Vous êtes sur la page 1sur 2

Derecho la justicia

El acceso a la justicia se define como un acceso de todos a los beneficios de la justicia y del
asesoramiento legal y judicial, en forma adecuada a la importancia de cada tema o asunto, sin
costosos o con costos accesibles, por parte de todas las personas físicas o jurídicas, sin
discriminación alguna por sexo, raza o religión.

Derecho a las garantías de audiencia

Es el derecho que tiene toda persona para ejercer su defensa y ser oída, con las debidas
oportunidades y dentro de un plazo razonable, por la autoridad competente previo al
reconocimiento o restricción de sus derechos u obligaciones

Derecho a la propiedad

El derecho de propiedad es el poder legal e inmediato que tiene una persona para gozar, disponer
y revindicar sobre un objeto o propiedad, sin afectar los derechos de los demás ni sobrepasar los
límites impuestos por la ley.

El derecho de propiedad abarca todos aquellos bienes materiales que pueden ser apropiados, de
utilidad, de existencia limitada y que pueden ser ocupados.

Es decir, si una persona es propietaria de un espacio de tierra en la que crece un sembradío de


batatas, por consecuencia es dueña de las batatas que ahí se cosechan y puede hacer con ellas lo
que le parezca más conveniente, es decir, venderlas, regalarlas o donarlas, siempre en dentro del
marco que limita la ley.

Derechos sexuales y reproductivos

Derechos de las mujeres y los hombres a tener control respecto de su sexualidad, a decidir libre y
responsablemente sin verse sujetos a la coerción, la discriminación y la violencia; el derecho de
todas las parejas e individuos a decidir de manera libre y responsable el número y espaciamiento
de sus hijos y a disponer de la información, la educación y los medios para ello, así como a alcanzar
el nivel más elevado de salud sexual y reproductiva. Así definieron los derechos sexuales y
reproductivos de las personas tanto la Conferencia sobre Población y Desarrollo (El Cairo, 1994)
como la Cuarta Conferencia Mundial sobre la Mujer (Beijing, 1995).
Derecho a la educación

El derecho a la educación es un derecho humano reconocido y se entiende como el derecho a una


educación primaria gratuita obligatoria para todo ciudadano, una obligación a desarrollar una
educación secundaria accesible para todos los niños (sin distinción racial), como también un
acceso equitativo a la educación superior, y una responsabilidad de proveer educación básica a los
individuos que no han completado la educación primaria

Derecho a un medio ambiente sano

Toda persona debería ser capaz de vivir en un ambiente propicio para su salud y bienestar. Los
Estados deben tomar medidas concretas y progresivas, individualmente y en cooperación con
otros, para desarrollar, implementar y mantener marcos adecuados para habilitar todos los
componentes necesarios para un ambiente saludable y sostenible, que abarque todas las partes
del mundo natural. Esto incluye la regulación de las empresas y otros actores privados en sus
operaciones nacionales y extraterritoriales.