Vous êtes sur la page 1sur 12

Oficina en México

Organización
de las Naciones Unidas
para la Educación,
la Ciencia y la Cultura

La lectura
en la era
móvil Un estudio sobre la lectura móvil
en los países en desarrollo.
Una mirada desde México
El mundo se enfrenta a un desafío fundamental: cómo
La lectura llevar textos a los millones de personas que no tienen.
en la
Afortunadamente, Internet está contribuyendo a allanar
era
móvil el camino. Ha acelerado la difusión de información y, en
muchos casos, democratizado el acceso a ella. Hoy en día,
gracias a Internet, incluso los teléfonos celulares menos
costosos permiten leer libros. En todos los países en
desarrollo hay indicios de que mujeres y hombres, niñas
Un estudio sobre
la lectura móvil en
y niños leen libros en teléfonos de bajo costo. La lectura
móvil no es un fenómeno del futuro, sino una realidad del
los países en desarrollo

aquí y el ahora.
Oficina en México
Organización
de las Naciones Unidas
para la Educación,
la Ciencia y la Cultura

La lectura, el patrimonio
de los afectos
Desde el mismo día de su nacimiento en 1945, hace más de quinientos años, que está generando
la lectura y la alfabetización han sido dos de los alentadoras posibilidades para la democratización
principales desafíos y compromisos de la UNESCO. de la lectura en la era digital. En la actualidad, las
El segundo artículo del Acta Constitutiva de nuestra cifras que arrojan las estadísticas de las Naciones
institución confirma que, para contribuir a la paz Unidas nos obligan a considerar la escala de este
y al respeto universal de los derechos humanos, la fenómeno, a saber: existen más teléfonos celulares
UNESCO fomentará el conocimiento y la compren- que letrinas en el mundo; las aulas de medios de
sión mutua, dará impulso a la educación popular y a preescolar están generando nuevos retos al apren-
la difusión de la cultura, y ayudará a la conservación, dizaje y los procesos de alfabetización en todo el
al progreso y a la difusión del saber. Nada de esto es mundo; la posibilidad de acceder a miles de libros
posible sin la lectura, sin la escritura y sin el acceso con tecnología de bajo costo es ya una realidad
a los libros. Del mismo modo, su posibilitador, el innegable. Es así que la lectura digital ofrece una
lenguaje, es la voluntad de abolir la distancia entre oportunidad sin precedentes en la historia de la
el hombre y las cosas, como afirmaba Octavio Paz, y humanidad para poner, al alcance de todos, el
el que nos habilita para ingresar en todas las formas universo de la cultura escrita. Tal es el sentido con el
posibles orales y escritas de la universalidad. que la Oficina de la UNESCO en México ha tomado
la iniciativa de publicar en español el informe de
“La obra escrita es probablemente, en el orden
la UNESCO Lectura en la era móvil, con la finalidad de
de la creación intelectual, la que más hondamente
acercar al ámbito mexicano y latinoamericano una
y con mayor autenticidad expresa el espíritu del
reflexión internacional en marcha, especialmente
hombre.” Tal fue la conclusión con la que, en 1949,
en países donde las reformas educativas pueden
Torres Bodet, por entonces Director General de la
beneficiarse de una reflexión colectiva en términos
UNESCO, dio la bienvenida al comité de expertos
de la región.
que analizaron la creación de la colección Obras
Representativas, misma que hoy cuenta con más de Si bien la lectura digital puede no ser una
1,500 títulos y que se puede considerar una suerte de panacea, sí se trata de una oportunidad invaluable.
biblioteca de las bibliotecas debido a su naturaleza Para beneficiarse, y poder analizar en detalle sus
internacional, plurilingüe y pluricultural. ventajas e inconvenientes, es necesario promover,
entre otras condiciones, la universalización del
Desde 1949 a la fecha muchas cosas han
acceso a Internet, una mayor claridad en la gestión
cambiado, sobre todo a partir del surgimiento
de los derechos de autor, una puesta en práctica
del libro digital. En un sentido, gran parte de los
de modelos educativos que acompañen la in-
análisis actuales se han abocado al conflicto o la
corporación de las tecnologías móviles dentro y
convivencia del libro en papel y el libro digital, así
fuera de las aulas. Esta traducción al español del
como a las transformaciones de la industria editorial
informe Lectura en la era móvil puede contribuir sin
y sus repercusiones en el ámbito de los derechos de
duda a generar, en nuestra región, directrices
autor, tal y como fueron abordados por el emblem-
oportunas para el desarrollo de las políticas públicas
ático encuentro “El libro del mañana, el futuro de lo
y proveer, además, pautas metodológicas a los
escrito”, celebrado en Monza, Italia, durante el Foro
educadores para avanzar programas en torno a la
Mundial sobre la Cultura y las Industrias Culturales
lectura y a la alfabetización, sin abandonar el ex-
organizado por la UNESCO en 2011. En esa ocasión
traordinario patrimonio oral de Latinoamérica.
se dieron cita más de 200 delegaciones provenien-
tes de todos los sectores vinculados a la cadena de
producción del libro: autores, editores, bibliotecarios
y lectores fueron convocados por la UNESCO para
reflexionar sobre las prácticas de la lectura, sus
mercados y la necesidad de formar a lectores com-
prometidos y críticos.
Nuria Sanz
Y sí, hoy somos testigos de una transformación
Directora y Representante de la
sin precedentes desde la aparición de la imprenta, Oficina de la UNESCO en México
Reflexiones sobre lectura digital
Introducción Por el lado de la oferta, existen tres determinantes
principales: la disponibilidad y acceso a dispositivos, la
Existe hoy cierto avance en el reconocimiento de que la
existencia de libros digitales y la penetración en medios de
Cultura representa, además de elementos espirituales, estéticos
pago.
y morales que nos caracterizan por su contenido simbólico,
también un recurso económico y, como tal, productivo. La disponibilidad de dispositivos electrónicos hace
referencia a los diferentes medios de acceso que poseen
Dentro de este panorama, la lectura representa un factor
los usuarios. En general, podemos hablar de 3 plataformas
de desarrollo humano, creativo y cultural, ya que es un pilar
dominantes: tabletas/libros electrónicos, smartphones y
de desarrollo económico integral. El trasfondo de esto recae
laptops/computadoras. En este aspecto, se denota una
en la capacidad de difundir y plasmar una vasta diversidad
limitada disponibilidad de dispositivos cuyo efecto resulta en
de contenidos que permiten generar experiencias tanto
una restricción estructural al potencial de crecimiento para
recreativas como productivas y fundamentar una formación
la oferta. Tan solo en el caso de las computadoras, 45.4% de
humana y académica de alto nivel.
los hogares a nivel mundial cuentan con una computadora, al
La distribución de esos beneficios depende observar únicamente los hogares en países en desarrollo esta
primordialmente de la posibilidad de acceso a contenidos cifra disminuye a 32.9%.2
que, a su vez, son resultado de la diversidad que provee el
Aunado a lo anterior, la limitada cantidad de usuarios con
mercado de libros digitales y físicos. Efectivamente, a raíz de
acceso a medios de pago electrónicos (tarjetas de crédito/
los recientes avances tecnológicos, los medios de acceso se
débito) así como el hecho de que la mayor proporción de
han diversificado y multiplicado, dejando atrás la exclusividad
consumo de lectura electrónica proviene de productores
de la lectura física o de papel para ahora incorporar a la
extranjeros, generan un mercado nacional mermado y aún
lectura digital. A partir de esta dinámica, se provoca una
más limitado en términos de crecimiento.
transformación en los patrones de consumo de contenidos,
respondiendo a la adopción de diversos dispositivos Por otro lado, la oferta de libros digitales responde a la
como lectores de libros electrónicos, tabletas, smartphones demanda de los consumidores que impulsa la producción
y computadoras, más los dispositivos y plataformas de diferentes contenidos. En este sentido conviene destacar
tecnológicas de apropiación de contenidos que se sigan los diversos factores que determinan la demanda de libros
desarrollando. digitales, como son la posesión de tarjetas o sistemas de
crédito para pago en línea, el uso cotidiano de dispositivos
Por ende, los esfuerzos realizados para masificar la lectura
electrónicos y la complementariedad existente entre
y sus consecuentes beneficios, deben de considerar el efecto
diferentes plataformas de lectura tanto digitales como físicas.
distributivo que poseen las Tecnologías de la Información y
Comunicación (TIC). Por último, resalta que los determinantes de la demanda
de lectura no se restringen únicamente al ámbito digital.
En este contexto, la Organización de las Naciones Unidas
A decir, encontramos que el elemento que dictamina el
para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO) enuncia
consumo del contenido, y por ende la propagación de sus
lo siguiente: “Si todas las personas del planeta entendieran
beneficios mediante plataformas físicas o digitales, es la
que su teléfono celular podría transformarse —fácilmente
limitada demanda estructural por la lectura. De este modo,
y por poco dinero— en una biblioteca rebosante de libros,
la adopción de la lectura digital y física tendrá como motor el
el acceso a textos dejaría de ser un obstáculo para la
interés de los individuos por consumir este contenido, guiado
lectoescritura”1, haciendo de iniciativas como Worldreader
por el contexto cultural de la población.
Mobile un catalizador para el desarrollo humano.
Esta dinámica se llevará a cabo en un ecosistema de
Con la finalidad de explorar el escenario o contexto en
mercado donde resalta la coexistencia entre distintos
el cual la lectura física y electrónica se posicionan como un
medios de acceso que son utilizados como sustitutos y
elemento que propicia el desarrollo humano y económico, es
complementos por parte de los usuarios.
necesario considerar los factores que moldean al mercado de
libros, es decir la oferta y la demanda.
Así, es posible resaltar dos principales tendencias Sustitución y complementariedad
en el ámbito de la lectura digital: por el lado El desarrollo diverso y acelerado de nuevos medios de
microeconómico, destaca un proceso de sustitución parcial acceso a la lectura conlleva a una respuesta inmediata por
y complementariedad en plataformas de acceso, mientras parte de los consumidores. Para contextualizar la adopción
que en el aspecto macroeconómico encontramos la tecnológica y su efecto, es necesario identificar los patrones
diversificación, mejora y ampliación del mercado. de consumo de la lectura física.
Por ejemplo, en el caso de México, de acuerdo con la
Determinantes de la oferta Encuesta Nacional de Lectura 2012, entre 2006 y 2012 el porcentaje
y la demanda por la lectura de personas que reportaban leer libros en papel cayó de 56.4%
a 46.2% respectivamente.
Las principales diferencias entre la lectura física y la
electrónica se hacen latentes en los determinantes de la La caída en la proporción de lectores aunada a la constancia
oferta y la demanda. Esto se debe a que más allá de la de lectura es reflejo de una contracción en el consumo
alfabetización y el acceso, existe una cierta marginación agregado, pero también de una permanencia en el consumo
digital, es decir, restricciones para el acceso a contenidos en individual de aquellos que continúan siendo lectores. Es decir,
formato electrónico. un caso de concentración del hábito y la práctica de la lectura.

1 Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO), La lectura en la era móvil: Un estudio sobre la lectura móvil
en los países en desarrollo, (México, 2014), p. 17

2 ITU, Key ICT indicators for developed and developing countries and the world (totals and penetration rates), ITU, 2015.
Esta dinámica ayuda a esclarecer las tendencias existentes Con todo, lo importante no es cómo o en dónde es
en el mercado. que la gente lee, sino únicamente el hecho de que lea.
Ya sea por medio de un libro físico o por medio de un
Por un lado, existen consumidores que han adoptado
libro digital, lo importante es que existen cada vez más
diversas plataformas tecnológicas con la posibilidad de
medios de acceso para que la gente pueda interactuar con
sustituir parcial o totalmente el acceso a contenidos
diversos contenidos, ampliando la transmisión cultural y de
de lectura. Por el otro, se exhibe una capacidad por
información entre público que anteriormente no contaba
complementar la lectura física y la digital, exhibiendo un
con este hábito.
paralelismo en el consumo de contenidos entre diversas
plataformas. A decir, nos encontramos con una tendencia Si bien la lectura digital puede resultar en algunos casos
donde el lector continúa demandando un mismo bien, pero lo un sustituto de la lectura en papel, existe también un factor
hace a través de distintos puntos de acceso que interactúan de complementariedad que suele ser ignorado. El utilizar un
como sustitutos o complementos. dispositivo para leer no implica que no sea posible también
contar con fuentes escritas en papel, ni viceversa. De hecho,
Así, nuevamente resulta ilustrativo el caso de México, en
en realidad esto únicamente implica que habrá una mayor
donde a mediados del año 2015, el 14.5% de la población tiene
diversificación, ampliación o expansión del mercado y por lo
una tableta y existen 64.4 millones de smartphones, lo cual
tanto beneficios diversos tanto para los usuarios como para
representa un gran potencial en términos de población con
los oferentes.
capacidad de acceder a libros electrónicos.3
Así, la discusión no debe enfocarse en si sólo se leerán
libros en uno u otro formato, por la razón que sea. El avance
Diversificación y ampliación del mercado tecnológico permite que las personas lean más, en mayor
número de lugares y con mayor facilidad de acceso a los
La disponibilidad de dispositivos electrónicos propicia que
contenidos. Esto permite que el mercado de libros crezca de
exista mayor diversidad de contenidos. Además de ofrecer
manera significativa, con beneficios para todos: escritores,
nuevas plataformas asequibles y de fácil acceso para la
editores y consumidores. Esto permite crecer el “tamaño del
lectura.
pastel” de la industria editorial.
No obstante, el acceso a nuevos mercados de lectura
Para que esto suceda es importante que los editores y los
se ve limitado por el nivel educativo, edad, condiciones
lectores adopten las nuevas tecnologías y las vean como una
socioeconómicas de los individuos y niveles de adopción de
oportunidad de penetrar en otros mercados y no como una
Tecnologías de la Información y Comunicaciones (TIC). Si bien
amenaza.
una mayor cantidad de medios de acceso implica una mayor
disponibilidad y apropiación de contenidos, para que esta Además de los beneficios que los libros digitales
regla se cumpla es necesario que todos los individuos cuenten pueden aportar a la industria editorial, existen beneficios
por igual con acceso a dispositivos para la lectura digital así adicionales para sus usuarios como la capacidad para
como las condiciones para descarga de contenidos digitales. transportar una biblioteca completa en un solo dispositivo,
poder adaptar el tamaño de letra y, por supuesto, tener
En este aspecto resulta también conveniente identificar
al alcance de un botón la compra o descarga gratuita
que generaciones más jóvenes exigen cada vez más la
de un vasto acervo para leer inmediatamente. Eso sin
disponibilidad de contenidos electrónicos, por lo cual
mencionar sus aportaciones a la ecología pues ayudan a la
seremos testigos de un aumento en el consumo de este tipo
conservación de árboles y a la reducción de impresiones.
de material en los próximos años.
Sin embargo, nadie se atrevería a afirmar nunca más querer
Sin embargo, el caso extremo en que nuevas generaciones
ser partícipe del evento de culto de abrir un libro físico, con su
solamente leerán por medio de tabletas o smartphones (entre
textura, olor, color y sensación. Eso sin contar que la obra al
otros dispositivos) sigue siendo relativamente lejano y al
estar autografiado o dedicado lo hace invaluable.
menos en el corto y mediano plazo lo importante no será
cómo es que la gente lee, sino únicamente el hecho de que Estas razones permiten afirmar que ambos formatos
tomen un libro (físico o digital) y puedan disfrutar de su coexisten y coexistirán, generando beneficios para quienes
contenido. sepan aprovechar su complementariedad, tanto para
oferentes (editores, escritores) como para los consumidores.
Esto es un reto que las industrias culturales deberán
Y sin embargo, coexisten afrontar cada vez más. Aquellas que lo logren pueden aspirar
Dadas las características actuales de la industria editorial y a mayores beneficios económicos derivados de un mayor
el consumo de contenidos o materiales de lectura, es posible consumo pero también de la expansión del mercado, no solo
afirmar que en la actualidad no existe un dilema con respecto en México, sino también en el mundo.
a la desaparición de los libros físicos. Por eso, la adopción de nuevas tecnologías no debe ser
Es decir, que el crecimiento en el mercado de los libros vista como una amenaza a nuestros hábitos, sino como una
digitales no representa por sí mismo una amenaza para el de potenciación de nuestras capacidades de apropiación de
los libros en papel, sino que únicamente abre las puertas para contenidos.
ampliar la oferta de materiales de lectura permitiendo así la
democratización y mejores condiciones entre los usuarios. Es
dentro de este marco contextual, donde el aprovechamiento
de las TIC, como por ejemplo el despliegue de la lectura por
medio de los más de 6 mil millones de teléfonos celulares en
el mundo,4 resulta una herramienta de desarrollo humano Dr. Ernesto Piedras
esencial. Economista, ITAM-London School of Economics

3 Estimaciones 0ropias con base en información de Nomismæ Consulting S.C.

4 Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO), La lectura en la era móvil: Un estudio sobre la lectura
móvil en los países en desarrollo, (México, 2014), p. 16.
Alfabetizar en tiempo presente
“Leer y escribir son construcciones sociales. Cada puede ser productor de sus propios textos y puede seleccionar lo
época y cada circunstancia histórica dan nuevos que quiere leer. Internet es un espacio donde muchas voces tienen
sentidos a esos verbos.” Ferrerio, Emilia. (2001) lugar y los lectores circulan sin otro rumbo que el de su interés.
Junto con la idea de lectura, el concepto de alfabetización
también ha ido cambiando a lo largo de la historia, conforme
El informe sobre “la lectura en la era móvil” presenta una
han cambiado las prácticas sociales de lectura y escritura y la
caracterización de los lectores que utilizan sus teléfonos celulares
materialidad de los textos. De conocer el alfabeto a saber leer, de
como dispositivos para leer diferentes tipos de texto. Estos lectores
poder leer a saber leer y escribir. De “decodificar” a comprender
son en su mayoría jóvenes de menos de 34 años, hombres y con
un sistema de representación, de comprender a ser capaz de
un nivel educativo superior al promedio de los siete países en
comprender y producir textos con diversos propósitos. Todas
desarrollo donde se realizó la investigación. Las mujeres, a pesar de
estas variantes se encuentran involucradas en el concepto de
estar menos representadas, muestran ser lectoras más frecuentes y
alfabetización.
de mayor extensión en términos del tiempo dedicado a la lectura.
Hoy, en los inicios del siglo XXI, estar alfabetizado tiene un
El reporte ofrece información útil para asumir que los dispositivos
significado diferente porque las prácticas de lectura y escritura,
móviles ya se han popularizado, muchas personas tienen acceso a
así como la materialidad de los textos se han transformado. No
ellos y los utilizan para realizar variadas prácticas de lectura. Nos
es necesario agregar adjetivos como “digital, informacional,
muestra cómo pueden ayudar a disminuir algunas brechas entre
informativa”, etcétera. Estar alfabetizado, hoy por hoy, incluye
quienes leen y quienes no tienen acceso a materiales de lectura.
saber leer y escribir en la variedad de situaciones, dispositivos y
Sin caer en el optimismo ingenuo, nos proporciona datos para
materialidades que han surgido.
pensar cómo impulsar la lectura móvil en sectores sociales, grupos
de edad y género que aún no acceden a la tecnología. Todo esto, Si a principios del siglo XX saber firmar y leer instrucciones
sobre la base de una premisa importante: el acceso a materiales sencillas podían considerarse indicadores suficientes de que
de lectura, específicamente a libros, es condición necesaria para la alguien estaba alfabetizado, en la era móvil esto no alcanza. Saber
alfabetización. Condición necesaria pero no suficiente, ya que la leer consiste en saber buscar, seleccionar, interpretar y relacionar
alfabetización requiere de mucho más que el contacto con los libros: información. Y no sólo eso. En esta segunda década del siglo XXI
“el acceso a libros no garantiza de ningún modo ni necesariamente leer y escribir son actividades imprescindibles para participar en
fomenta siquiera la lectoescritura. Tirar con paracaídas libros a las casi todas las interacciones sociales. Los ciudadanos actuales
personas —sea a través de teléfonos celulares u otros medios— requieren saber utilizar diferentes soportes de lectura (el papel, la
es exactamente eso: dejar caer libros y marcharse. Extraer un pantalla) y saber manejar dispositivos tecnológicos que cambian
significado de los textos es un acto complejo que no se produce con más rapidez de la que uno quisiera.
sólo con la exposición” (p. 18).
Abundar en esta transformación del concepto de alfabetismo
Quiero destacar esta afirmación ya que (al menos en México) es pertinente para valorar con más precisión los resultados de este
las políticas gubernamentales con respecto a la alfabetización estudio. Si entendemos el término alfabetización con el alcance que
e incluso al mejoramiento de la calidad de la educación se exige la cultura escrita actual, los analfabetos no pueden definirse
sostienen en el reparto. Reparto de libros, reparto de materiales únicamente como aquellas personas que no saben leer y escribir.
didácticos, reparto de infraestructura tecnológica e incluso reparto Alfabetizar, en sentido amplio, significa introducir al que aprende
de contenidos. Pero pocas veces se enfocan a la formación de las en la cultura escrita de su tiempo. Aprender a leer y escribir “es
personas, a los procesos de largo plazo que se requieren para formar construir un nuevo objeto conceptual (la lengua escrita) y entrar
lectores que puedan afrontar los retos que representa integrarse a en otro tipo de intercambios lingüísticos y culturales” (Ferreiro, E.,
la cultura escrita de este siglo. 2007: p. 286), intercambios que, en nuestros días, están mediados
en gran parte por las TIC y por tanto son diferentes a las prácticas
Los autores señalan las limitaciones del estudio destacando
anteriores a la existencia de estos nuevos medios de producción y
las condiciones en que se recabaron los datos y los grupos
acceso a la información. Entre otras cosas, está alfabetizado aquel
sociales y rangos de edad que no están representados. Los
que puede manejar los dispositivos tecnológicos que hoy en día
hallazgos provienen, justamente, del estudio de hábitos lectores
son soportes de lectura y de producción para los más variados tipos
con personas que tienen acceso a la tecnología y tienen un nivel
de texto. En este sentido, los datos aquí presentados nos muestran
educativo que garantiza, de alguna manera, su acceso a la lectura.
hacia dónde pueden encaminarse las políticas públicas cuando la
Esto da un sesgo importante a los resultados, ya que son difíciles de
meta es lograr ciudadanos alfabetizados, capaces de participar de
generalizar hacia sectores de población para los que la tecnología
la vida social y democrática.
(principalmente la conectividad) no es accesible. Y menos aún, para
la población analfabeta que, además, es en un gran porcentaje En el caso de México, se considera que el 7% de la población es
mayor de 35 años. analfabeta. Más del 70% son mujeres en situación de pobreza y con
mucha frecuencia se trata de personas que no hablan español o lo
Más allá de las posibles críticas o limitaciones, el estudio aporta
hablan como segunda lengua (INEGI, 2010). Si bien la conectividad
datos concretos para obligarnos a repensar lo que entendemos por
se ha extendido (AMIPCI declara en su informe 2014 que el 50%
lectura y por alfabetización. Los verbos leer y escribir han adquirido
de la población tiene acceso a Internet) es justamente en los
significados diferentes a lo largo de la historia. La relación entre
lugares donde más se necesita donde aún no ha llegado. Estas
leer y escribir que actualmente nos parece natural no fue siempre
estadísticas esconden muchas cosas. Se refieren a los analfabetas
así. En Sumeria, Egipto o China, los escribas estaban encargados
como aquellas personas que no manejan “el código” de la escritura.
de realizar las marcas gráficas pero no necesariamente sabían leer
“La definición de ‘alfabetizado’ que manejan estas estadísticas es
y menos aún eran los productores de los textos. “…Las funciones
obsoleta. Si usáramos como definición ‘formar parte de la cultura
estaban tan separadas que los que controlaban el discurso que
letrada’ o ‘poder circular en la diversidad de textos que caracteriza
podía ser escrito no eran quienes escribían, y muchas veces
la cultura letrada, al menos como receptor de la misma’, las cifras
tampoco practicaban la lectura. Quienes escribían no eran lectores
serían espeluznantes.” (Ferreiro, E. 2001: p.57). Y aquí es donde
autorizados, y los lectores autorizados no eran escribas.” (Ferreiro,
los datos de este informe adquieren nuevo sentido: los celulares
E. 2001: p. 11)
pueden ser puentes idóneos para garantizar el acceso a los textos
Estas funciones están integradas en la idea de lector de nuestros si consideramos que la alfabetización no termina con la enseñanza
días. La era móvil, como se la denomina en este informe, concibe de un código y que los analfabetos son muchos más que los que nos
al lector como intérprete de significados al mismo tiempo que dicen las estadísticas.
Los resultados que nos presentan West y Chew revelan que Los datos obtenidos en este estudio corresponden en su
existe un mundo de lectores jóvenes que leen más a partir de mayoría a personas jóvenes con un nivel educativo más alto que el
que pueden leer en sus teléfonos. Le leen a otros y aumentan promedio de su país. Estos jóvenes no sólo saben leer. Saben utilizar
la frecuencia y cantidad de lecturas gracias a la ubicuidad que tecnología y han llegado más lejos que el promedio en términos de
permite la movilidad tecnológica. Las mujeres y las niñas leen más formación en el sistema educativo. Los otros, los adultos de mayor
que los hombres y los niños, prefieren la ficción y logran, a través edad, analfabetas o con pocas habilidades de lectura, no están
de la lectura móvil, participar en prácticas sociales que les están representados. Para ese conjunto de personas, ya sea en África
prohibidas. Con esto en mente, nos proponen líneas de acción para o en Latinoamérica, leer en teléfonos móviles no es tan sencillo.
solventar estos obstáculos y promover la lectura móvil allí donde Necesitan apropiarse de la tecnología al mismo tiempo que de la
no llegan los libros. lectura. Es un trabajo doble que requiere una intervención planeada,
intencional y estructurada. No alcanza, aunque es imprescindible,
Todos estos datos permiten pensar que los teléfonos móviles
con garantizar la conectividad y la variedad de lecturas de calidad.
pueden ser puentes hacia la lectura en países donde el analfabetismo
Es necesario educar. Y esto es un compromiso que requiere acciones
es preocupante. Las sugerencias de trabajo son precisas y
de largo plazo por parte de los gobiernos.
prometedoras. Sin embargo, como los mismos autores señalan,
existen obstáculos. El estudio pone de manifiesto la necesidad Cierro con una interpretación propia de las recomendaciones
apremiante de tener más textos y con géneros y temáticas más aquí plasmadas, con el ánimo de contribuir a que este tipo de
diversificadas. Textos apropiados para niños y para personas que estudios se realicen en países de nuestra región, que se pongan en
recién comienzan a leer. Textos en lenguas locales y textos que práctica acciones acordes a los problemas de cada contexto y que
ayuden a aprender las lenguas dominantes como segundas lenguas. se evalúen para poder trazar nuevas rutas, más precisas y efectivas.
Y sobre todo, conectividad. En nuestra región se discute si el acceso
Mientras se debate el tema del derecho a la conectividad es
a Internet debe considerarse un derecho. Pero aún no se resuelve el
fundamental trabajar simultáneamente para ampliar el acceso
dilema y lo cierto es que el acceso a Internet no existe justamente
a la conectividad y a los dispositivos móviles. Establecer puntos
donde la pobreza está más presente. No es de extrañar que, como
de acceso WiFi gratuitos en zonas donde las personas no tienen
señalan al inicio de este reporte, el efecto San Mateo sea una
recursos económicos para acceder a Internet. Distribuir en formato
realidad también en relación con el acceso a la tecnología. Los que
digital las bibliotecas de aula y escolares que actualmente se
menos tienen, también tienen menos posibilidades de acceso a la
realizan en papel. No sustituir, sino complementar los materiales
educación, a la salud, al trabajo… y obviamente, a la tecnología.
de lectura en papel con materiales digitales. Y asumir el desafío
La hoja de ruta que proponen para los tomadores de decisiones de desarrollar aplicaciones de lectura que puedan funcionar de
es clara: aprovechar la profusa difusión de los teléfonos celulares manera local, sin conexión. La evolución de la tecnología no es fácil
con acciones concretas: garantizar la conectividad, desarrollar de predecir, pero podemos suponer que si cada vez más personas se
materiales de lectura y difundir las posibilidades que ofrecen los conectan a Internet y lo hacen con más de un dispositivo, cada vez
teléfonos celulares para que más personas los utilicen como medios será más difícil estar conectados todos al mismo tiempo.
de lectura.
Finalmente, considero necesario integrar estas acciones en
Ahora bien, el reporte se basa en datos recabados en siete países programas de alfabetización para adultos donde aprender a leer y
en desarrollo, cinco de África, más India y Pakistán. ¿Qué podemos escribir incluya las herramientas digitales. Y sobre todo, formar a
retomar para nuestro contexto latinoamericano? ¿En qué nos los lectores de nuestro tiempo. Como señala Ferreiro:
parecemos y en qué no? ¿Las recomendaciones pueden aplicarse a
“Necesitamos lectores críticos, que duden de la veracidad
nuestros países?
de lo visivo impreso en papel o desplegado en pantalla, texto o
Contestar estas preguntas, sin duda, requeriría de muchos imagen; lectores que busquen comprender otras lenguas (¡cuánto
estudios. Sin embargo, aún a riesgo de simplificar el escenario, más fácil ahora con Internet!) sin menospreciar ni magnificar el
considero que hay elementos que pueden retomarse. En nuestros inglés hegemónico; que tengan una visión global de los problemas
países el efecto San Mateo está presente. El analfabetismo, en sociales y políticos (¡cuánto más fácil ahora con Internet!) sin
proporciones diferentes en cada país, es un problema actual. encerrarse en localismos estrechos. Lectores y productores de la
La multiplicación de teléfonos celulares también. Y también la lengua escrita inteligentes, alertas, críticos. Lo que siempre hemos
distribución desigual del acceso a la conectividad. Tenemos buscado. Difícil tarea, antes y ahora. Internet ayuda, qué duda
problemas comunes para los cuales las recomendaciones que cabe. Los libros y las bibliotecas también.” (Ferreiro, E., 2007: p. 277).
aquí se señalan son válidas y pueden orientar las acciones de Y yo agrego, también ayudan los teléfonos celulares y cualquier otro
nuestros gobiernos. dispositivo que esté al alcance de más gente. Pero lo fundamental
es entender que para educar se requieren personas formadas y
Sin embargo, me gustaría poner a discusión algunas
programas de largo plazo. Las campañas momentáneas sostenidas
características propias y otras que seguramente compartimos
sólo por el entusiasmo de muchos no son suficientes.
con los países estudiados pero que no salen a la luz en este
estudio. Efectivamente, los problemas de distribución de libros
y otros materiales de lectura pueden resolverse con los medios
digitales. Sin embargo, leer es una práctica que requiere de Dra. Marina Kriscautzky Laxague
la intervención didáctica. Ésta sólo se resuelve a través de la Coordinadora de Tecnología
interacción entre las personas. para la Educación, DGTIC-UNAM

Referencias
AMIPCI (2014). Estudio sobre los hábitos de los usuarios de Internet en México. Asociación Mexicana de Internet. Fecha de consulta: julio de 2015. Disponi-
ble en: https://www.amipci.org.mx/estudios/habitos_de_internet/Estudio_Habitos_del_Internauta_Mexicano_2014_V_MD.pdf
Ferreiro, Emilia. (2007). Alfabetización de niños y adultos. Textos escogidos. México, CREFAL, Colección Paideia Latinoamericana. p. 431.
Ferreiro, Emilia. (2001). Pasado y presente de los verbos leer y escribir. México, Fondo de Cultura Económica. p. 95.
INEGI (2010). Censo nacional de población. México, Instituto Nacional de Estadística, Geografía e Informática. Fecha de consulta: julio de 2015.
Disponible en: http://www.inegi.org.mx/sistemas/olap/proyectos/bd/consulta.asp?p=17159&c=17547&s=est
LA LECTURA
EN LA ERA MÓVIL
UN GRAN NÚMERO DE PERSONAS EN PAÍSES
EN DESARROLLO LEEN LIBROS E HISTORIAS
EN TELÉFONOS MÓVILES DE BAJO COSTO

LOS LIBROS SON ESCASOS


BIBLIOTECAS POR HABITANTE
El reto de la telefonía
LA MAYORÍA DE LAS PERSONAS EN 1 : 15,000
móvil en
ÁFRICA la educación
SUBSAHARIANA
NO POSEEN UN SÓLO LIBRO
REINO UNIDO

1 : 1,350,000
I EN PAÍSES POBRES, LAS ESCUELAS II
RARAMENTE PROPORCIONAN
La notable penetración de dispositivos de telefonía celular a “La lectura móvil no es un fenómeno del futuro sino una
nivel global enfrenta a los educadores a un nuevo reto que realidad del aquí y el ahora” cita el informe. Frente a la gran
LIBROS DE TEXTO
consiste en integrarlos como herramientas de aprendizaje penetración de dispositivos móviles en países en desarrollo,
NIGERIA
dentro y fuera de las escuelas. Particularmente en lo se hace evidente el potencial de éstos para contribuir con el
relacionado con la lectura, los dispositivos de bajo costo cierre de la brecha de acceso a contenidos de lectura.

PERO LOS TELÉFONOS MÓVILES ESTÁN EN TODOS LAD


resultan una vía de acceso ágil y asequible a contenidos como
libros.
A partir del estudio de los hábitos de lectura y
características de los lectores móviles en países de desarrollo,
En el informe La lectura en la era móvil: Un estudio sobre la se identifican importantes datos que invitan a todo aquel

7 4.5
lectura móvil en los países en desarrollo se presentan importantes interesado en la alfabetización a revisar nuevos mecanismos

6
conclusiones dignas de considerarse en el desarrollo de de promoción de lectura dentro y fuera de entornos
estrategias y políticas públicas enfocadas a la promoción de escolarizados.
la lectura entre las personas con menos recursos.MIL Se presenta
informaciónMILrespecto
MILLONES a los contenidos consultados, hábitos y MILduda,
Sin MILLONES
en informe exhorta a comprender la lectura
MILLONES móvil no sólo
TIENEN como
ACCESO A un reto para los educadores sino como
DE PERSONAS
características de los sujetos considerados “lectores móviles”
una TELÉFONO MÓVIL
para queLAS
en países EN EL MUNDO
en desarrollo y concluye con un exhorto al estudio
oportunidad REDES DE
los fabricantes, TELEFONÍA
operadores, la CELULAR ALCA

MÁS DEL 95%


TIENEN ACCESO industria editorial, ONGs y gobiernos planteen escenarios de
del impacto que tienen los dispositivos en las tareas A UNde
INODORO colaboración que promuevan en los ciudadanos el uso de los
alfabetización y promoción de la lectura.
dispositivos como herramientas de aprendizaje a lo largo de
El uso de dispositivos móviles en la educación es un toda su vida.
elemento fundamental en la construcción de conocimiento, ya DE LA POBLACIÓN MUNDIAL

LA LECTURA MÓVIL ES ACCESIBLE


que se incrementan las posibilidades de interactuar, se mejora
la comunicación; por lo tanto, se elimina la barrera que separa
Dr. Javier Elguea
a docentes y alumnos. La tendencia actual hacia el uso de
dispositivos móviles en la educación está enfocada a que, en el Rector del INTTELMEX y Director del programa
futuro, cada vez se utilice más esta tecnología en las aulas. de Educación Digital de Telmex
LEER EN UN DISPOSITIVO MÓVIL LEER LIBROS TRADICIONALES
2¢ DE DÓLAR
5 $30
LOS LIBROS SON ESCASOS
BIBLIOTECAS POR HABITANTE

LA MAYORÍA DE LAS PERSONAS EN


ÁFRICA SUBSAHARIANA REINO UNIDO
1 : 15,000
NO POSEEN UN SÓLO LIBRO

1 : 1,350,000
EN PAÍSES POBRES, LAS ESCUELAS
RARAMENTE PROPORCIONAN
LIBROS DE TEXTO
NIGERIA

PERO LOS TELÉFONOS MÓVILES ESTÁN EN TODOS LADOS

7 4.5
MIL 6
MIL MILLONES MIL MILLONES
MILLONES TIENEN ACCESO A
DE PERSONAS TELÉFONO MÓVIL
EN EL MUNDO LAS REDES DE TELEFONÍA CELULAR ALCANZAN

MÁS DEL 95%


TIENEN ACCESO
A UN
INODORO

DE LA POBLACIÓN MUNDIAL

LA LECTURA MÓVIL ES ACCESIBLE


LEER EN UN DISPOSITIVO MÓVIL LEER LIBROS TRADICIONALES
2¢ DE DÓLAR
$15 $30
Dlls.

LO QUE SABEMOS ACERCA DE LA LECTURA MÓVIL

33 MINUTOS
AL MES 207 MINUTOS
AL MES

EN LOS PAÍSES EN DESARROLLO, LOS HOMBRES PERO LAS MUJERES LEEN SEIS VECES MÁS
LEEN TRES VECES MÁS EN DISPOSITIVOS MÓVILES AL MES QUE LOS HOMBRES

UN TERCIO DE LOS LECTORES LOS LECTORES PRINCIPIANTES LAS PERSONAS LEEN MÁS

OS LADOS MÓVILES USAN SUS TELÉFONOS


PARA LEERLES A LOS NIÑOS
TIENEN ACCESO A TEXTOS
APROPIADOS A SU NIVEL
CUANDO EMPIEZAN A LEER
EN UN TELÉFONO MÓVIL

¿QUÉ DEBE HACERSE?


КНИГИ
BOOK
S
LIBROS
LIVRES
ELULAR ALCANZAN

L 95%
INCREMENTAR EXPANDIR LA PROMOVER ENSEÑAR A LAS
LA OFERTA CONECTIVIDAD ACCESO LIBRE PERSONAS A
DE IDIOMAS DE BANDA A LOS DERECHOS ACCEDER
ANCHA DE AUTOR A LIBROS EN
SUS TELÉFONOS
N MUNDIAL
AYUDAR A LOS DIVERSIFICAR FACILITAR

E
LECTORES MÓVILES CONTENIDOS EL ACCESO
A ENCONTRAR A LA TECNOLOGÍA
HISTORIAS PARA MÓVIL A LAS
SUS HIJOS MUJERES

CIONALES WWW.UNESCO.ORG/EDUCATION
DESCAR GUE EL ESTUDIO COMPLETO EN:
http://www.unesco.org/new/en/unesco/themes/icts/m4ed/mobile-reading/reading-in-the-mobile-era/

30
Compartir: la naturaleza social
de la lectoescritura en la Red
Sin lugar a dudas, la principal fortaleza del estudio La online que parten de búsquedas o de las sugerencias de
lectura en la era móvil es demostrar que, lejos de constituir un otros usuarios y se continúa en un ciclo de difusión de la
retroceso respecto a los soportes tradicionales de lectura, los información basado en el acto de compartir. Al transmitir
teléfonos móviles representan la opción más innovadora y información en la red se genera un circuito que va de la
democratizadora de acceso a los libros, particularmente en lectura y la posterior escritura por parte de un usuario a la
los países más carenciados de bienes y recursos culturales. repetición del binomio por parte de otro. En compartir, más
No obstante, la indagación de dicho potencial de lectura que en leer o escribir, reside la clave de la naturaleza social de
habría que focalizarlo no solo en los libros digitalizados, las prácticas de lectoescritura en Red.1
sino en todas las plataformas y aplicaciones que ofrece la
En América Latina, a pesar de las graves desigualdades
Red, particularmente los buscadores, blogs y redes sociales.
sociales y económicas, la situación del acceso a Internet no es
Aunque es bastante obvio que todo lo que se consume
tan dramática como en el caso de algunos países africanos.
online y offline tiene diferente valor simbólico, densidad
Países como Uruguay, Argentina, Brasil, Colombia, Costa
cognoscitiva y alcance reflexivo, lo cierto es que las personas
Rica, y más recientemente México, están dando batallas
que poseen un celular leen y escriben permanentemente
importantes para reducir la brecha digital a través de diversas
desde que se levantan hasta que se acuestan. Responden
iniciativas, donde destaca el Modelo Uno a Uno (One lap, one
decenas de mensajes a lo largo del día, buscan información
child). El ejemplo paradigmático sin lugar a dudas es el de
de todo tipo y publican en las redes socio-digitales. Sin
Uruguay, que además de ser pionero (2007) en instrumentar la
embargo, las encuestas que miden el comportamiento
experiencia de dar una computadora portátil (XO) a cada niño
lector omiten preguntar sobre dichas prácticas y cuando
que puede llevar y traer de su casa a la escuela, ha conseguido
las personas son interrogadas acerca de sus hábitos y
una cobertura de prácticamente el 99% dentro de la población
preferencias de lectura, no las mencionan ni reconocen. De
escolarizada. El impacto del modelo sobre el aprendizaje en el
ahí que parece pertinente preguntarse por las huellas que
aula sigue siendo motivo de controversia entre los expertos
van imprimiendo estos modos compulsivos de leer y escribir
por los magros resultados alcanzados según las expectativas
—sin condenarlos ni exaltarlos a priori—, en la experiencia de
a corto plazo depositadas por los gobiernos de la región y
ser y estar en el mundo de diversos grupos socio-culturales
organismos internacionales.2 No obstante, entre los efectos
(Winocur, 2015).
positivos de la llegada de la XO al hogar,3 “está el de haber
Coincidimos con la afirmación de que “el acceso a libros propiciado la lectura y la inquietud por explorar temas de
no garantiza de ningún modo ni necesariamente fomenta interés entre los adultos de baja escolaridad, que no lo
siquiera la lectoescritura. Tirar con paracaídas libros a las hacían desde que abandonaron la escuela en la primaria, o la
personas –sea a través de teléfonos celulares u otros medios– secundaria. Todos los que consultan, o buscan algún tipo de
es exactamente eso: dejar caer libros y marcharse. Extraer información, incluso los que lo hacen ahorrándose el paso de
un significado de los textos es un acto complejo que no se manipular la computadora hasta llegar a los exploradores con
produce sólo con la exposición” (p. 18). Además del papel la ayuda de sus hijos, están practicando una lectura orientada
insustituible que sigue teniendo la escuela en el desarrollo a satisfacer algún tipo de requerimiento, regular o eventual,
de habilidades básicas para la lectoescritura, cualquier de la vida cotidiana (clima, problemas de salud, direcciones
política de promoción de la lectura a través de los celulares o trámites), pero también a buscar referencias de autores,
tiene que vincular la oferta de libros digitales con las películas, música, noticias, etcétera, por simple placer o
motivaciones e intereses cotidianos de los jóvenes. Lo que curiosidad. Habría que indagar de forma más sistemática
hemos denominado modos compulsivos de lectoescritura, qué tipo de alcance tiene esta nueva práctica lectora
tienen como fuerte motivación la necesidad de las personas motivada por la necesidad de resolver problemas individuales,
de cualquier condición social de estar comunicados familiares y grupales, o de compartir en familia posibilidades
permanentemente con sus referentes afectivos más cercanos, inéditas de entretenimiento”.4
pero también representan la forma más extendida y aceptada
En el documento se reconocen los sesgos que introduce
de inclusión social. Esto es particularmente evidente en
en el estudio el hecho de que la muestra se circunscriba a los
el caso de los adolescentes y jóvenes, que asumen que los
usuarios de la plataforma Worldreader Mobile de siete países
que no están en las redes sociales no existen. En todas las
en desarrollo: Etiopía, Ghana, India, Kenia, Nigeria, Pakistán
actividades que desarrollan en las redes sociales y blogs
y Zimbabue, y además se limite a aquellos que respondieron
están involucradas de manera explícita e implícita múltiples
voluntariamente. Seguramente se podría ampliar mucho más
referencias de datos y textos que combinan información
el margen de los interesados en participar en la encuesta,
de diversas fuentes. Sabemos muy poco acerca de qué
si en lugar de preguntarles específicamente por los libros
nuevo tipo de síntesis cognoscitivas producen en el espacio
que leyeron en dicha plataforma, se los interrogara acerca
biográfico porque tendemos a menospreciarlas como lecturas
de los diversos modos de lectoescritura que practican
dispersas, superficiales y fragmentarias. Se hacen lecturas
cotidianamente en la Red, aunque no sean reconocidos de

1 Ver Winocur, Rosalía (2015) “Prácticas tradicionales y emergentes de lectoescritura en jóvenes universitarios”, en García Canclini, N., Nivón E.,
Winocur, R. y Pérez, Carmen; Hacia una antropología de los lectores. Fundación Telefónica/UAM I/Ariel. (En prensa).

2 Los detalles de esta discusión pueden consultarse en diversos documentos publicados por el BID y CEPAL en sus páginas WEB.

3 Ver Winocur, Rosalía y Sánchez Vilela, Rosario (2012) Evaluación cualitativa de las experiencias de apropiación de las computadoras portátiles XO en las
familias y comunidades beneficiarias del Plan Ceibal. BID, FOMIN, PROYECTO RAYUELA Y CENTRO CEIBAL, http://www.ceibal.org.uy/index.php?op-
tion=com_content&id=909&Itemid=58

4 Winocur, Rosalía y Sánchez Vilela, Rosario (2015) Familias pobres y computadoras. Planeta. (En prensa). p. 145.

5 Ver Winocur, Rosalía (2015) “Prácticas tradicionales y emergentes de lectoescritura en jóvenes universitarios”, en García Canclini, N., Nivón E.,
Winocur, R. y Pérez, Carmen; Hacia una antropología de los lectores. Op.cit.
esa forma, tales como chatear, mensajear, publicar, mirar, significativos son aquellos cuyas instrucciones de uso se
postear, etcétera. Lo cual implica asumir que la lectura y hallan en lugares que NO son únicamente libros:
escritura en la Red son prácticas indisociables, heterogéneas
“No resulta fácil decir de qué lugares se trata, pero la
y polisémicas, y que el desafío no es realizar un inventario
lengua del mundo, hoy en día, sin duda alguna se gesta en la
de las mismas sino comprender su diversidad y significación
televisión, en el cine, en la publicidad, en la música ligera, tal
en el complejo entramado de sus prácticas cotidianas en
vez en el periodismo. Es una especie de lengua del Imperio,
la Red. Para lo cual es necesario impulsar investigaciones
una especie de latín hablado en todo Occidente. Está formada
que focalicen más la atención en recuperar los significados
por un léxico, por una determinada idea de ritmo, por una
y representaciones de las prácticas de lectoescritura
colección de secuencias emotivas, por algunos tabúes,
tradicionales y emergentes (reconocidas y negadas), que en
por una idea concreta de velocidad, por una geografía de
las conductas observables de lo que leen y cómo lo leen.5
caracteres. Los bárbaros van hacia los libros, y van de buena
Sobre la brecha de género, los datos de la encuesta gana, pero para ellos tienen valor únicamente los escritos
indican que en términos absolutos “los lectores en celular en esa lengua, porque de esta forma no son libros, sino
hombres sobrepasan considerablemente a los lectores en segmentos de una secuencia más amplia, (….) que a lo mejor
celular mujeres en los países estudiados. En promedio, hay se ha generado en el cine, ha pasado por una cancioncita, ha
aproximadamente 3 lectores móviles hombres por cada desembarcado en televisión y se ha difundido en Internet”.6
mujer.” (p. 26). Es probable que de ampliar la muestra en
Por último, una investigación más comprensiva sobre el
los dos aspectos mencionados en el apartado anterior (no
fenómeno y alcances de la lectura en los nuevos dispositivos
limitar a los usuarios de la plataforma, ni preguntar solo por
digitales, implica preguntarse acerca de: ¿cuándo y con quién
la lectura de libros digitales), la brecha de género disminuya
leen los usuarios de teléfonos móviles?, ¿cómo organizan y
considerablemente. Diversos estudios en América Latina,
relacionan la información que leen?, ¿cuáles son los procesos y
revelan que las mujeres son las que hacen un uso más
las estrategias que desarrollan para comprender el significado
intensivo del celular, y también más pragmático vinculado a
y reconstruir el sentido de los textos que leen?, ¿cómo se
la organización cotidiana de las tareas domésticas, el cuidado
reciclan, traslapan o resignifican los modos de leer emergentes
de los hijos y sus obligaciones laborales. Lo cual podría
con los tradicionales?, ¿qué tipo de nuevas organizaciones
ser congruente con lo que la mayoría de los encuestados
conceptuales produce la lectura fragmentada de diversos
en África (67%) declara como motivo principal para leer
textos en soportes digitales?, ¿cuáles son las diferencias en
en el celular “la comodidad” (p. 36). Habría que indagar en
las prácticas de lectura en pantalla y en papel?, ¿cuáles son
profundidad que significa “comodidad” en las realidades
los contenidos más habituales que circulan y se socializan?,
estudiadas. Significados que seguramente trascienden a los
¿qué tipo de continuidades y discontinuidades se producen
libros en formato digital, y que por consiguiente nos obligan
entre las prácticas emergentes y tradicionales?, ¿cuáles son
a situar el problema de la lectura en un universo de prácticas
los intereses, inquietudes y motivaciones más recurrentes que
y representaciones mucho más amplias que las que se
organizan el sentido en dicho espacio biográfico?, ¿qué tipo de
desprenden de leer o no leer libros en cualquier soporte.
nuevos consumos culturales se generan a partir de la lectura
Respecto a las preferencias del tipo de lecturas que en Red?, y a la inversa, ¿qué nuevas lecturas se incorporan
realizan los encuestados en la plataforma Worldreader como producto de dichos consumos culturales?
Mobile, destaca el género de novelas románticas. Es necesario
indagar más a fondo en qué medida este género se vincula
con el consumo de las series y telenovelas más populares. Dra. Rosalía Winocur
Nuevamente, esto implica elaborar interrogantes más Departamento de Educación y Comunicación de la
amplios sobre el consumo cultural en los nuevos soportes, UAM. Miembro del Sistema Nacional de Investigadores
donde los libros que más probabilidades tienen de volverse y de la Academia Mexicana de Ciencias

6 Baricco, Alessandro (2008), Los bárbaros. Ensayo sobre la mutación; Anagrama, Barcelona. p. 89.
Oficina en México
Organización
de las Naciones Unidas
para la Educación,
la Ciencia y la Cultura

www.unesco.org/new/es/mexico
Consulte el Informe La lectura en la era móvil: http://bit.ly/1Ko7ncZ