Vous êtes sur la page 1sur 3

APLAUSO PERDIDO

ANALISIS AL SEXENIO DE ENRIQUE PEÑA NIETO

Aplauso perdido, es un libro escrito por Daniel Kerner y Carlos Peterson, el cual,
como en su título nos dice; es un “análisis al sexenio de Enrique Peña Nieto”,
dividido en cuatro capítulos:
I. Te lo firmo y te lo cumplo
II. Moviendo a México
III. Lo bueno casi no cuenta, pero cuenta mucho
IV. ¿Y ustedes que hubieran hecho?
Nuestro libro inicia con el capitulo “Te lo firmo y te lo cumplo”, en donde nos habla
primeramente que el 2 de Julio del año 2000, el PRI pierde la elección
presidencial. Todos los del PRI culpaban a Zedillo por el “fracaso” que el partido
había sufrido desde el año 1997 en donde había perdido la mayoría del congreso
y luego el tan importante papel en la presidencia.
Los gobiernos Panistas generaros una gran expectativa entre los mexicanos, ante
la llegada de Chete Fox a la presidencia se pensaba que el puesto de presidente
era el todo poderoso, pero con el paso del tiempo de fue viendo que no era así,
esto, se vio reflejado en el sexenio, ya que, las reformas que Fox quizo impartir no
pasaron de la cámara baja y la cámara alta.
Quizá la mayor falla de Fox en los seis años de gobierno fue, su incapacidad de
renovar al Estado y consolidar la democracia mexicana.
Al final el gobernó Foxista destaco más por los escándalos. El descontento con
Fox y el PAN se vio reflejado en las elecciones del 2003 en donde su partido más
de 70 diputaciones, mientras el PRI incremento sus escaños, Quedando claro que
el Dinosaurio no se había extinguido.
Para las elecciones Federales del 2006, Fox intento dejar fuera a Andrés Manuel
López Obrador.
El dos de Julio de 2006 se presenció la elección presidencial mas competitiva de
la historia, en donde el triunfador; Felipe Calderón gano con diferencia de menos
un punto, AMLO se había negado a reconocer los resultados y se declaró
asimismo presidente legítimo, bloqueando el paseo de la reforma por tres meses.
Para el PRI, el descalabro de esta elección fue otro duro golpe, quedando en
tercer lugar, su retorno de veía muy lejos, aunque a nivel local seguía siendo la
primera fuerza nacional.
Lo que más marco el sexenio fue la famosa “guerra contra el narco” aunque no era
una de sus propuestas de campaña, (él se decía llamar en campaña como el
presidente del empleo) esta guerra desato una ola de violencia nunca jamás vista,
iniciando en los estados de Michoacán, enfrentando a los grupos criminales más
grandes y poderosos de todo el territorio nacional, dejando una cifra espeluznante
de muertos: 121,683 muertes violentas.
Los doce años donde el PAN gobernó, si bien hubo una estabilidad económica, la
pobreza que había bajado Fox, al termino de ambos sexenios, dejaban números
iguales que en sexenio de Zedillo.
Después de perder dos elecciones presidenciales seguidas, el PRI tuvo que
reinventarse para regresar al poder, en donde los gobernadores del partido
tuvieron que tomar roles importantes.
Salió un nuevo personaje, Enrique Peña Nieto (el rey copetón), que no tenía una
experiencia política tan grande, solo había fungido en cargos a nivel local en el
Establo de México, el fue el encargado de darle al PRI una nueva cara, una cara
fresca, nueva y renovada que el partido necesitada. Peña se destacaba por ser un
hombre joven y trabajador.
Y así fue, como Peña trabajo en conjunto con Televisa (que le daba imagen) para
que su partido regresara a tan anhelado puesto, aparte del descontento de la
sociedad con los dos sexenios del PAN, vieron en Quique una nueva alternativa
para liderar al País, a pesar del rechazo de una parte de la misma sociedad en
conjunto del grupo #yosoy132, de estudiantes principalmente de la Ibero, el
primero de Julio de 2012, Peña había ganado la elección presidencial, con menos
de 7 puntos de su contrincante más cercano: López Obrador, así en cómo
después de doce largos años, el dinosaurio despertó.
El PRI regreso, al poder con el objetivo de implementar varias reformas
estructurales que esperaran que detonaran el crecimiento económico.
El primer objetivo fue, el cual fue exitoso, aprobar dichas reformas a través de
acuerdo denominado “Pacto por México”.
La implementación de la reforma energética fue el mayor logro del sexenio,
aunque los resultados no fueron a favor. Desde el comienzo de dicha reforma se
han subastado y asignado 107 campos en 14 rondas.
La reforma en Telecomunicaciones también fue exitosa, aumento la competencia y
bajaron los precios, América Móvil solo ha disminuido del 70% al 66%, AT&T no
ha logrado aumentar del 12% desde que adquirió a Iusacell y Nextel. A Televisa
tampoco le ha afectado la reforma, de echo a aumentado del 55%al 57%.
La reforma fiscal, la más impopular de las reformas, termino por tener un impacto
positivo y permitió tener una estabilidad fiscal y economía a pesar de la caída del
precio del petróleo.
El desempeño de la economía no había sido lo esperado a las expectativas que el
gobierno había generado con las reformas, pero estuvo lejos de ser un fracaso.
En materia de seguridad, aunque los dos primeros dos años la tasa de homicidios
bajo, a partir de 2015 a 2017 comenzó a empeorar, siendo este último el año más
violento desde que se tienen registros.
Desde 2015, y con más fuerza en el 2016 la popularidad de gobernó bajo
demasiado para nunca recuperarse, al largo de estos años el PRI a perdido
fuerza, a pesar de haber ganado las elecciones en el Establo de Méjico.
El próximo gobierno tendrá un reto muy grande que enfrenta.