Vous êtes sur la page 1sur 2

DCHO TRIBUTARIO Y FINANCIERO

1. 1. Barquisimeto, Junio de 2015 UNIVERSIDAD FERMÍN TORO VICERRECTORADO


ACADÉMICO FACULTAD DE CIENCIAS JURIDICAS Y POLITICAS ESCUELA DE
DERECHO FUENTES DEL DERECHO TRIBUTARIO EL TRIBUTO Barquisimeto,
Septiembre de 2015
2. 2. INTRODUCCION El objetivo del presente informe, es dar a conocer las diferencias
entre las fuentes del derecho Tributario y el Derecho Financiero, diferenciando los
distintos tributos establecidos en las normas tributarias aplicados a las personas
naturales y jurídicas que se encuentren en los supuestos de hechos establecidos, para
así tener una mejor comprensión de los mismos y abarcar los temas de las Fuentes de
Derecho Tributario y El tributo y así poder encontrar las diferencias entre un Derecho y
otro, el cual el Derecho Tributario o Derecho Fiscal es una de las ramas del Derecho
Publico, dentro del Derecho financiero, teniendo en cuenta que uno esta dentro del
otro. Este precepto consagra la supremacía de la norma escrita sobre cualquier otra,
utilizando la expresión ley en un sentido amplio para referirse a toda norma jurídica
escrita, sin distinción alguna en razón de su rango. Por tanto el Código Civil al referirse
a la ley, equipara a esta con cualquier norma escrita. La principal peculiaridad que el
derecho tributario presenta en materia de fuentes, es la especial importancia el
principio de legalidad. En materia financiera por tanto, la ley adquiere un significado
relevante, entendiendo el término ley en su sentido estricto como norma escrita
superior entre todas cuyo prototipo es la dictada por el poder legislativo.
3. 3. Fuentes el Derecho Tributario Constituyen fuentes del derecho tributario: De las
diversas categorías y aceptaciones de la expresión de fuentes del derecho, al hablar
aquí de fuentes nos referimos a los modos o formas de manifestarse externamente el
derecho positivo (la norma escrita), es decir, a modos de creación de normas jurídicas.
Las fuentes del derecho tributario, aunque con algunos matices, son las mismas que
corresponden al resto del Ordenamiento jurídico, que según el art.1 del Código Civil
son: la ley, la costumbre y los principios generales del derecho. La principal
peculiaridad que el derecho tributario presenta en materia de fuentes, es la especial
importancia el principio de legalidad. Es el conjunto de normas jurídicas que se
refieren al establecimiento de los tributos, esto es, a los impuestos, derechos y
contribuciones especiales, a las relaciones jurídicas que se establecen entre la
administración y los particulares con motivo de su nacimiento, cumplimiento o
incumplimiento, a los procedimientos oficiosos o contenciosos que pueden surgir y a
las sanciones establecidas por su violación. En el Derecho Tributario existe el principio
de que a través de la ley y solo por ella se puede ejercer el poder de autoridad estatal.
4. 4. EL TRIBUTO Los tributos son ingresos públicos de derecho público1 que consisten
en prestaciones pecuniarias obligatorias, impuestas unilateralmente por el Estado,
exigidas por una administración pública como consecuencia de la realización del
hecho imponible al que la ley vincule en el deber de contribuir. Su fin primordial es el
de obtener los ingresos necesarios para el sostenimiento del gasto público, sin
perjuicio de su posibilidad de vinculación a otros fines. El carácter coactivo de los
tributos está presente en su naturaleza desde los orígenes de esta figura. Supone que
el tributo se impone unilateralmente por los agentes públicos, de acuerdo con los
principios constitucionales y reglas jurídicas aplicables, sin que concurra la voluntad
del obligado tributario, al que cabe impeler coactivamente al pago. Debido a este
carácter coactivo, y para garantizar la auto imposición, principio que se remonta a las
reivindicaciones frente a los monarcas medievales y que está en el origen de los
Estados constitucionales, en Derecho tributario rige el principio de legalidad. En virtud
del mismo, se reserva a la ley la determinación de los componentes de la obligación
tributaria o al menos de sus elementos esenciales.
5. 5. Diferencia existente entre las fuentes del derecho tributario con el derecho
financiero El Derecho Financiero es aquella rama del derecho público interno que
organiza los recursos constitutivos de la Hacienda, del Estado y de las restantes
entidades públicas, territoriales e institucionales, y que regula los procedimientos de
percepciones de los ingresos y ordenación de los gastos y pagos que tales sujetos
destinan al cumplimiento de sus fines. Mientras que el Derecho tributario se encarga
de comprender las normas que regulan la actuación del estado en todo lo relativo a la
obtención de recursos (Tributarios, patrimoniales y crediticios) y las relaciones que se
generan con esa actividad. Por lo que podemos decir que la diferencia entre el las
fuentes de Derecho tributario y Derecho Financiero es que el Derecho Financiero se
encarga de organizar los recursos de la Hacienda, del Estado y de las demás
entidades publicas, regulando así todos los procedimientos de los ingresos y
ordenación de los gastos y pagos e integran la actividad financiera y cuyos caracteres
han permitido delimitar con precisión la verdadera naturaleza jurídica de esa actividad,
de allí que el estudio de los gastos e ingresos públicos pertenezca al ámbito del
Derecho Financiero, pues la actividad financiera se traduce en una serie de entradas
de dinero o transferencias monetarias (ya de carácter coactivo o voluntario) en las
cajas de los organismos públicos, así como de salidas o erogaciones que el Estado y
los demás entes públicos deben efectuar para adquirir bienes y factores para producir
bienes y servicios públicos.
6. 6. Es decir, tanto para el mantenimiento de los entes públicos como para la realización
de los económicos y sociales previamente autorizados, mientras que el Derecho
Tributario se encarga de la comprensión d las normas que regulan la actuación del
Estado en todo lo relacionado a la obtención de recursos tanto tributarios,
patrimoniales y crediticios, ya que en el Derecho Tributario existe el principio de que a
través de la ley y solo por ella se puede ejercer el poder de autoridad estatal. Es decir
que se refiere al establecimiento de los tributos, esto es, a los impuestos, derechos y
contribuciones especiales, a las relaciones jurídicas que se establecen entre la
administración y los particulares con motivo de su nacimiento, cumplimiento o
incumplimiento, a los procedimientos oficiosos o contenciosos que pueden surgir y a
las sanciones establecidas por su violación
7. 7. CONCLUSIONES Para concluir, podemos decir que aunque el Derecho Tributario
pertenece al Derecho Financiero, el Derecho Tributario establece un sistema de
principios como el de legalidad, que consiste en que no podrá establecerse impuestos,
tasas o contribuciones que no estén expresamente previstas como tales por la ley, así
como tampoco ninguna otra forma de incentivos fiscales, tales como rebajas,
exoneraciones ni exenciones. Por esta razón se ha ideado un sistema tributario que
permita disponer de una suma de medios capaces para lograr la esencia de un Estado
sin importar su forma o sistema de gobierno, pues hasta los mas dictatoriales o
autoritarios disponen de alguno; mas bien, en estos es donde mas se profundiza en su
implementación, ya que puede ser usado como herramienta represiva hacia aquellos
que le adversan. El sistema tributario también se desarrolla atendiendo la distribución
territorial de los poderes públicos, es decir, en el nivel nacional, estadal y municipal. En
cada uno de ellos se han venido creando. En el nacional, está lo relacionado con la
organización, recaudación administración y control de los impuestos sobre la renta;
sobre sucesiones, donaciones y demás ramos conexos.