajero en sus tareas. Se ha dicho qu~ como normalmente parte de ella se invierte en reponer
Ambas finalidades demuestran el carácter retributivo de la partida. _ quebra~tos efectivos, no toda la partida tendría carácter remunerativo. El Dr.
Respecto de la primera, hemos de tener en cuenta que si no existiera la _·- • ·
Marcelmo lzcua Barbat en un_a ~xcele.nte sentencia ( 4 7) se inclina por
partida, el cajero deberia responder de los quebrantos, en virtud de los .~~ ~omp~tarla a los . efectos Jub1latonos por su valor nominal, o sea, en su
principios generales que se aplican siempre que se maneja dinero ajeno. Si se .! . 1~te~~ad, _~ada la dificultad insuperable existente para una adecuada . t·"
le concede la partida para quebrantos, se le mejora el sueldo, dado que si bien -:¡. d1sc~mmac_1on. Nosotros nos inclinamos por esa misma solución pero por 1!~~-
tiene que responder por los quebrantos, la cantidad total que recibe para S ' ;¡¡
disponer en su propio beneficio y responder por los quebrantos, es mayor. El ~
motivos mas de _fondo: la mejora económica del empleado está representada
ir
~,
por toda la partida: una parte preserva el salario íntegro y la otra lo eleva
cajero, con partida para quebrantos, está en una posición sensiblemente mejor ·.~· .•~ aument~ndolo Si ella .n~. existier~, el trabajador tendría que invertir parte d~
que el que no posee esa partida. Y bien, esa ventaja económica que mejora ~ su_ salano en la repos1c1on del dmero perdido ya que no es concebible un
permanentemente la posición del que recibe Ja partida con relación al que no _!
la posee, es la nota típica del salario.

.
La otra finalidad es igualmente clara en su significado. Toda ventaja":
económica
~
permanente con la que se intente estimular o premiar trabajo e ..,.~ .•
ca.¡ero que .no sea responsable del dinero que se le pone a su disposición.
La ctrcunstancta de que se prevea un régimen más complejo que la
ent.rega mensu~l, con. cons~itución de fondos de garantías que sólo pueden
Jf¡:
retirarse des?ues de cierto tiempo desde que se haya dejado de desempeñar el . ~·
constituye, evidentemente, salario, ya que participa de ese carácter de _...
contrapartida del trabajo, que es lo que forma la esencia misma del salario Sí-~
·cargo de cajero, como se ha pactado en el sector bancario (48), no lleva a
1' ·11~.
,

se da una ventaja para que el empleado trabaje mejor, esa ventaja integra,~ (47) Sentencia d~l 8 de ~yo de 19~5 publicada en la revista Derecho Laboral T ¡ p:ig.
indudablemente el salario. Si a un empleado cualquiera se le eleva la .• · _31_ l. Una ~ntenc1a postcnor del Dr. Luis Alberto Ronca del 11 de agosto de 1988 aplica la
remuneración con tal de que demuestre mejor atención (un dactilógrafo s(.1i; nusma tesis pero ya directamente en el campo laboral (Anuario de Jurisprudencia Laboral
1978. Caso N° 1~~7).
.t;....
""
comete menos faltas o un obrero si inutiliza menor cantidad de materia -
(48) En el Convenio Colecti\O entre la Asociación de Banco y la Asociación de Bancarios
prima) nadie dudaría de que ese premio a una mayor contracción a las tareas,_; · del Uruguay ccle~rado el 31 de enero de 1989, encontramos todo un capítulo -el IV- sobre
integra el salario. ·-"~ . Quebrantos de Caja dentro del que destacamos los siguientes artículos: ~
Art· 61 · El importe
. · se acreditará
· ,
El problema aparece menos claro cuando el cajero debe rendir cuentas .
de la inversión de la partida con obligación de devolver el sobrante. si lo hay .. 1. del Quebranto de Caja

que pueda tener el empicado.


mensualmente en cuenta -de
ahorros "Especial" e integrará un "Fondo de Garantía" destinado a atender los faltantes

M , 1 67
11
cambiar las conclusiones que hemos expuesto. Son ventajas que se difiere:~ ~:~ _- · -Es~o descarta ~oda idea de que, por medio de este sistema, el contrato
-~--~ "....i
en el tiempo, para que cumplan su función reparadora de quebrantos, pero nó . de trabajo se co.nvterta en contrato de sociedad o que el empleado se
-.1
. '.$¡''
·' '1·-.1 dejan de ser ventajas. Y por tanto, no dejan de ser partidas de naturaleZ<! transforme en socio. .
.'..'J '1 salarial. ~: . De la Cueva (49) afirma que la forma de pago de salario no puede
¡- "
··~
modificar la naturaleza del contrato: si aparece la subordinación, el contrato
~ •y :¡ 30. (Cont. Habilitacione~). será de trabajo, cualquiera que sea la forma de retribución de los servicios.

f'
·· :· ·-Hay .dos notas típicas de Ja habilitación que Ja diferencian claramente
La habilitación constituye uno de los elementos marginales .más. del cont:ato de sociedad. La primera de ellas es que no hay participación en
difundidos. Consiste en la suma de dinero percibido periódicamente por er las pérdidas: el trabajador nunca participa directamente en el riesgo de la
empleado y calculada en forma de porcentaje sobre las utilidades líquidas_. ·e~presa; ~e .modo que cobra la habilitación si existen ganancias, pero si 1
obtenidas por la empresa. · ex.t~t~n .~erd1das, no contribuye a sufragarlas. La segunda es que la J
Preferimos esta denominación sobre otra que a veces se. utiliza .hab1ltta~1on no puede ser el único elemento en la retribución: se agrega f
participación en los beneficios- por dos motivos. El primero .es qu~~­
i
.J
necesanamente a una entrega fija y mensual porque el obrero -habitualmente ~
!'.!
participación de los beneficios se emplea más para aludir a un régimen de· sin reserva ni ahorros- requiere, por lo general, anticipos. J
carácter general y origen legal y suele reservarse la expresión habilitación_. En nuestro derecho, no cabe la menor duda de que las habilitaciones !
.1
para referirse a este beneficio cuando posee origen contractual. _· integran el salario. i
. El segundo es que la larga práctica arraigada en nuestros hábitos · . Diversas leyes las mencionan de distintas maneras pero siempre ¡f
¡~
comerciales de habilitar a los altos empleados, le da a la palabra "habilitación" · partiendo del supuesto de que integran el salario. Así, el art. I 8 de la ley 1:
1i
un sentido mucho más claro, conocido y concreto. . 10.449 del 12 de noviembre de 1943 incluye las habilitaciones entre los 1i
1!
La difusión de esta práctica obedece a que tanto el empleado como el ¡ prov:chos resultantes de la naturaleza del empleo que los Consejos de ¡:
·"'!·- 1
empleador la miran con simpat'ía El empleado porque ha visto un medio de • ; Salanos deben establecer para deducir de los salarios mínimos. El art. 3 de Ja
i¡' ;¡ mejorar su remuneración en una forma especialmente apropiada para gastos.
extraordinarios o para el ahorro por la propia magnitud del beneficio que se-~
ley I0.489 del 6 de junio de 1944 que estableció un aumento porcentual
:1 . sobre los salarios aclaró que los aumentos también alcanzarían a los
l.
suele recibir. Y el empleador porque ha percibido una triple ventaja: la ben~?ci~s que los obreros y empleados percibían por concepto de
atenuación de. la lucha de clase, el mayor afecto del trabajador hacia la__ habilitac19nes. El art. 2 de la ley 12.840 del 22 de diciembre de 1960 estipula
~"·1 _. - . ,.
t.;.'
empresa y un eficaz estímulo para el trabajo por el incentivo de ·1a·._ que no se tendrán en cuenta a los efectos del cálculo del sueldo anual
remuneración proporcionada, en cierto modo, a su esfuerzo. Es cierto que la_' _complementario las habilitaciones o participaciones acordadas sobre los
relación entre el esfuerzo y el resultado no es directo porque en las utilidade~ beneficios de la empresa.
gravitan una serie de factores que pueden neutralizar los esfuerzos. Pero, de _ ·/. · Por consiguiente, no puede llamar Ja atención que en el Decreto
todos modos, opera psicológicamente como un incentivo. , 290/982 del 18 de agosto de 1982 se haya incluido entre la materia gravada,
En cuanto a la naturaleza jurídica, no cabe duda de que es una manera ;_en el segun~o renglón Jas habilitaciones, junto con las comisiones, los_pagos
de 'remunerar el trabajo, por lo que posee naturaleza salarial. '· por productividad y por antigüedad.
'l·
~ :
· La jurisprudencia acepta pacíficamente esta calificacióp salarial, hasta el
,._
"~
Art. 62. !A: los "FonJo:; d.: Garantía" a~"Umulados -qu~ no podrá.u s..-r iiú<-rior.::s al ~quivak11t~ a S<:Í•qudirantus punto que ~o encontramos sentencias que se refieran a ~este punto, que
. l' ltkDsual.:s- el Caj<TO sólo podrá r<iirar biru<.....;tr-alm.:nt" d irnpc>rt.: J.: un qu.:bnnto m.:nsual, deducidos dd monto a·
"''ese
lib.:rar los fa!tant.:s qu.: tu\Íct.: p.:riodo. ,
Art. 63. Si "'produj<"f<! un faltant.: sup..:rior al FonJo d.: g,arontia d.:I Caj.:rv r""P"di'º· el llaneo r<i.:ndrá todos los
futuros qud>rantos a acr.,Jitar "" la cu.:nta del <mpl"3do, ha_'<ta cancdar la dif.:r.:ncia y n:poo.:r d Foo~ J.: Garantía_ '.
'~ l'-1 Tr" "'"""" lu.:g<' J.: halx"t ''-""J" en la funcim d.: Caj,;ro. d .;mpkad" t.:nJri ckr.:dio a rct.irar d Foodo d.: ...
-
--
.. ya no se discute. Entre los pocos fallos que aluden a este tema,

4
( 9) Mario de la Cueo.-a. Derecho Mexicano del Trabajo. 1943 (TI pág. 573).

--- -- -~-------·-------
~"'1·
>~~.
l:~J'~: -~
"1'!1
-~' _: · encontramos uno del 22 de abril de 1987 (50) en el que no se hace luga~;~t · _ det ~balance. A nuestro entender, ha de calcularse sobre las ganancias
,-:,p,,I,..
reclamo porque quedó demostrado que en el ejerc_icio ~l que. s~ refería ..eJ -~-eféétivas de la empresa, ya que toda modificación que respecto de esa éifra,
peticionante, la empresa no había te~ido ganancias smo perdidas. Pe!.o- . @sta en el balance obedece al deseo de ocultar ganancias y por consiguiente,
expone la doctrina correcta sobre el part1cuJar.. _ :: . ____ defraudar tanto al fisco como a los habilitados. El derecho del trabajo, en
Los problemas que se plantean suelen quedar re~ueltos en el contratp ·-·funéiÓn. de-los principios protécto-r y de-primacía de la realidad, no puede
escrito en el que se pactó la habilitación. Pero no siempre ocurre ~so 9 preferir la ficción de un balance acomodado por uno de los interesados al
muchas veces, el problema no ha sido previsto. Expondremos la~ soluciones te5timonio objetivo resultante de los hechos. Esto no significa que no deban
preferibles en los casos más frecuentes. . . . . . . •,.;.'. -practicarse o tenerse en cuenta las reservas, amortizaciones o previsiones que ¡
1
..·!, El primer problema es el de la prueba de la existencia de la ~ab1litac10~~ exijá ~la marcha normal de los negocios. Lo que deben evitarse son las .l

1:.
J_

l Si está mencionado en el contrato, no existe dificultad alguna. St no lo est ,. adulteraciones dolosas de las ganancias con el objeto de defraudar el interés
? ""· '
deberá probarse por cualquiera de lo~ medios admit~dos en_ derechQ.,::
1
legítimo de los empleados. Por otra parte, si se disminuyen a través de 1
; - Especialmente tendrán importancia los recibos y las anotaciones ~x1stentes ep maniobras, las cifras reales de las ganancias, se pierden todos los beneficios
I.
.
, '-;-:'

t ~·-~ .
1 ·, _:
'1 .
los libros de comercio, pues ellos prueban contra los_ ~omerc1antes ~ s~s
sucesores, aunque no sean llevados en forma regular: S1~ embargo, s1 es~~­
libros eran llevados por el propio empleado que los quiere mvocar a su favo;r~.
.. que se pretenden lograr con la habilitación y se crea un clima conflictual en
. lugar del entendimiento y del estímulo que se buscaba. ··
· El tercer problema, muy ligado con el anterior, se refiere a las acciones
¡,.

¡
;~
y el patrono niega su veracidad, para que ~quéllos sean eficaces, deberan:
coincidir precisa y claramente, con los demas elementos que se aporten al
q~e posee el empleado para verificar el monto de las ganancias. La doctrina,
en forma casi unánime, entiende que el empleado habilitado tiene derecho a
pedir la exhibición general de libros, principal manera ·de constatar
'
i
'

juicio. . . b d : ·.
Ahora bien: ¿cuándo la existencia de entregas antenores -compro a as -..
mediante recibos o constancias de los libros- constituye prueba de que se ha_:,-:
fehacientemente el monto de las ganancias. Se ha entendido que es éste uno
de los casos de comunión o sociedad a que se refiere el art. 71 del Código de
'f
pactado la habilitación?. Es éste un punto su.mame~te delicado, .pues. ~ara_~ Comercio, lo cual es lógico teniendo en cuenta que no hay otra manera de
resolverlo deben perfilarse con e~acti:ud _las ~1ferenc1as entre_ grat1~cac1on Y_~
habilitación. Los elementos mas s1g01ficat1vos de la ex1stenc1a d~ la,.;·'
habilitación son la regularidad en el pago y la reiteración de un m1sm()
verificar los beneficios obtenidos. Si con un criterio más restrictivo, se
. pretendiera que en aplicación del art. 72 sólo hubiera derecho a pedir la
exhibición de los asientos que tengan relación con la cuestión, en los hechos

porcentaje. De ambos resulta la idea de l~ pree~stencia de ~n. ac~~rdo entr: llevaría a lo mismo ya que el monto total de las ganancias sólo puede resultar
empleador y empleado por el que se l~ as1g~a a ~ste una part1c1pac1~n regular· de la apreciación global de los negocios, una vez computadas todas las '
"
1!;
.: '.'!
en las ganancias, dejando la idea de d1screc1onahda~ _pat~?nal que solo pued~ operaciones efectuadas.
>1{--, I· presentarse en la gratificación, pero nunca en la hab1htac1on. •-_ . . Este derecho no impide que el empleado pueda impugnar aquellos
..... ; ,
El segundo problema versa sobre la determinación del qua~~um de la asientos que hayan sido adulterados dolosamente, con el ánimo de ocultar las
ll..
't . .
i \;

-..:¡:_, '. habilitación, cuando no surge claramente del contrato. Est.a cuest1on s~po1_1~ : ''gáflancias y supone, como es natural, la facultad de observar y discutir los
.• ¡:
la dilucidación de dos puntos Uno es el de fijar el porcentaje de ganancia qu_e ··· balances, aun cuando ellos pertenezcan a sociedades anónimas y hayan sido
te corresponde al habilitado, el cual debe resultar de los precedentes: ~e t:at - püblicados e incluso aprobados oficialmente. Para evitar estos problemas -
de un problema exclusivamente de hecho. El otro es el de dectdlf s1 e~1 que destruyen las ventajas de la institución del beneficio- en muchos ¡·

porcentaje debe calcularse sobre las ganancias reales o sobre las que result~!l ' contratos se pacta que lo pagado por concepto de habilitaciones deberá !·'
i.
I'
ajustarse al balance oficial de la sociedad o al balance fiscal Cle la misma, Jo
cual supone una renuncia del derecho del empleado a la observación o ''
(SO) Sentencia del entonces Juez Letrado de Primera ln~tancia d~I trabajo .de .iº Turno Dr;, impugnación posterior.
Julián Sunbary resumida en el caso Nº l .036 del Anuano de Junsprudcnc1a Laboral I 98~
X7 (pág 'l,77) 1
71
..
'\í ·~

~·".
Pero puntualicemos que si el e~pleado -que está plenamente ente:~~­ '·-"·.habilitación -por formar parte del salario- estaba condicionada a la prestación
..
"'/.-
-
de la realidad- obtiene menos de lo que ~ree tener derecho, este~ben:ficio,_ - del servicio. Por otra parte, lo que se le pagó a la ·empresa no constituyó
convierte en causa de conflicto y de desánimo, en lugar de ongen · ,_ . propiamente ganancia de la inisma, sino una indemnización por los:peijuicios
entendimiento y de aliciente para d trabajo y el esfuerzo. . -- . <. ·.. sufridos, aunque para -calcularla haya tenido que tomarse eri -cuenta ·las
El cuarto problema se vincula con el momento en que ha de efectuar utilidades que había percibido la empresa y que hubiera podido percibir.
la liquidación y pago de la ~abilitación. Es uno de l_os pu~t.os que suele est Creemos que estos fallos son inobjetables.

previsto en los contratos, que interesa _ambos mtervtm_entes. A falta ..
estipulación expresa, debe estarse a la. practica de la_ ca~a. ~\de ella no r~s~I 31. (Con t. Gratificaciones).
una solución clara creemos que debe efectuarse la hqutdac1on al final de c~...
ejercicio anual, p~r ser ese el uso profesional, de tanta significación en ,t Las gratificaciones pueden definirse como aquellas sumas de dinero
derecho del trabajo. . . . ·' de tipo variable, otorgadas voluntariamente por el empleador a sus
El problema ofrece _particular interés en ~l, caso de te:nunac1on de.J trabajadores a modo de premio o incentivo para lograr la mayor dedicación y
contrato la cual suele no coincidir con la conclus10n de un penodo anual. ·Ej rendimiento de éstos. Hay infinidad de variedades, pero una de las más -•. ·, · ·
contrato' de trabajo del cual deriva el derecho a la habilitación está sometid~l corrientes es la que se paga en fecha fija .:generalmente a fin de año- y se
como todos los contratos de trabajo, a la eventualidad de una ruptura y~ . acomoda al desarrollo de las actividades o de la cuantía de los beneficios
como es natural, esa terminación anterior al fin del período no_ le hace pe:der~ obtenidos por la empresa. Esta forma especial de gratificación se llama
al empleado el derecho a la parte proporcional de los beneficios producido_~ "aguinaldo".
durante el tiempo en que él trabajó. ~· La institución del sueldo anual complementario por la ley 12.840 del 22
Pero creemos que el empleado para hacer efectivo ese derecho, deb~¿ . de diciembre de 1960 supuso, en un primer momento, una pérdida de
esperar al final del período, a fin de que_ .Pueda efe~tuarse el bala~ce ~ estrictamente- lo que antes se hacía en forma discrecional y voluntaria.
determinarse con exactitud a cuánto ascend10 la ganancia durant_e el rrusmo:-,¿ Una vez aprobada dicha ley, los aguinaldos voluntarios fueron
La dificultad está en saber si la adjudicación de esa ganancia debe ser 5 reemplazados por el aguinaldo legal, o sea, por el sueldo anual
-! - i rigurosamente proporcional al tiemp? en qu~ se trabajó, o ha de hace:s~ complementario que fue la denominación que le dio el legislador.
teniendo en cuenta, con toda la exactitud posible, el monto de las gananc1~,:,~ Pero como ha ocurrido con otros beneficios espontáneos y voluntarios,
ocurridas durante ese lapso en que el contrato subsistió. Pensamos que, salvo,, convertidos luego en preceptivos, después de cierto tiempo renacen en su
que en el caso existan razones muy especiales, debe seguirse e~ siste~a dd~ : forma libre y no obligatoria como complemento voluntario, que se adosa al
reparto proporcional al tiempo, porque el monto de los beneficios_ as1 como _ beneficio legal.
de muchos gastos y ganancias, constituye un todo global en el ano que no De modo que toda la construcción doctrinaria y jurisprudencial, creada
!·~-:: -
puede discriminarse por meses con exactitud. .-;~ con anterioridad, fue aplicada a esos complementos voluntarios que se
r. Un quinto problema es el de saber si en el caso de que una empre~4 . agregaban al sueldo anual complementario. Reaparecen, entonces, las
T reciba una indemnización como consecuencia de no poder desarrollar u~­ gratificaciones propiamente dichas.
actividad, los habilitados que tenían derecho a U!\ porcentaje de ~as utilida?~ • Las gratificaciones tienen varios puntos de contacto con las
.i - . obtenidas por esa actividad tienen derecho a percibir el porcentaje respect1vp habilitaciones y, justamente del análisis de sus semejanz.as y diferencias
,,
!
sobre la indemnización cobrada. . . ~ resultará delineado el perfil de este beneficio. 1,

l~ En dos sentencias recaídas en un caso en que se d1scut1a est:~


.
problema ( 51) se consagró la solución negativa por entender que · e~1
-~

.¡ peneneció al Dr. Angel de la Fuente y la de segunda instancia al Tribunal de Apelaciones


de primer turno, integrado por los Ores. Sánchez Rogé, Piñe)To y Achard
-.
¡
(51) Fueron publicados como caso Nº 4.087 en L.J.U. La sentencia de primera instancial
~t '
Siguiendo ·a Valeriano F. Lamas (52) podemos decir que , la . · . hijo del trabajador de quien es designado padrino, o de una fecha familiar del
gratificación y la habilitación tienen de común una misma causa (la relaci?, . ~ ..;;... empleado si el patrón es pariente, etc. Son poco frecuentes y constituyen Ja
de trabajo) y un idéntico motivo (obrar a modo de incentivo para la mayq.f. ·. : ·· ~ ..excepción. No se presumen. Las ·gratificaciones a título onerosó -.son
aquellas que están vinculadas con el contrato de trabajo y que, de una u otra
actividad del empleado). ·
También podemos señalar dos diferencias que son las siguientes: .• e'~"- J11a11era, buscan estimular al trabajador en su tarea o premiarlo por ella. La
a) Las habilitaciones suporien la existencia de utilidades desde que se · · ~relación de causa a efecto entre el trabajo y Ja gratificación puede surgir más
calculan en forma de porcentaje sobre las mismas. En cambio, las . o menos claramente de las circunstancias; pero es la regla general que se
gratificaciones pueden existir sin que haya utilidades y, por lo general, ne> presume -a falta de prueba en contrario- en virtud del carácter oneroso del
están calculadas en forma de porcentaje sobre las ganancias. ·~ propio contrato de trabajo. De la misma manera que se presume que nin~na
b) Las habilitaciones tienen un origen convencional por lo que prestación del trabajador es gratuita, también debe presumirse que ñinguna
constituyen un verdadero derecho del empleado. Las gratificaciones, er( prestación del empleador lo es: siempre procura, de una manera o de otra, ·
cambio, se originan en la voluntad discrecional del patrón, que es el qu( aumentar o mejorar el trabajo del empleado.
decide si las da y en qué medida. Por eso, se ha dicho que las gratificaciones2'. Pueden ser periódicas o no. Entre las primeras sobresalen, por s~
constituyen un mero derecho en expectativa o, como lo llama Deveali (53),,: .. difusión, las que se conceden en ocasión de las fiestas de fin .de año
~ (aguinaldo) o con ocasión de la realización de cada balance (incluso Jos
una simple esperanza. ;.
Este segundo carácter distintivo, que es el más interesante por su:,. . estatutos de algunas sociedades anónimas destinan globalmente una parte de
mayor claridad y por referirse a la naturaleza jurídica del beneficio ha ido, sin·~­ las utilidades a repartir entre el personal) o del aumento del trabajo en ciertas
embargo, atenuándose ya que como señala Riva Sanseverino (54) la·:~ . épocas del año (liquidaciones, ventas, aniversario, etc.). Las segundas son las
gratificación va perdiendo poco a poco su primitiva nota de cosa espontánea -~ que se dan aisladamente, sin repetirse en el tiempo o sin que su reiteración
y voluntaria, en la medida que se encuadra en costumbres más o menos '~ obedezca a ningún motivo cíclico que se renueve. Ejemplos: entregas
constantes e incluso en convenciones colectivas Pero es indiscutible que :~ .· extraordinarias efectuadas para premiar determinada actitud de un empleado
aun las fo~as más 'evolucionadas de gratificación conservan siempre un j~ o para festejar alguna fecha del establecimiento o del patrón o con ocasión de
resabio de discrecionalidad que aparece como la marca o la huella de su··~ ganancias extraordinarias.
Ahora bien: las gratificaciones ¿integran el salario? Desde luego han de
origen. l:
Se distinguen diversas formas de gratificaciones. ;f descartarse las gratificaciones otorgadas a titulo gratuito e, incluso, aquellas
En primer término, existen gratificaciones a título gratuito y a título} a título oneroso pero de carácter no periódico. Las primeras por su
oneroso Las gratificaciones a título gratuito constituyen verdaderas,j desvinculación con el contrato de trabajo y las segundas por carecer de la
liberalidades o donaciones que el patrón otorga al empleado, sin relación con· - nota de normalidad y permanencia que en esta clase de prestaciones confirma
el contrato de trabajo. Ejemplos: regalos en ocasión de la boda del empleado.~ su onerosidad y puede crear la expectativa de reiteración. El problema queda
o de una hazaña deportiva o artística de éste, o del bautismo de un ~, centrado, pues, en las gratificaciones onerosas y periódicas.
Se han propuesto tres clases de soluciones, que ofrecen cierta similitud,
con las expuestas en materia de propinas.
(52) "De si la gratificación debe computarse para fijar el cuántum de indemnizació;:: 1) Las gratificaciones no forman parte ·del salario. Constituyen simples
emergente de la ley l l.729" en ta mista argentina Gaceta del Trabajo (T. 11 pág. 18). , actos espontáneos y voluntarios de liberalidad del empleador, que éste puede
(53) "Participación en las utilidades y gratificación" en la re,ista argentina Derecho del.
sus~ender en cualquier momento. Esto basta para qu~ no pueda
Trabajo T V pág. 452. \~ equ1parárseles con el salario. Lo que empieza siendo una liberalidad, no
(54) Luisa Riva Sanseverino en "Contrato di impiego privato e contralto di lavoro".t
manualc" en el Tratatto di Diritto del Lavoro de Borsi e Pcrgolesi. Padorn 1939. T l pág.. 'C puede dejar de ser tal por el hecho de que se repita constantemente.

452. j
·~ 75
74
'.
;; ~ i ! '
;~ ~
11) Las gratificaciones no integran el salario, pero son asimilables a él, a ó En el plano legal, ninguna de las definiciones de salario mencionan
"f ~~-¡ ciertos efectos. No pueden ser exigidos por el empleado, pero. una vez;.,:~ expresamente las gratificaciones. Pero casi todas ellas contienen normas
pagadas, deben ser computadas a los efectos de detemúnar el salario ?ase,--. generales que las comprendén" en fonná indudable.
tanto para la indemnización por despido como para calcular las reparaciones . En materia laboral podemos citar varios ejemplos. La Ley 10.489 del 6
!..·j!f:.!!•!
¡ -"'' .,, por accidentes de trabajo, etc. ~ - - .- . -- __ ___ ____ - dejuflÍO de 1_944 referente a un aumento porcentual de salarios menciona en
. ~~"ti Se considera que la falta de obhgatonedad excluye el derecho del su art. 3 diversos elementos marginales del salario agregando ~sta frase final.
empleado a reclamar la gratificación que no le fue abonada,_ o q~e le fue ~ de la enumeración: "u otras compensaciones estimadas como remúneración
abonada en cantidad inferior a la habitual. -Pero esa falta de obhgatonedad no .., _n<?rmal y pennanente". La ley 10.449 del 12 de noviembre de 1943 alude en
es suficiente para prescindir del hecho de que dicha gratificación fue ab~nada . su art. 18 a todos "los provechos que puedan resultar de la naturaleza del
'·"' .. -¡
antes. El empleado no tiene derecho a exigir la gratificaci~n, sino u~~ simple··:- empleo". Y en la reglamentación de la misma para la parte de asignaciones
esperanza, pero una vez que esa esperanza se ha conve~1do en reahda~, no :~ familiares, por medio del Decreto del 17 de mayo de 1944 se establece en el
puede prescindirse de esta última, a los efectos de de~enrunar, el promed10 de ::- art. 35 que entra en la remuneración "toda cantidad fija o variable que reciban
las retribuciones percibidas por el empleado, confundiendo asi el concepto de ·-~ habitualmente los obreros y empleados".
;yr·-~ ~···t . no obligatoriedad y de discrecionalidad con la mera liberalidad, independiente. · . . , Redacciones_ simi_lares encontramos en múltiples normas referentes a la
:¡::;,:; materia jubilatoria. Para simplificar citemos el art. 50 de la ·namada Acta
.J de la relación de trabajo .
III) Las gratificaciones constituyen una forma de salario. . ._ . Institucional Nº 9 que es la nonna actuaimente vigente: "A los fines del
Los motivos para sostenerlo son, fundamentalmente, dos. El pnmero presente título se considera como sueldo o salario todo ingreso, que en forma
de ellos es que han sido previstas por el empleado al celebrar el contrato o___:_ regular y pennanente, sea en dinero o en especie susceptible de apreciación
durante el transcurso del mismo, para no exigir un salario fijo mayor. Ambas 1f pec~ni~_a, perciba el _trabajador en relación de dependencia ... en concepto de

partes han encarado la retribución del trab~jado~ . como co~~ti~uyendo un 1 retnbuc10n y con motivo de su actividad personal".
A su vez,el Decreto 290/982 incluye entre las materia gravada, en 6º
todo, integrado por la suma mensual y la gratlficacion que_ penod1camente ~e :~
concede. El segundo es que co~stituye una contrapartida del mayor traba~o _-=e~ término: "Las gratificaciones cuando tengan los caracteres de regularidad y
del empleado: el patrón no busca con ellas hacer una obra de_ beneficencia, -~ permanencia". "Quedan exceptuadas las partidas que las empresas otorgan a
sino procurar un mayor celo, un mayor esfuerzo, una mejor tar~ del e~ . sus empleados con_motivo del retiro definitivo de las mismas". Si bien esta
trabajador. Es claramente una retribución de trabajo similar a las pnmas o · _..,, ~ase es útil para descartar el carácter salarial de esa gratificación final, en
ngor no hubiera sido necesaria porque la propia oportunidad única en que se
premios, aunque de contornos más difusos e imprecisos. · ,
Por otra parte, si se considera universalmente que ~on ?.e na~uraleza ·~ _ abon_a la misma, excluye los caracteres de nonnalidad y permanencia, que se
salarial las propinas -que no constituyen formas de :etnbuc10? d1~ecta Y .-~~ . requieren para reconocerles naturaleza sindical.
,-.e>, .. ~ > ~I !

mclu~se -~
';l:·

obligatoria de la prestación de trabajo- con mayor razon deben .1'.15 : La jurisprudencia después de un primer periodo de vacilaciones (55) se
J

gratificaciones, que si bien son, como aquéllas, fonnas de retnbuc1on -~ - ha orientado decididamente por aplicar el criterio que hemos destacado:
.. ¡. ¡.
~~

indirecta y aleatoria, son pagadas por el propio empleador y no por terceros. constituyen gratificaciones de carácter retributivo las normales y
Es esta última la posición predominante en la doctrina actual, que ·. permanentes. En tal sentido se ha orientado en forma definitiva y pacífica
nosotros compartimos. Se ajusta a la concepción amplia del salario por -- (56).
cuanto constituye un beneficio normal y permanente del trabajador, que éste ·-.
recibe en virtud de su contrato de trabajo.
(55) Hemos reseñado la jurisprudencia de esa primera época en El §alario en el Uruguay,
j
' En nuestro derecho, tanto la legislación como la jurisprudencia se _
T. 11 pág. 77 y SS. -
pronuncian por el carácter salarial de las gratificaciones, siempre que tengan .. _t
·1"
l
!
\
carácter normal y pennanente. 1 56) Véanse los fallos resumidos con los Nos. 513. 51~ y 1035 en el Anuario de

-~ 77
;-~~:.¡
; .... '•
'{¡ j¡
..'-/
-~·t,.
~- ' discrecionalidad
. . no. puede llevar a anula re 1b.ene fi c10
. restnngiénd
---:· ... · 1 ·c.
,, ~·•a,
_¡ '¡
La tesis triunfante de equiparar la gratificación periódica y normal del salario n_otonarnente
·rr mfenores a las habituales . '. •
· or eJemp 1o siempre q o o a ctu
p . b as .
:e:~~¡ genera, a su vez, una serie· de problemas secundarios que expondremos una ct a que representa seis sueldos no s d b ue se a ona
_;_;.4:--lit.\ equivalga a un solo sueldo- si todos l~s a- e pue be a onar, un año, una que
__. • .

;.,:;.•,¡. ·:·d¡
'LI
brevemente. . . · "bl , nos se a ona un sobresueld
~. ,r
a) ¿Cuándo puede considerarse como periódica una retribución? post e reemplazarlo por la décima parte del mismo. o, no es

~-'rn
-Las gratificaciones episódicas y aisladas no deben asimilarse al salario. :- . Para este caso surge la dificultad de la aval . , . . ,
Se necesita que exist.a periodicidad, ·o mejor. dicho', habitualidad y fijarse? Será ésta también una cuestión de hech uacton. ¿e~ cuanto puede
permanencia. Este concepto supo_ne apreciación prudencial de los hechos ya resolver en cada caso teniendo en t . .º' que los Jueces deberán
Por lo general, conve;drá fijar un rn:~:np~:;;;.~~mente, los precedentes.
:._·.~-·-!

·~ i: .j que es -muy dificil -dictar normas generales que puedan seguirse con
preseindencia de las particularidades de cada caso. - de acuerdo con las ganancias, un porcentaje prom~dÍ: en caso de que varíen
Nuestros jueces .han insistido a este respecto y de sus decisiones· Generalmente, . estas reclamaciones no se .
pueden desprenderse ciertos criterios ilustrativos. Si · se produce una - significar la terminación del co t t T d producen porque suelen
.. n ra o. o o empleado q 1
reiteración constante desde que ha ingresado el trabajador o si desde cierta reclarnac1on de esta índole sabe que arríes a su . ., ue p antea una
época se . repite infaltablemente la gratificación, puede hablarse de que prefiere sacrificar ese derecho co ~al d pos1c1on en la empresa, por lo
normalidad. Pero' puede 'Ocurrir alguna interrupción poco significativa que no decirse que casi únicamente lo plante~ 1 e conservar el puesto. Podria
empresa. os empleados que egres~n de Ja
obste ata configuración de la misma.
Por eso, creemos que es una cuestión de hecho que han de resolver los c) Si el contrato de trabajo termina ant d 1 ,
se conceden habitualmente las graffi . es e fin del per:10do en el que
jueces en cada situación (57).
b) Si se suspende o disminuye notablemente un año, el empleado ¿tiene exigir la parte proporcional de las ~ cac1~nes, el empleado ¿tiene derecho a
'"r,' -- - :·'
'.f"'" ·::
smas ..
!': l.

derecho a exigirla? B arassi (58) distingue dos situ · ,


Oreemos que sí. Partiendo de la base de que por el hecho de haberse tenninación del periodo fu . actones: que el vencimiento del año o la
. nc10ne como plazo 0 que 0 . .,
convertido en normal y permanente, la gratificación pasa a integrar el salario, S1 ocurriera Jo primero el trabajad t d , pere corno cond1c1on. ,

:~~~:r~:· ~~==i P:fP~;~o~~ ::v:¿~~d: ~~~m~:: ~~baj1a~~:añ~ ¡~


5
·L.- .. el empleado tiene derecho a exigir su cumplimiento cuando no se paga en la
,¡! ., 1 •
.f ,· forma habitual. Ello significa no sólo la posibilidad de reclamar el pago de
c.L
:l . . . ·gratificación. ' a ªJª or perdena el derecho a cobrar la
una gratificación si llegada la época en que habitualmente se
abona ésta, no se hace efectiva~ sino también el derecho a exigir que se abon~
inclin!o~a;~rd;e~t;~ pquun;oe~ueausencia ~•
:-!' ·'. ".
'·-· '
l

~-~, .--~; J ~ i debe. exdaminarse en cada caso. Pero nos


la cifra que normalmente correspondería si se entrega una muy inferior a la e toda precisión al et 1
oper~~orno ~ond1c1on.
.-¿{:·-:.;·: -· que solía pagarse. Si bien la gratificación mantiene en cuanto a la vaguedad pennanencia hasta el final del eríodo . ., respe o, a ti
de su monto, la característica discrecional propia de su origen, esa práctica profesional que se C:nviert Constituye una .i
tiempo, pero sin perder las caracte~;n o gatona ~or s~. repetición en el 3
presentó primitivamente . cas que pose1a ongmalrnente. Si se ~
--...... •
t?:1

:~~ .~ . -
...
1
t

Jurisprudencia Laboral 1984-87. Ulúmamente el Tnbunal de Apelaciones del Trabajo de : ,.


Primer Turno ha expresado un criterio particularmente severo exigiendo que las"~ ,.
fidelidad a l como un prenuo a la constancia en el empleo o a la . ~'
a empresa, de tal modo
.condicionado de hecho 1 ~ue su otorganuento
.
estaba
lf
a
~¡7;: -· .· gratificaciones sean habituales, generales, invariables y peródicas. (Véase la sentencia def posterioridad cuando a . a permanencia durante cierto tiempo; con !
9/6/88, resumida en el caso 121 en el Anuario de Jurisprudencia Laboral 1988-199 l ). ' se convterte en obligatorio el b fi . d
(57) Barbagelata al estudiar el aguinaldo antes de la aprobación de la ley 12.840 que .-· a misma condición d . ' ene cto que a sujeto a
1 . 0 e mo o que no es posible pretendfr normalmente una
insútuyó el sueldo anual complementario, procuró establecer algunas reglas precisas al ,,_..:
respecto que ahora son aplicables a las graúficaciones, parúendo de la base de dos criteños ··"': "
rectores: la regulañdad y pennanencia del aguinaldo en el establecimiento y la regularidad ·.
y permanencia de la prestación respecto al empleado (*Sobre algunas cuesúones relativas a . -, (58) Ludo\ico Barassi. II Diritto di Lavoro. Milán 1949, T. IlI pág. 43.
los aguinaldos", en la revista Derecho Laboral Nº 54, Torno IX pág. 242).
79
fracción de gratificación ésta es. en cierto modo, indivisible Se obtiene -. 32. (Con!. Sueldo anual complementario).
íntegramente o no se obtiene .. . -~
Sólo podríamos apartamos de esta conc~us10n s1 resultare cl~ramente -._ Como mencionamos al comienzo del parágrafo anterior, la ley 12.840
de los antecedentes que la prestación de servicios durante todo el ano no ha del 22 de diciembre de 1960 instituyó un aguinaldo obligatorio, equivalente a
operado como condición. .. . . .. . .. ·' un duodécimo de los salarios percibidos en el año, que recibió el nombre de
···~.·~t d) ¿Corresponde tener en cuenta la grattficac1on a los efectos del " ·_ sueldo anual complementario.
. j ~1
·. '
cálculo de la indemnización por despido? : No vamos a describir ahora el régimen establecido por dicha ley ni a
-~
~ .
·-t
: La respuesta debe ser afirmativa: Si la gratificación. f~rma parte del ·~ estudiar los problemas que plantea, lo que intentaremos en otra parte del
. 1.
salario, 110 puede caber la menor duda: debe agregarse al salano mensual, un : presente volumen (59).
duodécimo de lo percibido por gratificación. . . . . . . . .. .. . Lo que deseamos hacer es determinar su naturaleza jurídica o, más,
La dificultad puede radicar en la deterrrunac10n de la grat1ficac1on que concretamente aún, si posee o no naturaleza salarial.
corresponda tener en cuenta para la divis~ó~ en duodécimo.s. No parece Quizá lo más apropiado hubiera sido ubicarlo entre la habilitación y las
razonable que siempre deba tomarse el ultimo, p~rque t:a~andose de una gratificaciones, pero no quisimos intercalarlo entre ambos beneficios para no
t5J.;, ··), ,, forma variable de salario, puede conducir a soluc10nes injustas, que no "' interferir en el análisis sucesivo de ambos beneficios que permitan mostrar
:
reflejan la remuneración real del trabajador. En realidad, debería segu~rse el
. .
sus similitudes y sus diferencias; así como la evolución producida entre
.t: .... ;. .. mismo sistema que con respecto a los otros elementos o modalidades ambas .
.. variables del salario: buscar un valor promedia!. Pero ¿sobre qué período _se El sueldo anual complementario, como los dos beneficios anteriores, es
-··.
calcula el promedio? En ausencia de una determinaci?n leg~l o reglamentana, de pago anual. Pero ello no obsta a que tenga carácter salarial por cuanto es
parece razonable un periodo prudencial de tres a cmco anos. Naturalmen~e un beneficio generado por el trabajo y constituye una retribución
que si la .antigüedad del trabajador es menor, habría que calcul_ar el promedio complementaria como lo indica su propio nombre.
del periodo realmente trabajado en la empresa. En_ cualquter ca~o, debe Nada tiene que ver con las ganancias, por cuanto es un beneficio que se
procurarse que el periodo permita llegar a un promed10 representativo de lo independiza de las mismas. Se relaciona únicamente con el salario abonado
que ocurrió en la realidad. - . .. . . en dinero por el propio empleador en el año anterior. Con ello gana en
El tema se complica en una época de mflac1on porque las nusmas. ~1fras certeza y regularidad. No está sujeto a ninguna contingencia, como no sea
i. cambian de significación económica de un año a otro. Una soluc10n ~s que el trabajador sea despedido por notoria mala conducta, en cuyo caso
J
¡_, i trasladarla a una moneda constante; otra solución es procurar el promedio pierde el beneficio por el período que está atravesando.
porcentualmente calculado en relación al salario de un mes. . .. . . Interesa, entonces, su calificación salarial para generar el derecho al
e) El empleado beneficiado normalmente con una grattficac1on ¿tiene reclamo siempre que se entienda que no se ha configurado esa única causa,
" •.
algún derecho de contralor sobre la marcha o .ta con~abilidad de la.~omp.ra?. · de extinción; para motivar la condena preceptiva al pago de los daños y
'¡· perjuicios en el caso de condena judicial al pago de cantidades salariales; para
La repuesta debe ser negativa. A d1ferenc1a de la. hab1htac1on, la
gratificación no es proporcional a las ganancias; ni si~uie:a est.á condicionada integrar la remuneración total de un mes de trabajo, a los efectos del cálculo -
·?
l ·¡
a la existencia de aquéllas. Por lo tanto, no se 1ust1ficana conceder al de la indemnización por despido; para determinar la responsabilidad de los
¡. -· - ..
~ i ...
empleado esa facultad excepcional. . socios de una sociedad de responsabilidad limitada, etc.
Por lo demás la nota de discrecionalidad en cuanto a su monto que -~ · Siguiendo la línea de pensamiento expuesto deberíamos tener en cuenta
mantie~e la gratific~ción, aun en sus formas más evolucionadas, haría inútil para el cálculo del beneficio, el propio sueldo anu~l complementario .
'1 esta facultad de contralor
(59) Véase infra Nº 124 y sgte.
J ,¡
¡ 81
80
f':;; .:"'.}
·~J--.-=:
~~--l!
;.§. ""1'
~~ 1~
. - ,. - ,t ~

;.:--'·•"h ·-~ 't


-;·. ~' -<i.3
~:: -7$- .,,; ~ percibido en el año anterior; pero fue expresamente excluído por el legislador ·..
"~!1 en el artículo 2 de la misma ley 12.840. Esta misma exclusión confirma lo;: ... El principal argumento es que esta partida carecen·a de caracter ·
ot".0 <.1 .
':!'. lr1 ....
expuesto ya que si no tuviera naturaleza salarial no se explicaría la misma. -
-remuneratono. Pero creemos
. .
que esa afirmación es infundada·
.

t
b.
ten e1
~1~-t ~-{
- -~- - ; · , . fundamento del salan o vacacional es el deseo de facilitar .el goce d 1
tf~ ~f ~
· · cad a trab"d
· · ltcenc1a, aJa or hace lo que q~iere ~n su importe: gastarlo parae a
· 33. (Cont. Salario vacacional). __ .
~ ~: ~! _ pagar deud~s, par~ ~omprar cosas, para mvert1rlo en dólares, para ahorrarlo
El salario vacacional constituye la partida que se estableció ·:~ etc. No esta. cond1c1onado
. su cobro a la comprobación de gastos efect uad os'
obligatoriamente para facilitar el goce de la licencia anual a sus trabajadores. · ·durante 1as vacaciones.
Inicialmente fue impuesta por la resolución de la COPRIN N° 366 ,;e Un segundo ar~mento es que la ley 16.101 sólo se limitó a modificar
( 60% del jornal de licencia) y actualmente la regula la ley 16.10 l ( l 00% del ,--'- el monto del beneficio, por lo que no aludió a su naturaleza ·
bTd d ru a su
jornal líquido de licencia). .. computa 11 a . Es exacto que la principal innovación de la ley 16.101 es
--~ ~· ·-: ~ elevar el .r:ionto del s~ario vacacional. Pero las razones que justifican la
•· . No es la oportunidad de explicar el origen, la motivación y la :
computabthdad ~o provtenen de esa ley sino de la norma contenida en la ley
i, '.

problemática de este beneficio, cosa que hicimos en otra parte del Curso. "
·t·~-~r~
. ,.._·;;_-; .:
(60) . 12.840 que creo el s~eldo anual complementario, la cual obliga a tener en
'.f ·"· ¡
Simplemente queremos ratificar su carácter salarial por cuanto es un .. .. c~enta todas las cantidades pagadas en dinero por el empleador durante el
• ~ I~
,.- ~

.·.~ beneficio remuneratorio: se origina en la prestación del trabajo y no ano.


compensa ningún desembolso por cuanto el trabajador tiene la libre .. . Un terce_r_ argumento es el que la ley 12.840 dispone que la partida
.. p-· ... , •
disponibilidad íntegra de la partida. . destinada a fac1lttar _el goce ~e la ~icencia no debe tener ningún descuento por
Hasta hace muy poco no se discutió el carácter remuneratorio de esta ~ aportes a la segundad social m de carácter fiscal. Pero esta norma no
partida. Pero a raíz de la entrada en vigencia de la ley 16.101 del 10 de ~ descarta su carácter retributivo sino que lo confirma por cuanto si no h b'
·d · . u tera
noviembre de 1989, el Ministerio de Trabajo y Seguridad Social en ..¡_~ _ tem o caracter salanal, no hubiera necesitado su exclusión.
resolución de fecha 27 de diciembre de 1989 declaró "que el denominado . Cabe agregar que el propio nombre ratifica su naturaleza salarial. Si
salario vacacional no tiene naturaleza salarial por lo que este beneficio no b_1en_ el ~ombre no hace a la cosa, la denominación es particularmente
debe incluirse a los efectos de la liquidación del sueldo anual stgrnfic~ttva. _La ley 12. 590 habló de las sumas destinadas a facilitar el goce
complementario". de la_ hcencta anual pe~o en la práctica triunfó el nombre de salario
· .. Hemos destacado la circunstancia en que se dictó la resolución porque vacac10nal, usado no sólo en el texto de la ley I 6.1 OI sino en su
parece evidente la intención de acallar las protestas empresariales por el denominación oficial.
aumento del salario vacacional del 45% al 100% del jornal de licencia y . ~or ~ltim_o~ debe recalcarse que la jurisprudencia se ha pronunciado
porque debían tener en cuenta esta partida para el cálculo del sueldo anual exphc1ta o 1mpltc1tamente en el sentido de afirmar su carácter salarial (6 t ).
complementario.
Más allá de la incompetencia de un Ministerio para interpretar una ley.-' " 34. (Naturalezajurídica).
f
con carácter general -misión reservada al propio legislador por el art. 12 del .
Terminado el .estudio d~ la conformación del salario -lo que hemos
'.L -'·.
.. ¡·
¡' "
·i'1';_. ".
Código Civil- resulta clara la inconsistencia de los argumentos esgrimidos. ._
llam~do la morfolog1a del salano- pasamos a estudiar otros temas que se
¡
i
~el~c_10nan con su sustantividad, empezando por exponer su naturaleza
(60) Véase Curso, T. III Vol. l pág. 127. En el Curso de Actualiz.ación de Derecho Laboral Jund1ca.
desarrollado en 1990 expliqué las modificaciones introducidas por la Ley l 6.101
(Cuaderno de la Facultad de Derecho Nº 15 segunda serie, Monte\ideo 1990, pags. 85 y
SS). (~l) En el trabajo publicado en el cuaderno Nº 15 de la Facultad de Derecho. detallamos
dicha jurisprudencia. .
""
83
'~ '~!
,¡;"'''

-Sobre este aspecto, pueden distinguirse tres posiciones al respecto.


basta sus últimas consecuencias, pues algunas de ellas son muy difi ·¡ d
_.:¡;.""'t.!
La primera posición afirma la naturaleza alimenticia de~ salario. .· .. · •:. ..
·admitir. . . c1 es e
- Teqiendo en cuenta la finalidad perseguida por el trabajador al procurar .--
:L~ seg~nda posición choca contra .el .hecho indiscutible ct~ que ha
...,__ --::- ~:
-~ t r
' • º

el cobro de un salario que es el asegurar su propia manutención y la de su~.


- :f-,- "'i'i•
ciertos casos en los cuales debe pagarse salario sin que exista trabajo lo y
~ ·, f
:~ - . ¡
familia. así éomo ·el hecho de que el salario constituye, en la generalidad d('. º:
. no puede ser explicado sin quebrar la lógica del razonamiento. ' que
los cas~s, el único ingreso del trabajador, necesario para vivir, se ha afirmado·-.
. ' . La ter~era posición resulta,· púes, la más aceptable, especialmente si se
(•
-,:. .:_: tradicionalmente el carácter alimenticio del salario. · .:"
la interpreta Iluminada por la actual concepción de la relación de trabajo q
Con esa afimiación se intentan explicar las disposiciones que tratan de_:: e_xtiende la idea del contrato sin destruirla. ue
asegurar,. por lo menos, un nivel mínimo de salari~. suficiente para hacer.:.-\
frente a las necesidades vitales del trabajador y su fanuha y todas aquellas que ·• 35. (Caracteres del salario).
establecen una especial protección del salario frente al empleador como :é
frente a los propios acreedores del trabajador. ., . ·
_Paul Durand (62) colocándose en una posición más práctica y realista,
~:·>J.¡, No supondría, pues, necesariamente una contraprestac1on equivalente
descnbe. los caracteres del salario extrayéndolos de las soluciones concretas
de trabajo ni se regularía en proporción a ésta,· sino que respondería·ª
,establec~?~s en el derecho positiv_o francés, que coinciden casi totalmente con
¡¡- --::-,--.

principios y finalidades ajenas a la idea de trueque. . . las soluciones de nuestro derecho.


La segunda posición afirma el carácter oneroso del salano, sosteruendo Esos caracteres serían los siguientes:
que constituye la contraprestación del trabajo.
_I) El salario es .la contrapart.ida ~?eudada por el empleador del trabajo
Los autores que pueden agruparse en esta corriente sostienen que hay
cumplido por el trabajador. La obhgac1on del empleador tiene pues su causa
una relación de correspondencia -tan exacta como sea posible- entre el
trab~i0 y el salario. En la medida en que se. trabaja efec~i~amente _se adquiere
en el cumplimiento del trabajo. ' f
Del nexo existente entre el cumplimiento del trabajo y el derecho al
el derécho al salario. El carácter conmutativo de este ultimo obliga, pues, a
mirarlo como contrapartida del tr_abajo. . . .,
salario, resultan varias consecuencias.
a) el salario pertenece a la naturaleza si no a la esencia del
1
i
La tercera posición sostiene que el salario constituye una obltgac10n
co~trato de trabajo hasta el punto que no necesita ser expresamente
contractual del empleador. . . estipulado.
Se considera que el salario no constituye la contrapartida -aprec1a~a
. ., b) el pago del salario está unido por un lazo de conexión con Ja
matemáticamente- del trabajo humano, sino la obligación que contrae el
~Je~uc10_n del contrato. Las dos obligaciones son interdependientes y la
patrón en virtud de un contrato que genera p~ra el obr~ro la o?lig~ción
mejecuc1ón del trabajo dispensa normalmente a la empresa de la obligación
principal de trabajar. Esta posición pretende explicar el caracter retnbuttvo y de pagar el salario.
salarial de los pagos hechos al trabajador, incluso en periodos o momentos en
. . : c) Las n~ci~nes de trabajo y de salario están tan ligadas, que la
los que no se trabaja. .
Esta triple posición tiene su repercusión en el momento de resolver una
cah~cac1on de salano hende a ser dada por la jurisprudencia a toda suma
vertida en remuneración de un trabajo.
serie de problemas prácticos. .~:~
. 2) ~J salario es de naturaleza "forfaitaíre". El crédito del salario es
Pese a que cada una de estas posiciones ha sido apoyada por autores de""..
· · mdepend1ente de la prosperidad de la empresa. El contrato de trabajo carece, I
gran nivel, desde el punto de vista técnico la posición más ajustada parece ser · .
la tercera. ., ·-
~62) Traité de Droit du Travail. París I
La primera, en realidad, nunca ha sido objeto de una sis~e~atización ~e 1950 (T II pág. 599 y ss).
completa. Se ha afirmado el carácter alimenticio en forma mctdental'. , a .
propósito de otros problemas, sin pretender nunca llevar· esta afirmacton
l
------------------ -
85 j
•.-'!... __ • en absoluto, de carácter aleatorio, pues no hace correr al trabajador el riesgo. ., . . De este carácter, surgen las siguientes consecuenci~-:- a-) L sal ·
·d ·d l · os anos
de la explotación. El crédito del salario difiere, así, del provecho dei · ...· . han s1 o somet1 os por e derecho fiscal al impuesto a los rendirni t b
.:.·.I-.J..,, ~ d b" . . . en os. ) El
empresario o del beneficio del socio. ., '"5-'men e tenes matnmoruales eqmpara las rentas de Jos biene ·
_,;.,A"',
· sal · d 1 , . s propios con
r
~4-:..!
3) El salario tiene carácter alimenticio. La ejecución del trabajo absorbé · l9s. an~s e con~g~, o sea, ~n b1~nes gananciales. e) El pago del salario
f:>- ;:'! . ~ ~·
·.t-::
el tiempo del trabajador y no le pennite ejercer otra ocupación. . a _cortos mtervalos Justifica la extstenc1a de prescripciones cortas destinadas a
; _-.¡
Además, esta situación de dependencia.económica priva, a menudo, aÍ proteger al empleador contra el riesgo de la desaparicio' n d 1 b
d d b 1 "d - e a prue a y
trabajador, de otro medio de existencia. El salario le es indispensable pari' fun a as so re a t ea de una presunción de pago.
hacer frente a los gastos corrientes de su existencia: alimentación,· . Este desarrollo del maest:o francés tiene el mérito de reunir los
~-i<\'.I vivienda, vestimenta. Puede decirse, entonces, que, por su afectación, el elementos aprovechables de las diversas posiciones sin defo J:'.
turaI ífi d · . ' . nnar o iorzar 1a
-:i ...
-J-
·¡
-¡: salario presenta un carácter alimenticio. ·· . ~. Da:..... eza ~spec_ .ca e ~ lllStituto por la necesidad de encasillarlo dentro de
-~
''. . . , Esto no significa que haya identidad entre el salario y las pensiones.~ una categona teonca, mas o menos apropiada.
'j'
alimenticias pues las diferencias son notorias: a) el salario no responde a un:-~
simple deber moral de asistencia: para el empleador es un deber contractual y; 36. (Variedades del salario).
'!1•-rcc·,,•I!
.:.; .-
-¡- ---: ·;
una obligación de justicia.· b) El salario no da a lugar a una ejecución en~
' ~. . ~ ' .~ especie, como puede ser el caso de la obligación alimenticia. c) La''• Este capítulo suele tener un amplísimo desarrollo en los planteas
inejecución de la obligación del empleador no es sancionada con las mismas · económicos o sociológicos del tema.
penalidades que la de la obligación alimenticia. 1:'l"osotros . nos red~cirerno_s a breves precisiones terminológicas,
encannnadas a ~Jar e_I sentido de ciertos calificativos que a veces se agregan a
~----

~---~ Las consecuencias de este carácter alimenticio son las siguientes:


' a) Todo trabajador debe obtener por su trabajo una remuneración suficiente la palabra salano, as1 como a enumerar las distintas modalidades con ue e
para asegurar su existencia y la de su familia. La fijación del salario no '· los hechos se presenta el salario. q ' n
responde más a un precio económico, sino que reposa sobre una concepción ol . . Expondremos en primer término las clases de salarios, 0 sea, las
i.
1' psico-sociológica. b) La accion de los acreedores del trabajador no debe · · ~stmtas ~er~ como se puede entender el salario. O sea, el sentido de tos
l
1' ,_. '
privar a éste de una remuneración rrúnima, las restricciones impuestas en C di;e:sos calificativos que se le da a la palabra salario. Se trata de categorías
teoncas.
t -_- materia de inembargabilidad, compensación y cesión de cuotas, ceden ·
,_. ·"J'

únicamente en beneficio de los acreedores alimenticios. c) El salario debe ser·. Y eremos, luego, las diversas formas de salario, es decir, las distintas
pagado- a intervalos to suficientemente breves como para asegurar la ; . modalidades que el. salario presenta en la realidad , segu' n sea ta manera en ¡
subsistencia cotidiana del trabajador. d) Se reglamenta la cesión de los,. que se pague o se fiJe o se calcule. Se trata de modalidades de hecho . .,,.
.J ;,: ' ' '
l ~ .. salarios, para proteger a los trabajadores contra su propia imprevisión. r
¡

El carácter alimenticio del trabajo es menos marcado en la medida en.


que la remuneración es más importante. El salario no está entonces A) CLASES DE SALARIOS
exclusivamente afectado a gastos de subsistencia. El derecho laboral lo ha 1
.-t:-- -
~~.1 - reconocido así, imponiendo una menor frecuencia en la periodicidad de los· f
''' pagos y autorizando, por escalones sucesivos, el embargo y la cesión de los 37. (Salario broto y salario líquido). f
,,. salarios.

4º) El salario es un ingreso. Es, en efecto, un crédito periódico, · ; , . . , . Empezaremos por una distinción sin mayor interés doctrinario ni
' adquirido a medida que se cumple el trabajo y exigible a intervalos regulares..· • " __Jundic~, pero que lo puede tener en la práctica, especialminte en materia de
:i.· Por otra parte, el salario es gastado normalmente sin que se altere la · retenciones o de cálculo de determinados beneficios.
J:
¡ '
consistencia del patrimonio.
~-·

87
,,._ - ....: .
·- .. ~ _.. '~¡

~~~::~

~~~~'
~,¿;-"·~.
~~fl
+~ ~ -.i~
~-"::fo;~

fl'!~ ,El salario bruto es el nominal, o sea la cifra que figura en planillas, · .. para l_a muj~r po'.que es la que suele efectuar las compras d;I~ e.asa ued
........ ...«,"!),
como retribución del trabajad~r y sobre el cual se calculan los aportes a la..:;_'· _,_:,,~p~ec1a: ?1ªs directamente si la cifra abonada alcanza no ~: e
~ Q_~ ~

~·t-,;.t

seguridad social. Puede llamarse también salario íntegro. .- ~' - abastecimientos necesarios.
~- ~--"""~·~=--
0
P ª los

i~. 1J·f·1; El salario )íquido es la cantidad que percibe el trabajador después dt~:
~ ·rf haber sufiido las retenciones y descuentos por razones tributarias o para la ·"'
-t ~ ·~: 1: · 39. (Salario mínimo, vital y justo).
.t..~<i seguridad soda!. Para: esta determinación se tienen en cuenta sólo tas~
deducciones de carácter general y obligatorias;• no. las deducciones~:
particulares de . ~ada trabajador por pensiones alimenticias a su cargo, '.
operaciones comerciales. efectuadas a plazos con afectación de su sueldo~~·, ·· - ~ . ~. · Otra distinción que posee· ella sí una gran re! . . 'd'
. cljscrimin~ entre los conceptos de salarÍo mínimo salev~c1~aIJun saltea, _es. la que
afiliaciones cooperativas o sindicales. Sin embargo, en la práctica muchaS°\ ,.. - E( 1 • •• . . ' ano vtt Y ano Justo .
veces se suele usar también la expresión salario líquido para referirse a ·1a+; . ·. . sa ano rrummo es el salano menor que el orden jurídico pe . ºt fi" . 1
cantidad neta que efectivamente se percibe después de todos los descuentos, ·;· Es un concepto puramente jurídico: un límite por debaio del lrrru e ~adc
· · 1 · ~
pagars~ mngun sa ano. y p~ramente formal: porque ese mínimo uede
cua no pue e l
incluso los personales. En cambio, nunca se tienen en cuenta los anticipos, ::· ¡

-.:.-_

· : :~>:t :. :~ ~·
adelantos o vales que el trabajador ha percibido antes de la fecha ordinaria :
del pago de los salarios. -· }
. determmarse de acuerdo con diversos criterios.
-. -· La ex~r~sión salario mínimo no indica cuál es .ese criterio ins irador
si.no que lo uru~o ~ue ~arca es el línúte que no puede violarse haci~ aba·o'
p
,
¡
'
fi1ando un salano mfenor. Restringe en ese sentido la libertad con . Jal, [
de las art · ·1 . venc1on
p ~s y .so o en ese sentido, porque no impide la fijación contractual
1
38. (Salario nominal y salario real).
de un sal ano mas alto.
. . El ~alario _vital es aquel salario suficiente para ·que una persona pueda
Una segunda distinción que tampoco reviste mucho interés juridico, t VIvtr. A d1ferenc1a del concepto anterior -puramente ~onn 1 . 'd' .
• • 11 a YJUn 1co- este es
pero que tiene un gran significado desde el punto de vista económico es la :~ un concepto econom1co y humano, que se refiere aJ contenido.
que discrimina entre salario nominal y salario real.
El salario nominal está constituído por el monto del dinero que percibe
el trabajador, es decir, la cifra en unidades monetarias. El salario real está ~ ·
-
•tt"""
! ·
.

.
Nat.uralmente que el criterio que se adopte para fijar el salario vital
~~e~dera -como lo vere1:1os más_ adelante- de diversos factores que puede~
a . Desde luego, del ru~el. de vtda que ~e quiera asegurar al trabajador.
representado por la suma de bienes o de servicios que se pueden obtener por . · En este aspecto, se d1stmguen tres mveles distintos·
el dinero que se percibe. Para determinarlo, debe tenerse en cuenta no sólo la , · a) Un n.iv~~ de_ vida i:us:rable. salario suficiente ~ara alcanzarlo se ha
E!
11 1
cifra del salario nominal, sino también el valor adquisitivo de cada unidad amado. salano antm:eatmg o salano necesario, porque es el indispensable ¡
monetaria. para e~1tar el agotamiento de los trabajadores. Dicho de otra manera· el ¡
La importancia fundamental de esta distinción radica en que lo que ', .. ~eces~o. para qu~ el trab~jador no se muera de hambre 0 se enferme. de ¡

tiene repercusión social es el salario real y no el nominal; de modo que sólo· · ... ,esn~tnc1on. Con el se obtiene lo "necessarium vitae" es deci t. ~ 1 . ¡,
necestd d 'al d . . . . , r sa ts1acer as
aumentaría el bienestar de las clases trabajadoras, en la medida en que. se~ .etc. a es esenc1 es e la vida fis1ca: alojamiento, alimentac100, · · vest1·do,
eleven los salarios reales. En efecto, el salario nominal puede elevarse;~
mientras el salario real queda estacionario, e incluso, se reduce si el valor de·. ... od . b) Un nivel de .vida decoroso. El salario suficiente para alcanzarlo
la moneda ha disminuído, es decir si se ha elevado el costo de la vida. : . P na llamarse el sala'.10 normal. Con él se obtiene Jo indispensable para vivir
Se ha dicho que el salario nominal interesa más al hombre, a quien le :'. . n~rmalmente ~orque mcluye la satisfacción de necesidades menos urgentes
preocupa la significación comparativa del salario en relación a sus .: q e las antenores como pueden ser la educación, cultura, descáñsos, 1
compañeros, amigos y vecinos; mientras que el salario real es el que cuenta -~;t.

89
i
•• -··. l .-
< ·".""tt~'; •. .._-.
,,_;:._,o..j;>,
~

.
~-f·~ i
,., ~. -~

. 1dl
pasatiempos, pero en términos estrictamente económicos. Lo suficiente par~.
._:?~~de salario~, q~e sean justas y equitativas,
~ ' ~

-~ l satisfacer lo "necessarium personae". ,.;. ·: en el sentido de


~s. if c) Un nivel de vida adecuado. El salario suficiente para alcanzarlo se tia
.. __ iemunerac1on igual para puestos
--~,,,,~,:;;;·-5:.:1 . . . ·¡ .
· . asegurar una
que eX1gen 1o que se consideran sacrifi .
• "'_.. t
, ... 1 - --.!Yo i:llmente suru ares y compensar de forma ad d 1 c1os
;: ':' ~ t;
llamado salario ideal. Alcanza para satisfacer las exigencias propias del tr · -~-y(iificúltades·que algunos
... -~-:~ .. ·. . .
· ecuaª ~s mayores esfuerzos
de vida apropiado a la condición social de cada trabajador incluyendo~. . ., puestos imponen en comparación con otros (63)
-=··,~~ . Esta prec1SI~n. de_ l_os conceptos anteriores que, muchas v
·r:r'
.. '" ,; i
aunque en grado moderado, un mínimo de confort y comodidad.
A su vez -y esto es fundamental- cabe distinguir entre las necesidades
• ·
··~~-- co~den en la practica, tiene una doble importancia. .
.
eces, se -
·.! l individuales del trabajador y las necesidades familiares del mismo, o ~ · Desde el punto de vista jurídico
-i . organismo público debe fijar el salario rrú~i!orque _aclara que. cuando un '
'
. ¡ según se le tome como ser aislado o se le considere como jefe de familia. fa{
' . - ~fijar ~l .salario vital, -pudiendo elevarlo -hastaºu~º:e~e. por qu~ reducirse a
estos casos puede hablarse de salario individual o de salario familiar. Por_s'h · :_ :~rgaruzador lo faculta para ello. El salari , .g ª Justo, s1 ~I estatuto
parte, dentro del salario familiar, cabe distinguir entre salario familia'.t --· • a1· S. ., o nurumo no es necesanamente 1
absoluto -el necesario para mantener una familia tipo: por ej., un matrimonio vtt . lfVe tamb1en para advertir que el sal · · al e
.-. indispensable para llevar una vida miserabl:i;u: el: e~ ~rzo_samente el
con dos hijos- y el salario familiar relativo: el calculado, según i"_' ·
establezca como aspiración 0 como nort d, , ve e Vida que se
necesidades concretas de cada familia. Desde el punto de vista moral e pue e ser mas elevado
·
Sigtiiendo en el ·orden de las dificultades, debe determinarse cómo s .. -·""'él salario vital · · · - -· • p~r~ue muestra que no basta con pagar
establece el monto de los gastos correspondientes y cada uno de los nivele~~ -- . ru s1qmera e1 salano rrurumo -cuand , . .
superior a aquél- para que el empleador cum la o este se fi.J_a a-~º ruvel
·....... . de vida. · :-. . justicia, porque puede d . P con sus obl1gac1ones de
·: :~· :~· f' Por lo general, se opta en la práctica por el nivel de vida decoroso ya] suce er que, en ngor se deba un . 1''
sería el justo, el moralmente obligatorio. ' o aun supenor, que 1 \

-~

- --~ ·. t
: ;
•• • T
que el primero necesariamente se cubre y el tercero resulta muy oneroso. Y~:!
;' en la -Qtra gran opción, se calcula el salario familiar absoluto, o sea, lo que~
necesita una familia-tipo. ·--
El salario justo es aquel que debe pagarse al trabajador, en estricta 'li . d ..d40. (Salario de contratación, social y otras prestaciones t10
. ~ - m 1v1. ualizables).
justicia. A diferencia de los anteriores, es éste un concepto con ~
. l,
connotaciones morales.
Como el anterior, puede entenderse de muy diferentes maneras, seg4n ~
~­ J
1G
:
,_,_ "!'·
• f,

Hace algunos añ os se d'fu dº · 'J:


· -~ f:,r·
-· !;

el ideal de justicia que se posea. . t n io un concepto extensivo


del salario
i-·,.:
Pero es muy dificil establecerlo en términos absolutos. Por eso,-~ entendido como toda renta o ingreso del trabajador (64). ' ¡ ·+'
Dentro de ella cabe distinguir: ¡.
generalmente se lo utiliza como medio de establecer diferencias que se~ /
itP
justifiquen. Es decir, sirve como modo de establecer equitativamente las_··; ; :fl
~1}
diferencias entre las diversas categorias. Suele recurrirse a él como un medio ;g:
de reclamar una elevación por encima del salario vital para remunerar un ¡·
(63) Véase. 0.l.T. "Evaluación de tareas". Ginebra 1986
desarrollado el tema en el articulo titulado "T de, .
.
· Pág. B. Noso~ros hemos li
.

"!~-~~
.

trabajo especialmente dificil o penoso o que ha requerido una espeCial'! . evaluación de tareas" en la revista Derecho Labo~~T ~ ~ctuales en rnatena salarial: . 'ii!
~ 1~-
preparación o en el caso de que la empresa obtenga ganancias superiores a~ (64) Esta clasificación ha sido e · i · pag. 43 Y ss. 6tr
. el Instituto de Ciencias Econ~:: e~~~iu~ecomp~eta ~n el lib~o publicado por
~T•d
7 ¡ ¡¡¡¡
!

las corrientes.
contemporaines du salaire". París 1946 Cabe ·fi 1 París titulado . ~es caracteres
¡ -~
t _., •.• Una forma moderna de perseguir la determinación de salarios justos;.,~
acogió porque un autor tan prestigioso. como ~~r~r Ge no toda la doc!nna francesa la
puede ser la evaluación de tareas que constituye un procedimiento pari":fi }ºn Caen la consr~e~ p_uramente
comparar, con criterios ecuánimes y equitativos -las distintas tareas que se'!
cumplen en los diferentes puestos de trabajo. Aspira a establecer estructuras:-;:
económica sin relevancia en el plano jurídico "No
salaires, pág. 7). . ·. · pue e ser aceptada por un Junsta" (Les--
1 •1
t';

.
111
" 90
91
- --------- - - -
1) Salario contractual o de rendimiento. Es la contrapartida de l~ ~I salario en .especie es aquel que está compuesto por ventajas 0
.,·¡; productividad personal del trabajador Coincide con el concepto tradicionéil· - beneficios de cualquier otro orden, que no consistan en una suma de dinero
~ _,i l !
del salario, aún encarado en la forma más amplia. Comprende, en realida~ ... _·•- · _ . El salari? mixto es aquel que tiene una composición heterogénea, .es
- i.
'. ! ' todos los beneficios que recibe cada trabajador de su empleador o de lo . •~-- -dectr, que esta fonnado por una suma ~e dinero y por beneficios de otro
.,.¡i clientesde éste como consecuencia de su trabajo. · .. orden.
'. t 2) Salario social. Se caracteriza por ser colectivo en su origen -ya qu_e : ~:.:'.:-:.~:=-_'.: .: Aun cuando el .sis~ema de ~ario en especie fue el primitivo porque
.l
! no es la contrapartida de una productividad individual servida por el · : · . ongmalmente se le atnbutan al traba3ador mercaderías, que él después vendía,
¡
¡ empleador- pero susceptible de individualizarse en beneficios concretos para.' · o se le procuraban medios de vida que aseguraban su subsistencia ese
cada trabajador. ~··· sistema ha sido abandonado en la actualidad. _ __ ._ _ '
rj' So ejemplo más típico son las asignaciones .familiares; pudien_d9' .· _ . _El salario en dinero es el más difundido y el más simple, porque el
. ¡
t- incluirse también los beneficios del régimen jubilatorio, las compensaciones . .trabajo prestado se calcula en proporción a la unidad monetaria. Es la manera
~
• i
l por desocupación, por asistencia médica, etc. :: más fácil de computar, de calcular, de percibir y de acreditar su pago .
; ' 3) Beneficios comunes no individualizables. El nombre dado d( El salario mixto, aunque menos frecuente, se presenta algunas veces en
~

.... t:•
.;
remuneraciones no contabilizables por el trabajador parece demasiado:- que. s~ compleme~ta la paga en dinero con elementos accesorios en especie.
: t complejo aunque sea bastante indicativo. La OIT los ha llamado "servicios_· Resistido en un tiempo por los abusos que se habían cometido a través del
¡'

'
.. ::: l'
sociales para los trabajadores" ~Y. - ti:uck -~ystem (sistema de trueque) poco a poco fue reapareciendo y
. -·~
. EI_carácter.~rincipal de esta catego~a es el ser c~lectivo no sólo en .su,~ . difund1endose nuevamente. En la actualidad, cabe en muchos casos (65).
•. I

- ,; ;.
ongen smo tamb1en en su uso. Pueden citarse como ejemplo, un refectono, ?f
'• una guardería, condiciones más higiénicas de prestación de la labor, un -·
campo de juego, habilitación de locales para colocación de los vehículos de ·! 42. (Diversas formas de calcular el salario).
los trabajadores, etc. ---~
Aunque no puede negarse la importancia creciente del salario social, -~
nosotros nos limitaremos a encarar el salario en el sentido que habitualmente '°! De acuerdo con la manera de calcular el salario, pueden existir infinidad
se le da a esta palabra, o sea, .al llamado salario de contratación o de -~ de posibilidades. Pero ellas pueden clasificarse en cinco grandes grupos.
rendimiento.
1
j
a) Salario por tiempo. Se paga en razón del tiempo en que el trabajador
coloca su energía de trabajo a disposición del patrono, con independencia del
trabajo que ejecute.
B) FORMAS DE SALARIO :~ Es el sistema más simple y difundido pero puede resultar injusto en

~-.i.41.
cuanto re~unera por igual. a trabajadores cuyo rendimiento y
comportam1ento sea muy desigual y no favorece el rendimiento del
41. (Salario en dinero y en especie). ·~·~
trabajador.
b) Salario por pieza o a destajo. Se paga en razón de los resultados del
-~ trabajo, con prescindencia del tiempo invertido en ejecutarlo.
pe acuerdo con la manera en que se paga el salario, puede distinguirse-·~ _Es un ~istema más co~p_lejo que el anterior pero que tiene múltiples
el salailo en dinero, en especie y el mixto. ::f ven~ajas: estimula el renduruento y el perfeccionamiento del trabajador~
El salario en dinero -o en metálico- es aquel que se integra t COll.Juga el interés del trabajador con el de la empresa porqu~ cuanto más
exclusivamente con una suma de dinero sea ésta fija o variable. y cualquiera -'f ·
sea la manera como se calcule . :_;,_'t
j (65) Véase Supra Nº 11 a 18.

92 i 93
--~
. - •s-.......~~· .. - .
·~~¡~~.~· °,:'_-; -

: "'.'~~ fija para un grupo de trabajadores, teniendo en cuenta el esfuerzo global


rinde .más percibe y las empresas aumentan _su producción. Por otra part~­
retribuye en proporción al esfuerzo y la e~cac1a de c~da uno. ··· . :'"
:~.;;-::·
.. ·del ·'·equipo, para ser luego distribuido entre los integrantes .
,.~
Pero no deja de tener sus inconvenientes: el nesgo de que I~ canttd~.
se logre a expensas de la calidad e incluso de 1~ salud del trabaJa_dor; l ·-
_:;:.~~'-- --~ La modali~ad colectiva se aplica sólo en los salarios a destajo, por
""; .,."·rareas o progresivo, no teniendo sentido utilizarlo cuando se remunera por
discusiones y desinteligencias derivados de los intentos empres~nales -~.e
· ·::.:tiempo. El motivo de su aplicación es que ciertas tareas se realizan
modificar las tarifas, cierto desestímulo a la empresa par~ perfecct~nar s~~
:~~:·:_:.-necesariamente entre varios, de modo que el resultado del esfuerzo de cada
equipos e instalaciones ya que ello generará nuevos confhctos relac10na~~s.
· trabajador no puede tomarse aisladamente. Por otra parte, se logra de ese
con la revisión de las tarifas. . . . o/
-~__ J]1odo, un estímulo mutuo entre los distintos trabajadores que se empujan
c) Salario por tareas. Se paga_en razón del tiempo en que el tra~ªJª~?r~
coloca su energía de trabajo a disposición del patrono, pero co~ la obhga~°"ll
a
· -·unos otros, sabiendo que la remuneración de cada uno está influída por el
.- '·esfuerzo del compañero .
de producir un resultado no inferior a un nú~imo que se detenmna.. · <; . - Esta aplicación del salario colectivo puede hacerse de dos maneras:. a)
Es una forma mixta en la que se combman los elementos propios de lo~
que Ja remuneración de cada trabajador sea pagada y calculada directamente
dos sistemas anteriores. Depende según se regule de una manera u otra que.
por el empleador teniendo en cuenta el resultado del esfuerzo de un grupo o
beneficie más al trabajador o al empresario. · . . }~
Aey~ equipo; b.) que la remuneración del grupo de trabajadores sea calculado
d) Salario progresivo. Se paga en razón .d~ la uni~ad d~ tiempo o ~e
e· ...

globalmente y ~~re~ada .. I_os integran:es del grupo para que ellos se


ª
obra; pero el trabajador tiene la promesa de rec1btr una pnma st desru:olla u~
encarguen de la d"istribuc100 mterna, segun la profesión y sistema que los
grado especial de actividad. Es lo que generalmente se llama salanos con. . miembros del grupo hayan convenido.
pnma.
• e
,
_ El salario colectivo -evidentemente más complicado que el individual-
Estos salarios son de carácter compuesto por tener dos elementos; uno
suele aplicarse cuando lo impone la naturaleza misma de la actividad.
básico calculado por tiempo o por piezas; y otro su~~ementario, _const~tuído.:..
por una prima en la que se remunera la producc1on que revtsta ciertos .
caracteres o supere ciertos niv-eles. . _
Hay muy numerosas formas de primas; pero casi todas ellas tienen el ·
inconveniente de que al cabo de un tiempo su efecto estimulante lleva a
elevaciofles salariales que los patronos consideran excesivas y empiezan a:
proponer modificaciones de la reglamentación de las mismas. Nace así una
constante y dificil fuente de conflictividad, nada fácil de resolver. . ·:.
e) Salarios con primas originadas en causas ajenas al traba_¡o. E~t~s
primas son mucho menos difundidas y por lo general guardan una proporc1~.
mucho menor respecto del salario fijo. ~

43. (Salario individual o colectii·o).

El salario puede ser individual o colectivo. Individual es aquel que tien.


por objeto remunerar personalmente a cada trabajador y colectivo es el q~e
,¡.
1

95
~~~¿---;: . --~---
.'.',-~~-- . Se basa ~n ~onfiar en la armonía natural resultante del lib¡e juego de los
. , ,_ &et ores econorrucos y en considerar que el trabajo humano debe tratarse
11 ·"':~·éomo una mercancía más sujeta a las reglas del mercado ....

DETERMINACION -~~~ .;~~.La experiencia general demostró que la armonía no ·se. logra
espontáneamente: el liberalismo ha conducido a grandes explotaciones y
44. (Diversos sistemas de reglamentación). ·-~~~~grandes injusticias.
· •··;~·.. Para que la reglas del mercado funcionen adecuadamente, se requiere
Hay cinco -sistemas posibles: . _:.. que haya igualdad entre los contratantes, lo que no ocurre en el contrato de
·a) La ausencia de reglamentación, o sea, la no intervención del Estid~ --- trabajo. - -- -
en la fijación del salario, que queda enteramente librada a la voluntad .de~) :-, -.r~, . . Por otra parte, el avance de la conciencia universal ha reaccionado
partes contratantes. · - éontra la idea de la calificación y el tratamiento del trabajo humano como una
b) La fijación de un límite mínimo, o sea, la determinación de un salaif mercancía.
mínimo que puede ser elevado por acuerdo de las partes. - --~i· Se explica, entonces, que se haya ido abandonando este primer sistema.
c) La fijación de un límite máximo, o sea, la determinación de.':..;
salario máximo que puede ser dismínuído pÓr acuerdo de las partes. ··~= 46. (Fijación de un salario mínimo).
d) La determinación de un monto fijo, que no puede ser modificado por
las partes ni para elevarlo ni para rebajarlo. · - -~. Los abusos y explotaciones que acaban de aludirse, llevaron a la
e) La aplicación del principio de equiparación que establece que eil necesidad de establecer un monto mínimo de los salarios, por debajo del cual
. i salario abonado a un trabajador debe ser concedido a quien realiza un trabajo no debía ser abonado ningún salario.
de igual valor, en idénticas condiciones. · Así surgió y ese es el verdadero significado del salario mínimo: un
Este principio ede equiparación fue expuesto como una modalidad delj monto, que sirve de límite inferior, por debajo del cual no es lícito al
salario mínimo pero, en realidad, es algo distinto porque se contrapone a unaf empresario pagar ni al trabajador recibir remuneración" por su trabajo. Pero
de las característi~as que po~ee el sa~ario ~-nimo que es la libertad para j pueden fijarse libremente montos más altos en forma irrestricta.
actuar como se quiera por encuna del ruvel rrununo establecido. ~ Como ya expusimos, es un concepto jurídico de carácter formal: un
monto mínimo. En sí mismo, la expresión "salario mínimo" no tiene más
45. (Ausencia de reglamentación.) sentido que ese. A veces se la ha pretendido dar un determinado contenido e
incluso, en el lenguaje vulgar se lo identifica a menudo con el concepto d~
La ausencia de reglamentación es el primer sistema de regulación. salario vital. Debe mantenerse este término pulcramente separado de toda
En realidad, como se comprende, es de no regulación. Pero debemos idea de contenido.
referirnos a él para seguir un orden lógico. .. . La· implantación de cualquier sistema de salario mínimo ha sido motivo
"
~. \~

En este sistema, el Estado no interviene en la fijación del sal~o el ~ , }le polémica.


·¡-·'

es determinado, de común acuerdo, por las dos partes interesadas. ' -:-: . Su justificación esencial deriva del hecho de que constituye el único
Es el régimen de máxima libertad, porque en él no se fija límite alguno: ni; ~=,sistema que permite evitar los abusos a que conduce el régimen de libertad y
'. .. ~ ..
inferior ni superior. / • _de que represente la única manera de asegurar el logro de un salario vital o
Es el sistema propio del Estado liberal individualista, que nació de la' _de un salario justo; por lo que todas las razones que militan en favor de la
Revolución Francesa y que se extendió durante el siglo XIX y en algunos· imposición de un salario de esa naturaleza se convierten, en Óltimo término,
países, hasta entrado el.siglo XX. Pero en la actualidad, podemos decir que · en los motivos determinantes de la implantación y aprobación de este ·
no existe en estado puro, pese al resurgimiento del neoliberalismo. -~ régimen.

96 97
--·--·
Las críticas -que aunque reiteradamente rebatidas, reaparecen siempi Creemos que lo mejor en orden a la concrec1on y a la claridad es
en ocasión de cada · nueva ampliación o perfeccionamiento del sistem examinar concretamente en el plano del derecho positivo, qué dicen las
pueden resumirse en estas tres objeciones básicas. "'·~ normas vigentes en nuestro país, lo que expondremos algo más adelante ..
a) La fijación de un salario mínimo es imposible porque el salan
obedece a leyes económicas fijas e invariables que no se pueden alterar p'or 47. (Fijación de un salario m~imo).
medios jurídicos. . .
b) La fijación de un salario mínimo es irrealizable por las dificultad . • . La determinación de un salario máximo constituye el sistema inverso
prácticas insuperables para su contrato. Nadie podría impedir acuerdos ~a - del anterior: consiste en la fijación de un monto máximo de salarios, por
espaldas de la tarifa a las que el trabajador accedería para conquistar iirJ - encima del cual no puede convenirse ni abonarse ningún salario. Pueden
~OO. . pactarse, en cambio, remuneraciones inferiores.
c) La fijación de un salario mínimo es perjudicial y contraría al foteré La aplicación de este sistema de reglamentación no tiene tanto por
generaL Impediría una organización económica sanamente comprendida'!' objeto proteger al trabajador, cuanto evitar trastornos en la economía. Con él
adecuadamente organizada por cuanto el salario mínimo disminuye. Íá se persigue impedir la elevación desmesurada de la remuneración del
productividad, suprime la concurrencia, elimina· a los obreros ancianos ~ trabajador con la consiguiente repercusión en la inflación de los precios, a fin
defectuosos, y provocará aumentos en los precios que redundarán· en. ·de defender las posibilidades de la producción cuando ocurren o se temen
perjuicio de los propios trabajadores. perturbaciones en el equilibrio de los mercados. Especialmente en períodos
Cada una de estas objeciones puede contestarse. Pero la mejor de fuerte inflación o de aguda escasez de mano de obra.
respuesta es que en casi todos los países se ha impuesto alguna forma de} Este es un ejemplo de lo que se ha llamado el derecho del trabajo de
salario_ mínimo lo ~ue ha d_emostrado _s~ _viabilidad y efi~acia. Y no ha~ contenido económico, el cual después de siglos de interrupción retoma a
.' aparecido todos los mconveruentes y pefJU1c1os que se anunciaban. ·~ cauces ya recorridos con mucha anterioridad .
. '
Resuelta afirmativamente la cuestión de la posibilidad y conveniencia¡ Naturalmente que el tiempo no ha transcurrido en vano y suele
' de un salario mínimo, surge el problema de determinar a qué nivel o con qu~.¡ contemplarse también de alguna manera, las necesidades del trabajador o la
criterio, se fija ese salario mínimo. - [;!'. preocupación por la justicia social. Esa actuación simultánea de ambos
Generalmente, los Estados, al establecer un régimen de salario mínimoit!i criterios rige en forma especialmente clara en el decreto ley portugués de
buscan alguna de estas dos metas: · :; · 1943 en el que se alude a los intereses superiores de la economía y de la
a) asegurarse que baste para la subsistencia del trabajador, en cuydc~ justicia social. Otra manera de aparecer esa doble preocupación es el
caso se llama salario vitaL · Al establecimiento simultáneo del salario máximo y del salario mínimo con lo
~-:t~~~j~. b) obtener que se adecue a un ideal de justicia, en cuyo caso recibe eiJ que el margen de libertad de las partes queda reducido a una franja.
~~~~a·~· nombre de salario justo. ~~·
Pero el problema no se reduce a una opción entre dos alternativas. por 48 (Fijación de 1111 salario único).
cuanto, elegida una de ellas, se abre una enorme cantidad de posibilidades. -f.
Así, por ejemplo, si se opta por el salario vital debe determinarse a que.-.; Este sistema consiste en la fijación de un salario rígido que las partes
nivel, cómo se calculan las necesidades familiares si es que se calculan y <!~ no pueden ni elevar ni disminuir. Esto no significa que se determine una cifra
qué manera se trasladan a cifras los conceptos elegidos. .única, sino que se impone una escala inmodificable de salarios. Generalmente
Si, en cambio, se opta por el salario justo, la problemática es todavíj . \·- se presenta en forma de estabilización o congelación de los salarios vigentes
más compleja por cuanto para el pago del salario justo, entran en juego u~a i
en determinada época. Esto mismo demuestra que es un expediente
serie más numerosa de conceptos distintos, muy dificiles de cotejar excepcional y muy poco usado que sólo se emplea dentro de una política
compensar y avaluar. · · económica de periodos anormales, generalmente de guerra o de posguerra.

98 99
----~----- ---· --------- -- - -
_,,
.· r En realidad, viene a constituir la forma extrema del sistema de d~bt 50. (Sistema aplicable en 1mestro paÍ.\).
·-·'::P~ 1· limitación a que nos referimos en el parágrafo anterior. Se estrecha tan~o;
" margen de libertad que desaparece. De esa manera se lleva el propósi
' ·~
-·¿Cuál de los sistemas mencionados se aplica en el Uruguay?
protector hasta donde lo pennitan las posibilidades económicas: se _ci ·· ·· . · -< _, ·Durante un tiempo se aplicó el primer sistema, o sea, la ausencia de
pagar todo lo más que se pueda mientras no se provoquen trastorno(a /. ,-~reglamentación. Los salarios se fijaban libremente entre las partes. Ello surge
carácter económico. Pero también puede sigruficar un procediniient ~~~:":Ji0 sólo de la falta de normas que limiten la libertad de los interesados al
simplista y fácil de resolver el problema manteniendo por inercia la situación · 'reSpectci, sino también del texto del artículo 1834 del Código Civil que prevé
existente sin investigar con mayor profundidad ni las necesidades reales d -··· 'como forma normal de fijación del precio de los trabajos o servicios, el ajuste
.,~
¡
1.
trabajador ni las posibilidades verdaderas de la economía. -- por tos interesados. Sólo a falta de ajuste, se recurrirá al precio de costumbre
: I• , . ;~.:para ser determinado judicialmente si hubiere duda.
. t:· . ,.
I' 49. (Sistema de equiparación) . ...... -·

--. •
'--

•·t. "
; 51. (Con/. Aplicación del régimen del salario mínimo).
--
: [ Este sistema difiere de los anteriores, basados en la existencia o ño
-".:~'.:.{
' !· ' existencia de limites, por fundarse en un criterio distinto: la equiparación con Con el desarrollo del derecho del trabajo en nuestro país se fue pasando
: T
-, f.'
~ ,f.'
~
los salarios de otros trabajadores que cumplen tareas de igual valor. .- : '' ·'át ·segundo sistema, es decir, al de los salarios ·mínimos que es el que
- f'
Al margen del nivel de los salarios ganados y sin perjuicio del respeto_ actualmente rige.
·.- ~

los límites que pudieran existir, se crea otro tipo de obligaciones o -Oe - Existen diversas normas relativas a esa fijación mínima de salarios que
prohibiciones: la obligación de extender a todos los otros trabajadores quC2 podemos enumerar de la siguiente manera:
cumplen tareas similares el salario que efectivamente percibe un trabajador:<>:~
la pNhibición de que se establezcan diferencias entre trabajadores que :I' a) El art. 54 de la Constitución.
i
cumplan trabajos similares. . :ii! b) Varias convenciones internacionales como la Constitución de la OIT
.! En realidad, estas dos últimas frases que parecen ejemplos equivalente_s_j y los Convenios Internacionales de Trabajo Nº 26 y 13 l .
de la aplicación del mismo criterio pueden señalar dos concepciones o dos -~. c) Los artículos 1y17 de la Ley 10.449 del 12 de noviembre de 1943.
~~ ¡
'"'
criterios de diferente intensidad. · · ' d) El art. l del decreto-ley 14.785 del 19 de mayo de 1978.

....
--
'~ ~
,,t .. La concepción más simple -más modesta- es la que Examinaremos por separado el valor y alcance de cada una de estas
~
l¡ prohibición de establecer diferenciaciones por razones no admisibles: Se normas .
declaran ilícitas las discriminaciones originadas por razones de raza, color;
sexo,. religión, opinión política, ascendencia nacional u origen social. U 52. (Con/. La norma constitucional)-
concepción más amplia -más ambiciosa- es la que lleva a conceder a todo
trabajador el derecho a percibir el mismo salario que recibe. un compañero dé El art. 54 de la Constitución dispone: "La ley ha de reconocer a quien
tareas que realiza una labor del mismo valor. Es el sistema de la equiparació- 'se hallare en una relación de trabajo o servicio, CQmo obrero o empleado, la
absoluta, cualquiera sea la razón de la diferencia o sea, aun cuando no haya independencia de su conciencia moral y ~íyica; la justa remuneración; la
sido ilícita. Sólo se admiten las diferencias que puedan justificar~- .'.·;·~.limitación de la jornada; el descanso semanal y la higiene fisica y moral".
, ~-'' .: objetiyarnente: edad, antigüedad, calificación, título habilitante. . La Constitución impone, pues, al legislador la obligación de reconocer
· En contraste con los anteriores que estaban basados en niveles . a quien se halle en una relación de trabajo o servicio, la justa r~muneración.
cuantitativos, este sistema -que se superpone y coordina con ellos- tiende a ¿Qué sentido tiene esa expresión: "justa remuneración"?.~
respetar puntos de referencia concretos, con prescindencia de las magnitudes.·_ Se han expuesto diversas interpretaciones.

100 101
- - - - - - - - - - ------------ ----------
Algunos han creído que esa exigencia tiene un sentido formal: _:,,::\~perior al salario vital, surge no sólo del sentido preciso de ra·e~p;esión -de
indica un procedimiento que ha de seguirse para la fijación del salario. · :"'acuerdo con la doctrina más autorizada- sino también del origen de Ja
a) El Ese. Avelino Brena durante la discusión en el Senado de lar;, i::. ;fórmula aprobada por la Convención Constituyente de 1934, ya que en ella se
10.449 sostuvo que la disposición constitucional imponía la fijación ·de. ..::~,,,.·p~firi.óesta redacció~ rechazando todas aquellas que vinculaban el concepto
salario por ley. · ·: · . ·de sa]ario justo con las necesidades de los trabajadores. . .
-- Pero esa interpretación piedeletrista pierde sustento si uno advierte que · ~"'-·:=~--'"-·La disposición constitucional impone una obligación al legislador que
el verqadero sentido de la disposición constitucional es que la ley reconozca -:~~-~~-debe cumplir. Y le señala un ideal programático que marca el rumbo que
al trabajador el derecho a la justa remuneración. Si se omite esa expresió~~ el legislador debe seguir cuando legisle sobre la materia .
que está sobreentendida, la disposición resulta incomprensible. Lo qu~ . _ , _ _En cambio, no da derecho a cada trabajador a reclamar ante el Poder
asegura la Constitución es que el legislador reconozca y consagre el derecho» Judicial un salario justo porque ello trasladaría a los jueces la tarea de la
a la justa remuneración pero no que la ley misma la fije. d fif aCión de la retribución.
b) Justino Jiménez de Aréchaga sostuvo la opinión diametralmente. El particular -tanto el trabajador como el empleador- tendría derecho a
opuesta: que el legislador no es apto para fijar la justa remuneración como rid interponer un recurso de inconstitucionalidad contra una ley que
es apto para fijar la justa compensación que debe fijarse por los biené; notoriamente condujera a un salario claramente injusto o que no entre dentro
expropiados. ¿Cómo va a estar capacitado para establecer el valor de los_ "e:,· del concepto de justa retribución.

salarios si no lo está para fijar el valor de los inmuebles? (66). "


A nuestro juicio, el constituyente al establecer esta norma no quiso ni 53. (Cont. Normas internacionales ratificadas por Uruguay).
imponer ni excluir ningún método de fijación sino asegurar un nivel de·ffa;
salarios, es decir, que quiso referirse a un concepto material del salario. N~~ Las normas internacionales ratificadas por nuestro país respecto de este
se trataría, pues, de una garantía formal sino de una exigencia sustancial. - problema son las siguientes:
Y la única manera de obtener que la ley reconozca el. derecho a la justa ~ a) La Constitución de la O.I.T.
remuneración es no fijar ni prohibir ningún método especial de fijación de·¡·. En el Preámbulo se incluye entre los ejemplos de las medidas que deben
salarios dejando al legislador eñ libertad para que en cada caso utilice el · ·. tomarse para mejorar las condiciones de trabajo, a fin de que no constituyan
método que resulte más apropiado, pues si bien la fijación legal no es el : ·. una amenaza para la paz y armonía universales, la "garantía de un salario vital
mejor sistema, en algunos casos puede ser el único aplicable. ~.~ adecuado".
La otra posición es la de quienes sostienen que el texto constituciorial · A su vez, en la Declaración relativa a los fines y objetivos de la OIT -
incorpora un criterio sustantivo. conocida como la Declaración de Filadelfia y que forma parte de la
De acuerdo con ella el salario que deben tener nuestros trabajadores no Constitución- incluye entre los programas que la OIT ha contraído la
puede ser cualquiera ni debe reducirse al salario que se denomina vital, sin -~· .. obligación solemne de fomentar "un salario mínimo vital para todos los que
que tiene que ajustarse al ideal del salmo justo que significa, por lo general~ .. -tengan empleo y necesiten esta clase de protección" (apartado d) del Capítulo
un nivel más alto que el vital porque, además de las necesidades · d · .... ~,J~n .. _
trabajador tiene en cuenta otros factores que pueden determinar su elevación: b) Convenio Internacional de Trabajo Nº 26 relativo al establecimiento
Esa concepción del salario justo, no restringido a la simple satisfacción. -~~:.'·de métodos para la fijación de salarios mínimos (67).
de las necesidades del trabajador, es decir, eventualmente Los países que lo ratifican se obligan a establecer o mantener métodos
que permitan la fijación de tasas mínimas de los salarios de· los trabajadores
·-
(66) Consulta enviada a lo~ inlt!grank~ dd Consejo Repn:S<.'!llativo dd Grupo 5 (Mdalúrgico) con·
·empleados en industrias o parte de industrias ·~. (especialmente
focha 16 de abril de 1946 y publicada en U.U N° 3.216 T XXI pág. 275.

,(67) Ratificado por el decreto ley 8.950 del 5 de abril de 1933.


102 103
---;,:...-
~-~
.H
f'.:JH .
~H
t¡1¡:
_:
en las industrias a domicilio) en los que no exista un régimen eficaz para I~ ·
\

.¡.,, i 54. (Cont. Definiciones legales) .


;• I' "
't' ":·-i.
ii¿,;.;, t. fijación de salarios, por medio de contratos colectivos u otro sistema, y en l~~,.
~ -~i
que Íos salarios sean excepcionalmente bajos. · · ~- :~; ~ Hay dos definiciones legales del salario mínimo.·
~q:
. I• Cada miembro decidirá cuáles son las industrias o parte de industria5 La primera está contenida en el art. 1 de la ley 10.449 del 12 de
11tt! donde se aplique el convenio así como cuál será el método que se utilice Par'.~
la fijación de salarios mínimos y la forma de su aplicación. Ambas decisione~
noviembre de 1943 que dice: "El ·salario mínimo es aquel que Se considera
'{y

.,~ • l . necesario, en relación a las condiciones económicas que imperan en un lugar,


:_/ ~ !
deberán tomarse previa consulta con las organizaciones profesionales de ca~~ .. para asegurar al trabajador un nivel de vida suficiente, a fin de proveer a la
sector, cuando ellas existan.- · · · ),. satisfacción de sus necesidades fisicas, intelectuales y morales".
· . c) Convenio Internacional de Trabajo Nº 131 relativo a la fijación de · Esta definición no es· propiamente del salario núnimo sino del salario
salarios mínimos con especial referencia a los países en vias de desarrollo ·• Vital. No se reduce a establecer un limite sino que describe un contenido
(68). c0nceptual relacionado con el nivel de vida del trabajador. Ésta_ confusión d~l
Los Estados que lo ratifiquen se obligan a establecer un sistema d legislador ha contribuido a dificultar la distinción entre ambas nociones.
salarios mínimos que se aplique a todos los grupos de asalariados cuya , Como definición del salario vital contiene algunos aciertos y merece
condiciones de empleo hagan apropiada la aplicación del sistema. ~a" , .·... algunos reparos.
determinación se hará previa consulta con las organizaciones profesionalés':- Señalemos, en primer término~ los aciertos.
respectivas y se comunicará a la OIT). .. a) Se define el salario por su finalidad: cuál es el nivel de vida que debe
Los salarios mínimos tendrán fuerza de ley, no podrán reducirse y la~ asegurarse al trabajador por medio del salario.·
persona que no los aplique, estará sujeta a sanciones apropiadas de carácter:;~. b) Contempla no sólo las necesidades fisicas del trabajador, sino
penal o de otra naturaleza. Sin perjuicio de lo cual, se respetará plenamente la- .- · también las intelectuales y morales.
libertad de negociación colectiva (art. 2). '.::.; c) Corresponde al salario normal porque asegura un nivel de vida
Entre los elementos que deben tenerse en cuenta para detenninar el--~ decoroso.
nivel de los salarios mínimos deberían incluirse, en la medida en que sea_1i Marquemos, ahora, los defectos:
posible y apropiado, de acuerdo con la práctica y las condiciones nacionales,'.:¡ a) Algo complicada y extremadamente extensa. Podría haberse
las siguientes: ~e- suprimido la frase "en relación a las condiciones económicas que imperan en
a) las necesidades de los trabajadores y de sus familias habida cuenta. . un lugar" porque ese elemento se tiene necesariamente en cuenta aunque no
d~l nivel general de salarios en el país, del costo de vida, de las prestaciones_ se le mencione.
de seguridad social y del nivel de vida relativo de otros grupos sociales; ':? b) No alude a las necesidades de la familia del trabajador. La
b) los factores económicos, incluidos los requerimientos del desarrollo,r; . circunstancia de que en la propia ley se hayan creado las asignaciones
económico, los niveles de productividad y la conveniencia de alcanzar Y familiares no constituye explicación satisfactoria porque, de todas maneras, el
mantener un alto nivel de empleo. trabajador tiene habitualmente obligaciones familiares que no quedan
Cada país ratificante deberá establecer mecanismos apropiados par~ -~;, · ~biertas por las asignaciones. Por ejemplo, lo relacionado con su esposa o·
fijar y ajustar de tiempo en tiempo los salarios de los grupos de asalariado~· -~<con ascendientes a su cargo.
comprendidos en el sistema. Ello debe ser consultado y en lo posible deben., · c) No se ajusta al precepto constitucional que habla de la justa
participar representantes de las organizaciones profesionales interesadas, as'· :O:·< remuneración. Es cierto que la definición de este artículo 1 debe
como personas de reconocida competencia para representar los intereses~ ~ :~complementarse con lo dispuesto en el art. 17: "Los Col!,Sejos que se crean
generales del país. "• por esta ley fijarán salarios de la industria y el comercio, tenie,ndo
'"'~,..~specialmente en cuenta para aumentarlos, los siguientes elementos:
1. Las condiciones económicas del lugar o del país.
(68) Ratificado por el decreto -ley I-U67 del 30 de agosto de 1976
------ - - - - -- - - ---
105
2. El poder adquisitivo de la moneda. ::;tt~~~~· .
3. La capacidad o calificación del trabajador. 1:;;.;..,·is mucho más reciente (69).
4. La peligrosidad para . su . salud, de la explotación ~'. ;:.~~·-· Podemos mencionar las siguientes fuentes:
comercial. !:!=~~~~:·:_":~Í) Instrumentos internacionales varios. . .
5. El rendimiento de la empresa o grupo de empresas. . 2) Los Convenios Internacionales de Trabajo Nº 100, 111 y 156.
_ ___ E~ el_inf'o~e ~e 1~ ~ornisi~ll_ de_ la C~rnara d(! Diputados que_pr_ep _. .. .. 3) La ley 16.045 del 2 de junio de 1989.
el proyecto de la que después fue la ley 10.449 se dice: "El proyecto fija·~¡
~~:::.~~-- ..:
criterio del mínimo vital, acercándose al mínimo justo; en cuanto para ele' · ·":-'' " 56. (Con/. Instrumentos internacionales).
los salarios, según el artículo 18 (actual artículo 17) han de tenerse en éueri
una serie de -factores . enfre Íos .. que -Se encuentran" las gananci~ de j;!s -- Empezamos por la Constitución de la O.I.T. en cuyo Preámbulo se
empresas". Mínimo vital acercándose al mínimo justo constituye uná fómiüTa : ;~~menciona entre los ejemplos de las medidas que deben tomarse para mejorar
imprecisa y aproXimativa que revela que no se optó por el criterio que sefi~ · .~·;.,":.tas condiciones de trabajo a fin de que no constituyan una amena.zá para la
la Constitución. · ·. -~·paz y armonía universales, el reconocimiento del principio del salario igual
La segunda está contenida en el decreto-ley 14.785 del 19 de mayo·d~ . por un trabajo de igual valor.
l 978 que sustituye al estatuto del trabajador rural establecido por la .f Pese a que este preámbulo proviene del Tratado de Versailles firmado
10.809 del 16 de octubre de 1946. ~. ,..,,,.,~~~ Í919. yratificado ese mismo año por ñuestro país, no tuvo en este aspecto
El artículo 1 -que es tomado de la norma anterior que se sustituye; . mayor resonancia práctica (70).
establece: "Todo trabajador rural tiene derecho a una retribución mínima de'_ Curiosamente los convenios internacionales sobre no discriminación,
su trabajo que le asegure la satisfacción normal de sus necesidades fisicas"'-W pese a habei:- sido aprobados por las Conferencias generales celebradas de
-:;?I
·. i

intelectuales y ~o~~es". l 951 a l 958, recién fueron ratificadas por Uruguay en 1989 o sea, casi más
~-;.
. :¡:
,¡ 1'
. .
. i Esta defimc1on, mucho mas sobna que la que acabamos de examinar : '1 de 40 años después, lo que llama la atención en un país caracterizado por el
expresa en menos palabras lo mismo que aquélla. Por lo tanto, es merecedor~ 'i elevado número de ratificaciones de los convenios internacionales y donde
:
...t;
de los mismos elogios y de las mismas críticas que ella, salvo en cuanto aLij existe una conciencia generalizada de que no se incurre en ninguna
aspecto gramatical ya que su redacción es mucho más breve y feliz. .-,1 discriminación. Más llamativo es teniendo en cuenta que estos convenios son
AdViértase que, 'én realidad, no se la presenta como una definición de~:~ ·
salario mínimo ni de salario vital, sino simplemente como una norma que .
afirma un derecho del trabajador rural. .,~ _(69) En 1981, Ramón Muiño había sostenido en un meditado estudio la vigencia en nuestro país del
Y si bien esta forma de presentación y la ausencia de calificativo;"' ·• principio de equiparación salarial ("Principio de equiparación salarial" en la revista Derecho Laboral
T. XXIV pág. 766).
erróneos representa otra ventaja sobre la definición de la ley l 0.449 debé~ ~ · (70) Quizá unos de los pocos actos de reconocimiento de este principio de equiparación es la
señali:rse que con esta norma tampoco se cumplió el cometido ¿ue el · ._, resolución del P.E. (Amézaga-Sdúaffino) del 14 de diciernbre de 1945 en el que se recomienda a los
constituyente confió al legislador, o sea, el de asegurar al trabajador el · ·_"Consejos de salarios en cuanto a la remuneración del trabajo femenino que ajuste su condiu::ta a las
..• derecho a una justa remuneración. Se limita a consagrar el derecho a Un; . · ::.: ..;::siguientes normas: a) igualdad de salarios entre trabajadores varones y mujeres a igualdad de
, producción; b) diferencia máxima de un 200/o en los casos en que, consultados los rendimientos de la
.f.:; i; salario vital. ,.-.-
.t • ! ~
. ___mujer así como sus propias conveniencias y la de la actividad a que pertenecen, resulte conveniente
. ~!~~ ..:; '·· _,_co necesario apartarse del principio de igualdad de salario. ·
55. (La equiparación salarial). Los motivos que se invocan para justificar esa diferencia son tres: 1) de orden' laboral: la utilidad y
. · .conveniencia del empleo de la mujer puede provocar eventualmente el de!>-pl~ento de la mano de
obra masculina o el envilecimiento de ambos. 2) De orden económico: las posibilidades de
La inserción del sistema de equiparación salarial en nuestro derecho · -· rendimiento en algunos casos son distintas .3) De orden social: el hombre, en la ·gran mayoría de1os
casos es el jefe del hogar, la mujer, en cambio, sólo puede apoyar presupuo-tos ya establecidos.
·· Lo que hoy nos resulta chocante, en esa época pudo ser considerado un adelanto. De todos modos
,¡·_, · · llama la atención que no se hubiera mencionado ni la O.I.T. ni el Tratado de Versailles.
106
107
•.

de los considerados básicos (71) por la O.I.T. ,_:~todos los aspectos donde deben eliminarse las -discriminacion~~- contra la
La Declaración Universal de los Derechos Humanos, aprobada por¡¡ iriújer.
Asamblea General de las Naciones Unidas el 1O de diciembre de 1948 tiene "'"'- ;: , El artículo 11 expresa: "l. Los Estados Partes adoptarán todas las
dos referencias a este tema. '~.;~idas apropiadas para eliminar _Ja discriminación contra la mujer en la
Una de carácter genérico, que es el art. 7: "Todos los seres humanos :: , esfera del empleo a fin de asegurar, en condiciones de igualdad entre
son iguales ante -la Ley y _tienen derecho, sin distinción, a iguaÍ protección '"'--'hombres y mujeres los mismos derechos, en particular".
legal. Todos tienen derecho también a ser protegidos contra toda : "' .--~~~ ·b) El derecho a igual remuneración, inclusive prestaciones, y a igualdad
discriminación violatoria de la presente Declaración y contra toda incitación:a· de trato con respecto a un trabajo de igual valor, así como a igualdad de trato
tal discriminación". .. _ ' ron respecto a la evaluación de la calidad del trabajo.
Otra de carácter específico, que es el numeral 2 del art. 22: "Todos
tienen derecho,. sin runguna discriminación, a un salario iguaÍ por un frabiÍ}o -,,-;-.r; S7. (Con/. Convenios internacionales de trabajo sobre no
igual". ·:;i
··~
discriminación).
Esa Declaración fue complementada con los Pactos Internacionales de
Derechos Humanos aprobados por la ley 13.751 del 11 de julio de 1969. En~' Los tres convenios internacionales sobre no discriminación fueron
el Pacto Internacional de Derechos Económicos, Sociales y Culturales,,, · ..., ·ratificados por la ley 16.083 del 6 de octubre de 1989 que aprobó los
encontramos el art. 7 que dice: "Los Estados partes en el presente Pacte) Convenios N' 100, Nº 111 y N' 156.
reconocen el derecho de toda persona al goce de condiciones de trabajo --_,.,. El Convenio Nº l 00 relativo a la igualdad de remuneración entre la
equitativas y satisfactorias que le aseguren en especial: } mano de obra masculina y la mano de obra femenina por un trabajo de igual
a) Un salario equitativo e igual por trabajo de igual valor, sin_-;:_lf · valor, establece la obligación del Estado ratificante de "promover y en la
disti~c~ones de ningu~a esp_ecie: en particular, debe asegurarse a las ~ujeres -~ medida en que sea compatible con los métodos vigentes de fijación de tasas
cond1c10nes de trabajo no mfenores a las de los hombres, con salano igual :~ de remuneración, garantizar la aplicación a todos · 1os trabajadores del
. !
por trabajo igual. . · -~ principio de igualdad de remuneración entre la mano de obra masculina y la
.:~'. !'. El Decreto-Ley 15.164 del 4 de agosto de 1981 aprobó la Convención~ftl mano de obra femenina por un trabajo de igual valor". Esta última expresión
~•-i
.:....,.:... sobre la eliminación de todas las· formas de discriminación contra la mujer, ··:j · designa las tasas de remuneración fijadas sin discriminación en cuanto al
que consta de 30 largos artículos y extensos considerandos, aludiendo a__: _ sexo.
todos los aspectos donde deben eliminarse las discriminaciones contra la-:. Se deberán adoptar medidas para promover la evaluación objetiva del
~~ . _empleo, tomando como base los trabajos que éste entrañe, cuando la índole
!. El Decreto-Ley 15 .164 del 4 de agosto de 1981 aprobó la Convenció; . de dichas medidas facilite la aplicación del presente Convenio.
sobre la eliminación de todas las formas de discriminación contra la mujer, -;-, . Las diferencias entre las tasas de remuneración que correspondan,
que consta de 30 largos artículos y extensos considerandos, aludiendo a · -. independientemente del sexo, a diferencias que resulten de dicha evaluación
~·'""objetiva de los trabajos que han de efectuarse, no deberán considerarse
...__-~ontrarias al principio de igualdad de remuneración entre la mano de obra
(7 l) En un Seminario Tripartito sobre no discriminación celebrado en 1985 en el __ --~~culina y la mano de obra femenina por un'trabajo de igual valor".
Ministerio de Trabajo y Seguridad Social, nosotros expusimos como una de las posibleS-::-""' El Convenio N' 111 relativo a la discriminación en materia de empleo y
explicaciones que el país se sentía tan ajeno a las discriminaciones que los convenios sobre~.:
.: ocupación, empieza por dar la noción de discriminación: ·
·ese tema ni le interesaban. Como si se refirieran a otros países. Sin embargo, la OIT bregó~~
insistentemente para que se ratificaran esos convenios, incluso por aquellos países donde-.-~­ · "..'~ a) cualquier distinción, exclusión o preferencia basada ·~n motivos de
.

:.;
_¡ '
.,~"
no hubiera problemas por que el mayor número de ratificaciones le daban mas prestigío a?·_ . ·· raza, color, sexo, religión, opinión política, ascendencia nacional u origen
•'.' ·~=·i·~
los instrumentos in~rnacionales.

108 109

------- -~------.---------~------·-
{:1:..,-t··- '. .:- . --·-·
......,.,.,..,,::;:-.t-ir
,, '. ' ·.... .:,· Se- aclara que se
.
entiende por discriminación lo definido
. .
como tal por el
social que tenga por efecto anular o alterar la igualdad de oportunidade~'pJf. :> -~:-convenio Nº I l I.
trato en él empleo y la ocupación. . . · . ~>::~·¿:".'--· Con miras a crear la igualdad efectiva de oportunidades y de trato entre
b) cualquier otra distinción, exclusión o preferencia que tenga "'po :7~~ajadores y trabajadoras, deberán adoptarse todas las medidas 'Compatibles
efecto anular o alterar la igualdad de oportunidades o de trato en el empleo "'.:'':'~ó las ·condiciones y posibilidades nacionales para:
ocupación . que podrá ser
-e-specificada .. por el miembro interesado pr'_ ,.-:. 0:~'.:':'.á) permitir a los trabajadores con ~esponsabilidades familiares el
consulta con las organizaciones representativas. ·: ~: ~~éri:icio de su derecho a elegir libremente su empleo; ·
Las distinciones, exclusiones o · preferencias basadas · . . · • . b) tener en cuenta sus necesidades en lo que concierne a las
calificaciones exigidas para un empleo determinado no h>~diciones de empleo y a la seguridad social.
como discriminación. La. cuestión principal que surge. después de la exposición de los
Los Estados Miembros se obligan a formular y llevar a cabo~!!, ·convenios es cuál.sistema de equiparación imponen: el más simple y modesto
política nacional que promueva, por métodos adecuados, a las condiciori_ª-· . :oel más amplio y ambicioso.
prácticas nacionales, la igualdad de oportunidades y de trato en materia '.di :. ~· - A nuestro juicio, surge de la letra de los convenios internacionales que
empleo y ocupación con objeto de ~liminar cualquier discriminación a est lo que se prohibe es la discriminación injustificada, o sea, la distinción,
respecto. . - - · - ·· · ~-.\:,~ · '"''"exclúsión·· o preferencia basadas en motivos ilegítimos (raza, color, sexo,
Se precisa que no se consideran como discriminatorias las medidas qug - -religióri, opinión política, ascendencia nacional, origen social) que tiendan a
afecten a una persona sobre la que recaiga sospecha legítima de que se dedi~ anúlar o alterar la igualdad de oportunidades o de trato en el empleo y la
a una actividad perjudicial a ta seguridad del Estado o acerca de la cual_ ' Ocupación.
haya establecido que de hecho se dedica a esta actividad, siempre que di~ha­ En otras palabras, se aplica la concepción más simple y modesta. No
persona tenga el derecho de recurrir a un tribunal competente conforme a l~ , habilita para la equiparación salarial en todo caso de diferencia.
práctica nacional. __ Esta solución es la misma que sigue la jurisprudencia constitucional
Se precisa también que las medidas especiales de protección o . española. Tal como lo explica Alonso Olea (72) se suelen distinguir en
asistencia previstas en otros convenios o recomendaciones de la O.I.T. no se España tres tipos de desigualdades salariales:
consideran como discriminatorias. ~<r. a) las violatorias del art. 14 de la Constitución;
Asimismo se aclara que todo miembro, previa consulta con lai b) las violatorias de nonnas legales, convenios colectivos o costumbres;
organizaciones representativas, puede definir como no discriminatorias c) las que no violan ninguna de esas nonnas. Estas puede admitirse,
cualesquiera otras medidas especiales destinadas a satisfacer las necesidad_- · salvo que se demuestre que son meramente caprichosas o arbitrarias o
particulares de las personas a las que, por razones tales como el sexo,chi ·ruando se hacen con la intención de molestar o vejar al afectado porque
edad, la invalidez, las cargas de familia o el nivel social o cul!ur _· ~'"-encierran un abuso de derecho.
generalmente se les reconozca la necesidad de protección o asistenci,a , · -1 T!asladando esa clasificación a nuestro derecho, tendríamos por un
especial. ;~;,- ';~_,:, ~do, las diferencias con sentido discriminatorio que violan las nonnas o
El Convenio Nº 156 sobre igualdad de oportunidades y de trato d( lo·· · ~_; ,~nvenios vigentes y, por otro lado, las diferencias que carecen de sentido
trabajadores con responsabilidades familiares -aprobado en 1981- establ~é ~i· discriminatorio.
~-'.!:E.-'Y'.-.'!.< '-

que con miras a crear la igualdad efectiva de oportunidades y de trato entt¡


trabajadores y trabajadoras, cada miembro deberá incluir entre los objetiyos_
de su política nacional el de permitir que las personas con responsabilidades. ; \(72) Manuel Alonso Olea, "Igualdad y desigualdad en las remuneracl9ncs" de El Salario T
familiares que . desempeñen o deseen desempeñar un empleo ejerz.an _SÍ! . ,,,.. 1pág. 639 y ss. -
derecho a hacerlo sin ser objeto de discriminación y en la medida de lq.
posible, sin conflicto entre sus responsabilidades familiares y profesionales.
111
-·-;:.77::~·~
~~-;·~·~:,_· :.~,

Para eliminar estas últimas diferencias, deberá probarse que ha e:xfst¡ j:;;íikvó a simplificar el art. con lo que quedó eliminada la explanación del
abuso de derecho, lo que incumbe a quien lo aduce y pretende la elimiriact m~-i](-:eptode discriminación. En este punto la ratificación contemporánea del
de esa diferencia. --- · - ~..:convenio I 11 permite suplir esa omisión. Queda de todos modos, clara la
Cobra entonces una importancia fundamental determinar a quié~-J?­ ,..;.~"!lroplitud de la noc10n de discriminación y la aclaración de que abarca
Ja carga de la prueba, por cuanto muchas veces no puede .pro~_a.r~~ :~·;:;cualquier sector de la actividad laboral, o sea, que comprende tanto la
verdadera motivación de la diferencia salarial. ·",, ~~vídad pública como la privada. - - - _
Néstor De Buen (73) explicando la evolución jurisprudencia! Ócum ~~:;~. :' , El artículo 2 incluye una serie de ejemplos ("La prohibición a que hace
en México, uno de los pocos países donde la legislación impus-· :":;_:.2teferencia el artículo precedente será aplicable también en cuanto a once
concepción amplia -(art. 86: "a trabajo igual, desempeñado en p~~.'. ~-'~·_:.a_spectos que se especifican en apartados diferentes identificados por letras),
jornada y condiciones de eficiencia también iguales, debe correspon ~~~~el último de los cuales es: "K) Criterio de remuneración".
salario igual")- destaca la significación de este tema de la carga de la ¡:;rii· ::;-~ ,r'.:.EI deseo de simplificación que predominó en la parte final de la
ya que el cambio de opinión de la Suprema Corte de Justicia sobré-. ·:;¿~discusión legislativa, hizo eliminar la referencia al criterio de igual salario por
punto, alteró el alcance práctico de la nonna. ;;., -,· trabajo de igual valor, que hubiera resultado más esclarecedor y formativo.
Barbagelata (74) partiendo de una construcción de base constitucio' ~,.,Naturalmente que la ratificación del Convenio Nº 100 vendría a llenar este
que arranca de los arts. 8 y 9 consagratorios de la igualdad entre tod~':t _::: 'yácío.
personas, salvo las distinciones resultantes de los talentos y de las virtude~ :~_ :;:_· Interesa destacar en esta ley un procedimiento ultrarápido previsto en
de los artículo 53, 54 y 72 de la Carta, parece afirmar la ilicitud de t{ erart. 4 para que el Juez de Trabajo adopte las medidas tendientes a hacer
distinción salarial que no se origine en las virtudes y los talentos o en · cesar la situación que implique una discriminación.
otras causas expresamente indicadas. Aunque no precisa las últimas
consecuencias a las que le lleva su razonamiento, podría 59. (Métodos de frjación).
inclinado a una tesis más amplia que la que hemos expuesto.
Después de ver los sistemas de reglamentación del salario, corresponde
58. (Cont. Normas legales). que examinemos los métodos de fijación, o sea, los procedimientos por los
cuales se determina concretamente el monto del salario, o la exigencia que el
Pocos meses antes de la aprobación de Ja ley que ratificó los convenio. Estado impone en la materia cuando él se reduce a poner límites.
internacionales que acabarnos de describir, se promulgó la ley 16.049 del 2 de .. - Para ello empezaremos por enumerar los métodos existentes y luego
junio de 1989 prohibiendo "toda discriminación que viole el principio a los reseñaremos en forma critica destacando sus ventajas e inconvenientes.
igualdad de trato y oportunidades para ambos sexos en cualquier sector de ,. Posteriormente relataremos la evolución histórica producida al
acfr..idad laboral" (art. 1). ·- /.respecto en el Uruguay, mostrando como se han ido sucediendo los diversos
Las vicisitudes de una compleja y trabajosa discusión legislativa 05

··~'C-Márquez Garmendia: "La ley 16.045 sobre igualdad de trato y oportunidades para ambos
-~!'~xos en la acfüidad laboral" en la Rev. Derecho Laboral T. XXXll pág. 376 y otro
.(73) Néstor De Buen, "El salario en los principios generales del Derecho del Trabajo" en
·..:~ arHculo con el mismo titulo pero con distinto contenido en Curso de Actualización de
El Salario, T I pág. l 08 y ss. ~
(74) Héctor Hugo Barbagelata, "Los convenios 100, 111 y 156 ratificados por la ley 16.06
-~~~Derecho Laboral. Cuaderno N° 15 de la Facultad de Derecho y Ciencias Sociales.
1
-Montevideo 1990 pág. 162. Con posterioridad la misma autora publicó el resultado de la
y la eliminación de la discriminación en materia de empleo y ocupación" en el Cuaderno
Nº 15 de la Facultad de Derecho (" Curso de actualización de Derecho Laboral ;
- ,, ?'"OSCCUción de sus estudios sobre el tema, efectuada en el marro del programa de
·- ~vestigación organizado por la Facultad de Derecho con el título "Condición laboral oe la
Montevideo 1990, pág. 147.
e ~ujer trabajadora". Colección Infonnes. Montevideo 1993.
(75) Véanse los dos ilustrativos estudios indicados sobre

113
~.~ .·
métodos ensayados en el país. Y terminaremos exponiendo cuáles sori:'·* ·,:.,~;·:i~~ados sistemas correspondan ciertos métodos y recíprocamente. Por
métodos
.
aplicados en la actualidad, lo que nos obligará a profundizar~··
. ~
.~"p!g, l}l ausencia de regl~e~tación conduce a la fijación del salario por el
uno de los regímenes legales vigentes. .:--::- --19.9<;> contractual. El salano fiJO se establece o por una ley o por un decreto
~~.".o~por_.~ T~bunal Arbitral. El sal~o. i:nnimo en cambio, puede fijarse por
60. (Enumeración de los métodos). ·z··: ~quier metodo salvo el contrato mdlVldual.
I~i;. Examinaremos cada uno de los métodos con excepción del primero,
Los agruparemos en cinco grandes categorías: . ·~~~qJ~corresponde a la ausencia de reglamentación.
--,.--·"'-· -
1) Contratos individuales. Es el método por el cual el salario se fijá - ·-
:~.:- ~.-._;":1,;-~-~~--

cada caso por simple acuerdo de los propios interesados tomaéfi =r::,.c.{.~-:::- 61.- (l•ljación en la ley).
individualmente. -' - ..
~- -

2) Fijación por organismos gubernamentales que determinan el sa1 e_;:.:·~~,:, Es el procedimiento más simple y rudimentario. Este método es el que
con carácter general y sin intervención de los interesados. Estos organism -:;.'°Se le ofrece, en primer término, al legislador: ser él mismo quien determine
pueden ser el Poder Legislativo (fijación por ley) o el Poder Ejec~tr .·los salarios. Por lo menos, los salarios limites.
(fijación por decreto). .. · .~,.,,,.,.._,._El procedimiento posee algunas ventajas:
3) Fijación por organismos especializados de integración tripartita,._· ~-. :~~ _ a) Es muy simple y rápido, pudiendo ser llevado a la práctica de
bien son organismos oficiales, no desempeñan las tareas de gobierno sino }}u ~. mmediato, sin las etapas preparatorias que exigen cualquiera de los otros
se concretan a esta función para la cual han sido especialmente creados:':_ ,:--:-inétódos y que originan el transcurso de cierto tiempo entre la determinación
ellos intervienen los representantes de los dos grandes intereses en jueg_ _ " oficial y la realización práctica.
(empresarios y trabajadores) y elementos neutrales que representan al púbilc b) Es aplicable en cualquier país y cualquier ambiente, aun en aquellos
consumidor o al interés general. Han recibido diversas denominaciones pergc donde no existe organización sindical ni conciencia gremial.
una de las más corrientes es la de Comités o Consejos de Salarios. c) Sirve siempre para elevar algunos salarios por lo que corrige las
4) Fijación por organismos de conciliación y arbitraje. Este método explotaciones mayores.
distingue del anterior en que los organismos no se limitan a actuar en el te - d) En algunos ambientes donde no hay organización sindical puede ser
de los salarios, sino que intervienen en toda clase de conflictos de trabajo~~··. conveniente y hasta insustituible.
que el procedimiento está impuesto por su propia denominación -buscar}, Los defectos, sin embargo, superan ampliamente a las ventajas:
conciliación y si no se lo logra, ir al arbitraje- y que el arbitraje pueda ~­ a) Es un método necesariamente incompleto porque sólo puede
realizado por jueces. determinar el monto mínimo absoluto. No pueden -por la gran matización
5) Negociación colectiva. Es el procedimiento caracterizado por.·~. "·que requeriría- tenerse en cuenta las numerosísimas variables según la
acuerdo de las dos fuerzas interesadas que actúan colectivamente. _- ,;~·:-calificación, la región, las modalidades de trabajo, etc. Tampoco es lacil
Estos métodos no son necesariamente incompatibles entre sí. Pue_d ."''/prever una serie de situaciones especiales -trabajos de menores, de
haber combinaciones entre los mismos. Así, por ejemplo, en algunos caSo ,.;:.;,_aprendices, con horario incompleto, etc.- que no s~n cómodas para introducir
existe un limite legal básico que puede elevarse por organismos tripartitos;.-" - ·'.."~el texto legal.
otros, se presentan acuerdos colectivos que se extienden por leyes·~ · b) Es un método poco eficaz. Para comprender a todo un país, debe
decretos. Muchas veces, la negociación colectiva se agrega a la fijación,~ •~\füarse una cifra necesariamente baja por lo que beneficia a muy pocos. El
minimos. --.· · .,,...:.._beneficio de esos pocos está compensado por la dificultad que tienen otros
Los métodos indicados tienen distinto grado de aplicación y de eficaci_ : j!abajadores que ya alcanzaron ese nivel para obtener uri aumento, pues los
según sea el sistema de reglamentación. Más aún: están directame~te ·... C!Jlpleadores aducen estar pagando la cantidad oficialmente fijada -como
vinculados con los sistemas de reglamentación de tal modo que .:.a ~'~suficiente.
',

114 115
-~-.,,_--

:~'1'~,,;¡:_:;~'ll"·T- '

e) Es un método excesivamente rígido Carece de ductilidad ~p -' ~·· dd derecho del trabajo que es hacia la fortificación de la autonomía colectiva.
ajustarse al valor de la moneda Cuanto mayor es la inflación, la inadeéÚa-. .. ~07eso, se lo acepta en períódos transitorios pero no con carácter definitivo.
_._,,. __ ..... ,_~...:: ..... __ -

_es más grande. Obliga a frecuentes modificaciones del texto legal lo qu~-
siempre es fácil. _ '.'~·-~:·:~: 63. (Fijación por organismos tripartitos especializados).
d) No -da intervención a las partes -interesadas -ya ·que ·aem- :v-·...,;~.f· ~,º~~... --. ... . ~
·-· - -.. - , .. ...__ - ~ ' '· ·,.-

exclusivamente · los organismos legislativos. Ello tiene un :~do . -;:\~~~-.- Estos organismos están compuestos de representantes de las partes y
inconveniente: la mayor probabilidad de información insuficiente ·~ - :':d~ un tercer elemento de carácter neutral que representa los intereses
defectuosa y la falta del efecto pacificador que tiene todo sistema en er . -:· ~·geterales o los del público consumidor o los del Estado. Y que al mismo
intervienen las partes. · c..:~:i.::tíempo sirve para desempatar en caso de que no se llegue a una armonía entre
e) Es el método más susceptible de estar influí do por mó...if :: ·~~partes. A veces se utiliza el calificativo de paritarios, pero con el sentido
demagógicos. Además de las consideraciones pertinentes, es fücil que se filtf: · :de que ambas partes están representadas por partes iguales. Hemos agregado
el deseo de halagar a las masas electorales y de rivalizar en ese halago. · · Ja palabra especializado para indicar que se trata de organismos que tienen
como misión exclusiva o principal la fijación de salarios.
62. (Fijación por organismos gubernativos). ::." ·. "· Manteniendo. esos -dos elementos comunes -la composición tripartita y
'
: la especialización funcional de fijar salarios- existen múltiples elementos de
La fijación por decreto o resolución de un organismo gubemament, • 0~ variación que distinguen unos organismos de otros, a través de los· distintos
constituye un método más moderno que se ha difundido con el avance de:fa países y sistemas.
inflación. ' · '"'"' Esos elementos de variación pueden referirse a la composición de los
. Los organismos gube_marnentales a ~~ienes se les confía la fijación ;kJ consejos, a la órbita de acción de los mismos, a su duración.
salanos suele ser el ?rop10 P.~.? el _M1rustr~ del ramo, ~l. Director de!¡ Por la composición pueden variar según el número de sus integrantes,
Departamento u orgarusmos adrnm1strat1vos regionales o muruc1pales. ..; . la forma de distribución de sus miembros y el modo de designación de los
Por su propia natur~eza puede servir no sólo para fijar salaño~ rrúsmos.
l'~)
mínimos, sino también máximos y hasta el caso excepcional del salario fijo. -!.~ • Por su órbita de acción, los organismos pueden ser únicos para el país
Sus ventajas con relación al sistema anterior son füciles de percibir. / o especiales para cada región o para cada rama de actividad o para cada rama :.
a) Es un método más flexible, más fücil para adecuar el salario a 1· ·y cada región, o para sectores profesionales aún más pequeños, etc.
fluctuaciones del valor de la moneda. Por su duración, estos cuerpos p~eden ser pennanentes o transitorios.
b) Es un método que permite mayor y mejor información Y dentro de éstos, de duración fija o no, designados para períodos fijos o
c) Es más apto para actuar como método único sin necesidad de·ser · · cada vez que se necesiten o a raíz de cada conflicto, etc. ':
complementado con otros ya que pueden fijarse muy numerosas escalas-:''" Del mismo modo que varían sus modalidades, han variado también sus.
ajustarlas a las diversas necesidades y situaciones. :>nombres: Han sido llamados Consejos de Salanos, Comisiones de Salarios, ·
Pero también son notorios Jos inconvenientes que posee: -;; _ Comités de Salarios, Consejos de Industrias, Tribunales de Salarios, Juntas
a) Prescinde de la intervención de las partes, por lo que suele carecer""' ~;_.:_de Trabajo, etc.
de efecto pacificador. ·; .. Las ventajas que podemos ver en el sistema son:
- b) Es más proclive aún que el sistema anterior de estar determinado po'{" · a) Permite el estudio detenido y particularizado de cada gremio y cada
móviles políticos y de la sospecha de influencias o presiones ilegítimas. · :·~ . · ~ región, porque puede constituirse un consejo distinto 'para cada sector
c) Tiende a centralizar en el gobierno la política salarial privando a l¡;:· profesional que por su propia especialización está en condiciones de realizar
partes de su participación y contrariando una de las tendencias más fuertes · · - ·· esos estudios.
. .;t.
"'·

116
------· -----~
-- - - -- -----------~----------
b) Da intervención a las partes directamente afectadas, quienes intl' -~lC Uega sólo cuando ha fracasado Ja primera, que es de decisión (el
~ en la determinación del salario adquiriendo, de ese modo,. .•-¡tiitr_aj~), -~, ... - -· . -- . :. .. - -. . .
~ un gran sentido pacificador. - - __ - .--~Estos
reg1menes de conc1hacwn y _arb1tra3e presentan muy diversas
.
;;...~~7-..:ú

e) Puede aplicarse, incluso, en sectores donde no hay organiza ,,,.,.~~ades ·· ·- -- -·


RndícaI porque por el sistema de elecciones se puede lograr la representá- ?':f...;,_;.,-..;-tLa-=diyer~ificación pu~de provenir del c~ácter d~ los organismos:
gremíal en cualquier ambiente. "- ~;~ ~eees son permanentes, otras·· veces s~n periódicos; ·otr~ veces se
d) Sirve para estimular Ja organización sindical y la conciencia de ·cr ::_,design~ para cada conflicto; otras veces se ehgen en cada confltcto dentro
~~ la designación de representantes, la determinación de directiv~~ - ·: je' organismos permanentes ya existentes. · · .
i&.1, lJl15mOS Y la vigi1<1f!cia de su actuación, provocan una actividad gre __-_ -: .. La diversificación puede provenir también del grado de obligatoriedad
~y organizadora. e ii-í ~:"'~-j~jnteryención de los Tribunales, así
como d~ la decisión de los mismos.
Pero también tiene inconvenientes: -'la ;-bfecto, si - bien suele imponerse ·como obligato_rio el _ intento de
a) Suscita siempre dificultades para determinar su organizac1on :· :eoriciliación, el arbitraje puede ser obligatorio o facultativo, tanto en el
§..'T'.cionarniento adecuados. No se ha ideado todavía una organización l so~eturuento al mismo como en el fallo. Hay, a este respecto, una gama
~ que no provoque reparos y objeciones. Cada fórmula origina;'· ":"·amplísima de posibilidades de c_ofl}b,!!1a~iones_ de diversos sistemas que se han
cr:ti.cas Es corriente que la que sirva para resolver una dificultad, haga sUf .~:aplicado en su casi totalidad. _ _
~ra3. A menudo, se incurre en errores lamentables porque se repii :: .::o_:_,,·Las ventajas de este método no pueden apreciarse globalmente. Ellas
¿;;e.np?os extranjeros adecuados para otros ambientes. _ ~· -- _d~penden de cada sistema y de cada país. Puede decirse que hasta de cada
b) Si bien presenta mayor flexibilidad que el régimen legal, no llegi' _ . --gremio.
V~ toda la que sería necesario. Sea que se convoque periódicamente, ·s~ · En efecto, el sistema cambia sustancialmente si es de pura conciliación
~ 5e instituya a pedido de los interesados. el surgimiento .de un Consej~_,_ o si también es de arbitraje. Del mismo modo, son cosas muy diferentes el
~~:~~""crear artificialmente ~l problema de los ~a_larios º. res?lveri~ arbitraje facultativo y el arbitraje obligatorio. Así, ha ocurrido -para citar un
,_,_ ..-?ZJ.:ente En efecto, se acostumbra dar un plazo mm1mo de v1genc1a parit ejemplo clásico- que el sistema que sirvió en Nueva Zelandia no pudo luego
2-' de-r.15iones, lo q11e impide las modificaciones urgentes si fueran necesarias · ser utilizado en Nueva Gales del Sur. Y lo que ha servido para algunos
'! pro., oca, fatalmente, la expectativa de un aumento a la terminación deF · gremios de poca organización, no puede extenderse a otros gremios más
p{a.7..o aun cuando las circunstancias no lo impusieran_ _ - desarrollados, donde es posible la regulación directa.
e) No puede mirarse como régimen definitivo. Históricamente surge, · -;: .• Por lo demás, las dos partes del procedimiento merecen juicios bien "
·t

~A sectores profesionalmente desorganizados donde la explotación· · distintos.


maníf;esta. Por eso se ha dicho que es supletorio pero no definitivo. En efecto la conciliación en sí misma es beneficiosa pues procura el
. -~ntendimiento directo e informado entre las dos partes interesadas; tiene un
64. (Fijación por medio de tri huna/es de ( 'oncilia1.:1ó11 y Arhilraje) ..·;~ ·.. verdadero sentido pacificador y permite moverse a los sectores interesados
.::·::cbn toda flexibilidad para llegar a las soluciones que se estimen mejores.
fate método tiene varios puntos de contacto. especialmente de carác!?_: El único inconveniente que puede señalarse es que la reglamentación de
forrn;J Y exterior con el que acabamos de exponer. La di:,tinción está en·Ia ~ -procedimientos de conciliación obligatoria puede provocar cierta lentitud y
generalidad de la función atribuída a estos Tribunales -que suelen entender e. - encauzar las gestiones entre las partes por carriles que no siempre poseen la
toda clase de conflictos y no sólo en los de salario- y, sobre todo, en -~ _"'.'agilidad y maleabilidad necesarias para acomodarse a las "~ircunstancias y
procedimiento que está impuesto por su propio nombre. Este procedimiento' e particularidades de cada conflicto. ~
se ~acteriza porque abarca necesariamente dos etapas sucesivas: u : En cambio, el arbitraje posee diversos inconvenientes:
primera de acercamiento entre las partes (la conciliación) y otra segunda, a (
.
...
~;t 119
a} Atribuye, en definitiva, la decisión a una persona o un pequefi0 ,,. c) Supone la aceptación voluntaria de las partes, sin necesidad de •
núcleo de personas neutrales que no puedan conocer todos los problemas:=ltt . , ,recunir a actos de autoridad, lo que las compromete a una indispensable .
doffiinar los mil matices y particularidades que presenta la realidad. - ·,. _;:. o· ••• solidaridad con la tarifa acordada, que impide o reduce, por lo menos.. la f
¡
b) Siempre resulta antipática por aparecer como una decisión impúe ..... posibilidad de críticas e incumplimientos.
1
que no cuenta con el consentimiento y el acuerdo de los interesados. Tarit~ Los inconvenientes pueden resumirse así: l

patronos como obreros prefieren siempre :..y cumplen mejor y más lealmente ~~::~. , ·..-a) Sólo cabe en ambientes de intensa organización sindical, o sea, con
las soluciones que han surgido con el aporte de su consentimiento, a aquellas · · interlocutores verdaderamente representativos.
otras que son impuestas por un ácto de autoridad. Frente a éstas son posibl b) Pueden dejar al margen a los obreros no sindicalizados. No suele
las-rebeldías, las críticas, las protestas, que no caben frente a aquéllas. ocunir porque por razones prácticas los empleadores prefieren cumplir los
c) La autoridad del juez o de la Corte que actúa se gasta racilmente.'1-' -~~convenios· colectivos con. todos los trabajadores,. estén . o no estén
Y después de varios fallos en un ··sentido, los perjudicados por tó agremiados. Por otra parte, la forma de resolver este inconveniente es
mismos se sienten inclinados a recusar a los miembros, a imputarl°és · estimular la agremiación sin perjuicio del respeto a la libertad sindical.
preferencias hacia el otro sector, a negarles autoridad, a no ajustarse:;;.,· c) Puede conducir al egoísmo colectivo o de grupo porque las partes
procedimiento establecido y, en definitiva, a descartar sus fallos. · · . . conciertan el acuerdo en consideración exclusiva a su propia conveniencia.
Cuando el desacato proviene de los patrones, con mayor o meo sin teneren cuenta los intereses de la comunidad ni las repercusiones en la
dificultad pueden restablecerse las cosas en su orden, pero cuando ;:clJ economía.
desacato proviene de los trabajadores, el conflicto suele ser insoluble.ti'.
desembocando en las huelgas ilegales que constituyen siempre uno de tórf 66. (Evolución histórica).
factores más serios de perturbación social y económica de un país. ·· ~
"'" Vamos a describir la evolución histórica producida en nuestro país en
65. (Fijación por convenios colectivos). esta materia, distinguiendo cinco periodos, caracterizados cada uno de ellos
''-~ por el predominio de uno de los métodos que acabamos de reseñar.
El método supone el acuerdo colectivo entre los dos sectores gremiales'~ Aventuraremos alguna indicación sobre fechas advirtiendo que ellas no
que establecen las normas a las que deben ajustarse cada uno de los contratos"* son muy precisas ni cortantes, porque alguno de los rasgos de un período se
~ndividuales ~e trabajo. El ~arácter c~~ectivo de ambas partes res~abl:c~ ~I~.,·".. prolongan, aunque pierdan protagonismo, en el siguiente y otros sobreviven

Es la dete~nación del ~ario no por lo~ mi~mos contratante~ sino PºJ-


los sectores profestonales a u.ves de sus orgaruzactones representativas.
En cuanto a las ventajas, son muy faciles de percibir. Bastaría có~ ·
·1
igualdad, fortificando a traves de la uruon a la parte normalmente mas debtl. :ij- subterráneamente o con menos significación en varias etapas. Esto nos
refuerza la idea de la relatividad de estas clasificaciones temporales de la
realidad histórica siempre dificil de encuadrar en esquemas· convencionales.
ler. período. Aparición asistemática de las primeras leyes sobre salario
recordar las críticas dirigidas al régimen del arbitraje, pues el método d~ : . núnimo que contienen las cifras del mismo en el propio texto de la norma. Se .
convenio colectivo está justamente dirigido a superar esos inconvenientci;:. ·caracteriza por una intervención legislativa eventual y no programada.
Pueden concretarse de la siguiente manera: ~:..;:: 2º periodo. Surgimiento de ·los organismos tripartitos especializados
a) Constituye un método de fijación directa por las partes que sbln·.· como las Comisiones de Salario~ para los trabajadores a domicilio, y los
quienes conocen mejor todos los problemas del trabajo. :~~ · Consejos de Salarios.
b) Es el método que presenta mayor flexibilidad y maleabilidad p~­ Podríamos fijar este período en las décadas de los 40 y los 50.
acomodar los salarios a todas las variantes y particularidades del ambient~ Este período se superpone parcialmente sobre el ante~or por cuanto si
laboral. ,. . _bien en el ambiente urbano desaparece casi totalmente la intervención
legislativa directa, ella subsiste en el ambiente rural.

1 ?.O 121
3er. periodo. Paulatino avance de los convenios colectivos que op ·~-: ~i;¡,npleados que ganen menos de $ 100. Esta ley no impone propiamente la
en la práctica un desplazamiento fáctico de los Consejos de Salarios. e: ..;~~ ·:f¡;:.-:;:O¡,ligación .de pagar ese salario sino que condiciona el mantenimiento de la '
Podría situarse este período en los primeros ocho años de la década- ·;;...~iírtonzación precaria de la Compañía Telefónica a que se paguen esos
los 60, si bien existieron convenios colectivos desde antes y -sigtiier9. ·:,~--T.:saiwos- mínimos.
7
existiendo, con distinto grado de resonancia y efectividad en los period ,,.,~;"'-·-~2) La I.,ey 7.550 del 15_defebrero de 1923 estableciendo por primera
.
,':·~;:~·el ·salario mínimo de los trabajadores rurales, de acuerdo a una escala
,..~

posteriores.
4° periodo. Intervención predominante del P.E. en la determinación~- ··'f,-~da en - la edad de los trabajadores y el valor de aforo de los
los salarios. _- --~-. esÚblecimientos.
Este fenómeno -estimulado e impulsado por la inflación- se produjo~' 3) La Ley 8.645 del 27 de junio de 1930 para los obreros y empleados
dos ámbitos. En el ámbito rural, el creciente ritmo de la inflación hizó que· - · .:·c:de los frigoríficos, empleados en la carga y descarga de los buqúes, a lo"'
sustituyera el método de fijación legislativa de salarios por el sistema :~ - ::-c:Uates se les aplica el salario mínimo fijado por fa· ley de 18 de noviembre ....
fijación por el P.E. En el ámbito urbano, la necesidad de combatir la infladó_.'tt,;;;
.. ;·. Í926 para los peones y obreros de las capatacías de aduanas.
llevó a sustraer muy severamente a las partes la facultad de concertar salari ~ 4) La Ley 9.991 del 20 de diciembre de 1940 fijando el jornal mínimo
para concentrarlos en el P.E..·· ...., de $ 1,50 para los obreros permanentes y adventicios o transitorios de las
Esta etapa puede ubicarse entre los años 1968 y 1985 con variacion~ ~ afl-oceras, así como otros beneficios accesorios. · !
;

en la intensidad de la concentración en el P.E.. _,¿ . 5) La Ley 10.434 del 9 de julio de 19.43 sobre salario en la industria de
5° período. Ex~riencia múltip_le y compleja en. la que co?viven tr~~ la. construcción que reproduce el texto de un convenio colectivo preparado t
métodos: los Consejos de Salanos, los converuos colectivos y Í~ por la Liga de la Construcción y las delegaciones obreras de los distintos i
determinación por el P.E.. ~:; sectores de esta rama de actividad pero que no se había firmado por
Este es el periodo más fácil de colocar en el tiempo porque empieza_:; desinteligencias en el sector de instaladores sanitarios.
con el restablecimiento de la democracia el 1 de marzo de 1985 y se prolongá'J 6) La Ley 10.489 del 6 de junio de 1944 estableciendo aumentos
hasta nuestros días con ciertas variantes por cuanto en los últimos años no se¡ porcentuales de salarios a los obreros y empleados del comercio
han convocado los Consejos de Salarios, si bien el P.E. conserva la facultadf comprendidos en el régimen de semana inglesa y cierre uniforme. Esa ley fue
de convocarlos. ·"""'l. complementada con la N° 10.945 del 16 de junio que extendió ese aumento a
los demás obreros y empleados del c0mercio; la N° 10.510 del 11 de agosto
67. (Fijación legislativa de los salarios mínimos). que la extendió a los empleados bancarios y la 10.542 del 20 de octubre que
?}1;{ la extendió a los trabajadores de la industria y a todos aquellos que presten
~rvicios remunerados en actividades privadas y seryicios públicos a cargo de
tt~f;¡. -
El método de la fijación en la ley fue el que primero se utilizó en
;;: ~ !:; nuestro país cuando se quiso establecer un salario núnimo en sustitución d~l ; '_-- particulares.
método de negociación individual, propio del sistema de ausencia ~e 7) La Ley 10.617 del 23 de mayo de 1945 estableciendo un aumento
reglamentación que había regido tradicionalmente. ·, -~~~-· diá.rio de $ 0,30 en todos los salarios de los trabajadores pertenecientes a la j·
t:-;.;~~~ .¿
! ~.-.::..~ -:.: :.. Ese carácter primitivo, así como la facilidad de su instauración explican :·,.. industria de la construcción.
que los ejemplos de aplicación de este método sean relativamente numeroso 8) La Ley 10.693 del 25 de diciembre de 1945 estableciendo un -~
en la historia de nuestro derecho laboral. - · · áúmento diario de $ 0,30 para todos los trabajadores de la industria de la
Vamos a reseñar rápidamente estos ejemplos que hoy tienen sólo ·::"madera. ·"
valor histórico porque no hay ninguno que permanezca en vigencia. • _ •
9) La ley 10.698 del 3 de enero de 1946 estableciendo un aumento-del
1) La Ley 7. 514 del 6 de octubre de 1922 estableciendo el sueld _' -_-_ ..J5% sobre los salarios que ganaban los plomeros y cloaquistas.
mínimo de $ 50 para los telefonistas y un aumento del 25% para los demáS:

122 123
l O) La Ley 10. 722 del 13 de abril de 1946 estableciendo uñ aÚ . .,, ·~jádores de granjas, quinta~, j.ardines, viñedos, criaderos de aves, suinos Y,
diario de $ 0,70 al salario de todos los obreros y empleados de la iiid ~c~··os, apiarios y de establecmuentos productor~s, ~n general, de verduras,
metalúrgica (76). ~ · ··· bres, tubérculos, frutas y flores. Pero lo mas importante es que en el
11) La Ley 1O.809 del 16 de octubre de 1946, llamada estatuto·' · ·'58 encomienda al P.E. a que antes del 1 de enero de cada año el P.E.
del trabajador rural, fijando el salario de los mismos. _ · ;;4;'' -ermine las modificaciones de los salarios de las diversas categorías de
·12) LiLey I0.844del 22 de octubre-de-1946, fijando el salario "''f,~' a
tarifas de acuerdo 'tas variaciones del índice del costo de vida
de los esquiladores para la zafra lanera de ese año. - _'..:(~~Wonriadas por la Dirección General de Estadística y Censos, las que entrarán
13) La Ley 10.957 del 25 de octubre de 1947, fijando el salariolñí :~:.>,,2a'regir a partir del 1 de febrero. _ .. .
d.e los esquiladores para la zafra lanera de ese año. -. - :-::~-, · - De esta breve reseña, pueden extraerse algunas conclusiones.
. 14) La Ley 11.718 del 27 de setiembre de ·1951 fijando ei-: ~~-:\) :E1 método· de fijación en la tey sóto se ha aplicado pro~íamente en
mínimo de los esquiladores para la zafra lanera de ese año y establetf -~.-~";lffluy pocos casos. Concretamente, sólo en las leyes relativas a los
que todos los años el P.E. fijará antes del 1 de agosto, los salarios mC ?::~·trabajadores rurales, ya sea las que se refieren a todos ellos; en gen~ral como
de los trabajadores que se ocupen en la esquila. · <~~~
·{;e
ta5 de 1923 y 1946 ya sea las que aluden a alguna categona especial, como
15) La Ley 12.589 del 23 de diciembre de 1958 actualizando las · . .fas referentes a los trabajadores de las arroceras, de los tambos y a los
de los salarios contenidos en el Estatuto del Trabajador Rural del ~T..::., _ ~~-'~-;~::;C3qü'iladores. - - -- · - -
octubre de 1946. · ::. -. _.: .· b) Las demás leyes que hemos mencionado sólo contienen soluciones
16) La Ley 12.942 del 22 de diciembre de 1960 pr_ocediendoa~una - accidentales para resolver conflictos pendientes. Lo hacen generalmente
nueva actualización de las cifras del Estatuto del Trabajador Rural. ' ~~ estableciendo aumentos sobre los salarios anteriores o incorporando a la ley
17) La Ley 13.035 del 9 de enero de 1962 procediendo a una mi~. · el texto de los convenios, es decir, recurriendo a métodos derivados.
actualización de las cifrás del Estatuto del Trabajador Rural. . c) Una vez que se comienza por esta vía, hay que volver
18) La Ley 13. 130 del 13 de junio de 1963 estableciendo una tarifa de frecuentemente a ella, ya sea para establecer aclaraciones o ampliaciones de
salarios mínimos para los trabajadores de los tambos remitentes <a '~ las normas anteriores, ya sea para introducirles modificaciones que tienden a
CONAPROLE. ~- ajustar los salarios al cambiante valor de la moneda.
19) La Ley 13 .245 del 5 de marzo de 1964 procediendo a una nué d) La utilización de este método puede considerarse terminada porque
actualización de las cifras del Estatuto del Trabajador Rural. ' en lo relacionado con los trabajadores rurales -que fue donde, en realidad, se
20) La Ley 13.389 del 18 de noviembre de 1965 actualiza la tarifil aplicó- tres leyes (una de carácter general, otra para la esquila y otra para los
establecida por la Ley 13. 130 para los trabajadores de tambos y encomiendi tambos) dispusieron la sustitución de la fijación legislativa. por le efectuada
al P.E. a que antes del 1 de enero de cada año establezca por decreto lií por el p .E. La aceleración del proceso inflacionario producida en 1965
nuevas tarifas, de acuerdo a las variaciones del índice de costo de vida' decidió al legislador disipando las resistencias que pudieran existir al
informado por la Dirección General de Estadística y Censos las que entrarán respecto.
a regir a partir del 1 de febrero. · .- .
21) La Ley 13.426 del 2 de diciembre de 1965 procede en su artícuf 68. (Fijación por medio de organismos tripartitos especializados).
55 a establecer una nueva actualización de las cifras contenidas en el Estatutó
d~l Trabajador Rural y en el artículo 56 a crear otra tarifa para los
- - En un término de algo más de tres años, se aprobaro'! dos regímenes de
fijación de salarios por organismos tripartitos especializado), uno organizado
por Ja ley 9. 91 o del 2 de enero de 1940 para los trabajadores a domicilió que
(76) La aprobación de esta ley motivó un debate de gran nivel sobre la constitucionalidad.}.l crea las Comisiones de Salario y otro instituído por la ley 10.449 del 12 de
de la misma. Hemos procurado resumir este debate en El Salario en el Uruguay (f I págs.~-
501 y ss.) donde indicamos las fuentes que permiten profundi.7.ar el estudio del tema. .,
1~ 4 125
------~--
-~~

::_.-;::

noviembre de 1943 para la actividad urbana en general que creó los Co.ni;;;· ~~;;~:~"'Integrando las disposiciones legales y reglamentarias, entendei:n~s que
de Salarios. . :- .ii.:~i·designación p~ede realizarse p?r ~gu~o de estos cuatro procedmuentos '
~7q"'úe han de prefenrse en el or~e~ siguiente .
69. (Las Comisiones de Salarios para los trabajadores a domicil{o).· .5.'.':C-":;~:.: _J 1) Por las asociaciones patronales u obreras con personería
- - ~~"

Resunúremos brevemente el sistema de las Comisiones de Salariós_p 2) Por las asociaciones patronales u obreras sin personería
los trabajadores a domicilio establecido por la Ley 9.910 y el déq :jurídica.
reglamentario del 19 de julio de 1940. . ·:,~ 3) Por elección directa por los interesados.
Las Comisiones se integran con "un número igual de representante~ 4) Por nombranliento directo del P.E. dentro de una terna
los patronos y obreros de las industrias interesadas que se fijará en cada ~ -~~~.-;~op~esta por_ el Ins~ituto Nacional del Trabajo ~ara cada vacante. .
y un delegado del P.E. que las presidirá". No se establece ninguna condj' · · ?. · c) Funcionarmento. Aunque la ley nada dice, el decreto reglamentano
para ejercer esa representación. ·~ dedica el art. 13 a encauzarlo: . . .
Su única atribución es la fijación del salario mínimo correspondiente En toda Comisión existirá un Presidente y un Secretano. El Presidente
No se establece a qué criterio debe ajustarse. La ley se limita a decir.A~. ·"_n·•'?será ·el miembro designado por el P.E.- podrá inte~enir en toda
"para la fijación del salario, tomarán en cuenta todos los elementos de juicr -~· deliberación, pero sólo votará en caso de e~pa~e. ~1 Secretano -ele~to entre
pertinentes". ,,·1::. . los delegados- posee los mismos derechos y obliga_c1ones de _los <lemas. ,
Las Comisiones pueden fijar los salarios por hora, por pie~ o El quorum es la mayoría absoluta de los nuembros siempre que esten
atendiendo cualquier otro método de determinación que reputen adecuado~ · - representados los dos sectores. . ,
ajustándose a lo dispuesto sobre jornada máxima de trabajo. Esto siglliff Las decisiones deben tomarse por simple mayona de votos. Pero
que deben fijar precios que permitan obtener en 8 horas el salario que ~.. cuando se refieran a la fijación de salario de base o al salario por pieza, deben
considera minimo. Esto lo aclara el art. 14 del decreto: "Los salarios mínimof votarse por sí o por no.
por pieza serán precios unitarios fijados según el número de piezas que una~ Deben levantarse actas en las que conste todo lo deliberado y resuelto.
persona adulta, de capacidad media, puede elaborar o manipular en 8 horas. Si un representante faltare a dos reuniones consecutivas, el Presidente
diarias o 48 horas semanales de trabajo y el salario de base que la Cornisióíi; lo hará saber al Ministerio de Trabajo. No se dice para qué, por lo que
estime debe asegurarse por esta jornada al obrero a domicilio". · ~~:":' pensarnos que debe ser para la exhortación, pero no para el reemplazo
Estos salarios mínimos deben fijarse en dos momentos: la tarifa inicial 9 porque no está previsto.
básica, en cuanto se constituye la Comisión y la revisada, cuando la Comisi( El plazo de duración de cada Comisión es de dos años.
modifique a aquella, sea por iniciativa propia o a pedido de parte. ..-,: d) Tarifas. Es el nombre que se le da a las resoluciones adoptadas por
Encarando la actuación de las Comisiones desde el punto de vist. las comisiones. La votación debe hacerse de manera expresa, pero no
dinámico, podemos distinguir varios momentos. ; requiere ninguna citación particular. . . .
a) Institución. El P.E. instituirá estas Comisiones de Salarios en i~' . La forma surge del art. 15 del decreto que establece como obhgatonas
industria que ocupe obreros a domicilio; aclarándose luego que podrá las siguientes referencias: a) fecha~ b) especificación de cad_a tarea con su
constituir dichas Comisione en todos los lugares del país en que sea:~ é'círrespondiente salario minirno;c)disposiciones complementanas;d) firmas:
necesario. Esto significa que debe empezarse por un decreto del P.E. qu~- La publicación debe hacerse en el D_iario Ofici~l durante 1O di_as,
marque el ámbito profesional y geográfico de la Comisión. .; · dándose noticia en dos diarios de la capital o en ~no del respe~tlvo
b) Designación de integrantes. La ley estipula que los delegados de~­ ·departamento. Los gastos serán de cuenta de las empresas que ~o.s pagar~ al
patronos y obreros serán elegidos por los interesados a quienes representan.':,, abonar las libretas con que deben munir a cada trabajador.Regtra a partir de
en la forma que determine la reglamentación de la ley. 60 días de la última publicación en el Diario Oficial.

126 127
e) Recurso de revisión. Su finalidad es corregir los errores c-o::- ··~
.,,.. · l · · de fiJ·ación y co bro de salanos
· s1· b1ºen se '
por la Comisión y ajustar la tarifa a las variaciones del costo de la~ :~:·'" fue unifonmzar e regimen . . 9 910 or
~· b .. t tes todas las otras dispos1c10nes de la Ley . . que p .
'cualquier otro elemento que influya en la determinación de los salanós'. '•"'' -0 su. ~1s_ecten s no tratados por la norma general. podrian _apbcarse sm
. Pueden interponerlo los interesados. El art. 16 del decreto pr'"'• . "·rse a asp o -
puede hacerlo una de las asociaciones que hayan intervenido en la eleéc!i · ~·':'ft.i!J~_u!tades .. :~· ·-· - . - - r . -de inmediato- porque Ílevó cierto tiempo
delegados o el 10% de los patronos u obreros inscriptos. ··• ·~- ~-7-La derog(lcton no ~e apdico -esa era la solución resultante de la
· t al
Pued e m erponerse en cu quier · mo ent e d b
m o; p ro e e exist - ·~ ·---el p .E . se convenciera e que di ra en consecuencia.. Fm. al mente ast· se
Comisión, o sea, dentro del plazo de dos años. --. ,_ ' iobación de la nue~a ley Y pr.~ce d;I régimen general fue concluyente, no
La decisión corresponde a la propia Comisión integrada con los ;Ju · . Luego.Ja_postenor evo1ucion
de Hacienda y de lo Contencioso Administrativo (en Montevideo) Y.:c;.o 9;cfo lugar para la menor duda.
Juez Letrado y el Fiscal Letrado (de los restantes departameñto~). .-~
comisión integrada debe resolver el recurso dentro de los 30 días so ~eQa ~--,_::•;
considerarse confirmada la resolución recurrida. "-. ~tF!ff~~~- 70. (Los Consejos de Salarios).
El fallo de la Comisión integrada debe ser publicado en la misma f!f "·:·~~-.:~':'~:-· - ·- · · · b.. -~~s sobriamente posible el régÍmen general,
que la tarifa primitiva ·siellá es modificada. No en caso contrario. -_)~- . .~1.,.n=i-,-,.,Expondre_mos tam . 1 e~ 10 licación luego los Consejos de Salarios
Ese régimen legal fue derogado por la Ley 10.449 del 12 de noviemb -o<-.:.::..:. describiendo pnmero la orbita de ap . y · ·· facultades) y
d-e 1943que1ºnst1ºtuyo' un s1ºstema algo d1ºst1ºnto del expuesto. .-. -. ---- .J l nto de vista estático (es dectr, en su composicion y
, , . -de:sue e pu . d. . . (0 ea a través de su const1tuc1on,
· ··
Los motivos que nos llevan a hacer tal afinnación son los siguientes: 2-....-;. •_:.=-desde del punto de vtsta marnico s '
a) El art. 36 de la ley 10.449 establece: "Quedan subsistentes ;las - ··funcionamiento, decisiones Y recursos contra ellas).
disposiciones de la Ley 9. 91 O del 5 de enero de 1940 y sus concordant~
sobre trabajo manual a domicilio en cuanto no se opongan a la presente ley .
Por consiguiente deben cotejarse las disposiciones de á.mbas leyes y en dond~ .,. 71 _(Cont. Orbita de aplicación).
existe oposición preferir la disposición contenida en la ley I0.449. Veremos . 5 d 1 le que determina que los
en seguida que sobre la base de un esquema similar, el régimen de la ler· Ella está delineada por el art.
· ff ' t monto nurumo
,e. ª
dye los salarios que deben
l 0.449 es distinto. Por consiguiente debe aplicarse ese sistema y no el de-,~ Consejos de Sal~os ~aran e u obreros del comercio, la industria,
Ley 9.910. percibir los trabajadores, empl~ados . d los servicios públicos no
b) La historia fidedigna de la sanción de la Ley 10.449 esclarece et oficinas y escritorios de propiedad pnva a y
punto en forma abrumadorá. En los proyectos que le sirvieron de antecedente atendidos por el Esta~o. no tiene alcance general como otras
1 1
se decía: "La presente ley no modifica la Ley 9. 91 O del 5 de enero de 1940 y Surge de esa fonnula. qued a ey¡· ·o· n está determinado en fomµi
El ámbito e ap 1cac1
sus concordantes sobre trabajo manual a domicilio". En las últimas versione normas labo ral es. . , delimitación precisa del alcance de -
se sustituyó ese texto por el que finalmente salió aprobado. · d\!i enumerativa por lo que cobra mteres 1
, · tT
1
ª .
d
dos por el legts1a or.
c) La interpretación racional de la norma. Cuando el legislador cada uno de los tenmnos u iza . d rales los trabajadores domésticos
estructura un régimen de carácter general, a los efectos de la fijación de· - Quedan excluídos los trabaja ores_ ~ d , aian exactamente
· . . . bli Algunas activtda es que no ene ~ .
salarios, es lógico que ese régimen se aplique en todos los casos posibles, y los func1onanos pu cos. fu · · de .>.n cn"terio amplio Y
., h ·d0 1· ncluídas en nc1on u ·
safv-0 que existan razones poderosas que obliguen a excluirlo del mismo. Esas' ,.,_ en la enumerac1on. an si .dades erniales, depoitivas, sociales. etc.
razones no existen en este caso y no parece razonable dejar coexistiendo _dos -, comprensivo. Por ejemplo, las entt gr
sistemas paralelos, muy semejantes entre sí, pero con diferencias imposibles ,_ _
de justificar desde el punto de vista lógico. Lo sensato y lo que en definitiva 'j 129
--~
1~ ~ - - - - -- -----
------------- ~---------
72. (Cont. Composición de los_ Consejos). ,."'.El art. 37 de la ley establece que el ejerc1c10_At'. miembros de un
, _ ~~jo de Salarios ~s o~ligatorio. Pero como no se ~revé _ninguna sanción,
La exposición de los Consej~s desde el punto de vista estátic01f ·• ; .!j.~Cfisposición ha sido moperante. Incluso _en vanos casos en que se
comenzar por el examen_ de la composición de los Consejos, de las cuaii(la- ¡; ::~taron renu?~ias del cargo ~e ?elegado, ~I P.E .. ac~ó una ~órrul~ que
que se requieren para integrarlo y de las facultades que tiene el Consejo': · · · de salvar .teoncam~nte el cnteno de la obhgatonedad al decrr: Extmese
En cuanto a la composición, debemos advertir que hay dos tipo~ jáé Ja obligatoriedad del cargo de miembro del Consejo de Salarios..."_ .. _ _.-. - :-.
Consejos: · ~ • · ·- · · , . . .4 ~'·· ~~;.•c.;;..:_para ser delegado patronal, se requieren tres condiciones:
a) el de composición normal, integrado por siete miembros:~.•~{ ;c;i;~~~t,•.:-1) Tener .por lo menos .~3 añ~~ de edad. S~ ?jó esa -~ad porque se
designados pór el P.E.;· dos delegados patronales y dos delegados de~- ~-'-~~:que los ~meo años de_ vmculac10n con la aetlvtdad rec1en empezaran a
trabajadores; ' "- ~iéonrarse a partir de los 18 anos .. ,. · ' .·:. _,_ >· -.· ~ ... : ...
b) el de composición excepcional, integrado por tres designados pri~ ·~t:;~;~c ·:2) Ser ciudadano natural o legal. Como los derechos inherentes a la
P.E., un delegado patronal y un delegado trabajador. Esta situa~io :~:/ciúdadanía legal no pueden ser ejercidos por los extranjeros hasta 3 años
excepcional deriva de_ lo establecido en la parte final del art. 8 de la f"' :~~ deSpués del otorgamiento de la respectiva carta (penúltimo inciso del art. 75
cuando no haya en el grupo de qué Se trate más de un patrono, a ést~ :,.,. ""de la Constitución}, el art .. 18 del decreto _reglamentario exige que la carta de
corresponderá integrar el Consejo o nombrar su representante. Para manten ..:::-;Cfudadanía tenga, por lo menos, 3 años después de expedida.
el equilibrio entre las partes, el art. 10 del decreto reglamentario del 19:'éfe -~:.·;:·:..: ~- 3) Poseer un núnimo de actividad continuada en los últimos cinco años
noviembre de 1943 dispuso que "en el caso previsto en el párrafo final del .- c_. · en los trabajos . propios del comercio, industria, etc. del grupo
art 8 de la ley, los trabajadores designarán un solo delegado". ·. -_ correspondiente. Esta última exigencia no será necesaria en el caso de que el
La composición normal (3, 2 y 2) resultó de una fórmula transaccio · -Consejo de Salarios se constituya para empresas o actividades industriales o
entre quienes querían mantener la integración contenida inicialmente en los · comerciales nuevas iniciadas dentro de los últimos cinco años.
primeros proyectos (l, 2 y 2).y el P.E. que quería asegurar la predominand Para ser delegado del personal, se requieren las mismas condiciones
gubernamental (3, l y 1). Se conservó el número de designados por el P.É - que para delegado patronal, pero con algunas particularidades o agregados.
pero se elevó la representación profesional de las partes de modo que lo Esas particularidades son las siguientes:
designados por el P.E. por sí solos no forman mayoría. a) Puede ser delegado obrero ~n el despedido dentro de los 90 días
anteriores a la fecha de convocatoria a elecciones cuando no haya sido por
73. (Cont. Condiciones para ser miembro de un Consejo). -causa grave y reúna las condiciones generales.
b) No pueden ser delegados obreros aquellos trabajadores que
En cuanto a las condiciones para poder integrar un Consejo , ·. :~;~1,._desempeñen cargos de dirección en un establecimiento comercial o industrial.
Salarios, deben distinguirse las tres delegaciones porque ellas tienen estatuto~ ~;~El objeto de esta prohibición es asegurar la autenticidad de la representación
jurídicos distintos. ;:-.¿.;~_del personal. Pero tiene como consecuencia indirecta y seguramente no
Para ser designado por el P.E., la ley no fija ninguna condición. Ello fue· ~-~~?-:'querida, la de privar al personal de dirección de la posibilidad de influir en la
criticado porque no se exige neutralidad. Debería haberse establecido :'á i1_2'.~ discusión de sus propios salarios. Para corregir esa anomalía, el articulo 8 del
impedimento derivado de la vinculación con cualquiera de las partes. Se· j_;~:decreto reglamentario estableció que los sálarios de los trabajadores que
observó también el peligro de que fueran designados caudillos electorales qú~ .~:~..:._ desempeñan cargos de dirección serán fijados por Consejos de Salarios
utilizaran su posición para atraerse adhesiones. · '~'~constituídos al efecto. Aunque no se dice expresamente.. ~e sobreentiende que
_:·~'~"-"en tal supuesto, los empleados con cargos de dirección 'pueden actuar como
:~...;de-legados. Durante algún tiempo el P.E. se preocupó de hacer éónvocar
-:::·:·.... Consejos de Salarios, para personal de dirección. Pero no siempre lo hizo así.

13J
El mismo artículo del decreto agrega que el Consejo S~perÍo . ~~s cinco criterios mencionados en el ~rt. 17 s~r~ t~nid~s en cuenta
Trab~o somet~rá ª..
consideración del P.E. una lista de cargos_:.:C:í: ~;daurnentar los salarios, nunca para reductrlos. El limite mfenor formado
~ons1deren de d1recc1on. ]\lo obstante, se declara con carácter provi5orio ,,...,,, ::-~el salario vital descrito por el art. -1 es infranqueable. Sólo pueden
se· consideran ·cargos de dirección los siguientes: gerentes, ··subg~re ·. : "'; · los salarios en atención a los criterios señalados.
contadores, Directores Técnicos, Jefes de Personal, Jefes de Seccfori · · • , Esa elevación de salarios no constituye una facultad de los Consejos
Departamentos, Encargados ·de Secciones o de Personál _y.. Capata~ - ·.:.~una-:-obligadón de los mismos. La ley dice que "los Consejos ... fijarán
fecha 14 de enero de ·1944 se· dictó un nuevo decreto incluyendo -éritre, ··"!ríos~ .. teniendo especialmente en cuenta para aumentarlos los siguientes
cargo~ de dirección los de conductores, ·guardas o de - cualquiér!. · '"'- -éntos".
cometido que sean desempeñados por propietarios de ómnibus o acdoili . _.,,:: 'De los elementos mencioriados, los dos primeros póseen un carácter
Re~ult~ evidente el propósito -evitar la representación por propietan~ó' ;.-,---,,,.eral que ·obliga a tenerlos en cuenta, no tanto para aumentarlos ~~anto
acc1orustas de la compañía omnibusera- pero la técnica . utilizada ._.,.,, .· .- ' fijar un salario, cualquiera que él sea. En efecto, "las cond1c10nes
noto~amC:~te errónea porque un guarda o un conductor no desempeña~~ 7.'~ñómicas del lugar o del país" y "el poder adquisitivo de la moneda" son
de direcc1on. Debe agregarse que como el Consejo Superior de TrablJ · ~~~&ctores que deben forzosamente considerarse si se quiere que el salario
creado en 1933, no ha funcionado, esa enumeración provisoria ha perdur~ ;·:,.·~fijado alcance para llenar las exigencias ~el art. 1. .
· c) La actividad continuada durante los "últimos cinco años se de~uest ~H'.'_:"7·-:_ En realidad, los elementos que sirven realmente para elevar el salano
probando q~e el tr~bajador está en actividad actual y que ha laborado po~) iP encima del vi~al para a~rcar~? al justo, 5?n los otros tres, o sea:
menos doscientas Jornadas durante todos y cada uno de los últimos cinc ,,- ·. -· a) La capacidad o cahficaeton del trabajador. -
años. -> e ¡ ·. . Durand define a la capacidad profesional como la aptitud técnica del
.::::.:. trabajador, es decir, su capacidad para realizar un determinado trabajo. Este
74. (Cont. Funciones de los Consejos. hmción principal: fijar e criterio permite y obliga a remunerar con una tasa más alta al personal
monto mínimo de los salarim). calificado o especializado.
. Es perfectamente explicable esta mayor remuneración del personal
Los Consejos de S<!larios tienen una función principal y -especializado porque en esa fonna, se retribuyen los mayores esfuerzos o los
funciones secundarias o accesorias. mayores gastos o el mayor tiempo de preparación e inactividad
La·función principal es la de fijar el monto mínimo de los salarios. Ell~ .. e.económicamente improductiva del trabajador.
no obliga a fijar necesariamente el salario vital descrito en el art. J, sino qu~ .. b) La peligrosidad para la salud de la explotación industrial o
puede elevarlo en función de los criterios complementarios previstos en él 'éomercial.
art. 17 para acercarlos al salarlo justo. · . · La redacción no es muy afortunada, pues más que a la peligrosidad de
. . Sustai:cialmente esta última disposición dice: "Los Consejos ... fijarán :::·~·h! explotación, deberla haberse aludido a la peligrosidad de la tarea o labor
salanos, teruendo especialmente en cuenta para aumentarlos, los siguientd ·::' .desempeñada.
elementos: · · La razón que existe para esta elevación de salarios es fácilmente
1) Las condiciones econónúcas del lugar o del país. :_~_- ~comprensible: se trata de una retribución especial del riesgo que corre el
II) El poder adquisitivo de la moneda. ~~;;:.:.trabajador que expone su salud.
. III) La capacidad o calificación del trabajador. c) El rendimiento de la empresa o grupo de empresas.
> IV) La peligrosidad para su salud, de la explotación industrial '~"'·::.~"- En el informe de la Comisión de la Cámara de Diputados se dice que
comercial. .. : , "debe tenerse muy en cuenta que sólo será factor determi.Íiante de elev~ón
V) El rendimiento de la empresa o grupo de empresas. -·de salarios, lo que significa que se toma aquí el rendimiento favorable, bien
· .. sea permanente bien sea temporario, y debido a factores accidentales que lo

132 133
eleven por sobre los rendimientos normales. Cuando el rendimiento d~~~ .Las obligaciones accesorias son de dos clases -la clasificación por
empresa o de un grupo está en este caso; el obrero debe tener, en forma. '""'egorias y la solicitud de informes al Consejo Nacional de Subsistencias- y·
mayor salario, una parte de esa riqueza que él contribuye a créai-:co ~:~_p<>sterior: la comunicación al Consejo Nacional de Subsistencias. -
esfuerzo". -·"~ '·""'··!·· '. ; , .
. Este párrafo aclara que no es necesario que el rendimiento sea de < ·-·21.6. (Cont. Clasificación por categorías).
el grupo: basta que sea de una empresa'. Igualmente aclara que puede"...
aumento condicionado a la existencia del rendimiento, de modo que nc»-Cií ·'"'-~ '·La obligación previa principal está establecida en el art. 9 de la ley:
tener un carácter definitivo. Es una especie de participación en los bendf6
..
~-~ ~-~---"- . . . '
~;:cadaTgnseJo_ de Salanos, una vez const1tmdo y dentro_ del plazo que en
.

lo que supone que éstos existan. · ;"" .:;-~ f?r'Cída\:aso se fijará, hará la clasificación por profesiones y categorías de los
Otro punto que queda claro es que el rendimiento de la empresa}! -~~1fibijadores que integran el grupo respectivo, la que será tomada como base·
calcularse en su conjunto y no a través de cada renglón. - - : .;:' ~~~fa fijación de los salarios mínimos". .
Cabe plantear otro problema más general: los elementos ·que°"! .7'.:.}1-f.f'.~'~Se comprende muy racilmente el objeto de esta disposición: se trata de
enumeran en el art. 17 ¿son los únicos que pueden ser tenidos en cuenta. - .~:~4 ordenar de acuerdo con un criterio racional la determinación de los salarios.
los Consejos o pueden tenerse en cuenta otros elementos distintos a~-_ '~ "Secórrigen así, irregularidades, injusticias y desigualdades acumuladas a lo
;1;t1'
;~r enumerados? ·. -~~ ;?járgo de los años. De no seguir este sistema, los Consejos estarían obligados
"J" .;¡¡
..... ,¡ La respuesta es que pueden tenerse en cuenta otros elementos .. E(: .;;-~ ~lecer aumentos generales o porcentuales pero indiscriminados -con lo
. ! t ~..•
17 estipula que "los Consejos fijarán salarios teniendo especialmente~_. c;~;~que se consolidarían y agravarían las injusticias preexistentes- o a examinar,
cuenta para aumentarlos los siguientes ... ". Hemos subrayado la palab__ ::c~éaso por caso, cada situación personal, lo que haría sumamente prolongada la
especialmente por su expresividad: no dice exclusivamente, -:s• _:.:::.:...-labor de los Consejos y los expondrían a un número mayor de errores e
especialmente lo que da a entender que se pueden considerar otr9 injusticias.
elementos, ademas de los mencionados. En el inforine de la Comisión de;clá, La disposición, si bien plausible, plantea varios problemas.
Cámara, después de aludir ·a los criterios del art. 17 se agrega: "sin que SealJ>' El primero es qué se entiende por profesiones y categorías. Creemos
necesariamente, los únicos". .·· que es equivalente a calificación profesional. Para la clasificación se han
Abierta esa posibilidad, cabrá la consideración de diversos elemen_t ,.. , seguido dos sistemas: enumerar cada empleo o especialidad profesional o
como 1a antigüedad <que ha motivado una gran discusión finalmente resueL .,':;:-clasificar las distintas especialidades en grandes grupos, dentro de los cuales
a favor de su procedencia pero que puede ser contemplada de muy diver .· {:;;~.empleador ubica a cada trabajador. Pensamos que la amplitud de los
maneras), el carácter penoso de la prestación (en horario extraordinario3, :_:~:}~fI!Úilos empleados hace pensar que el legislador prefirió la segunda opción.
feriado, en horas de la noche), el carácter zafra! de la tarea (que no justifi -~~;. . El segundo es quién determina el plazo dentro del cual el Consejo debe
un aumento porque no tienen por qué acrecentarse los salarios en atención :~;::efectuar la clasificación. Al no establecerse ninguna precisión al respecto,
esa sola característica). ·,_·parecería que el plazo lo debe fijar cada Consejo lo que le resta eficacia a esta -
_;~precaución. -
75. (Cont. Obligaciones previas y facultades conexas). _.. . El tercero es qué sanción tendría el incumplimiento del plazo.
~-::Entendemos que ninguna. A lo sumo, una ·exhortación u observación del
El cumplimiento de la función principal de fijar el monto mínimo de lo ·??Ministerio del Trabajo a los miembros del Consejo.
salarios determina el establecimiento de algunas obligaciones accesorias, "de ."'.:~~~ · · El cuarto es qué sanción tendría el incumplimiento d~ esta obligación.
ciertas facultades conexas y de varias atribuciones destinadas a permitir, ~­ ~~·"'forno la ley no prevé ninguna, cabria plantear la pregunta- en términos-rtíás
cumplimiento. .. ~-:)rofundos: la fijación de salarios por categorías ¿constituye una verdadera
Las expondremos por separado. .::.;~obligación o es una simple recomendación para los Consejos? Entendemos

134 135·
que, sin duda, constituye una obligación. Ella resulta no sólo de los ~- Ley de Subsistencias. Consiste en comunicar al Consejo Nacional de
categóricos del art. 9 que hemos transcrito sino también de la' letra: ·""'éncias y . Contralor de Precios, el monto aproximado de la cantidad
15: ('.'Los Co.nsejos fij~r~ ~I ~alari~ míni?1o apli~a~le a cada cat~ 2r-::concepto de aumento de salarios habrá de ser servida por cada
~:~~:;-:;~;_ -~- ...
trabajo sometida a sus JUnsd1cc1ones '). El mcumplmuento de esta l>b
puede ser tenido _en cuenta cuando deba decidirse una apelación,..... t~~~~creto reglamentario deL21 dejulio de 1948 establece el contenido
laud~ o cuando el P.E. deba designar miembros de -otros Con,8-g ·orlo'.::del informe, ' en . el cual . debe constar: a) número de
Salanos. · . (, · · r~entos comprendidos en el laudo; b) número de trabajadores
El quinto es si las categorías deben ser definidas. La re~;fti ·· a
~#:-!'"os. dichos establecimientos; e) monto_ de. salarios satisfechos en
.afirmativa porque, de otro modo, la clasificación carece de eficacia prá. cf" de las tarifas vigentes el día inmediato anterior al de la fecha de
El sexto es si las empresas • deben designar personas.: para ··óri del laudo; d) monto de retribuciones resultantes por aplicación de
categoría. La respuesta es negativa. Los consejos determinan lof¡fo ''~ra:s· mencionadas; e) diferencia entre los montos indicados en los
mínimos pero no pueden determinar la organización interna de las emht:;'' •. r.o os c yd .

.-_j{,.Se determina también que una copia de dicho informe Jebe ser enviada
77. (Con/. Solicitud de informes al Consejo ~'.:~'pP<fer Ejecutivo, conjuntamente con el laudo. .
Subsistencias). --et..~~-~'/'
~--..~;"·--~

-_,,¡¡ ~:~';; 79. (Cont. Contemplación de los casos de capacidad restringida).


La otra obligación previa consiste en solicitar un informe al CÓ ~~~;~-~
Nacional de Subsistencias y Contralor de Precios (76 bis) sobr'e ~~·:· ~ . Las facultades conexas con esa función principal son también dos.
·repercusión de los aumentos de salarios proyectados en los precios dé =p·~~· La primera de ellas es la facultad de los Consejos de tener presente, en
artículos de primera necesidad. ;;;. Ja graduación de los salarios, las situaciones especiales derivadas de la edad o
La obligación impuesta por el decreto del 7 de noviembre de l 949"se ::::de las aptitudes fisicas o mentales restringidas de alguno o algunos de los
descompone en estos tres deberes diferentes: "'-"""'~- .. ';'Clllpleados u obreros del establecimiento industrial o comercial. En estos
0--o·

1) Recabar informes a los representantes de las empresas sobre ~- casos justificarán, en forma breve y sumaria, la diferencia de situaciones. El
pueden o no absorber los nuevos salarios. :; Consejo podrá establecer el porcentaje máximo de obreros y empleados en
2) ·Solicitar al Consejo Nacional de Subsistencias una investiga 2:·Csias condiciones para cada establecimiento o grupo de ellos (art. 16).
sobre el punto. .tt :__\-.-.~!,¡;. _La Comisión informante justificó brevemente esta disposición
3) Esperar el informe del Consejo Nacional de Subsistencias p ~"iniñffestando que se trata de una disposición contenida en muchas leyes de
elevarlo al P.E. junto con el laudo. _ . F ;"";.~ario mínimo para contemplar a los obreros que, no reuniendo las aptitudes
En la práctica, se han cumplido los dos primeros puntos pero no._~ ~~,fi:sicas de la generalidad, podrían ser despedidos si la tasa del. salario que
tercero. '' ;.;pudiera corresponderles estuviera en un desnivel con el rendimiento de su
·~tr._ábajo.
78. (Cont. Comunicación al Consejo Nacional de Subsistencias). En relación al alcance, digamos que se trata de una facultad y no de
ti;-üri.a obligación.
Está impuesta por el art. 17 de la ley de 19 de setiembre de l 9•í°' - ¿En qué consiste esta facultad? En tener presente en la graduación de
···los salarios las situaciones especiales. No es un nuevo~ criterio a tener
b. ) Se . ..;i • - · presente corno los enumerados en el art. 17 porque éstos sirven para
trata ~ un organismo ac~ua~m~nte dcsa~ccido, algunas de cuyas funcio!11· __ aumentar los salarios y el que ahora examinamos permite establecer salarios
76 15
( .
dejaron de cumplirse y otras fueron distnbu1das entre diversas reparticiones. · · . . . ·
·".: _ infenores a los suficientes para alcanzar el salano Vltal.
_J.-o •
'¡,; ~,

136 ·- 137
--~;;- _...:._ --
fü~-=..·
Por eso, se requieren ciertas garantías. La ley dice: "En estos· • · · eza del empleo, como ser: comisiones, habilitaciones, propinas, etc.
justificarán en forma breve y sumaria, la diferencia de situaciones". L¡t' ''"'']g de la ley).
es clara. ¿Quiénes son los que deben justificar la diferencia de sitüa ;;. -· .<%j!)efo_rme de la Comisión ·se dice que este artíéulo contempla
La frase carece de sujeto. No creemos que el sujeto de esta frase -::.~~- situa:iones especiales en q~e la viViend~ o la hab,it~ción que paga o
mismo que el de la anterior porque no tiene sentido obligar a los c~t -·' ~"patrono integra parte del salano. Al determinar un rrurumo de acuerdo a
que justifiquen la diferencia de · situaeiones. ··Debe ·referirse\
1
:.;;:;categorías, _no . seria justo que aquellos trabajadores que reciben
establecimientos o a los propios trabajadores con capacidad disminuí , :k~PensaCiones por este concepto aprovecharan ·de ellas como un sobre-
son los interesados en beneficiarse con la resolución del Consejo. · _ ~/aiUfo~ En cuanto a las comisiones, habilitaciones o propinas, etc. algunas de
Pero en ese caso no resulta acertado hablar de justificar la diferencia· ~~fomias son simplemente variantes del trabajo a destajo y pueden ir
situaciones. Tendría que haberse ·referido el ·artículo a la justifiéaCion · · :~pañadas de salarios fijos. Se deducirán de acuerdo a lo que establezcan
ajustamiento del caso concreto a la situación especial prevista por el cO' . ..t.;s'consejos.
Por otra parte ¿ante quién debe justificarse la situación especial? SÍ fu· :i;<;::. ~ ~Pero esta facultad -al revés de la anterior, cuyo ejercicio es enteramente
Consejo el que tuviera que justificarlo, debería haberse establecido el ó' f.\\~~ es de ejercicio obligatorio. Los Consejos tienen potestad para fijar el
ante quien cumpliría este requisito. El no haberlo establecido constitt.iy :: ,.E!~nque deb_e deducirse por este concepto; pero si existen esos provechos
nuevo argumento de que no son los Consejos quienes deben realiUf ~~~;iiiétjcionados por la ley, tienen· precéptivélJl!ente que fijarles un monto.
justificación. Pero, de todos modos, debe precisarse ante quién .. · I ..:~~,~- En general, el ejercicio de esta facultad ha sido muy variado,
realizarse la justificación por parte de los interesados. Ante el Consejq~ ~--- liibiéfldose apartado en muchos casos del precepto legal (77).
:fJ:,~~=-· .
Salarios, tiene el inconveniente de que extinguido éste al año, no seóa pos1
realizar nuevas justificaciones. Debería ser, por consiguiente ante la autóri 81. (Cont. Atribuciones secundarias: formación de subc:onsejos).
administrativa a quien se le confia la vigilancia del cumplimiento dé·.
disposiciones sobre trabajo. Por otra parte ¿cómo se realiza esta justificaci' Corresponde examinar ahora las atribuciones concedidas a los Consejos
breve y sumaria? El procedimiento queda enteramente a merced del órg · ~ .... para permitirles el cumplimiento de la función principal de fijar el
ante quien se realiza la justificación. · ---monto mínimo de los salarios. Si bien es éste el objetivo natural de estas
La ley le concede al Consejo una facultad secundaria y conexa co ,:_, ~ouciones, creemos que ellas también pueden ser ejercidas por el Consejo
anterior: Ja de establecer el porcentaje máximo de obreros y empleado~~­ ;.-, Cuando cumple las funciones secundarias que la ley les encomienda.
estas condiciones. A diferencia de la otra garantía -la justificación dei :;_:.--... La primera de ellas es la de constituir dentro de su respectiva
capacidad disminuida- que es obligatoria, ésta es facultativa: el Corí"'' '-f-~jlJ.~_sdicción, subconsejos especiales o de peritos para practicar el estudio e
puede hacer uso de ella o no. . . : ·]nveStigación de un problema cualquiera, pero en carácter únicamente
Los Consejos de Salarios han usado poco de esta facultad y to"~,· ~:~Órmativo.
hecho de muy diversas formas. .r ~~-~r-".·El informe de la Comisión de la Cámara de Diputados destaca la
;;~dad ilustrativa de estos organismos asesores que pueden facilitar a los
80. (Cont. Determinación de las deducciones por H:f2!15ejos las informaciones convenientes para el mejor desempeño de su
alimentación u otros beneficios). ·.@_~ión, lo que puede ser de una gran utilidad, especialmente en aquellas
::~it!flsdicciones caracterizadas por su extensión y complejidad.
La otra facultad conexa es la de establecer las deducciones que l ""-·~- ·•
patronos podrán hacer sobre los sueldos y salarios por concepto de vivien· x;; <-.·.·Íé '-
Y alimentación, así como por los proventos que puedan resultar de..,;~~•'•c>.c·· f1I> En El Salario en el Uruguay (T II pág. 208) hemos expuesto ocho formas distiniiS en
_las que, a nuestro juicio. los Consejos de Salarios se han apartado del precepto legal.
~~~.

139
138
Muchos Consejos han constit~ído su?~on~ejos y especialmente A<l! 1-esp~n5abilidad civil del transgresor. No se determina a qué efectos se
.que co~o. el del ~po 1-B han debido enutir diversos laudos por Ja_amp ,+··~derara falta grave; pero parecería que debiera entenderse a los efectos
de la orb1ta profesional abarcada. Generalmente están formados ·¡:iO :¡a-destittición del funcionario y de la pérdida de sus derechos jubilatorios,
personas: u_no de los designados por el P.E. o un funcionario y uri dei · ~&;ñfornudad a la ley 9.940, que estaba vigente cuando se aprobó la ley
de cada parte. · ·· ·· o~9 :: ";:'~~- '- · · ·· ·· · -
Debe agregarse que en varios casos, el Poder EjectitÍ~o .iJI~~,.·Érárt. 9 del deéreto reglamentario establece que "Los Consejos· de
reco~endado a los Consejos. de Salarios la creación de subconsejos~~ :f;~J$alarios podrán pedir directamente a la Contaduría General de la Nación,
propio decreto de convocatoria. Ello generalmente ha constituído un· m ~~ción General de Hacienda, Dirección de Industrias, Dirección General
de contemplar alguna solicitud de desglose de algún grupo, a la cual é}: :·::-::ae·~ntos Económicos y Dirección General de Estadística, la designación
no ha accedido. ·-~ ~:;:'dcffuncionarios a los fines previstos por el artículo 13 de la ley". Como este
·,".\1
{_i"jSteiná no ha dado el resultado previsto por la natural resistencia de las
82. (Cont. In:-.pecciones de contabilidad). ~!~~rijarliciones mencionadas de privarse de sus técnicos, cuando se creó la
:,_;.,
«:' oficina de los Consejos de Salarios se incluyó a un contador para que pudiera
La segunda atribución es la de decretar inspecciones de ·c~ñtiliili '.'\':~éáise a estas inspecciones. . . . . . ..
(art. 13 de la ley). La propia disposición legal establece las medid;¡;: -::'~~:~·~ ·Cabe preguntar si los miembros de los Consejos pueden realizar,· por sí
g~antía que fijan los límites y características de esta atribución y tieñd~ '"?:~~fuismos, inspecciones de contabilidad. A nuestro parecer, no lo pueden hacer
eVltar los abusos que por este medio pudieran cometerse. Esas medida$-,;:. · ;iitdividualmente y por su cuenta. Se requiere la decisión del Consejo, el cual
las siguientes: :::':='"puéde encomendarla a alguno de sus miembros.
a) Deben concretarse a lo relacionado con los salarios y producido Por último, debe aclararse que las inspecciones de contabilidad
la i~dustria. Naturalmente que esto último constituye un obje1 . constituyen una facultad, no una obligación de los Consejos. Es el propio
suficientemente amplio como para exigir un examen poco menos que total · · .. _Consejo el que debe decidir en cada oportunidad cuáles son los elementos de
la contabilidad de la empresa; y por otra parte, son los inspectores los únici> ~--- información y de juicio para expedirse con suficiente conocimiento de causa.
que podrán determinar el ámbito de investigación necesario para examinat'."J&
relacionado con esos aspectos. De todos modos, el límite formal está p~~~ 83. (Visitar y examinar establecimientos).
y puede ser eficaz en algún caso. ·' :::·
. b) No podrán extenderse más allá de las operaciones del año anterio~ La tercera atribución es la de visitar y examinar los establecimientos
aqué~ en q~e ~e realice, ~alvo decisión unánime del Consejo que póá ;r:,·comerciales e industriales (art. 13 de la ley).
amph.ar .el tenn1~0. Pensamos que el legislador se quiso referir al ejer6iet Debemos efectuar dos aclaraciones que ya hemos hecho respecto de
econonuco antenor, porque el periodo de un año medido por el calendan J"'~·otras atribuciones: a) se refiere a todos los establecimientos comprendidos
1
puede no ser ilustrativo respecto, sobre todo, de los rendimientos di\ :~ ;ffeJr la ley y no sólo a los comerciales e industriales; b) esta atribución
empresa que, como es sabido, se calculan por ejercicios. Sin embargo, cóma ii.l>ertenece al Consejo como cuerpo y no individualmente a cada uno de sus
el texto legal es tan claro, creemos que para extenderlo a todo et último ~~';~#~mbros. Estos pueden visitar los establecimientos en cumplimiento de una
~jercicio, si se lo ha iniciado con anterioridad al último año será necesario"' ,~,}.~isión del Consejo, pero no por propia iniciativa.
decisión unánime del Consejo. ' ,· ;:,E~t-.,- · ¿Qué alcance tiene esta atribución? No puede referirse al examen de la
c) .Los contadores, expertos o personal que por mandato del ConséÍ :~"' c§~tabilidad porque ella ha sido aludida expresam~nte aparte. Por
"~;.

de Salanos realicen las inspecciones, sólo podrán comunicar su resultadó · · ::;~ ,consiguiente se refiere a la simple visita y revisación de un establecimiento
propio Consejo, debiendo guardar absoluta reserva respecto de terceros.- .. -'.~para examinar los locales, la manera de trabajar, las tareas que debe
incumplimiento de esta obligación se considerará falta grave sin perjuicio "de ~-~~desempeñar cada categoría de trabajadores, etc.

141
;~~~=:,,86. (Cont. Participación en la aplicación de la.ley).
¿Qué sucede si los propietarios de un establecimiento niegan la eri;, ¡~~"'-~<'i.¡!o..-;....l-
- 'i~~,
r.""-
..,.:·
-
.

a los miembros del Consejo, impidiendo así que éste ejerza la atribuci · · : :"'-·'¿~:,:· El art. 20 de la ley establece que "los Consejos de Salarios tendrán,
que nos estemos refiriendo?. Entendemos que cabe la· multa prevista po~ ·"'°?lífeinás de la función· de fijar salarios, la de participar de acuerdo con la
art. 33 de la ley para el caso que se contraríe u obstaculice el ejercicio de ;.,k,.tegÍ~~ntación que se dictará, en la aplicación de la ley". .
derechos a los miembros del Consejo y que es aplicada por el j) '.t~.ti:'.La ley confia a la reglamentación la determinación concreta de la· forma -
Consejo. -~-~r.d; ·participar en la aplicación de la ley. Pero no se ha dictado ninguna
::.C~fegl~eI1tación al respecto por cuanto el decreto del 29 de setiembre de 1944
~'!Se {imita a reproducir los términos de la ley.
84. (Cont. Citar a declarar a patrones y trabajadores). ;~E:it'tVl:Sin embargo, en la propia ley existen algunos elementos que indican de
· ·:.:y~c¡Ué manera los Consejos deben actuar a este respecto: · ··
La cuarta atribución es la de citar a declarar a patronos, emplead·-,., j~{~-~;-·-_a) El inciso 3 del art. 15 estipula que "los Consejos adoptarán las
obreros. . ~ precauciones que juzguen necesarias para el cumplimiento de la ley". La
Aunque nada se haya dicho, se entiende que esas declaraciones .;-¿ ~JlQfll!?- es bien amplia porque habilita a los Consejos para tomar cualquier
pueden referirse a los temas que está tratando el Consejo en el desempea6'.o ._'._.,clase de precaución que juzgue necesaria. ..
algunas de las funciones que viene desarrollando. ..2 -~;-~.... b) El art. 32 establece que los miembros de los Consejos tienen derecho
Si la persona llamada a declarar no concurre ¿puede hacérsela traer-¡,Q "-a hacerse presentar por todo patrono o contratista, los recibos o documentos
la fuerza pública? Entendemos que no. Esa medida excepcional sólo cabe- éo :-.: donde constan los pagos.
el te¿tigo desobediente frente a las citaciones judiciales. Lo que corresp~n<re : -: · ~. Adviértase que en este caso son los miembros del Consejo
es aplicar la multa prevista en el art. 33 de la ley. individualmente los que pueden exigir la presentación de documentos, sin
Aunque la ley se refiera únicamente a la citación a declarar, qu · necesidad de ninguna decisión previa del organismo. Cabría preguntar si esa
sobreentendido que los Consejos tienen también facultades para solici · ._ facultad la pueden ejercer los miembros antes de la entrada en vigencia del
informes por escrito y fijar plazo para la respuesta. Así lo entendió el Consej . laudo, como medio de información en la preparación del mismo o sólo
de Salarios del Grupo lB (Comercio) y lo confirmó el P.E .. después de entrado en vigencia, como medio de controlar su cumplimiento.
· Aunque el texto legal no lo aclara, nos inclinamos por esta segunda opción
.•:_teniendo en cuenta la ubicación del artículo d~ntro de la ley, la concesión
85. (Cont. Funciones secundaria'i de los Consejos). ·,')imultánea de esa facultad· tanto a los miembros del Consejo como a los
;,¿_Inspectores de Trabajo y la debida armonización con las atribuciones de
Los Consejos de Salarios tienen también algunas funciones secundari . ·i\~pección previas concedidas por el art. 13 al Consejo y no a los miembros.
a) Participar en la aplicación de la ley. '·'.. :)~ ;·, c) El art. 33 concede a los Consejos de Salarios la facultad de aplicar
b) Actuar como organismo de conciliación. ·2~ltas a aquellas personas que niegan a los miembros del Consejo los medios
e) Reglamentar el aprendizaje. ~que . solicitan para el cumplimiento de su misión o los contrarían ·u
Estas funciones secundarias no se limitan a una tarea que termina en:. ·::;;,obstaculizan en el ejercicio de sus derechos o presentan documentos que
momento preciso sino que se prolongan en el tiempo. Por eso, es importarite ~rfa!seeñ la verdad o den informaciones inexactas.
saber cuánto duran los Consejos de Salarios para poder determinar el perío4 5i. ,~->··· :Creemos que es un acierto haberle atribuído ..esta función a los

en que actuan. '. · ~~¿Consejos ya que ningún organismo más indicado qué él por su misma
1"~omposición, su conocimiento del problema, su autoridad dentro del-sector
·i~.f~ofesional, para ejercer esta función.

' A'°)
143
87. (Con/. Actuar como órgano de co11Ciliación). _ .~Zv~ _éxito en ~gu.nas industrias como la m.etalúrgi~a y-d~.-la construcción.
.· ¡..r~:i::..üa reglarnentaeton iba a redundar en beneficio de la mdustna y del obre~o.
La segunda función secundaria resulta de lo indicado en el reit~.. . ·• _~;"···El miembro informante admitió la enmienda siempre que se estableciera
cláusula inicial del artículo 20 de la ley: "y la de actuar como orgánis' ;. ~~ente la pala?ra "podrá" para que fuera una facultad . y no . un~
conciliación en los conflictos que se origínen entre patronos y obrero :-~~---'Obligación del Consejo, pues puede haber casos en los que resulte muy dificil
grupo para que fueron constituidos";.: " · - - _ - · - . "'"' '"'~. · -~·esifeglamentación. : . -:· · - :-·. - -- - - ·- .. --- ..
-_C. - - •.• , : ..

·El decreto del 29 de setiembre de 1944 glosando el texto legal aís :t"t~~:
~_ .. ,,
1'"~t ,,_ __
o;mo consecuencia de esa forma de incorporación a la ley, el inciso
que los Consejos de Salarios tendrán la facultad de actuar como orgarii S.f:;.'.'·~~ó defectuoso t~nicame~te,. en , especial en s~ r:ferencia a. las
de conciliación en los conflictos jurídicos y de intereses que se originen_:~ -:.:i~:::-clisposiciones del Código del Niño. Debia haber establecido de conforrrudad
patronos y .obreros del grupo. _de industrias, comercios, profesio · · ¿~c.:C:Ón las disposiciones del Código del Niño" y no "teniendo en cuenta" porque
similares y anexos para que fueron constituidos. En su art. 2 establece. éif'!ts obvio que un organismo oficial no podria dejar de tener en cuenta el texto
trabajadores de cualquier gremio para el que se hayan constituido· Con ::;-~;de-~11a norma vigente.
de Salarios deberán interponer todas sus reclamaciones o hacer lleg~ K::i.--;. .A diferencia de las otras funciones del Consejo que son de ejercicio
aspiraciones por medio de los delegados obreros que integran el Consej ·.; . obligatorio, ésta es de ejercicio facultativo. Por eso mismo, algunos Consejos
asuntos que puedan caer en la jurisdicción legal de dichos organismo~ "~~ia:han ejercitado y otras no. ..
perjuicio del ejercicio del derecho de petición de las partes ante·:· -- c-c-~ Pero los pocos que se han ocupado del tema lo han hecho
corresponda. Y su artículo 3 preceptúa que idéntico procedimiento debe -=-=- fundamentalmente en. función del salario. Así, han previsto diversas
seguir los patronos, sean personas físicas o morales y sus representantes.;,-= _:-categorías según las edades o los conocimientos de los aprendices -
Cabe señalar que los términos son bien amplios por lo que la .( ~ ::- acreditados sea por servicios anteriores, por diplomas, por exámenes. o por
"jurisdicción legal de dichos organismos" debe entenderse en el ámbito~ estudios realizados-~ se han fijado salarios diferenciales para las diversas
aplicación funcional y territorial del Consejo; pero sin que restrinja :tam_ categorías~ se han establecido plazos o condiciones para el pasaje de una
materias sobre las que pueda versar la conciliación. Incluso ella pu~¿tr categoría a otra; se ha dispuesto la duración máxima del aprendizaje~ se ha
referirse a salarios. determinado el número posible de aprendices, etc. La verdadera
Esa misma amplitud debe trasladarse a la dimensión temporal. Dentro reglamentación del aprendizaje exigiría una determinación de las obligaciones
del término del año de duración del Consejo puede actuar en cualqili de los aprendices y de los empleadore5. Eso ha faltado.
momento ya sea antes o después de haber cumplido la función de ff
salarios. 89. (Cont. Facultades de los Consejos de Salarios con funciones
restringidas).
88. (Con!. Reglamentar el aprendizaje).
El inciso final del artículo 15 de la ley prevé un tipo especial de
La tercera función secundaria consiste en reglamentar el aprendizaje:d _:_;':<.~onsejo con facultades restringidas. "El Consejo de Salarios, de acuerdo con
los menores de 18 años teniendo en cuenta las disposiciones del Código 9 ·· · el decreto de constitución, podrá tener funciones limitadas a la estructuración
Niño (art. 16 in fine de la ley). ~-:- ~de las categorías y a la fijación para un grupo de actividades, de un salario
El origen de esta disposición fue una propuesta formulada en la mis~ -- -mínimo general que tienda a la nivelación del mismo dentro del grupo".
Cámara de Diputados por la Sra. Arévalo de Roche que establecía ~~ti Como no hay antecedentes parlamentarios ni refer_~ncias en la discusión
función en términos imperativos. La fundó en que el proyecto nada decía' . legislativa, nos limitaremos a profundizar el texto de la norma recién trascrita.
respecto, que se trataba de un problema muy importante por la gran cantida
de menores de 18 años que trabajan y porque ya se ha empezado a hacer con .

144
'71--.;.
145
' .
. t\,.·
La primera función está bien individualizada y es fácil de ~rl~ -. _;;.~da ley. Esa clasi?c~ción se efectuó por el decreto aer-2 i de abril .de .. -·
estructuración de las categorias. En este aspecto no diferiría de lós" ~··~~le~ió los s1gu1entes grupos: · . . ..
Consejos. ·~})comercio .•~.: ~.
La segunda función, en cambio, es mucho más dificil ·de;ei; ) Transportes
precisar. Se habla de la fijación de un salario mínimo general, 'lo ~que.· 3j'Banca . . . .
la posibilidad de una escala de salarios de. acuerdo con las ·categori~­ ~) rrof~i~_!leS lib~ral~s, entidades grerruales, escntonos, etc.
el procedimiento normal de los cónsejos ordinarios. Pero esta fij~~Ó~. · .S) Jndustna metalurgtca
salario único convierte en inútil la estructuración de categorías 'po~Ú _ - 6) Industria textil
debe concluirse que ambas funciones son, .en cierto modo, in~~pa .J) 1n4ustria de la carne _ _ .
entre sí. . 8) Jndu~a del cuero y fabricación de calzado
Ese salario rrummo general debe terider a la nivelación· 'dél\ 9) ·fudUstria de la alimentación y afines
dentro del grupo. Es decir, que debe perseguir exclusivamente~" :;.~$jOjÍndustria de la construcción y afines
igualitario: equiparar niveles, igualar los salarios. Por consigiiieñt :ft~~;;. H) Industria del vidrio
nivelación puede realizarse al margen de los criterios establecidos· f· · '""",:~ -~ 12) Industria de la construcción
artículos 1 y 17 de la ley. , ~ ,;;:JJ) Industria química
Pero ¿a qué altura debe nivelar? ¿Sobre la base de los salariói' ..,:,,,AL 14) Industria del caucho
bajos? No tendría utilidad práctica alguna y estimularía la rebaja de -saj ;~. ,:,.~.;::~':': 15) Industria de la madera
¿Sobre la base de los salarios más altos? Tampoco se justificarían po( -~:.;.i, ;._ 16) Industria del tabaco
ellos pueden ser muy superiores a los normales provocando una pro. ' ·~... ,:. •"' 17) Gráficos·
perturbación económica. ¿Sobre una altura promedial? Resulta una soÍu"éi ____ .. 18) Talleres mecánicos
simplista y ciega que probablemente ni asegure el mínimo vital ni contemp 19) Usinas de agua, gas y electricidad
las posibilidades económicas de las empresas. 20) Actividades varias no especificadas (78)
Se trata de un precepto poco meditado y lleno de dificultades - Aunque no se lo aclare expresamente en los considerandos, el criterio
interpretación. Eso explica que el P.E. no haya utilizado esta posibilidad q"', utilizado por el P.E. fue la naturaleza de la actividad o, mejor dicho, de la
le concediera el legislador. Nunca se convocaron Consejos de ·. "L:materia prima utilizada.
naturaleza. · · · Las imperfecciones de esta clasificación -que tuvo que hacerse
•..':necesariamente con premura para poder poner en marcha rápidamente la ley-
90. (Cont. Constitución de los Consejos). Aueron de alguna manera corregidas por medio de la convocatoria de varios
· ·?'.;-.Honsejos en cada grupo.
La exposición de los Consejos de Salarios desde el punto de vi · ~:, , ¿Es legal ese procedimiento? Si nos atenemos exclusivamente al art. 6
dinámico, comprenderá la constitución, el funcionamiento, el laudo y 1 ~'l~- de la ley, deberíamos contestar negativamente porque después de la frase
recursos que caben contra él. · '· ~-~-.ifiicial ·que ya transcribimos se agrega: "Para cada uno de ellos funcionará un ·
A su vez, la constitución de los Consejos de Salarios supone divé? L~Consejo de Salarios".
,-<:t?,... - -
etapas que son fundamentalmente tres: la clasificación de los grupo{.
convocatoria y la elección.
'' ::·(78) Esta clasificación fue modificada por el Decreto del 26 de julio:de 1962 que previó 57
La primera etapa la constituye la clasificación de los grupos. _ .,
· '· grupos. A su \'ez, ese decreto fue sustituí&> por el decreto 170/85 del 10 de mayo ~ .l 985
El art. 6 de la ley establece que el P.E. clasificará en grupos las
·. · que está vigente en la actualidad y que enumera 48 grupos.
actividades enumeradas en el artículo anterior; o sea, las comprendidas en Ja
147
146
Pero esa nonna debe interpretarse de confonnidad al contexto·d~ lEsta última posibilidad dio motivo a un debate intenso-en -el Parlamento
y nos encontramos con que en el art. l O se confiere al P.E. la facu! .-..- é representaba una figura original de un sindicato sin personería jurídica
determinar en el decreto de convocatoria "la profesión o ·prbfem -~·2 féConocida por el P.E. Se decía que .tendría personería gremial. Se
similares sometidas a la jurisdicción del Consejo y que integren el· "' .. -·~·que lo que se buscaba con ello era encontrar una fórmula práctica
Teniendo en cuenta esta posibilidad, la clasificación inicial de 10 ;'. •(>: •--q~'e ·participaran activamente en la aplicación de la ley entidades
constituye un' intento ··de ordenamiento de todas las ramas de -·~.c.v¡ ·· ··aies que se.negaban a solicitar perso_'?-e!1a jurí~ic~ .li 90nsecuencia de.
alcanzadas por la órbita de la ley. -f0-s-dé la-época de predominio anarquista en el sector gremial.
En la práctica, el P.E. manejó esta facultad con una gran· am >En el decreto del 19 de noviembre de 1943 la reglamentación que se
porque convocó varios Consejos de Salarios, ·dentro del mism()-:-_;..,. -~ pára descnbir los requisitos necesarios para obtener el reconocimiento
Subdividió algunos grupos en varios a quienes individualizó agregat;do-- :"--., J~~K:~eron tan. estrictos_ y _exigentes como si_ fuera ll:na gestión de
letra al número respectivo. Incluso llegó a crear en casi toao 5~Jpefs0nería jurídica con el inconveniente que no producía los e~~tos civiles
departamentos del interior Consejos de Salarios departamentales int -.-.: :;;_1it1~ ~!la generaba. ~.resultante es que hubo muy pocas sohc1tudes para
por todas las actividades desarrolladas en la circunscripción. En atSún'" -"*'Obtener este reconocuruento.
sustraía algún establecimiento, en otros no. · ,. ~·:~-:~~-: Cabe agregar que esta solicitud no obliga al P.E. a convocar al Consejo
Esto ·· traslada el momento clave de la determinación ; ;de .·
·-·~do· Pero constituye un h7c~~ ~olítico q1,1e m~chas veces dio resultado .. ,
circunscripción de cada Consejo al decreto de la convocatoria. '··n -,.:-e;~·:.-- Por lo general, la m1c1attva pertenecio al P.E. que promoVto
..
-:."~- ~-';-~•

precisarse que de acuerdo con la técnica de la ley después de lanzadá :-;-..::.idivamente la aplicación de la ley. .
convocatoria no podrían alterarse los límites ya que debe haber coincidert. · En cuanto a la oportunidad de la convocatoria, el art. 5 de la ley
entre quienes concurrieron a designar delegados y quienes quedan at~ . ::.:.. contiene una frase muy expresiva: "en cualquier época". Pero aquí también
por el laudo que el Consejo dicte. .E debió recurrirse al contexto de la ley para determinar cuál era la verdadera
El P.E. no siempre ha respetado este criterio ya que ha modificado. solución legal. En efecto, el art. 30 de la ley dice: "La resolución firme del
órbita del Consejo de varias maneras: . Consejo de Salarios y la homologación de la tarifa por el P.E., hará
a) Disponiendo el traslado de ciertas actividades de la jurisdicción -·improcedente la convocatoria antes de transcurrido un año, de un nuevo
un Consejo a otro. Consejo, para entender en una cuestión análoga relacionada con el salario
. b ~ · Aclarand? ~ órbita de un Consejo lo que generalmente implicó~--· ;,:;;fijado para una industria o rama de la misma". En atención a lo establecido en
ampliación o restncetón de la órbita. ·· . esta última disposición, el P.E. se abstuvo de efectuar convocatorias hasta un
c) Pennitiendo que el propio Consejo de Salarios determinara su ó . ··~ _ año después de dictado el laudo por el Consejo de Salarios (si había sido
- aprobado p0r unanimidad)~ o de vencido el plazo para apelar el laudo (si éste
91. (Cont. Convocatoria del Consejo). :{:'L no había sido aprobado por unanimidad) o de resuelto el recurso de apelación
~ por el P.E. (si se había interpuesto dicho recurso).
El o~gen de la convocatoria está previsto en el art. 5 de la ley, segúrif ¡.~~;;:-.·,,:,Corresponde precisar que el art. }O de la ley da a la expresió_n
cual, la decide el P.E. de oficio o a petición de parte. -~.- ..· :.:~~homologación por el P.E. no el sentido de la confirmación o de la aprobación·
Tienen derecho a fonnular esta petición: -- '.;¡~~el laudo sino de la extensión del laudo a una· industria o rama de industria no
a) La tercera parte de los obreros de una industria o ·;;;;f,-7'-~omprendida dentro de la convocatoria. Esto significa que son dos
registrados en las planillas de trabajo. ;~,.alternativas distintas: una es la resolución firme del Consejo de Salarios y la

.l
..
.

' .
.....,,
._,.¡;_,
3·..._

-.loo

. -.·t ~·
-~·

·-~~~-·~~· ;·
. ."'·.
...
. --.: ·~
'

;J
.
~
b) Los patronos y los sindicatos patronales .
e) Las agrupaciones obreras con personería jurídica o reconocidas pOr
el P.E.

148
".. . •
:
.. ,'.

~J:~,~;
-~~---~~a es la homologación por el P.E., lo que ocurrió en mÚy pocas ocasiones .
.· . Est~ hubiera aconsejado utilizar la conjunción copulativa "o" en lugar de "y".

, <

149
..
·· lla más completa autonomía. Sin embargo, a medida que continuó la
De todos modos, el P.E. fue siempre reacio a nuevas convocatorias irif · . .,.,..;;encia de aplicación de la ley se advirtió la tendencia a designar
año del laudo anterior. ·: · - --'nas sin tanta relevancia pública pero sí más vinculados al Ministerio de
La forma de la convocatoria es un decreto del P.E. en el quede~~ (ibaj~ y p0r tanto, más coordinados con él. . . · .
Jº. La profesión o profesiones similares sometidas a la jurisdicció · . _,~-;,:Los segundos son elegidos por un procedmuento electoral que requiere
Consejo y que integren el grupo. . ______:--;:;.~ organización minuciosay_~e cierta complejidad.:Est~ punto fue objeto de
.. 2º. Ta circtinsciipción -territorial sobre la cual ha de establece' ~-- .-,,;"'-f~clua aíscusión tanto en el ámbito parlamentario como en el plano
jurisdicción. ·· · · · · ::·:{',. ·
l:~"'d~ario. Se señaló que era más simpl_e y . ~ás respetuoso de las
El texto legal es bien claro en el sentido de que ese decréto ~ :15§J"Or8~ciones s_indicales, co~ar a -~llas la ~es1gnac1on de delegados.
precisar la órbita fuf1ciórial y-geográfica del Consejo de Salarios: - ··.;::-.!·:: i:.~~'~'.'.~ ·· Primó el sistema de des1gnac1on electiva por entender que no en todas
Pese a su claridad se ha planteado el problema de si caben o ·no: . .,~;.:J:;amas. de.actividad~ el sector laboral estaba organizad?~ que el sistema de
Consejos de Salarios· de jurisdicción nacional. Entendernos que ñO. ;0~'.J:'.~~{ación tanto servía para reflejar adecuadamente la op1ruon de los sectores
inconveniente del punto de vista legal porque la totalidad de la Repúbli. :~~'}f~rgaruzados sindicalmente como de los que no lo estuvieran. _La_ ~xperiencia
una circunscripción territorial. Lo que ha querido el legislador -según~~ ~~·~··. histórica demostró que el sistema legal en lu~ar de ser ~eIJud1c1al para el
de la discusión parlamentaria- es que el P.E. tenga libertad para opt~;'"" ~:fuovimiento sindical lo favoreció porque .obhgó a organ1zar~e tanto para
toda la República o por una parte de la misma o por un departamento"o ~;;;:~seleccionar los candidatos como para preparar la concurrencia a las urnas
una ciudad. La tendencia hacia los Consejos de jurisdicción naclo" ·;_::::como para respaldar a los delegados electo_s. La aplicación de la_ley 10.449
responde al deseo de superar o evitar los problemas de competencia enfré1__ -cc·:füe uno de los factores promocionales más eficaces para impulsar y
establecimientos. ._ ... ___ ~-desarrollar el movimiento sindical en el Uruguay.
Este decreto tiene una gran importancia porque además de la furiCio. ·-:·....:. ·~ La ley 10.449 indica las bases del sistema electoral que ha de
natural de poner en movimiento el proceso de constitución o instalación éld cumplirse; pero, además, confia al P.E. la reglamentación de los
Consejo, produce el efecto de fijar la conformación del grupo y el ámbito ·d~ procedimientos para la elección de los delegados.
facultades del Consejo. Leyendo la convocatoria es posible saber a qué· _ . _Las etapas de ese proceso son las siguientes:
trabajadores se va a aplicar el laudo dictado por ese Consejo. Toda la técni ~ l. Formación de un registro en el que deberán figurar todos los
de la ley 10.449 descansa sobre la base de que intervengan en~:. patronos, empleados y obreros pertenecientes a la circunscripción que
determinación de los salarios mínimos los delegados de todos aquell '· corresponde al Consejo.
sectores a quienes ese salario alcanzará. :;.: . .. . Para formar este registro -que en realidad está compuesto por una
:,· · doble lista: la de empresarios y la de trabajadores- las empresas deben enviar
92. (Cont. Elección de los miembros del Consejo).
,,,,..,_ajlnstituto N. de Trabajo (el equivalente a la actual Inspección General de
~;~.Jrabajo) Jos nombres y datos identificatorios de todos los_ que están en esa
La elección de los miembros de los Consejos difiere sustancialme~t.,
tL~tuación, dentro de los 1O días de la fecha de la convocatona. . . .. ·
según sean designados por el P.E. o elegidos por los sectores profesionale5... ··' r<'-·' '" - ~ 2. Determinación de la fecha de elección con 20 días de anttc1pac1on al
Los primeros son designados por el P.E. en reunión del Consej~~ª ~. acio electoral.
Ministros .. La única particularidad que corresponde puntualizar es que1e ~""..;: 3. Presentación de listas que deben llevar por lo menos 2 titulares y 2
designado en primer término ejercerá la presidencia del Consejo. · ·: · ~~:J '~plentes. Inicialmente se exigía que se aplicara el orden preferencial de
Se ha hecho notar que la ley no habla de delegados del P.E. sino d ~--~{suplentes y luego se le sustituyó por el régimen de suplente,s resp~cti:os.
miembros designados por el P.E. Inicialmente el Poder Ejecutivo sostení 4. Acto electoral en el que se exige que el votante 3ust1fiqoe la
que los delegados que designaba no eran representantes suyos si .: "',,~identidad y que se aplique el sistema del voto secreto.
ciudadanos que se eligen para actuar con la más absoluta libertad de acción
151
150
5. Decisión por mayo ria simple de votantes. La lista que ganó·, ~;.;úñ segundo problema es el de saber si el P.E. en esas designaciones de
sea por un voto, obtiene los dos cargos de titulares y los dos de 'supl · ,;'-:'.'..·puede o no tener en cuenta las sugerencias formuladas por las
No hay representación proporcional, explicándose este apartánii · · ~ "~Jades profesionales. No existe ningún inconveniente para ello. ·
sistema tradicional aplicado en el país, por el deseo de contribuir a·ta;t
de las delegaciones. · · · · · ~'.c.Í"~. · ~~ 9f (Cont. Funcionamiento de los Consejos).
·6. Tribunal Electoral compuesto por cuatro funcionarios electoffil
:11ü
---.!'1
presidido por el Director del Instituto N. del Trabajo o por quién ·.;:.~:~;:El funcionamiento de los Consejos ha sido mucho más pobremente
..;~11 designe. .. . ~t4t-re8rament~do en la ley y en los decretos re~amen_tarios, siendo la excepción
7. Apelación por. vicio grave del acto eleccionario, ante la ·,e .~~~:'.1:-11-e:risteneta
de nonnas al respecto. La cast totaltdad de los problemas han
Electoral, que resolverá inapelablemente en el término de 1Odías. . . •.. - _-. -'"·-~ado pa_ra _que cada Consejo_ lo~ resuel;a.
Existe una forma especial de designación del delegádo. patTÓnat:"cu -.t:i~"".'Nos !mutaremos, pues, a mdtcar cuáles son las normas resueltas por la
.
no haya en el grupo de que se trate más de un patrono, a éSte
·•··º'~

e: ICY.:: . .
corresponderá integrar el Consejo o nombrar su representante. '.;: !;(:::t:' T·La primera es que las votaciones sobre salarios necesitan estos tres
Interesa más el caso de integración supletoria, en el que los deleg ~2:/~uisitos:
no son designados por las partes, sino por el P.E. Ello ocurre'~~, \,,;:;:;:". -:·· á) Inclusión del punto en el orden del día.
hipótesis distintas. ~'~ ;';:-;-~:.::' b) Citación-previa con 48 horas de anticipación.
En primer término procede esta integración cuando cualquiera de': ::~; __>: ·- e) Representación, por medio de delegados presentes, de los tres
dos partes, o ambas, no concurran al acto eleccionario. Así lo estableee. e:·~·-· sectores del Consejo. En el caso de que hubiera unanimidad en la votación,
articulo 8 de la ley. Se busca· con ello, evitar que el funcionamiento de :-i~ :=:~puede prescindirse de los dos primeros requisitos.
cuerpo tripartito quede supeditado a la decisión de una sola de las part~~:· :;,, · · Cuando la ley habla de votación sobre salarios, debe entenderse que
En segundo término, procede una integración análoga en el caso de q comprende todas las decisiones que se refieran a ellos, ya sea que versen
quede incompleta la representación de uno de lo sectores profesionales "p(?r · sobre el monto de los salarios o sobre la fecha en que deben entrar a regir.
vacancia de los titulares y agotamiento de la lista de suplentes. Ello surge.r En cuanto a la inclusión en el orden del día, hemos de tener en cuenta
la parte final del art. 14 de la ley que establece que en los casos en que ,. que los Consejos celebran reuniones sin que ellas posean fonnalmente un
ausencia· a tres sesiones de uno o varios delegados haga imposible tomar orden del día. Basta, a nuestro entender, que en la citación se prevenga que
decisiones válidas, cualquier miembro tendrá facultad de reclamar s:e·va a tratar este asunto.
Ministerio de Industrias y Trabajo la integración del Consejo por suplente- -.· En lo que respecta a la citación previa, ni la ley ni el reglamento fijan
en su caso, por el procedimiento establecido. Aunque no se especifique:~ ·qué formalidades debe llenar. Para evitar posibles dificultades posteriores, es
es el procedimiento establecido, debe entenderse que es la designación. \"-~~onsejable que la citación se haga por escrito y que conste el recibo de la
supletoria por el P.E.. ·-- ,i;:c:; illisma por el destinatario.
Se plantea el problema de saber si en estos casos de integra_ ~~~:' ':.:; _En lo referente al tercer requisito, debe precisarse que lo exigido por la ·
supletoria, los delegados que se designen deben llenar o no las mis ..:~. -}ey es que estén presentes delegados de los tres sectores, pero no que
condiciones que se les exige a los delegados elegidos por los respect( .:;··-~~ervengan en la votación y mucho menos que hayan votado favorablemente:
sectores profesionales. Aunque el P.E. ha aplicado un criterio variado :_:~basta con que estén presentes, es decir, con que hayan concurrido a la sesión
cr~os que corresponde que la persona designada llene las condicio~~ r~:':'e'fi que se votaron Jos salarios y no se hayan retirado ante de que se realizara
legales para ser delegado, salvo que esa exigencia determine la imposibilid~~ _:~la' votación, aun cuando se hayan abstenido. ~
de designar delegado, como puede ocurrir cuando hay un solo empleador.en La segunda la constituye la exigencia establecida en el inciso fináf del
el sector y éste se niegue a integrar el Consejo. 13 en el sentido de que para extendet una inspección de contabilidad

152 153
realizada en un establecimiento, a las operaciones anteriores al .añ
mqmento en que se realice, se requiere el voto unánime del Consejo .. f:.::~' .... , ;.

la norma no es muy explícita, debe entenderse_ que se requiere ~~1 y ~--···::.;.-::.;un punto estrechamente vinculado con el que acabamos de tratar, es el
favorable de los siete miembros del Consejo, es decir, que se trata_.,~e ~!~;Je sÚos Consejos tienen algún plazo determinado para poder dictar el laudo.
unanimidad de integrantes y no de asistentes. .~, ···e<'":~·~,.. La ley nada dice sobre el particular, pero el decreto del 9 de marzo de
~f te5 fija, .prácticamente, un plazo de tres meses, al establecer en su
94. (Con!. Duración de los Consejos). ~'.?:'irtícuto 2 que: "cuando no lauden en el término de los tres meses contad('~, .
- - - - - -- - ~ •.y ;"t;~=~· de la fecha de ser instituídos avisarán al !"finisterio de I~dustria~, y
La duración de los Consejos tampoco está fijada con claridad en la.j .·1; ~''Trabajo, que en casos que repute fundados por dificultades en la mspeceton
En efecto, el art. 20 establece: "Los Consejos de Salarios tendrán, aderit#" _:;_~.:&-:oontabilidades o semejantes, extenderá el plazo hasta 60 días o más, a
la función de fijar salarios, la de participar, de acuerdo con la reglamentáéi 1';4,~>l)Cdido del Consejo respectivo".
que se dictará en la aplicación de la ley y la de actuar como orgimismR; .;·~-<:~-:::. .. Esta nonna plantea varios problemas de interpretación. El primero es el
1
conciliación en los conflictos que se originen entre patronos y obreros ~d ?f·'á~ saber cuál es el alcance de la palabra "instituidos". ¿Es el decreto de
grupo para que fueren constituídos. A ese efecto durarán un año_ ~.n ·· · · · ·:· 'convocatoria del consejo? ¿Es la fecha de instalación?. Parece claro que debe
funciones, pero sus miembros podrán ser reelectos". . ·• · ::''·:.:si.este último el sentido correcto porque no puede estar corriendo un plazo
Lo que resulta claro es que se ha querido fijar un plazo de un año~ p r":~antes de que el cuerpo esté instalado. El segundo versa sobre la sanción que
han surgido dificultades de interpretación sobre estos dos puntos: · .;·~~<;;'"éOrresponde aplicar en el caso de que no se respeten los plazos. No puede
a) Desde cuándo debe empezarse a contar el plazo de un año. ~· . detenninarse la nulidad del laudo porque ello requeriría una disposición legal
b) El alcance de ese plazo: si se refiere a todas las funciones ::g.,, :=:-~=·-expresa que lo establezca. Tampoco puede ser el cese de las funciones de los
Consejo o sólo a las de carácter secundario mencionadas en el mismo artícül9 · miembros del Consejo. A nuestro juicio es una exhortación que tiene efectos
20. morales y que puede ayudar al P.E. en su esfuerzo por lograr la celeridad de
Se han explicitado diversas respuestas a estos interrogantes, t -"~· los Consejos de Salarios en el cumplimiento de sus funciones.
durante la diS<;usión parlamentaria como en su aplicación posterior y e~.
ámbito doctrinario. Nos inclinamos por sostener que los Consejos tienen ptt 96. (El laudo).
plazo de duración de un año a todos los efectos, sin que pueda prolong .-
su existencia después del año de la instalación para la realización de ningt.l!!l! Los Conejos de Salarios han concretado el resultado de sus
clase de funciones, ni primarias ni secundarias. Es la que se ajusta · .. ~P~'~'.detfüeraciones en un grupo de decisiones que se reúnen en un documento
adecuadamente al significado de la disposición legal, según resulta de , . :: x~especial que suele recibir la denominación de laudo.
antecedente principal y directo -el infonne de la Comisión- y del conteXti ;.}.:'?!':-. · Examinaremos sucesivamente su denominación, su forma, su número;
general de la ley. El único inconveniente que podría señalársele e~i. :~f:sü vigencia, la intervención que corresponde al P.E., su publicidad.
dificultad que se presentaría en el caso de que un Consejo perteneciente á -~- \~~ ~~~- .

grupo excesivamente amplio no hubiera terminado su labor de fijar sal. , .:=-· .• - . 97. (Con/. Denominación).
dentro del año. Está en manos del P.E. resolver el problema establecietf
órbitas de los Consejos más modestas, designando miembros que aceleren· · . ;;..:-:. En lo que respecta a la denominación, digamos que la palabra "laudo"
marcha del Consejo y urgiéndolos insistentemente para que cumplan;! ·. · -...i_es la ordinariamente usada, pero la ley no utiliza esta palaQ.ra ni una sola vez.
tareas dentro del plazo. ~~i:.:. La ley emplea en varias oportunidades la palabra "tanfa" que no parece
~;'.-~L,desacertada porque el significado gramatical de este vocablo es el coñjunto
-~;'3.de.condiciones que reglamenta la prestación de un servicio determinado.
~.s:;::;:.,;:.
~-~r~.. '

154 ~~--· 155


·-·
p,
Todos los complementos que se agregan dentro de las facult~~-~s .~~ 'orías de trabajadores indicando la definición o característica de cada
Consejos entran dentro de la amplitud de esa noción. De haberse·-¡~ :r~~las y determinar, por último, los salarios que corresponden a cada
'hubiera tenido la ventaja de dar una idea más restringida del coriteófd ' tü-e5ás categorías. ' - ,, '
decisión. -·e.,. Jº) Normas gene.rales. En estas Disp~siciones generales -como también
Pero en la práctica surgió espontáneamente y se impuso sirl · ·.Jis denomina- se incluyen las aclaraetones de la segu.nda parte o los
vacilaciones la palabra "laudo": Antes de los dos años de·aprobada~Ía .,_____ .,_os de alcance general referente a horas extras, trabajo nocturno o en -
un debate en el Senad~, el Dr. E~h.egoyen apoyó. la expresión "po~qtle ~ .·.· 5 descuentos originados por otros beneficios resultantes del empleo,
que se usa para denominar las dec1s10nes de los tnbunales no sujetos\ ,·-- • ~ seguir en el caso de que se desempeñen simultáneamente dos o más
0
de derecho pero que deciden por equidad, según los dictadoS" en__ .·étc. Es en esta parte donde los Consejos suelen ··incurrir en
·conciencia, frente a los hechos que han recogido~ reservándose effcaiÍt :mitaciones porque por la vía de estas disposiciones generales se
vocablo "fallo" para las decisiones de los jueces, que deben resolver st ., fecen normas referentes a la organización del trabajo o al número de
reglas legales" (79). trlbafadores que exceden 1~ órbita lícita de acc~ón de los Consejos. .
Coincidimos en cuanto a reconocer que la palabra "fallo" hubi¿ii ~;('4º) firmas de los rruembros del Conse30. Esta parte -aparen~emente
mucho más inadecuada y entendemos que la difusión tan generalizad~"d ~naria- ha adquirido importancia porque algunas veces los miembros
expresión "laudo" la vincula estrictamente con esta institución. Jti'tfuyen sus constancias y sus discordias que muchas veces son verdaderos
lfegatos. Estas constancias provocan, a su vez, aclaraciones de las otras
98. (Con/. Forma). ?j~~piries; ·produciéndose así una especi~ de polémica. disfrazada. En otras
~": 'Oc!siones alguno de los delegados se ruega a firmar, incluyendo entonces la
La forma del laudo noha sido establecida en la ley por lo que exist'i;: ¿~~Secretaría una nota en que se deja constancia de esa negativa y del hecho de
·respecto, una explicable diversidad. Pero la tendencia a inspirarse en f 'f ~ su presencia o eventualmente de su participación positiva o negativa en la
precedentes, así como la influencia de los funcionarios que ejercen~· .·sesión en que se tomaron las decisiones contenidas en el laudo. Debe
·secretaría de los Consejos ha provocado una cierta uniformidad. ' ;." recordarse que el P.E. ha sostenido que la ley no exige ningún requisito
Es fácil advertir en lo~ laudos cuatro partes: -
~? especial de citación, asistencia ni quorum para la firma del laudo, formalidad
l º) La fundamentación, que se compone generalmente de un Visto · ~:= . · naturalmente ulterior a la votación de salarios, que es lo importante y
el que se·reproduce el decreto de convocatoria; de varios Resultandos en,Io ;;,;:!'.~:;decisivo.
:~~·~- .
que se resumen las tareas realizadas por el Consejo y la marcha' de"f <· > Hasta ahí la tesis del P.E. es inobjetable por cuanto lo que mteresa es la
deliberaciones del mismo; y uno o más considerandos, en los que se expil·~ {~-':'votación que queda registrada en el acta. Pero ha ido más allá el P.E. al
las razones que el Consejo ha creído necesario hacer públicas para justifi · • . ~t_~ agregar: "y aún podría sostenerse que basta que las decisiones consten· en
sus decisiones. Esta parte es más o menos extensa, según la entidad de"los ~~·actas para suplir, con todos sus efectos legales, la parte dispositiva del laudo,
problemas que debieran ser resueltos por cada Consejo, la particularidad 'cT ·· "':'.acerca de la cual, como documento independiente, la ley no contiene
los mismos y el estilo de los redactores del laudo. · · 7 ,,.)previsión alguna". De este último razonamiento parecería desprenderse l~
2º) La tarifa de salarios. Esta parte es absolutamente insustituíb -~"'posibilidad de prescindirse del laudo, lo que no creemos que sea exacto.
porque es la esencial del laudo. El sistema más lógico y metódico es el d_ Como veremos después, el laudo debe ser publicado en el Diario Oficial Y no
establecer las categorías de empresas comprendidas en el laudo; fijar, Juego ;¡;;j~¡ parece adecuado transcribir solamente un acta. ·
~2-'?;,.,,. Además de esas cuatro partes básicas hay tres resol~ciones incluídas en
:.,..~: todos los laudos: la de declarar obligatorias las categorías~y tarifas fi}a~as, la
(79) ~an_ifestaciones vertidas en el Senado durante la discusión del proyecto presentado el. ;~' .. de establecer la fecha de entrada en vigencia de los salarios establecidos Y la
19 de JUiio de 1945 por la Comisión de Asistencia y Previsión Social de ese Cuerpo sobre'
platos para la expedición y duración de los Consejos de Salarios. ..¡··
:::~· Cle elevar el laudo con sus antecedentes al Poder Ejecutivo a los efectos

156 157

.... ·;.·
correspondientes. La distinta forma de colocar estas resoluciones a"'.~.:~ .laudos para cada una de sus partes. Supone una especie de
una apariencia exterior muy disímil~ pero si los leemos con cuidado';t entación de la resolución. Creemos que estos laudos aunque no hayan
tienen las partes que acabamos de describir. . __;"'.f .- - previstos, pueden admitirse. En efecto, si a un órgano se le enécnni~nda
.,,-~-función que puede ser extensa y no se le impone expresamente cumplirla
99. (Con/. Número). · · uÍi'solo acto, se entiende que puede hacerlo en dos o más etapas, según lo.
·~-..~·más· práctico y· conveniente. :Por ·otra párte, ·dictar varios laudos
El número de laudos ha dado origen a diversos problemas. ,~,_. '· c. tes a cada uno de los sectores de la órbita profesional encomendada al
Empecemos por dos aclaraciones previas, o sea, por precisar qt( ' 00Sejo, no puede perjudicar a nadie y en cambio sí beneficiar a los patrones
incluímos dentro del tema de la pluralidad de laudos dos situaciones-
tienen algún parecido: . . ~J.1iJ •
.... ''~trabajadores de aquel grupo' de empresas cuyos salarios pudieróri
· Crminarse con anterioridad.· - ·. ·
a) No nos referimos a las decisiones internas del Consejo ;~l::f 't':'~:~L·Pero deben agregarse dos puntualizaciones. ·La primera es que todos
versen sobre salarios. Mientras el laudo no sea definitivamente aprobad · ~f&os laudos deben dictarse dentro del año de duración del Consejo. La
decisiones internas deben ser consideradas como provisorias. Por tarit i'SSégunda es que cada laudo parcial debe reducirse a regular dentro de su
hay ningún límite numérico para ellas. __ . -i~\· ·esfera, sin poder referirse a órbitas profesionales distintas que y~ han tenido o
b) Tampoco nos referimos a las homologaciones de cóíi_~ 1:tenaran en su momento, su laudo propio.
colectivos. Se generalizó la práctica de enviar a los Consejos de Salari{)~ l ·;'.~":~~- Los laudos provisorios son aquellos que se dictan para regir solo
convenios colectivos que se celebren en el grupo. El acto es irrelevant~:-~ -•~:, transitoriamente mientras no se termina el estUdio de un laudo más elaborado
punto de vista jurídico porque no les agrega validez ni fuerza jurídica .. ~='::, que, por eso, se llama definitivo. No existe como en el caso anterior,
Entrando al fondo del tema, podemos decir que ni del texto legal fil.:. ";"-~~concomitancia de laudos, sino sucesión en el tiempo. Primero rige el
los antecedentes parlamentarios surge la posibilidad de adoptar vañ. provisorio y luego el definitivo.
decisiones sucesivas sobre un mismo punto. Todo el sistema legal ~­ . __ Hay muy diversas formas de laudos provisorios. La diversidad
estructurado sobre la base de, una sola decisión válida de cada Consejo. ./ .__ .· . _ proviene, a veces, de la diferente duración que se le asigna a esos laudos. En
A pesar de ello, en la práctica se han presentado varias hipótesis-de .~ - algunos casos, se establece un límite preciso de tiempo~ otras veces, se
multiplicidad de laudos. Los casos más frecuentes son los siguientes: ·· , : dispone que será hasta que se apruebe el laudo definitivo; otros se fija una
a) Laudos parciales. ,::.~~ fecha concreta. Otro motivo de diversidad -mucho más rico en posibilidades
b) Laudos provisorios y definitivos. '{':_'que el anterior- es el propio contenido de los laudos provisorios. Pongamos
c) Laudos aclaratorios. ~~-';::Un ejemplo: un laudo establece toda una escala de salarios pero sin definir las
d) Laudos complementarios. · 'i:~::~iegorías advirtiendo que con motivo de la definición de las categorías en el
El P.E. en general, fue muy amplio para admitir esta multiplicidad. Jaudo definitivo, se realizará un ajuste de salarios. ·
laudos, ordenando su publicación en casi todos los casos sin formú.. -"~'-:; · Entendemos que este sistema de desdoblamiento en el tiempo e~
observaciones. La opinión del P.E. es la de que el Consejo no puc;Q Jñaeeptable. En efecto, si el laudo inicial se aprobó con todos los requisitos
modificar un laudo anterior pero puede ampliarlo, complementarlo, aclarar! ·. -~'fonnales y llena todas las condiciones de fondo exigidas legalmente, debe
interpretarlo. .:.:""' ~Valer como definitivo, sin necesidad de otro·posterior y no puede, en rigor,
Pero como la realidad es muy compleja en este aspecto, creemos útil ;~ ser modificado por ningún otro laudo complementario o ampliatorio y mucho
intentar una prolija discriminación de las distintas variedades de laudos. · t..~; 111enos ser sustituído por otro. Y si el laudo no se ajustara~a las exigencias de
Los laudos parciales son los que se dictan sólo para regir en una p :;:,t.fonna y de fondo establecidas en la ley, sería ilícito por ilegal, ya qlJe en
del grupo profesional alcanzado por la convocatoria. De esta manera, .: ;·;~.ninguna
Consejo en vez de dictar un laudo único para todo el grupo, viene a diéf_ _,, .. - .. parte de la norma se autoriza a tomar una decisión sin esos
:_e:~ requ1s1tos.
,.~·~

158 159
Los laudos aclaratorios son aquellos que se reducen a interi)f"
-·--
~;: · ·ón de la tarifa primitiva. Ciertos trabajadores que con el laudo original
precisar el alcance de una cláusula contenida en un laudo anterior. · · • · ·derecho a un determinado salario mínimo, con el agregado de las
Entendemos que aunque no hayan sido autorizados expresam '"'·~·cláusulas tendrán derecho a un salario distinto, superior o inferior.
pueden ser admitidos porque quien dicta una nonna y reconoce Iuego_qff. "7-·~no· siempre ·es así. A veces, estos laudos complementarios pueden
confusa, puede siempre dictar una explicación o ilustración sobre el se ·.· -~ ibÚir a facilitar el cumplimiento de un laudo, sin que ello importe una
·• ,~ _como cuando se ··incluyen - definiciones o se · detenninan las
de aquella. Ello es especialmente aplicable en el caso de los Consejos;~
función que lés corresponde en la aplicación del laudo. . .-. : t -::.· :cioóes"c¡ue corresponden a cada categoría.
Pero creemos que esta facultad debe usarse con mucha caut{ · .· El tercer caso, en rigor, es una modalidad de laudo parcial ya que en él,
parsimonia como un expediente realmente excepcional para que por medici' ·~do se refiere a un núcleo distinto del alcanzado por la primera norma.
ella no se vaya a la transfonnación o refmma del laudo original, pues müc... '~''.or}~S~>. CB:~e aceptarlo en 1a misma medida en que se admitió el laudo
veces por la vía de la aclaración se introduce una variante o se ágre""' _,.., ·at ·,"'
elemento nuevo. . ~;~~:: -S~ plantean dos problemas secundarios. .
Se ha abusado mucho de este procedimiento, como lo indica el hec ~:~ Uno es si un Consejo de Salarios puede establecer en su laudo básico
de que casi todos los laudos aclaratorios son denominados "la~a T\ seguirá dictando los laudos complementarios que conceptúe necesarios.
aclaratorios y complementarios", lo que revela que el propio Consejo que: ~-endemós que tal norma es ilegal porque .convierte al laudo primitivo en un
dicta tiene conciencia de que con el rótulo de "aclaración" se··;· · .;oi-".:'~laUdo provisorio, que debe complementarse con laudos posteriores.
introduciendo un verdadero agregado o complemento en el laudo. '!:~~,;··, . El otro, versa sobre la procedencia de la cláusula que establece que el
Los laudos ampliatorios, complementarios o súplementarios :·~ ;.;:i'?taudo complementario forma parte del laudo principal. Este problema sólo se
aquellos que se dictan después del laudo primitivo, para agregar nue\i' J;i~J>lantea para quienes admiten la _li~~d de los laudos comple?1ent~os:
elementos al mismo, ya sea por haber advertido alguna omisión en él, ya ·'· .·· Aceptada esa licitud se admite la fi.¡ac1on de fecha de entrada en VIgenc1a. S1
por el deseo de resolver algún problema que ha suscitado o puesto de. es anterior plantea el problema de la retroactividad que veremos más
manifiesto ~u aplicación. Utilizaremos conjuntamente estas tres adelante.
denominaciones porque, aunque, en rigor, poseen un sentido etimológico.
gramatical algo distinto, se han usado casi siempre en forma indiscriminada.·. 100. (Cont. Contenido).
Cabe hacer una distinción dentro de estos tres tipos de laudos, si bi~n
ella no se ajusta a las tres denominaciones empleadas: " . . . . El contenido del laudo está impuesto por las funciones que deben
A) Aquellos laudos complementarios que rectifican una norma anterior: .[firéwnplir fos Consejos de Salarios. Por consiguiente, debe establecer el salario
B) Aquellos laudos complementarios que agregan una cláusula nuév\ . -~t~:.1foínimo apli~able a cada categoría de trabajo sometida a su jurisdicción.
aplicable a las mismas personas comprendidas en el laudo inicial. · • '!ft' ~f~~<:.. Esta fijación puede hacerse determinando el salario que debe pagarse a
C) Aquellos laudos complementarios que agregan una cláusula nuew ].;.;~éada categoría de trabajadores por hora o por _jornada o p~r semana o P.ºr
aplicable a personas no contempladas en el primitivo laudo. _· · ~~es o por pieza, según sea necesario o lo constdere converuente el Consejo.·
El primer caso es, evidentemente, inaceptable, por cuanto importa·u.,. ;:~J~uede ser complementada con la previsión de las situaciones especiales
modificación lisa y llana del laudo inicial que nadie, teóricamente, admite. P9 ·:;;-derivadas de la edad o de las aptitudes físicas o mentales restringidas de
eso no son muy frecuentes. · ··.~~:~guno o algunos de los empleados y con las deducciones que los patronos
· · El segundo caso es el más utilizado. Sin embargo, debe hacerse notat -~~:Podrán hacer sobre los salarios por los distintos provecho.s resultantes de la
«·"". .
que él puede importar una verdadera modificación del laudo original, ya qué ~· ··::-.naturaleza del empleo. e

cabe introducir una reforma por la vía de la adición. En efecto la adición de .


J::i,r~ Al Consejo no se le impone un detenninado tipo de escala ~- una
esa nueva norma implica una variante respecto de la situación r~sultante de·I~ ~"'..,.variedad o modalidad especial de salarios. Puede elegir lo que mejor le
161
160
parezca; pero, en cambio, tiene que sujetarse a esta única condicic{.:-
fijar los salarios por categorías.. . , _..
,. ::;~~~s del transporte urbano de Montevideo. En. varias ocasiones se ha
De todo lo anterior se desprende que queda obligatoriamente ~x'"' • · do en el laudo una cláusula redactada como la que sigue o en términos
· ; entes: "La percepción y efecti\/idad de los aumentos que regirán a
del laudo todo lo que no sea fijación de salarios y toda fijación de. s;i~ -
no se haga por categoría. - · -- ·~- ·-ydel.'.. queda condicionado al otorgamiento a la empresa por parte de las
Por consiguiente, queda excluido: ,_. '"'"Oridades públicas que correspondan, de los recursos pertinentes para
· .,,""-- los". - :e - · . · _.. · ' - -- - _·
1) Todo lo que no sea fijación de salarios y detenninación de ~~t~g
(80). - _:;,. - _ ~;oi'if:A. nuestro juicio, el problema del punto de vista jurídico es muy claro:
~~~Iao'Caben los laudos condicionados. Ninguna disposición de la ley 10.449
2) Toda fijación de salarios que no sea por categorías. '···
:~~naerie la menor mención a tal posibilidad y varias normas revelan que una
- 3) Toda remisión a un documento distinto del propio laudo. ..
:'it)~_~probado un laudo, debe ser cumplido sin que puedan esgrimirse reparos
Pese a la amplitud de esta afirmación, correspondería hacer un di'·~·
a) la remisión a disposiciones contenidas en laudos antJ -~~~T.ngun~ ~~ole. P~ro comp~e~demos que_ ~I problema no se plantea en
~'t:'jérillinos 3und1cos, smo econonucos y poltttcos que desembocan en un
pertenecientes al mismo grupo. ·
~~iérifrentamiento entre el gobierno nacional y el gobierno departamental y en
b) La remisión a otras resoluciones de Consejos de S ~FtOt!o enfrentamiento entre el sindicato que agrupa a los trabajadores del
anteriores del mismo grupo que no han sido publicadas en el Diario Ofi~i'
~~ylfáñSJ>orte·con las autoridades encargadas de autorizar el precio del boleto.
c) La remisión a normas contenidas en laudos de otros éoñ' ""' ... ..., .. -
~

~:::~·;:-;:-:---:-
de Salarios. - ,; -·
Las primeras remisiones son inconvenientes porque obligan a una-~
de investigación, interpretación y comparación de nonnas cada ;e~ ii
dificiles de hallar. A medida que pasa el tiempo la dificultad es mayor. :p·-==.="1 · El legislador previó tres formas de publicidad de los laudos:
1) Publicación en el Diario Oficial (art. 19, párrafo 2).
no pueden considerarse directamente ilegales. ·· ~
2) Publicación en otros diarios o periódicos, a juicio del P.E. (art. 19,
Las segundas remisiones son directamente ilegales porque preten' _
párrafo 2 in fine).
dar validez a normas desconocidas, que no pueden ser publicadas en el Diañ
- ·· ··· 3) Colocación de las tarifas que han de regir en el establecimiento o
Oficial, lo que impide el contralor del P.E. y la posible apelación de- .
_ industria en sitio visible de los mismos (art. 19, párrafo 4).
partes.
Las terceras también son ilegales porque desconocen el siste
?'. :io '' - Si bie_n 1.as tres medidas para la difusión del laudo están especificadas en

.~~'la ley, la mas importante es la aparición en el Diario Oficial ya que a partir de


estructurado por el legislador que clasificó las diversas actividades no~
~:~ fec~~ en que ella se produzca, corren diversos plazos, incluso el de
oficio sino por ramas de actividad. La aplicación de otro laudo romp~,
:·~~-apelac1on. Debe agregarse que el texto que aparece en el Diario Oficial debe
coincidencia que debe existir entre los sectores que han participado en'
elección de los delegados al Consejo y los sectores a quienes se les aplic~rÍt .· !)m~rse. p~r auténtico. Las partes cumplen con ajustarse a él, sin preocuparse
laudo. .. ,:_d_e s1 comc1de o no con el texto aprobado en el Consejo. Es éste el que debe .
' ..~cuparse por rectificar el error que puede haberse cometido en la
4) La inserción de una condición.
..::.....publicación.
El tema de los laudos condicionados ha sido
especialmente en ocasión de la aprobación de los laudos

S,1,.~ La publicación en otros diarios se ha ido produciendo de manera
~~-lnf~~al por decisión de cada medio de prensa; pero no conocemos ninguna
·:~~~ISlon del P.E. a este respecto. A través de este sistema se quería remediar
'.\~:i.;.::
(80) En El salario en el Urugua) (T II pág. 286 y siguientes) hemos transcrito divé · ~;:la difusión circunscrita del Diario Oficial a ciertos sectoresc de la población.
cláusulas de laudos e incluso de resoluciones del P.E. que importan una úolación de"" .~. ;:,Pero esta aparición en la prensa diaria no es completa ni sistemática.
~- ..11,· .. --:-~~-~ ·-
criterio que resulta claramente de las normas legales
162
163
:t.,.
La tercer medida de publicidad -colocación de la tarifa en ~ri"~ provocó nuevamente tensiones, discusiones y polémicas que
visible de la empresa- está instituída como una obligación de las e~Ír 00 en una gran discusión pública sobre la legalidad de la
·•
Pero no siempre se ha cumplido ni Jos inspectores de trahajo:,se . "'~yidad. '- - · . - ·· · - · - · . ·
preocupado mayormente de hacerla cumplir. ··· .. ~".~;EJ P.E. que a raíz del ejercicio cada vez más frecuente del recurso· de ·
· · .r' · ·ón contra los laudos, debió entender de esa impugnación de ilegalidad
io2. (Cont. Obligatoriedad en el tiempo). ;:~-- .csiernpre la tesis de la legalidad de esta decisión;basándose en una:~
{CdUni'equivocada del segundo párrafo del art. 19 de la ley según la cual se
El tema de la obligatoriedad en el tiempo se desdobla en dos ~Ped telfal>a· al Consejo de Salarios la faéultad de señalar la fecha de entrada en.
el límite inicial (¿desde cuándo rige el laudo?) y el límite final (¿hasta·clf~ .-.-.'<·'·éii· ·de la5 tarifas. Pero empezó a procurar que se acelerara el
. ?)
nge .. '~~~j¡Jclónamiento de los Consejos para acortar los períodos de retraoactividad.
Comenzaremos por el primero de esos aspectos. .'.'<1" ~":t.fy:con·ese objeto, dictó el decreto del 9 de marzo de 1948; en el que se declaró
A su vez debemos efectuar una distinción básica entre dos coriéé ~pq~_~yía de interpretación y como norma ~ 1.a que el P.E .. a~ustará sus
diferentes, que ~uchas veces se confunden, sin mucho rigor técnico ... ·=·· {~i::decisiones que, salvo el caso de acuerdo unarume, la retroactivtdad de los
En efecto' dentro de la frase "fecha de entrada en vigencia" se s· ;.: Jalídos no podrá exceder de la fecha de creación -o sea, de instalación- del
• H='.... ~,,..".;~~ -.... .
comprender dos cosas distintas: ':~'~Consejo de Salarios respectivo. Y justamente, para evitar que aún con esa
a) Fecha a partir de la cual rige la nueva escala de salarios. ;~~ limitación, la retroactividad fuera muy amplia por la demora del Consejo en
b) Fecha a partir de la cual debe cumplirse efectivamente el laudo. - ., ::::apróbar su laudo, se agregó un segundo artículo en el que se fija como plazo
Al primer sentido se alude generalmente con la denominacióntde . -~~normal para laudar el de noventa días, estableciéndose que el P.E. podrá
retroactividad del laudo. Se refiere al momento desde el cual los serviciosll s-:;·~er el plazo por sesenta días más.
trabajador deben ser valorizados de la manera establecida en la t ·:~ Ello fue evitando los principales excesos pero sin resolver el problema
aprobada por el Consejo. El segundo alude al momento en que el laudo~~- ni las discusiones, hasta que en 1950, la patronal de la industria metalúrgica
. hace ejecutorio, es decir, tiene que cumplirse efectivamente. Se refiere ~­ __,, aconsejó a sus afiliados abstenerse de pagar la retroactividad y plantear el
fecha después de la cual continuar abonando el salario anterior pü¿g;~ récurso de inconstitucionalidad que fue rechazado por la Suprema Corte.
castigarse corno una infracción. · :s: ,;.~ . Ese episodio que fue acompañado por una huelga prolongada sirvió
El problema de la retroactividad fue surgiendo en la práctica coilf ·para estimular a los Consejos de Salarios para que oo se demoraran en la
consecuencia del deseo de las delegaciones patronales de tomarse su tie~ , ~ Jprobación de sus laudos y que el P.E. a través de los miembros designados
para estudiar serenamente las categorías y la situación de la rama de iiidtiStñaJ i{{~r é~ procurara estimular la rapidez de su gestión. A ello contnbuyó que
comprendida en la órbita del laudo y de la presión de los delegados obn{, :!?2~e8pués de varios laudos en cada grupo, los Consejos de Salarios ya tenían
de que ese estudio no se hiciera a expensas de sus salarios porque todci~dí ~ddinidas las categorías y las disposiciones generales, por lo que casi lo único
que se demorara era un jornal que se perdía para la nueva tarifa. ·:L
1{:!1Ue debían decidir era el porcentaje ·de aumento.
La manera de conformar ambas aspiraciones fue establecer en un'!i :,;,,~, ~t'· -A partir de entonces, las demoras disminuyeron y con ellas ~
las primeras sesiones del Consejo, la fecha a partir de la cual iba a regí · 'tudes de las retroactividades, por lo que el problema perdió virulencia y
nueva tarifa de salarios. De ese modo, el Consejo podía deliberar con --- 'dad. ..
tranquilidad por ambas partes. Pero ello derivó en que se fueron distanciaJ1d iJtJ:· . El otro problema -el de la fecha de ent.rada en vigencia propiamente
· las fechas en las que se conocía el laudo y la que debía cumplirse, lo qu ~~-'í.~~cha- quedó desplazado por el problema antenor. '!.
empezó a convertirse en un problema financiero y práctico cada vez ~ás :,¡.. , Por otra parte, el problema carece de entidad porque está _muy
serio para la empresa :.:::: claramente resuelto por el legislador. Esa fecha la fija cada Consejo y, si no la
:·-{fija, el laudo entra a regir a los 30 días de su publicación en el Diario Oficial.
~;.-.---;­
- ~;;-""!':'
- ~, .
164
-~~z_:;
-~
- .
165
En la práctica, los Consejos se han abstenido de fijar fechas, poifi :E.
;El p no tiene plazo para optar por alguna de estas tres opciones pero
ha entrado a actuar la solución legal: a los 30 días de su publicación.'...·:· :;::. lo ha hecho en un plazo prudencial ya que todo el mecanismo pue~o
En muy pocos casos, los Consejos de Salarios han fijaaÓ~ --cha crea las expectativas consiguientes.
distintas de la previsión legal y ellas se relacionan justamente con el pf.
de la retroactividad. En algunos casos en que ésta era muy abulta~
fijaron diversas fechas para abonar los salarios correspondientes ¡;di'
períodos dentro del lapso cubierto por la retroactividad. . r:EI ·inciso 2 del art. 15 de la ley establece: "El Poder Ejecutivo, en
Sobre el límite final de la vigencia de los laudos, empezareÜÍó -~o-de Ministros podrá observar un salario acordado cuando a su juicio,
precisar que no existe ninguna disposición legal que trate este tema~~$( . ·nene las exigencias de un núnimo racional, por demasiado bajo. En tal ·
nada dice sobre el término final de la vigencia de un laudo, ello sighlfi~~ .,..~,Si el Consejo observado no rectifica convenientemente su resolución, el
rige indefinidamente hasta que se apruebe otro laudo que lo sustitú~·­ '
óder.Ejecutivo podrá establecer el mínimo", . . . .
laudo rige y es obligatorio mientras no entre en vigencia otro laudo:.'ji~ .~; t;Auilque el texto es muy claro, glosaremos brevemente esta disposición
reemplace. De acuerdo con lo que hemos expuesto en el tema de la dui: · ·¿fue incorporada como una garantía más a favor de los trabajadores, para
de los Consejos, que no baja del año, la duración de la vigencia suel ~ ' eventual caso de algún error, omisión o defección de algún Consejo de
superior a ese término. . · _· ~-:· ~ 'Mio~.· Su incorporación fue severamente cuestionada en la discusión
· ·· ámentaria ya que estaba prevista para laudos aprobados por unanimidad,
103. (Intervención del Poder Ejecutivo). · ".':..:'ó'5ea,-Cün el voto de la delegación del personal. ·.
~~~~'El órgano encargado de ejercer esta facultad no es el Ministerio de
Hay dos clases de intervención del Poder Ejecutivo en la aprobació~ ,~'::rr8bajo sino el Poder Ejecutivo en Consejo de Ministros. Por la importancia
los laudos. . ·~del acto, que sólo debe ejercerse excepcionalmente, pues representa una
a) La espontánea, que se produce inmediatamente de elevado el lau_,. ¡.;.·modificación del régimen normal de fijación de salarios, se exigió que la
por el Consejo y antes de que se haya publicado. ;~- decisión fuera tomada en la forma que revestía mayores garantías. Al dar
b) La provocada, que se presenta recién después de publicado el la~d"' ~~~intervención a todos los ministros, obligaba a una mayor reflexión y
a raíz de la interposición de un recurso de apelación. . ." ;; .,dehberación sobre el problema.
Err este momento, nos limitaremos a la primera que es la que se aju~~ ~·~:;;:,':::~:.:La oportunidad para ejercer esta facultad no se especifica pero
la etapa que vamos exponiendo, si bien no está mayormente reglamentada,. · . :~:;~pueceria que tuviese que ser antes de publicar el laudo en el Diario Oficial, o
Junto con aprobar el laudo respectivo, los Consejos suelen tomai~t v~fséa;en la etapa que estamos describiendo: cuando el P.E. recibe el laudo del
decisión, redactada en estos término o similares: "Elévase al Poder Ejecuti;o ';~,Consejo de Salarios y en lugar de enviarlo al. Diario Oficial para su
a sus efectos". ~ ~""'blicación, lo devuelve observado.
Una vez recibido el laudo, el Poder Ejecutivo tiene estas ~Ír .. · El P.E. en los poquísimos casos en que ha usado esta facultad, no se ha
alternativas: , . · o· a ningún momento especial. La ha ejercitado después de publicado el
a) Observar el laudo por considerar que contiene salarios demasiaic -do, al resolver el recurso de apelación después de vencido el término para
bajos. · -"~: · ~ lar, incluso después de comprobados fos resultados prácticos de la
b) Homologar el laudo, declarándolo obiigatorio para una industria~; plicación del laudo. Prácticamente en cualquier momento: Podrá objetarse
rama de industrias. ei punto de vista lógico pero no del punto de vista legal. ·~
c) Dar curso al trámite normal del laudo. ;;.¡¡;;... ,; ¿En qué casos cabe ejercer esta facultad?. Cuando, a )uicio del Poder
2;.i=:"Ejecutivo, un salario acordado por el Consejo no llene las exigencias de un
:..:::.~mo racional por demasiado bajo.
~=!;";

168 167
"'~
.. ~~.... : . '
--·-
En primer término, debe aclararse que basta con que haya··~.!...· ~.,;, · cter_ de un requisito que debe, necesariamente, llenarse para la validez de
que se repute demasiado bajo, para que quepa la observación, si_n~g · · -;nlisma.. Homologar se presenta siempre como sinónimo de aprobar,
necesario que todo el laudo sea bajo. Puede haber sólo una cat~o · . rmar, -dar fuerza . obligatoria. Es . el caso, por ejemplo, de _ la
salarios muy bajos; o, simplemente, una cláusula cuya aplicación !fe( .· :-;~Íqgación de los concordatos en el derecho comercial.
un salario muy reducido. Es el caso, por ejemplo de las deduccionés"a ·,:,~Pero surge de los antecedentes parlamentarios que el legislÍ!dor utilizó
y comida,- que si son muy elevadas, determinan una sensible _redl1~ --~expresión con un sentido distinto: el de extender la fuerza obligatoria de
salario núnimo. El P.E. ha llegado hasta a observar la falta de salarie>'"'"" _.e ,,;nariras a un ámbito profesional diferente de aquél al que pertenecía el

para una categoría. ~~:.Consejo que la dictó.


En segundo término, qué se entiende por un salario que no-1(· ·;~-"=~{~.~:En el infonne de la Comisión· de Legislación Social de la Cámara de
exigencias de un mínimo racional por demasiado bajo. Con ello~~;, "' _.'pµt~dos -que fue la que preparó el texto, donde se incluía esta disposición
aludir a un concepto razonable del salario mínimo que debe coincidir-"· .~~~n Jas mismas palabras que resultaron aprobadas- · se comenta de esta
definición del salario vital expresada en el artículo 1°. En otras palabr~::.- ~~,~era, la disposición que estamos explicando: "Esta disposición da nuevas
observarse aquel salario mínimo resultante del laudo que no ale · ¡~~füx1sibilidades al fallo del Consejo de Salarios. Este fallo podrá ser extendido
cifra indispensable para vivir. .. . ...... ~''7:~r~el propio Poder Ejecutivo para una industria o comercio o rama de Ja
En cuanto a la forma, caben distinguir diversos momentos .e#~.; ~":f':ñii~ril_a.. Pone en manos del Poder Ejecutivo la facultad de hacer justicia
proceso: t'~:(tlando los salarios son procedentes. La consecuencia es hacer innecesaria la
1) Fijación del salario por el Consejo y elevación del laudo al P.E.o '-~~ eonvocatoria de un nuevo Consejo.El Poder Ejecutivo resuelve por sí. Si se
2) Observación del P.E. en la forma y por las razones que acabam _ ''>tienen presentes las dificultades de cada convocatoria, se encuentra
indicar. El P.E. se limita a observar el salario y a expresar las razone8.._ :::="perfectamente lógica esta homologación que más que sustituir, interpreta lo
tiene para ello. - · resuelto por la entidad paritaria. Se hace facultativa esta homologación para
3) Nuevo estudio del salario observado por el Consejo de Salario~· o:· .. que el Poder Ejecutivo la adopte en aquellos casos de evidente utilidad y

cual puede modificar su resolución o mantener la anterior y comunicar - clara urgencia".


decisión al P.E. con los motivos que ha tenido para tomarla. Y en otra parte del informe, al referirse a la autoridad de las decisiones
4) Posibilidad del P.E. de establecer el núnimo que considere ad . .·. de los Consejos, se dice que "ella es plena. Sus decisiones tienen fuerza
siempre que el Consejo no haya rectificado convenientemente su resofo~ )~-:o~ligatoria entre las partes, y homologadas lo serán también para aquellas
Es una posibilidad, no una obligación ya que el P.E puede convencerse. . ~ industrias, ramas de industrias o comercios para los cuales se haya
las razones esgrimidas por el Consejo. J1°';extendido".
· Hemos subrayado las palabras "extendido" porque son las más claras
105. (Homologación). . ~~~tjt_indicar el significado de esta disposición. De acuerdo con este sentido, se
~faculta al Poder Ejecutivo, no para preparar una tarifa, sino para extender
El art. 30 de la ley 10.449 establece: "El Poder Ejecutivo - '~~·tarifa ya formulada por un Consejo a un sector profesional distinto de · .
homologar las tarifas de salarios declarándolas obligatorias para una in · ~-::~!<Juél para el que fue convocado el Consejo. En otros términos: el P.E. no fija
o rama de la industria o del comercio de toda la República o una part · : ~~~!arios minimos pero puede imponer como obligatorios los determinados
~a". :; \~r un Consejo para un sector laboral. Es una manifestación del fenómeno
. Lo primero que debe aclararse es el alcance de la expre,Si "º&.. frecuente en el moderno derecho del trabajo, de, la extensión o
"homologar" utilizada por la ley 10.449 que no es el hab"_ ~¿neralización de la fuerza obligatoria de ciertas normas profesionales.
Corrientemente, se entiende por homologación el acto de la autoridad :_ {~;.- ; ._· Entrando a los problemas que plantea el ejercicio de esta facÚÍtad,
perfecciona o da término a una operación jurídica teniendo por eso misillc> .?: Podemos hacer varias puntualizaciones.
·~ .. .:·-

168 l_- 169


. La primera es que esta facultad de homologación sólo la pu~~ ~;nuestro entender, el P.E. no puede alterar el contenido del laudo
el P.E. después de conocer los salarios, o sea, después de dictadó ;:.- _:;.,'.. la pequeña medida que acabamos de exponer cuando los observa
No sería posible, por ejemplo, ampliar la órbita de un Consejo-rnreÓt :,._,~(i:asiado bajos y el Consejo i~siste en ma:itene~lo o cuand~ d~!de el
funcionando. . ·. - : :- "; ·- ;;.,.... de apelación. Pero, en camb10, debe revisar s1 para la formac1on del
se _han cumplido todos los requisitos y condiciones formales y de
La segunda, es que la ley no establece ningún límite de Jiem
lógico es que se haga cuando se recibe el laudo. Pero ·Ja nbifü~-1;
.y

º- . --
""-.:",.."legalmente estableetdas.
-· · ·
-
· ·-
.
restringe el ejercicio de esta potestad a un determinado periodo)ip ;~Los motivos que nos llevan a expresar esta opinión son los sigu~ente~:
invocarse razones de conveniencia pero no de orden legal. . · _e ">.El primero es que debe partirse de la base .de ~~e el Poder Ejecutivo
La tercera es que esta facultad de extensión de las tarifas sói~ ltfimponérselo el inc. 4 del art. 168 de la Const1tuc1on, es el encargado de
ejercerse globalmente, es decir, sin dividir las tarifas. No podría ·él P•:- f.etúfar-las leyes y hacerlas ejecutar. Es, por tanto, el responsable de que
ejemplo, declarar obligatorios tales o cuales salarios: tendría que eXtetfd · ' · ía actividad administrativa del Estado se mueva dentro del marco legal.
tarifas íntegramente, porque su desarticulación puede desnaturali f$afünción -que pertenece a la esencia mi~ma del P~der Ejecutivo,- debe ser
significado y alcance de sus disposiciones y atenuar o suprimir la jusii~a éumplida en todos los actos, momentos y c1rcunsta:ic1as en qu~ ~ctúe.
las mismas. . - ;· : '"''~-t -,,:.,.EL segundo es que la ley impone una sene de cond1c~one~ par~ .la
La cuarta es que tampoco podría extenderla para uno_~~: .'~idez del laudo y como no prevé especialmente el recurso de nulidad, este
establecimientos determinados sino para una industria o rama de la irÍdu ~-S~ntralor del P.E. constituye la única forma eficaz de asegurar el
o el comercio. Los términos son más amplios que para la forma~íÓri!. ~~'eurñplimiento de dichos requisitos. . ·.
grupos. ':f:··· . ... El tercero es que si el laudo elevado por el Consejo no se ha ajustado a
Debe aclararse, asimismo que, en esta disposición, cuando se menct' f":C.·~ ·exigencias legales, sea por no haberse llenado todos los trámites. Y
una industria o rama de la industria o del comercio debe entenderse qu~ '-- requisitos formales, sea por contener di~posiciones que exceden la órbita
refiere, en sentido general, a toda actividad o sector profesional comprendi legal, el P.E. puede considerar que no existe laudo o que el documento que
por la ley. se eleva no es un laudo. .
, - Nosotros sostuvimos en 1956 que si el P.E. entiende que el laudo no se
l 06. (Envío del laudo al Diario Oficial). ajusta a las prescripciones legales, debe. devolverlo al Cons:j~ para que é~e
¡,,~ ;: corrija las deficiencias formales o matenales que posea, advut1endo _que solo
0

_ Como hemos expresado, en muy pocas oportunidades el P.E. ha he ·. . dará curso al laudo una vez que sea inobjetable, desde el punto de vtsta legal
uso de las opciones que acabarnos de mencionar. En la inmensa rnaycirÍ~. \-\\'.-(81). .
los casos, prosigue el curso normal del laudo que es el envío aJ Diario Ofiéí ,-·':-: Coincidiendo con este enfoque, el P.E. dictó el 24 de setiembre de
para su publicación. ~y;;_fo64 el decreto 369/964 sobre la tramitación de los laudos que sean
Ese envío ¿es automático? Durante casi los primeros 20 años"' ~\:::.-~~cibidos por el Ministerio de Industrias y Trabajo. . . .
aplicación de la ley, podemos decir que el P.E. cumplió mecánicamente· é ~-~·~·'·• En él se establece que dentro de las 24 horas de rectb1do un laudo, por
trámite como si fuera un procedimiento de rutina. -•:~ ;~tcel Ministerio de Industrias y Trabajo, será remitido a informe de la Asesoría
. P~ro al. cabo de casi dos décadas de funcionamiento de la ley -lo-qJ ===;=~~de Salarios, la que sin perjuicio de formular todas las observaciones q_ue
equivaha a mas de 12 laudos por grupo- fue surgiendo en la esfera del P.E;0 J'-t~:]uzgue del caso, deberá expedirse expresamente ac:rca d~. las constancias
inquietud por controlar la legalidad de los laudos, tanto del punto de vf ;·, .; que existan en el expediente con respecto a la constde'.?cton por parte del
fom1al como material e, incluso, por examinar el contenido de los laudos. , .: ~~.. Consejo de Salarios de los elementos establecidos por 'el art. 17 de_ la ley
.. 10.449.

171
170
Producido el referido infonne de la As . 3.}~
s · · · . esona de Salari , Ó7. (Recurso de apelación).
egu1ra e1 s1_gmente trámite, según el caso: os, ·e1.. -~ :"'! ~ .. . ,

. A) ~'. no existiere constancia en el laudo de . ~ :.'ic;. , . -«~ .. ~_,_·- .

co.n~1der~c1on los elementos establecidos or . haberse :'t ·a~co ,recurso previsto en la ley es el recurso de apelación, instituido
Mm1steno de Industrias y Trabaio d1·s
d ¡ . ~
d p.el . citado . texto
pon ra sm mas trám·t :"",
,:¡:.:-aft.;19: "Las decisiones de los Consejos de Salarios serán aplicables
e expediente al Consejo de Sal · ... fi d , . 1. e .1ª-d ~~el'~~ a?opt~~as por unanimidad de sus componentes''..;
.. anos a n e que est ,... · ·primer. tema que se plantea es el de saber cuáles son las decisiones
reqms1to. e cumpla ·<

í~.·' . . .
B) Si la Asesoría de Salarios no hubiere fo ~.~.~,~
cuanto al citado punto se remitira' el e d" lnnulado observ.él.éi .~Cabe preguntar si es sólo contra los 1.audos o también contra otras
d Sal · . ' · xpe 1ente a a Comí ·· C "'·•. ·•0óes-~de los Consejos. La letra de la disposición es bien amplia: las
e anos y Precios la que dispondra' d 8 d' s1on . oor
··
Una vez elevado el expediente a D e
' 1as para exped·
h
, ··
. irse.. '·"" ·;
espac o con los nfc · ....,
_;onesde los Consejos son todas las decisiones. Por otra parte, el art. 28
y ~1 J.uzgare suficientemente instruído . . . ' ormes pcC . ,,.,..1)ye'que el plazo deberá contarse desde la aparición en el Diario Oficial o
trarrute·· ' se segu1ra, segun el caso, el ·SI.. ' "e'. la fecha de la notificación. La primera posición se refiere al laudo, la
;··~da' a las otras resoluciones. Sin embargo, en la práctica sólo conocemos
a~ Si no hubiere observaciones ue form .. ~-;"·
~:1:~~~s Y Trabajo dispondrá la publicac~n de la ~:~~ió~ d~~t · dones contra los laudos.
;:!J~fti.preg~nta más importante es: ¿Cuándo falta la unanimidad?.
.. b) Si existieran observaciones en ·. . ~:·, q:~~:' La ·unanimidad significa el voto conforme de los cinco o siete
, dec1s1ón del Consejo o si se est· cuanto a la ~egulandad Jurídica (f anteifán"tes del Consejo, según los casos. El legislador aún a riesgo de
. · ' 1mara que los salanos fi. d ··'· 0 fuélirrir en un pleonasmo, se refiere a la unanimidad de los componentes, lo
cond 1c1ones de un mínimo rae· 1 d . . ~a os no reúii ·
resolución que corresponda p~:a por em~s1ado bajo~'. ~e proyeciáta. t\-=::qúe excluye la simple unanimidad de los asistentes a una reunión.
Nacional de Gobierno. ser sometida a dec1swn del Con . \'i.. Se han planteado dudas en algunos casos especiales que se han
A partir de esa fecha se hicieron . --~: ;;,: presentado en la práctica: discrepancias parciales, discrepancias anotadas en
P.E. a los laudos, los que n~ siem mas frecuentes las observaciones d ~c_el_texto que no se reiteran en la firma, discrepancias anotadas al pie de las
determinaba la anulación de algu~:~ ~r;r:a:c~~tad~s por
los Consejos, lo que · ·· fumas, a pesar de que en el texto se dice que el laudo se aprueba por
todos modos, era publicado íntegr isp~s1~wnes del laudo, que,~'d~ ;~__ unanimidad, manifestaciones equívocas que parecerían reflejar el deseo de
U . , . amente en el Diano Oficial . ., ;~-..- ~~:conciliar la unanimidad con la existencia de discrepancias, falta de presencia
n ejemplo t1p1co de lo que ocurría en . . ,
laudo para el sector de la salud ( esa ep_o~a, lo constituyo.~ ·~.~.:e!1 las reuniones del Consejo. ·
se publicó en el Dian·o Ofi ·a1 dgrul po 50) del 27 de d1c1embre de 1965 .q. u.e
c1 e 15 de m d ..
:·J;:';. ,. ~ El P.E. ha entendido siempre que la unanimidad -que cierra Ja
resolución del p E del 3 d fc b arzo e 1966 precedido de >.J ;:~:::Jiosibilidad del recurso- significa la conformidad total de los siete miembros
· · e e rero de 1966 ( 1 . ·c. ·
del laudo) y del 17 de fc b d que anu aba 35 dtsposicion.· '.~!~:~el Consejo sobre la totalidad del laudo. En cualquier caso de duda, como
e rero e 1966 (que sólo 1b ...
expli cando en los considerandos . . anu a a 17 disposicie>ef ·~~!! los ejemplos que acabamos de mencionar, debe optarse por abrir la
características del grupo comprend~e ~t~.ult1ma. ~ue dadas las especial posibilidad del recurso. ·
laborales que contribuían a 1 fu dt o, a ~~ adm1t1do ~gunas disposicion .. ~:¡;c,:.C ~ Cabe señalar, sin embargo, que la falta de unanimidad debe referirse al
de las diversas funciones com~ ~.a;nen;ac1on ~e la rac10nal categorizatíÓn -·~omento de la votación de los salarios -que es el momento en que se toma la
P~E. en cuanto a limitar la comreent 1 ~s. d ero ratificaba "la firme posición .d·.e.·t · i{resolución- porque si se produjo una votación realmente unánime, el laudo
' p enc1a e 1 e . ' .·
clara y expresamente establece 1 . os . ons~J?.s de Salarios a lo qu· ,;·:;,._no es apelable aunque alguno de los delegados omita o s~ niegue a colocar su
-- a mencionada d1spos1c1on legal". . '"°' ··-:.firma al pie del laudo.
'{· .
.¡:-."\¡.,.. - -
'-fE__f~~ ... _ -
(81) "El Salario en el Uruguav" T- II .
172 . . . . pag 3 3 ~
173
108. (C'ont. Quienes pueden interponerlo). . , Cabe agregar que los delegados ante el Consejo de Salarios -ni los
:':'' d()S por el P.E. ni los elegidos por las partes impersonales- pueden
El artículo 28 menéiona quiénes pueden interponer el re ,:,,.. c:rponer el recurso. De igual manera cabe precisar que no se exige ninguna
apelación: "Las asociaciones o sindicatos patronales o de trab~jadc~­ 0 ación entre la parte que formula la discrepancia habilitando el recurso,
tengan personería jurídica
. o personería reconocida por el Poder Jecu~ ·
E" ·
p.ijt.e~~u~ lo interpone.
por un cuarto de.1_nuinero de patronos, -obreros o empleado.s~que·~·
votado en la elecc10n de delegados obreros o patronales". ' ,_'.ct09. (Cont. Forma de interponer/o).
. . Con relación a l~s entidades gremiales, son las mismas qu~-.
~hc1tar la ~~nvocatona de los Consejos, por lo que son aplic~b "' ::A~ Ef art. 28 de la ley es muy claro al establecer sólo dos puntos a este
nusmas prec1s10nes (82). · ' .. , -,,.-.;- to. ·.
~ebe precisarse que no es necesario que sus integrantes p~rt~n '"·,.'...El primero es que el recurso debe ser interpuesto ante el Ministerio de
exclusivamente al grupo al cual pertenece el Consejo contra cuya resói·
apel~. Ji:~
.rJi'dustria y Trabajo, hoy Ministerio de Trabajo y Seguridad Social. No cabe,
se Es muy dificil que haya una coincidencia estricta entre pói consiguiente, interponerlo ante el Consejo de Salarios ni por medio de la
establecida para el grupo del Consejo de Salarios y la masa de afiliad -:;. .. :. diséordia inserta en el propio laudo. Tampoco cabe presentarlo ante
E bº . os.'
· . . n cam 10, tiene que existir necesariamente un interés . di~e~; ::';t.t!ii~iq'~iefdépendencia del Ministerio.
legitimo en el ejercicio del recurso. Por ejemplo, un sindicato de ladrill ~ ~':J;_. El otro punto es ~ue el r:curso debe ser fundado , o Sea , que
no puede apelar contra un laud? dictado para u~a fábrica de botones (8~} ;;::~conjuntamente con la mterposic1ón del recurso deben exponerse los
Aun. cu'.1°do los obreros mteresados marufiesten su conformidad oon- ~'~argumentos en que se basa el apelante o los apelantes para pretender la
laudo, el smd1cato gremial puede apelar. ~-- :;~modificación del laudo.
También pue?en apelar las entidades gremiales contra aquellos ¡~~á No se dice que debe ser por escrito, pero surge de su propio carácter
que ~as afecten dlíectamente. No distinguiendo la ley, las asociacio · ·de fundado, así como de la práctica administrativa corriente, que debe ser
~enuales tanto pu.eden apelar contra un laudo que afecte el gremio de ~~S' , ... por escrito. No habría inconveniente que fuere por telegrama o por fax,
integrantes como s1 las afecte directamente en cuanto entidades. .~.: ... -siempre que luego se presentaran los comprobantes o documentos
C~n. relación a la cuarta parte de los interesados, corresponde efl · complementarios en el caso que fuese necesario.
dos prec1s10nes. ..
La primera es que quienes firmen el recurso deben figurar en el re~;fro 110. (Cont. Plazo para interponer/o).
f~rm:uio para comprobar su pertenencia al grupo. De lo contrario podría:· :·
eJerc1?0 est.~ recurso por cualquier persona y carecería de sentido estable'° •\...;.~ . Cuándo debe interponerse, tan:bi.én está fijado .clar~ent~ p~r el art. 28
una d1mens1on proporcional. " .: -.;_.:de la ley: "dentro de las horas habtles de los diez d1as s1gu1entes a la
. La segunda es que no se requiere que haya votado en las elecci~1 .
~'f·/notificación o a la fecha de su publicación en el Diario Oficial".
JitL't:".,._·

pertt.nentes por cuanto la redacción de la norma no incluye esa exigenci~: · ik~"!f:,: Ya señalamos que esa doble posibilidad de ~omienzo de cómputo del
s~ dice un cuarto de los patronos que hubieren votado, sino un cuarto e . :..i€Pl_!Uo nos ponía de manifiesto que el recurso cabía tanto contra lás
numer? de _los patronos que hubiere votado. Es una exigencia numérica pe ::=;:¡resoluciones de los Consejos que se publicaban en el Diario Oficial -laudos-
no de identidad de personas. ,' t~~i: como contra otras resoluciones que, por no ser las tarifas de salarios, no
... requerían ser publicadas, pero que debían ser notific{ldas para que los
(82) Véase supra Nº 91. ..,.
.,~
~interesados las conociesen. \
(8~) No es un ejemplo imaginario sino real. Así lo resohió el P.E. con fecha 18 dé
~~ · Adviértase que el plazo de 1O días debe contarse incluyendo tanlo los
seuembre de 1952. · ·- · i,~i días hábiles como los feriados, si bien el recurso sólo puede interponerse
·~~:.~·~

174 175
dentro de las horas hábiles. Si el vencimiento del plazo legal cae en ·" ~~?' _.El plazo que tiene el P.E. para resolverlo es de 30 Oías:· La extensión
feriado, debe extenderse hasta el día siguiente, en virtud de los crite~­ /'fijarla es acertada porque treinta días constituyen un término suficientemente
generales aplicables y porque en cualquier caso de duda debe optarsepor; · ,-::'·';~e como para no ser perturbador y suficientemente amplio como para
soh..1ción que dé más garantías al apelante y que contribuya al mejor eSt ' ~"-pérnitir al Poder Ejecutivo un cuidadoso estudio del recurso, Lo que, en
de la solución. .. . _'tlcáinbio, no parece tan acertado es el medio práctico para hacer efectivo el
~p!~~~j_a.do: _la confirmación tácita _del Jaud_o al ~enciIDiento del mismo.
111. (Con!. Carencia di! efeclos smpensil·os). fi1".~t!Dtirante un largo período, en la época inicial de la aplicación de la ley, el P.E.·
:~:;,-~~ejó vencer sistemáticamente los plazos legales, haciendo pÓco menos que
La aplicación no tiene efecto suspensivo, · según ~::i'."tD~~ Ja previsión del legislador e ilusoria_ la garantía· que para las partes
expresamente el art. 29 de la ley. ,;· .::.o.:~.-r~~r~~n~aba el recurso. Posteriormente, el P.E. ha vigilado e( pla.io
Esto significa que puede exigirse él cumplimiento del laudo aun ~Ú~[°<:t J~~Pf<?Curand_o fallar el ~ecurso dentro- del régimen legal; pero, de todos modos,
se hubiese interpuesto el recurso y éste no hubiese sido fallado. .<-.: X~ºt:::~· .segmdo ocumendo casos de confirmación tácita del laudo por
En la práctica, durante el período de aplicación regular de la ley:-1~ ~~/vencimiento del plazo.
patronos no cumplían el laudo y ni. los trabajadores ni las autoridad' ,.· .. •· '. ·- _ · No está previsto en la ley ningún trámite para sustanciar el recurso. En
exigieron su cumplimiento hasta que estuviera ~esuelto el recurso. Eri ·ngor $_.:,_:~primera época el P.E. lo enviaba al Consejo de Salarios lo que le quitaba
el lapso que debe esperarse hasta que el recurso quede fallado no pÜéQ · ;,__:'."::-gian parte del plazo para estudiar el recurso. Posteriormente dio vista a las
pasar de 1O días ya que el laudo suele ser obligatorio a los treinta día~'=ae · :.-E~dades gremiales interesadas para controlar, y eventualmente controvertir,
publicado y el recurso de apelación tiene que estar resuelto dentro de 1 · ~"~~~ I2s argumentos que hayan exputfsto los apelantes.
treinta días de interpuesto, lo que no puede ocurrir después de los 1O días-:.."· El contenido de la resolución puede ser confirmar el fallo o revocarlo
publicado el laudo. ·. \ ·- · · -iñtroduciendo modificaciones. Para lo primero no se requiere que dicte u~
En un caso se exigió -y se obtuvo- el cumplimiento de la tarifa mientr texto expreso porque basta el mero transcurso del tiempo para que quede
se. estaba estudiando el recurso de apelación: el laudo dictado para la ban~ automáticamente confirmado; aunque lo más conveniente es que el P.E. dicte
~---una resolución aclarando por qué entiende que el laudo debe ser confirmado.
pnvada del 29 de agosto de 1-952. Lo curioso del caso es que esa exigenc1
se produjo en una de las pocas oportunidades en que el P.E. modificó· Para lo segundo se exige necesariamente un texto que indique qué partes del
laudo para rebajarlo. . _ laudo revoca, enmienda o suprime. Estas modificaciones no sólo pueden
La serie de problemas y complicaciones que provocó ese cumplimienl ? :: resultar de un contralor de legalidad, sino también de razones de
del laudo, previo a la resolución del recurso de apelación, puso en evide~.;,~ Jt.'?'·:.".Onveniencia o equidad. Y esas modificaciones pueden elevar los niveles
que la solución legal era equivocada. La corrección de este error legislati ;,¡;·.;,-salariales previstos en el laudo como rePajarlo_s.
i~~ ,... , Algunas veces, el P.E. ha encomendado al Consejo de Salarios la
1
se logró a través de la práctica seguida: esperar esos diez días hasta cono .
la decisión del P.E.. ~~~~i p~eparación de un nuevo laudo para cuya preparación se indican algunas
,.-,',,;.;~ectivas. Este procedimiento, si bien puede resultar cómodo -especialmente
112. (Con/. Resolución). z;~'.P.or la pequeñez de los plazos-- no se ajusta a las. disposiciones legales que
~~~,_resultan desconocidas en varios aspectos: plazos para decidir el recurso,
·~ La resolución del recurso compete al P.E, sin que se haya estable~(d(} ~-~;,iJnposibilidad de modificar el laudo por el propio Consejo que lo dictó,
que debe ser en Consejo de Ministros. Por consiguiente, tanto puede serp~ · . ~cprohibición de laudos sucesivos. Lo mismo puede decirse de una modalidad
el. ~residente y el Ministro como por el P.E. actuando en Consej~~Fe .: ;;_'siniilar pero reducida de lo anterior, como puede set el encomendar al
M1mstros. Normalmente se ha resuelto por el Presidente con el Ministro de ·. ''"_Consejo de Salarios un nuevo estudio de una cláusula. ~
ramo. •
177
176
En el caso de que se hayan interpuesto varios recursos, el P.E. tant .'",-51~ una serie de normas que se han ido acumulando, en foriñá'-~ás o menos
los ha resuelto por separado como en conjunto, a través de una resolució~ ·· "'~rdenada a lo largo del tiempo. ·
única. Cualquiera de los dos sistemas es posible del punto de vista· 1~· . ~..,.-~::_. -
porque la norma nada establece sobre el punto; pero resulta claro qu~:iá
soiución más lógica sea aquella que conduzca a resolver en un ·único
documento, las diversas apelaciones interpuestas contra el mismo laudo.iEn ·º-~~':.. ,;·,_En primer término, tenemos el art. 4 de la ley de jubilaciones del_ 7 de
esa forma, se pueden examinar globalmente las diversas· objeciones·ill-íauCJ9 . .:f~gosto de 1936, que dispone .que en l~s casos de ~umentos ~e s~_eldos o
llegando a una resolución que respete la econonúa general del misIT!o.?:- -~\;:c;jomales originados en converu?s colectivos de trabajo, la contnbuc10n _de la
evite las confusiones que puedan resultar de la lectura de una resolución qu -~,1.'t;diferencia por aumento del pnmer mes -que debe aportarse a la Caja _de ..
sea interpretada como el texto definitivo del laudo, el cual puede a través_:_· :·:;Jubilaciones:- será llevada a la cuenta de reintegros de _los empleados y_
la resolución de los otr~s recursos, sufrir otras modificaciones. · - -.'. ''~_.,. ~~~·obreros respectivos. Esto significa que, en lugar de hacer depositar toda la
La ley exige que la resolución del P.E. sea publicada dentro del ·plaz _ 'f~{diferencia del primer mes de aumento, se acumule el monto de esa diferencia
de l O días sancionándose el incumplimiento de esta disposición corí''ia /:· ~\ los aportes correspondientes a los años anteriores a la ley de afiliación, la
ineficacia de la resolución modificativa del laudo. Esta solución ha sid~~ >:· · 1Q.ue irá cubriéndose con el descuento del tres por ciento mensual del sueldo
criticada con razón porque ·si bien es lógico que se establezca un plazo paf -~;·•Ó>._fotal. _-
evitar la prolongación de la situación de incertidumbre, el ténnimo que se fij ._ Aun cuando esta ley sólo muy lateralmente roz.a nuestro lema, la
y la sanción que se determina parecen algo exagerados. En efecto, much ' .~;;~:-~:hemos querido mencionar por dos cosas: primero, porque demuestra que ya
veces p?r 1~. inercia natur~ del. trámite ~dministrativo, por dificultades d_ --.; .... ··a esa fecha los convenios colectivos ~ ha~ían dífundido considerablemente,
compagmac10n, por Ja eXJstenc1a de fenados, puede vencerse ese breve--·-"" .. sin ayuda de ninguna ley protectora m estimulante; segundo, porque revela
plazo, anulando de esa manera la resolución del P.E. Pesarían más esos - una actitud favorable por parte del legislador.
pequeños factores accidentales e involuntarios que la decisión de un poder~'
del Estado . :=-::.·
115. (Con!. Clases).
Aunque no se haya estipulaao cómo debe hacerse la publicación, se ha:
entendido siempre que es la aparición en el Diario Oficial. , En segundo término, la ley número 9.675 del 4 de agosto de 1937 que
Obligatoriamente deberá indicar la resolución la fecha en que entre ~n; ·.· '- . constituye la primer ley específica sobre convenios colectivos.
vigencia. El párrafo final del art. 29 dice: "La resolución del P.E. entrará en 'º Su contenido es brevísimo ya que consta sólo de cuatro artículos. En el
vigencia en la fecha que él mismo determine, dentro de los treinta días ~e :·primero, se faculta al Instituto Nacional del Trabajo y Servicios Ane~ados _Y
publicado". La ley 11.908 del 19 de diciembre de 1952 interpretó que si él_
j
al Instituto de Jubilaciones y Pensiones del Uruguay -lo que equ1valdna 1
P.E. no detenninase la fecha, su resolución entrará en vigencia a los 30 días actualmente a la Inspección General de Trabajo y al Banco de Previsión
&~~. ' , · Social- a vigilar, en lo que sea pertinente, el cumplimiento de los convenios 1
;
¡

:;,,:'.celebrados entre patronos y obreros. En el ~do, se establece que los·


113. (Convenios co!ec1i\'{).\). :~~~-convenios suscritos por mayoría por la Liga de la Construcción o entidades t
l
Í¿;_ afiliados una vez depositado un ejemplar de los mismos en el Instituto
Vamos a reseñar las distintas normas sobre convenios colectivos· en •,.;_;~NacionaÍ del Trabajo y Servicios Anexados (actual Inspección General del
materia de salarios, aprobadas en nuestro país, lo que obligará a enumerar ~:.~Trabajo) adquirirán fuerz.a obligatoria para los patrones ~liados o no a la
tanto las disposiciones que se refieran a los convenios colectivos en generaC "~.:::' expresada Liga o entidades. Prescindiremos del tercero qt,ie se refiere a .un •·1
¡
como las que específicamente versen sobre este tema. Esta introducciónc~ .:;..-.,.> tema general sobre salarios. El cuarto dispone que las infracciones a los ¡
evidencia que no hay una legislación sistemática sobre negociación colectiva,~ ~·

:~.

178 179
:::.::'·
:;-_;:;~ :
..¡_~F·~
-..;."e.'

referid~s ~onvenios serán ~astigados con multas que se harán efectivas por '"Jt"gan a la presente que establece competencia privativa en materia de
proced1m1ento que determme el P.E. . · :,, "·05 y sus categorías".
Se trata de una ley circunstancial y de emergencia que revela en1~ _:: 0 ' . ' En una primera lectura se interpretó este artículo en el sentido de que,
sus part.es ese o~gen, pero que tuvo gran trascendencia por ser la única"'y. ·- .. ~ de su aprobación, .los convenios colectivos podi~n seguir subsi~tiendo
su.propio contenido. ·> ! •• ., cualquier otra matena pero no para el tema salanal ya que en este los

Pe acuerdo con el mismo, cabe distinguir dos clases de convenios~ .,..o, ·jos .de .-Salarios tendrían competencia privativa, -lo ·que se entendió
. a) Los C<Hivenios colectivos comunes son los celebrados entre patr i.'ótJlO competencia ~xclusiva y e~cluyente. Es~ conclusión se veía r~~~rzada
y obreros. No se exige ningún otro requisito: no se necesita que las ·p..;;· por_ ciertas ex~res1ones ~nterudas _en el mforme de la Conus1on ~~
- ,- ... sean sindicatos; no se requiere expresamente la forma escrita; no se preci"' tegislación Social de la Camara de Representantes, que fue de donde part10
ins~rip~ión ni el depósito en el Instituto del Trabajo ni en la Caj ·~ .-dd proyecto. ·- _. . , . .. _
Jubtlac1ones, no es necesaria la homologación por parte del P.E. ni tarr{ )fj.v:t:;~,~~· .pero profundizando más el estudio del problema se percibe que la
la publicación en el Diario Oficial. · ;:4\. ~-!(~ri;petencia privativa atribuída a los Consejos de Salario no excluye, en
Pero el hecho de que establezca que dos órganos públicé:ní\~~ ¡;1r.rorma absoluta, la celebración de convenios colectivos referentes a salarios.
encargados del contralor de su cumplimiento y que se sancionará la violiét ~:-':--LO que excluye es la posibilidad de que se concierten convenios colectivos
de los mismos, importa el reconocimiento de la obligatoriedad ''de11o- .~,>:qúe"desmejoren la posición de los trabajadores con relación a la que resulta
mismos. Se entiende que sólo obliga a los fumantes; pero si una de las paff · ;*.::.:de los laudos. - ·
es una entidad gremial alcanza a los afiliados a la misma. En la práctica,"';eli · · ,· En efecto, los laudos determinan los salarios mínimos que han de
determinó que si las entidades son representativas, las acataba todo :·\· e;::~~ percibir los trabajadores pertenecientes al grupo establecido para ese Consejo
gremio. c;_c•.·de Salarios. Pero nada impide que las partes, sea individualmente, sea
b) Los convenios colectivos celebrados por la Liga de la Construcción. -~'.'--colectivamente concierten salarios superiores a los laudados. La propia
Tienen un valor "erga omnes" que desborda la órbita de afiliados a la naturaleza de los laudos -instrumentos de fijación de salarios mínimos- así lo
institución. Pero para que ocurra esto se requiere: a) que lo haya firmado fa detennina.
Liga de la Construcción o una entidad afiliada; b) que haya sido resuelta por Por otra parte, el infonne de la Comisión de Legislación Social -así
mayoría. En este caso son oblígatorios para todos los empresarios del sector ·como la opción del legislador- se refiere a la elección de métodos para la
estén o no afiliados a la entidad que lo firmó. :·.. :detenninación de salarios mínimos. El hecho de que se prefiera uno sobre
Se requiere que tengan forma escrita y que sea depositado un ejempf . ".: ' otro, no significa que necesariamente tenga que prescindirse del otro método
de los mismos en el Instituto Nacional del Trabajo. Aunque la ley ti": /~; para la fijación de salarios, siempre que se respeten los mínimos establecidos
especifica qué publicidad deben tener, hay que pensar que posean algu ' · ·'por el sistema preferido por el legislador.
para que todos los empleadores puedan conocer su contenido obligatorio.::. _., ..· . De .todo esto se deduce que únicamente deben considerarse excluídos
~~º·aquellos ·convenios colectivos que contradigan un laudo pero no los que no
116. (Cont. En materia de salarios). ·;,i :lo contrarian. . .
-~:~... · Esto es lo que ha aceptado tanto el P.E. como los propios Consejos de
· En tercer término, el art. 36 de la ley l 0.449 de 12 de noviembre dé~ :iT'Satarios como la jurisprudencia. Es, por otra parte, la práctica seguida
1943. Después de haber establecido que quedaban subsistentes i '.?~:-invariablemente en la realidad. Con posterioridad . a la puesta en
disp9siciones de la ley 9. 91 O del 5 de enero de 1940 y sus concordantes, ~) funcionamiento de la ley l O. 449 se han ido desarrollaqdo los convenios
sobre trabajo a domicilio, agrega: "Quedan igualmente subsistentes lás ;:.r?cólectivos con un vigor y una frondosidad que no se conocían antes, lo que
disposiciones de la ley 9.675 del 4 de agosto de 1937, en cuanto -,;~ demuestra que autoridades y trabajadores y empresarios han enteñdi_do
~,~_,~~unánimemente que la ley 10.449 no prohibía la celebración de converuos

180 181
-,- r":.caso, lo que hace el Consejo es, en definitiva, aprobi¡~n laudo, si
sobre salarios. Incluso, como consecuencia del funcionamiento ~ci '~utiliza para facilitar la tarea de establecer su contenido el texto de un
Consejos de Salarios, el P.E. ha instado a las partes a que celebren con~ ;émo que reproduce más o menos totalmente. En el segundo caso, ·eL
como medio de salvar los obstáculos legales ~o de Salarios no le agrega nada al convenio que sigue valiendo tanto ·
De modo, pues, que frente a un convenio colectivo que se ·refi :· ·•¡ñ antes. A lo sumo, esa homologación habria servido para darle al texto
salarios lo ·que corresponde no es negarle validez, sino examinar ,.si'/ 0
'lCOnvenio,- autenticidad en cuanto a: la .fecha y el contenido. ,Pero ,esa
oposición, contradicción o incompatibilidad entre dicho convenio ·colectrv ,J·. autenticidad se lograba presentando el convenio al Instituto Nacional
el laudo que corresponda. Si la hay, prima la norma contenida en el latido . 'Trabajo, o luego, al Ministerio de Trabajo, trámite que se generalizó
no la hay, vale la norma contenida en el convenio, la que se agrega a 1;fa; ~:~cho antes de que fuera impuesto obligatoriamente por el art. 438 de la
laudo (84 ). · · ·. -· ~-,iey -16.170 del 28 de diciembre de 1990 (85). Debe atribuirse esa práctica al
La difusión ce los convenios colectivos llevó a generalizar la 'p/' »!4dtseo de facilitar el cumplimiento de la función de vigilancia que la ley
de presentar los convenios a los Consejos· de · Salarios· para qt/ ~9.615 Je ha encomendado. Advirtamos, al pasar , que aquí tampoco
homologaran, los elevaran al P.E. y los publicaran en el Diario Oficial.-:;:f· ~~·éSiá'inos en presencia de una homologación como alguna vez lo entendió el
Aquí se empezó a utilizar la palabra "homologación" no con el sen1td '·l,.:'tnstituto Nacional del Trabajo sino únicamente de un acto de inscripción,
tan ~articular que le dio el art. 30 de la ley 10.449, sino con el signifi~
-J?~sim ó depósito.
prop10 de confirmar los acuerdos de partes para darles más firmeza ·~~-· • En realidad, lo que ocurre -y esta observación vale tanto para la
solemnidad. t.. pretendida homologación del Consejo de Salarios como para la del Instituto
En realidad, este acto de homologación carece de valor. i;. Nacional del Trabajo- que la homologación sólo puede existir en el caso
En e_fecto, mediante esa decisión del Consejo, denomina ~"':,.de que la ley la exija o la imponga. Supone siempre un acto imperfecto
"homologación", o el Consejo de Salarios incorpora el convenio a un laud~ · que requiere algo más para alcanzar todos sus efectos. Y tanto para una cosa
ya sea recogiéndolo dentro de un laudo principal, ya sea convirtiéndolo en u . c-0mo para la otra, se necesita una disposición legal. En efecto, para que
laudo particular o complementario- o se linúta a confirmarlo, actuando d . e podamos decir que un acto es imperfecto resulta indispensable una
acuerdo con el significado de "la palabra con que se denomina el acto. En e · prescripción legal. Del mismo modo, se requiere una prescripción legal para
poder saber cuál es la forma de suplir o compensar esa imperfección.
·. · La consecuencia práctica de estas precisiones es que el convenio
(8.J) En "El salario en el Uruguay" T JI pág. 387 poníamos e-0mo ejemplo de conv~;tl
colectivos válidos, los que se celebran para: "~ ,e colectivo, aunque sea homologado, conserva el mismo valor que tenía con
1) Regir en una acfr,idad no lau.dada. :,;~anterioridad, o sea, que sólo produce los efectos que hubiera producido sin
2) Elevar los salarios por encima de los mínimos fijados por un laudo. ~~-:e é~ · homologació.n. En otras palabras: el ~onvenio obliga:á únicamen~e a
3) Adelan~r los aumentos de salarios que pudieran fijar futuros laudos. (cont.) ... ·: .qwenes lo suscnban o a las personas afiliadas a las entidades grenuales
4) Detenmnar la fonna de cumplir el laudo.
. '- finnantes.
5) Establecer caregorias.
6) Definir las categorías
. ;;;!;t;~: Cabe agregar que tampoco aumenta el valor juridico por haberse .
7) Definir cuál es el laudo aplicable. ·,_,:.;.:enviado al P.E. o por haberse publicado en el Diario Oficial si bien su mayor
A su ,·ez, indicábamos como ejemplos de carentes de valor las siguientes: ~':..difusión contribuye a un mayor conocimiento y cumplimiento en la realidad
1) Los que establecieran rebajas de salarios.
'~~e< de los hechos.
2) Los que pretendieran introducir reformas en un laudo. -"<e A medida que la inflación fue creciendo, se acentuó la impaciencia por
3) Los que intentaran cambiar al grupo al que pertenece el establecimiento. tarifas que fueron reflejando la creciente desyalorización de la
.J) Los que buscaran impedir la convocatoria de un Consejo de Salarios.
5) Los que prepararan el contenido de un laudo.
6) Los que conceden pl:uos para abonar la retroactividad. .;. -
-;-i,;(85) Véase infra Nº 119.
183
1 R?
~:~

moneda, por lo que parecía una demora excesiva esperar lof"' · :.:oel lado de los trabajadores, las previsiones son mucho más complejas.
necesarios para las nuevas convocatorias de los Consejos de Sal~qs~:Si •-:--·· "be~ tres hipótesis: _
entonces, como solución fácil y eficaz jurídicamente,
. concertar"'é~
-_._,,,, ~ .:.: [.~)'u;a· ~~ga~ización representativa de los trabajador~s
colectivos -ya sea especiales para un determinado momento, ya sea_.~e~ :~)varias organiz~~jo~~s representativa~ de los trabajadores :
duración, pero con ajustes semestrales o trimestrales en función r: c) ~n _forma subs1d1ana: dele_gados elegt~os ~or el person~t : · . . _
modificaciones de los indices de los precios de consumo- conló-que ~ Queda excluída una forma bastante d1fund1da en la practica, . aunque
actual~zando los salarios con mayor agilidad y oportunidad. · ·· · ~oñada por la doctrina: la participació? directa de l~s trabajadores,
Contribuyó a ello que· 1a elaboración de una nueva tarifa ·se .. -··.-..: éen ·o _no para representar un determmado porcentaje del personal
simplificado porque ya estaban .estructuradas las categorías y sólo 'i!i. ;i'dü_"- -- - - --·- -- -·-- - --
- tarito en tanto se advertía la necesidad de introducir alguna modificaá() ~.::Surge de la redacción utilizada, que el legislador previó como normal
las definiciones o en las disposiciones generales. . . ,;, ;~~ tcLt~ií~enio celebrado por una organización represent~ti_va, es d~c'.r, la
Lo cierto es que a mediados de la década de los sesenta -época _d~ · ~ada · en . primer término, ya que las otras dos ongtnan preV1s1ones
inflación- los convenios colectivos fueron desplazando a los laudos ~~ciaies contenidas en los ~árrafos siguientes.. . .
totalmente sino en algunos sectores que se iban extendiendo. No se de~Jg · _. ~r· -~ Las previsiones especiales encaran dos s1tuac10nes diferentes: que no
el sistema, sino se le iba haciendo innecesario. ~--~:,:~'. ~t~-¡g·~~~z~~ión 'gremi~ de los trabajadores ~~volucrado~ o que háya varias
-o: ~orgaruzac10nes que se atnbuyen la representac1on de los mismos.
117. (Cont. Sujetos). 'f<'·z=~;;-~Én el caso de que no exista organización gremial de los trabajadores
i'f'i-¡;~lucrados, la representación de éstos será ejercida por delegados elegidos
En cuarto término, el art. 1 de la Ley 13.556 dei 26 de octubre dei9 .~~tila misma forma que para elegir los miembros de los Consejos de Salarios.
que se refiere a quienes pueden celebrar convenios colectivos válidos;'. · ··- Para que quepa esa hipótesis, es necesario que no exista organización
decir, quienes pueden ser sujetos de los convenios colectivos. :ó~' _ gl-emial representativa de los trabajadores. Esta exigencia de
Inicialmente planeada y preparada para regir solamente en :·_, . representatividad resulta de la interpretación armónica del contexto de la
licencia, adquirió alcance general como consecuencia de la inserción de~-~ -~~ ~onna. Ella se ve reforzada por una razón de lógica: si no, cualquier grupo
frase alusiva a la ley N" 9.675 del 4 de agosto de 1937 que, como henf · ~:de trabajadores por pequeño o artificial que fuese, podria impedir la
explicado, se refiere a todos los _convenios colectivos en general. En ef~ ~.~;plicación del régimen electivo.
el art. l comienza así: "Declárase a los efectos de la ley 12.590 del 23~~ ".".°' _· __ • No vamos a explicar el régimen electivo instituído porque ya lo hemos
diciembre de 1958, y de la ley N" 9.675 de 4 de agosto de 1937, eñ~;,J¡ ·_dés~rito (86).
pertinente... " La primera de las leyes mencionadas versa sobre vacación~ ·
;,;;~.t Se agrega que la convocatoria a elecciones, sólo será posible a petici?n
anuales; pero la segunda sobre convenios colectivos en general. .· _ ~'~}e un tercio de los trabajadores que puedan ser afectados por el converuo,
Esta norma no define los convenios colectivos sino que determina <fu ~~Ségún las planillas de trabajo.
sólo producirán los efectos legales previstos, aquellos convenios colectii ,-i'Z .. Esta fórmula es tan flexible que comprende varias posibilidades según
que hubieran reunido determinadas caracteristicas. Estas sólo se refieren- i,€el ámbito de aplicación que los interesados quieran dar en cada caso, al
los sujetos. '.' -:~~~convenio colectivo. Tanto puede ser una empresa como un grupo de
Del lado empleador, la ley prevé cuatro hipótesis: ~~~presas como un sector industrial más o menos extenso.
a) un empleador
b) un grupo de empleadores
füi-~ -
c) una organización representativa de empleadores
d) varias organizaciones representativas de empleadores.

184 185
··~-­ ···1ll>~eceria despren~erse de este t:~to legal q~e la COP~ -que era la
En el caso de que más de una organización se·_,;:atff •ºclave de la pol_íttca de contencton de precios y ·salano~ y de lucha
representación de los trabajadores ~fectados, el legislador -pr~~~;- . ~~-:i~·infl.ación- tuviera que dar a conocer un o~denarrue~to laboral
caminos que deberán intentarse sucesivamente. - ,.. "!" ·- . . "~f qué. de~ieran ajustarse cada uno de l~s .:onveruos col~v.os-, Esto~
En primer término, ·el acuerdo entre los varios sindicatos ; -~-. -·ser sometidos al contralor de la Corruston, la que podra tnd1car St
concertación del convenio. · · · ·" :3, · . -:;"'·-td~an o no con ese ordenaxnie~to general. Si había discordancias, la
. En segundo término, se le .dará preferencia al convenio susgj(~... ,,
Íi
· 'pIUN pOdía introducir las. modificaciones es dec!r, los ajustes necesarios 1.
organizaéión más representátiva. ' ' ' •.. , : . ·~"~omodarlos a ese ordenamiento general y preV10.
!! ¡
¡.'
~r,
-.'.
Para la determinación de la misma, se indican dos procedinü. Ysin· '"embargo, la COPRIN procedió de otra manera que dificilmente
aplicación sucesiva. · .~armonizarse con el texto legal.
r:
El primero es el tener en· cuenta los resultados de elecci · CorÍ. fecha 30 de setiembre de 1969 dictó la resolución ordinaria Nº 41
delegados en los ·. Consejós de Salarios y Cajas de Corripens~~lº -~blda . en estos términos: ·
Asignaciones Familiares u otros organismos de integración análoga:· -.j'~~ ~'.?1) Áutorizar la realización de convenios colectivos en lo que se refiere
Cuando con estos datos no surge clara cuál es la organiiaClón ~oñnaS· de reordenamiento · laboral y social, quedando los mismos
representativa, sea porque no ha habido elecciones recientes, sea pÜrgu: ·; etidos a las demás disposiciones de la presente resolución.
elecciones han tenido resultados contradictorios o carentes de significá: ~.~2>'.Convalidar, _en iguales condiciones, los convenios cólectivos
sea porque no pueden servir para determinar la fuerza de los· sindf. éilfudos con posterioridad al 20 de diciembre de 1968.
actualmente en pugna por respon_der a alineaciones distintas que se h~ , ·+:::J~~-:--·~3}°Las disposiciones que se adopten según lo dispuesto ~r la presente
alterando con el tiempo, recién cabe recurrir al segundo procedimiento.· <~-~lución, tendrán validez por un periodo de seis meses a partlf de la fecha
El segundo procedimiento consiste en tener en cuenta la anti~ ~:!de' su vigencia, al término del cual las partes deberán comunicar a la
continuidad e independencia de la organización. No se explica cómo p .. ?"'. COPRIN las modificaciones que crean necesario introducir, las que serán
cada uno de estos criterios cuando llevan a conclusiones diferent~_,, I::··cstudiadas y homologadas en su caso, por esta Comisión. .
contradictorias. Se trata de un problema de estimación racional, qu-e .; . . , 4) Por la vía de este régimen no podrán incrementarse directamente ru
órgano encargado de decidir debe ejercer con amplia discrecionalidad. ·: indirectamente las remuneraciones salariales ni fijarse categorías.
Cabe señalar que en ningún momento el legislador indicó la posibili ~,~~ En esta Resolución se sigue el criterio inverso al que resulta del texto
de combinar los dos tipos de criterios. ~h~a!: cada sector que quiera celebrar un convenio colectivo puede ~lebrarlo
El órgano encargado de efectuar la selección y aplicar estos criteri?~ ::;.:}luego enviarlo a la COPRlN. Aparentemente ésta no c?ntr~larta ,en .un
la Inspección General del Trabajo y de la Seguridad Social. ~~pruner momento los convenios sino que ese examen lo .r~a al. termmo
~'~-de los seis meses, cuando las partes quisieran introducrr modificaeto~es. O
118. (Cont. Contralor sobre j7J contenido). ,:.,, ,~ que ajustándonos al pie de la letra de la Resoluc_ión, podemos dectr que
!iasta seis meses queda autorizado cualquier co~veruo y que el contral~r. ~
En quinto término, el art. 3, apartado e de 'ª
ley 13. no del J.?~ Viene a realizar después. Lo que rio se aclara es s1 el contralor de la Corrus1on
diciembre de 1968, que estableció un contralor de su contenido. ,~:· · "'~:~ie verifica aun cuando no se introduzca ninguna modificación. Podría
La ley que acabamos de mencionar es la que instituyó la Comisi~~~d: :3desprenderse del hecho de que el convenio ten~a una vigencia limitada ª}ºs
Productividad, Precios e Ingresos, conocida por su sigla COPRIN, a la·c_ ~ .seis meses. Sin embargo, el texto es muy preciso en establec_er que son las
nos referiremos más adelante. ·· ~~·modificaciones que creen necesario introducir" las que seráp estudiadas Y
Entre los cometidos de dicha Comisión figura la siguiente: "Ajustad~ t:homologadas en su caso por la Comisión". -
...
.;~ '

normas de los convenios colectivos y laudos de Consejos de Salarios'"-~


acuerdo a los criterios que establezca para el ordenamiento laboral general";'~~· ..
,
187
La Resolución introduce. además, una expres10n muy signiti(:ah . <I-t Salvo este período de vigencia de la ley de COPRIN -que fue una ley
importante "y homologadas" lo que parecería dar a ent:nder que 1á:~2 i;-ica dentro de nuestro derecho laboral- no hubo control sobre el contenido
considera indispensable su intervención para dar validez a -los -~~~. .,, .-~ :tÓ:~,convenios colectivos (87).
colectivos. Y esto, evidentemente, no se desprende del texto legal:.... ,,.
Posteriormente el 9 de marzo de 1971 se dictó sobre el mis~o'f 119. (Cont. Registro obligatorio).
Resolución Ordinaria Nº-161 con el siguiente contenido: .· -·· :;_-~~:,~....
. l) Los convenios colectivos a que se refiere la R:solución Ord.i~~ :~?:·En sexto ténnino, el art. 438 de la ley 16.070 del 28 de diciembre de
41 deben ser presentados a la COPRIN, preVIo a su pu~~- '99o que impone la inscripción y el registro de los convenios colectivos en el
funcionamiento: -~ · iii5teñó de Trabajo y Seguridad Social. ·
· 2) Comprobado que su contenido está de acuer?o al. o~~:~,#i :-: ~e Con anterioridad ya el decreto N° 616/68 del 1O de octubre de 1968
legal vigente, COPRIN los autorizará por 6. meses, a partir de su apr?~;cio " ía 'declarado obligatorias la inscripción y el registro de los convenios
· Vencido el plazo, si no hay observaciones de las partes, l~s co,n_ye_ fCÓlectivos celebrados a partir del 1 de enero de 1967 en el Programa 13.04
colectivos serán prorrogados automáticamente por un año, con un 1!(~ ~-ldel Ministeño de Trabajo y Seguridad Social, dejándose constancia en dicho
de tres años, salvo que se hubiera establecido, de modo expreso;".P.- :?.'' icto de la fecha y lugar de la celebración del convenio.
determinado de vigencia. ·· · · ., · · ·• .. ' • ..\ Y~~::: . 'Dicha inscripción debía cumplirse dentro de los diez días de
3) Los convenios colectivos en los que no se hu~iera establ~idó pf . :~;~lebrados .
de vigencia podrán ser denunciados por las partes, debiendo mediar prea '· . :;.-..;-'- '· Quizá la falta de rango legal de la norma contribuyó a .que no se
a la COPRIN con un plazo no menor de 30 días y establecerse en cada e .- i:i='Cümpliera con la generalidad deseada, por lo que el P.E. propició la
los fundamentos de la denuncia. . :;.:::aprobación de esta disposición legal que repite sustancialmente la
Esta resolución cambia el procedimiento porque requiere su exam' reglamentaria. No establece plazo para el cumplimiento y se limita a
por la Comisión antes de entrar en vigent:i~; pero limita el mismo a verifi,~­ establecer multas para quienes no la cumplan, por lo que no es posible dudar
si está 0 no de acuerdo al orden legal vigente O sea, a un contralor de la validez y eficacia del convenio, aunque no esté inscrito. No es un
legalidad. Sin embargo en e! último numeral p~rec_e reservarse un exame~; requisito de solemnidad sino de publicidad.
los fundamentos de la denuncia de un convenio sm plazo, lo que no par
entrar en las atribuciones de la Comisión. , ~: ... : 120. (Fijación por organismos tripartitos de integración
El 15 de abril de 1977 se derogan las resoluciones 41 y 161 por me~? .. predominantemente gubernamentales).
de la Resolución 594. Poco tiempo después -el 3 de junio de 1977~"?-_.'
Resolución 598 declara con carácter interpretativo que la derogación de' . ~­ El régimen de los Consejos de Salarios complementado y desbordado
resoluciones ordinarias 41 y 161 dispuestas por la Resolución 594 no im.pli .. ~-2_.. por los convenios colectivos se interrumpió bruscamente a mediados de
dejar sin efecto los convenios que se hubieren aprobado al amparo de di~?: {'.1968.
normas. Agrega también que los convenios colectivos que se celebren., ~:·,: En ese momento se produjo un cambio en el derecho laboral de gran
partir de la fecha de vigencia de la Resolución 594 no ~:~~ficación: dejó de ser protector para ser regulador de la economía.
presentados a la Comisión para su puesta en fu~cionamiento . • ..
Esto significa que el contralor del contemdo de los convenios :es~ p ....z.i:....
;~ -~.__

propia decisión de la COPRIN -que era el órgano encargado de eJe~c~~r~ ~F~7>.Prescindimos de la llamada ley 15.328 del l de octubre de 1982.-aprobada durante el
~'Período de facto- que obligaba a presentar al Ministerio de Trabajo y"&guridád Social los
antes de que por decreto-ley 14. 791 del 8 de junio de 1978 se derogaran..
''lc-Jll'oyectos debidamente suscritos por las partes, a los efectos del control de su legalidad,
disposiciones de la ley de COPRlN referentes a esta facultad y desaparecte ::liOrcuanto dicha norma, fue anulada por la ley de convalidación Nº 15.738 del
la propia COPRIN. ..""' ":)3 de mal7.o de 1985. En \irtud de esta última decisión. debe considerarse como que dicha
·:?<:nonna nunca existió.
188 189
Esta transformación se inició con el Decreto 420 del 'P d~~', ~ ,Esta norma se combina con la ley Nº 17.131 del 24 de enero de 1967
1968 que establedó la congelación de. pre~ios y . salario~Y?!.:-t~ creó una Comisión Técnico Asesora de Política Salarial, compuesta por
decreto dictado dentro del régimen de medidas prontas de seguridad_. . ,~·~·represe.ntantes de reparticiones estatales destinadas al estudio, análisis
Los cuatro factores que influyeron para que se tomara u~i ·~edf · · -~ua~óñ.de una política salarial coordinada y annónica.
trascendente fueron los siguientes: · -~~·Estos cuatro factoreS influyeron conjuntamente para que se dictara este
a) El proceso inflacionario . ·:_ -~0-:-de'"congelación ·que ~en -su -artículo 4 ·disponía que "quedan
El país venía entrando desde varios años atrás en un ritmo ·d~·­ )~~tiizados a su nivel Vigente ·ar 26 de junio de 1968, los salarios, intereses.
inflacionario cada vez más desenfrenado hasta llegar a cifras insospié ;.'én general cualquier ingreso cuya modificación fuese susceptible de influir
en la historia del Uruguay. En 1967 había llegado al 135,36%-y en-fus -re et costo de los bienes y -servicios sujetos al presente régimen de
primeros meses de 1968 se había llegado a un 63,7% de elevació~c .. ..-. ilíiación".
precios~ lo que hada suponer que en el año se repetiría o supe.raría Í~.:·. '!f¡'.'' La fecha fijada era muy especial porque la mayoría de los grupos
196 7. Este fenómeno distorsionaba toda la economía. _ laÍáfiales variaban las tarifas cada seis meses. En consecuencia, tenían la
b) La mentalidad prevalente . . ¡;:'2"irltencióri- de variar los salarios el 1 de julio. Esto significaba que quedaban
En ese momento integraba el gabinete un conjunto de persoñas:de' .g::.;éongelados los salarios fijados en enero de 1968, o sea, que los trabajadores
prestigio personal extraído no del ambiente ·político sino d~(~~ · . ~~:'! ·íaÍi absorber la iriflación ocurrida en esos primeros seis meses del año.
empresarial. Coincidían en entender que el sistema de fijación periódi ~~;:;;-.- · Esto determinó tal resistencia y discusión que la ley estructurando un
los salarios en razón de la modificación de los precios era uno .de los fae1o .:}~~ema estable de fijación de salarios recién se promulgó el 16 de diciembre
decisivos en alimentar el proceso inflacionario. Por lo que había que éafüi) ~f 'de ese año.
al método aplicado en los 25 años anteriores. -· ;;;::_::-:-:. En el ínterin se aprobaron dos decretos: uno del 2 de setiembre
c) Los compromisos contraídos con el F.M.I. . estableciendo aumentos diferenciales para aquellos sectores de trabajadores
El Ministerio de Economía había difundido un documento titu!Íld que hubieran tenido su último aumento antes de enero de 1968 y otro del 11
Programa Económico y Financiero para el año 1968 que equivalía ~ :"'~ , . . de noviembre disponiendo un aumento del 25% sobre el salario básico
carta de intención en la que sostenía que debía sustituirse una econ~ffif :: -líquido con la particularidad de que no debía ser tenido en cuenta para
estancada y con inflación por un programa coherente de estabilizaciÓ~:.!: .~- ningún efecto del régimen laboral y de la seguridad social. Este último detalle
desarrollo. En lo referente a la política salarial anuncia que el MinisteriÓ. -'-':?.:""dio origen a una engorrosa discriminación de los salarios futuros, que se
Trabajo instrumentará un ordenamiento de los aumentos de los salarl" =·:· reavivaba en cada aumento posterior. Cabe destacar esta particularidad como
privados congruente con la política seguida en el sector público. A stÍ ;~cún símbolo de la complejidad del sistema fijado por decreto.
-it.~l.~t.:
enumera que para este sector no se requerirán aumentos en 1968 y sólo ín. ·
moderados en 1969. 121. (Comisión de Productividad, Precios e Ingresos (COPRIN)).
d) Ejemplo de los países vecinos.
En Brasil, la ley 4.725 del 13 de julio de 196.5 creó el Consejo Na~i··= ,.
l~: La congelación fue un primer paso, tomado con carácter urgente y por · .
de Política Salarial y el Decreto-Ley Nº 15 del 29 de julio de 1966 esta~!~ -:_~:eso necesariamente simple. Era necesario establecer un régimen más estable
normas y criterios para la uniformización de los reajustes salariales, los q 7~~fapto para conducir un proceso de lucha contra la inflación que no se podía
deberán ser anuales; prohibiéndose los aumentos superiores a los q, ;;;agotar en una simple medida.
resulten de ese criterio. ·~ _ -~¡:!~_-. Ese régimen requería centralización y dirección gubernamental, porque
En Argentina, la ley 17.224 del 31 de marzo de 1967 estableció, · ~~~ra una pieza fundamental de la política económica. Por eso, a partir de ese
régimen de fijación de las remuneraciones que significaba una estabilizaciÓ, .:~~·momento en lugar de los Consejos de Salarios actuó una comisión central,
p"--
por 18 meses. ··-

190 191
llamada Comisión de Productividad, Precios e Ingresos, de productividad y condiciones laborales, correspónda similar
nombre de COPRIN. ·~heración.
Fue creada por la ley 13.720 del 16 de diciembre de 1968,qti~ '"'~)) Fijar periódicamente las remuneraciones mínimas y máximas que
resultado de un dificil trámite parlamentario. . ·~·;.;·-. 'ián de corresponder a cada una de las categorías salariales. ;
La Comisión quedó constituída por nueve miembros: cinco deSi · <i e) Ajustar las normas de los convenios colectivos y Jaudos (le consejos
por el P.E. en Consejo de Ministros~ dos miembros por el sector _e..!TIP{Í :-salarios de acuerdo a los criterios que establezca para el ordenamiento
y dos miembros por el sector laboral. Los miembros representantes'r - 'tájge!leral. · . . . . ·
sectores profesionales eran elegidos por el P.E. en Consejo de Mini~~ ~~"· _Surge de la letra de esas disposiciones -que hemos reproducido
listas de seis candidatos que le proponían respectivamente las erit· :í:". ,. mente- que la misión de la Comisión debía ser ordenadora ya que una
empresariales y laborales representativas de la industria y el come~~{ ~ · ~ ~d~~-~.~ticas más insistentes en el proceso de discusión- de la ley era el
personería jurídica_ . . .,:.·: - · '"iden y la falta de criterios uniformes y racionales para determinar las
Como se ve, la preponderancia del P.E. se advierte en el niin;~¡.0 · rtb~~i~nes de las distintas categorías.
componentes pues la delegación del P.E. es mayoría por sí sola y t~b( ~:i-A ~se efecto, se le encomendaba a la Comisión elaborar un
el proceso de designación de los delegados profesionales ya que ~'
. . ··'P.I
Órd~~affiiento laboral general y formar categorías uniformes de actividades.
directamente nombrados por los interesados sino seleccionados por:el~Pi '- pO-o :la .Comisión en lugar de ello, se . limitó a .establecer aumentos
dentr~ de las listas presentadas. En la práctica, la influencia del P.E,]:· ;.;:¡;,;~e~t~ales sobre la estructura salarial anterior resultante .de los laudos y
todavta mayor porque los delegados no tenían margen de libertadJp. ü-cC>nvenios colectivos. Sólo una vez estableció un aumento uniforme de
apartarse de lo que decidía el Ministro de Trabajo, pues desde la pñm ~;$30.ooó en el deseo de establecer aumentos porcentuales mayores a los
fijación de salario se vio ciaro que si no coincidían con la decisión f !~':liiy_eles -más reducidos de salarios; pero ese sistema creó una serie de
Ministerio, debían renunciar. Luego ocurrió que el P.E. era el que fijabt=J ~problemas en los casos de jornada incompleta o de actividad peculiar.
aumentos, cupiéndole a la Comisión la tarea secundaria de reglamentar; Cabe puntualizar que inicialmente los aumentos eran anuales y luego
decisión tomada por el P.E.. . ~ con una periodicidad menor no especialmente establecida. De todos modos,
Cuando el país entró. en el régimen de facto, el P.E. resolvió ¡)* ·'-:nunca llegaban a compensar el crecimiento del índice de los precios de
decreto del 5 de abril de 1974 que la Comisión debía estar integr( _consumo, por lo que al cabo de la aplicación de este régimen el salario real
transitoriamente con los cinco miembros designados por el Poder EjecutiY l." ~bía decrecido a la mitad. Ese retraso no fue contrapesado con beneficios
Esta solución transitoria fue convertida en definitiva por el decreto=t ?~de otro tipo que fueron apareciendo en las resoluciones de la COPRIN.
14.257 _del 27 de agosto de 1974. ~i;;::_ Los salarios que resultaron de la aplicación de los porcentajes sobre los
La finalidad era articular medidas encaminadas a contrarrestarJo ~,.;salarios anteriores tenian la condición de salarios mínimos y máximos al
actuales factores inflacionarios, promover niveles óptimos en la producci~.,., ·.• ,,J:l!ismo tiempo. No era lo que resultaba de la ley que hablaba de máximos y
nacional y lograr _una equitativa distribución del ingreso. Pero se asegurab<Ú J!;~d~ mínimos, lo que significaba que debía haber algún margen de libertad.
dependencia del P.E. al agregar: "Las resoluciones de la Comisión . ·· -~:··Parecería desprenderse del tenor literal de la ley que quedase una franja .
sometidas a la consideración del P.E. en Consejo de Ministros, estándo~e á ~d9nde debía ubicarse el salario concertado. Por el sistema que se aplicó,
que éste decida por resolución fundada". _· .ild,~saparecía esa franja y no había ni rninimo ni máximo sino un salario fijo o
En el art. 3 se enumeran los cometidos principales de la Comisi' ~Ú!ljCO.
entre los cuales destacamos: ,; ~tf.J.:. Con relación a la forma de establecerlo generalmente se establecía un
a) Formular categorías uniformes de actividades tomando en cuenta ~~rcentaje único que debía calcularse sobre el salario míni~o anterior. En un
lugar de su radicación, procurando, en lo posible, que a igual tarea,-: .tt~o se estableció un doble porcentaje. El 29 oe setiembre de 1972 se aprobó
~~ Resolución Ordinaria 3 15 estableciendo con carácter general un aumento

192 193
del 20% y la Resolución Ordin~ria 316 dispo~endo par: d~e. ·.'~ ~:~·concepto de salario nurumo nacional se ha mantenido hasta ahora,
sectores profesionales que se consideraban sumergtd~s un 1OYo adicto "" ·enao no sólo como protección para un sector residual de trabajadores
se suma al 20% general. . · " • ·_ ... ·"'..;.como punto de referencia para múltiples aplicaciones.
En cuanto al . carácter de max.imo de ese salano resultante''., ,'•.:un segundo beneficio -importante por su permanencia, aunque luego
aplicación d~l porcentaje, el rigor inicial fue aflojándose a medida qu:;f - '---'varios años fue recogido enla ley- son las sumas que se destinan a facilitar
el tiempo. . . .. · · ~ ··r;,; _.. tr"goee de la licencia anual, conocido posteriormente en la práctica ·como
El primer paso para ese áflojamiento fue la posibilidad de los aum~ ~1'Safario vacacional, denominación que se ha incorporado a la norma vigente.
por productividad que se pennít~eron siempre que no ~obrepasaran del.!~ . ~El origen de este beneficio fue muy curioso. En la ley de liéencias 12.590 del
que no repercutieran en los precios y que fueran autonzados por las~~ ~fL_de diciembre de 1958 existe una disposición que crea la Comisión
(Resolución N° 16 del 24 de marzo de 1969). . , ., '~. l;!~Honoraria de Turismo Social, estableciéndose que las donaciones que se
Con fecha 7 de noviembre de 1974 se dicto la Resoluc1on N°. 51~ ;~fí:Jiigan a esa Comisión o las sumas que destinen a facilitar el goce de la
amplió las posibilidades de estos aumentos por producti".1dad la~ e_·" ~~licencia anual a sus personales estarán libres de todo gravamen fiscal o social
podían llegar al 20% del promedio mensual del t~tal de sal:mos no~·. fj~Y(árts. 26 y 27).
la empresa; no podían ser trasladados a los precios y deb~an ser regi. . -.:.. ·'i."'.-i?!'~.,.Esta disposición.pasó desapercibida durante más de 10 años que nadie
en la Comisión ..con una anticipación míruma de 1O días a la fech~ - ':" ~.~?reparó -en ella. Pero cuando á raíz de la congelación dispuesta en 1968, se
comienzo de su aplicación. ·.:'~ ~~bti8caban fórmulas y caminos para mejorar el salario de los interesados, a
En la resolución 522 del 7 de febrero de 1975 y 528 del 10 de ab~ . ;~·llguien se le ocurrió utilizar esta posibilidad para mejorar la remuneración de
1975 suprimen el monto global máxi~o del 200~. . , . · ., e ?:: los trabajadores, empezaron a entregarse sumas de dinero a los trabajadores
En esa misma línea de pensamtento de liberalizar este línute :. a
··~ cuenta o como adelanto de ~ste beneficio y cuando llegaba la licencia se
debe incluirse la Resolución 594 del 15 de abril de 1977 -que ya he. . saldaba lo anterior, firmando un recibo por el conjunto. El recurso se
mencionado- que suprime la necesidad de la apr?bación de los. conveni generalizó rápidamente, adoptando diversas formas, procedinúentos y
colectivos por parte de la COPRIN. En los cons1deran~os se dice que-~· <'"'-magnitudes.
actual política económica y salarial admite el ~torganuento de aum~nt_, .~,. . La COPRIN con el ánimo de ordenar el tema estableció en la
salariales por encima de los mínimos establecidos por ~ste org~ ... :;:r.~Resolución 366 del 31 de diciembre de 1972 como obligatorio un 60%;
condicionados al no traslado de su incidencia a los precios de bienes ,";;\luego en la Resolución 454 del 31 de diciembre de 1973 lo bajó al 45% que
servicios administrados" (88). Tf~semantuvo así hasta que la ley 16.101 del 10 de noviembre de 1989 lo
Expongamos ahora los beneficios adicionales que ~~l;"cónvirtió en obligación legal pero al nivel del 1000/o del salario liquido de
concediéndose por la COPRIN. vacaciones ..
El más importante de todos fue el establecimie~to ?e un salari~ , .~ Un tercer beneficio -que luego desapareció absorbido por las
nacional por debajo del cual nadie podía ser retnbwdo. Apare_c10 ·R1 ·~t-~~posiciones legales sobre seguridad social- fue el llamado salario familiar,
resolución ordinaria N" 57 del 29 de noviembre de 1969. Ese salario. • . ii~e representó la duplicación de los beneficios familiares de origen legal.
nacional que inicialmente benefició a un número reducido de trab~Jad~_r ~--- Apareció como una novedad interesante porque reveló la importancia
fue ampliando progresivamente su órbita de aplicación y de efi~ac1a, ,e :.,,,que podía tener la dimensión familiar en la política antinflacionaria en materia
medida en que los incrementos porcentuales fijados para el salario ~ ·. ~ retribuciones, en la Resolución N" 57 del 29 de noviembre de 1969.
nacional fueron más elevados que los que se disponían con carácter gen ,.._...,, Habiéndose constatado una inflación del 14% en el año anterior, se
~:ústableció un aumento del 8% de carácter general y bási~ y un 6% que se
zi'.'destinaría al pago de un salario familiar.
(88).Véase supra Nº 118. ~-~;;-

195
~~~=-
~~-
#iH:,;.-:- ___ J -

Este último porcentaje debía ser vertido por las empresas en el Coris" ~~:que esta transferencia es lo que interesa fundamentalmente en este decreto de
Central de Asignaciones Familiares y con el producido de la recaudación;'"' ~.,.i;_'intervención ya que no exis~ía la preocupación de cambiar las personas que
constituiría el "Fondo de Salario Familiar". Con él, el Consejo Central:deb ~'estaban al frente del orgarusmo, pues fueron nombrados interventores Jos
servir, por concepto de hogar constituído una partida análoga a la "priÓla -~
~mismos que integraban la Comisión. .
creada por la ley 13.559 y una suma mensual por hijo que se regularíá·en _ Entre los considerandos de la Resolución se dice que "se encuentra a
cuanto a monto y condiciones del mismo modo que la asignación famil~~ ~,~udio .. del Minist~ri.o · de Ec_onomía y Finanzas un proyecto de ley
sea, que se duplicaban los beneficios de hogar constituido y asignáci ';.i~~·_reestructurando orgaruca y func10nalmente la citada Comisión, en la cual se
familiar servidos por el régimen. ·-·" bu~can soluciones. coincidentes con las medidas que en este acto se adoptan".
Este destino prefijado permitió en -posteriores resoluciones bajar-.,_ ~-=::~:-·O sea, que lo nusmo que ocurrió con la integración de la Comisión, se
porcentaje destinado. a estos beneficios familiares, con lo que le .-rest 4--Wan~cipa, por vía de decreto, lo que posteriormente se homologa por medio
trascendencia práctica a la innovación. : :,···> ~-~~:de la ley. · ·
Un cuarto beneficio fue la prima por antigüedad introducida también -;fe - No extrañó, entonces, que algunos meses después, se aprobara el
por la resolución 366 del 31 de diciembre de 1972. A los efectos de-:1- :-;,;- decreto-ley 14. 791 del 8 de junio de 1978 que sustituye la Comisión de
misma, cada empresa debía integrar mensualmente un fondo con el 1,08% d~ · · Productividad, Precios e Ingresos (COPRIN), por la Dirección Nacional de
la totalidad mensual de los sueldos nominales que se abonaran a partir·del,~-- ""'.:".''Productividad, Precios e Ingresos (DINACOPRIN), como dependencia del
de enero de 1973. Dicho fondo se distribuiría entre los trabajado(-_ J~ Ministerio de Economía y Finanzas.
proporcionalmente a sus años de antigüedad en la empresa, debiemi. .:.... La fundamentación del P.E. de la reforma propuesta es altamente
distribuirse por trimestre~ La em_~resa debía tener en cuenta la ~ntigüedad ~~: ·_-ilustrativa de lo que se perseguía: "se elimina un organismo, la COPRIN que
1 de enero de cada ano, temendose un semestre como ano entero;:y~; fue creada fundamentalmente con el propósito de adoptar medidas tendientes
despreciándose las fracciones meno:es . n-,7f? - á contrarrestar los factores inflacionarios existentes en ese momento y cuya
La resolución 406 del 3 de Julio de 1973 dispone que las empresa~~~ permanencia, con la estructura y con los cometidos que le confieren las leyes
sigan formando el fondo previsto por la Resolución. 366. A su vez, la~~ en vigencia, no se justifica en la etapa actual de la evolución económica del
Resolución 454 del 31 de dici_embre de 1973 derogó a partir del l de ener~ - . país".
-·~·
de 1974 este beneficio que se sustituyó por un l % que se acumula itl 4'-t:: "La creación de la DINACOPRIN permitirá regular y ejercer la
porcentaje establecido por esta Resolución. El fondo que se había formad - · imprescindible vigilancia de la evolución de los niveles de precios, bienes y
debió distribuirse en la forma establecida. servicios, atendiendo a la incidencia tanto del comportamiento de los
distintos factores de costo y de los niveles de rentabilidad, como el grado de
122. (La Dirección Nacional de f'r(x./uctividad, Precios e competencia existente en los diversos mercados. Con esa finalidad es
(!J!NACOPRJN)). .necesario dotarla de las facultades qu~ le permitan adaptarse con flexibilidad
a las variaciones de Ja coyuntura económica".
Desde el momento en que desaparecieron las delegacion :.;:,.e:' "Es ilustrativo en este sentido, el hecho de que muchos son los países·
profesionales -que si bien minoritarias le daban un perfil autónomo- __ i .~e economía de mercado que han incorporado, en mayor o menor medida, a
acentuó cada vez más la dependencia de la COPRIN al P.E. cosa que, P 2~ _su funcionamiento, organismos responsables de similares cometidos entre
otra parte, condecía con el régimen autoritario que estaba viviendo el país:·~ __ .:~--los que corresponde destacar asimismo la investigación y el control ,de los
·.:~ Dentro de esa tendencia -y afirmándola no sólo en la dependenci_a~. ir factores distorsionantes del mercado, de fundamental irr¡portancia para el
gobierno sino también al equipo económico del mismo- aparece el Decréto ""'; pleno funcionamiento de aquella". ~-
138/977 del l l de marzo de 1977 que dispone la intervención de la COPRIN ·~,h • "A su vez, en lo referente a ingresos, la Dirección que se propone ·érear
y su transferencia al Ministerio de Economía y Finanzas. Debe considerar~ ±·..:'cumplirá con las previsiones contenidas en el Pian Nacional de Desarrollo

196 197
_:-=::...
'~-:~-·-- '
~~='-~·-

acerca de Ja necesidad de un organismo "que centralice, piense y tje-> -:.~''.··1) Los Consejos de Salarios que no_ habían sido· derogados ni expresa
· améóte (89) pero que no habían sido convocados por el P.E. desde
política salarial coherente con el resto de las políticas económicas .;:~ 1
De ese modo culmina el proceso que hemos descrito al c~-~i~-­ --~(fé't968. Sin esa convocatoria los Consejos no podían funcionar.
parágrafo anterior de convertir este elemento esencial del derecho d~i't -~~2 > Los convenios colectivos que aun sin _un estatut~ j~ridico co~pteto,
-como es la regUlación de los salarios- en parte de la política éconoffii · · '«ión -disposiciones legales que _los. reconoctan y le atnbwan detennmado~
El texto de la nueva ley-que deroga la ley 13.720, o sea la leyq~e / 05·: habían sobrevivido ese largo periodo y habían demostrado su
a_ la COPRlN-divide, en realidad, las atribuciones del organismo :11~ e •• cfud y utilidad, en cualquier circunstancia.

disuelve en dos grupos. · · ,--:.,-.-, . . ·- ~·c::'-3) La fijación por parte del P.E esta~leci~a por el decreto-ley 14. 791
Por un lado, las atnouciones referentes a precios, salarios y.cat . ·-;;8 ~de junio de 1978, que no habta sido anulada por la ley de
que pasan al nuevo organismo (DINACOPRIN) y· por otro lado ri\TáfidaciÓn del 13 de marzo de 1985. Esa no anulación, cuando se habían
atribuciones relacionadas con los conflictos de trabajo, que son traspa~~"'­ !':Jíado todas las normas sobre derecho colectivo de trabajo aprobadas en el
al Ministerio de Trabajo. _;t?.: "'?':odo de facto no fue fruto de un descuido o de un olvido. El nuevo
El P.E., a través de la DINACOPRlN, sigUió dirigiendo la polít{ 'obi~mo insistió en que no debía renunciarse a este instrumento hasta que no
fijación de salarios, sin mayores variaciones, sobre lo que venía haciéna · Sé-;;:gáflirua
-~- un sistema definitivo. ~ · · . .
por medio de la COPRIN. ··:· ._;;~.;;.~~: cLa urgencia existente en mejorar los niveles de las retnbucH;mes que
Quizá lo más llamativo. fue la tendencia hacia la liberalizációin: --~:;.;»tüJ,Yáh"quedado muy retrasadas y la impaciencia propia de los periodos de
régimen resultado de la contradicción propia del régimen nrii( ;:::~~peración de la libertad obligaban a actuar mu~ rápidamente .. Por
extremadamente autoritario y restrictivo de las libertades políticas; :,;p- .,,.,:;;::tonsiguiente, en lugar de preparar y gestionar la aprobación parlamentana de
imbuído -o aconsejado- en el plano económico de una orientación neoliber uii nuevo texto legal que iba a exigir presumiblemente una prolongada
que buscaba restringir Ja acción del Estado y conceder el máximo de libert - ~-discusión, el P.E. optó por utilizar el andamiaje existente buscando la dificil
· armonización de los tres métodos admitidos por medio de un sistema
a las fuerzas del mercado. " '
ecléctico y complejo qu~ no se ajusta a ~nguno de los modelos. . .
-

A ello se agregaba como otro factor de discordancia, la preocup«ici~' 0


__ - Lo primero que hizo el P.E. fue dictar un decreto muy ongmal -el N
por contener y disminuir la inflación.
El resultado de esas fuerzas en pugna fue un estímulo de los conve~ _'f,ú;: Ú4/985 del 25 de marzo de 1985- disponiendo el incremento de las
Estado fuera limitánd~
;;--;-femuneraciones tomando como nuevo salario la cantidad que resultara
colectivos para que la intervención del
progresivamente a fijar solamente el salario mínimo nacional, y la retribuci6' <~~~ayor de apli~ a los sueldos de enero de 1984 un 85% o a los de
del servicio doméstico y de los trabajadores rurales. }' noviembre de 1984 un 13% de incremento.
;,,,:, _ Esta medida' inmediata, fue tomada en ejercicio de las facultades
El momento del retiro del P.E. de la función que venía cumpliend
esta materia, era singularmente inoportuno, por cuanto si bien los sigñó :~~'Ótorgadas al P.E. por el decreto-ley 14.791, lo que explica el deseo
hacia la transición democrática empezaban a aparecer, no había toda~ ~~>'gubernamental de conservar la vigencia de esa no~- . .
acción sindical suficientemente fuerte y organizada como para discutir_.~ ¡;··,;;-;,;' Pero poco después de esa decisión de emergencia para recuperar el
igUaldad de condiciones con el sector patronal.
~~;~ valor de muchos salarios atrasados, se difundió el plan del P.E. para la
~:;=-~fijación futura de los salarios, el que constaba de dos piezas fundar:iental~s: la
123. (Experiencia posterior al restablecimiento de la democracia)-·.:: !J.~ creación de un Consejo Superior de Salarios y la puesta en functonanuento
~:~~: ~'J.
'•
.~. -
.:;¿~·:
(89). Hemos procurado demostrar tal afirmación en nuestra obra "Ré~men de fijación ~
.
Cuando se restablece la vida democrática en marzo de J 985, estab
vigentes estos tres regímenes de fijación de salario: - -· " - salarios por COPRIN". f. C. U. Montevideo 1974 pág 13 7 y en "El régimen legal postenor
-· a COPRIN". inserto en la revista Derecho laboral T XXI Nº 111 pág 356.
199
de los Consejos de Salarios con algunos retoques en relación a co~~
actuado durante los primeros 25 años de aplicación de la ley 10.449~~;:_ . "· · ¡ ¡ hizo en una atmósfera de diálogo y búsqueda de concertación y
genera, o .. __ .
El Consejo Superior .de Salarios se encaraba como la culrnfriacl~­
labor de concertación social que se había intentado -y logrado hélSfa~ ~;~a
.c;,:_.;,_(a d~
pieza fundamental fue la reposición los Consejos de Salarios ¡,

punto, por lo menos, en algunos aspectos- con la Concertacióni\ia~ -......10 cual el P.E. dictó el Decreto 178/85 del l O de mayo de 1985 .... · . .
~rogram~tica, con~cic!_a_~9mo CON~RO, que había per~ti_<l,o, [~~~\¡ -:'. E.se decreto parte del supuesto de la vigencia pl~na de _la ley 10.449
un ambiente de consenso una sene de problemas que _ plant · ,-"'<.:lextremo de que no se detiene en fundar ese punto, smo que entra
reinstitucionalización del país. · ,.,,. .... -~·e ·· te a reestructurar los grupos de actividad, a los efectos de la
~amen·
-C ....

. Se trataba de un órgano de alto nivel formado por el ~i. Q,nvocaton~ d e Jos Conseios ~ · De . esa
. forma sustituye las clasificaciones
Trabajo y los dos- funcfónarios de mayor jerarquía del ministeri~, A~l'co ~ª-das por el Decreto del 2~ de Juh~ de 1962. .
los representantes de la central de trabajadores (PIT-CNT), _y ;tas.'i .,~:C. Pero como hemos dicho, difiere en diversos aspectos del ¡
principales cámaras ·empresariales. En ocasiones, la--deJe'ga_ &edirniento cumplido con ante~oridad: . . .. 1
gubernamental estaba integrada también por el Ministro de Econo-""· ~- l:~a) Recurrió al procedirruento suplet?no de _des1gnac1on de los 1
f
Finanzas y por el Director de la Oficina de Planeamiento y Presupuesto~. ,·:-.·
anembros ya que en lugar de convocar a elecc10nes, . destgnaba a las personas !
A este órgano tripartito se le atribuían facultades de asesoramientQ ~- rcipuestas por los sindicatos más represe~tat1vos. . . . t
f
todo Jo concerniente a la materia salarial a fin . de concretar uria 'p6frt !" __-t:., ·En el art. 4 del Decreto 178 adVIerte que va a designar en forma t
armónica en dicho campo y a la promoción de las medidas conducent~ta' :~~~J¡fü~ de acuerdo a lo dispuesto en el inciso l _de~ art. 8 de la ley 10.419 y a t
t:
recuperación del salario real y de resolución en lo que respecta a la fijaq._ ~~t":io' convenido con los representantes de los ~ef~ndos sector~s. ;ero ocurre !.
periódica del salario núnimo nacional y de las remuneraciones que se fij 7~<· que el inciso 1 del art. 8 establece ~~ procedirruento supl~ono cuando una ~
-~;..:.·=de las partes no concurra a la elecc1on de su representante lo que supone la
por decreto y a la determinación de los criterios generales a los que dében
ajustarse los Consejos de Salarios.
Se buscaba 1a celebración de acuerdos marcos plural
.· ·~ convocatoria a elecciones, la preparación del acto y el hecho d~ que no se
.: •• presente nadie. Por otra parte, un texto legal no puede modificarse por
l~
descentralizados, que fueran definiendo una política de recuperación salan . . acuerdo con los representantes de los sectores ~teresados. De todos modos, j
lo más ordenada posible. En lugár de grandes acuerdos marco, como se habí . -- cabe consignar que no hubo quejas ni impugnaeto~es porque tod~s deseaban f
logrado por esa época en Italia y España, se buscaban múltiples acuerd_' --~ acelerar los procesos de constitución de los ConseJ?S. ~-n ese sentido, el P.E.
sectoriales pero promovidos por un impulso unificador (90). ;,~ . otorgó un plazo de 3 días hábiles a partir de la pu?Iicac1on del_ decreto e_n ~os
Pese a reiterados intentos del Ministerio de Trabajo, este órgano. ' · diarios de Ja capital para que las entidades gre1I11ales propusieran la norruna
llegó a institucionalizarse por lo que debió el propio Ministerio cumplir 1, ··de candidatos. Cabe anotar también que no hubo problemas sobre la
tareas que estaban destinadas a ese Consejo Superior. Cabe reconocer~,.·' · ,·~ representatividad de los candidatos propuestos. . . ~
.• b) Convocatoria simultánea de todos los Consejo~ de Salanos. En esto t¡.
no colide con ninguna disposición legal y contnbuye a ordenar el f
(90) Santiago Pérez del Castillo y Jorge Rosenbaum en un trabajo sobre ~oi
reimplantación de los Consejos de Salarios" expresan que mientras en los países europeos,.
procedimiento. · . · ¡ .
l
lo característico resulta ser la concreción de un gran pacto o acuerdo social que se inse~
e) Fijación de una fecha perentoria para laudar._ Esto s1 no se aJ~sta a j,¡
en el vértice superior de la pirámide negocia!, detenninando las materias y los márgenes .·texto legal. Si bien no se incluye_ en el decreto, lo difunden las autondades
que J'.'09rán ser desarrollados en los niveles descendentes, nuestro país preseiita del Ministerio en forma muy ampha. . . ¡
una "~tructura semejante a la de una pirámide trunca en su cúspide, carente de wi Estas dos características permiten ordenar el sistema ~e convocatonas ¡
j t• j
auténtico "convenio para convenir" ("La Concertación Socia(' por varios autores, F.C.f!: cuatrimestrales que arrastran fechas, también simultáneas de entrar -:n
MontC\-ideo 1985, pág. 393).
vigencia las soluciones: el 1 de junio, el 1 de octubre y el 1 de feb~er~ _del ano Í·
siguiente. Pero durante el período en que se aplicó el sistema, la fiJac1on del 1
. '''..l
200
r'
.'
: - l
201 J'
de febrero la hizo directamente el P.E. sm previa ritmo acelerado con que deben resolverse los problemas en un periodo de
Consejos de Salarios. ·1en5a inflación, desplazaron la atención de los aspectos formales hacia los
d) En las deliberaciones de los Consejos, los delegados ·. ci~j~ ¡je fondo. Concretamente a los porcentajes de aumento salarial dispuestos .. · · ·
desempeñan un papel muy activo. . ,., :.~""\'.·-~- La discusión se centró en la magnitud de las cifras establecidas porque
' Por empezar no son cargos honorarios como en la época anteriri/ · 'ias· instrucciones de los delegados del P.E. -influídas porlas instrucciones
que son designados funcionarios rentados que actúan en varios Consg. ·' .,,.,,..procedentes no sólo del Ministeiio de· Trabajo sino "ciel Ministerio de
que se dedican intensamente a esa tarea. "
.
. ........¡
_;,;.;::Economía y Finanzas preocupado por abatir la inflación- provocaron las
Los del~gados del P.E. no se limitan a acercar a las partes o ~-;;;· ~;:}4nayores discusiones.
entre ellas, smo que van con directivas e· instrucciones impartidas :p:. ~}~~·~, ' El centro del debate fue él contenido y la obligatoriedad o no de las
Ministerio de Trabajo. -- . _ . ,;::,;;;.~ ~~uúis'del P.E. de los que se hacen eco sus delegados eri las deliberaciones
, . e) Si las instruccio_nes del P.E. no eran seguidas, o si se vi~lab_;~·c¡;~o ~;i]oe tos Consejos.
hmt!~~ o topes est~blec1dos en las instrucciones, el P.E. no homologabíÍ.'I "-~-- El fondo del problema es la preocupación gubernamental por las
dec1s1on del Consejo, aunque contara con el consenso de ambas partes:~:.-~ éonsecuencias inflacionarias que puedan tener los aumentos concertados no
. esa_ manera el. do~um_ento vale como convenio colectivo y obliga sólo ~-I~s- .,¡.,;,,Sólo por su efecto directo sino también por el fenómeno de la incitación o del
afihados a las mst1~~1ones que han propuesto los nombres de los delegaaó~. s~:~contagio en otros sectores. Se introduce allí un enfoque económico que
f) La resoluc1on final del Consejo no tiene forma de laudo, sino~o .:.:.:e ._se contrapone al deseo de contemplar las necesidades y aspiraciones del
decreto del P.E. ·- ·-~':
:.:~: trabajo.
E_n los considerandos de los decretos se suele incluir uno redacl~~ · Durante Jos últimos años de la administración Sanguinetti, el esfuerzo
como sigue, o en térnúnos equivalentes: . -~:d - por evitar la indexación de los salarios en función de la elevación del costo
"I) Que al_ haber~ obviado el c~mplimiento de ciertos req~i~Ít~s~ de la vida llevó a formas de cálculo cada vez más complicadas y sofisticadas
fonnales para la mtegraeton de los ConseJOS de Salarios, la aplicación de la-,:. con fónnulas matemáticas que sólo podían entender muy pocas personas. A
ley 10.449 podría dar lugar a cuestionamientos de orden legal. 7' --- su vez, el gobierno trató de estimular los convenios colectivos medianos y
. I_I) Que a efectos de asegurar el cumplimiento integral de Ús-t:·· largos para evitar el desgaste y la pérdida de tiempo y energías que
c~~d1c1ones de trabajo acordadas en las negociaciones, es conveniente" provocaban las discusiones cuatrimestrales.
~til~ los mecanismos legales establecidos en el decreto ley 14. 79 l del 8 a~ En el período Lacalle se intentó primero sustituir como criterio de
JUntO de 1978". .·. ; ·. fijación la inflación futura en lugar de la inflación pasada. Pero desde la
Que por tal motivo, se excluye la posibilidad del recurso de apela~ióÜ primera ocasión en que fue a aplicarse ese sistema, se vio lo dificil que es
c~>ntra el lau~o Yª. ~ue tendría que recurrirse contra el decreto, por lo cual ri"" .. acertar con cifras que más que un pronóstico constituyen un anhelo o una
~gen las -~1spos1etones referentes al plazo · de resolución ni sobre ··ia :': .: . aspiración.
mterpretac1on de la no resolución en plazo. ·...... · En este período, el P.E. dejó de convocar a los Consejos de Salarios;
. ~arthou ha sostenido que ese documento tiene cabeza de convenÍ~i< '~ creándose en su sustitución una Mesa de Negociaciones Salariales dentro de
colectrvo, cuerp~. de laudo y forma de decreto (91). . . ·.,; J,· la división de Relaciones Laborales del Ministerio de Trabajo. Tiene una
La ~-ompleJtdad del problema jurídico por la conjunción y confusión de composición tripartita similar a los Consejos ·de Salarios~ pero no hay la
la actuacron ~e los Consejos de Salarios, la naturaleza convencional de los-, -- iniciativa del P.E. que había cuando se convocaban los Consejos.
acuerdos Y la mtervención del P.E. invocando el Decreto 14.791, así como -,",t i A lo sumo, lo que hizo el Ministerio fue una invitación a negociar para
propiciar convenios colectivos. Luego simplemente fue receptáculo de las

~ltim"' Ciend~'. ~· solicitudes de convocatorias de las partes.


(91) •r.a,

202
""""" "'1arial"" <n ol CW>dorno do la F"""tad do Dorecho y
Sociales N iO (Segunda serie). Montevideo 1989 pág. l lO. ·.:_a
.··. .,,·. ~--
.,
. ,·'·' ' .. 203
<e"(-
--~~

Esta renuencia -derivada de la mentalidad neoliberal de restriñgi . No es acumulable con otros beneficios similares. Así lo dice el art. 5 de
a~tuación del Estado- llevó al P.E. a anunciar que después de la fijáció_ · f8. ley: "La retribución prevista por las disposiciones de la presente ley no se ;
r
!.
setiembre d.e 199 l no iba a establecer más aumentos generales. Las paiif¡ acumulará a similares -retribuciones reconocidas convencionalmente o
utilizadas fuereon que se retiraría de las negociaciones quedando en In"' legalmente a los empleados u obreros. En dichos casos regirá cada año el
de las partes la concertación ~e -convenios colectivos salari_~!~~~p' - • · ·men más favorable para el trabajador". Surge de esta disposición que no
mantiene el establecimiento de criterios para homologar los COIJ.Y~iíi era propósito del legislador acumular' otro beneficio distinto al que existía en
colecti:vos y darle carácter obligatorio para el .sector. .: ~~,;]la práctica, sino extenderlo para que todos pudieran gozar de él. Pero se
El P.E. impulsó también en ésta época los convenios cole~iv9~; -;-i"iiene cuidado de precisar que en ningún caso esta ley podía servir para abatir
empr,ésa, pero no se h~ difundido mayormente ese sistema que co~t~~fi~' ·Z~'~i'monto del beneficio.
costumbres arraigadas en el medio. Por otra parte, en las empresas me9i ·
y pequeñas, el ambiente es muy desfavorable para poder negoci. 125. (Con!. Monto del_ beneficio).
condiciones de igualdad.